m XXI.--2.a EPOCA.-NUM. 1024
m XXI.--2.a EPOCA.-NUM. 1024

SABADO 17 NOVIEMBRE DE 1906

SEMANARIO INDEPENDIENTE

FUNDADOR Y DIRECTOR-PROPIETARIO: D. Juan Marqués Arbona. REDACTOR-JEFE: D. Damián Mayol Alcover. REDACCIÓN y ADMINISTRACIÓN: calle de San Bartolomé n.° I7.-SÓLLER (Baleases)

DESDE PARIS
En el Sóller, que recibí el miércoles de esta semana, vi que en mi penúltima correspondencia me hicieron decir los cajistas algunas barbaridades de bulto que yo no había escrito, entre ellas «se propone lo exótico á lo indígena» en vez de «se pospone», y que Caín era hijo de Noé. Supongo que el buen sentido de los lectores sustituyó por las verdaderas las palabras equivocadas ya en el instante mismo de leerlas, y que hasta los menos fuertes en Historia Sagrada suprimieron in mentís el punto de la i para hacer con ésta y la n una letra de tres piernas, que
había de resultar ser la m necesaria co
mo final para expresar el nombre del se gimdo hijo del gran patriarca hebreo.
Y hecha esta que he creído indispen¬ sable aclaración, permítaseme reanudar el hilo de mi escrito anterior, que razo nes ya entonces indicadas obligáronme á
cortar.
La pastoral colectiva con que los car¬ denales; arzobispos y obispos franceses acataron las disposiciones del Soberano Pontífice; declarando á su suprema Auto ridad filial sumisión, fué justamente ce¬ lebrada y por los católicos de todas las naciones del globo sinceramente aplaudí da; pero en Francia, donde la semilla de los recelos y de las desconfianzas á la voz paternal del Jefe de la Iglesia había «ido sembrada con profusión por la pren sa sectaria en el campo del catolicismo, si no fué contraproducente el efecto, se leyó por lo menos por la gran mayoría de fieles indecisos con la mayor frialdad. Y mientras tanto, Enrique des Houx, con sus más ardientes partidarios seguía la campaña, y la «Liga de los Católicos
de Francia» se extendía considerable
mente por todos los ámbitos de la nación, constituyéndose asociaciones cultuales
eu todas partes (menos en París ¡cosa extraña!) bajo los mismos estatutos que la mencionada «Liga» iba facilitando á quienes se los solicitaban. En 19 de Oc¬
tubre había constituidas 61 de dichas
asociaciones, y este número ha ido aumen tnndo todos los días, hasta que hoy, en tre las que quedan constituidas definid vamente y las que tienen sus trabajos de organización terminados y pendientes de aprobación los estatutos, se eleva á 260,
resultado maravilloso obtenido en solo
cuarenta días de predicación y de esfuer¬
zos de los autores del cisma.
Verdad es que las circunstancias han favorecido también á estos, y que otros elementos, involuntariamente tal vez, al éxito han contribuido; pero de todos mo¬ dos se vé cuan predispuestos dejó á los católicos que esas asociaciones cultuales apresúranse á formar á medida que va aproximándose el fatal y temido 11 de Diciembre, el título sugestivo de «la Francia para los franceses» que supo es¬ coger Mr. des Houx para su campaña anti vaticana, digámoslo así, ampliada
con otros escritos tales como «Un con¬
flicto de conciencia», «Contra el oro ex tranjero», «Roma usurpadora», etc., ca¬ va virulencia puede á través de estos tí lulos fácilmente adivinarse, y cuyo obje to no ha sido otro que el de excitar el patriotismo de los católicos en provecho de su causa, haciéndoles aún más odiosa, si cabe, «la intromisión extranjera en su política, y la sed de dominación de la Cu ria romana, del clericalismo europeo, del jesuitismo germánico, en las personas, en las voluntades, en las conciencias de los patriotas franceses.»
Y con haber sido poderoso y eficaz el esfuerzo de Mr. des Houx para inclinar hacia el gobierno la balanza de esa parte de la opinión que tanto tiempo se mantu vo al fiel, aún lo fué más, muchísimo más, un solo artículo que apareció en el mis mo periódico «Le Matin» en 23 de Octu bre bajo el titulo de Fax, suscrito por

un Abbé X... Es posible que sea éste un cura auténtico, oculto detrás de la letra que emplean los matemáticos para desig¬ nar la incógnita, pero lo sería también que fuera un sacerdote apócrifo, un ardid del juego de la política anti clerical que aquí domina; sea lo que fuere, á este es crito se le puede muy bieu aplicar aque lio que solemos decir en Mallorca, de que «se cogen más moscas con una cucha¬ rada de miel que con un tonel de vina¬ gre», porque, realmente, la dulzura es una de las cosas que más atraen. En efecto, el estilo humilde, seguro, respe
tuoso, razonado, del escrito en cuestión, exposición dirigida á los cardenales, ar¬ zobispos y obispos de Francia con todo el respeto que-merece la Autoridad ocle siástica a un creyente sincero, á un su bordinado fiel, puso el púb ico documen to eu manos de todos, y ni aún los más intransigentes, los más fanáticos, los más furibundos adversarios de la ley con denada, pudieron levantar la vista del escrito antes de terminarlo, tal era el in terés que en todos los lectores desperta¬ ban las palabi’as convincentes, los sólidos
argumentos, la lógica de los razonamien tos con que, con una mansedumbre sim pática, seductiva, edificante, propia del inferior sumiso que desea persuadir y no
ofender con la contradicción ó con el apo
yo de ideas contrarias á las que sustenta su superior gerárquico, á quien desea de¬
mostrar su error sin faltar á su obedien
cia, suplicaba al episcopado francés que se hiciera iutérprete de los deseos, de los
clamores de los católicos de Francia ante
el Vicario de Jesu Cristo, á fin de obte
ner de éste la autorización necesaria pa
ra poder someterse á las leyes por qué se gobierna su patria querida.
Esta sencillísima exposición, que abar caba solamente el-espacio de dos colum ñas y media escasas en la primera pági na del diario, pudo más, hizo más aún,
conforme llevo dicho, con su seductor tí¬ tulo de «Paz» y su estilo reposado y hu milde, que los muchos escritos de Mr. des Houx, agrios, destemplados, belicosos en su mayor parte, y esto que no se puede
negar que han sido estos poderosísima palanca de la rebelión. Aquella fué, ó mejor dicho la negativa, el non possnmus con que fué contestada al día siguiente por el «Observatore Romano», órgano oficioso del Vaticano, lo que acabó de de¬
cidir á los irresolutos, á los que esperan
zados en una resolución pacífica de tran sigencia más ó menos diplomática, en al¬ gunos pasos de digna aproximación que evitara luchas fratricidas y efusión de sangre, habían llegado á creer en que el Papa, «que solo él podía salvar aún á la Iglesia católica de Francia, compadecién dose de sus hijos que no querían ser re¬ beldes á las leyes de su país ni cismáti¬ cos, les autorizaría, en su paternal, boudad, para doblegarse de hecho á las exi¬ gencias de la ley francesa de 9 de Diciem¬ bre de 1905.», y han quedado chasquea¬ dos. De ahí tomó su mayor fuerza el
cisma.
Porque no cabe duda de que cisma es el movimiento de los católicos franceses, que se va acentuando á medida que se aproxima la fecha en que el plazo expira para dar cumplimiento á la ley de sepa ración de las Iglesias del Estado: las cul¬ tuales fueron condenadas por el Papa, y las tales asociaciones se constituyen en número asombroso, inesperado. Será la intención de los que se asocian muy bue na, excelente, y de que es así hasta estoy convencidísimo, pues que creo es la sola de poder ejercer libremente el culto y conservar en propiedad las iglesias, los ornamentos sagrados, las reliquias y de¬ más objetos de valor, material ó artísti co, y, en una palabra, todos los bienes que á la Iglesia pertenecen, evitando de este modo que pasen á serlo de los esta¬ blecimientos comunales de beneficencia, ó del Estado, de la Provincia ó del Mu

nicipio directamente; pero no es esto de lo que se trata: aún cuando la intención sea buena, la formación de las cultuales, intervenga ó no el clero, (que de todo hay) se hace sin el beneplácito del Sobe¬ rano Pontífice, cabeza visible de la Igle¬ sia católica, apostólica, romana; desobe deciéndole, que es aún peor, desoyendo su voz, apartándose de sus consejos, de satendiendo su voluntad y consiguiente¬ mente separándose del gremio que milita bajo su Autoridad indiscutible, que otra cosa no es un cisma en mi humilde opi¬
nión.
Es decir, entre rebeldes ó cismáticos han preferido los católicos franceses ser esto último: el patriotismo ha ganado en
esa lucha titánica entre dos sentimientos
purísimos del alma, delicados, nobles, sa¬ grados ambos para los creyentes de ver¬ dad (de los indiferentes ó de los que en nada creen, á pesar de los más pomposos títulos con que se adornasen, no hay de qué hablar), que hace tiempo sostenían
eu su corazón. Y esto ha venido á con¬
firmarme en una de las convicciones que
hace tiempo sustento y que desde el final de mi penúltima correspondencia llevo expuesta: que el patriotismo obra mila¬ gros, en el sentido de que realiza cosas extraordinarias, inverosímiles, aparente¬ mente imposibles; de que lo puede todo, en una palabra, y de que condición pre¬ cisa para que un pueblo pueda llegar á ser verdaderamente libre, culto, próspero y grande, es que lo tengan sus hijos pro¬ fundamente arraigado en su corazón.

DESDE BARCELONA

SEMPRE QUIXOT

A mon íntim y coral amich En Guiyém Ripoll,
Si no fos per 1‘ agredo^ de rebel-lía qui a combatre t‘ empeny pie de coragge,
enlloch d‘ essé un quixot, relluhirias
dins la vila fet tot un personagge. Un bon vicari al-lota ‘t cercaría
católica, de llinagge ben honrat, y, al primer net, ton sogre te faría pujar de jugge á bai le y diputat. Ferias rol-ladeta á cá-un vey nobble, visitas á Don Prudent y an el Rector; t' alabaría prou la gent del pobble just només donántli sempre la rahó..... Peró tens massa viula y genio y destapas sas nafras á qui ‘s vuya y ets afectat per mes afegitor, de riure ‘t d' una moral am fuy y fuya. No ets cap bon al-lot—lFatalidad! Serás sempre quixot—may diputad
Alonso Panza.

«—un pira— i

—•

Colaboración

Una visita ai cementerio

Oeurtas de u.n turista.
Continuación
—Señora, el cielo amenaza lluvia y conviene retirarnos.
—Jó encare tenía algunes coses que
dirlí.
Vou á n’uxó li diven es salón de plan¬ tóos y hi ha qui li din es salón de curo-
nes.
Avuy dematí desprás d’aver berenat sa fia mayó ra’ha dit: raumare; aquest any passat cumencaren á pussá curones, quino n’havian pusades may, demunt sa térra d’allá hont enterran es pobres y jó he pensat qu’en purían pussá una demuuten Pepet nostru. Jó li he dit:
fleta meva hem d’aná en cuidadu de no
allargá es peu mes qu* es llensol. Sa vida
costa molí cara á Sólie. Per viure sa nes-
secita un dineral; ja heu vous, sa bugadera es diumenje sen dú una bona teyada y llevonses ve sa modista que mus aflea se§ estisores fine es cap d’avall de

sa bossa. Antes á S5lle, cuant es blat
anava á vintidos ó á vintitres, e3 pana
de peseta pessavan dos quilus afavorits y are qui va á quinze ó setsa y s’Ayunta-
ment ha llevats es drets d’es blat, per
afavori es pobres, es pans de peseta pe¬ san dos quilus rioxu rinxu. Pareix qu’es furnés no tenen raes qu’ un mótlu y sem¬ pre possan sa raateixa pasta. Y totes m’ han dit: foy raumare, naltrus hem de fe sa curona, vuy passaréra ab una arenga¬ da turrada y ja tenim lu nesessari per curaprarla. Eli val poch, perque ja les fan p’es pobres y totes han dit: si, si,
raumare, hem de fe sa curona; y una
raare qui may té un nó pe ses filies, ¿qu’
havía de fé? lus he dit. idó feilé. Yoste la
vourá allá baix y si li pega una mapada
me ferá raolt contenta.
—Señora será Y. servida.
—Venga per aquí qu’hi ha una esca¬ la. Jesús, de bendues, fujiu d’enmitx, pareix qu’estau en Uatrisidad de tant de mirá ses curones; perque are, senyó, á Sólle feim un carril y ja n’ hi ha qui voleo qu’ un llarap el sen duga á ciutat y el torn carregat de gent sensa fé tró. ¿No li pareix qu’aqueixa es raes grossa qu’es
Vexillles?
Veu tots aquets qui parexen estatúes, es queja vouen passá la raort qui corre d’una part á s’altre ab una guinaveta ben lluenta qui té un raanech qui s’allarga y s’acurse mes de cent paras y diu sempre cridant: cuidado que l’any qui vé ja no miraren raes, aixi mu cuntava raumare cuant era atlota. Ala fugiu d’
enraitx.
—Bajámos una escalinata que bien se merece el nombre de régia y un pasama¬ no artístico; y cansado de oir las mali¬ ciosas digresiones de mi Cicerona, aun¬ que me daban á conocer la vida íntima de este pueblo, rae retiré á ver el orato¬ rio que se hallaba lleno de señoras hasta
las afueras, las cuales, con un fervor de
verdaderas cristianas, arrodilladas, reza¬ ban con la mayor atención delante la preciosa figura del Santo Cristo del Re¬ medio. Edificado por aquel cuadro ver¬ daderamente cristiano, recé mi corta
oración.
Vuelto hácia la parte de la sala de plantones, como decía mi Cicerona, se presentó otro cuadro muy contrario del que acababa de ver. Los mirones que
todavía estaban allí como estáticos, pa¬
recían espantados por el relumbrón de la guadaña de la muerte. Las coronas que pendían de los mencionados apara¬ tos, vistas á media luz. parecían som¬ breros puestos en la cabeza de señoras vestidas de luto; las cintas largas y nu¬ merosas. mecidas por el débil céfiro que soplaba en aquel momento, ondea¬
ban detrás de sus cabezas como si flota¬
sen en un paseo público. La mescolanza de paganismo y cristianismo que allí se veía, me puso en un estado tan irritante que por poco no improviso una filípica,
como lo hiciera un misionero en presen¬
cia de los abusos pecaminosos del pue¬ blo que va á convertir. El recuerdo de
los deberes del turista me calmaron y
pude cambiar de posición. Como arrastrado por la gente que pug¬
naba para salir tomé el caminal som¬ breado por altos cipreses y algunos cho¬
pos.
Al llegar cerca de la puerta, rae llamó la atención una mujer sentada sobre las piedras que forman peldaño con la tierra
de la fosa común.
Mi Cicerona, que se hallaba ya cerca de mi, al ver que fijaba mi atención so¬ bre aquella mujer que lloraba amarga¬ mente, me dijo:
—No s’atur á mirarla! es una locanda
com Anteca y n’ Anquena, Li diven n’ Gramántica y ha trastornat es cap de moltes persones que, no cuntentes amb sos mestres que teniam, han fet veni frares de fora per ensenyarla.
—Será esto la Gramática?
—Axó mateix, senyó, axó mateix. —Razón tiene la pobre: acabo de leer acui por aquí, que sin duda escribió el mismo escultor. El Ayuntamiento debe¬ ría reglamentar este servicio y castigar
con mano dura á los infractores.
—Cá, no senyó, no es possible, si avuy possan una raunta demá la llevan y es municipal qui ha denuuciat sa falta lle¬ vó es culpable.

—Señora, voy á retirarme; muchas gracias por el favor que me ha dispensa¬
do. Tome V. una limosna.
—Senyó, no sa desincomot; en eualsevol cosa el puga serví, man y dispongue: á mi me diven na Catalina Llesques, perque en sé fé de frites molt bones y sobre tot ningú en sap fé de tan bones. y especialment sora molt trempada per fé ses de Papa que vosté sen lleparía es dits; jó estich á n’es carré des Butons, número 9, devant una casa qui bey há una sociedad qui diven ensenya de perde es temps, y males Rengos diven tam¬ bé que si juga molt á cartes d’interés. Jó crech que axó será ¡una calumnia, perque hey som anada moltes vegades á fe dissapte y may he vist que jugassen á cartas, solament jugavan á bolles de ba¬ tid. Diven que s’altre dia. hi haguó encarnat y blau per axó de jugá á cartes d’interés. Jó vatx veure una partida de senyós qui anaven y venían y feyen es¬ colta, peró devía essé per cosa d’ eleccións. No crech que sia per aixó que diven. Si s’enveja mascara val
Preocupado por las escenas que había visto, me preguntaba á mi mismo: y es¬ te pueblo no sabrá cambiar esta costum¬ bre con la que tenían sus mayores, que en este día repartían pan á los pobres so¬ bre la tumba de los que habían fundado las limosnas d’ En Escales según lo des¬
cribe el autor de la «Historia de Sóller»?
Que piadoso no sería en vez de estos apa¬ ratos de paganismo se colocase un pequeñito altar sobre la tumba, un crucifi¬ jo con varias luces y un muchacho ó una muchacha sentados juntos á la me¬ sa que repartiesen bonos de carne, pan y arroz á los pobres que se presentasen á rezar delante del crucifijo en sufragio de las almas de los difuntos que yaciau debajo de la mesa! Cuadros como este deberían establecerse, porque la iglesia solo admite para honrar á los difuntos la oración, la limosna y las lágrimas.
Con esto me encontré á la plaza y coa objeto de cenar y volver á salir después para dar un paseo por la calle de la Lu¬ na, que me digeron que esta noche era el punto designado para pasarla velada, me dirigí á la fonda.
Xiu.
Sóller Novembre—06.
FRUTA DEL TIEMPO
En las plantas Anfigamas ó celulares hay la familia Hongos que por si sóla comprende más de 400 géneros, de los cuales reúnen especies medicinales las himenomicetes y gasterornicetes de uríes. Estas plantas en su mayoría gela¬ tinosas, con alguna que otra suberosa, son muy variadas en su forma y de ahí la dificultad con que se tropieza para hacer una verdadera clasificación, por las variadísimas condiciones en que vi¬
ven. Durante el verano, en contados cli¬
mas, y mas probablemente en otoño, en otros, y siempre después de grandes llu¬ vias, es cuando en los sitios herbosos, húmedos y sombiíos suelen aparecer los hongos con una celeridad extraordina¬ ria. Son de forma y colores muy varia¬ dos, pero nunca se han visto de color verde, y absorben de la atmósfera las materias nitrogenadas con que se nu¬ tren, de la cual, á imitación de los ani¬ males, fijan oxigeno y despreuden ácido carbónico, y he ahí la causa poique en los sitios en que mucho abundan, ya que fijan el gas respirabie y despi-enden productos insanos, se sienta un olor in¬ cómodo, parecido eu ciertas ocasiones al
de la fetidez. Su historia data desde lar¬
ga fecha. Horacio en su Satir. iv libro 2.° ya cantó de una manera admirable los hongos de los prados. Los conocían tam¬ bién Teofrasto. Dioscérides y el príncipe
de la medicina Galeno. Nerón, que se¬
gún cuentan era un gran gastrónomo fué muy aficionado á comerlos, pues solía llamarlos el néctar, ó manjar de los dio¬ ses, y hay quienes opinan que su predi¬ lección por esta clase de vegetales, obe¬
decía á haber ocasionado la muerte de
Claudio, al que sucedió en su elevado cargo. En Siberia, cuya producción es extraordinaria, constituye el principal,

*5^-’ajaRE»K»jaM—-ssr-Lj<. 5

SOLLER

;jtQr bg decir el único, alimento de las sa de partido ó lo que se oye en los su¬ de crédito, de industria nacional, de co¬ que. por causas mucho menos graves de dicho guardia, el Juez Municipal

•clases pobres; en Alemania, en que tam¬ gestivos escaños del Parlamento. Esto es municaciones directas con todas las na¬ estallan aquí los fanatismos rojos y los de la novedad, se trasladó inmedia¬

bién abundan, ios comen hasta crudos, lo que sucede actualmente en España ciones. de los vínculos mercantiles ínti¬ fanatismos blancos? Y aun suponiendo tamente al lugar del suceso, junta¬

y en "Italia consideran que el zumo de limón es el mejor correctivo para evitar los envenenamientos. Hay, pues, boñ¬
igas venenosos, que lo son en una gran mayoría, hongos sospechosos, y hongos alimenticios y comestibles, que forman 0 más corto número. La gran analogía

exasperando al espíritu más patriota y mejor intencionado.
«Aquí, se dice, el gran problema, el hondo problema que tiene que resolver éste y cualquier Gobierno, ese] problema clerical. Sin esta resolución, nada de
positivo y práctico se puede hacer en los

mos y positivos (no poéticos como los de ahora) que debían existir entre España y las Repúblicas sudamericanas, del problema magno de la restauración y
desarrollo de nuestra marina mercante,
etc Y bien; ¿qué han hecho de prác¬
tico en este sentido todos ó la mayor

que haya necesidad de dar una solución al lia ruado problema clerical, ó más bien congregacionista, ¿no es inocente creer que negando la libertad y la vida á las Ordenes religiosas todos los demás pro¬ blemas van á quedar resueltos como por encanto?¿Han pensado bien los hombres

mente con el Secretario y escribiente del Juzgado; del Alcalde interino se¬
ñor Escalas; del Médico Sr. Marqués
y de una pareja de la Guardia civil, procediendo seguidamente á practi¬ car las diligencias propias del caso y
ordenando la conducción del cadá¬

é semejanza que existe éntrelos géneros demás ónienes del estado.»

parte de los Gobiernos españoles....? del actual Gabinete la conexión que la ver al cementerio, que se efectuó á

de hongos que son venenosos y otros q ue

Cuándo esto se afirma con todo el Nada ó bien poco, como no sea continuar cuestión religiosa podría tener con otras las once de la noche.

constituyen para el paladar, un plato aplomo y gravedad del mundo, es para la barbarie del fisco ó lo rigidez de las cuestiones más hondas relacionadas con -apetitoso, ha dado lugar en todo tiempo ponerse á temblar, si no estuviéramos columnas del Arancel, aferrándose atᬠlas más altas instituciones del Estado?

La casa del crimen

•á lamentables errores que, en ocasiones, curados de espanto, ante el porvenir de vicamente á una nivelación mal enten¬ Y si no sabe el Gobierno nada de esto,

Ya hemos dicho en qué punto se

Jian causado la muerte a personas y has¬ la desgraciada patria J española: díña¬ dida del presupuesto, nivelación que es poco tiene de Argos el ministro de la halla situada. Es una casa de una

ta á familias enteras. Señalar medios de se que por una especie de sino de no pocas veces la destrucciónjy la muerte Gobernación.

vertiente y se compone de planta ba¬

la ci 1 ap reci a c ió n co n q u e po d e r d i fe re n - fatalidad, estamos condenados á per¬ de otros horizontes en que el crédito

Aprendamos á obrar y vivir como Ale¬ ja, sótano y desván. En el sótano

eiar los hongos alimenticios de los vene¬ dernos.

puede ser fuente fecunda de nuevos ren¬ mania, como Inglaterra, como los Esta¬ hay la cocina y una puerta que dá

nosos es cosa bastante difícil, pues no

Evidentemente aquí se ha perdido ya dimientos y desenvolvimiento de la ri¬ dos Unidos, como Bélgica y aun como al campo por la parte de detrás. En

vale el que se diga que los que no son co- por completo la brújula de la buena go¬ queza nacional.

Italia, que son las primeras naciones del la planta baja hay el zaguán y un

.mestibles puestos en contacto de plata bernación; la nave del Estado se ve Y no hablemos del problema militar, globo, por haber olvidado el romanti cuarto dormitorio con ventana, sepa¬

ennegrezcan el metal, lo misino que her¬ amenazada por encrespadas olas y furio¬ así en su aspecto marítimo como terres¬ cismo revolucionario y perseguidor y radas ambas dependencias por la

vidos en un puchero con cebollas blan¬ sos vendavales, y para dirigirla á puerto tre; porque sou bien notorias la mala emprendido nua política realista, positi¬ escalera que baja al sótano y por la

cas, hagan también cambiar el color, en no se ven más que pilotos que no saben organización constitutiva del Ejército, va y salvadora.

que va al desván. En el desván hay

pardo negruzco, á estas últimas. En ser sino ministros de la tempestad la indefensión de nuestras fronteras, la

Y aquí, en España, imitemos á Cata¬ un cuarto dopaitorio y otro que lla¬

general se consideran venenosos, aque¬ misma.

ruindad de nuestra Marina (hazmerreír luña: es la región que más reciamente mamos porcho, destinado á almacén

llos hongos que despiden olor viroso, No negaremos que hay efectivamente de las poderosas naciones navales de proclama la necesidad de imitar á las de provisiones y otros objetos. En

desagradable y tienen además sabor en España un problema que, á falta de Europa, América y Asia), el estado la¬ grandes naciones, adoptando una políti¬ medio de esta dependencia yacía el

amargo, acre, ácido y picante y son ali¬ otro nombre menos hipócrita, se ha lla¬ mentable. en fin, en que nos encontra¬ ca seria, tolerante y universal, en la que cadáver de la anciana, con las pier¬

menticios ó comestibles los que, gene¬ mado anticlerical; la supuesta invasión mos en punto de organización militar. todos los ciudadanos puedan ejercer sus nas algo descubiertas, tendida sobre

ralmente, tienen la carne blanca, ó algo frailuna es, á lo menos, un problema España está hoy á merced del primer derechos civiles y políticos, y todos ten¬ el lado izquierdo y en medio de un

parecida al color de la canela, y que al para los exaltados de la izquierda de¬ invasor. ¿Qué será de ella, y sobre todo gamos á honra decir: soy español; como charco de sangre, producida por ha¬

quebrarse, que se hace cou suma facili¬ mocrática y para todos aquellos que, de Canarias y Baleares, el dia de una el inglés y el alemán la tienen al decir ber sido degollada.

dad^ aparecen con color rojo sangre, de después de haber proclamado la libertad, guerra internacional ó de una revolución con orgullo: soy inglés ó soy germano.

En el charco de sangre se perci¬

grato olor y ningún sabor siendo crudos, son sus mayores verdugos. Asombra el interior, cosa esta última que nos traería De esta manera, no se comprometerá el bían dos huellas de los zapatos del

ó si acaso muy parecido al sabor que ver que mientras Alemania, Inglaterra, forzosamente una revolución extranje¬ orden público, ni se pondrá á las más criminal.

nos deja la avellana fresca y verde. Estos Bélgica, Suiza, y Estados Unidos reciben ra....? Y ahora viene el infortunado ge¬ sagradas y altas instituciones en cami¬

En el cuarto dormitorio del des¬

ñongos, los comestibles, pueden secarse con la mayor cordialidad y respeto á las neral Loque á complicar el problema nos de perdición.

ván existen señales de que la ancia¬

sin grandes esfuerzos y su carne en este expulsadas congregaciones francesas, con sus exóticas reformas.

De la esencia del problema regiona- na debió esconderse en él, y que los

estado apenas se conoce que haya cam¬ los que se llaman á boca llena demócra¬

Pero lo más grave; lo más trascenden¬ lista, que es el más hondo que se agita criminales (pues se supone que fue¬

biado de color. En caso de duda, y á tas liberales nieguen la respiración y el tal <ie todo es que aun sin llegar á una en el seno de la patria, y ha de dar al ron más de uno), con una azada y

semejanza de que (el mejor de los dados aire á las congregaciones españolas, situación de guerra, está España á pun¬ traste muy pronto con todos los caci¬ una hacha, que se hallaron man¬

es no jugarlos) lo mejor que puede acon¬ traiéndolas con más dureza que á los to de sufrir el dia menos pensado, quizá quismos y convencionalismos políticos, chadas de yeso, dieron vanos gol¬

sejarse, es no comerlos, ó por si aca¬ masones, librepensadores y anarquistas. muy próximo, desmembraciones consi¬ trataremos en sucesivos artículos.

pes á la puerta y al tabique donde

so macerarlos, durante algunas horas, con partes iguales de agua y vinagre, ó bien con agua muy saturada de sal, é

Y todo en nombre de la libertad y del
progreso.
Pero es indudable que para la mayor

derables de su territorio. Hay que hablar claro, y el que más claro hable en estos críticos momentos, será más español y

Fray Salvador Font

(De A B C>.

Agustino

estaba la cerradura de la puerta, in¬ tentando abrir. Sin embargo, no
destrozaron la cerradura, lo cual ha¬

hirviéndolos después con igual solución parte del país el problema anticlerical no más patriota. Que oigan y entiendan los

ce suponer que la víctima abrió an¬

que se tira luego y se lavan con nueva agua sola. En Mallorca, si bien hay hongos venenosos, abundan bastante
los comestibles, llamados setas en caste¬

existe, ó de existir, no puede ni debe so¬ lucionarse en la forma que intenta el actual Gobierno, que en este asunto no ha sabido inspirarse en el criterio de un

actuales gobernantes y los que aspiren á
sucederles. La unidad de las naciones
sólo se conserva, ó por un poder político muy fuerte, ó por vínculos morales que

Crónica Local

tes de consumar los criminales sil obra.
Si bien en la ventana del cuarto
dormitorio dol zaguán se vieron li¬

llano y jirgolas y esclata-sanehs en ma¬ llorquín. La forma mas común con que suele presentarse esta clase de vegetales,

liberalismo sincero y respetuoso para las convicciones y creencias de la mayo¬ ría de los españoles. Esto lo conocen los

mantengan todas las regiones sólida¬ mente unidas, y no hilvanadas, en una sola aspiración. Desde el momento que

UNA ANCIANA DEGOLLADA

geras señales de haber sido forzada la persiana, es creencia que los cri¬ minales entraron y salieron por la

-es la aparasolada y en el se distingue, mismos prohombres del partido liberal

en este caso, un pié ó pezón, un som¬ que no están atacados de clerofobia.

brero convexo, algunas veces, por la

Para la mayoría, mejor dicho, para to¬

parte superior, y cóncavo, otras, cuya dos los españoles, existen otros poblé-

faz interior esta guarnecida de chapitas mas más trascendentales, de cuya solu¬

verticales, de tu hitos estrechos íntima ción pende la tranquilidad de los espíri¬

y simétricamente ligados entre si ó bien tus y el bien de nuestra desdichada pa¬

de una especie de redecilla finísima, que tria. Estos problemas son: el de la escuela

se deshace por la sola presión. El hongo y cultura nacional; el ecónomico. en sus

más usual, de los comestibles, entre no¬ tres principales fases de agrario, indus¬

sotros, es el esclata-sancho Coriinarius trial y mercantil; el militar, que entraña

Cinamomeus. Fríes: la jirgola, Pratella la respetabilidad del Estado, la paz inte¬

campestris. Fríes: la jirgola de figuera rior y la defensa del territorio; el de

Pr. arvensis: la jirgola de card, Rasilla nuestras relaciones internacionales, y.

heterophilla. Fríes: las jirgolas d- olivera sobre todo, el político, hoy más hondo

y de figuera de moro, Pleorotus Pelaloi- que nunca, por la levadura separatista

des y Pl. Opuntm; el cama seca, picor- que lleva en su seno el regionalismo

nell. oreyana, cantarellus Cibarius. Fríes; actual.

y peus de rata, Clavaria cinérea Bull. Estas y algunas otras más, que no re¬ cordamos, son las setas comestibles en

Estos, sin desconocer la importancia del religioso, son los problemas verdade¬ ros, los preeminentes, que deben preo¬

Mallorca; pues, no hay que negarlo, cupar á todo español que no haya perdi¬ cuando están bien condimentadas cons¬ do el sentido común y el amor á la inte¬

tituyen un alimento sabroso, si bien hay gridad de la patria. Hay qué buscar para que tener presente que las mejores, setas ellos una solución perentoria, si se quie¬

deben comerse siempre en poca cantidad, porque lo raénos que pueden producir son indigestiones y cólicos, no siempre

re que España se regenere, que su po¬ blación no emigre desfallecida de ham¬ bre y de miseria, sino que aumente y

de fácil resolución.

crezca y que. después de la catástrofe

J. T. y C.
Sóller y Noviembre de 1906.

colonial, no empiece la desraenbración y aniquilamiento de la Península é islas adyacentes. No hablamos de peligros

—'-rijn, v«aBta» .i

más ó menos próximos; son tristes rea¬

lidades las que exponemos.

Actualidades

Nadie puede negar que en punto á cultura, el estado de la gran masa de la

SITUACIÓN INSOSTENIBLE

población española es muy -lamentable; que mientras no se mejore, no se dará

De tal puede calificarse la del Gobierno actual. Nuestros políticos se muestran como fatalmente impelidos por el afán
de destruir con el título de reformar. Vamos ¿ tratar, en un diario de la ex¬
cepcional importancia de A B C, de la situación difícil porque atraviesa el Go¬ bierno actual y de las tremendas res¬ ponsabilidades que ante la nación y la
Corona han de incurrir los sucesores Go¬
biernos dinásticos si no tratan con gran
pulso, serenidad y prudencia, los proble¬ mas de honda trascendencia que se agi¬

un paso en la restauración de la patria basta ponerla al nivel de las naciones prósperas y progresivas; y, por último, que este mejoramiento no será un hecho hasta tanto que se dote ampliamente el ramo de la instrucción pública, se dig¬ nifique al catedrático, se dote á los pue¬ blos de escuelas y maestros retribuidos espléndidamente, y el Estado respete la sagrada libertad de enseñanza, á fin de que así por los Gobiernos, como por los particulares, se llene de escuelas y cen¬
tros docentes la nación. Imitemos en
esta materia la conducta de los Estados

tan en el seno de la patria española. La mayor de las calamidades de una
nación no es precisamente carecer de

Unidos, que es el país donde la cultura popular se halla más defendida y ele¬
vada.

Gobierno: cuando esto sucede, hay espe¬

El problema económico también es

ranzas de que en ese período crítico y una triste realidad. Sabido es cuanto se

angustioso se constituya un Poder fuer¬ ha escrito y hablado de política hidráu-

te y moderador. Lo más malo es que al : lira y de [idílica forestal, <le sindicatos

aquel poder no existe ó los vínculos mo¬ rales se debilitan, la integridad de una nación desaparece ó peligra, queda es¬ piritualmente rota y sin esperanza de que una mano poderosa y enérgica pue¬ da volver á soldar las partes separadas ó amputadas del organismo nacional.
Esto es lo que precisamente sucede hoy en España. Hay en Cataluña y pro¬ vincias vascongadas un partido que, afortunadamente, no es todavía separa¬
tista, pero que puede llegará serlo si per parte de los Gobiernos centrales no se varia por completo de conducta, median¬
te una enmienda radical. De las Cana¬
rias no hay que decir nada, porque todo el mundo lo sabe: los lazos que las unen á la Metrópoli cada día son más flojos, merced al inexplicable, al inconcebible abandono en que las tiene el Poder cen¬ tral. La pérdida de las Canarias puede ser muy pronto un hecho, yel problema político que está planteado en Cataluña y provincias del Norte, entraña tan in¬ mensa gravedad que, ó se le da una so¬ lución compatible con sus justas, con sus debidas aspiraciones, á la vez que con los intereses generales de la nación, ó de lo contrario, dejarán de ser españo¬ les de corazón, desde luego, y de hecho como y cuando les convenga.
Pero no. no queremos vivir, queremos suicidarnos. En vez de emprender una política franca y generosa de progreso, no acabamos nunca de salir de la políti¬ ca ideológica, de torneos oratorios y de cábulas de partido que nos matan para incapacitamos para la vida. Todos, todos nuestros políticos parece que están ata¬ cados de un vértigo huracanado y des¬ tructor que va á concluir con España. En vez de pensar en las grandes y vita¬
lísimas cuestiones arriba mencionadas,
las abandonan y crean un problema que no existe, porque el verdadero problema clerical, es decir, el problema religioso, empezará á existir con todas sus propor¬ ciones y funestas consecuencias si este ú otro Gobierno se empeñan en imitar ser¬ vilmente la política sectaria de Fran¬ cia. ¿Está España en las mismas condi¬ ciones que Francia? Es. indudable que no; luego es una verdadera locura polí¬ tica querer implantar en España unos radicalismos que traen aparejada consi¬ go una tremenda perturbación.
¿A quién que no esté falto de todo sen¬ tido político se le ocurre crear un pro¬ blema más y una dificultad más en la

Un horroroso asesinato cometido
en una anciana de 76 años ha veni¬
do á perturbar la tranquilidad de la sosegada ciudad de Sóller. La noticia se conoció el lunes por la noche y
desde entonces el tema de todas las
conversaciones recae sobro tan re¬
pugnante crimen.
A continuación damos á nuestros
lectores los detalles que poseemos del mencionado asesinato.
Antecedentes de la víctima
Respondía al nombre de Catalina María Frontera Bisbal, era viada y
tenía 76 años de edad. Vivía sola y
habitaba la casa de campo denomi¬ nada «Can Eigue», situada en la manzana 38 n.° 261, ó sea en la
huerta de Biniaraix, á unos cien
metros de distancia de la carrete¬
ra que de Sóller conduce á Fornalutx. Era propietaria de la finca en que vivía, y, según noticias, era poseedora de algunos bienes. Ocupᬠbase en pequeños trabajos agrícolas y caseros, con lo cual se ganaba su
sustento.
Presuntos temores de una desgracia
Durante el domingo último los
vecinos no vieron á la interfecta, lo cual no les llamó mucho la atención,
por suponer habría ido á Valldemosa, donde tiene una hija casada. Pero, en vista de que al siguiente día per¬
manecía cerrada la casa y que un
cerdo que había en ana pocilga daba fuertes gruñidos, sin duda por el hambre, los vecinos, entre los cuales
se hallaba una sobrina, llamaron
repetidas veces A la puerta de la casa, y como no se oyera ninguna res¬ puesta y ante el temor de una des¬ gracia, la sobrina mencionada fué
al anochecer á dar cuenta de lo que
ocurría al Juez municipal.
Trabajos del Juzgado
El Juez Municipal señor Deyá dió las debidas instrucciones al guardia municipal Fernando Beronguel, pa¬
ra que en unión de un cerrajero se abriese la puerta y le diese inme¬
diatamente cuenta caso de existir
novedad. Después de abierta la casa y acompañado el guardia municipal de dos testigos, practicó un reconoci¬ miento, encontrando á dicha anciana

puerta principal, valiéndose de llave
íalsa.
El móvil del crimen so ignora» pues no se hallaron señales de que fuera el robo lo que indujera al ase¬ sinato, porque la cómoda y una mesa huíate, donde suelen guardarse los valores, fueron halladas intactas, con las alhajas, documentos, ropas, una pequeña cantidad de dinero, etc. etc.
La anciana vestía faldas cortas,
jubón con manguito, zapatos, en fin, la ropa de trabajo, lo cual hace su¬ poner que el crimen se cometió á las primeras horas de la noche.
La autopsia
El martes, á las diez de la mañaiia, los módicos señores Marqués y
Mayol practicaron la autopsia al ca¬
dáver de la anciana Catalina María
Frontera Bisbal.
Se le apreció una profunda corta¬ dura producida con un arma muy afilada que le interesó la tráquea, las venas yugulares, músculos y exófago con los otros tegumentos hasta llegar á las vértebras.
En el interior de la mano derecha
se la halló una herida de poca consi¬ deración, lo cual indica que la vícti¬ ma intentó apoderarse del arma que
llevaba el asesino. En el codo iz¬
quierdo se le encontró un pequeño
cardenal.
El Juez de 1.a instancia
Al anochecer del martes llegó de Palma el Juez de primera instancia del distrito de la Lonja Sr. don José Eduardo Tormo y Martí, acompaña¬
do del módico forense Dr. Losada y del oficial de la escribanía de D. An¬
tonio Tomás señor Oliver.
Su venida obedecía á instruir el
oportuno sumario en averiguación de quién ó quienes puedan ser los
autores del horrible atentado.
Después de practicadas las dili¬ gencias correspondientes, regresaron
dichos señores á Palma el miércoles
al anochecer.
Otras noticias
El martes vino á esta ciudad una
hija de la víctima, que vive en Valldemosa con su marido, á quién se sujetó á varios interrogatorios, de¬ jándolo luego en libertad.
*

frente del Estado aparezcan Gobiernos | y cooperativas agrícolas, de cultivo ill- gobernación del Estado, habiendo tan¬ tendida en el suelo, en el desván,

A pesar de hallarse la casa del cri¬

débiles é inestables, sin más arte de re¬ ! t'*M-dvo v extensivo de los campos, de tos y tan difíciles que resolver?No saben dentro un charco de sangre y al pa¬ men próxima á otras cuatro ó cinco, gir las naciones que lo que dice la Pren¬ cédulas hipotecarias, de establecimientos por experiencia nuestros gobernantes recer sin vida. Sabedor, por conducto ! ios vecinos manifiestan no haber

SÜLLER

?

oído ruido ui voz alguna durante la noche del sábado, en cuyo día se su¬ pone se cometió el crimen.
*

tro humilde entender, son un tra¬
bajo esmeradísimo.
Hállanse divididas en cuatro Tí¬
tulos que respectivamente se ocupan

25 pesetas en metálico, huevos y va¬ rias sobreasadas de la casa de Miguel
Cifre; 3‘50 pesetas de la de Miguel
Canals, y 18 pesetas de la de Jaime

curase que las caballerías caminaran al paso , sofía y teología que hi ha en el «libre
á fin de que con más comodidad pudiésemos de Araic é amat» de Ramón Lluli. ten-

observar el conjunto de panoramas y el bello gmé el premi en Bnrtórneu Batizá.

paisaje que encierra aquella costa, de todo lo

*

213...°°°ElJuzgadoylaGuardiaCivil
han practicado y practican activas diligencias para descubrir al autor
ó autores del misterioso asesinato
que ha asombrado de terror á toda
esta comarca. A la hora en que escri¬
bimos, no se ha dado con ellos, si
bien esperamos que el éxito coronará sus gestiones. Así lo desean los ha¬ bitantes de esta ciudad, justamente indignados contra el asesino ó ase¬ sinos de una indefensa mujer sextagenaria.
*

del Régimen administrativo; Poli¬ cía urbana; Policía rural y Disposi¬ ciones penales y generales. Cada uno de éstos comprende varios ca¬ pítulos, algunos da ellos intere¬ santísimos, y, entre todos, se nota un criterio rigurosamente jurídico al par que un estilo claro y correcto.
Contienen gran profusión de deta¬ lles y citas legales, no escaseando en sus disposiciones los preceptos más fundamentales de la moderna legis¬
lación.
Cierra la obra un completo reper¬

Socias, forzando, para entrar en la casa de este último, la cerradura de la puerta.
El Tribunal condenó al procesado á la pena solicitada por el Sr. Fiscal, consistente á tres meses y once días de prisión correccional por el delito de robo y á tres meses y un día por el de hurto, pago de accesorias y costas.
El procesado había ya sufrido tres condenas por hurto.
El lunes de la presente semana

cual se recrea el hombre y admira el poder y
sabiduría del Creador.
Al contemplar tanta belleza reunida, oyen¬ do al paso el ruido que hace la corriente de una fuente, acompañado del susurro de las hojas al'ser movidas por el airecillo en lo más alto de aquellos añosos árboles, las alegres notas de los pajarillos que parece cantan ala¬ banzas al Señor, por empedernido que sea el hombre no piensa en nada malo, antes al con¬ trario parece que sueña en santificar la crea¬
ción.
Siguiendo la carretera, que por cierto está muy mal arreglada, vimos Son Gayard y Son

La capella gregoriana cantá am molt d’acert y gust, esquisit les composicións musicals: Salve Mater, Allehtga. Justas germinabit, La nit de Beethoven, Tu es
Peírus Ad mullos anuos. Eren casi les dotze del mati cuant aca-
bá aquex acte solemne.
Sía, per tant. la mes sencera enhorá-
bona ais premiats y ais sollerics uoslres qui tant prometen.
EN EL AYUNTAMIENTO

La guardia civil ha detenido esta
pasada noche, por sospechas, á un matrimonio, cuyo domicilio se halla
cerca del de la asesinada.

torio alfabético para su mas fácil
mi nejo. En fin, es una pequeña compila¬
ción capaz á resolver los más ele¬ mentales casos de la vida práctica.

salió de nuestro puerto para los de Barcelona y Cette el vapor de esta matrícula «Villa de Sóller», lleván¬
dose un regular número de pasajeros y carga variada.

Marroig que tiene una hermosa esplanada que avanza hacía el mar y sirve de mirador! luego encontramos el predio La Pradisa, en cuyo sitio hay una pronunciada pendiente; las rocas y piedras que hay á ambos lados de la

Sesión del día 10 Noviembre de 1906
La presidió el Alcalde interiuo Sr. Es¬ calas y asistieron á ella, los Concejales señores Rotger, Joy, Castañer Arbona,

De regreso de los mismos puntos carretera son de una estructura como avella. Rufián, Ripoll, Frontera y Colom.

Ferrocarril Paima-Sdiler

Por la Alcaldía se nos ruega la es esperado dicho buque mañana por nada.

Filé leída y aprobada el acta de la

inserción de las siguientes líneas:

la mañana, siendo probable vuelva Vimos una roca casi desgajada de la costa, sesión anterior.

«Se interesa la presentación á la á emprender viaje el martes próxi¬ llamada Foradada.

Dióse cuenta del estracto de los acuer¬

En la sesión celebrada el lunes
•de esta semana por la Comisión Provincial, se ocupó del expediente promovido por la sociedad «Ferro¬
carril Paima-Sóller» solicitando la

Alcaldía de esta ciudad de las perso¬
nas que resulten ser propietarias de las sepulturas del cementerio católi¬ co señaladas con los números 20, 69,
76, 90, 94, 116, 126, 254, 274 y 420

mo á la hora de costumbre.
En las inmediaciones del camino
conocido por Es carrero d‘ en Fique, en
una casa inmediata á la carretera de

Llegamos á Deyá, villa situada en un pin¬ toresco valle de exuberante vegetación; hici¬ mos algunos minutos de parada y prosegui¬ mos nuestro camino, encontrando muchos tra¬ bajadores que regresaban de sus faenas, con

dos tomados por el Ayuntamiento y Jun ta municipal en las sesiones celebradas durante el mes de Octubre último, y fué aprobado, acordándose su remisión al se¬

concesión para instalar un ferroca¬
rril secundario entre ambas ciuda¬
des por Son Sardina y Buñóla, sin subvención del Estado, del cual
resulta que durante el plazo de 20 días señalados para producir recla¬ maciones se presentaron doce ante el alcalde de Buñóla y 1 ante el de Sóller. Que todas las presenta¬ das pueden clasificarse en tres gru¬ pos ó categorías: las comprendidas

que figuran registradas respectiva¬
mente á nombre de D. Estanidao
Gonzáles Mas, D. Juan Bisbal Verd, D. José Ribas Tous, D. Antonio Ca¬
sasen vas Oliver, D. Juan Bautista
Marqués Muntaner, D. José Colom Vaquer, D. Pedro José Estañes Socias, D. Pedro Juan Bernat Morell, Sres. Puig Mareel y D.ft Catalina María Alcover Bisbal; para recojer una comunicación que les interesa».

Deyá, se cometió un robo en la noche del miércoles al jueves, ‘consistente en 50 pesetas, una sarta de chorizos y una botella de aguardiente.
En dicha casa hay establecida una taberna y abacería, propiedad del peón caminero Pedro Antonio Fron¬ tera Mayol, quien en compañía de
su esposa ó hijos acostumbra á per¬
noctar en otra casa situada á poca
distancia.

la chaqueta al hombro, llenos de cal, de barro, de polvo ó tiznados del carbón, y otros con
un haz de leña ó un tronco de un árbol para
tener con que calentarse durante las largas y
crudas veladas de invierno.
Ya la noche hacía tendido su negro manto; todo el suelo se encontraba ya sin matices, porque sin la luz no hay colores, ya que el olor no es otra cosa que la descomposición de la luz.
La Luna no tardó en enviar á la tierra los

ñor Gobernador civil de la provincia, á los efectos procedentes.
Se dió cuenta de la distribución de
fondos por capítulos para satisfacer las obligaciones del presente mes formada por la contaduría de este municipio y filó aprobada.
Se acordó verificar varios pagos. En este estado entró en el Consistorio
el Concejal Sr. Castañer Bernat.

en el primer grupo se refieren á perj uicios que á j uicio de los recla¬
mantes ha de causar en sus fincas
-1a construcción de la línea férrea; las comprendidas en el segundo grupo se refieren á perjuicios even¬ tuales que las obras puedan causar en los manantiales de aguas exis¬
tentes; y el tercer grupo compren¬
de las reclamaciones referentes á la
variación del trazado de la línea.
Y en vista del dictamen emitido
por el arquitecto de provincia se
acordó informar al señor Goberna¬
dor que la Comisión entiende que procede:
Que las* reclamaciones refe¬
rentes á perjuicios que la ejecución de las obras pueden ocasionar no son pertinentes en este expediente, sin perjuicio de que los reclaman¬ tes puedan ejercitar su derecho en el de expropiación forzosa de la porción de terreno que haya de ocuparse en el caso de que dicha expropiación no pueda realizarse por medio de convenio entre la compañía y los propietarios intere¬
sados.
Que tampoco son pertinen¬ tes en este expediente las reclama¬ ciones referentes á perjuicios que con la ejecución de las obras pue¬
dan sufrir los manantiales actual¬
mente existentes, si bien la Comi¬ sión considera justo y equitativo que antes do emprenderse las obras

Terminados los repartimientos de
la contribución territorial sobre las
riquezas rústica, pecuaria-y urbana, formados para el próximo año de 1907, permanecerán al público á
efectos de reclamación en la Secreta¬
ría de este Ayuntamiento, por espa¬ cio de ocho días hábiles, contados desde la inserción del correspondien¬
te anuncio en el Boletín Oficial de la
provincia.
Ha permanecido algunos días en esta ciudad el Capitán de Navio reti¬ ñido D. Adolfo de Reynoso, quien ha venido con el fin de recoger impre¬ siones, y hacer en caso favorable, los trabajos preliminares para organizar
un concurso de embarcaciones auto¬
móviles desde la boca del puerto de Sóller á la rada de Sitges.
La idea, pues hasta ahora no pasa de ella, es que las embarcaciones au¬ tomóviles que aquí se reúnan, si acu¬ den al llamamiento que piensa ha¬ cerles, salgan el 21 de Junio del año próximo, de 6 déla tarde á 12 de la noche, para llegar á Sitges en toda
la mañana del 22. Al vencedor en
este certámen, que será internacio¬ nal y al cual han de concurrir cuan¬ do menos tres, piensa ofrecerle el premio en metálico de mil francos, mas el de Honor que piensa recabar de S. M. el Rey que tan entusiasta
es de los asuntos de mar.

Aprovechando indudablemente los
ladrones la ausencia de los dueños
de la casa, abrieron las persianas de una accesoria lateral, y aprovechán¬
dose de la rotura de un cristal de la
vidriera de dicha ventana que les permitió abrir ésta, penetraron en la cocina, y violentando una puerta que comunica con el zaguán desti¬ nado á la venta, pudieron internarse en él, de donde sustrayeron las 50 pesetas y ios objetos mencionados.
La guardia civil está practicando activas diligencias para descubrir al autor ó autores del robo, sin que has¬ ta la fecha haya dado con ellos.
Excursión escolar á Lluch
1033 VU3L,Tx\\
Asi que llegamos á Valldemosa visitamos la Cartuja que es una joya preciosa; consta de una sola nave con cimborio, on el que hay una artística y hermosa pintura representan¬ do la gloria; en el techo también se ven pinta¬ dos los pasajes más notables de la vida de la Virgen. Es de admirar la esbelta sillería de su coro y en especial la silla prioral que tiene
la forma de dosel.
El retablo del altar mayor es muy notable; constituye su principal figura la Virgen de los Dolores, rodeada de ángeles.
Ei pavimento es de azulejos pintados con
ramos de flores.
En la sacristía vimos ricos ornamentos sa¬

plateados raudales de luz; ¡deliciosa noche! ni una ténue nubecilla empañaba el estrellado firmamento; nos recreábamos en un ambiente fresquísimo, compensador de los ardores del día, cuya temperatura había sido muy ele¬
vada.
A poco rato, y sin que amenguara la char¬ la y el buen humor que reinaba entre los ex¬ pedicionarios, llegamos frente Es Carré, ba¬ rrio de diez ó doce casas sin alineación algu¬ na, y que de seguro servirían de atalajos cuando antiguamente y con tanta frecuencia eran visitadas nuestras costas por los piratas
berberiscos.
Al otro labo se ven elevadas montañas que
parecen confundirse con el cielo y en su fon¬ do hay el predio denominado Se Casa Nova, al pié de la cual brota una fuente cuyas cristali¬ nas aguas van á parar al mar, á poca distan¬ cia de una roca desprendida conocida por el gall.
Después se encuentran los predios Alcona, se, Can Bleda y Can Prom, en cuyas fincas se ven hermosos bancales, unos sembrados de legumbres y hortalizas, y otros plantados de frondosos olivos y frutales mostrando sus caí¬ das ramas por el peso de su fruto.
El cochero echó mano del freno y lo apretó fuertemente, empezando la bajada que por cierto se hizo con mucha rapidez.
A las nueve llegamos frente al domicilio de nuestro estimado Profesor, de quien nos des¬ pedimos, dándole además las gracias por las atenciones que nos había dispensado durante nuestra grata excursión.
Jaime Bauza.

Se dió cuenta de varias instancias so¬
licitando autorización para verificar obras particulares, acordándose conceder
la autorización solicitada.
Se dió cuenta de la R. O. del Ministe¬ rio de la Gobernación fecha 29 de Octu¬
bre último, por la que se destiman las reclamaciones presentadas por los Ayun¬ tamientos ante aquel Ministerio, contra la R. O. de 18 de Abril de 1905 regulan¬ do la prestación de los servicios benéficosanitarios, de la que quedó enterada la Corporación.
También se enteró del reparto provin¬ cial para 1907 formado por la Diputación provincia!, habiendo correspondido á es¬ ta población la cantidad de 979046 pe¬
setas.
Se aprobó el traspaso de la sepultara
del Cementerio católico número 275, he¬
cho por su poseedor á favor de D. Bar¬ tolomé Negre Marcús.
No habiendo otros asuntos de que trastar e levantó la sesión.
CULTOS SAGRADOS
En la iglesia parroquial.—Mañana día 18, á las nueve y media, empezarán los divinos oficios propios de la tercera do¬ minica con sermón por D. Ramón Colom Pbro. A la tarde, explicación del catecis¬ mo; y al anochecer, vísperas y completas.
Lunes día 19.—A las seis y media sq practicará el ejercicio consagrado al Pa¬

se practiquen los aforos necesarios para hacer constar el caudal de
cada uno de dichos manantiales,
cuyo dato podrá utilizarse en su día para poder apreciar los perjui¬ cios que hayan experimentado.
Que sin entrar en la pude técnica del proyecto por conside¬ rarlo la Comisión ajeno á su com¬
petencia, entiende que las reclama¬
ciones referentes á la variación del
trazado de la línea comprendidas en el tercer grupo deben ser deses¬ timadas por no aducirse en ellas consideración alguna que aconseje
dicha reforma.

El señor Reynoso que parece estu¬ vo en la primera prueba de este gé¬ nero, que se verificó con desastrosos resultados desde Argel á Tolón, con escala en Mahón, pudo observar los defectos de que aquella adoleció, y es seguro que coa las condiciones que se exijan á los que en esta se¬ gunda prueba tomen parte, se lo¬ grará tenga completo éxito y saber
hasta donde alcanzan las embarca¬
ciones de que se trata.
Para reunir los referidos mil fran¬
cos y tal vez otros tantos que se ne¬ cesitarán para medallas, diplomas, etc., etc., recurre el expresado señor

grados, antiquísimos cuadros y muchas otras admirables cosas imposibles de enumerar.
Salimos por el largo corredor, cuyas celdas pertenecen á varios particulares que durante
los calores del verano van á buscar allí aire
puro y fresco.
Nos metimos otra vez en el coche y prose¬
guimos el viaje hacía Ca Ne Matgina, hos¬ pedería donde pueden alojarse cómoda y gra¬ tuitamente cuantos quieren admirar las belle¬ zas naturales que contienen las posesiones del Archiduque de Austria Luis Salvador.
Visitamos la casa principal de Miramar, que encierra muchas preciosidades de indiscu¬ tible valor; en el primer piso hay una especie de museo de antigüedades, camas, sillas, ar¬

Sóller, Octubre 1906. -
EN EL SEMINARI DE PALMA
Dijous passat tingué 1 loe l’ari'ual cer¬ támen en la Biblioteca del Semjuari, bellement endiu ¡nenjada am pan mes.
El concejal Sr. Parcelo estava á la dre-
ta del M. I. Sr. Vicari General, Governador eclesiástic, en l’ausencia del Sr. Bia¬
be. si bé aquex vingmé de Barcelona dit dijous á la dernatinada. El Sr. Alcover Regí una alocnció sobria y ben carreja¬

triarca S. .José.
Sábado día 24—A las siete y media tendrá lugar el ejercicio en honor de San
Bartolomé.
En el oratorio del Hospital.—Mañana domingo, á las siete y media, se celebra¬ rá Misa de Comunión general para los devotos de la Preciosa Sangre del Salva¬ dor, pudiendo los asistentes lucrar una indulgencia plenaria para la hora de ¡a muerte. Por la noche, terminará el devoto quincenario, con plática por el Reveren¬ cio Sr. Cura Arcipreste.
En la iglesia de S. Francisco.—Maña¬ na domingo, dia 18.—A las 4 y cuarto de la tarde, se continuará la devoción de los Trece domingos, con exposición del

á sortear un décimo de la Lotería de marios, mesas, arcenes, velones, platos y otros da de consells que versava sobre el pro- Sautísimo, en honor de S. Antonio de

Desde hace bastante tiempo, ve¬ Navidad entre los que contribuyan objetos de cerámica.

fit del temps, y son preu infinit.

Padua.

níase sintiendo en Sóller la necesi¬ con su óbolo á la realización de pro¬

En la planta baja hay un grupo escultóri¬

Després el Sr. Secratari d’esludis llegí

En el oratorio de las MM. Escolapias.

dad de regirnos por unas Ordenan¬ yecto tan beneficioso en muchos con¬ co de mármol de Currara esculpido en 1879. el veredicto deis Jurats, resultant esser —El lunes próximo, á las 5 y tres cuar¬

zas municipales dignas de la cultu¬ ceptos y no poco para la animación Su Alteza el Archiduque Luis Salvador lo onze els treballs qui’s presentaren y tos de la tarde, se dará principio al devo¬

ra de esta ciudad.

de esta localidad, si tiene la suerte dedicó á su primer Secretario, que falleció en vuit els premiats. En el primer, fet atn to Setenario en honor del B. PompiJio,

Esta idea fue acariciada en dife¬
rentes ocasiones por nuestro Ayun¬ tamiento, y al efecto se tomó el

de poder realizarlo. Con auálogo objeto, pero de em¬
barcaciones de vela, salió el señor

Palma en 25 de .Julio de 1877.
Junto á la casa hay la capilla llamada do la Trinidad, que es muy reducida, pero bas¬

molt d* esinent'y acert, óbtingmé premi
el solIeric Jeroni Pous. Era análisis y traducció de «Dedalo», grec.

en preparación á la fiesta que se celebra¬
rá el domingo próximo, y predicará D. Ramón Colom, Pbro.

acertado acuerdo de encargar un Reynoso el martes para Palma, mas tante artística. Después tomamos un ajajo y Ei según, iP hebreo, obtingué premi:

proyecto de Ordenanzas munici¬ debe de nuevo volver á ésta según nos condujo al oratorio del Beato Ramón y era d’eu Josep de Oleza.

pales al ilustrado é inteligente nos manifestó.

Llull, que es de forma circular con grandes El tercer, poesía, tot finura, era del

A lo» Agricultores

Notario de esta ciudad D. Pedro
Alcover Maspons; quién dentro de breve tiempo lo presentó y fue aprobado, hallándose ya expuesto en la Secretaría de este Ayunta¬
miento á efectos de reclamación.
Hornos tenido ocasión de exami¬
nar detenidamente estas nuevas Or¬

verjas de hierro. Dicho edificio está á 198

El miércoles de esta semana tuvo metros sobre el nivel del mar; desde dicho

lugar en la Audiencia territorial de oratorio se ven algunos peñascos que parecen

Palma la causa instruida por el Juz¬ cortados á pico, adornados de cuevas y hendi¬

gado de la Lonja contra el mucha¬ duras.

cho Juan Llaneras, de 14 años de

Como el Sol se encontraba ya en su ocaso

edad, acusado de haber sustraído, á! y parecía esconderse en medio de las aguas

últimos de Abril, en esta ciudad, el del mar, el maestro resolvió continuar la mar¬

jovenet de Sóller. en Guilletn Colom. Ei quart, d’ historia de Mallorca, resul¬
tó que obtengué premi en Jaume Sastre y Accésit n'Artemi Massanet.
Del sest. qui era d’ Historia natural (sensació interna deis animáis) va teñir premi en Gnille.m Miralles y accésit en
Joan Sabater.

Plantel de naranjos injertados sobre pie agrio, limoneros, al barícoqñeros, manzanos, perales, rnelo^
coteneros, ciruelos, etc., etc., clases
variadas y escogidas. Para más detalles, diríjanse á don
José Pizá, calle de la Rectoría n.° 7,

denanzas y confesamos que, á núes- ; mismo día de su venida de Palma, cha hacía Sóller, diciendo al cochero que pro¬ Del soté treball, qui era sobre la filo-

m

SOLLER

IBS) WGIjWjWEÍX

Jtrauinw i

—■

■

11

■

■ —-

■■

■-

I*A RAMA DE SÁNDALO

—No hay tal, repuso Miguel con seve¬ ridad; y solo tú, que eres un mentiroso, podrías hablar mal de la pobre borrica: castigar á los animales solo por castigar¬ los, demuestra mal corazón, y nunca los maltrata una persona valiente y honrada.
— ¡Bah! ¡para eso son animales, para llevar palos!
—Dios no los ha puesto en el mundo solo para eso, sino para que nos sirvamos de ellos cuidándolos; es menester compa¬ decerlos, porque pasan su vida trabajando en provecho nuestro, y no pueden de¬ fenderse aunque los castiguemos injus¬ tamente; ¿qué dirías tú, si la señora Ce¬ cilia, además de hacerte trabajar con exceso, te diera solo pan de maiz, y te hartase de golpes?
—¡Toma! ¡me iría de su casa! —¿Y si no pudieras irte? —Me enrabiaría con ella, y la aborre¬
cería .
—Pues los animales no pueden irse: tienen que sufrir los malos tratos de sus

amos, y sin embargo, no los aborrecen; al contrario, los quiereu mucho, y jamás piensan en ofenderlos, ni aun en defen¬
derse.
—¡Es verdad! dijo Marianillo: cari-an¬ cha cuando le pego se vuelve á mirarme con unos ojos tan tristes! ¡y aunque le pego mucho nunca me tira una coz!
—Eso prueba que e3 mejor que tú; tú la haces trabajar y le pegas, y ella te quiere: ella trabaja y tú la maltratas.
—No le pegaré más, dijo el muchacho; que no tengo yo la poca vergüenza de ser más malo que una burra.
—Veremos, dijo Miguel: mi padre, que está cerca del campo á donde vas á arrancar lechugas, me dirá lo que haces, y si te empeñas en castigará la burra sin razón, no te doy más la palabra de Dios: que á mí me gustan las gentes de razón, y no las peores que los animales.
El chico bajó la cabeza, mohíno, y Miguel añadió:
—¿Dónde está Inés? —En el soportal; ahora ha bajado: ¡está tan descolorida! —Bueno: vete, que se hace tarde para el trabajo. El muchacho y la burra echaron á an¬ dar hácia el campo, y Miguel entró en la alquería.

Dirigióse al soportal, y como había
dieho Marianillo. halló en él álnés.
La jóven había salido sin duda á re¬ gar las flores, pues era cuidado suyo
desde la muerte de Benito: Inés era la
providencia de todo ser desamparado, aunque este ser fuese una flor.
No obstante, conocíase que algún pen¬
samiento triste la había distraído du¬
rante su tarea: en un extremo del terra¬
do, se veían dos regaderas, una llena y
otra mediada de agua.
Inés se había sentado, y apoyaba la frente en la palma de la mano derecha: sus largas trenzas negras, que aún no había recogido, caían por su espalda, ondeando al rededor de su gracioso y
redondo talle.
Al oir los pasos de Miguel, levantó la
cabeza, como si su corazón le avisase
quién era la persona que entraba: en¬ tonces su lindo y plácido rostro, que ha¬ bía tomado hacía algún tiempo el color
del nácar, se vistió de ese bello matiz
rosado, tan delicado cuando es acciden¬
tal y fugitivo. Miguel se sentó al lado de la jóven. y
tomó su mano, mientras ella temblaba de emoción.
—Inés, le dijo aquel, me voy á la ciu¬ dad para ser soldado, y enseguida mar¬

charé lejos de aquí, porque he pedido que se me destine á uno délos regimien¬ tos que hay en Cataluña. Inés, sé que me quieres bien, y yo, que siempre te he querido como una hermana, desearía ahora poderte amar lo bastante para ca¬ sarme contigo y quedarme á tu lado.
—¡Miguel! balbuceó la muchacha, consternada y confusa, porque no sabía
mentir.
—Déjame acabar, Inés, prosiguió el molinero: tengo poco tiempo y muchas cosas que decirte, porque el soldado está rodeado de peligros donde quiera que se encuentre: aunque ahora no hay guerra, nunca faltan revoltosos y malhechores á quienes perseguir, y con quienes andar
á tiros.
—¡Oh, Dios mío! ¡es verdad! exclamó Inés llorando á lágrima viva.
—Todo esto, Inés, continuó el jóven, no te lo digo para afligirte, ni por ha¬ cerme valer: te lo digo solo para que creas lo que voy á ofrecerte, y para que sepas que el soldado, al irse lejos de los que quiere bien, dice la verdad, lo mismo que si estuviera en el artículo de
la muerte.
—Ya sé que tú nunca has mentido, Miguel.
—Es que, aunque siempre hubirasido
embustero, ahora diría la verdad.

—Te croo.
—Tanto mejor: pero, como te iba di¬ ciendo, hemos recapacitado, mi padre y
yo, y hemos venido á conocer que siem¬ pre me has querido: vaya, no te aver¬ güences, Inés: el querer honradamente no es ningún delito: yo te lo agradezco en el alma, y esta es la primera vez en toda mi vida que desearía saber hablar mejor, para explicarte cuánto bien m©
hace al corazón la certéza de que me
quieres, —Entonces, Miguel, ¿por qué te vas á
ser soldado? preguntó cándidamente
Inés, mirando al molinero con más con¬
fianza.
—Me voy, porque necesito perder de vista por algún tiempo este valle, donde tantas buenas esperanzas alimenté: me voy, porque conozco que aún quiero á Margarita como el primer día en que la vi, y porque, para olvidarla, es preciso
que la pierda de vista también, del mis¬ mo modo que al valle.
—Pero, ¿y si te matan? Miguel, excla¬ mó Inés, por cuyas mejillas volvieron á correr las lágrimas.
—Dios querrá que viva, Inés: tú reza¬ rás á la Virgen por mí todas Jas noches y todas las mañanas: ¿no es verdad?
—¡Sí! contestó Inés con enterneci¬
miento.

ISLEÑA MARÍTIMA

JABÓN FLDIDO GORGOT CASA FUNDADA EN 1876

LA SOLLERENSE

COMI*AMÍA MAXíIjOUQUIMA DE VAPORES

VINO AL POR MAYOR

Este jabón compuesto de hiel de

DE
JOSÉ COLL

VAPORES

vaca, afrecho y salol, es de perfu¬

COMISIÓN Y AJUSTE

CERBlRE j PORT-BOD (Frontera franco-espalóla)

Miramar-Bellvsr-Catahfia-Balear-Islafia-Lilk.

me finísimo y viene recomendado

por la higiene moderna para la limpieza del cutis, en sustitución

JUAN ESTADAS

Aduanas, transportes, comisión,

del jabón en pastillas. Indicadísimo y necesario para la¬
var la cara; por no producir esco¬

nui i nrintit
TELÉFONO

consignación y tránsito
Agencia especial para el trasbordo y reexpedición de naranjas, frutas

(Ande) zor, consérvala tersa, sin manchas, LEZIGMAHí
IDA Y VUELTA granos, rojeces y arrugas prema¬

frescas y pescados.

ENTRE

villa de sóller turas. Usándolo en el baño preserva á

(« mol

la piel y cuero cabelludo de toda

PALMA-ARGEL

enfermedad contagiosa.
Con su uso diario se conserva la

SALIDAS

para Argel los Jueves.

para Marsella los Sábados.

De Argel los Viernes.

De Marsella los Lunes.

Servicios combinados con fletes á íort-fait en conocimientos directos

para Cette, Gibraltar, Tánger, Londres, Liverpool, Glagow, Manchester, Bristol, tJII,
élamburgo. Ambares, Rotterdam, Amsterdam y principales puertos de Italia, pa¬
ra los que igualmente se despachan pasajes via-Argel.
Los señores pasajeros que en Francia tomen billete para la Arge¬

lia, ó España via Palma, podrán permanecer en esta todos los días que les convenga, si bien combinando la salida con los vapores correos
de itinerario.

El vapor que sirve la línea Palma-Marsella, se reserva el derecho de hacer las escalas que le convengan.

belleza eternamente.
Enviando Ptas. 3’00 se manda
el frasco á esta población, franco de porte, escribiendo al Centro de Anuncios de D. Joan González,—
PALMA DE MALLORCA.
Desde media docena frascos, des¬ cuentos según la importancia de los pedidos. A cada frasco acom¬ paña prospecto indicando la mane¬
ra de usarlo.
Suscripciones al Album Salón, Hojas Selectas, Blanco y Negro, Tor esos mundos, La Ilustración Española y

Servido entre Sóller, Barcelona, Cette y viceversa
Salidas de Sóller para Barcelona: los dias 10, 20 y último de cada mes Salidas de Barcelona para Cette: los dias 1, 11 y 21 de id. id. Salidas de Cette para Barcelona: los dias 5, 15 y 25 de id. id. Salidas de Barcelona para Sóller: los dias 6, 16 y 26 de id. id.

CASA ESPAlOLA DE COMISION

^Americana, Nuevo Mundo, CONSIGNATARIOS:—EN SÓLLER.—D. Guillermo Bernat, calle

La Moda Elegante, La Ilus¬
tración Artística, y otras re¬

del Príncipe n.G 24.—EN BARCELONA. — D. J. Roura, Paseo de la Aduana, 25.—EN CETTE.—Mr. Mateo Colom, Rué Lazare-Car¬
not, 34.

Exportación de productos industriales.—Consigna¬ vistas y periódicos. — Se NOTA.—Siempre que el día de salida de Sóller y Cette para Bar¬

ción de frutos y primores.—Subastas á los más altos precios de esta Plaza.—Comisión 5 por 100 arreglos

admiten en la Administra¬
ción del Sóller, San Bar¬

celona coincida en sábado de día festivo, retrasará el vapor su salida 24 horas.—La salida de dicho buque del puerto de Barcelona para el de Sóller, será en todos los viajes á las ocho y media de la noche.

inmediatos y se anticipan fondos y materiales á los tolomé n.° 17.

señores remitentes.

TRÁNSITO HUÍ

L‘ ASSICDRATRIGE ITALIANA

Servicios esmerados y á buenos precios

Rué de Jérielio 1 i, el rae do lieox Marché aox Grains 41 y 43
BBIJXEÉIJBS-(Belglqiie)

MATEO COLOM

K.U.© Lazare-Carnot, 34

PABLO COLL y F. IIEYNÉS

CETTE

Sociedad de seguros contra los
ACCIDEIÍTES DEL TRABAJO ESTABLECIDA EN MILÁN Y RECONOCIDA EN ESPAÑA
Capital social: 5.000.000 Liras

AIJXOIJOÍE (€©te* d’ Or)

Consignatario del vapor

Habiéndose promulgado la Ley sobre los accidentes del trabajo de 30

SUCURSAL DE LA CASA COLL, de Dijón

“Villa de Sóller,, de Enero último, esta importante Sociedad asegura todas las indus¬

trias, mediante una prima, contra los riesgos indicados en dicha Ley.

Especialidad en patatas y demás artículos del pais.

CURACION DE U DIABETES

POR EL

Director de la Sucursal Española: D. MANUEL GES, Merced, 20,

Expedición

al

por

mayor de espárragos de legumbres.

y

toda clase

Vino Uranado
di©

Pbpsico

Barcelona.—Para informes y demás, dirigirse al Agente principal, B. HOMAR, Samaritana, 16, Palma.—Agente en Sóller, ARNÁLD0
CASELLAS.

J. TORRENS, Farmacéutico

Servici® esmerado y económico
TBAIBP0STO8 lITIIIáGIOIáLIB

El primero y único elaborado en esta forma en España, mucho más

1 Restanrant del Universo

económico y de mejores resaltados

DE

Comisión, — Representación, — Consignación, — Tránsito
Y PRECIOS ALZADOS PARA TODAS DESTINACIONES
Servicio especial para el transbordo y reexpedición de naranjas, frutas frescas y legumbres

que sus similares del extranjero, está preparado con todo esmero por procedimientos científicos bien ex perimentados y acreditado como un reconstituyente sobradamente

Vda. de j. serra
PLAZA DE PALACIO-3.-BARCELOM
Hospedage desde 5 pesetas en adelante. Habitaciones desde una pe¬

enérgico para suprimir la elimina¬ seta, restaurant á la carta, mesas particulares, se sirve á todas horas.

ción del azúcar de glucosa en todas

El Hotel del Universo está situado en uno de los sitios más im¬

AGENTES DE ADUANAS

C-llBÉRS y

(Frontera Franco-Española)

las personas afectadas de la enfer¬ portantes de la capital, dá plena fachada á la bonita y frondosa plaza

medad denominada "diabetes.,,

de Palacio y paseos de la Aduana é Isabel II, donde cruzan todos los

DE VENTA:

tranvías, y es el más próximo á la Aduana, Muelles, Compañías de

Corresponsales á G1VFT, JEUMONT y ERQUELINNES (Frontera Franco-Belga)
TELEGRAMAS: Bauza Cerbére.—Bauza Port-Bou.
RAPIDEZ Y ECONOMÍA EN TODAS LAS OPERACIONES

En Barcelona, Sociedad Farmacéutica Española.
—Farmacia del Dr. Pizá.—Palma, Centro Farma¬
céutico.—Farmacia de las Copiñas.—Málaga, Far¬ macia del Dr. Pelaez y Bermudez.—Sóller, Far¬
macia de J. Torrens,

Navegación, Bolsa, Gobernación y Estación de los Ferrocarriles de Francia, Tarragona, Valencia, Zaragoza y Madrid.
S0LLEB,—Imp. de «La Sinceridad»