AÑO XVII.-2.5 ÉP0CA.--NÜM. 805
AÑO XVII.-2.5 ÉP0CA.--NÜM. 805

SÁBADO 6 DE SEPTIEMBRE DÉ

;(t mjrp «OTéfípnBPí» «Oí k p.rjzh jr fi

■ fi$di -tií !i’;d

oh I *jf si,'b *Vtiíi

.¡¿tías %

»;í)i;hns«". en stop i?

fi(ÍÜ%té wp 9!>íb y? ,$a6t
i, ib 'it i i i í (íí ■ '/ á i.* (f$ ei' 1$ fc "é^fíiTüiaí

aitrj'fh laéH tonpa »í) iiüiDcafWrx

,yy aflaép&q í» fif.«p r»íócmuD98óoo oh

■xh¡?í¡s¡$ ■Jüaúí$#idaii ftiíáiivta jid oís

.nhfc; o de
Mqmo» «dbéisíib mq ./unlRé ?oq
,í, .i ebaahaDp 3í:p}<:yjq oeiéú# édo

j

PUNTOS DE SUSCRIPCIÓN:

Sóller: Administración.
Francia: J. Marqués Arbona.—Rae Rambuteau, 74. París. América: Sres. Marqués, Delgado y C.a—Arecibo—(Puer¬
to-Rico).

&t¿*ÍCf üírXÉíf XZff £WÍ{N$

SEMANARIO INDEPENDIENTE

Fundador y Propietario

ÍLLiLu.

D: JUAN MARQUÉS Y ARBONA

REDACCION Y ADMINISTRACION: Calle de San Bartolomé, n.° 17

- *3* SÓLLER (Baleares) •g* *^#«5=—*

mümiééS,

PRECIOS DE SUSCRIPCIÓN:

•España:

0’50 pesetas al mes.)

orv

1T,m

Extranjero: 0’75 fraucos id. id. j^00 adelantado.

Número suelto OTO pesetas.—Id. atrasado 0’20 pesetas

a mi i v.

La Redacción únicamente se hace solidaria de los escritos que se publiquen sin firma, seudónimo, inicial, ó signo determinado. De los que tal lleven serán responsables sus autores

y?- .r:: :,:x

! ,, , , ; ■ ■ r. ^

. -v ,

t A '-r====5¿=s=======J=

La infeliz manifestaba en voz alta sus

angustias, concluyendo por decir á la

vez que se levantaba del asiento toda

EL BILLETE DEL TRANVÍA

sofocada y corrida:

.

;

r—Creí que tenia-,, dinero, pero no

tengo... Me bajaré.

El billete, señora.

¥ entonces, el cobrador, que contem¬

La dama abrió su bolsijlito de pie.l de plaba con el billete en la mano la an¬

cocodrilocon.broches .de plata, con sus gustia de aquella mujer*.: esperando que

ojos y con sus enguantados,dedos huro-- el galante señor ó cualquiera de sus ¡dos

neó dentro do él y al cabo exclamó, sa^. compañeros la sacara del apuro, conven¬

cando un .billete de cien pesetas:

cido beque no se repetía el obsequio á

—¿Tiene usted cambio? Me he salido la dama y compadecido de la desdicha

de casa:siu dinero suelto y lo advierto de la muchacha y su vergüenza, luego

ahora. • ¡m» virusa. ni sb uohmiü» de envolver en una suprema mirada de

La dama era joven, rubia, apuesta, desprecio á los estoicos caballeros, ex¬

elegante, ostentosu. Había entrado en el clamó, deteniendo á la muchacha:

coche.con la desenvoltura de la ru.ujer

—Está bien, señora; siga usted sen¬

del gran múñelo y acostumbrada á tada sin pagarme. Ya me las arreglaré

penetrar en los salones, mirando con ¡con el inspector... y sino yo pondré el
serenidad no exenta de .ufa pía á los tres perro.

caballeros, que iban en él, como segura

de sus merecimientos personales, apar¬

Alfonso Pérez Nieva

tando con cuidado su falda de seda de la,

de merino de una pobre muchacha aco¬

modada humildemente, en un rincón. El cobrador no. supo qué contestar,

¡PASTORQILLAL.

quedándose perplejo. En su bolsa de
cuero llevaría á lo más cambio de cinco

Pastorcilla de este prado perfumado,

duros; aquella viajera pagaba con dine¬

cuenta á Filis mi dolor;

ro contante, aunque no sonante, y con

dile que mucho lar quiero,

gu billete en la mano permanecía espe¬ rando la respuesta y. el cambio, con

y que, triste, ya me muero sin su amór.

cierta leve altivez,. como si quisiera de-,
mostrar su sobra de me,dios de fortuna,
circunstancia que de antemano atesti¬ guaban sus pendientes, sus sortijas y sus ropas. En el apuro, el cobrador miró «al público.» testigo del inopinado suce¬ so y dijo al cabo de un instante de me¬

Que, en mis ansias, la admiraba
• y adoraba
á la sombra de un rosal, ó allá cerca el arbolillo
do fabrica el pajarillo
su nidal.

ditación:

—No tengo cambio de esa cantidad,

señora. ¡Si alguno de estos caballeros lo

tuviera y quisiera cambiar el billete!

Porque el inspector subirá á hacer la confrontación y be de presentarle el de

usted.

,

Que en mi amarga y dura vida
maldecida,
nunca en nada gozaré; sin la joven prenda mía, solamente noche y día
gemiré.

Ninguno dedos caballeros, como era natural, llevaba encima la cantidad de

Que, sin Ella, peno mucho; que la escucho

plata necesaria para tal operación. Pero la viajera era apuesta, juvenil,

en mi loco desvarío; que la veo en mis amores

giiapa, elegante, gran dama y no faltó en seguida quien alardeara de la clásica,

más lozana que las florps
, del estío.

hidalguía qspañola, un cx-pollo rizado

y afeitado, que ocultaba cuidadosamente
sus cincuenta en fuerza de afeite y com¬

postura. desde el tinte del bigote á los guantes de piel de perro, que, sacando

in bolfiljito de mallas de plata y de su fondo un perro grande, se lo entregó al
cobrador, diciendo con meliflua sonrisa,

mientras disparaba;á la obsequiada una

mirada llena de intención:

,

—Esta señora me dispensará ,1a liber¬

tad que me tomo ya que ninguno de los

presentes parece que tenemos ese cam¬

bio.

:■

1; ; L

:

—¡Por Dios, caballero! ¡No sé si deba!

Que la encuentro encantadora,

seductora,

.

cual la luz crepuscular,

y que yo, sin su cariño,

ya me pongo como uu niño

á llorar.

Así, pues, enamorado ¡fatal hado!
en el mundo he de sufrir,
mientras que, perene el duelo,
maf me sabe eu este suelo
el vivir.

Adorada pastorcilla

—¡Lomo, señora! ¡Por una cosa tan

tiernecilla,

insignificante!

cuenta á Filis mi dolor;

—Agradezco á usted mucho su galan ¬

dile. sí, que la venero

tería. ■

'jop .. . mi v um < ó

Nueva mirada del ex-joven, espejo de

y que. pronto ya me muero
sin su amor.

nuestra clásica hidalguía, nueva sonrisa pagada con otra y luego de esta pipoc-

G;. J. Prats.

teriia social, la dama, halagada en sn

amor propio y adivinando el fondo de agasajo á su belleza envuelto en aquella

RÍO NEGRO

dádiva..guar-dó silencio, imitándola su cortejador casual, mientras el cobrador proseguía su coleGta con los restantes y poco numerosos viajeros.
Llegó á la joven humilde de} vestido de merino, revelador por su deterioro de
la mayor pobreza, y be aquí que Ja,pauchacha palidepe primero, enrojécese después y advirti.éndos.e en su rostro la mayor zozobra, mientras con. mano fe¬
bril busca á tientas en lo hondo del bol¬

Bajo la campana del hogar chisporro¬
teaba un montón de sarmientos, y gus llamas ilumiuaban el semicírculo de .ca¬
zadores que, fatigados del monteo, arre¬ cidos por el cierzo, entretenían la noche
invernal con narraciones de sus aven¬
turas.
Llegó mi turno. y dije:—Amigos: hay en vuestros relatos leyendas dramáticas, episodios sangrientos, y hay escenas de

sillo una moneda que no parece. £or fin, se conyen.ce de la inutilidad de sus
pesquisas. Contaba, sin duda, con que en aquel, antro siempre vacío hubiera el mísero «perro grande» que había de
ahorrarle unos minutos de fatiga. No
sabía como sucedía aquello. Algún .roto
de la teja.. A¡L subir al coche disponía de aquel tesoro. ¡Diez céntimos! *

amor; fieras heridas á bala y zagadillus heridas á flecha; mi cuento es el cuento del cazador perdido que halla dos vi ejecitas en lo más denso del bosque,
Guía la tarde: una hermosa pieza
m a re h aba en gal a n a d a; v o co r ría. co rría pisando chaparros y tejps. La pieza se encava, aúllan los perros; y malgasto
en la rebusca las últimas luces del día.

Por el bosque tenebroso intento en grandes estragos produce si se la deja Yjano bailan la senda, seguido de los le¬ desarrollar. Dichas mariposas, de peque¬

Avicultura

breles., que jadean. El viento agita el ño tamaño, salen al anochecer y se in¬

ramaje, haciéndole balbucir quejas ru-
iñ orosas; la soledad de la noche me ro¬
dea, pero veo una luz que fulgura entre

troducen en las colmenas, depositando sus huevecillos en los panales, hueveci-
llos que luego se transforman en gusa¬

Un establecimiento para la cría palomas en América

dé

el espeso arbolado, y hacia ella me en¬
camino.
Es de una casucha rústica; toco la bo¬ cina, y dos viejecitas, con candiles en¬
cendidos, salen á mi encuentro.

nos y destruyen la cera. Como precau¬ ción, pónganse algunas bolas de nafta¬ lina en cada colmena, cuyo olor ahuyen¬ ta á las mariposas.,

El establecimiento de M. JohusOn en
Los Angeles es el que ocupa el primer lugar entre sus similares* no solo dé América, sino también de Europa. Cu¬

Flacas.de cuerpo, acecinadas de ros¬ tro, lucen píajestad de noble estirpe, rastro de una juventud hermosa.
Con dulce vqz me invitan á seguirlas; sus,luces me guían tras la selva y me conducen al tendajo que les sirve demo¬
rada miserable.

(Del Colmenero Español.)

M. Pons

bre una extensión de más de tres hectá¬
reas de terreno aluvión en el valle del
río de Los angeles, donde se encuentra el agua en abundancia; no tiene menos de 15.000 pensionistas, distribuidas eii construcciones especiales. El edifició principal tiene 18 metros de ancho y 6

Allí pasé la noche, ¡noche fantástical,
llena de ensueños misteriosos, con pesa¬
dillas de magias y de encantamientos.
Apenas alboreaba el nuevo díq. cuando salí acompañado de las damas antaño¬
nas que ofrecieron enveredarme. En si¬ lencio marchamos largo espacio, hasta dar en una barranca, con e} cauce de un río.., amigos míos, ¡un río negro!
Sus aguas se deslizaban con ondula¬ ciones pesadas, dejando en los ribazos

La electricidad y la vista
Con razón dice «Electricity» que ha de ser sumamente interesante para los in¬ genieros electricistas la noticia que sigue:
Un especialista ruso ha llegado á ad¬ quirirla pleaa convicción—después de minuciosos y reiterados ensayos—de que la luz eléctrica produce en el órgano de la visión efectos mucho menos pernicio¬ sos que todas las demás luces que no sean

de alto y está cubierto interior y exteriormente de compartimientos para nidos en número de varios millares, nidos accesi¬
bles desde el exterior al objeto de qué pueda procederse á su limpieza.
El rendimieuto mensual es de 3,000 y,
si no se procediese á la venta se calcula que á los dos años el número de palo¬ mas alcanzaría á un millón; pero la de¬ manda es superior á la producción y loa ingresos no son inferiores á 45.0Q0 fran¬
cos al año.

espumas negras; la superficie mate, ni trasparentaba el fondo, ni reflejaba el cielo; sigiloso y manso, entristece en vez de alborozar las praderías; ni aun las

la solar, y aun tratándose de la última cree el ilustre experimentador que sale la eléctrica ganando en comparación.
Al emitir esta opinión fúndase el cita¬

Las aves hacen tres cdiiiidaá diarias,y
cada una de ellas cuesta aproximada¬ mente 25 francos en conjuntó. El con¬
sumo total diario es de doce sacos dé.

espadañas nacen en sus riberas estériles; —No te asombres, cazador—me dije¬
ron las viejecitas,—que negro cual hoy
lo ves ñas le mandáis desde allí arriba.
En edades remotas fué cristalina su co¬
rriente; estos chopos secos reverdecían todas las primaveras con la frescura de su riego, brotaban flores de sus márge¬

do sabio en la mayor ó menor frecuencia del parpadeo.
Este se verifica, según él, 6’8 veces por minuto bajo la influencia de la luz de una vela; 2!80 bajo la del gas; 2’2 cuando utilizamos la luz del sol, y sólo una vez y ocho décimas cuando es la luz eléctri¬ ca la que ayuda á la acción del ojo hu¬

grano tamizado, ocho de trigo, y ade¬ más la correspondiente cantidad de ha¬
rina cocida. Procédese una vez cada se¬
mana á la desinfección de un departa¬ mento por medio del fenol; loé nidós se
desinfectan también, con un compuesta sulfuroso y un insecticida para evitar los parásitos.

nes y los pastores traían rebaños á be¬ ber en las orillas. ¡Era la eJad de núes-, tra juventud risueña!
Corrieron los años y las aguas del río se tornaron rojas. L03 hombres guerrea¬ ban despedazándose allá lejos, y la co¬ rriente pasaba,tinta en sangre humana.

mano.
Aplicaciones de los rayos X Los aparatos que ahora se fabrican pa¬
ra producción de ios rayos Roentgen se

Las aves jóvenes empiezan á preparar los nidos entre cinco y seis meses; cuan¬ do se han depositado dos huevos, el ma¬ cho y la bembra los empollan, durando esta tarea 18 días; la hembra es la que lleva en este trabajo la peof carga, pues
el macho está en el. nido solamente al¬

Murieron árboles de tronco secular; los
ganados no volvieron á beber ep/Jas ri-'
be.ras turbias, y nosotros perdimos los encantos de nuestra juventud fecunda.

han simplificado y abaratado tanto, que hoy su empleo es general en multitud de casos. Con ellos pueden examinarse los alimentos falsificados, los minerales*

gunas hoi-as cada día. ¡Al cabo de un mes,.los pichones pueden ya, venderse* siendo el precio medio 15 francos la do¬ cena. M. Johnson vende sobre tqda las

Corrieron los .siglos y tas aguas del río se tornaron negras, negras compjas vqs, cazador. La humanidad, allá muy lejos, trabaja, trabaja con desasosiego y fiebre;

las piedras preciosas, y sobre todo el, cuerpq humauo.
En un principio la radiografía fué una cuestión de curiosidad.

palomas coloreadas, al objeto de que le queden solo las blancas. La trapsformación ha sido tan rápida, que de un año á otro las palomas coloreadas han

ya ao sacia sus hambres con el pan de
la tierra: ahonda, más. y en su entraña bqsca el carbón para saciar la indus¬

Actualmente con esos rayos se lee el
documento humano de un modo admira¬
ble. En medicina sirve de diagnóstico y

desaparecido casi totalmente, quedando solo las blancas que. colocadas en masa sobre los tedios de los edificios dan á los

tria... ¡Laboreo que ennegrece el río, río negro que nos hizo caducas y viejas.

de curativo,
La exploración del interior del cuerpo*

mismos un aspecto nevado en extremó pintoresco.

Cuando sus agíias vuelvan á ser cristal y aún de los órganos movibles, como el

del fondo y espejo del cielo, reverdecerá corazón y los pulmones, se realiza con

el bosque, brotarán flores, los ganados
beberán en las orillas, y nosotras goza¬
remos de nueva juventud, risueña y fe¬

una precisión maravillosa. En vez de veinte minutos que antes
exigíala prueba fotográfica de. un sujeto*

Agricultura

cunda como la pasada.

hoy basta con un segundo escaso.

—¿Quienes sois?—pregunté á las en¬ Rosental y Angerer, con auxilio de

Agricultura bftjc toldé

cantadas y hospitalarias damas. —La Tradición—dijo una. —La Poesía—dijo otra.
Francisco Acebal.

los rayos Roentgen y un aparato que
denominan «señalómetro», determinan
perfectamente la posición que en el or¬ ganismo humano ocupa un cuerpq ex¬ traño, y con otro aparato llamado «estodiágrafo», revelan la forma exacta y la

Los periódicos americanos, dah citridsos detalles sobre un nuevp procedimien¬ to’ de cultivo del tabaco, aplicado én
Connecticut, donde se cubren con uri
toldo los campos de dicha planta. El

Apicultura

posición del corazón' en los seres vivos.

campo'queda así transformado én una
inmensa tienda sostenida por 400 ó.45$
postes por hectárea, cada uno de los

Pañuelos de papel

rúales tiene 3 metros de altura. El costé

TRABAJOS EN EL COLMENAB

de tales instalaciones viepe á ser dé Úii higienista innovador propone que unos 300 francos por hectárea. La tiendií

$epti<emóre.—Vt\\.irán te este mes acos¬ se introduzca en Europa el uso de pa¬ está tan sólidamente organizada, que los túmbrase á hacer en muchas regiones la ñuelos de bolsillo fabricados de papel, vientos de mayor violencia causad ape¬

segunda cosecha de miel, ó sea la lla¬ mada de otoño, especialmente en los
puntos donde florecen la ajedrea* el es¬ pliego,-elbrezo. etc. Visítense las col¬ menas para asegurarse de que rio falta sitio á las abejas donde almacenar Ja

costumbre ya general en el Extremo
Orienté.
La razón es puramente higiénica.
j No se crea que sé trata dé una parado¬
ja. El ilustre médico francés M. Brouar-
del ha combatido enérgicamente el uso

nas ligeros perjuicios. Debajo de está tienda reina un clima tropical casi .con¬ tinuo: la temperatura es allí constante¬
mente de 3 á 5 grados rñá’s elevada qué al aire líbre; la lluvia en vez de azotar violenta mente las plantas del Cultivo*

miel que puedan recoger, que eu la ma¬ yoría dedos casos se les deja como pro¬ visiones de invierno, y á la madre para desarrollar su puesta, pues las abejas nacidas á fines de este mes y á princi¬ pios de octubre son las destinadas á sos¬ tener el enjambre durante el invierno.
Vigtlese atentamente para que no pe¬

de los pañuelos de seda, hilo y algodón, considerándolos como activos propagado¬ res de los gérmenes de la tuberculosis,
de la difteria, de la confnntivitis y otras enfermedades.
Para evitar este peligro' preconiza el higienista los'pañuelos de papel, que re¬ sultarán, según él, muy éconórnicós,

penetra en forma de niebla caliente; lá plantación apenas eS molestada por los’ insectos y la Calidad dé las hojas obte¬ nidas es tal, que el tabaco asi cultivado' se vende á unos 3 francos 20 c. la libra*
mientras que él tabaco cultivado al airé libre produce apenas 1 franco 2o. Según
los peritos, el tabaco de Connecticui

netren en las colmenas las mariposas muy decentes y de color . invariable.

cultivado bajo toldos puede equiparar¬

engendr8doras de la polilla, que tan

se al de mejor calidad dé Süiñafrá,'

&

SOLLER

%km constituido diferentes compañías f$ara cubrir con toldos centenares de Jiectáreas de aquel Estado y se prevé que
«este modo de cultivo se hará extensivo á
lauchas otras plantas, que tienen igual.saente necesidad de abrigo, de humedad 3* de una temperatura bastante caliente y uniforme.
Agricultura Ae invierno
En los Estados Unidos la agricultura ¿deiavierno ha adquirido tal importancia nacional, que„procura muchos millones «de traucos á los cultivadores y hace pro¬ ductivos terrenos que casi no tenían
'valor.
La lechería de invierno, en estos últi¬ mos cinco años, ha llegado á ser una
industria muy remuneradora. El método de ios silos permite almacenar excelen¬ tes alimentos para el ganado durante el ifc vietfuo y obtener leche como en Junio, ¡pero, como es natural, vendida á precios más ventajosos. El uso de las incubado¬ ras permite también criar aves para el iuvieruo, y hoy día esta industria se ha
transformado hasta el punto de intentar .-¡que las gallinas pongan ea invierno, si Lien no se han obtenido resultados satis-
íactorios.
Críanse corderos en invernáculo, y en invernáculo se cultivan también frutas y Jaortalizas que surten el mercado de mi¬ liares de toneladas do dichos productos. £n las cercanías de Boston hay varios centenares de hectáreas de terrenos cu¬
biertos de vidrieras para el cultivo de frutos y hortalizas en iuvieruo, y lo mis¬ mo se hace en Jersey y en Long Island. Los productos de estos invernáculos se -venden regularmente á buen precio y ¿meden hacerse de dos á cuatro cosechas por a-ño en el mismo suelo. Naturalmen¬ te, se hace el cultivo intensivo, el suelo
es de lós más ricos, bien calentado por
medio de tubos de vapor y frecuente¬ mente iluminado por lámparas de arco. 4ía luz eléctrica estimula el crecimiento de ciertos vegetales y acelera el período
de la maduración. Los beneficios obte¬
nidos por esta industria sou muy impor¬ tantes y alcanzan á veces de 5U á 80 por ciento de los gastos efectuados. Durante dos inviernos rigurosos eu que ios pro¬ ductos del mediodía no pueden ir al mercado, los productos obtenidos de es¬ te modo en vitrinas alcanzan precios fa¬
bulosos.
La expansión de los cultivos ha sido favorecida por las compañías de trans¬ porte. Hay vagones frigoríficos que per¬ miten á los agricultores enviar las fresas y los tomates de la Florida y de la Lui-
-siana á Nueva York ó á Boston en in¬ vierno. California ha hecho esfuerzos
considerables respecto de este particu¬ lar y Tejas y Méjico siguen hoy su ejem¬ plo; hay más de 60.000 vagones frigorí¬ ficos empleados en estos transportes, y
M. Walsh hace observar, con razón, que
la creación y la expansión de esta indus¬ tria ha sido tan ventajosa para el país
como el descubrimiento de nuevas mi¬
nas de oro que dieran anualmente unos
sesenta millones de francos del metal
precioso.
Actualidades
la guerra en Colombia
En estos momentos en que la guerra
civil que viene devastando á la Repúbli¬
ca de Colombia parece haberse recon¬ centrado en el istmo de Panamá, el jefe revolucionario Uribe acaba de lanzar
una proclama excitando al partido revo-
iucionário á contiuuar, á todo trance, la
guerra. Declara el revolucionario Uribe, en su proclama, que la prórroga de la
cencesióu hecha por el Gobierno colom¬ biano á la Compañía del Panamá, es un acto ilegal, á todas luces, por no haber sido ratificada por el Cougreso, siendo tan uecesaria esta ratificación que sin ella uo será posible efectuar regular¬ mente la transferencia de la empresa á
los Estados Unidos. Ya en los comienzos de la guerra ci¬
vil. el jefe Uribe. auxiliar deeidido de los poderosos intereses americanos ene¬ migos del canal interoceánico, invocó la razón que apuutamos arriba para justi¬
ficar el movimiento revolucionario; pero
ía alocución que acaba de dirigir á su partido reviste un carácter tanto más importante y más grave, cuanto que la transferencia de la empresa á los Esta¬ dos Unidos está hoy á punto de efec¬
tuarse.
Por esta razón, el Gobierno colombia¬
no se propone dar á ios revolucionarios un golpe decisivo con los 10.000 hom¬ bres que á las órdenes del general Uon-

zález Valencia marchan á estas horas
con dirección al istmo de Panamá; estas fuerzas llevan ql encargo de libertar á los 7.000 hombres del general Besti, que, después de la batalla de Aguadul¬ ce. fueren, merced á una operación muy hábil del revolucionario Herrera, sepa¬ rados de su base de operaciones.
Esto no quiere decir que la situación del general Besti sea crítica, ni mucho menos; pero pudiera llegar á serlo, de tardar en ponerse en. contacto con él el grueso de las fuerzas gubernamentales.
Los revolucionarios del itsmo no pa¬
san de 4.000, pero son dueños del mar, que domina por completo su escuadri¬
lla, siendo escasísimas las fuerzas nava¬
les de que puede disponer el Gobierno, y además, son todos hijos del país en que combaten; en tanto que los solda¬
dos leales, reclutados en los distritos
montañosos del interior de la República,
se resienten del ardoroso clima del istmo
y enferman á centenares ó llevan con mucha flojedad la campaña.
Existen además otros focos revolucio¬
narios qué embarazan grandemente la acción del Gobierno, impidiéndole obrar con la rapidez necésaria y acumular en el istmo todas las fuerzas disponibles, en cuyo caso fuera cuestión de pocos
días el vencimiento de la insurrección.
Los revolucionarios muestran una ac¬
tividad extraordinaria en el distrito de
Magdalena, habiendo conseguido hacer capitular al general Foliaco, que ocupa¬ ba con quinientos hombres á Rio Acha.
El Gobierno ha enviado al general So¬ to con una división respetable, creyén¬ dose que no tardará en quedar pacifica¬ do el distrito de la Magdalena.
Resulta, por lo tanto, que la insurrec¬
ción alienta todavía, no obstante el ru¬
dísimo golpe que sufrió en los campos de Aguadulce.
Portugal en Africa
Pasan cosas poco tranquilizadoras en las colonias portuguesas del Africa, par¬ ticularmente en Loanda y en Angola. Muy á menudo llegan ahora telegramas á Lisboa anunciando grandes victorias de las tropas sobre los indígenas, y estas noticias llegan con tal frecuencia, que deben inspirar desconfianza, porque donde hay muchas victorias es forzoso que haya mucha resistencia y muchas batallas, y todo esto prueba que ninguna de esas victorias ha podido ser decisiva. El último telegrama del gobernador ge¬ neral de Angula dice que cerca de Bai¬ lando hubo varios combates, y que los negros resistían detrás de trincheras y empalizadas; pero al fin. obligados á huir, perdieron mucha gente y dos ca¬
becillas. Las cabezas de estos últimos fueron, como de costumbre, cortadas y
expuestas sobre palos. Eu todos los Círculos militares y ofi¬
ciales reina con este motivo alegría, di¬ ciendo algunos periódicos, Con la grave¬ dad acostumbrada, que Portugal ha añadido con esta victoria una gloriosa página á su hermosa historia colonial.
Muy gloriosa es la historia colonial de Portugal; pero entre tanta gloria ha pa¬ decido bastante el sentido práctico de la gente, porque en vez de vanagloriarse con tanta'saugro vertida entre los indí¬
genas, con tanta venganza, debieran pensar en la crisis profunda que arruina á estas posesiones; el comercio está casi paralizado, la mano de obra falta en las plantaciones y el malestar se ahonda ca¬
da vez más.
Muchas Casas de Africa se ven obligagadas á suspender sus pagos; mucha gente emigra á las limítrofes posesiones inglesas ó belgas, y todos los Municipios africanos protestan con energía con¬ tra esta política de sable, pidiendo en cambio un buena administración y jus¬
ticia.
El déficit del presupuesto de Angola fué en el año pasado de casi 2 milones de pesetas; en este año subirá, probable¬ mente, mucho más. jDentro de poco, es¬ tas glorias se han de convertir en nuevas
miserias!
Lorenzo Marqués entrará, en cambio, problemente. en uua unión aduanera con las nuevas colonias inglesas, y ga¬ nará con esto algunas ventajas; pero la verdad es que el comercio de Lorenzo Marqués está, en su ma vor parte, en ma¬ nos extranjeras, siendo la influencia in¬ glesa allí tau absorbente, que obscurece la soberanía portuguesa.
Son los asuntos coloniales los que más preocupante» este momento en Portugal, y son los únicos en estos meses de vera¬ no. donde toda política duerme y des¬
cansa.

Captura de un barco pirata
El capitán Luigi Montani, que manda el vapor «Sardegna», recién fondeado en Nápoles, procedente de los Estados Uni¬ dos, ha dado cuenta del siguiente caso de piratería, verdaderamente extraño en los albores del siglo XX.
Navegaba el «Sardegna» en aguas del «Gulf Stream», próximo al golfo de Mé¬ jico, cuando divisó á pocas millas un barco sospechoso, que parecía querer es¬ quivarla proximidad del barco italiano.
El capitán Montani ordenó, en vista de ello, dar caza al buque fugitivo, y al observar que no contestaba á. las señales qué se le hadan á bordo del «Sardegna», le amenazó con dispararle unos cuantos
cañonazos si no se detenia inmediata¬
mente.
El argumento convenció á los tripu¬ lantes del barco, é hicieron alto al poco tiempo, si bien intentaron escapar echan¬
do lós botes al agua.
Impidióles su designio la marinería del «Sardegna». que, armada hasta los
dientes, rodeó en varias embarcaciones
el buque misterioso, mientras el capi¬
tán subía á bordo con una fuerte es¬
colta.
Del reconocimiento practicado resultó, en efecto, que se trataba de un barco pirata. Su tripulación, compuesta de in¬
dios caribes era de 25 hombres.
En los sollados fueron descubiertas
dos preciosas muchachas atadas á la ba¬ rra y amordazadas.
Ambas se hallaban privadas de senti¬
do. Al recobrar el conocimiento relata¬
ron una terrible historia de sufrimien¬
tos. Los piratas las habían hecho victi¬
mas de toda clase de brutalidades du¬
rante su cautiverio.
El barco había sido apresado por los caribes en la costa de Méjico. El capitán y los tripulantes fueron muertos por los piratas y arrojados al agua el mismo día del apresamiento.
Los delincuente^ fueron conducidos A
bordo del «Sardegna» y entregados en
Boston á las autoridades americanas.

Contra los submarinos
Según parece, el Gobierno ruso no piensa hacer grandes gastos en la cons¬ trucción de submarinos. El periódico Peterbourgzkia Viedomosti, que publica un artículo acerca del particular, dice que la prensa ha exagerado mucho al tratar de las ventajas de estos buques, y que realmente su utilidades muy li¬ mitada. Dicho periódibo ruso cree que ;el Gobierno francés decidió la construc¬ ción de los suyos bajó la presión de la opinión publica; el Viedomosti añade que, si bien es cierto que no pueden es¬ perarse grandes cosas de tales barcos, también Id es que en muchos casos po¬ drían ser de gran utilidad, y que el efec¬ to moral de la presencia de los submariuos será siempre considerable.
En su consecuencia, indica que sería muy conveniente que el Almirantazgo ruso dispusiera la construcción de esta clase de buques para defensa de las cos¬ tas, y deplora que hasta la fecha la opinión general de la nación haya teni¬ do tan poco eco en le que al asuuto se
refiere.

La crisis eo Gnómica de la Argentina

Reproducimos de La Epoca las si¬ guiente líneas:
«No hace muchos días anunció el te¬

légrafo que el general Roca, Presidente de la República Argentina, había des¬ mentido de una manera categórica las declaraciones hechas por el Times en

julio último acerca de la grave crisis económica por que atraviesa dicho país.
A este propósito dirige al Caffaro. de

Génova, una extensa carta su corres¬

ponsal en la ciudad bonaerense, confir¬ mando en un todo las pesimistas mani¬

festaciones del Times.

A continuación copiamos algunos pá¬

rrafos de la carta de referencia por con¬

siderarlos de utilidad para el comercio

español y para aquellos de nuestros

compatriotas que proyecten dirigirse á

la Argentina en busca de trabajo.

Dice asi el-corresponsal:

^' i

«Esta situación no puede durar. Nos

hallamos abocados á otra revolución co¬

mo la de 1890.

Ambas graves afirmaciones repítenlas

al unisono comerciantes y operarios en

este suelo, trabajado por grandes per¬
turbaciones económicas.

¿Tienen razón los que tal dicen? La verdad es que el país ha perdido casi to¬
da la última cosecha de grano, que pro¬
ducía anualmente á las clase agrícolas

un ingreso medio de 40 millones de pe¬

sos oro. Y hay que tener presente que esas clases agrícolas son las únicas y genuinas representantes de los variados
intereses argentinos.
Añádase ¿ esto que durante los años
últimos la cosecha ha sido escasa, y que desde hace más de un año se halla en
suspenso la salida de los tres ó cuatro vapores semaa&les que conducían gana¬ do vacuno á Inglaterra, y se compren¬
derá fácilmente la deficiencia del dinero en circulación dentro del territorio de la
República. / Preocupado el Gobierno con este esta¬
do de cosas, ha hecho distribuir gratui¬ tamente la semilla uecesaria en las pro¬ vincias de Córdoba, Santa Fe y Entre
Ríos.
Los propietarios de granjas se encon¬
traban en situación nada halagüeña y, á consecuencia de ello, los obreros agrí¬ colas, mal pagados por los amos, se di¬ rigían á las ciudades, y en particular á Buenos Aires, en busca de trabajo mejor remunerado. Grave error, pues las obras públicas se bailan paralizadas, por efec¬ to de las economías que se ha impuesto
el Gobierno.
La falta de ingresos por la venta de grafios y de ganadería ha paralizado por completo el comercio.
No hay negocios que emprender, pues hasta han cesado las operaciones sobre el cambio dél difiero, cuyo precio se mantiene normal ó con insignificantes
oscilaciones.
Sepan los emigrantes que viniendo aquí en lo$; actuales instantes de graví¬
sima crisis, corren al encuentro de gran¬
des desilusiones, quizá de la miseria y
del hambre.
Algo mejoraría la situación del país si. como se espera, se abre el mercado inglés para la ganadería argeutina. Pero de todos modos, el principal remedio se¬ ría la llegada de fuertes capitales, aquí tan escasos, los que podrían encontrar pronta y beneficiosa aplicación, así como brazos de trabajo.»
De la Península
Las monedas divisionarias
Con motivo de la medida adoptada con la moneda divisionaria de plata anterior á la ley de 19 de Octubre de 1869, co¬ mienzan á surgir cuestiones en muchos puntos y á tocarse los inconvenientes que tal medida ha de producir.
Las Cajas públicas, así como el Banco de España, recibirán, sin limitación al¬ guna, en pago de contribuciones, rentas y derechos del Tesoro, hasta el día l.# de
Noviembre, todas las monedas á que se
refiere el párrafo anterior. No son Cajas públicas más que las su¬
cursales del Banco de España y las Te¬ sorerías de provincias.
Las dependencias de la Arrendataria sólo tienen obligación de recibir dicha
moneda hasta un mes antes de la fecha
fijada para las Cajas públicas.
Los recaudadores do pueden conside¬ rarse como Cajas públicas, pero deben admitir esa moneda porque prestan un verdadero servicio oficial, y pueden y deben llevarla á las Cajas públicas; y en cuanto á si á los recaudadores que resi¬ dan en puntos donde el Banco tengan
sucursal se les admitirá esta moneda con
posterioridad al l.° de Noviembre se dice que en general lio, porque podría dar lu¬ gar á abusos; pero q*e eu cada caso jus¬ tificado y razonado que se presente po¬
drán caer resoluciones admitiéndola.
Hay quienes creen que el plazo termi¬ na en el presente mes. y se niegan ya á recibir esas monedas, y otras, para no sufrir eugaños. rechazan toda clase de piezas de una peseta y cincuenta cénti¬
mos si uo llevan el busto del actual Mo¬
narca.
Convenientes, por lo tanto, serán al¬ gunas aclaraciones.
Esas monedas deben circular libre¬
mente hasta el día 34 de Octubre del año
actual, puesto que el Banco de España las recibirá y canjeará hasta el 4.9 de No¬
viembre.
Las monedas que se recogen y queda¬ rán fuera ds curso legal en la indicada
fecha de l.° de Noviembre son todas
aquellas que. por ser acuñadas antes del año 1869. no expresan su valor en pese¬ tas ó céntimos de peseta.
Desaparecen en absoluto las piezas de medio duro, cinco réales, dos y medio y uno y cuartillo.
El canje se verificará á razón de una peseta por cada moneda de cuatro reales y de dos pesetas cincuenta céntimos por
cada una de un escudo ó de diez reales.
Parece que la Compañía Arrendataria
de Tabacos ha manifestado á sus sucur¬

sales y éstas á los estanqueros que no
admitirá desde l.° de Octubre la moneda divisionaria mandada recoger; y antici¬
pándose, se dice que alguna Empresa de ferrocarriles se niega ¿ admitirla desde la publicación de aquel Real decreto, siendo consecuencia que el pequeño co¬ mercio en algunas poblaciones empieza
á rechazarla.
Y por último, para aclaración comple¬ ta, debe tenerse presente que desde l.° de
Noviembre únicamente tendrán validez las monedas del año 1869 y sucesivos
que expresan su valor en pesetas y lle¬ van en el anverso la matrona que adop¬ tó el Gobierno provisional ó los busto» de D. Amadeo, D. Alfonso XII y i>. Al¬
fonso XIII.
Conviene no olvidar que hace ya tiem¬ po carece de valor en la Península la moneda de Cuba y Filipinas; sea cual¬ quiera el año y busto que tengan.
£1 abanderamiento de buqnet
Sobre los considerables quebrantos que origina en España á las compañías navieras el abanderamiento de buques, trae La Epoca un artículo, del cual co¬ piamos los siguientes párrafos:
«Recientemente se ha expuesto en ra¬ zonada instancia al ministerio de Agri¬
cultura, Comercio y Obras públicas la
situación de la marina mercante espa¬ ñola.
Poco después de la pérdida de las co¬ lonias se formó en una importante ciu¬
dad de la costa de Levante una compa¬
ñía de navegación, con el doble propó¬ sito de que una flota adquirida con el capital aportado por suscripción públi¬ ca, surcase los mares bajo el santo em¬ blema de la patria.
Adquiridos los primeros vapores, de unas rail toneladas cada uno. llegaron al puerto aludido, donde se les exigió una infinidad de documentos y gestio¬ nes y gastos para obtener el ansiado abanderamiento, y si bien es cierlo que el provisional se efectuó con relativa
brevedad, no así el definitivo que, por trámites más ó menos necesarios, se
emplearon seis meses en conseguirlo, habiendo gastado la Compañía la enor¬ me suma de «ochenta mil pesetas», á que ascendieron los derechos de aduana, arqueos oficiales, certificaciones sanita¬ rias, y sin incluir en esa suma el im¬ puesto de derechos reales, timbres y los infinitos más que nuestra legislación exige para la constitución de la empre¬ sa, emisión de acciones, compra de bu¬ ques, giros, libros, etc.
La Compañía á que nos referimos no pudo menos de observar que de haber abanderado los buques en alguna de las repúblicas sudamericanas los gastos de abanderamiento no habrían pasado de 5.000 pesetas, pues de ordinario osciian entre esta suma y la de 500. según ei tonelaje, y tuvo además en cuenta que ni para el comercio da cabotaje ni para el de altura de ventaja alguna el pabe¬ llón español, y que, en cambio, los de¬ rechos que en el extranjero perciben lo» cónsules españoles exceden en un doble de los derechos que se cobran en los
consulados americanos. Por esto no fal- •
tó entre los socios de la aludida empresa
quien propusiera que un nuevo vapor que debe ser entregado á la Compañía en el próximo mes de octubre se aban¬
derase en América.»
La retirada de Sagasta
Comienza de nuevo á estar de moda al
tema de la retirada del Sr. Sagasta. Don Práxedes, que ha pasado el vera¬
no muy mal, teme que al llegar el in¬ vierno, época en que se exacerban sus habituales dolencias, le sea imposible continuar ocupándose en la cosa pública.
Háblase con insistencia de que los mé¬ dicos le han prohibido que pase el in¬
vierno en Madrid, pues le sería fatal.
Acerca de esto en el Heraldo de Ma¬
drid encontrarnos la carta siguiente, de su corresponsal en Almería.
«He practicado una detenida informa¬
ción para conocer én toda su pureza el origen de la noticia publicada por La Crónica Meridional y otros periódicos locales acerca de la estancia del presi¬ dente del Consejo de ministros en un
punto de nuestra costa durante los me¬
ses del invierno.
Algo de lo que se ha dicho es cierto. Las contingencias de lo futuro podrán determinar que el ilustre jefe del parti¬
do imperante no salga en el invierno de la corte; que abandone á Madrid y bus¬ que en las provincias de Málaga, Mur¬
cia ó Alicante las benignidades de un clima aconsejado por la Ciencia...; pero es lo cierto que, hoy por hoy. párese

SOLLER

9

que se acaricia el propósito de que el
Sr. Sagasta venga á invernar á Almería, en la finca que á ese efecto pone á su disposición el Sr. Corral.
La presunta residencia del presidente está situada á unos 11 kilómetros de la
capital* ni tan cerca de ésta que puedan
molestarle de continuo las impertinen¬ cias de los indiscretos,' ni tan distante
que no pueda el Sr. Sagasta conversar á
diario con aquellas personas déla ciu¬ dad en quienes se encarnen las predilec¬ ciones de su afecto.
La finca del Sr. Corral está enclavada en la carretera de Almería á Málaga,
muy cerca de las estribaciones de laSierra de Gador. El edificio, amplio y cónipdo corno pocos, está aislado de toda otrá construcción similar, cercado de
jardines y parrales y de cara al sol sa¬
liente.
El horizonte que se ofrece á la vista de sus moradores es magnífico, con la magnificencia de aquellas cosas en las
que el hombre pone bien poco de su parte. A la espalda la majestad ingente
de la Sierra; á derecha y á izquierda, la carretera, siempre recta, que se pierde á
la postre en los visos de la lejanía; el
cabo de Gata, la vega almariense, la
alégre barriada de Aguadulce, el pueblo de Roqueta... y al frente el inmenso campo, cuajado de blancos caseríos, que
cercan dilatados parrales y vegas fron¬ dosísimas, y al acabarse el campo... el mar, el mar, de planchadas y bruñidas
aguas, que se pierden allá lejos, muy
lejos, en un punto que parece de con¬
junción con el azul purísimo dél cielo...
Temperatura media en el paraje, 18 grados.
Crónica Local
El domingo próximo pasado siguiendo
la costumbre de los años anteriores, se celebró en la iglesia parroquial la fiesta denominada vulgarmente de V Oirá.
Todos los actos religiosos fueron muy concurridos, principalmente la misa ma-
yor.
La fiesta popular que los Vecinos de
la calle del Mar celebraron, se vió en
extremo animada en la noche del domin¬
go y no tanto en la del sábado por pre¬ sentarse el tiempo inseguro y haber caí¬ do cerca las once una regular lluvia.
Ambas veladas fueron amenizadas por las dos bandas de música de la localidad
y hubo baile al estilo del pais en la Plaza de América (ensanche del Noguera).
Las carreras celebradas el domingo
por la tarde al extremo de la calle del
Mar, se vieron bastante concurridas.
La Junta local de reformas sociales, en la sesión celebrada el día 27 del pró¬
ximo pasado mes de Agosto, nombró al
Rvdo. Sr. D. Sebastián Maimó Cura-pá¬
rroco, para inspeccionar durante el ac tuaí semestre, las fábricas, talleres y demás establecimientos de trabajo», en la
iorma prescrita por la Ley.
Reciba el Sr. Maimó nuestra felicita¬
ción más sincera por la distinción de que ha sido objeto.
Al anochecer del domingo emprendió
viaje con rumbo á Barcelona y Oette el

vapor de esta matricula León de Oro, llevándose buen número de pasajeros y carga varia.
De regreso de dichos puntos es espera¬
do mañana en nuestro puerto.

practicada en varias calles y plazas y en
una cloaca de la calle de Canals.
Hemos recibido de la Alcaldía Cons¬
titucional de Ciudadela un elegante pros¬

sado las causas que privaban á la Corpo¬
ración del concurso de un compañero.
Enteróse el Ayuntamiento de un Real Decreto, fecha 15 de Agosto, del Exce¬
lentísimo Sr. Ministro de la Gobernación

RM B A UC ACIONES DESPACHADAS
Dia 3.—Para Valencia, goleta Lareño, de 92 ton., pat. D. B. Eusefíat, con 9 mar. y madera.
Dia 3.-—Para Alcudia, laúd San José,

A la avanzada edad de 86 años, falle¬ ció el miércoles por la noche; en la aldea de Biniaraix el honor Guillermo Deyá y
Arbona.

pecto anunciador de las carreras que por acuerdo de aquel Ayuntamiento tendrán lugar en el Coso de dicha ciudad el dia
14 del actual.
Segúu el programa que tenemos á la

referente á las materias y acuerdos de los Ayuntamientos, cuyas providencias
en los mismos de los Gobernadores, Di¬
putaciones y Comisiones provinciales ponen término á la vía Gubernativa.

de 20 ton., pat. D» J. Pamies, con 6 ma¬ rineros y patatas.
Dia 3.—Para Palma, laúd J. Miguelito, de 19 ton., pat. D. Cosme Escalas, con 5 mar. y lastre.

A la conducción del cadáver al cemen¬ vista habrá los siguientes premios: bu¬

Atendiendo á razones de salubridad é

Dia 3.—Para Palma, laúd San Anto¬

terio que tuvo lugar el día siguiente, lo rros, pesetas 40 y accésit pesetas 10;

-1— émismo que al funeralque secelebréayer,
en la iglesia parroquial, en sufragio de su alma, asistió numerosa concurrencia.
Pedimos á Dios conceda al finado el
premio de los justos y á su apreciable fa¬ milia el bálsamo de la resignación cris¬
tiana.

mulos y muías, pesetas 80 y accésit pe¬
setas 20; potros, pesetas 80 y accésit pe¬
setas 25; caballos, [700 pasos) pesetas 150 y accésit pesetas 50; jacas, pesetas 50 y accésit pesetas 15; caballos (1000 pasos) pesetas 300 y accésit pesetas 100.

Por lo que pueda interesar al lector, damos la noticia de qüe la Gaceta de Ma¬

Uu amigo nuestro residente eu la capitad nos ruega la inserción de las si¬ guientes líneas, publicadas ya por algu¬

drid publica en su número correspondien¬ te al miércoles de esta semana, un Real Decreto fijando el cupo del reemplazo

nos periódicos palmesanos: «Un jóven negociante de esta ciudad,
don Bartolomé Riutort, á causa de ope¬

del actual año en 60.000 hombres. De

estos irán á filas, como de dicho reem¬

raciones desgraciadas y de haber sido al¬ canzado en algunas quiebras, hasta el

plazo corriente, cuando sean llamados á punto de haber sobreseído, hace cosa de

ellas, 36.000 mozos, quejando los res¬ cinco años, en el cumplimiento de sus

tantes para ser incorporados -al del pró* obligaciones, desapareció de Mallorca.

ximo año de 1903.

A la Zona de

Baleares,

de

los

12145

Pérb, lejos de haber buscado la im!■ punidad en la expatriación, el señor Riu-

hombres declarados soldados, le corres¬ tórt ha empleado todo este tiempo traba¬

ponden 1058 para el cupo. Serán llama- , jando duramente en América y en Fran¬

dos por ahora 634.

.

r,

cia; y uno de estos últimos días se pre¬

Tan pronto como la Comisión Mixta sentó de improviso en Palma, y sorpren¬

de Reclutamiento designe el número de dió gratamente á los acreedores con el

mozos que corresponderán á este pueblo, anuncio de que iba á satisfacerles sus

cuidaremos de publicarlo.

descubiertos, que tenían olvidados.

Así lo ha hecho el señor Riutort, con

Anteayer estuvo en la casa Rectoral el una probidad que nos complacemos en

Rdo. Pbro. don L. Ibenry, Canónigo de hacer pública á fin de que obtenga su

la Metrópoli, Canónigo honorario de nombre la rehabilitación á qué, le hace

Contauces, Secretario general y Director acreedor una conducta tan poco fre¬

de la Semana Religiosa, en el Arzobispa¬ cuente.

do de Rennas en Bretaña, quien en unión

El misino señor nos manifiesta que si,

de algunos amigos, procedentes de Lluch, por olvido completamente involuntario,

llegó á ésta, saliendo para Miramar, des¬ hubiera dejado de satisfacer su alcance

pués de haber permanecido algunas ho¬ á algún acreedor, puede éste pasar por

ras entre nosotros, cuya corta estañóla su casa, calle de Cotoner, número 9, en

deseamos le haya sido agradable.

el Arrabal de Santa Catalina.»

.

—

aigiene y á fin de evitar enfermedades infecciosas y contagiosas se acordó veri¬ ficar la limpieza de un trozo de acequia pública comprendido desde el matadero al molino de D. Pedro Antonio Mayol.
Y no habiendo otros asuntos de que tratar se levantó la sesión.
CULTOS SAGRADOS
En la iglesia parroquial.—Mañana domingo, día 7.—A las nueve y media, se cantarán horas menores y la misa mayor, con sermón parroquial por el Ivdo. Sr. Cura-Arcipreste. Por la tarde, después de vísperas, tendrá lugar el ejercicio mensual en honor del Sagrado Corazón de Jesús, con exposición de
S. D. M.
Al anochecer, se cantarán solemnes completas, eu preparación á la fiesta del siguiente día.
Lunes, día 8.—Se celebrará la festivi¬ dad de la Virgen del Buen Afío. A las nueve y media, se cantarán horas y des¬ pués la misa mayor con sermón, que pro¬
nunciará el Pbro. D. Bartolomé CoU.
?or la tarde, vísperas y completas; y al anochecer, se celebrará el ejercicio men¬ sual eu honor de la Inmaculada Concep¬
ción de María.
En la iglesia de San Francisco.—Ma¬ ñana, domiugo, por la tarde, continuará
el devoto setenario en honor de los Doores de Nuestra Señora con sermón por
el Rvdo. Cura-párroco.
Registro Ovil
Nacimientos.

nio, de 14 ton., pat. D. B. Tomás, con 5 mar. y lastre.
Dia 4.—Para Capdepera, laúd Cata¬ lina, de 24 ton., pat. D. J. Vidal, con 6 mar. y lastre.
VENTA
de una finca llamada Can JJyet sita en el punto Alquería del Conde de esta vi-' lia, que consiste en casa señalada con el número 12 de la calle de Rullán, corral ó jardín unido y porción de tierra naran¬ jal, midiendo un cuartón 81 destres apro¬ ximadamente y la casa con el corral
unos 778 metros cuadrados. Para infor¬
mes dirigirse al dueño calle de la Luz, n.o 5, piso 2.o en Palma. La titulación de la finca obra en poder del Notado don Miguel Ignacio Font,
COMISION PARA LA ADQUISICION
DÉ UN NUEVO VAPOR
Para qúe llegue á conocimiento de to¬ das aquellas personas á quienes pueda interesar, se anuncia al público que la suscripción de acciones para la ad¬ quisición de un nuevo vapor, continua abierta en el domicilio del Sindicato Agrí¬ cola Sollerense, plaza de la Constitución 32, como igualmente pueden dirigirse para el indicado objeto á los señores don Antonio Rotger Serra, D. Bernardo Coiom Barceló, D. Pedro A. Aicover Mo¬ rell, D. Bernardo Cabot Estades, D. Da¬ mián Canals Bernat, D. Juan Mayol Muntaner y D. Francisco Pomar For-
teza.

Como todos los años se celebrará en
Fornalutx mañana domingo y el lunes, la fiesta cívico-religiosa que aquellos veci¬
nos dedican á su excelsa Patrona en el

EN EL AYUNTAMIENTO Sesión del día 30 de Agosto 1902.

Varones 2.—Hembras 2.—Total 4
Matrimonios
Ninguno.
Defunciones

Se desea vender una
finca llamada Can Magre de Deu, con¬

día de la Natividad de Nuestra Señora.
Es de esperar que como siempre asis¬ tirá á la fiesta del vecino pueblo gran
número de solierenses.

La presidió el Sr. Alcalde D. Juan Puig, y asistieron á ella, convocados por segunda vez, los Concejales señores don
Ramón Casasnovas, D. Juan Pizá, don

Dia l.°—-Antonio Aicover Casasnovas, de 14 dias, M.a 65.
Dia 3.—D. Guillermo Deyá Arbona, de 86 años, viudo, calle de San Guiller¬

sistente en huerto regadío, cañaveral y dos casas; linda con la carretera del
puerto.
Para más informes diríjanse al nota¬
rio D. Pedro Aicover,

Jaime Marqués, D. Jaime J. Joy, D. Ra¬ mo, (Biniaraix). El importe de los jornales y materia¬ món Col!, D. Damián Canals, D. Juan Dia 4.—D. Jaime Morell Castáñer, de

9

' —-—

les invertidos en obras realizadas por
administración municipal durante el pa¬ sado mes de Agosto ascendió á 1036‘23

Deyá, D. Andrés Oliver, D. Jaime Valls^ D. Juan Joy y D. Juan Móretl.
Fue leída y aprobada el acta de la se¬

56 años, casado, M.a 44.

BANCO VITALICIO OE ESPAÑA
É3@gu.r*os cíe» -vida, y aooiddntsa

pesetas. Dichas obras consistieron en recons¬
truir up murq de contensión en el camidel Camp Llarch para darle mayor lati¬ tud; recomponer el piso del camino de

sión anterior.
Acto seguido, pasando á despachar los asuntos que figuraban á la orden del día, se dió cuenta de una comunicación
del señor Gobernador civil de esta pro¬

MOVIMIENTO DEL PUERTO
Embaucaciónus FONUEADaS
Dia 30 Agosto.—De Valencia, en 2 dias, goleta Lareño, de 92 ton., pat. don

El seguro sobre la vida es patrimonio de la gente experta; el necio con un ya haremos, pierde el tiempo y lo que es peor pierde el porvenir de sus hijos.
Agente en Sóller, Salvador Elias.

Balitx, el muro de conteusión del camino vincia referente á la sentencia absoluto¬ B. Eusefíat, con 9 mr. y patatas.

del Murtará lindante con el torrente y
la acequia que conduce las aguas sobran¬
tes del abrevadero de la calle del Prínci¬
pe; construir un, muro de contensión en el camino de Fornalutx; regar los árbo¬

ria dictada en la causa por desacato, se¬ guida por D. Juan Canals Estades con¬
tra D. Jerónimo Estades Llabrés, ambos
concejales de este Ayuntamiento. En su vista se acordó consignar en acta que el

Dia 3 Septiembre.--De Capdepera, en 1 dia, laúd San Antonio, de 14 ton., pa¬ trón D. B. Tomás, con 5 mar. y lastre.
Dia 4.—De Palma, en 1 dia, laúd Ca¬ talina, de 24 ton., pat. D. J. Vidal, con

GARROVÉS
Es temps de sembrarlos y a n es carré de Sant Pere, núm. 19 n‘ hi ha de bons y barato.

les del camino de Biniaraix y limpieza Ayuntamiento veía con gusto hayan ce¬ 6 mar. y lastre.

(15 FOIjIjJBTÍM
SOR LUTGARDA
I
Epoca de triste recordación para los
moradores de Palma es sin duda el últi¬ mo tercio del año 1865. La mano del Se¬
ñor pesaba gravemente sobre esta capi¬ tal, en cuyas calles y plazas reinaban la soledad y el silencio, y bajo cuyos te¬ chos se albergaban ios quejidos de la agonía y los horrores de la muerte. Dos terceras partes de su vecindario habían buscado la salvación en la fuga, y el resto parecía entregado á las devora-1
doras fauces de tina bestia feroz, como timido rebaño de corderos encerrados en
un aprisco que asaltó de improviso fa¬
mélico lobo. Creíamos entonces que este
breve período, así como quedará perpétuamente consignado en nuestros ana¬ les. por más que no pequen de largos y minuciosos, así permanecería grabado con punzón de acero en el corazón de los sobrevivientes. Creíamos que ha¬ bía lastimosos acontecimientos impene¬ trables á la áspera lima del olvido, mo¬ vida incesantemente por las callosas manos del Tiempo. Más, por muy pro¬

fundas que sean las huellas estampadas en la arena de una playa, llegan á bo¬
rrarse de una manera insensible, sin
que para hacerlas desaparecer haya ne¬ cesidad de que intervengan los furores
del huracán deshecho ni el desencademiento de las olas bravias. Las más do-
lorosas impresiones solo engendran me¬ lancólicos recuerdos que de cada diu pierden algo de su intensidad y amar¬ gura. Y si á esta ley general se agregan las continuas agitaciones de la vida mo¬
derna. la movilidad de las situaciones
políticas, la frecuente alternativa de es¬ peranzas y desalientos, el inmoderado afan de gozar, que caracteriza á la ac¬ tual generación, y su lógica tendencia á desterrar de ios ojos y de la memoria todas las imágenes funestas y sombrías, ¿que mucho que aquel breve período pueda evocarse ya sin riesgo de produ¬
cir emociones demasiado vivas, ni de
provocar lágrimas demasiado ardientes? Es una época que bajo cierto aspecto pertenece ya a lo pasado; una época his¬ tórica á que el erudito pudiera consa¬ grar sus investigaciones y recuerdos personales, para tejer una interesante monografía, y de que el literato pudiera aprovecharse para bosquejar el fondo de un cuadro en que destacaran sus perso-

najes y creaciones novelescas. La histo¬ pero aun así hubo un tiempo en que denes y trabajar en su estudio. Pedro

ria y la novela podrían juntar allí sus aparecia como un semidiós á los ojos de aceptó gustoso; no le arredraban las pri-

diestras como dos cariñosas amigas.

aquella á quien él consideraba como un vacioaes, y podía ganarse elsustontosin

No es nuestro ánimo espaciarnos por áugel en la tierra. Y es que el amor uo cercenar el capital, que con el tiempo y

este ni por el otro campo al presentar el siempre lleva la clásica venda, sino que los intereses formaba en sn imaginación

lijero esbozo de un pequeño drama ínti¬ suele mirar el objeto amado al través de la bola de nieve. El amanuense de hoy

mo, desarrollado entre la oscuridad y el un cristal de aumento.

se regodeaba considerándose futuro ca¬

silencio, sin más teatro que la concien¬ Hijo úinco de un ex-marino. conocido pitalista.

cia del protagonista, sin más espectado¬ generalmente por el mote de el Tortosino* Pero era jóven y la juventud no se so¬

res que Dios: drama tan trivial, si se más bien que por su propio apellido, ya mete 4 los fríos cálculos del interés y de

quiere, tan sencillo, tan desnudo de in¬ sea porque fuese natural de Tortosa, ó la codicia. De gallarda estatura» de no

cidentes que desconfiamos mucho de de¬ porque con su balandra hiciese frecuen¬ mala presencia, de regular despejo y fá¬

jar satisfecha la curiosidad de nuestros tes viajes á esta ciudad, ó porque comer¬ cil conversación, mal podía adaptarse á

lectores. Del terrible cólera morbo no ciase especialmente con los maderos así la vida de anacoreta. Morador de uu

hemos de decir más sino que una de sus llamados y reemplazados ahora por los pueblo se amoldaba á sus costumbres*

primeras víctimas fue la consorte de don tablones del Norte. Pedro se quedó huér¬ participaba de sus diversiones, contraía

Pedro el Tortos-im. fallecida á principios fano á los veinte años, sin heredar de su amistades y se complacía en bromear

de Septiembre, diez ó doce días antes de padre más que el mote y un pequeño con las jóvenes campesinas. Entre todas

que la devastadora enfermedad rayara caudal, insuficiente pra cubrir con sus la que más le llamó la atención fué una

en su apogeo.

réditos las necesidades de la vida. Teme¬ de singular donosura realzada por una

Engañaríase de medio á medio el que roso de mermarlo y ávido de acrecerlo se encantadora modestia. Llamábase Mar¬

que se figurase á nuestro D. Pedro do¬ perdía en cabilaciones. No había apren¬ garita. y era en efecto una perla preciosa. tado de prendas nada comunes, ó de cua¬ dido oficio ni cursado carrera literaria: Hija de un labrador que cultivaba su

lidades suficientes para hacerle desco¬ no tenía más que un buen pulso para pequeño campo, instruida en labores

llar entre el número de sus conciudada¬ formar letra decente y multiplicar ren¬ mujeriles, blauea como el ampo de la

nos. Sus defectos y sus virtudes no tras¬ glones con notable lije reza y regular or¬ nieve, de mediana estatura y delicados

pasaban el nivel ordinario: estaba tan lejos de ser un desalmado como de ser
un santo: carecían de rasgos distintivos

tografía. De este lado le sopló el viento
de la fortuna. El notario de una villa
del interior de la isla le prometió una

contornos, no era una Venus de Milo; pero bien podía pasar por la más linda del pueblo. Pedro buscaba ocasiones de ver-

su corazón y su fisonomía. Seguramente módica retribución mensual si quería la y aun frecuentaba su casa arrastrado no había nacido para héroe de novela; * abandonar la ciudad, ponerse á sus ór¬ por un irreflexivo embeleso. Ellaalprin-

-S-ó'iL. LER

IjOsaiiUnt/i-os qne se inserten eu esta seooión pagtrén; ITaHta tres ints ertíb res é razón de ó105 pesetas la linea;’ toasts* cinco inserciones á .cazón de 0‘03 pesetas, y de cinco, en adelante á raz ia de Q‘02 pesetas.
El valor mlniino de un anuncio, sea cual fuerc e! número de lineas «Je que se componga, será de O'óO pesetas.
I as lineas, de cualquiera tipo sea la letra, y los grabados, se conta¬ rán por tipos del cuerpo 12 y el ancho será el de una columna ordina■cía del tpiberríióófdi ico.

de

Los anuncios mortuorios por una solá vez pagarán: Del aneho é# una: columna 1*50 ptas., del de dos 3 pías., y asi en igual proporción*,
En la tercera plana los precios son dobles, y triples en la segunda.
Anuncios Los comunicados y anuncios oficiales pagarán á razón dé 0‘06 pesatas y los reclamos a razón de 0‘10 ptas. la línea del tipo en que as coronongan, siendo menor del cuerpo 12, y de éste si es mayor. Los «uacriptore* disfrutarái «n» reboj» de tm so por ciento

La Ilustración Española y Americana.-La

ffi&!^il7*Ss^KouiuaKwai5ii«atBiía5a*jeaSr.aKantnfanu«»««;t’i5*ia?B«aEaaewasM*aii«ftii3íaa««!aM5iMi3Mi’;»Mtei**aiui3KÍt8t«K«Se2sa*a&asaa*n0«&¡9»B*naiaítaf«fcaf*cnipat:i«tiawiisasu3feBiS«aijrtfít;i
ha a tfu oc x! e c v us u

Moda Elegante.-La Ilustración Artística.-El

uazEEaíJS'aasu Krní«Btta®5£weii
tsasüanfe^ í}j*rjcw¡ñ»*i4Íi SÍ3SI»I*StS«& MfttlHa Mühi ¡i» c«wa» Ktttiaié v. paja a
iiSteBSlM «saras ¿¿««usara :
fefl«uás^íi9w8
SuBaeaaaKts&s
iwsraeaaaauAi» íManaattaKíSK» vscfflSBkaaauKd^
£«S!lK8l v«.ágaesaáD tiasosuiíasf^?.®ia» ■ UlEPMKÍÍfBSJpVüaenatMe* fi’étíd&frVH
-<•*£!& ¡SB & SU ¿4 BM
‘-auftSttsasmaB»
•'3#E¿C¡?i5ia vflswasa
ymdsú' rtr-'.-t» b « cá)
avaga? ípyiisaiftfft.’.ta ühu di aHIgiit ¿salsas;** JtfSÍfe®£í3KC«SKll c%si>aasEta&i^t£2i
. Afi a -a & a ñutxii •w % «a waatzEttaS &«siAc*2B«ff íif.n lEduscsa^aatíaií ■*& >ffi«fcüa5ca5 *K3lBBiaws *531*3 JÜEípá¿aS1S2BaBfi.Silü31r’AüV-JaBi*U'*
KftMMrtA&atflfla
£^j£iS;£Qlfl£SBI 1B12-
J$ !»3
\_
.i!ráoeoas»a— íat¡3a
iranifllBBRIHI ¿ISMUBMBMBSB
aaaBRHüa,
üf**»»!a*« aaa
JíHB] wíaawtfnwui
ir-ski asían!
SSSiciiSiisBB
pgSlSliU^S Samei woran»»»*
«acBw.-Mj5a£aeB
íiíISSfelips
a
is*5S5«sííar.'í
MSQIflRiaiS-.il). KVOfl
£*i&ffiUUJ?SElH CRUJÍ*
«'amnamiisga §ngBraa¿2»«Q»
3jixuttasisf.»2*.«tt »KC'fu; Su!gCsBeisl».xSaBiQUüXsI|i ttatMnaftauaaisai «Eisafífflgwereít.3 RfiKitffliMsa&SfiB
SSSSS& &33S3a
»rJBO'Be?9HCP!R«»
ffMlStttüUnidtriUH»
«A:B2ia«&wnE5»ga MHMwattSHtWfta

ELM01«
falleció el día 3 de Septiembre de 1902
A LA EDAD DE 86 AÑOS HABIENDO RECIBIDO LOS SANTOS SACRAMENTOS
■K A. E. R. I. P. >
SOS DESCONSOLADOS HIJO É HIJA,
hijo é hija pólipos,
nietos, hermano, hermano político, sobrinos

&:u3£7su¿ase
gS||Éggi¡ . KQ3iiQaBBxBsBfaaa8l ^H
sliifiüii üiiii
||P|l|fgg£qaS8Sai k5!S5S*hSS3S
Kp■ SSWÜMi'iJ,i
UffiSH
| K«naa«lt«as»
BBBHBRaajaBgn AiKBanafliKgHHB
gRgS5Ü**S*jSjj*SSÍÉiSÉgfc
sissssssfiii
■EsaaaBis^aBa
sgasssssgsss SSsisfgljigBg¡SmgrUgE*aISg
■■■«£&¥ I gaggaagr-ff*.??*
UMm|gB£HUEaj
1
opta»
lÍia5Í..;
anaKa*;J;5
Boa
^5SgSi»S9
Br9assaa

Salón de la moda.-Album Salón.-La Borda¬
dora.-La Perla Artística.-La Mariposa.-Blan-
co y Negro. - La Zapatería Ilustrada. - Nuevo Mundo.-Sol y Sombra.-La Pítima Moda.-Por Esos Mundos.....-Pluma y Lñpiz.-El Teatro.-
Hojas Selectas.- La Patria de Cervantes.-Alre¬ dedor del Mundo, y otra infinidad de periódi¬ cos y revistas ilustradas de España sirve el
“Centro de Suscripciones,, sección tercera de
LA SINCERIDAD, San Bartolomé, 17 —SOLLER.
J-i.Lini, f.
SERVICIO DECENAL

SiFóínisasaiiu'KsKMaíii¡Hsuaatttaii

?w»BGU*tf»iPaw jrfVBBSBHn
p^BiKsasiacaaeR 5rf«£8>&HffiBEÍS23

i demás parientes:

&aKKSWS£b¡aBfciU WWüfBttgia grapa
■
iiíwaenuafK JHiiBBaateeCc*

Sc.^raaÍa!üW ra»ifl9i«2S
*ttiíaris¿ag«KHw
aL^ao^'jeRniaiaa

Participan á sus amigos y conoci¬

■*3*»k ra Sí aannua

'ttiQE'a*Easiea?ja
aRL.'SBRflllBUM» «nSBABfSBBMB «LiaurneuuiBa&ia

dos tan sensible pérdida, y les ruegan

¡

áañvaiBBaaun

■trtfi^itf.-aawü.aHa

tengan oraciones el S^BEEi«i5*Rr;CíÍ8S

AiiíiBn;-

ü

presente en sus

‘S'.^aoKaaii&UH
93WMH9B|
p3»a»®oKací'

alma del finado.

°\\

«Ei-nuBHUS'imua

t*esBaR!ü®«apc«

KfimtUaQUlUiZLláálH
9fUtf»aUBBÚlsJBB
ismssess
^ ir K w :-r, it •« s> ¿ ¿j V IBKiySIB'

.cliiBB^BiaRbiDkS^'tBEa&aiBisuBgaKñBiBBÍüi&ísxáiüiiaíSJSÜBÍ^ByS’SBmSSSá

»KBfi:iawa«nL\_

■Mi

íjW!ú5,-íí1í]S3HHf>2-kfl42.2iS>üJiaBKIS®0£!BaBttaaaa£3MK.y»iaiaa!HBVWdB».’SttBaG»H

£R

>•
U

o«
íll1

:J

u
C¿

•*
»

a
a

o
5S

«na
JE M B

»
«

j X

ir*:.
318! B

i

*!BaMKDaHi:rvaa&’aaSaBBB^S&5íisaKaiB?;fflBsB»B«íaBBB«3HBB»?sc*wfia3jBiiBwaKQSKBa
Kg^.Bg!-gpwao».gti3aBWBg«agaB^agBB£iai?igKBitgaiisniaBBBs»macBgaagtt3iBiigpwg»BB

teBKítuuyj«s¿UK«*a*u-n5 vK5*í:S3» 2B « » K a*K 3B B ü U KB3 B

íSGWBBKSXittfi;

Boa «Katar»? bkb hsikm bbsk «BRVaBr •H— 9B'SaiBauftiaB»KiUB3ueigaBflB

Hg5ggaa^E8»Mggj»y ¡A | Vn. n o 3 rfi ?JK £ sen se rs ¿3 a :sj
f!ans«üiaw3aaaaia«fnaa(

\_ajw««a£*i5tnj
fBiafcEr«a*i

WB^aa

s

h

9Í3.SSB

x

n

s

b«

a

bu

....

-

iaa^isuKo^flMK!

»í?®KWi

foü0tío9sBss. ¡.& <-í¡xiaixaaiazua4itiaBaf»i^cs»¿G,íaiazaa>i}a*Bau2iiiiBifiuu!BUUBESíi ü^aüaaoaHaaaxJ

Vino de mesa superior, mar¬ ca M Cometa, (estilo Bur¬

deos) . . . La botella. P00 El rico licor “Benedetto,, de

los Sres. Euster Molinas.

Vale la botella .

. . 5fd0

La “Chartresse Sollerique. „ La
botella vale . . . . . 3'50

Están de venta en el Estanco

de .Ccm Putxet, Plaza de la

Constitución, n.° 16—SOLLER.

LA SO LIBERENSE

isa*

ENTRE

11, u

VIGE-VERSA
por $! magnifico y veloz vapor
■Km
Salidas de Sóller para Barcelona: los dias 10, 20 y último de cada mes. Salidas de Barcelona para Cette: los dias 1, 11 y 21 de id. id.

L‘ ASS1CURATRICE ITALIANA

DE
JOSÜ3 €OUL
CERBERE y PORT-BOÜ (Fronte fraáco-es

Salidas de Cette para Barcelona: los dias 5, 15 y 25 de id. id. Salidas de Barcelona para Sóller: los dias 6, 16 y 26 de id. id.
CONSIGNATARIOS!—EN SÓLLER.—D. Guillermo Bernat, calle

Sociedad d3 seguros contra ios
A€CS©iaMl$l®§5 ©M ÜMA1AJ®
ESTABLECIDA EN MILA Y RECONOCIDA EN ESPAÑA
Capital social: 5.000.000 Liras
Habiéndose promulgado la Ley sobre los accidentes del trabajo de 30 de Eneró ultimé, esta importante Sociedad asegura todas las indus¬ trias, mediante una prima, contra los riesgos indicados en dicha, Ley.
Director de la Sucursal Española: D. MANUEL GES, Merced, 20, Barcelona.—Para informes y demás, dirigirse al Agente principal, B. IIOMÁR, Samarítana, 1G, Palma.—Agente en Sóller, ARNALDO
GASEELAS.

m

Y

Hace crecer el cabello y evita su calda; le devuelve sú color primi¬ tivo y natural. Quita la caspa'y priva que se reproduzca. Mantiene la cabeza lírupia dé todo insecto y mieróbió, pues es antiséptico por
esceleúcia. Cura toda enfermedad del cuero cabelludo y evita las que
se adquieren por contagio, como tiña pelada, etc.

Aduanas, transportes, comisión,
consignación y tránsito
Agencia especial para, el trasbordo y reexpedición de naranjas, frutas frescas y pescados.

POR EL

Vino Umnado Pépsico

| A&

.«ftfstfénp j fl.iol m%

J. TORRENS, Farmacéutico

El primero y único elaborado en

esta forma en España, mucho más

económico y de mejores resultados

que sus similares del extranjero,

está preparado con todo esmero por

procedimientos científicos bien ex

perimentados; y acreditado como

un reconstituyente sobradamente

enérgico para suprimir la elimina¬

ción del adúcar de glucosa en todas

las personas afectadas de la enfer¬

medad denominada "diabetes. „

\\

PÍLDORAS FERRUGINOSAS
DB
INULA HELENIUM

del Príncipe n.° 24.—BN BARCELONA. — D. J. Rouni, Paseo de

la Aduaná, 25.—EN CETTE.—I). Guillermo Oolom, Quai Gomman-

dant Samary-5.

' ¡ ótl

FOT A.—Siempre que el día de salida de Cette, segúü el pfésente itinerario, corresponda al sábado ó día anterior á uno festivo, la retrasará el vapor veinte y cuatro horas y saldrá el domingo ó día festivo que sea, á la misma hora.

■É..

2 íi t

Vda. DE J.

PSjAKA ®JB PAliA€I0-S.-®AKCEIiO]5íA

Hospodage desde 5 pesetas en adelante. Habitaciones desde una pe¬ seta, restaurant á la carta, mesas particulares, se sirve á todas horas.
El Hotel del Universo está situado en uno de los sitios más im¬
portantes de la capital, dá plena fachada á la bonita y frondosa plaza de Palacio y paseos de la Aduana é Isabel II, donde cruzan todos los tranvías, y es el más próximo á la Aduana, Muelles, Compañías de Navegación, Bolsa, Gobernación y Estación de los Ferrocarriles de
Francia, Tarragona, Valencia, Zaragoza y Madrid.

DüUL¿IftlA/ü nmilxlIIL/Ijlíoub. 'O' mi
DE VENTA: en perfumerías, droguerías y farmacias. UNICOS DEPOSITARIOS: Cortés hermanos, Barcelona (España).
LA SINCERIDAD
Establea míenlo comercial ¿ industrial de J. Marqués Arbona
San Bartolomé,-17,
SEOOIÓN PRIMERA.—IMPRENTA Y TALLER DE ENCUADERNACIONES
Se hacen toda clave de impresionen A una ó varias tintas: Acciones para sociedades, títulos nomnatmis y al portador, láminas de emisión de valores, bonos y demás traba¬ dos de esta índole, tarjetas de visita, esquelas mortuorias, t-alo/ies, membretes, facturas, programas, carteles, circulares, estados de todas clases, inoitgciones, etc., etc., etc.; y encua¬ dernaciones económicas y de \_ lujo.

Con estas píldoras, preparadas

por J. Torrens, se cura pronto y radicalmente la Leucorrea ó (flujo

blanco), la Anemia y Clorosis (colo¬

res pálidos), la Dismenorrea (ó difi¬ cultad en el ménstruo), la Ameno¬

rrea (ó supresión del mismo), la

debilidad, flaqueza y cuantas mo¬
lestias ó enfermedades reclamen un

exitante poderoso y enérgico.

3DE3 VENTA:

En Barcelona,

—Farmacia ■■

■•

■■

.r

d■ el

Sociedad ~

Farmacéutica

...

...

Esappaa ñola.

Dr. Pizá.—Palma, Centro Farma¬

céutico.—Farmacia do las Copinas.—-Málaga, Far¬
macia del Dr. Pelaez y Bennticlez. — Sóller, Far¬

macia de J. Torren*

D. SALVADOR

Clases especiales para la enseñanza práctica y teórica de Cálculo

Mercantil, Teneduría de Libros, reforma y adorno de letra, y todo

lo perteneciente al comercio, según las vigentes leyes.

,,

Calle de Vives* n.° 5 -W*

ímm
LADRILLOS HIDRAULICOS,

LUÍ SlllliÉ

DE LA CASA

SEOOION SEd-ONDA.—PAPELERIA, LIBRERIA Y ARTICULOS DE ESCRITORIO

TAndese en la tienda de esta■ sección: tesmillarla y sobres de todas clases desde los más eco¬

nómicos 4 ,

los de

más

lujo, papeles de hilo y da algodón en ,blanco y rayados, papel de embalaje

cortado y tn],a.drado para la con fección de pujones de higos, y de seda ,para la de cojas, de. na-

rangas, de. limones y de mandarinas, libritos de fumar de infinidad de marcas, naipes, estampas

y crg’más, taijetas dé lujó y sorpresas pitra felicitaciones, libros en blukco y rayados, cuadernoh

y libretas de todos tamaños y precios, libros de tkdo y menaje para las Hócelas de niños y de

niñas de este pueblo, tinta negra y de' colores, en botellas, para escribir y para sellar, efectos

variados para escritorios ?/ oficynas, corolas, flores, artjjininfys, y objetos para hacerlas, sacos y

cinfMrbnes de piel para señoritas, carteras para niños, etc. etc.

DE
MdMt de 1ABAM©
Se vende, al por mayor y me¬ nor, en la Farmacia de J¿ To¬
rreas,-Sóller.

JJSCOFKT, TJSBJliMA a C.ft de BARCELONA
1
Ünico representante en Sóller: Miguel Colom, ca¬
lle del Mar.
saLLEB9-Iap. de *li« Siaeerldad»