AÑO XVIII.--2.a EPOCA.--NUM. 869
AÑO XVIII.--2.a EPOCA.--NUM. 869

SÁBADO 28 NOVIEMBRE DE 1909

SEMANARIO INDEPENDIENTE

PUNTOS DE SUSCRIPCIÓN:
Sóller: Administración.
Francia: J. Marqués Arbona,—Rué Montmartre, 34, París.

Fniidador y Director-Propietario:
D. JUAN MARQUÉS ARBONA.

Kedaetor en Jefe:
D. DAMIAN MAYOL ALCOVER.

REDACCION Y ADMINISTRACION; Calle de San Bartolomé, n.° 17

PRECIOS DE SUSCRIPCIÓN:

España:

0’50 pesetas al mes.)

Extranjero: 0’75 francos id. id. jPAG0 ADELANTADO.

Amérióa: Sres. Marqués, Delgado y C.a-Arecibo—(Puer-
tn-RionY.

—* SÓLLER (Baleares)

Número suelto O’IO pesetas.—Id. atrasado 0’20 pesetas

*

^ Redacción únicamente se hace solidaria de los escritos que se publiquen sin firma, seudónimo, inicial, ó signo determinado. De los que tal lleven, serán responsables sus autores.

Sección Literaria

yo al retirarme, poseído de profunda é suegro. Has cometido una grave impru¬ Un tipo de belleza delicioso, indescriptible indignación.—Deben de dencia, que te ha costado muy cara, por Vida presta su imágen á mi idea.

LA CASA MALDITA

andarle muy mal los negocios, y eso
será sin duda un pretexto,
Me dirigí á casa de mi zapatero. Allí

no haber dado la debida importancia á ciertos detalles de la vida, al parecer in¬ significantes y despreciables.

Porque siento que un lazo misterioso
En mi mente la lleva unida á cuanto
Existe puro, y bello, y generoso.

ocurrió una escena igual á la anterior; —¡Adiós!—me dijo Durand.—Procu¬ Porque el afecto que despierta es santo*

Andaba yo preocupado por la calle en lo mismo pasó en la sombrerería y en ra que mi lección te sirva de algo, ya Que si bien de la tierra es su hermosura, busca de casa donde mudarme, cuando otros sitios á donde fui. Aquel terrible que puedes escarmentar en cabeza ajena. Es todo celestial su tierno encanto.

de pronto tropecé con un caballero que «lo sé todo» me perseguía como un gri¬ Aún no he podido reparar los daños que ¡Ay suerte mía! y ¡cuánto de amargura

venía en sentido contrario.

to de reprobación general.

he sufrido, y soy una prueba palpable Has reservado á mis postreros días!

—¡Pór Dios!--exclamó amostazado.

Para fortalecer mi espíritu, dije para de la importancia que tiene en sí la ne¬ ¡Cuánto has sido conmigo terca y dura!

—Dispense usted; no era mí ánimo... mis adentros:

cesidad de mudarse apresuradamente de Augurásteme dichas y alegrías

—¡Calla! ¿Eres tú? —¡Qué casualidad!
'—No te había conocido de pronto.
—Ni yo.

—Lo mejor será que vaya á casa de mi protector para ver si me ha conse¬ guido ya el destino de que tantas veces
me ha hablado. Cuando esté colocado,

casa.
—Tienes razón—le contesté, estre¬ chándole la mano.
Desde aquel momento decidí buscar

Con la apacible luz de su mirada,
Imán irresistible de las mías.
Como rayo de sol en la alborada Brilló más pura que el nevado ampo,

—Pero ¿qué tienes por aquí, mi que¬ mis acreedores calmarán sus impacien¬ un cuarto en casa de ún banquero.

Y eterna yo creí su luz amada:

rido Charbonnel?

cias y el tono de su lenguaje. Los que

Cuando entre en mi domicilio se cree¬

Más volviendo á brillar ha sido lampo

—Tengo que mudarme de casa maña¬ no tenemos una ocupación conocida, no rá que. voy á cobrar alguna letra y esto De fugitiva luz, para que vea

na mismo, y aún no he encontrado lo inspiramos por regla general la debida me bastará, tal vez, para que logre ha¬ En medio de un erial y oscuro campo

que me conviene.

confianza.

cer en este picaro mundo una brillante La triste soledad que me rodea.

— ¡Desdichado! Mira bien lo que haces, —El señor ha salido—me dijo brutal¬ y espléndida carrera.

¡No sabes tú qué influencia puede ejer¬ mente el criado de mi protector ai abrir¬
cer en la vida del hombre el mudarse de me la puerta.

Píerre Veron.

casa!

—Dígale usted que está aquí el señor

—Me parece que has dicho una solem¬
ne tontería.
—No lo creas. Pensaba yo lo mismo que tú hace seis meses, antes de que me ocurriera loque voy á referirte.
—Me asustas con ese exordio. Parece
esto el quinto acto de un melodrama. —No te rías, porque hablo muy en
serio. Hace seis meses fui víctima de
una espantosa crisis.

Charbonnel.
—¿El señor Charbonnel? Precisamente
iba á echar en este momento al correo
una carta para usted. Tenga usted la bondad de evitarme ese trabajo. Aquí
está la carta.
Al bajar la escalera, leí lo siguiente: «Tengo el disgusto de participarle que el destino que usted esperaba, y que es¬
taba vacante en el ministerio de Hacien¬

SU MIRADA
He vuelto á verla, y á brotar ha vuelto Del seno de mi pecho dolorido Hondo suspiro en lágrimas envuelto.
Con fulgor improviso me han herido De su fugaz mirada los destellos, Despertando un afecto mal dormid*).
Clavarse he visto en mi sus ojos bellos,

Lecturas para
la mujer
ESCUELAS DE COCINAS
Sabido es que en el extranjero existen escuelas para las criadas donde se pre¬

—¡Ah! ¡Ya caigo! Te mudarías á una da, ha sido dado á otro,

casa recién construida, y cogerías un

«La Administración exige garantías

terrible reuma.
Charbonnel se sonrió irónicamente, —Se trata de una cosa mucho más

de moralidad y de buena conducta, y, como estoy «enterado de todo», no me he atrevido á proponerle para el nom¬

grave que el reuma. Hace seis meses era bramiento de que habíamos hablado.

yo el hombre más dichoso del mundo. «Reciba usted, etc...»

Gozaba de crédito en todas partes, no —¡También él¡—exclamé.—Mas, por me mortificaban mis acreedores, tenía fortuna, me queda un consuelo: Ciernenm perspectiva una excelente colocación tina, mi adorada Clementina. Su padre
jue había de proporcionarme un perao- ¡ “dlVTabriYexta.ña'dó'que no le/haya

naje influyente, y era tiernamente co¬

dado

*

-

cuenta

de J -

— mi

cambio

de a ^ domicilio.

rrespondido por la mujer con quien Corramos á su casa.

pensaba contraer matrimonio tan pronto —Le participo á usted, mi querido pa¬ como hubiera yo mejorado un tanto de pá—dije con aire familiar—que... posición. Por aquellos días el Municipio —Señor Charbonnel—me contestó con

expropió la casa donde yo vivía, y me acento glacial—tenga usted la bondad

vi obligado á mudarme á toda prisa. de renunciar á esa costumbre.

Pero el caso es que en la víspera del plazo que se me había fijado, no tenía

—¿Cómo es eso? —Hay en la vida circunstancias peno¬

yo todavía nuevo albergue.

sas... Suplico á usted que rae evite el pe¬

—Lo mismo que yo.

sar de darle una explicación desagrada¬

—Al día siguiente tomé una habita-' ble. Ante todo, debo consagrar toda mi

ción en la calle de... y me establecí en atención á la felicidad de mi hija, que

flamante domicilio.

no sería dichosa con un hombre que...

Después de haber arreglado mi mo¬ desta casa, al cabo de cinco ó seis días de trabajo resolví reanudar mi acostum¬
brada manera de vivir;
La primera visita que hice fué á casa

En una palabra, lo sé todo, caballero. —¿Qué es lo que usted sabe? —Nada más tengo que añadir. Me alejé furioso de casa de mí, hasta
entonces, futuro suegro.

de mi sastre, que vivia en el mismo ba¬ Ciego de ira me dirigía á mi domicilio, rrio. El buen hombre me guardaba todo cuando un brazo me detuvo. Era Du-

Derramarse he sentido sobre el alma
La suavísima luz que ardía en ellos. Antes me era posible en triste calma
Sufrir duro martirio, resignado A no obtener jamás la dulce palma;
Antes podía haberme figurado Que el doloroso harpon del niño ciego Arrojaría al fin de mi costado;
Que al cielo aplacaría con mi ruego, Y de insensible pecho haciendo alarde A encontrar volvería mi sosiego;
Podía yo esperar que pronto ó tarde El tiempo cubriría de ceniza La brasa que en mi pecho oculta arde.
Ahora, empero que su llama atiza De aquellos ojos la celeste hambre, ¿Quien mitiga su ardor? ¿quién lo suaviza?
Del largo sufrimiento la costumbre, Del ofendido orgullo el sordo aviso No bastan á templar mi pesadumbre.
No basta que el espíritu sumiso
De la razón escuche la voz fría:
Olvidar, olvidar es lo preciso. Y ¿como ahora yo olvidar podría
A aquella cuya lánguida mirada Como aguda saeta hirió la mía?
Del pecho entre las sombras encerrada,
Cual rico don de la bondad divina, Guardaba yo su imágen adorada.
Yo guardaba esta imágen peregrina Que ahora á la luz misma de sus ojos Se colora de nuevo y se ilumina.

paran de un modo conveniente á fin de saber cuidar la casa que se les confie.
Hoy voy á hablarles á mis lectoras de otra clase de escuelas muy útiles, desco¬ nocidas entre nosotras, que están dando excelentes resultados en Inglaterra, Ale¬ mania, Francia y Dinamarca.
Desde 1882 existe una en Stockholrao
y en ella se enseña á las jóvenes de la
clase media el arte de la cocina, con eco¬
nomía, orden, gusto y según las reglas de higiene.
En un curso de tres meses se enseña á
las discipulas á preparar los alimentos hacer el pan, los pasteles, las confitu¬
ras, etc.
Al mismo tiempo se las explica la hi¬ giene y la economía doméstica por un profesor de la Escuela de Medicina de
Stockholrao.
El número de discipulas es de doce: todas son externas y deben ir á la escue¬ la á las nueve de la mañana, excepto las dos á quienes toque acompañar al jefe de cocina para hacer las compras.
Se hace la cocina desde las nueve has¬
ta las dos; las discipulas turnan para preparar las sopas las carnes, las legum¬ bres, los pescados y los postres.
Dos alumnas se ocupan cada día de hacer el pan y los pastelillos.
De dos á cinco se sirve el almuerzo,

género de consideraciones y no me
apremiaba jamás con sus cuentas. Aquel día, sin embargo, frunció el ceño al
verme.
—¡Ah! ¿Es usted, señor Charbonnel?
En este momento iba á verle á usted á
su casa.
—No tenía usted necesidad de moles¬
tarse.
He venido á que me enseñe usted un buen género para hacerme un traje de
verano...
—Es preciso que antes arreglemos
nuestras cuentas. —En este momento...
—Nada. nada. Tengo mis razones pa¬ ra no fiarme de usted. Si no hay dinero

rand, uno de mis antiguos condiscí¬
pulos. —¿Qué te pasa Charbonnel?—me dijo
mi amigo.
—¿Que qué me pasa? Y le referí mis angustias. —¡Es raro!—exclamó Durand alzando los ojos como sí buscara una idea.—¿A qué obedecerá todo eso? Pero ya caigo! ¿Vives en esa casa de enfrente?
—Sí.
—¿Desde cuándo?
—Desde hace seis días.
— ¡Desdichado! ¡Eres una víctima de las apariencias! ¡Mira!.., Lee esa compro¬ metedora muestra colecada debajo de la
ventana.

Bien podrán mi desdicha y mis enojos Suspender en mis párpados el llanto Y el corazón sangrarme con abrojos;
Más, ¡ay! en tanto que palpite, en tanto Que de casta belleza el poderío
Someta mis sentidos á su encanto.
Llevado de amoroso desvarío, La suavísima luz de su mirada
Veré resplandecer en torno mío.
Y siempre la veré, porque exaltada Con su tierna impresión mi fantasía
Gozará de ilusión tan regalada. Perque el risueño albor del nuevo día
Me viene á recordar la luz aquella Que en su pupila azul resplandecía.
Y la recuerda la fulgente estrella Que temblorosa en el cénit oscila,

la carta, en el restaurant del estableci¬ miento á las familias de las alumnas* reuniéndose de 70 á 100 personas todos los días, excepto el domingo.
Los precios son muy bajos, y por 75 céntimos se toman dos buenos platos.
Así un gran número de institutrices y de mujeres que trabajan en ¡os almace¬
nes acuden también á almorzar.
Todas las discipulas saben poner la mesa, y las de segunda clase (que no pagan) están obligadas á servir, á las
señoras solamente.
La edad de las alumnas varía desde
catorce á veinticinco años y aun más.
No es extraño ver damas casadas que
acuden á demandar perfeccionarse en el

no hay traje.
—Pero...
—No hay pero que valga. —Pues, en ese caso, dejaré de vestir¬
me en esta casa.

Por primera vez me fijé en la muestra en cuestión, en la que se leía lo si¬ guiente.
SUCURSAL DEL MONTE DE PIEDAD

Y la luna que escucha mi querella, Recuérdanme el color de su pupila
El transparente esmalte de los cielos, Y la bruñida tez de mar tranquila.
Su imágen se presenta á mis desvelos

arte de la cocina.
Una de las discipulas, madre de siete hijos ha manifestado que desde su salida
de la escuela con la mitad del gasto an¬
terior tiene mejor atendida á su familia.

—Lo celebraré en el alma. Y le ad¬ —Lo que te ocurre está perfectamente Al estudiar del arte los primores,

Las discipulas pagan sólo 30 francos

vierto á usted que si no me paga antes explicado. Te han visto entrar ahí varias Al buscar de belleza los modelos: de fin de mes lo que me debe, le llevaré veces y han creído que diariamente has Y cual la veo en las pintadas flores,

5 por mes y se les da la comida. Además se admiten cuatro discipulas de segun¬

á usted á los tribunales. Tenga usted ido á empeñar ó bien tu reloj ó bien tus Oigo su dulce voz en la armonía

da clase en cada curso: éstas son gra¬

entendido que lo sé todo. —¿Qué sabe usted? —No tengo que darle ningún género
de explicaciones.
—¿Qué sabrá ese hombre?—pensaba

alhajas, para salir de apremiantes apu- De las aves que cantan sus amores
ros del momento. Esto te ha hecho per¬ i Si olvidarla quisiese no podría,
der todo tu crédito. De ahí provienen la l Porque su grata imágen señorea arrogancia de tus acreedores, los desde¬ Sentidos, corazón y fantasía. nes de tu protector y el reto de tu futuro Y si ésta se acalora, y forma, y crea

tuitas.
Se han puesto en Suecia tan de moda estas escuelas, que cuando una joven se va á casar sigue un curso de cocina al¬ gunos meses antes del matrimonio,

En cuanto á las discipulas pobres que salen de la escuela, encuentran pronto
buenas colocaciones.
Estas escuelas son á la vez prácticas y
moralizadoras. Presentan un medio de
trabajar á las jóvenes pobres, enseñan á
una notable economía á las de la clase
media> y despiertan la afición á los tra¬ bajos caseros que se pretenden desdeñar.
¿Se aclimatarían estas escuelas entre
nosotros?
Muy aventurada es la respuesta, y si no es negativa, por lo menos creo que costaría mucho trabajo.
Es un defecto muy antiguo el de de¬
sear vivir con más ostentación de la que
se puede, ocultando como un crimen la necesidad de trabajar y no dudando en presentarse con un lujo, fruto de mu¬ chas privaciones, y que en vez de la ad¬
miración atrae la crítica.
Hasta que desaparezcan estos errores la inmensa mayoría de las jóvenes de
nuestra clase media no acudirían á las
escuelas prácticas; pero como hay mu¬ chas que por fortuna están libres de esos perjuicios, existiendo las escuelas, poco á poco se irían viendo concurridas.
Yo presento la cuestión tal como exis¬ te, y creo que si hubiese quien las fun¬ dara no faltaría quien asistiera á ellas.
Colombine.
Cección Científica
Advertencia de las tempestades por la telegrafía
La telegrafía sin hilos está llamada á resolver problemas muy distintos del que motivó su reciente descubrimiento. Uno de los más importantes, por sus
trascendentales consecuencias, es el de
los vaticinios meteorológicos, hoy, en parte, resuelto por las ondas hertzianas;
Así como el electro radiófono de M. T¿
íommasina, inventado hace dos años*
nos permite saber si una borrasca se aproxima á una estación determinada cuatro ó cinco horas antes de sentirse sus funestas consecuencias, el nuevo
aparato inventado por M. Boggi-Lera nos las delata, con mayor antelación* por un procedimiento eminentemente práctico, basado en el principio simpli¬ ficado de la telegrafía sin hilos.
En efecto: se coloca una varilla metᬠlica ó antena en la parte más elevada
del sitio donde se quiere instalar el apa¬ rato, para que reciba las ondas eléctricas engendradas por las descargas de la tempestad, las cuales pasan de la antena á los conductores, hasta llegar al apara¬ to receptor avisador, constituido simple¬ mente por el tubo de limaduras de hie¬ rro de Branly. El famoso tubo va inter¬ calado en un circuito de una pila de tres elementos, que acciona un timbre de
alarma.
Sabiendo que las ondas eléctricas vuelven instantáneamente conductoras las limaduras que antes no lo eran, se comprende fácilmente que si las prime¬ ras no existen, el timbre no puede fun¬
cionar por estar interrumpido el circui¬
to; pero desdo el mismo instante que llega al aparato la primera onda hertzia na. procedente de las descargas atmos¬ féricas, las limaduras se vuelven repen¬ tinamente conductoras, cerrando el cir¬ cuito en que acciona el timbre de alarma.
Cuando suena la campanilla de tarde en tarde, es indicio, casi infalible, de que la tempestad se está formando á lo lejos; si los toques se repiten con fre¬ cuencia. se aproxima la borrasca; cuan-3 do sin interrupciones suena el timbre
constantemente, la tormenta ha entrado
en la zona de observación, y por fin* si
los toques disminuyen progresivamente
ó cesan en absoluto, es prueba manifies¬ ta de que el mal tiempo se aleja ó ha pa¬
sado á otra comarca.
Con Una antena de seis metros, h*

SÓLLER

JTOi'p esta des accionan el timbre de alar¬
ga á la distancia de 100 kilómetros.
Por este sencillo procedimiento, los •"■Sindicatos, las Cámaras agrícolas y todo el mundo en general podrán estar pre¬ venidos con la anticipación bastante para poder zafarse, del mejor modo po¬ sible, de los peligros de las grandes tem¬ pestades.
La nueva ampliación Boggio-Lera del receptor de la telegrafía sin hilos, hará surgir muy pronto de todas partes, co¬ mo por arte de magia, improvisados as¬ trólogos que, cual Vicario de Zarauz, compartirán con el eminente Julio Ca.pré el pronóstico de las próximas tor¬
mentas.
Actualidades
LA SEMANA
Madrid 21 Noviembre 1903.
Se ha hablado estos días de la anun¬
ciada visita del Presidente de la Repú¬
blica francesa á los Soberanos de Italia.
.Los corresponsales de los diarios de Pa?rís han procurado por todos los medios indagar la opinión del Vaticano acerca del futuro viaje de Mr. Loubet. Reque¬ rido el Marqués de Sacchetti, una de las personalidades más salientes de la corte pontificia, por el corresponsal de L' Echo -de París, se expresó con harta claridad:
—Mr. Loubet es libre de venir á Ro¬
ma, como el Papa es libre también para
no recibirle.
—Entonces, ¿eso quiere decir que el iPapa no le recibirá?
—Precisamente.
—Es que Pío X ha introducido en el Vaticano un espíritu moderno que hace esperar que sean abandonadas para siempre ciertas intransigencias.
—Os engañáis. En apariencia eso se cree; pero en el fondo no sucederá así. Podéis asegurar á vuestros lectores que
en el Vaticano no ha ocurrido el menor cambio.
Después de narrar la extensa conver¬ sación que sostuvieron, el corresponsal .aludido termina con estas palabras:
«Está, pues, fuerá de toda duda que
Mr. Loubet no sólo no irá al Vaticano,
sino que ni siquiera hará gestión algu¬ na para ser recibido.»
* **
De la revolución de Santo Domingo y de los sucesos de Turquía y Bulgaria te¬ legramas de Nueva York y de Viena han •comunicado noticias de algún interés.
El Ministro da Estado en Washington negóse oficialmente á reconocer el triun¬ fo de la revolución en Santo Domingo, •habiendo notificado al representante de la misma que los Estados Unidos sólo podrían reconocer á un Gobierno que de

políticas y acaso por cuestiones electo¬
rales.
De todos modos, la región minera,
añadían, está de enhorabuena.
* **
El domingo, día 15 del corriente, ve¬
rificóse en el salón de sesiones del Sena¬ do la anunciada asamblea de los repre¬
sentantes del partido liberal para la elección del jefe, habiendo obtenido 210
votos el Sr. Montero Ríos, 194 el Sr. Mo-
ret y 1 el Sr. Marqués de la Vega de Ar-
mijo.
Después, y en los días sucesivos, se ha
hablado de la redacción de unas bases
para una inteligencia entre los Sres. Ge¬ neral López Domínguez y Canalejas y
los elementos liberales que dirige el ex-
Presidente del Senado.
También los amigos del Sr. Moret se han reunido en el salón de presupuestos del Congreso, acordando, á propuesta del Sr. Duque de Almodóvar, continuar reconociendo la representación que te¬ nían en la Cámara popular del Sr. Mar¬ qués de la Vega de Armijo.
* **
El día 19, aniversario de los lamenta¬
bles sucesos desarrollados hace años en los claustros de la Universidad Central, los escolares, aun cuando las autorida¬
des habían acordado la suspensión de clases en los centros docentes, organizᬠronse en pacífica manifestación de pro¬ testa, habiéndose producido en algunas calles alborotos y detenciones. En las
inmediaciones de la calle de Montalbán
resultaron contusos y heridos. Estas algaradas estudiantiles no sue¬
len tener otra finalidad que los sobresal¬ tos y las amarguras de los padres de fa¬ milia ó de los encargados, y por regla general el abandono de los estudios por
unos días.
(Del Boletín de Tabacos y Timbre.)
Tribuna Pública
El articulo joco-serio lanzado á la faz del pueblo desde esta misma tribuna, el sábado último, impulsa mi pluma.
Las polémicas, cuando los conten¬
dientes carecen de la debida educación, finalizan rayando en personalistas, y
lastimando, estúpidamente, el honor y honra de ambas partes. Y yo para salvar este escollo, no debo seguir cierta ten¬
dencia.
Y ahora vamos al grano.
Después de un fárrago de cháchara y á la mitad del articulo hallo la primera afirmación pertinente; dice: «es raateix joven diu qu’admira y qu’admiremá D. Antoni Maura, suposant que D. Antoni Maura no vol sentir olor de polítique ni de politics d’una hora lluyn» ¡Que modo de empezar santo Dios! ¡El

ríais impotentes para obtener.» Esta de¬ be ser la aspiración suprema de todo
Partido Local.
Y ahora que he contestado á las sofis¬
terías del contrincante, he de protestar de la lucha intestina de los partidos po¬ líticos dentro el Municipio.
G. B.
Crónica Balear
Las Industrias Baleares
Talleres de construcción de máquinas de Don Juan Oliver y Castañer
Palma de Mallorca
Esta casa puede figurar, con justicia, entre las más importantes de las que en España se dedican á la construcción de máquinas, no solamente por los excelen¬ tes medios de producción con que cuen¬ ta, sino también por el esmero de sus
construcciones.
Es asimismo una de las más antiguas: su fundación data de 1829, época en la cual D. Juan Oliver y Rullán estableció en Sóller (cerca de Palma) una fundición y un taller del que proviene la primera máquina de vapor quizás que se haya construido en España. Esta máquina sirvió de motor para las herramientas del taller hasta 1863 y ha sido conserva¬ da como recuerdo por su dueño actual.
En 1844, para hacer frente á las nece¬ sidades siempre crecientes de su indus¬
tria, el fundador trasladó 6us talleres á
Palma, estableciéndolos en el mismo edificio en el cual se encuentran hoy, y
dotándolos de todos los adelantos que cada día se iban introduciendo en la construcción mecánica hasta colocarlos
á la altura de los mejores del ramo. En esta obra le ayudaron sus hijos D. Fran¬ cisco, D. José y el actual propietario.
Hoy día estos talleres cuentan con to¬ dos los elementos necesarios para la eje¬ cución de máquinas de toda solidez y perfección, y sus productos pueden com¬ pararse con sus similares del extranjero, por lo que han adquirido en España ex¬ celente reputación.
Bajo la amable guía de D. Juan Oliver y Castañer, y de su hijo D. Francisco Oliver y Florit, hemos tenido el gusto de visitar este gran establecimiento, que dispone de una importante fuerza mo¬ triz de vapor y en el cual trabajan más de 300 operarios. Mostráronnos sucesiva¬ mente las fundiciones de hierroy bronce, los talleres de carpinteria, en los cuales se preparan todos los modelos y piezas de madera necesarios para la fundición, la sala de forjar con su martinete, los ta¬ lleres de ajuste y montaje con sus mᬠquinas herramientas perfeccionadas, y el taller de palastrería con grandes y potentes grúas, cilindros y demás apa¬ ratos de presión propios para este tra¬

para la fabricación del hielo según el jóvenes, ó porque ahora está de moda

procedimiento Pictet. Además, para poder atender á los con¬
tinuos pedidos que de todas partes reci¬ be, se ha visto obligado á dar mayor ex¬ tensión á sus talleres y está instalando un nuevo departamento de construcción
de máquinas y calderas. Señal evidente es esta de la prosperi¬

que jóvenes y hasta viejos, se entreten¬
gan eu esta clase de sport, no sabemos, repetimos, si habrá sido aquella la causa de que una simple suelta de palomas haya tenido en jaque á toda una pobla¬
ción de más de 8000 almas. De ahí ei
que los verdaderos amateurs, antes de

dad de la casa; y así es de nuestro deber que el sol asomara por Oriente, ya forma¬

excitar á su activo é inteligente jefe á ban corrillos en la plaza comentando lo

seguir en la vía emprendida, con lo cual nubuloso que había amanecido el día, los

sn Establecimiento será siempre reputa¬ do como uno de los más importantes en
el ramo de construcciones mecánicas.
(De Les Grandes Industries Catalanes.)

grandes cúmulus y nimbus que acompa¬ sadamente se dirigían de una parte á otra, sin contar la espesa neblina que se cernía sobre el valle y que impedia en (i

absoluto hasta la vista de las próximas

De conformidad con las disposiciones montañas.

vigentes, han de proveerse por concurso
de ascenso las Escuelas elementales de
niños de Ibiza y Muro, y las elementales de niñas de Ibiza, Pollensa. 5antañy y Biniaraix (Sóller).
Todas dichas escuelas están dotadas
con el sueldo anual de 1100 pesetas.

Un telegrama que, á eso de las 8, en¬ vió desde Ibiza D. Francisco Berga, Piloto del vapor Balear é inteligente co¬ lombófilo, manifestando que á las 9 eu
punto verificaría la suelta de las 57 pa¬ lomas, con mar llana, cielo claro y vien¬

to N. aunque flojo, aumentó la confusión

La noche del domingo en Felanitx
descarriló la locomotora del último tren descendente.
Por fortuna no ocurrió ninguna des¬ gracia.

y zozobra, si bien se comprendía que no por estar el cielo despejado en una par¬ te, impedía el que pudiese estar nublado en otra. Lo cierto fue que el día que pudo ser claro á las 8 de* la mañana en Ibiza,

aqui resultó nuboso y encapotado á todas

horas, completamente cerrados los hori¬

Crónica Local

zontes, y Unicamente allá por el medio día, y solo por breves minutos aparecie¬

Por referirse á asuntos de la locali¬
dad, copiamos de nuestro estimado cole¬ ga «La Ultima Hora» correspondiente al lunes 23 del actual, lo siguiente:

ran algunos tibios rayos de sol que al poco rato quedaron eclipsados por espe¬ sas nubes de color plomizo. Cuando el
cronómetro señalaba las 2 horas 3 minu¬
tos y 30 segundos el Presidente del Con¬

EN LA AUDIENCIA

curso D. Damián Magraner recibía la

Causa por atentado
Sobre las diez y media de la mafíana de hoy han comparecido ante el Tribu¬
nal de Derecho constituido eu la Sala de
J usticia de la Audiencia provincial, los vecinos de Sóller Jaime Enseñat y An¬ tonio Llonapart, acusados del delito de atentado al guardia municipal del puesto de dicha villa Fernando Berenguer.
El hecho ocurrió en la noche del 24
de Marzo último.
El indicado guardia municipal condu¬
cía en calidad de detenido al conveciuo
Francisco Salóm á las Consistoriales por
haber promovido escándalo en la vía pú¬ blica.
En las inmediaciones de la calle de
Isabel II advertidos de ello los procesa¬
dos intentaron que no se llevase á cabo la detención del Salom, para lo cual in¬

primera viajera que resultó ser una hem¬ bra de color ceniciento, propiedad de don Juan Forteza y Forteza y raza del peri¬
tísimo colombófilo D. Jaime Arrom
Doctor en Medicina y Cirujía residente en Alcudia; á las 2 horas 30 minutos y 30 segundos presentaron un macho color ceniza perteneciente á D. Andrés Oliver
y Bernat y raza de nuestro paisano don
Francisco Enseñat Teniente de navio de
1.a clase residente en Palma; al dar el reloj las 4 horas justas y cabales compa¬ reció D. Cayetano Pomar y Aguiló pre- ' sentando otro macho, aquerenciado á sil palomar, también de color ceniciento y de muy bonita estampa. Cuando fueron algo más de las cinco el Sr. Presidente dió por terminado el concurso, otorgando acto seguido el primer premio consisten¬ te en 30 pesetas en metálico, regalo del
«Círculo Sollerense» á D. Juan Forteza

creparon al guardia, arrebatándole el de¬ tenido, por cuyo motivo se armó una co¬
losal bronca. El Salóm en la noche de la ocurrencia
estaba bebido.

y Forteza; el segundo premio que era un precioso y afiligranado remontoir, regalo de D. Damián Magraner, se adjudicó á D. Andrés Oliver y Bernat y el tercer premio de 20 pesetas, que había ofrecido

hecho estuviera constituido.

primer cargo una impostura! En ningún bajo.

El guardia Berenguer dirigió el ates¬ D. Jaime Torrens, quedó concedido á

Respecto de Turquía y Bulgaria se ha hablado de la existencia de una conspi¬ ración de oficiales búlgaros con el pro¬ pósito de realizar la unión de Bulgaria con Servía; del arresto de 40 oficiales, con los correspondientes registros domi¬ ciliarios é incautándose la policía de importantes documentos, y de otra cons¬ piración de oficiales para provocar el ,-casas helli entre Bulgaria y Turquía.
* **
Una comisión de los obreros de Béjar
ha visitado estos días á distintos hom¬
bres públicos para que intercedan cerca del Gobierno á fin de que las iniciativas ministeriales se dirijan con el mayor
acierto á la resolución del conflicto entre
patronos y obreros. En el Congreso se ha constituido esta
semana la comisión que ha de dictami¬ nar sobre el proyecto de ley prohibiendo las cantinas y tiendas obligatorias para obreros, origen de los acontecimientos dolorosos de Bilbao. La comisión parla¬ mentaria la preside el Sr. Canalejas, y figuran como Presidente y Secretario los Sres. Alvarado y Jorro Miranda.
* &*
El representante de las minas de Riotinto ha dado cuenta á los periodistas de la solución de la huelga, expresando que así había ido á manifestárselo al Go¬
bierno, haciendo constar la satisfacción

artículo mió hay tal suponiendo. Este suponiendo solo ha tenido realidad en la calenturienta imaginación del señor pseudónimo. Repito: «admirad los es¬ fuerzos supremos del ilustre paisano que
intentó reformar la administración local»
y añado; para extirpar de su seno la po¬ lítica de los caciques, conforme lo de¬ muestra el nombramiento de concejales
á favor de los Presidentes de las Socie¬
dades dedicadas al fomento de los inte¬
reses morales y materiales del pueblo. Más he dicho: «En política formad parti¬ dos. que son necesarios; luchad según
vuestros ideales.» Y en mil novecientos
desde estas mismas columnas ya escri¬ bía yo «mientras siga el divorcio entre las fuerzas que están fuera de los parti¬ dos. entre esas inmensas masas de opi¬ nión que están vueltas de espaldas á la política, y los que dentro de la política viven, no espereis de nadie ni redención ni mejora; no sé si querrán hacerla, pero aunque quieran no podrán.»
Los políticos no deben entrar en la administración para convertirla en ins¬ trumento de la política. Cuando tienen
el carácter de administradores, adminis-
ción han de hacer, y no política; «su amalgama es la ruina de España.»
La clasificación de caciques en bue¬ nos y malos, es tan peregrina, que no es admisible. Equivaldría á poder clasificar del mismo modo á los tiranos. Cacique

En estos importantes talleres se cons¬ truye toda clase de maquinaria: calderas y máquinas de vapor, armaduras,grúas, tornos, prensas hidráulicas y de tornillo,
bombas de varios sistemas, transmisio¬
nes, molinos harineros, máquinas de
aserrar maderas, etc.
En los talleres de la casa se han cons¬
truido muchas calderas fijas, entre ellas, las del vapor Bellver en 1895, cuya cons¬ trucción se ajustó á las reglas del «Lloyd». como era condición precisa del contrato, y por la cual la casa recibió las felicitaciones de la inspección de la Com¬ pañía.
El peso de cada una de esas calderas era de 35 toneladas, y todos sus detalles fueron perfectamente estudiados.
En 1896 se construyó también por es¬ ta casa una caldera para los vapores. Isleño. Cataluña, Cabrera, etc., etc., de
peso 38 toneladas, que han dado igual¬ mente hasta ahora los mejores resulta¬ dos. En aquella época fué precisa la ins¬ talación de un taller especial destinado á la construcción de bombas para elevar
agua.
Toda la maquinaria procedente de es¬ to» talleres es de una precisión admira¬ ble y de uu acabado perfecto.
En esas cualidades encontramos prin¬ cipalmente el secreto déla gran extensión de los negocios de la casa. Su campo de acción abarca toda España: en muchas

tado al señor Juez, declarando que se
había atentad® contra su autoridad.
Los procesados han negado rotunda¬ mente haber atentado contra el guardia y sí, que en la noche de autos, viendo borracho al Salóm y detenido por el agente municipal, pidieron á éste por fa¬ vor se lo entregase y que el guardia ac¬
cedió á ello.
La declaración del guardia ha sido una afirmación de lo declarado por los procesados, pués sin preocuparle nada absolutamente, lo manifestado eu el ates¬ tado y declarado ante el Juez, que se lee á indicación de la Presidencia, ha venido con una complacencia invidiable á decla¬ rar que, efectivamente, á instancia de los acusados fue puesto en libertad el con¬ vecino Salóm y que.no pasó nada más.
El señor Fiscal, D. Mouserrate García renunciando al resto de la prueba testifi¬ cal, ha retirado la acusación.
Los abogados defensores, señores Pou y Massanet se han allanado á la peti¬
ción Fiscal.
El señor Fernández, ha declarado el
juicio concluso para sentencia. La concurrencia que era numerosa, ha
desalojado la sala admirando al benevo¬ lente guardia municipal de la villa de
Sóller.

D. Cayetano Pomar y Aguiló, quedando los restantes premios sin otorgar á favor
de la sociedad iniciadora del Concurso.
En resúmen que el dia del Concurso solo vinieron de Ibiza 3 palomas y la de más edad tenia 9 meses; el segundo fueron
presentadas á la oficina de comprobación 4 anillas sistema Rossoor, y por lo tanto 4 fueron las palomas llegadas y el tercer dia llegaron otras 4, que en junto forman un total de 11 palomas, pertenecientes, todas ellas, á los señores Cayetano Po¬ mar, Andrés Oliver y Juan Forteza. Ahora si se tiene en cuenta el pésimo
dia en que se hizo la suelta, la edad, po¬ ca educación, historia y raza de las pa¬ lomas, podemos decir en alta voz que el
concurso Ibiza-Sóller no ha sido tan
desastroso como algunos inteligentes han dado en suponer. Hemos conseguido un triunfo, pues hay que confesar que esta¬ mos todavía en los ensayos y que los an¬ antiguos colombófilos baleares, y algunos de modernos, consideraban de todo pun¬
to imposible los viajes por mar, y los
colombófilos- sollerenses, según confesión propia, no aspiran á otra cosa que á pasar el charco. Su ideal es dar un abra¬ zo á los catalanes y valencianos por me¬ dio de sus mensageras y el dia que esto sea un hecho, que Dios mediante lo será

con que por todos los interesados en que cesara la huelga, tanto obreros como pa¬
tronos. se ha visto la conducta de las au¬
toridades, quienes con gran tino1 ener¬ gía y prudencia han contribuido al tér¬
mino satisfactorio de una cuestión tan
grave como era el confleto de Riotinto. Algunos diputados por Huelva han
dicho que al movimiento general huel¬ guista de aquella zona han contribuido no sólo agitadores de oficio, sino tam¬

«es señor de vasallos, es cualquiera de las personas principales de un pueblo que ejercen excesiva influencia en asun¬ tos políticos y administrativos.»
Yo no abomino del cacique A ó B; yo abomino al caciquismo en general.
La relación que la política ha de tener
en la administración está condensada
en la siguiente fórmula imperativa:
«unios todos cuando se trata de asuntos
municipales; asi conseguiréis de los Po¬

grandes fábricas de la Península pueden verse funcionando máquinas construi¬ das por la casa Juan Oliver, de Palma de Mállorca. y su clientela es tan nume¬ rosa como distinguida.
Entre ella deben contarse varias com¬
pañías navieras, pues el señor Oliver ha llegado á ser una especialidad en las construcciones para la marina mercante y nacional.
D. Juan Oliver y Castañer ha añadido

El concurso Ibiza-Sóller, efectuado el
lunes último, por la Sección Colombófila
del «Círculo Sollereuse» ha sido el tema
de toda la semana. Asuntos habrá de
mucha más importancia y de no menor trascendencia y ocuparán solamente la atención pública por breves horas, pero
esto de curses, como dicen los semi-fran-
ceses, y que á nuestro entender no vale

el año próximo, se habrán cumplido los deseos y aspiraciones de los sollerenses
Hemos tenido el gusto de ver y admi¬ rar un precioso cuadro al oleo, que ha pintado, de mano maestra, el artista Pi-
zá. Representa el puerto de Sóller en horas en que el sol camina á su ocaso, y es tanta la perfección y finura que se
dibuja en sus azules aguas y barriada de

bién elementos enardecidos por pasiones deres Públicos lo que fraccionados se¬ últimamente á sus talleres una sección un camino, no sabemos si por ser cosa de casas, que sin disputa alguna, podemos

SOLLER

3

afirmar, que es lo mejor, más grande y comido, sigue dando buenos rendimientos

fie más mérito de cuanto ha hecho en su y el aceite obtenido es de regular cali¬

ya larga y accidentada carrera. También dad, pagándose al precio de 65 á 70 pe¬
hemos tenido ocasión de deleitar nuestros setas somada equivalente á unos 97 li¬

ojos ante los bellos paisages que, en este tros, poco más ó menos. pasado otoño, ha sabido trasladar al

Menzo el otro joven artista Antonio Ge- En todo tiempo ha sido mucha la afi¬

labert, el que no se ha separado de su ción que los moradores de este pueblo

antiguo maestro, protector y amigo don han demostrado tener á la lotería, pero Santiago Rusiñol. De este último no sabe¬ desde que á principios de verano se ins¬

mos ya que decir. Todo en el nos admira; el escribir, el pintar y el hablar. Escribe y habla sin afectación de ningún género,

taló una Administración y esta ha sido tan afortunada que ya le han correspon dido dos premios, si bien de los menores,

lo que piensa y le dicta su buen corazón:
pinta con una facilidad y sencillez, cual
si solo se entretuviera en ello para matar
el tiempo, y tal vez, debido á esa inge¬

la afición se ha convertido en frenesí y
.además de despacharse todos los billetes de los tres sorteos mensuales, se han
vendido además 19 billetes enteros de la

nuidad, es por lo que sus cuadros son
tan codiciados tanto en España como en
el Extrangero y muy especialmente

lotería de Navidad, habiéndose agotado la existencia desde principios de semana. ¡Cuantos desengaños se tocarán antes de

aquellos en que entran los cármenes, fin de año, que casi tocamos ya con la
jardines y flores. Buena prueba de ello mano!

es que entre los diez lienzos que, á prin¬

cipios del mes entrante se llevará á la populosa Barcelona, los de casa Prom, Puigderrós y Palou son preciosísimos, principalmente este último en que ha dibujado en él una jóven, sobre la que
ha vertido ámanos Ueasn,raudales cuan¬
tiosos de su fina y valiosa inspiración.

El pasado domingo, en el propio local que ocupa el «Sindicato de Riegos», tuvo lugar la elección de cuatro vocales para formar la Junta Directiva de aquel cen¬ tro; para la primera sección se nombró á D. Antonio Castañer Arbona y don Jaime Morell y Bernat; para la segunda

EN EL AYUNTAMIENTO
Sesión del día 21 de Noviembre de 1903.
Convocados por segunda vez los con¬ cejales D. Juan Pizá, D. Jerónimo Estades y D. Jaime Valls bajo la Presidencia
del Teniente de Alcalde D. Ramón Ca-
sasnovas, se aprobó el acta de la sesión anterior, y acordó satisfacer 1000 pese¬ tas al propietario de k faja de terreno expropiada en Cas Puput para dar la la¬ titud correspondiente á la Gran-Vía, se¬ gún justiprecio evaluado por el perito
nombrado al efecto D. Jaime Rufián. Se
aprobó el extracto de los acuerdos toma¬ dos durante el mes anterior y acordado
sil remisión ai Sr. Gobernador de la Pro¬
vincia. Con el fin de dar forma viable y prac¬
tica al acuerdo tomado por el Ayunta¬ miento en la sesión del 12 de Septiem¬ bre último, en el que resolvió hacer un préstamo de 500 pesetas á favor del Pbro. D. José Rufián para la publica¬ ción é impresión de un libro titulado «Cultivo práctico del olivo,» reintegra¬ ble, dicho préstamo, con ejemplares de la expresada obra, la Corporación acordó adquirir, con cargo al capítulo de impre¬ vistos 500 ejemplares, á razón de una

Registro Ovil
Nacimientos.
Varones 5.—Hembras 1.—Total 6
Matrimonios
Dia 25.—D. Juan Bautista Deyá Ar¬ bona, soltero, con Da Antonia MA Ozo¬ nas Busquets, soltera.
Dia 26.—D. Antonio Perelló Colom-
bás, soltero, con DA Francisca Pizá Enseñat, soltera.
Dia 26.—D. José Arbona Arbona, soltero, con DA María Bernat Pizá, sol¬
tera.
Dia 26.—D. Antonio Soberat Socias, soltero, con Da Margarita Ripoll Coloro,
soltera.
Dia 28.—D. Bartolomé Coll Batizá, soltero, con DA Isabel MA EnseñatBauzá, soltera.
Dia 28.—D. Francisco Morell Coll, soltero, con DA Margarita Batizá Marroig, soltera.
Defunciones
Dia 22.—D. Jaime Ferrá Colom, de 75 años, casado, manzana 64.
Dia 25.—Da Antonia Ana Miró Fron¬
tera, de 79 años, soltera, manzana 71.

aquel tipo, se admitirán en el plazo de
21345....°°°°otra media hora las proposiciones que
cubran el débito, recargos, gastos y cos¬ tas. Notifíquese esta providencia al deudor y al depositario, y anuncíase, al pú¬ blico por medio de edicto y en la forma usual del país.
Lo que hago público por medio del presente anuncio; advirtiendo para co¬ nocimiento de los que deseasen tomar parte en la subasta anunciada, y en cum¬ plimiento á lo dispuesto en el art.® 95 de
la Instrucción.
Que los bienes trabados á cuya enajenación se ha de proceder, son los expresados que podrán ver en el tablón de
anuncios de las Casas Consistoriales.
Que hasta el momento de cele¬ brarse la venta ó las almonedas podrán los deudores librar sus bienes, pagando el principal recargos gastos y costas.
Que será requisito indispensable para tomar parte en la subasta que los licitadores depositen en la mesa de la Presidencia el 5 p. g del valor de los bienes que intenten rematar.
Que es obligación del rematante entregar en el acto la diferencia entre el importe del depósito y precio de ad¬ judicación.

Pero el cuadro favorito es el del monte á D. Bartolomé Bibiloni y Sampol y pa¬ peseta cada uno.

■'MUB8B»0<aar»i«

Que si hecha esta no pudiese ul¬

de Santa Catalina del Puerto. Es de ra la tercera quedó elegido D. Guillermo

Dejaron de asistir á esta sesión, sin

timarse la venta por negarse el adjudica¬

tonos semi-obscuros, pues está tomado á Alcover y Morell, á los que felicitamos alegar causa alguna que justificara su MOVIMIENTO DEL PUERTO tario á la entrega del precio del remate

la hora en que el crepúsculo vespertino por tan acertados nombramientos.

no asistencia los señores Marqués, Coll,

se decretará la pérdida del depósito que

empieza á enseñorearse del mundo. Allí

Deyá, Riutort, Canals, Oliver, Bernat,

Embarcaciones fondeadas

ingresará en las arcas del Tesoro público

parece que se respira hasta el olor bal¬ sámico de los pinos, y sobre todo quietud; solo falta, al contemplar tan riquísimo cuadro, que se oiga á lo lejos la campa¬ na con el toque del Angelus para que la silueta aquella de la hermita que se vó en el fondo, aparezca, no como ilusión, sinó como completa realidad.

En la madrugada del lunes se hizo á
la mar con dirección á Barcelona el va¬
por «León de Oro», detenido el dia ante¬ rior á causa del temporal reinante. Ayer salió de Cette y es probable que mañana domingo esté de nuevo en este puerto.
Por noticias que leemos en la prensa

Joy y Morell; habiéndolo justificado el Sr. Puig.
No habiendo otros asuntos dé que tra¬
tar se levantó la sesión.

f

- ir

--

CULTOS SAGRADOS

En la iglesia parroquial.—Hoy al

Ninguna.
EMBARCACIONES DESPACHADAS
Dia 21.—Para Palma, pailebot Unión, de 58 ton. pat. D. Jaime Enseñat, con 5 mar. y lastre.
Dia 21.—Para Barcelona, laúd Flor del Mar, de 38 ton. pat. D. R. Mercadal, con 6 mar. y lastre.

y 6a Que serán do cargo del rematante los gastos de desclavar los efectos pe¬ gados.
Sóller 27 Noviembre de 1903.—El Re¬
caudador ejecutivo, Nicolás Maimó.

El vapor Villa de Sóller, que habia sa¬ lido de Kiel á últimos de la pasada se¬ mana, ha tenido que entrar de arribada al puerto de Amberes, por ser de todo punto imposible continuar el viaje á causa de la persistente niebla que cubría el mar. Tan luego se hubo disipado aque¬ lla, continuó el viaje para Palma, siendo probable que, una vez abanderado, haga su entrada en nuestro puerto el día 6 del próximo diciembre.
Las almazaras de la localidad están
■en su apogeo. Todas trabajan día y no¬ che para poder servir á los numerosos pedidos que continuamente les están ha¬ ciendo. De una sola almazara, sabemos, que en la pasada semana hizo la friolera fie 89 truyadas. Esta efervescencia dura¬ rá poco tiempo, pues es debido á que la mayor parte de las aceitunas, y sobre todo las que están en sitios algo caben tes, se han desprendido ya del árbol, aunque no en la completa madurez, que¬ dando únicamente una pequeña cantidad que todavía se conserva sana y en buen estado á causa de estar en regiones algo más elevadas, como son los Marroigs, Moncaire, los Balitx y otras. Aunque el fruto, en todo ó en parte, esté algo car¬

catalana y por cartas particulares recibi¬ das por nuestro estimado amigo D. San¬ tiago Rusiñol, sabemos que el dia 7 de diciembre, víspera de la Inmaculada Concepción de Nuestra Señora, se es¬
trenará en el Teatro Romea de Bar¬
celona el drama El Mistic, engendrado y nacido en esta localidad. El pintor escenógrafo Sr. Vilumara está pintando una bonita decoración, que según noti¬ cias será del agrado del público, y los ac¬ tores, y especialmente su director S6ñor Borrás, están tan satisfechos con sus respectivos papeles que todos, á porfía,
los están estudiando con verdadero
amore.
Hace algunas semanas que se encuen¬
tra entre nosotros el sabio naturalista
francés Mr. León Rolland antiguo Presi¬ dente de la Sociedad micológica de Fran¬ cia. El objeto de la venida de dicho señor á Sóller, es para estudiar los diversos hongos que crecen en nuestras regiones y ya tiene en la actualidad clasificadas unas ochenta especies. Deseamos que la estancia del Sr. Rolland en este pueblo le sea agradable y provechosa.

anochecer, después del rezo del Santo Rosario, se dará principio á la novena en
obsequio de la Inmaculada Concepción de María, con exposición solemne de S. D. M., música y sermón, que pronun¬ ciará el distinguido orador sagrado, don Miguel Costa y Llobera, Pbro.
Mañana domingo, día 29.—A las nue¬ ve y media, se cantarán horas menores y después la misa mayor con sermón pa¬ rroquial por el Rvdo. Sr. Cura-Arcipres¬ te. A la tarde, después, continuará la novena de la Inmaculada con exposición del Santísimo Sacramento y sermón por el indicado orador Sr. Costa y Llobera.
En la iglesia de S. Francisco.—Ma¬ ñana, á las 7, durante la celebración de una misa, tendrá lugar la novena dedi¬ cada á la Purísima Concepción conti¬
nuándose los demás días á la misma
hora. Por la tarde, á las 4, con exposi¬ ción del Santísimo Sacramento, se cele¬
brará la devoción de los Trece martes
dedicado á San Antonio de Padua.
En el oratorio de MM. Escolápias.— Mañana domingo, se celebrará solemne fiesta en obsequio del B. Pompilio con misa solemne y sermón á las diez y cuar¬ to de la mañana y la conclusión del se¬ tenario á las cinco y media de la tarde.

IMicto
Contribución Industrial, año 1900, 1901,1902 y l.° 2.° y 3.° trimestre de
1903.
D. Nicolás Maimó Recaudador ejecutivo
subalterno de Hacienda en la £A Zona de Palma.
Hago saber: Que en el expediente que instruyo contra D. Leopoldo Sánchez Moreno deudor á la Hacienda por el concepto indicado he dictado con fecha de hoy lo siguiente.
Providencia: Ultimadas las diligencias, de embargo, tasación y depósito de los bienes muebles y semovientes trabados á D. Leopoldo Sánchez Moreno sin que este haya satisfecho sus descubiertos, procédase á la venta de aquellos en pú¬ blica subasta, señalando para la misma que se celebrará bajo mi presidencia el dia lA diciembre próximo de once á dcce de la mañana en el local que ocupa la
fábrica calle de Isabel II núm. 76 siendo
posturas admisibles en la subasta las que entran las dos terceras partes del tipo de tasación; y si trascurrida una hora no se presentase postor ofreciendo

Se convoca á los socios de éste Sindi¬ cato á la Junta extraordinaria que ten¬
drá lugar el día 29 del corriente mes de Noviembre, á las 5 de la tarde, en el do¬ micilio de la misma, para tratar de asun¬
tos interesantes á dicha sociedad. Sóller 23 de noviembre de 1903.—El
Presidente, Guillermo Colom.
O- i
Solares Los hay para vender
en el puerto, en la propiedad el Través. Para más informes dirigirse á los se¬
ñores D. Jaime Castañer y D. Jaime A. Mayol Busquets,
Dos jóvenes deseau haliaC
una buena colocación en Francia. Uno
de ellos está al comente de la lengua
francesa.
Para más informes dirigirse á esta im¬
prenta.
Hay un pico de alga¬
rroba nueva para vender. En esta imprenta darán razón.

(10)
L4 VIRGEN DE LAS LILAS
Ü pasar junto á las dos hermanas se linó profundamente, é iba á prose¬
guir su camino cuando la Marquesa le
hizo una seña para que se detuviese. —Que hay?—preguntó con sequedad. —Nada, señora—repuso la joven con
una dulzura no sxenta de afectación, pe¬
ro que tenía mucho encanto;--no ha ha¬ bido ninguna novedad.
Estas palabras fueron pronunciadas con una doble intención sin duda, ¿¿juz¬ gar por el tono que para decirlas empleó
la camarera.
—¡Cómo!—exclamó Clara, estrujando
convulsivamente los encajes del pañue¬ lo;—¿no ha venido aún Bartolomé?
Al oir este nombre, Magdalena se es¬ tremeció violentamente; Bartolomé se llamaba el lacayo portador del infame presente que habían ido á ofrecerle á su
casa.
Aquel hombre servía á una persona
de la alta aristocracia; su hermana per¬ tenecía á ella también.
¿Se conocerían Clara y el que le había hecho el ultrajé de ofrecerle diamantes? ¿tendría que verle en su nuevo asilo?
Estas reflexiones pasaron por la men¬ te de Magdalena con la rapidez del rayo.

Su hermana continúa, dirigiéndose á
la camarera:
—Silvina. di á Irene que para las cin¬ co me prepare un traje de montar; ven¬ ga ó no el Conde, saldré á esa hora.
Magdalena miró á su hermana con do¬ loroso asombro; apenas le parecía posi¬ ble que pensara en salir á paseo un mes después de haber muerto su padre.
Clara, más sombríamente preocupada que ella, le hizo una seña para que la siguiese, en tanto que la camarera se re¬ tiraba después de saludarlas.
—Voy á presentarte á mi marido—di¬ jo Clara, abriendo las puertas de un ele¬ gante aposento amueblado con severa sencillez, y cuyas paredes decoraban so¬
berbios cuadros de caza y guerra.
En un ancho sillón y leyendo con in¬ dolencia se hallaba el Marqués.
Al ver á su esposa acompañada de una jóven á quien tomó desde luego por su hermana, se levantó con precipitación y dió algunos pasos para recibirlas.
Era un hombre de treinta y seis á treinta y ocho años, alto y un poco grue¬ so; su semblante noble lo parecía más á causa de las grandes entradas de sus sienes, casi destituidas de cabellos.
Extraño contraste hacía el color algo subido de su cara redonda y agradable,
que anunciaba el reposo y la afición al positivismo, con la apasionada y casi inspirada expresión de sus grandes ojos pardos, cuya mirada tenía una ligera

-

i J •'

'

inflexión hácia el cielo, como la de los mártires romanos sus labios, risueños
y movibles cuando estaba callado, se desplegabau con una sonrisa triste al hablarle de felicidad; mas el conjunto de su fisonomía presentaba tanta bondad y sencillez, que Magdalena alzó hasta él llena de confianza sus grandes ojos, que había bajado tímidamente al suelo.
—Pablo—dijo la Marquesa á su mari¬ do;—acabo de llegar con mi hermana, y vengo á presentártela.
—Señorita—repuso el Marqués con una cortesía llena de sencillez y cordia¬ lidad;—mi casa adquirirá para mi desde hoy un encanto nuevo, puesto que va usted á llamarla suya: fui el más gran¬
de admirador de las virtudes de su pa¬
dre de usted, el coronel Miranda, y aun¬ que sus opiniones políticas le impidie¬ ron siempre mirarme como á hijo, jamás dejé yo de recordarle como á un pa¬ dre á quien se ama y se respeta igual¬
mente.
—Gracias por esas palabras, señor Marqués—respondió Magdalena, conmo¬ vida profundamente de la delicadeza con que el Marqués había evocado el re¬ cuerdo de su padre para ofrecerle un asilo en su casa;—en medio del dolor que experimento en mi orfandad, tendré por el más grande de los consuelos vivir bajo el generoso amparo de mi hermana y de su esposo.

El Marqués se inclinó, y luego pre¬ guntó á su mnjer:
—¿Sales esta tarde?
—Sí—contestó Clara fríamente;—voy á dar un paseo á caballo.
El Marqués hizo un movimiento de enojo; pero dominándose por un pode¬ roso esfuerzo de voluntad, dijo á su mu¬ jer con acento afectuoso y triste:
—Me parece, Clara, que el género de vida que llevas afecta á tu salud: enfla¬ queces por días... estás pálida, ojerosa... quizá el reposo te haría bien.
—Probaré á tenerle por complacerte— repuso la Marquesa con una expresión que desmentía sus palabras;—pero hoy estoy comprometida con la señora de Ossorio. y no puedo faltarle.
—¿Quién os acompaña? —Todavía no lo sé.—respondió la Marquesa, esquivando la penetrante mi¬ rada con que su marido acompañó la anterior pregunta;—presumo que serán algunos amigos de Julia.
Luego tomó de la mano á Magdalena y salió del cuarto de su marido, que las acompañó hasta la puerta.
Las dos hermanas volvieron á atrave¬
sar los mismos aposentos que habían cruzado, y dirigiéndose á la derecha se hallaron en una antesala separada del
todo del resto de la casa.
En aquella antesala había varias puer¬ tas; la Marquesa tocó á una ligeramente y vino á abrir una de sus camareras.

Era de la edad de Magdalena, y la más linda de todas las que componían la ser¬ vidumbre de la Marquesa, como si ésta, en la comparación de la belleza, hubiera
querido quitar toda la ventaja á su po¬
bre hermana,
—Rita queda desde hoy dedicada á tu servicio, querida Magdalena—dijo la Marquesa con aquel tono acre y helado que procede casi siempre de las heridas del alma;—dispon de ella y de tu tiem¬ po por toda la tarde de hoy: á las nueve baja al salón, vestida con el traje que
van á traerte dentro de una hora: recibo
de confianza y deseo verte á mi lado. Dichas estas palabras, Clara, sin abra¬
zar á su hermana, sin hacerle un signo de afecto, desapareció detrás de la corti¬ na de seda que cubría la puerta, y que Rita levantó para que pasara, con obse¬ quiosa deferencia.
Magdalena, afligida con la helada cor¬ tesía de su hermana, y sintiendo su co¬ razón oprimido por un vago terror, se sentó maquinalmente en una silla, ha¬
ciendo un esfuerzo violento para conte ¬
ner las lágrimas que se agolpaban á sus ojos.
Rita, á un lado y en pie, la miraba coa burlona y cáustica sonrisa: el pobre traje de Magdalena y su sencillo peinado le parecían tan extraños, comparados con
su vestido de seda de color de rosa y con
su canesú de encaje, que apenas acerta¬ ba á darse cuenta de por qué la herma-

SL
ÍSütiftTn:uñetas -ce se inserten en esta sección pagarán: Hasta tres inwáieees á raaán de 0‘05 pesetas la línea; Mata-cinco inserciones á t-3H de 0'03 pesetas, y de cinco en adelante á razún de 0‘02 pesetas. Sai valor mil !mo de un anuncio, sea cual fuera el número de lineas
ejes se componga, será de O'BQpesetas. íLaa flúeas, de cualquiera tipo sea la letra, y los grabados, se conta¬
ba por tipos del-cuerpo 12 y el ancho será el de una columna ordina-
•dí dil periódico.
SERVICIO DECENAL

SOLLER

Los anuncios mortuorios por una sola vez pagarán; Del ancho de una columna 1*50 ptas., del de dos 3 ptas., y así en igual proporcióon,
En la tercera plana los precios son dobles, y triples ea la segunda. Los comunicados y anuncios oficiales pagarán á razón de 0‘05 pese¬ tas y los reclamos á razón de 0‘10 ptas. la línea del tipo en que se corouongan, siendo menor del cuerpo 12, y de éste si es mayor.
tos KUHfriptore* ditfrntaráci ana rebaja de nu 26 por
'«ienso
LA SINCERIDAD
Establecimiento comercial é industrial de J. Marqués Arbona
San Bartolomé,-17,-SOIjIjER

or el magnífico y veloz vapor

SECCIÓN PRIMERA.-^1IV!PRENTA Y TALLER DE ENCUADERNACIONES
Se hacen toda clase de impresiones á una ó varias tintas: Acciones para sociedades, títulos nominativos y al portador, láminas de emisión de valores, bonos y demás trabaios de esta Índole, tarjetas de visita, esquelas mortuorias, talones, membretes, facturas, programas, carteles. circulares, estados de todas Piases, invitaciones, etc,, etc., etc.; y encua¬ dernaciones económicas y de lujo.

ISulidas de Sóller para Barcelona: los dias 10, 20 y último de cada mes. ¿Salidas de Barcelona para Gette: los dias 1, 11 y 21 de id. id. Calidas de Cette para Barcelona: los dias 5, 15 y 25 de id. id. Salidas de Barcelona para Sóller: los dias 6, 16 y 26 de id. id.
CONSIGNATARIOS:—EN SÓLLER.—D. Guillermo Bernat, calle
idel Príncipe n.° 24.—EN BARCELONA.— D. J. Roura, Paseo de Ha Aduana, 25.—EN CETTE.—D. Guillermo Colom, Quai Oomman-
•Hant Samary-5. NOTA.—‘Siempre que el día de salida de Cette. según el presente itinerario,
«corresponda al sábado ó día anterior á uno festivo, la retrasará el vapor veinte cuatro horas y saldrá el domingo ó día festivo que sea, á la misma hora.

SECCION SEGUNDA.—PAPELERÍA, LIBRERIA V ARTÍCULOS BE ESCRITORIO
Véndese en la tienda de esta sección: resmillería y sobres de todas clases desde los más eco¬ nómicos á los de más lujo, papeles de hilo y de algodón en blanco y rayados, papel de embalaje cortado y taladrado para la confección de cajones de higos, y de seda para la de cajas de na¬ ranjas, de limones y de mandarinas, libritos de fumar de infinidad de marcas, naipes, -estampas y cromos, tarjetas de lujo y sorpresas para felicitaciones, libros en blanco y rayados, cuadernos y libretas de todos tamaños y precios, libros de texto y menaje para las escuelas de niños y de niñas de este pueblo, tinta negra y de colores, en botellas, para escribir y para sellar, efectos variados para escritorios y oficinas, coronas, flores artificiales, y objetos para hacerlas, sacos y cinturones de piel para señoritas, carteras para niños, etc, etc.
ARONOS QUÍMICOS I LABORATORIO BIOLÓGICO

¡ATENCIÓN AGRICULTORES!!
Si queréis abonar vuestros campos, seguros de ob¬
tener resultados eficacísimos, emplead el

DE
PRIMERAS MATERIAS PARA ABONOS
ABO10S WlMIOOS PASA TOBOS LOSIOWLTIfOS
INSECTICIDAS Y PAEASITICIDAS

que se , expende en la acreditada droguería de

REPRESENTACIÓN DE LAS MEJORES FÁBRICAS CONSTRUCTORAS DE INSTRUMENTOS, PULVERIZADORES Y MAQUINARIA AGRÍCOLA

ARNALDO CASELLAS-J^a, ir
En este establecimiento encontrareis toda clase de
; primeras materias para composición de abonos; sul¬ fates y azufre gris Biaubaux puro; fuelles y aparatos ¡para azufre; bombas y demás utensilios para pulve¬
rizar arboleda.
Instalaciones completas de cañerías para agua y gas. Fabricación de envases de hojalata para aceites, alunendrón y toda clase de conservas.
pmmiTm, pmmcmúE y mmmi&

GUANO ESPECIAL PARA NARANJOS, de OH1 DEPÓSITO Y REPRESENTACION ENiSOLLER:
D. JOSÉ FORTEZA (BIBl) Luna, 24
otel testeant del Universo
DE
Vda. de j. serra
PLAKA ©E PALA€IO-3.-BARCELOATA

¡¡No equivocarse, LTJNA, i7—SÓLLER!!
mmmmm ¡iiiiiaoioialis
Comisión3 — Representación, — Consignación, — Tránsito
Y PRECIOS ALZADOS PARA TODAS DESTINACIONES
«Servicio especial para el transbordo y reexpedición de naranjas,

DE
JOSÉ COJA CERBERE y PGRT-BOD (Frontera franco-espaflola)

Hospedage desde 5 pesetas en adelante. Habitaciones desde una pe¬ seta, restaurant á la carta, mesas particulares, se sirve á todas horas.
El Hotel del Universo está situado en uno de los sitios más im¬
portantes de la capital, dá plena fachada á la bonita y frondosa plaza de Palacio y paseos de la Aduana é Isabel II, donde cruzan todos los tranvías, y es él más próximo á la Aduana, Muelles, Compañías de Navegación, Bolsa, Gobernación y Estación de los Ferrocarriles de Francia, Tarragona, Valencia, Zaragoza y Madrid.

frutas frescas y legumbres

Aduanas, transportes, comisión, ESPARTERÍA

CIAIS CE LA iras

AGENTES DE ADUANAS
mmMM y PO'iMMBOtf (Frontera Eranco-Española)
^Corresponsales á GIVET, JEUMONT y ERQUELINNES (Frontera Franco-Belga)
TELEGRAMAS: Bauza Cerbére.—Bauza Port-Bou.
RAPIDEZ Y ECONOMÍA EN TODAS LAS OPERACIONES
L‘ ASSICDRATBICE ITALIANA
Sociedad de seguros contra los
ACCID1MES DEL TRABAJO ESTABLECIDA EN MILÁN Y RECONOCIDA EN ESPAÑA
Capital social: 5.000.000 Liras
Habiéndose promulgado la Ley sobre los accidentes del trabajo de 30 de Enero último, esta importante Sociedad asegura todas las indus¬
trias, mediante una prima, contra los riesgos indicados en dicha Ley;
Director de la Sucursal Española: D. MANTJEL GES, Merced, 20, Barcelona.-—Para informes y demás, dirigirse al Agente principal, B. HOMAR, Samaritana, 16, Palma.—Agente en Sóller, ARNALDO
CASELLAS.
LADRILLOS HIDRAULICOS, BAÑERAS,

consignación y tránsito
Agencia especial para el trasbordo y reexpedición de naranjas, frutas
frescas y pescados.
iSTIGDA ESPARTERÍA
DE
AlfOIIO BAUZA (á) Serrié
LUNA, 6—SÓLLER
Ofrece á sus clientes y al público sus varios artículos de obra de pal¬ mas, pita, cáñamo y otros muchos objetos de su ramo, que tiene en su
nuevo establecimiento.
Su mejor recomendación será, la superior calidad de todos sus artí¬ culos á precios los más económicos.
Se pasa á domicilio de quien lo solicite para alfombrar las habita¬ ciones y demás trabajos del ramo.
UNO OLVIDAR AL ANTIGUO SERRlÉji
PASTA FOSFÓREA
I. STEINER
PARA DESTRUIR LAS RATAS Y RATONES
Se vende á 0'30 ptas. el bote
en la Farmacia de J. Torrens.

Z3H3
J’uaa Anteáis Caldentey
Calle del Mar, núm. 5—SÓLLER
Sucursal en Sineu, calle de la Cuartera 1
Al público consumidor:
En este establecimiento hay en venta toda clase de artículos de espartería, alpargatería; cuerdas eu todas clases, to¬ do á medida y á la mano. Gran surtido en cofas desde el núm. 8 con cuatro ani¬
llas hasta el núm. 4 con dos anillas. Ce¬
nachos finos y comunes con anillas y sin ellas. Asientos para cofas y muchos otros objetos. Todo lo encontrarán con un 5 por ciento de rebaja.
Visitad dicha tienda antes que otras,
pues eu ninguna otra parte hallarán los precios tan económicos como en este es¬ tablecimiento. El trabaj# es el mejor que
se fabrica en su clase tanto en los espre-
sados artículos, como en muchos más del
ramo.
CASA FUNDADA EN 1876
VINOS AL POR MAYOR
COMISIÓN Y AJUSTE
JUAN ESTADAS
MMKT6 Y PROPIETARIO
TELÉFONO
LEKI«M\_(Aude)

POR EL
Vino Ueanado Pépsico
d©
J. TORRENS, Fabmacéutico
El primero y único elaborado en esta forma en España, mucho más económico y de mejores resultados que sus similares del extranjero, está preparado con todo esmero por procedimientos científicos bien ex¬ perimentados y acreditado como un reconstituyente sobradamente enérgico para suprimir la elimina¬ ción del azúcar de glucosa en todas las personas afectadas de la enfer¬ medad denominada "diabetes.,,
PÍLDORAS FERRUGINOSAS
DE
INULA HELENIUM
Con estas píldoras, preparadas por J. Torrens, se cura pronto y radicalmente la Leucorrea ó (flujo blanco), la Anemia y Clorósis (colo¬ res pálidos), la Lismenorrea (ó difi¬
cultad en el menstruo), la Ameno¬ rrea (ó supresión del mismo), 1* debilidad, flaqueza y cuantas ffio-
léstias ó enfermedades reclamen un
exitante poderoso y enérgico.

DE LA CASA
ESCOFET, TEJERA A €.“ de BARCELONA
Único representante en Sóller: Miguel Colom, ca¬
lle del Mar.

Se vende la casa se-
fíalada con el número 22 de la calle del
Pastor.
Para más informes pueden dirigirse á D. Miguel Marqués Marqués, que vive
en la casa número 30 de la misma calle.

AGENCIA M. BERNAT Y C.a~Rul)í20, PALIA
Fincas y casas de diferente importan¬
cia dando un rédito del dos y medio al
seis por ciento anual. Las hay á la venta en esta Agencia.

DE VENTA:
En Barcelona, Sociedad Farmacéutica —Farmacia del Dr. Pizá.—Palma, Centro Farma¬
céutico.—Farmacia de las Cepillas.—Málaga, Farmacia del Dr. Pelaez y Bermudez.—Sóllery Far¬
macia de J. Torrens.
SOLLER.—Imp. de «La Sinceridad»