Af¡0 XVII.—2.* EPOCA.--NUM. 800
Af¡0 XVII.—2.* EPOCA.--NUM. 800

SABADO 2 DE AGOSTO DE 1002

SEMANARIO INDEPENDIENTE

PUNTOS DE SUSCRIPCIÓN:
Sóller: Administración.
Francia: Sres. Bauzá y Marqués.—Rué Rambuteau, 74,
París.
América: Sres. Marqués, Delgado y C.a—Arecibo—(Puer¬
to-Rico).

Fundador y Propietario
D. JUAN MARQUÉS Y ARBONA
REDACCION Y ADMINISTRACION: Calle de San Bartolomé, n.° 17
—*. SÓLLER (Baleares) *—

PRECIOS DE SUSCRIPCIÓN:

jPAG0 España:

0’50 pesetas al mes.)

Extranjero: 0’75 francos id. id.

adelantado.

Número suelto OTO pesetas.—Id. atrasado 0’20 pesetas

La Redacción únicamente se hace solidaria de los escritos que se publiquen sin firma, seudónimo, inicial, ó signo determinado. De los que tal lleven, serón responsables sus autores.

Sección Literaria

’ —¿Es un capricho de niña raimada?— morías quedaría poco menos que pobre el mismo que la había dado hubo de jante pregunta?... Francis Goltz no titn*

replicó con ternura sn marido.

y que no tengo vocación de mártir. Sa¬ rectificarla en la siguiente edición, el beó ni un instante y desde las oficinas de

—No, no. Te aseguro que me siento bes, además, que de tí á mí no puede padre de la criatura, esto es. el inteli¬ su periódico pasó á las de la casa ***,

EL TESTAMENTO

muy bien, Juan, y quería pensar en ti, haber ofensa por cuestiones de intereses. gente repórter se vió despedido.

una de las más importantes de Inglate¬

que me abandonas.

Pues bien;-te juro que si un día, ojalá Pero no hay mal que por bien no rra.

Teresa moría. No era preciso ser muy
inteligente para verlo. La debilidad ge¬ neral que no le permitía dejar su sillón, las dos rosas de mal agüero que mancha¬ ban la palidez de sus mejillas apenas empezada la noche, luz que moría cuan¬ do la del sol se ocultaba, la densa creción de aquel cuerpo juvenil que meses atrás hubiera sido perfecto modelo para una Afrodita, el fulgor obscuro de los ojos, zafiros esplendentes donde parecía haber¬
se refugiado toda la vida que abandona¬
ba aquel sér, la tristeza del semblante, que la alegría y la dicha reflejaban po¬
cos meses antes, delataban los progre¬
sos de la consunción que no perdona la

—¿Yo abandonarte, Teresa? ¡Qué alma
sería!
La mujer se levantó y apoyándose en su brazo le condujo ante un espejo. Em¬ pinándose cuanto pudo, pasando su brazo por el cuello de Juan y obligándo¬ le á inclinarse, juntó su carita pálida y menuda con el rostro grave y sano de su esposo. El espejo reflejó aquellas dos imágenes y Teresa sonrió de nuevo.
—Asi,—dijo, así querría estar siempre, junto á tí. sia apartarme de tu lado co¬ mo la sombra no se aparta del cuerpo, como mi pensamiento no se aparta de tí. Mira.—prosiguió con volubilidad,—den¬ tro de unos días, cuando ya esté resta¬ blecida, iremos al campo y allí, corrien¬

yo no lo vea, creyera que la muerte se acerca á tí, no me opondría á que me nombrases tu heredero; pero como ese caso no ha llegado, como todo han sido aprensiones de muchacha mimada y miedosilla; por si alguna conservaras ¡mira!
Y. ai decir esto, rasg/ó el pliego y tiró los pedazos por la ventana.
Teresa le había dejado hacer sin chis¬ tar. La mejoría que,advirtió aquella tar¬ de y que la llenaba de esperanza, estaba confirmada por la acción de su marido. Cuando los últimos restos de aquel pa¬ pel, que equivalía una fortuna, cayeron al jardín, abrazó á su esposo, radiante de alegría, y dijo:

venga, dice sabiamente el refrán, y
Francis Goltz hubo de convencerse de la
profunda verdad que aquél encierra, al recibir dos ó tres días después la visita de un caballero de respetabilísimo as¬ pecto, que le dijo:
—Mi estimadísimo joven: sé que le han puesto á usted de patitas en la calle, por haber dado una noticia tan sensa¬
cional como inexacta. Pero, como gra¬
cias á esa inexactitud y á esa sensación me he ganado en la Bolsa un beneficio de quinientos mil francos, tengo el gus¬
to de ofrecer á usted, á título de agra¬
decimiento y en compensación del daño experimentado, un cinco por ciento de la ganancia. Ahí tiene usted veinticinco

Sucedía esto allá por el año 1860. El ex-periodista demostró en la nueva pro¬ fesión adoptada la misma inteligencia,
el mismo celo, la misma actividad, que
desplegara en la anterior. Dió á los ne¬ gocios extraordinario impulso, y esposo íeliz, padre afortunado, abuelo modelo, droguero venturoso, ha muerto á los ochenta y ocho años, dejando once hijos* treinta y seis nietos y cuarenta millo¬
nes de duros.
Ya veis, pues ¡oh! jóvenes gacetille¬ ros, hasta donde puede conducir el pe¬
riodismo.
Sobre todo, si úna heredera rica se cae
al agua, delante de vuestras barbas y os sentís con los instintos que caracterizan

marcha implacable del mal. Teresa se moría. Las flores más deli¬
cadas y raras, los muebles más ricos y

do y jugueteando por el monte, como cuando hicimos nuestro primer viaje de
novios, volveré á fortalecerme.

—Sí, sí; te juro que curaré muy pronto.
—¡Egoistona!—replicó Juan sonriendo

mil francos.
Francis se convenció en aquel mo¬ mento de que hay una Providencia para

á un perro de Terranova,
Juan Buscón.

cómodos y artísticos, los tapices más El leve esfuerzo que representaban y obligándola á sentarse de nuevo.

los reporters celosos, aunque equivoca¬

■hhi^otii

—-

costosos, los cuadros donde mejor se ar¬ aquellas palabras y los pocos pasos que

dos; aceptó la dádiva, sin duda para no

monizaban linea, forma y colorido con la idea, los últimos libros que había pro¬ ducido la labor de los literatos de gusto más refinado, no alegraban sus ojos, no

había dado por el cuarto, fatigó á Tere¬ sa, que se sentó de nuevo. Durante unos momentos dejó de ver el rostro de Juan, y entonces todo el dolor que éste sentía

Juan sabia que su esposa iba á morir; al romper el testamento aniquilaba su independencia, llamando á la puerta de la pobreza.

inferir un desaire á quien se la brinda¬ ba, y se puso á meditar seriamente acerca del medio mejor para sacar fruto de aquel capitalito que le llovía del cielo.

Sección Científica
EL MICROSCOPIO 7 LOS ÁTOMOS

podían servir de distracción y de con¬
suelo á su espíritu. Las ventanas de la
amplia habitación se abrían de par en

se reflejó en aquél. Aproximó una silla y, tomando las
manos de la joven, las besó una tras otra

Ocho días más tarde, quebrantado de dolor, acompañaba al cementerio el ca¬ dáver de Teresa. Grande era su dolor;

Teníale el muchacho cariño á la pro¬
fesión emprendida, por más que le hu¬ biese ocasionado un no flojo desengaño,

Si á muchas personas se les pregunta¬ ra de pronto qué criatura es la que ocu¬

par, dejando entrar torrentes de aire perfumado por las plantas y flores que
crecían en el jardín que rodeaba la casa. A lo lejos, sobre el mar azul, centellea¬ ban los últimos rayos del sol poniente,
y entre la inmensidad liquida y la an¬ cha faja de verdura que subía en suave pendiente hasta las montañas, la man¬ cha enorme y blanquecina de la gran ciudad, cuya potente vida se adivinaba
en el rumor incesante que llegaba, en
alas del manso aire, hasta aquella estan¬
cia apartada del mar y de la montaña, de la ciudad y sus suburbios, isla rodea¬

y las conservó entre las suyas. —No creas que durante tu ausencia
haya estado inactiva. Si me atreviese... —¿Y por qué no has de atreverte? —Porque temo que te ofendas. —¿Enfadarme contigo? Ya sabes que
jamás ha sucedido tal cosa. —Me he atrevido á obrar por mi pro¬
pia cuenta, y quizás lleves á mal lo que
he hecho.
Juan miró á su esposa cou tanta ter¬ nura. que comprendió que reinaba como rey absoluto en su corazón.
—Cuanto hagas, ahora como siempre,

pero por lo menos la adorada muerta no supo que se moría, no abandonó este mundo con el espectro del espanto den¬ tro de sus ojos.
A la mañana siguiente del entierro, Juan salió de aquella casa para no vol¬ ver jamás á ella. Su ayuda de cámara llevaba en una maleta lo más indispen¬ sable. y los demás criados, que se ali¬ nearon para ver pasar á su amo, al ver su porte digno y firme, su tristeza y su orgulloso desinterés, se inclinaron mu¬ cho, casi hasta tierra.

y fiado en su propia experiencia, creyó que no podía darles á sus mil libras es¬ terlinas mejor colocación que empleán¬ dolas en el periodismo. Fundó una pe¬ queña hoja cotidiana, con el propósito de ensancharla y acrecerla, cuando el favor público se lo fuera permitiendo, y se puso rabiosamente á la tarea. Fué tal el éxito de la nueva publicación, que á los tres meses el joven propietario y direc¬ tor se encontró sin un chelín en caja para ir sosteniendo su periódico.
Entonces hubo de volver á las anda¬
das; esto es, solicitó una plaza de repór¬

pa el término medio con respecto á ta¬
maño en el mundo animal, seguramen¬
te contestaría que la vaca ó el carnero. Y, sin embargo, si colocáramos en lí¬
nea. según sti tamaño, un ejemplar de todos los animales creados, poniendo en un extremo las ballenas, elefantes y otros grandes mamíferos, y en el otro los microbios, correspondería próxima¬
mente el Centro de la línea á la mosca
común.
imaginémonos una mosca sentada so* bre un elefante, y después reflexione¬ mos que como el elefante es en tamaño á

da de una vegetación frondosa, oasis en bien hecho está. A nadie debes rendir

R. M. de Latorre.

ter en otro diario, consiguiendo obte¬ la mosca, así ésta lo es con relación al

cuyo seno se extinguía una vida que cuentas, pues ya sé que mi Teresa es

nerla y prestando buenos servicios en el microbio, pudiendo establecerse fija¬

pudo haber conocido todas las felicida¬ des y que desaparecía entre el silencio
de la naturaleza.
La enferma se sentía mejor aquella tar¬

incapaz, no de hacer, sino de imaginar siquiera, nada que yo no pueda aprobar.
—Sin embargo, ya verás como me ri¬ ñes. Sé franco. Juan mío; ¿no he estado

BUSCA, BUSCANDO

desempeño de sus funciones. Y poco tiempo después fué héroe de un suceso que había de influir radicalmente en el curso de su existencia y de sn prospe¬

mente esa proporción.
Esto nos hará reflexionar en lo vastí¬
simo que es el mundo abierto ante la vista humana por el microscopio.

de. Por dos veces se levantó para mirarse estos días en peligro de muerte?

Mr. Francis Goltz. el ex-droguero in¬ ridad.

Allá en los tiempos que precedieron al

en el espejo y una sonrisa, entre sardó¬

La pregunta fué tan brusca y tan im¬ glés que acaba de morir en su espléndi¬

El director, á cuyas órdenes estaba, le diluvio, el ictiosauro veía con unos ojdá

nica y alegre, erró por sus labios. La pensada que Juan se estremeció. fiebre coloreaba ya sus pómulos y pres¬ —Yes... ¿Callas?...

da residencia de Inglaterra, dejando una envió á Liverpool para reseñar la cere¬ que no tenían menos de treinta centí¬ fortuna evaluada en más de doscientos monia organizada con motivo de botarse metros de diámetro. La enorme potencia

taba brillo á sus ojos de un azul tan

—No, no digas locuras. Teresa,—re¬ millones de francos, había empezado al agua un magnífico trasatlántico. Sus visual de tan hermosos ojos les habilita¬

obscuro como el de las violas. ¿Como no plicó con energía,—no has estado ni re¬ por ser periodista, profesióu que ejerció invitados á la fiesta tornaron pasaje en ría para distinguir miríadas sin cuento

guardar esperanza cuando la riqueza, la motamente en peligro; nadie puede ha¬ durante algunos años.

un vaporcito, y hacía pocos minutos que de estrellas qiie nosotros, infelices mor¬

juventud y el amor estaban de su parte? berte dicho tamaña atrocidad; nadie (De esa particularidad no tienen que éste se había puesto en marcha, cuando tales, podemos ver únicamente median¬

De aquéllos daban testimonio los mue ¬ bles. los tapices, la casa entera con la innumerable servidumbre; la juventud
persistía á pesar de la dema«ración en la
frente, en la boca, en todo el perfil, puro

puede habértela hecho creer. —No. Juan; nadie me lo ha dicho, pe¬
ro yo lo he creído; y, ayer, temiendo empeorar y sabiendo que tú estarías
fuera esta tarde...

deducir mis jóvenes compañeros en la
prensa, capaces aun de ilusionarse, que el periodismo sea uno de los medios más apropiados para entrar en el gremio de
los millonarios. Si Mr. Goltz lo fué en

de repente resonaron exclamaciones de espanto sobre el puente. Una joven y linda miss había perdido el equilibrio y caído desde el buque al agua, desapare¬
ciendo entre las verduzcas olas.

te costosísimos telescopios. Sin embar¬ go, el ictiosauro antidiluviano no se da¬ ría cuenta de ello y las bellezas natura¬ les se reducirían para él á poder dispo¬ ner de mayores ó menores medios para

y firme como el de un camafeo, en la li¬ —¿Qué hiciste?

el tiempo no lo debió precisamente á su Rápido como el pensamiento y antes asegurarse el alimento. Nosotros no te¬

nea del cuerpo apenas ondulada, como

—Pues hice avisar á un notario; y ese pluma.)

que nadie pudiese preverlo, un pasajero,, nemos por qué envidiar al citado ani¬

en las figuras de Tenagra; la llama del notario ha venido... y he hecho testa¬ Parece que á los 18 años no sabía el testigo del percance, se arrojó al mar y mal, pues el microscopio sirve para al¬

amor brillaba en los ojos. No podía en¬ mento.

joven Francis como componérselas para en el momento que el vapor detenía su canzar á todo aquello que los inmensos

gañarse acerca de ella quien fuese buen
observador.
En aquella hora estaba Teresa sola.
Había salido su madre poco antes, y des¬ pidió á la doncella diciéndola que la llamaría si la necesitaba. Junto á la

—¡Teresa! ¡Teresa!—dijo Juan, con tal angustia, que la enferma compren¬
dió toda la inmensidad de su amor.
—Porque sé lo mucho que me amas, Juan, no he querido marchar de este mundo sin darte una prueba de cariño

conquistar el pan cotidiano. Tuvo la
suerte de entrar en la administración de
un periódico como escribiente y un bie¬ nio después pasó á formar parte de la
redacción, distinguiéndose luego por su actividad y por su olfato. Poseía un don

marcha y el capitán hacía echar un bote al agua, vióse al intrépido filántropo sur¬ gir de entre las ondas, levantando al ai¬ re el cuerpo inerte de la miss. que había perdido el conocimiento. Efectuóse el salvamento sin dificultades y la niña

ojos de aquél llegaban á ver. Es un mando encantado el que el
microscopio pone ante nosotros. No liay nada que pueda compararse con ese tubo diminuto que ensancha el alcance de nuestra vista. El viajero que recorre la

ventana, hundida en su sillón, absorbía toda su atención el espectáculo eterna¬
mente nuevo de la muerte del día. Era
de noche. Teresa seguía mirando sin ver y sus pulmones aspiraban con delei¬
te la frescura del aire.
Se abrió una puerta, una mano hizo jugar un botón eléctrico y la estancia se
inundó de luz. Teresa, volviendo «1 ros¬
tro, sonrió alegremente á un hombre que se adelantaba hacia ella y que la be¬ só en la frente. El que llegaba era alto,
recio, membrudo. En sus facciones se
leía la inteligencia, la fuerza y la vo¬
luntad.
—¿Cómo estabas tan sola, Teresa?—
preguntó á su esposa.
—Mamá ha salido hace poco y he di¬ cho á Rosa que se retirara. Quería estar quieta y sola durante un rato, hoy que me siento mejor que otros días.

y de que constantemente me acuerdo de tí. La ley te arrojaría de esta casa si yo
muriera, y eso. por egoísmo, no lo pue¬
do yo consentir: en este cuarto y en ese jardín, donde tan felices hemos sido, no
quiero que resuenen otros coloquios de amor. Me parecería una profanación.
Esta casa, así como el resto de mi fortu¬
na, serán tuyos. Juan. Unicamente he legado á mi madre las alhajas de fami¬ lia; para tí he guardado aquel hilo de gruesos brillantes que me ceñiste el día en que por primera vez tus labios se juntaron á los míos.
—¿Dónde está el testamento?—pre¬
guntó.
—En la arquilla. ¿Quieres leerlo?
—Sí.
Un momento después, Juau tenía el
papel en sus manos.
—Oye. Teresa. Bien sabes que si tú

especial inapreciable en el oficio repor¬
teril, como lo era el de adelantarse á to¬
dos sus compañeros y émulos en la ave¬ riguación de sucesos sensacionales, y esa circunstancia bastó para que su di¬
rector le demostrare una confianza, que
concluyó por... costarle el destino. No
al director, sino al redactor.
Llegó éste una noche al periódico con una nueva que no pasó por los ojos de la dirección y salió estampada en le¬ tras de molde á la siguiente mañana. Ahora bien, esa noticia, de índole polí¬ tica y de importancia transcendental, impresa en un periódico que gozaba de mucha autoridad y pasaba por estar
siempre muy bien enterado, causó un efecto extraordinario y determinó una baja considerable en los valores públi¬ cos. Y como resultó filfa y los demás órganos de la prensa la desmintieron, y

pudo una hora más tarde, ofrecer, rubo¬ rizada y sonriente, el testimonio de su gratitud á su valeroso salvador. A quien
no tardó en decir un caballero, de no me¬
nos respetable catadura que aquél, que antaño regalara los cinco mil duros al
repórter: —Amigo mío: poseo en este mundo dos
tesoros: mi hija y mi droguería; los dos han llenado mi corazón de júbilo y mis arcas de guineas. Pero como rae voy ha¬ ciendo ya viejo y aspiro á retirarme de los negocios y á traspasar mi estableci¬ miento. os ofrezco mis dos preciados te¬ soros: mi bija y mi droguería; advirtiéndoos que son cosas inseparables; el que
tome la una ha de tomar la otra. Decid¬
me ahora si aceptáis el ser mi yerno y mi
sucesor.
¿Qué repórter soltero é inteligente no contestará con un sí categórico á seme¬

tierra confiando en sus ojos para que le muestren cuanto es digno de verse, no obtiene grandes ventajas sobre el reclu¬ so que pasa los días en su gabinete con la vista pegada al microscopio, procu¬
rando ver el corazón de.las cosas y pro¬ fundizar los misterios de la vida. Una
sola gota de agua puede darle asunto bastante para ocuparse en el estudio muchos días y hasta meses.
La generalidad de las gentes se con¬
tenta, por ejemplo, con distinguir solo
uua clase de moscas entre las que nos
molestan durante el verano y. sin em¬ bargo, el microscopio nos dice que hay
más de trescientas especies. Razonable¬ mente, podía suponerse que las peque¬ ñas moscas se hacían grand#sí pero hoy' sabemos que. en rigor, la mosca no cre¬
ce nunca y que de cris^J^. se^ór&ierttf
de una vez en mosca ya^fiftsarroBada*

/

SÓLLER

.Para el hombre que maneja el micros-
acopio, las cosas vivientes, las plantas y ios animales que nos son generalmente <á'amiliares, son del todo insignificantes

y el agua está allí y piensan sacarla á la superficie los franceses, y transformar así por completo al árido Sahara en una
verdadera Tierra de Promisión.

Agricultura
GRANADO

las provincias meridionales de este Im¬ perio de tan indispensable material para construcciones y para la necesaria cale¬ facción en invierno, mientras que las

favorecidos tenía aquel provechoso mes
de rusticación.
En 1901 la perseverante iniciativa del
mismo patricio, amante de la infancia, 1

■comparadas con las minadas sin núme¬ Abriendo pozos artesianos en vanos ro de partículas vivientes diminutivas puntos, á gran distancia unos de otros,

húmedas emanaciones délos bosques mi¬ que en el seno de la Corporación Provin¬ Este árbol de fruto muy estimado, tigan el ardor de la atmósfera, que sien¬ cial hizo germinar la creación de las pri-

*<que con su tubo distingue; partículas se ha comprobado que bajo la superficie constituye en Tortosa, Valencia, Alican¬ do antes tan seca, calurosa y asfixiante
que infestan literalmente cuanto nos ro- del desierto existe una gran sábana de te, Murcia, el Bajo Aragón y otras loca¬ desolaba toda la región llamada del Car

Colonias, obtuvo del Gobierno de S. M, una subvención para que la Excma. Di¬

<lea, que.pueblan el aire que respiramos, agua fresca, dulce y constante, cuya lidades uu cultivo de importancia, obte¬ so, haciéndola inhabitable, al menos pa¬ putación Balear continuase la obra be¬

-el alimento que consumimos y cada profundidad varía entre 18 y 60 metros niéndose de él diversas variedades (al¬ ra las personas que no habían nacido

néfica interrumpida por unos años, y

pulgada de terreno que pisamos. Con ayuda del microscopio, la forma de es¬
tos pequeñísimos Objetos ilega a distin¬
guirse tan perfectamente como la de

Los franceses se proponen abrir pozos artesianos en número suficiente para re¬
gar el Sahara y transformarlo en tierra cultivable, tan rica como la de Egipto

gunas de fruto agridulce y también agrio), escogidas con preferencia las de
grano grueso, azucarado y con poco
hueso.

crecido en ella.
La plantación se hace cou árboles de la edad de uno á tres años, procedentes de los viveros naturales; se distribuyen

partió una nueva Colonia para Puerto-Sóller de cuyos trabajos dimos deta¬ llada cuenta en el Diario que publica¬
mos en estas mismas columnas.

cualquier animal doméstico ordinario. Sabido es que uu kilómetro cuadrado La vegetación del granado requiere gratis, y van acompañados de una can¬ En el presente año la constancia de la

Una longitud común para los micro-or¬
ganismos es-de--— de pulgada. Cuatro¿j\\) . uuu
cientos millones ue estos organismos (y
téngase.presente que no sou por ningún
■estilo ios más diminutos) pudieran es¬
parcirse en una sola capa sobre una
.pulgada cuadrada.
El microscopio ejerce uua fascinación
-extraordinaria sobre ei que lo usa. Nin¬
gún capricho, ningún juguete puede •compararse a él en la manera de apode¬
rarse del áuimo de sus aficionados. Al¬

de tierra dedicada á bosque, puede ali¬ mentar á un cazador; dedicado á prados,
da subsistencia á una familia de pastores;
si eu igual extensión de terreno se culti va trigo, el rendimiento basta para man tener la población de una aldea. En los oasis del desierto el cultivo de la palme¬ ra es suficiente para alimentar todo un pueblo. Imagínese lo que sería el desier¬
to entero si en toda su extensión se lo
cultivara coato los oasis; es decir, si se
le dotara de agua.

un clima templado, y en los algo fríos conviene disponerlo en espaldera con exposición Sur, siendo inútil ensayar su cultivo en los fríos y destemplados, por¬ que en taíes condiciones no puede vivir. Es árbol que se acomoda á casi todos los terrenos de consistencia media, algo sustanciosos y poco húmedos.
El granado se multiplica por medio de semilla, estaca, acodo y por división de raíces. El primer sistema, aunque tardío y minucioso en su ejecución, da

tidad más ó menos crecida, que las au¬ toridades locales distribuyen entre los labradores, como ayuda de coste y como premio á los más hábiles y diligentes.
En el territorio dei Carso caroiolino
(de la Carniola) se convirtieron de la
manera indicada en suelo fértil 1.185
hectáreas que antes nada producían sino
un efecto desconsolador á la vista del
agrónomo y del turista. En la repoblación de dicha extensión
se emplearon dos millones de plantas,

misma mano protectora del bienestar de la infancia ha conseguido una nueva
subvención del Estado con lo cual podrá consolidarse y adquirir carácter de per¬
manencia la Colonia escolar de niños y
crearse tal vez una Colonia de niñas, primera que de su clase se habría orga¬
nizado en Baleares.
Nuestro elogio en pro de las Colonias escolares está hecho y resultaría pálido cuanto pudiésemos decir en aplauso de la protección y cariño que ha dispensado

gunas personas que dedican mucho ■tiempo aJ microscopio, desarrollan io que puede denominarse la vista mieros'cópica: cultivan.y educan sus ojos estas personas en tai extensión, que pueden
ver cosas ocultas para los demas morta¬
jes. Un astrónomo cuenta que cierto
amigo suyo, dedicado al microscopio, distiuguía eu ia luua con el telescopio 'varios objetos interesantes que ei mismo
astrónomo no consiguió distinguir

Ya dijo Pliuio describiendo el oasis de Tacape:
«Bajo una palmera muy alta, crece un olivo; bajo el olivo una higuera; ha jo la higuera, un granado; bajo ei gra¬ nado, la viña; debajo de los pámpanos de la vid se siembra el trigo, y ai lado de éste crecen las legumbres, y todo pro¬ duce eu el mismo ano y todos crecen,
unos á la sombra de otros.»
El proyecto actual es hacer que todo

grau número de piés, debiendo elegir los más vigorosos, aunque por io gene¬ ral suelen ser todos muy robustos; la siembra se efectúa con los granitos de la granada, pudiendo emplearse la clase de fruto agrio, y se hace en macetas ó en las platabandas de la almáciga, en cuyo sitio se dejan permanecer durante un uño, y en cuanto las plantas tengan tres años se trasplantan de asiento y se injertan de escudete á ojo dormido, con

llevadas á su destino gratuitamente por la Compañía del Ferrocarril Meridional (Süd-bahn), que no es propiedad del Es¬ tado, y 2.197 obreros, que juntos presta¬ ron 17.000 días de trabajo.
La ooronaolóa definitiva áel Bey
Eduardo
El dia 7 saldrá de Cowes para Londres

siempre á dicha institución la Excma.Di¬
putación Provincial cuya magnificen¬ cia secuudada por algunas suscripcio¬ nes, ha sido una base sobre que han vi¬ vido las Colonias escolares organizadas hasta el presente. Dicha Corporación, al tomar como acuerda dar las gracias á D. Alejandro Roselló por haber gestio¬
nado la concesión de las subvenciones
indicadas y reconocer la bondad y exce¬ lencia de las Colonias escolares, llenó

nunca.

el Sahara sea como el oasis descrito por vástagos de variedades de fruto delicado el Rey Eduardo.

un acto de justicia al cual unimos nues¬

Para el hombre dé ninguna ó de.pocas el viajero y naturalista romano.

y de clase superior.

La coronación se verificará, como es tro insignificante aplauso, esperando

^ocupaciones, el microscopio reúne mul¬ titud de atractivos; y eu las ..profesiones
científicas ó comerciales, ei precioso

El ensayo en grande escala está ya
hecho. Lo han realizado los franceses en
el oasis Ued-Rir, creado artificialmente

Las estacas se plantan por Noviembre y Marzo, sirviéndose de brotes sanos cuya corteza se hiende eu algún punto

sabido, el viernes 8, regresando ei Rey á Cowes el lunes siguiente, después de re¬ vistar las tropas de la India dentro del

que alguna otra subvención provincial ó municipal vendrá á acrecentar los
fondos hoy disponibles para las Colo¬

• aparato resulta de utilidad inapreciable •hasta el punto de que hoy es raro ei fa¬
bricante que no lleve ei microscopio en
• el bolsillo.
Con el auxilio deteste instrumento, ei
•tratante en lanas y algodones descubre
acto continuo ia clase de género, y per‘Cibe si íe dan-algodón cuaudo él com-
¿pra swda. Se distingue .perfectamente to¬

por medio de pozos artesianos, y que se compone de una serie de oasis que se
extiende sobre uu recorrido de 130 ki
Id,metros,.y en los cuales hay ya planta¬
das 660.000 palmeras. La gran sábana de agua que hay bajo
la superficie del Sahara ha conseguido romper el terreno en los sitios donde lo ha encontrado de poca consistencia, y
así se han formado en el desierto una

da clase do pelo de cualquiera otra ma¬ teria á ia que se quiera confundir.
Hace algunos años se preguató á un ‘eminente microscopista si podía deter¬
minar qué clase de piel era un trozo
'•que,.y a muy seco, le presentaron. Cou ayuda del microscopio distinguió ei -consultado algunos pelos muy finos en
da superficie de la piel, y sin vacilar con¬ testó que se trataba de uu trozo de piel humana. Y, en efecto; no hacía mucho
tiempo que aquel pedazo de piel se ha¬ bía arrancado de la puerta de una igle¬
sia en Yorkihire, sobre la cual se había
•clavado como unos mil años antes la
piel de un ladrón que ejerció su oficio
eu aquel templo, para que sirviera de ejemplar advertencia á cuantos inténta¬

porción de lagos profundos y llenos de peces. Cuando en el Sahara la sonda atraviesa una capa de terreno duro, las aguas comprimidas brotan y se elevan á muchos metros de altura; sale turbia
al principio, pero se pone clara muy pronto, y, con gran sorpresa de los ob¬ servadores, por aquellos pozos surgen á lo mejor peces, cangrejos y moluscos vi vos, que nos tienen nada de ciegos. Es¬ te hecho, á primera vista tan extraño, se explica con la teoría de que, comuni¬ cando los pozos por medio de la sábana de agua con los lagos, los animales que viven en éstos emprenden á lo mejor viajes subterráneos en dirección á los pozos, y son absorbidos por la corriente
ascendente de éstos.

la n cometer robos en lugares sagrados. En farmacia se ha conseguido cou el
microscopio que cese la adulteración de

Tal hecho prueba una vez más la exis¬ tencia de inmensos depósitos de agua en
el subsuelo.

las drogas. Los peritos calígrafos descu¬ Fruncía cuenta con un exceso- tan

bren enseguida toda falsedad;: y todos' grande de capitales, que continuamente
sabemos cómo la ciencia de la bacterio¬ está haciendo empréstitos á Rusia y
logía ha progresado con el auxilio de los otros países extranjeros, incluso á su

Utilísimos lentes.

¡ enemiga Alemania. No tiene por lo tan¬

to nada de extraño que piense ahora el

emplear parte de esos capitales en con¬

Variedades

vertir el Sahara en pais fértil, realizando
así una de las obras más colosales del

siglo XX.

El Sahara, país del porvenir

Existen las ideas más absurdas acerca
de lo que es el gran desierto del Sahara. Imagínanlo la mayoría de las gentes
¿orno uua inmensa llanura, cuando en

La alimentación y el carácter
En la Medical Review dice un afamado-
médico inglés que la alimentación ejerce

de la parte que deba ser encerrada, efec¬ tuándose esta operación de modo que salga fuera del terreno tan solo unos
ocho centímetros del ramito, no omitien¬ do el regar el terreno.
El acodo puede efectuarse utilizando las muchas sierpes ó brotes de las raíces que suele producir, recortándolas en zanjitas á propósito para facilitar la emisión de raíces, pudiendo al año sepa¬ rarse del árbol de que proceden, cuidan¬ do de dar riegos eu lo sucesivo.
De uu granado viejo pueden obtener¬ se nuevos piés, cortando el tronco entre dos tierras para que produzca muchos
brotes los cuales rodeándolos de tierra
desarrollan numerosas raíces y dau ori¬ gen á nuevas plantas.
Este árbol no suele necesitar podas para que produzca frutos grandes y ex¬ quisitos aunque siempre es conveniente privarle de los numerosos vástagos que
desarrolla eu el cuello de ia raíz, los cua¬
les sólo sirven para distraer parte de la savia en una producción inútil; la adi¬
ción anual de abonos aumenta el volúmen de los frutos, asi como también los
riegos son ventajosos particularmente en los suelos ligeros.
Es común el cultivo del granado en es¬ paldera. para lo cual no necesita apoyos ni rodrigones de sostén más que al prin¬ cipio y hasta que llegue á cierta altura.
La lluvia ocasiona comunmente la
abertura de las granadas, y para evitar¬ lo se puede anticipar la recolección del fruto ante* de su completa madurez, de¬ jando queéste ¿e conserve en sitios frescos y aún mejor estratificados cou arena de río ó envueltos en papel de estraza.
Actualidades
Repoblación ds los montes de Austria

Palacio de Buckingham. Los únicos príncipes extranjeros que
asistirán á la coronación serán: el here¬
dero de Dinamarca, Enrique de Prusia. Gran duque de Hesse, duque de SajoniaCoburgo-Gotha, Waldemar de Dinamar¬
ca, ei heredero de Hohenlohe, de Lan-
genbourg, el príncipe Andrés de Grecia, el de Leissinge.n y todos los parientes de
la familia real.
Asegúrase que la revista naval del dia 16 del actual revestirá una importancia* extraordinaria, dándose ya por cierto que á dicha revista asistirá Eduardo VII, y tal vez. además, el Rey Leopoldo y el Emperador Guillermo.
Apuesta original
Un austríaco llamado Antonia Baus-
lau ha apostado 20.000 francos á que cruzaría toda Europa empujando un ca¬ rro ocupado por su mujer y su hijo.
Hauslau ha partido de Génova. y pa¬ sando por Basilea y Berna, ha llegado á Zurich, dirigiéndose á Viena, donde piensa estar para el 12 de septiembre lo
más tarde.
Hace veinte meses que está paseando
así á su familia en un coche de tres rue¬ das, recubierto de cuero, y que pesa en
total cinco quintales; ha cruzada todos los países, excepto Grecia y Turquía, habiendo desechado ya veinte y siete pares de zapatos.
Hauslau tiene treinta y siete añas y es de fuerte constitución, su traje se campone, de una camiseta de «sportman», pantalón corto y capa con capucha.
Los tfes viajeros tienen la tez quema¬ da, pero, al parecer, gozan de excelente
salud.
-«¡R-or»- -o~<£«&=.—
Crónica Balear

nias, y que en breve veremos partir pa¬
ra Puerto-Sóller una nueva tanda de ni¬
ños á buscar en aquella costa salud y robustez que difícilmente disfrutarían en nuestra Capital.
Nuestro apoyo material no hade faltar para tan caritativa empresa como no ha faltado en años anteriores. Tocante al apoyo moral, tenemos dadas pruebas más que suficientes de entusiasmo para regatear nuestra esfuerzo.
R, (Del Magisterio Balear.)
Crónica Local
El dia 22 del próximo pasado mes de
Julio celebró sesión la Junta Local de
Instrucción Pública al objeto de hacer
constar en acta el resultado de la visita
practicada á las escuelas oficiales de esta ocalidad eu los días 14, 15 y 16 del mismo mes, y designar los alumnos á quienes se había de conceder distincio¬ nes por la aplicación y talento demos¬
trados en los exámenes de fin de curso, verificados en cada uno de ellas.
Habiendo tenido el gusto de leer el acta de referencia, creemos muy oportu¬ no trasladar á estas columnas alguuos de os acuerdos de dicha Junta, pues que á nuestro entender honran en grado sumo a cultura de este pueblo.
Uno de ellos dice: «Después de corta discusión, la Junta acordó constara en acta que, en general, la enseñanza se halla bien atendida, habiendo visto cou gusto el celo, siempre creciente de los profesores para difundir entre sus alum¬ nos el precioso pan de la inteligencia y especialmente había llamado la atención de la misma el buen orden y compostura de los alumnos que concurren á la es¬

realidad tiene un sistema complicado de
montañas con sus cordilleras, sus con¬
trafuertes, sus laderas, sus barrancos, sus valles, sus mesetas y sus accidentes
de todo género-.
Las cumbres, agudas ó redondeadas, tienen reflejos anaranjados ó rosados; las
sombras són de un color violeta profun¬
do. Manchas casi negras, tan intenso es su verde, salpican la arena; están forma¬ das por yerba ó por arbustos. Muy espa¬ ciados. á largas distancias unos de otros, surgen los oasis que son un verdadero
paraíso, y de cuya fertilidad todo cuanto
se diga es poco.
No hay en el mundo tierra algu¬ na más fértil que la del Sabara. Es trn
error llamarla árida. Ninguna es tan cul¬
tivable. Sus arenas poseen, como cons¬
tituyente esencial, sustancias en alto grado fertilizadoras. Estas sustancias son
infinitamente más valiosas que las que
permitieron á los holandeses convertir
en fértiles campos sus desnudas dunas y crear en ellas el jardín más hermoso de

gran influencia sobre el carácter de las
personas.
Ei que come solo carne de cerdo—dice —se vuelve pesimista.
El hombre que durante meses se ali¬
menta excusivamente-con carne de va¬
ca. se hace enérgico, animoso y audaz. Las personas que comen solo carne de
carnero, caen en un estado de melanco¬ lía indefinible.
Los amantes de la carne de ternera
concluyen por perder toda energía. El consumo de leche de vaca y de hue¬
vos hace á las mujeres graciosas é inge¬
niosas.
El abuso de manteca de leche vuelveá
una persona flemática y perezosa. E! hombre que trabaja mucho intelec¬
tualmente debe comer manzanas eu
abu ndancia.
El que consume muchas patatas se
convierte en envidioso y perezoso. Para conservar la memoria hasta una
edad avanzada nada hay que iguale al
consumo de la mostaza.

El aetual Gobierno austríaco y to¬ dos los que le precedieron de treinta años á esta parte han reconocido que una de las principales fuentes de la ri¬ queza nacional liabia que buscarla en la repoblación de los moütes. y á este ob¬ jeto se dedican todos los años sumas im¬
portantes. Asi es como las estériles y pe¬
dregosas montañas del Careo (Karstgebierge). que se extienden hasta Trieste, se van cubriendo de bosques, compues¬ tos en su moyo ría de piaos (pinas aus¬ tríaca y pinas marítima), que no exigen abono, crecen rápidamente, purifican el aire, dan madera y resina, y sirven de
verdaderos baluartes resistentes contra
el viento llamado dora, que va perdieudo su fuerza perniciosa, con la que, en mo¬ mentos de furioso ímpetu, solía derribar á veces carros cargados, y aun treues, y levantaba como plumas ligeras rebaños completos.
Hay más. El terreno antes completa¬ mente improductivo se va convirtiendo
poco á poco en suelo fértil; regiones

Colonias escolares (*)
El non vi sed soepe cadenda es máxima que conduce al éxito. La innovación pe¬ dagógica cuyo título encabeza estas lí¬ neas va arraigando; la bienhechora ins¬
titución se abre paso. Cuando en 1893; se llevó' á efecto1 el
primer enrayo de Colonia escolar por
iniciativa y bajo los auspicios de la Ex¬ celentísima Diputación Provincial, túvo¬
se por inseguro su éxito, pocos se com¬ penetraron del objeto perseguido, creyé¬ ronse los más que se trataba de una ex¬ cursión con visos de gira campestre y aun los perspicaces pronosticaron un fracaso que, gracias á Dios, no ha llega¬
do á tener.
Al año siguiente, el 94, las mismas iniciativas lograron crear la segunda Colonia Balear. La atención pública fi¬ jóse algo más en ella y sus resultados evidenciaron las ventajas que para los

cuela regentada por D. Antonio Ferrer Farrals, como igualmente el programa de enseñanza desarrollado por dicho señor.»
«A fin de que el Ayuntamiento pueda
conocer con exactitud el número de alum¬
nos matriculados en todas las escuelas
oficiales y los que ordinariamente asisten á clase, y por lo que pueda estimular y convenir á los padres de familia para
mandar sus hijos á la escuela y vigilar
la conducta que observan referente á su asistencia á la misma, se acordó' consig¬ nar en acta que el número de alumnos matriculados asciende á doscientos ochen"
ta y cinco y asisten ordinariamente á clase unos doscientos cincuenta y seis y
el de alumnas matriculadas se eleva á
cuatrocientas veinte y cuatro, concurrien¬ do á clase unas trecientas sesenta y dos.»1
«Como resultado de los exámenes ve¬
rificados ante la Junta durante su visita¬
se acordó conceder los siguientes pre¬ mios y meneiones honoríficas á los alum¬

Eu ropa.

que carecían en absoluto de leña podrán,

(*) Este artículo fué retirado de la edición del nos que más se distinguieron en los ejerv

Lo único que falta al Sahara es eí agua.

en un cercano porvenir, surtir á todas Bábado último, por exceso de orig.jnal.--N. déla K. cicios- practicados:

SÓLLER

Mención honorífica á D. Juan Colora
Morey alumno de la escuela de Biniaraix á cargo de D. Luciano Gil;
Mención honorífica á D.a María Mayol Magraner alimaña de la escuela regenta¬ da por D.a Francisca Valls;
Gran Premio á D.a Margarita Canal s Pougin, alimaña de la escuela dirigida por D.a Antonia Quer;
Menciones honoríficas á D. José Joy Pastor y D. Jaime Garau Bauzá, alum¬ nos de la escuela á cargo de D. Pedro Juan Coll;
Gran Premio á D. Antonio Vicens
Ríos y Menciones honoríficas á D. Juan RiutJrt Oliver, D. Antonio Castaiíer Ru¬ fián y D. Gaspar Alemafly Casasnovas, alumnos que concurren á la escuela diri¬ gida por D. Antonio Ferrer;
Menciones honoríficas á D. Salvador
Bisbal Sastre y D. Juan Coll Marroig, alumnos de la escuela regentada por don
Juan Coves Pbro.»
«Atentamente invitada la Junta para
asistir á la escuela de párvulos dirigida por las Hermanas de San Vicente de Paul, con el fin de presenciar los ejerci¬ cios que practican los pequeños alumuos que concurren á la misma, con motivo de la fiesta de su santo Patrón, se personó en el edificio que ocupa la escuela, de re¬ ferencia, habiendo sido muy satisfacto¬ rio el éxito obtenido, mereciendo especial atención el tacto y delicadeza de la pro¬ fesora D.a Francisca Coll y Serra para inculcar á aquellos tiernos niños las má ximas y ejercicios practicados, siendo
pero lamentable la poca capacidad del
edificio y la falta de condiciones higié¬ nicas que reúne para escuela á conse¬
cuencia de asistir á la misma un núme¬
ro demasiado crecido de alumnos, por lo cual sería muy necesario y convenien¬ te se procurara darle mayor capacidad y
ventilación.»
Nos place el poder dar cuenta de se¬ mejantes acuerdos y felicitamos por su contenido á los profesores que tauto se esfuerzan en enseñar á sus discípulos, felicitación que hacemos estensiva á los que obtuvieron, por sus conocimientos, el correspondiente premio.
Las fiestas callejeras que celebraron
los vecinos de la Plaza de Estiradors y
calles adyacentes y los de la aldea de Biniaraix, en los días 26 y 27 y 26, 27 y 28 del pasado Julio, respectivamente, se vieron muy concurridas.
Hubo baile al estilo del país y velada musical en ambas fiestas populares.
Por carta recibida días pasados de un antiguo suscriptor al Sóller residente en Villefranche (Francia), nos enteramos
de la triste nueva de haber fallecido el
día 25 de Julio último, en Tarare, des¬ pués de corta enfermedad, nuestro paisa¬
no D. Monserrate Frau Morey. Al si¬ guiente día tuvo lugar el entierro y se
celebraron solemnes funerales á cuyos
actos asistió la Colonia española de aquella ciudad, aumentada con numero¬ sos amigos del finado residentes en otros pueblos vecinos, la que colocó sobre el féretro una preciosa corona con sentidas
dedicatorias.

Al publicar la noticia no podemos me¬ nos de pedir á Dios conceda al alma del finado Sr. Frau descanso eterno y enviar
á su atribulada familia nuestro más sen¬
tido pésame.

Hemos tenido el gusto de estrechar la

mano, en la casa rectoral donde se hos¬

pedó, al nuevo presbítero D. Juan Ga¬

rau, quién, después de llegado de Roma,
Si1.encuyaciudadhacompletado susestu¬
dio de Teología y Cánones, en la Uni¬ versidad Gregoriana, ha venido á ésta para pasar dos dias al lado de su anti¬
guo párroco, D. Sebastián Maimó.
*
También llegó á ésta, el martes de la semana que fine hoy, el hermano de la Compañía de Jesús D. Jaime Ripolt Deyá, quien, antes de salir para la Amé¬ rica del Sur, donde ha sido destinado para explicar Filosofía en un Colegio de la Compañía, vino para pasar dos días en compañía de su amante padre y apre¬
ciable familia.
Según estaba anunciado el vapor de esta matrícula León de Oro emprendió viaje con rumbo á Barcelona y Cette el martes al anochecer, llevándose algunos pasajeros y variada carga, Estará de re¬ greso en nuestro puerto el próximo jue^ves, si fuerza mayor no se lo impide.
Se han acercado á esta Redacción va¬
rios vecinos del ensanche del Selle?, que¬ jándose de las deficiencias que desde

hace algún tiempo se vienen notando en

el servicio del alumbrado público de

aquel barrio.

Trasladamos dichas quejas al

Al¬

calde con el fin de que dicte las oportu¬

nas órdenes para remediar el mal que lamentamos.

Víctima de aguda enfermedad pasó anteayer á mejor vida D.a Rosa Bernat Albertí, madre de nuestro particular amigo D. Miguel Bernat, dueño del café «La Unión.»
A la conducción del cadáver al cemen¬
terio, que se efectuó anoche, asistieron numerosos amigos de la familia, como igualmente á los suntuosos funerales ce¬ lebrados esta mañana en la iglesia pa¬ rroquial en sufragio del alma de la fi¬
nada.
Descanse en paz y reciban su hijo, y demás familia la expresión de nuestro sentimiento por la irreparable pérdida que acaban de experimentar.

Solemnísimas han resultado las cua¬
renta horas que se han celebrado este año en la iglesia del convento en obse¬ quio de la milagrosa figura del Santo Cristo y que terminaron el próximo do¬ mingo. Todos los actos religiosos fueron muy concurridos y de uua manera espe¬ cial el oficio mayor, predicando el primer y último dia el conocido orador sagrado
P. José Auba.
* **
Esta mañana en la misma iglesia ha tenido lugar la fiesta con que anualmente se obsequia á Nuestra Señora de los An¬ geles. A las diez y media, después de
horas menores ha comenzado la misa
mayor con sermón por el presbítero don José Marqués.

Desde las primeras horas de la tarde de ayer y de una manera especial desde la mañana de hoy dicha iglesia se ve concurridísima con motivo de ganarse el
Jubileo de la Porciúncula.
Según hemos podido enterarnos, el martes de esta semana empezó ante la
Sala de vacaciones de la Audiencia pro¬
vincial, en juicio oral y público, la que¬ rella deducida por D. Juan Caoals con¬ tra D. Jerónimo Estades por desacato é injurias á la autoridad.
La acusación pública debía estar re¬ presentada por el abogado fiscal señor Astray; la privada por D. Pedro Sampol; y la defensa por D. José Socías.
Se nos dice que ayer aún duraba la
vista de dicha causa.
EN EL AYUNTAMIENTO
Sesión del día 26 de Julio 1902.
La presidió el Sr. Alcalde D. Juan Puig, y asistieron á ella, convocados por segunda vez, los Concejales señores don Juan Pizá, D. Jaime Marqués, D. Juan Joy, D. Ramón Col!, D. Damián Canals, D. Juan Deyá, D. Juan Canals, D. Jai¬ me Valls y D. Jaime J. Joy.
Leída el acta de la sesión anterior, fué aprobada sin alteración alguna.
Pasando á despachar los asuntos qúe figuraban á la orden del día, se enteró el Ayuntamiento de un R. D. fecha 12 de Julio por el cual se dá nueva redac¬ ción á los artículos 8,°, 9.°, 12, 20, 29, 31 y 40 de la instrucción para la con¬ tratación de los servicios provinciales y municipales aprobada en 26 de Abril de
1900.
En este estado entró en el salón de
sesiones D. Ramón Casasnovas.
Se dió cuenta del acta de la sesión ce¬
lebrada por la Junta local de Instrucción Pública, en la que se consigna el resul¬ tado de la visita practicada á las escue¬ las oficiales de esta localidad en los dias
14, 15 y 16 del mes corriente y se de¬ signan los alumnos á quienes se concedieroü distinciones por la aplicaciótí y
talento demostrado en los exámenes ve¬
rificados en cada una de ellás; como igualmente se propone al Ayuntamiento procure con urgencia, aumentar la capa¬ cidad de la sala destinada á segunda es¬ cuela de niños de esta localidad, para que los numerosos alumuos concurrentes á la misma puedan gozar las condiciones higiénicas y de salubridad, exigidas por las disposiciones vigentes, muy necesa¬ rias para el desarrollo de su constitución física, cuyo objeto puede fácilmente con¬ seguirse con solo hacer desaparecer los arcos de manpostería que divide la sala de referencia. Enterado el Ayuntamiento acordó verificar á la brevedad posible la reforma propuesta.
Dióse cuenta de una instancia promo¬
vida por D. Antonio Mayol en represen¬ tación del Sindicato de Riegos de este Ayuntamiento para construir un empe¬
drado en el cauce del torrente mayor
para evitar derrumbamientos que pudie¬ ran originar inundaciones, y además la Corporación podría aprovechar las aguas que discurren por dicho torrente, que

hoy no pueden aprovecharse por no ir bien acondicionadas. Enterada la Corpo¬
ración acordó pasara á informe de la

repitiéndose
lemnidad.

al anochecer con toda QQ'

comisión especial nombrada para enten¬
der en la canalización de las aguas por
el interior de la población.

Heg’fstsro Civil

Se aprobaron los traspasos de las se¬ pulturas del cementerio católico núme¬

Nacimientos. Varones 2.—Hembras 1.—Total 3

ros 365, 367 y 366 á favor de D. Juan Marqués Borras, D. Antonio Marqués

Matrimonios Dia 29.—D. Rafael Nicolau Ribas ¿

Borrás y D. Juan y D. Antonio Mar¬ soltera, con D.a María Arbona Marqués;

qués Borrás, respectivamente.

^oltera.

Se acordó verificar varios pagos.

Defunciones

A propuesta del Sr. Presidente y pa¬ Dia 26.—D.a Magdalena Rotger Na¬

ra comodidad del tránsito público, se dal, de 25 años, casada, manzana 44.

acordó verificar varias reformas á los

Dia 28.—D.a Catalina Bauzá Mar¬

caminos denominados del Camp Llarch y del Dragonar encaminadas á dar ma¬
yor latitud á los caminos de referencia. Se acordó pasara á informe da la Co¬
misión de Obras una proposición del se¬
ñor Presidente para construir un muro de coutensión en el camino de Las ArjilaS y punto conocido por Sa Tealera den Canonet.
Para ingresar en Caja los mozos sor¬ teados en el reemplazo del corriente año, en los términos y plazos prescritos pol¬ la ley de Reclutamiento vigente, se nom¬
bró á D. Luis Palou Pastor.

qués, de 6.3 años, viuda, calle de Sari
Cristóbal.
Dia 31.—D.a Rosa Bernat, Martí, de 73 años, viuda, calle del Príncipe.
Se desea vender una
finca llamada Can Magre de Dea, con¬ sistente en huerto regadío, cañaveral y dos casas; linda con la carretera del
puerto.
Para más informes diríjanse al nota¬
rio D. Pedro Aleo ver;

El señor Joy (D. Juan) pidió la pala¬ bra y una vez obtenida, dijo: há pedido la palabra porque quiero que mis actos salgan á luz y puedan siempre discutir¬ se. Estoy enterado que no se ha satisfe¬ cho ni se piensa satisfacer al maestro de la escuela de niños del puerto D. J uau Coves Pbro., la gratificación que tenía señalada por la dirección de dicha escue¬ la y como es una gratificación que por unanimidad le concedió el Ayuntamiento estando en mi concepto bien y legalmen¬ te concedida, propongo á la Corporación acuerde abonarle el importe de la mis¬
ma. El señor Presidente propuso pasara
la proposición á informe de la Comisión de Contabilidad y fué acordado por una¬
nimidad. Y no habiendo otros asuntos de que
tratar se levantó la sesión.

USÉBU* *
COMISIÓN DE LA COMPAÑÍA
DE COPARTÍCIPES
DEL LEÓN DE ORO
Se convoca á los señores copartícipes del León de Oro y a los suscriptores de acciones para la adquisición de un nuevo vapor, á Junta General extraordinaria, para el dia 3 de Agosto próximo, á las diez, en eí local del Sindicato Agrícola Sotterense, Plaza de la Constitución, 32, á fin de dar cuenta de las gestiones prac¬
ticadas por esta Comisión, en virtud de las facultades delegadas en Junta Gene¬
ral de 14 de Julio de 1901. Sóller 4 Julio de 1902.—Por la Comi¬
sión: El Presidente, Guillermo Colora y
Mun tañer.
NOTA.—Si alguno de los accionistas ó suscriptores de acciones, no hubiere' recibido particularmente de invitación á dicha reunión, dése por convocado con
este anuncio.

CULTOS SAGRADOS

En la iglesia parroquial.—Hoy, al anochecer, se cantarán solemnes comple¬ tas en preparación á la fiesta de la Bea¬ ta Cataliiia Tomás,
Mañana, domingo, dia 3.—Se celebra¬
rá la festividad de nuestra Inclita Pai¬
sana, cantándose á las nueve y media las horas menores y á continuación la misa mayor, en la que pronunciará el panegírico el Rvdo. Sr. D. Autonio Juan Garau, Pbro. Por la tarde, después de
vísperas y completas, habrá explicación del catecismo; y al anochecer, se celebra¬ rá el ejercicio mensual en obsequio del Sagrado Corazón, con exposición de Su Divina Magestad.
Viernes, dia 8.—A las seis y media,
durante la celebración de una misa, ten¬
drá lugar el ejercicio mensual en honor
de la Inmaculada.
En la iglesia de San Francisco.—Ma¬ ñana, por la tarde, se dará principio al devoto setenario en obsequio de los Dolo¬
res de Nuestra Señora con sermón por
el Rvdo. Sr. Cura Arcipreste. Dia 6, á las seis y media de la maña¬
na, durante la celebración de una misa,
continuará la devoción de los Trece mar¬
tes dedicados á San Antonio de Padua,

VENTA
de una finca llamada Can Uyel sita en el punto Alquería del Conde de esta vi¬ lla, que consiste en casa señalada con eí
número 12 de la calle de ÉLullán, corral
Ó jardín unido y porción de tierra naran¬ jal, midiendo un cuartón 81 destres apro¬ ximadamente y la casa con el corral
unos 778 metros cuadrados. Para infor¬
mes dirigirse al dueño calle de la Luz, n.0 5, piso 2.° en Palma. La titulación de la finca obra en poder del Notario don? Miguel Ignacio Font.
Awmm
El Sindicato de riegos de' ésta villa, suplica á ios que no hayan pagado sus? cuotas, lo verifiquen antes del dia 15 def próximo mes de Agosto, porque después de esa fecha, se cobrarán por la vía gu¬ bernativa, esperando este Sindicato, no' tener que recurrir á este medio.
Sóller, 26 Julio de 1902.

(CO) FOLLETÍM

liante situación á que habíamos venido á parar, era un torcedor para su alma.

Cuando salía y se encontraba con al¬

ARIELA

gún antiguo conocido se escondía ó do¬

blaba la esquina? una vez se encontró

saliento cruel.- Se enfadaba cuando rae frente á frente con Germán y como éste

veía ayudar á Angela en la cocina, para le mirase con insultante desprecio, de¬

prepararle algún plato delicado, que jando asomar á sus labios una risa bur¬

siempre me costaba alguna oculta pri¬ lona. ciego de cólera se abalanzó á él y

vación; cuando veía mis pobres vestidos le hubiera derribado de un golpe á no

de lanilla y de percal, los surcidos de impedirlo los transeúntes. Vino á¡ casa

mi ropa blanca y mis incesantes tareas en un estado próximo á la locura; creí

para mantenernos sin deudas, su alma, que se moría ó había perdido la razón,-

sumergida en las tinieblas del escepti¬ porque las palabras se escapaban entre ¬

cismo, su corazón privado de los dulces cortadas de sus labios, sus ojos chapea¬

consuelos de la fe católica, se revelaba ban y sus puños crispados con violencia

ante la desgracia, y unas veces, lloraba parecían amenazar á alguno... ¿cuánto

ocultándose cuanto podía y otras pro¬ trabajo me costó calmarlo!... al fin lo

rrumpía en quejas y lamentos de pro¬ conseguí, pero estovo tres días enfermo

fundo hastío y desesperación.

con una fiebre devoradora, y en su deli¬

En vano tratábamos Angela y yo de rio mezclaba maldiciones y juramentos

alegrar y hermosear nuestra humilde con el nombre de Germán.

morada, colocando por todas partes lin¬ Al fin, después de seis meses de an¬

das macetas de barro que contenían gustias. hallé una colocación para tu

odoríferas plantas, preciosos ramos de padre, en casa de aquel banquero que,

flores hechos por mi en las tristes vela¬ según te dije Antes, tenía una hija bue¬

das de invierno y basta algunos pajari- na y cariñosa que me enteraba de las

Hos que con sus dulces trinos alegraban viles calumnias que Blanca y Eugenia

nuestra melancolía; en vano le sorpren¬ propalaban contra mí. Entonces ya tu¬

día siempre con algún regalito cariñoso, vo algo en que distraerse y ocupar al¬

porque su té lio le raptaba y la hu mi- gunas horas del dia proporcionando al-

gún alivio á nuestra situación, pero también me trajo nuevos pesares, por¬ que él no trabajaba con la santa resig¬ nación del hombre que lia perdido su fortuna y 1 ficha por recuperarla ó á lo menos dar un pan á sus hijos, siuo con la horrible desesperación del rico orgulloso, descreído y arruinado que cree adivinar una mirada despreciativa
ó una sonrisa burlona en cada uno de
los que se acercan á él. En cuanto á mí, querida Armandina,
sufrí tanto que no podía explicarlo. Un día rne hallé con Eugenia y me dirigí á ella para saludarla, pero me volvió la espalda; otra vez vi un soberbio coche donde estaba Blanca con otra amiga y le dije adiós, creyendo que me hablan saludado, pero me miraron con extrañeza. examinaron con maligna curiosidad mi vestido de lanilla oscura y lanzaron una carcajada. La cólera quiso brotar en mi corazón, pero instantáneamente pe¬ dí- á Dios valor y confortnodidad, y casi
me alegré de aquel nuevo insulto, recor¬ dando las que uu Señor infinitamente bueno y poderoso sufrió' por mí.
Yo no tenía amigas. Las pocas que me visitaban en la opulencia me aban¬ donaron en la pobreza; la única que ve¬
nia A consolarme mu-chas veces-, siendo-

mi tierna y amable confidente, era la del porvenir con un entusiasmo lleno dé

piadosa hija del banquero, la buena y encanto y animación; formaba proyec¬

discreta Emilia, que atesoraba un cora¬ tos de viajes, de mil y mil diversiones, y

zón generosísimo y que había estrecha¬ yo la oía tristementé haciendo esfuerzos

do más y más su amistad conmigo des¬ para contener mis lágrimas y pidieudo

de que éramos pobres.

al Cielo que prolongase sus días.

Esta niña delicada y enferma, huér¬

Emilia, rae traía noticias del mundo en

fana de madre desde la cuna, fué la que que yo había vivido algún tiempo, en

tuvo á mi Fernanda en la pila bautis¬ mis días de riqueza y comodidades: me

mal y continuamente me llevaba rega- hablaba de sus amigas, de sus ilusiones,

1 i tos y hermosos vestidos para su abija¬ de sus esperanzas; por ella supe que el

da; pero todo esto lejos de merecer la esposo de Blanca había muerto, legán¬

gratitud de Julio, le hacia desesperar dole toda su fortuna; que Eugenia se

más y más creyendo ver en todo una había casado, con un inglés viejo, mi¬

nueva humillación. Yo agradecía á llonario y excéntrico, que se la llevó á

Emilia su cariño y su bondad, pagándo¬ Inglaterra, y que la. viuda del conde dé

le con toda mi confianza y ini ternura; Rioseco. es decir, mi prima Blanca, es¬

pero sufría mucho, porque la pobre ni¬ taba en vísperas de casarse otra vez con

ña estaba herida de muerte.

un opulento caballero de la aristocracia

8u figura era interesantísima; su talle francesa.

flexible como una caña, sus mejillas en¬

Julio nada quería oir de todo esto.

cendidas con el fuego de la fiebre; sus Siempre huraño y taciturno, pasaba las

ojos negros que brillaban con un fulgor horas encerrado en una habitación for¬

sombrío, todo revelaba que padecía del mando tristes cálculos, y era en vano’

pecho; que la tisis, esa enfermedad, tan¬ que yo pretendiese animarlo, porque to¬

to más cruel cuanto es más joven la víc¬ do se estrellaba ante su cruel escepticis¬

tima que elige, la devoraba lentamente mo.

y la conducía al sepulcro.

Dios quería hacerme aptírar hasta las

Y como todo los que sufren esta amar¬ heces. Armandina. el cáliz del más ama-'

ga dolencia, bija mía, la pobre Emilia go dolor; rne quería sola, sin afectUíu

ignoraba su estado peligroso y hablaba «‘sin amigos, ski lazos que ibé

#

.¿4

SÚLLER

Lci excítelos que ge inserten en esta sección pagarán: Hasta tres inafirtréio res á rosón de 0‘05 pesetas la linea; hasta cinco insercionee á sazón de 0'03 pesetas, y de cinco en adelante á razón de 0‘0‘2 pesetas.
B1 rotor mínimo de un anuncio, sea cual fuere el número de lineas
que se componga, será de 0‘50 pesetas.
Las lineas, de cualquiera tipo sea la letra, y los grabados, se conta¬ rán por tipos del cuerpo 12 y el ancho-será el de tina columna ordina¬
ria del periódico.

Sección

de

Anuncios

Los anuncios mortuorios por una sola vez pagarán: Del ancho de una columna 1‘50 ptas., del de dos 3 ptas., y así en igual proporcióon.
En la tercera plana los precios son dobles, y triples en la segunda. Los comunicados y anuncios oficiales pagarán á razón de 0'05 pese¬ tas y los reclamos á razón de 0*10 ptas. la linea del tipo en que se com oongan, siendo menor del cuerpo 12, y de éste si es mayor. JL«e saooriptorei disfrutarán una rebaja de un as po»
ciento

La Ilustración Española y Americana.-La SERVICIO DECENAL

Moda Elegante.-La ilustración Artística.-El

ENTRE

Salón de la moda.-Album ¡Salón.-La Borda-
dora.-La Perla Artlstica.-La Mariposa.-Blan- WB ’
co y Negro.-La Zapatería Ilustrada.-Nuevo por el magnifico y veloz vapor

VICE-VERSA

Mundo.-Sol y Sombra.-La Ultima Moda.-Por

LEOl BE ORO

Esos Mundos -Pluma y Lápiz.-El Teatro*-
Hojas Selectas. - La Patria de Cervantes.- Alre¬
dedor del Mundo, y otra infinidad de periódi¬ cos y revistas ilustradas de España sirve el
Centro de Suscripciones,, sección tercera de

Salidas de Sóller para Barcelona: los dias 10, 20 y último de cada mes.

Salidas de Barcelona para Cette: los dias 1, 11 y 21 Salidas de Cette para Barcelona: los dias 5, 15 y 25 Salidas de Barcelona para Sóller: los dias 6, 16 y 26

de id. id. de id. id. de id. id.

CONSIGNATARIOS:—EN SÓLLER.—D. Guillermo Bernat, calle

del Príncipe n.° 24.—EN BARCELONA. — D. J. Roura, Paseo de

la Aduana, 25.—EN CETTE.—D. Guillermo Colom, Quai Comman-

dant Samary-5.

‘

NOTA..—Siempre que el dia de salida de Cette. según el presente itinerario, corresponda al sábado ó día anterior á uno festivo, la retrasará el vapor veinte y cuatro horas y saldrá el domingo ó día festivo que sea, á la misma hora.

LA SINCERIDAD, San Bartolomé, 17—SOLLER.

ACADEMIA

IAIHL

DIRIGIDA POR EL PROFESOR

¡CABELLO ABUNDANTE Y ONDDLADOII UNOS Y LICORES Ptas.

D. SALVADOR ELÍAS

Vino de mesa superior, mar¬

Clases especiales para la enseñanza práctica y teórica de Cálculo

ca El Cometa, (estilo Bur¬

Mercantil, Teneduría dé Libros, reforma y adorno de letra, y todo

deos) . . . La botella. U00 lo perteneciente al comercio, según las vigentes leyes.

Hace crecer el cabello y evita su caída; le devuelve su color primi¬ El rico licor “Benedetto,, de tivo y natural. Quita la caspa y priva que se reproduzca. Mantiene los Sres. Fuster Molinas.

Calle de Vives, n.° 5

da cabeza limpia de todo insecto y micróbio, pues es antiséptico por Vale la botella .... 5'00

escelencia. Cura toda enfermedad del cuero cabelludo y evita las que La “Chartresse Sóllerique.„ La

se adquieren por contagio, como tiña pelada, etc.

botella vale

3f50

LADRILLOS HIDRAULICOS, BAÑERAS,

Están de venta en el Estanco

DE VENTA: en perfumerías, droguerías y farmacias. UNICOS DEPOSITARIOS: Cortés hermanos, Barcelona (España).
L‘ ASSICBHATRICE ITALIANA

de Can Putxet, Plaza de la Constitución, n.° 16—SOLLER.
LA SO LIBERENSE
DE
JOSÉ COLL

DE LA CASA
ESJCOFET, TEJERA V €.“ de BARCELONA
Único representante en Sóller: Miguel Colom, ca¬
lle del Mar.

Sociedad de seguros contra los
1CCIDENTES BEL TRABAJO

ClRBlRE j PORT-BOU (Fronte franco-espaíoia)
Aduanas, transportes, comisión, consignación y tránsito

L’ UNION
COMPÁÜlA FRANCESA DE SEGUROS CONTRA INCENDIOS FUNDADA U 1828

ESTABLECIDA EN MILÁN Y BECONOOIDA EN ESPAÑA
Capital social: 5.000.000 Liras
Habiéndose promulgado la Ley sobre los accidentes del trabajo de 30 de Enero último, esta importante Sociedad asegura todas las indus¬ trias, mediante una prima, contra los riesgos indicados en dicha Ley.
Director de la Sucursal Española: D. MANUEL GES, Merced, 20, Barcelona.—Para informes y demás, dirigirse al Agente principal, B. HOMAR, Samaritana, 16, Palma.—Agente en Sóller, ARNALDO
GASEELAS.

Agencia, especial para el trasbordo y reexpedición de naranjas. frutas frescas y pescada.
AGUA DESTILADA
DE
FLOB de MBAJÜTJO
Se vende, al por mayor y me¬ nor, en la Farmacia de i. Torrens,-Sóller.

Esta Compañía, LA PRIMERA DE LAS GOMPAÑÍAS FRAN¬
CESAS DE SEGUROS CONTRA INCENDIOS POR LA IMPOR*

TANCIA DE SU CARTERA, asegura además del riesgo de incen¬
dio, los daños que pueden ocasionar la caída del rayo, la explosión de gas de alumbrado, del vapor, de LA DINAMITA Y OTROS
EXPLOSIVOS.

Capital social. .
Reservas .
Primas á cobrar .

10.000,000 8.705,000 74.287,038

Francos

Total

92.992,038

otel lestaurant del Universo

DE

Vda. de j. serra

PLAZA

PALACIO-S.-BARCELOM

Hospedage desde 5 pesetas en adelante. Habitaciones desde una pe¬ seta, restaurant á la carta, mesas particulares, se sirve á todas horas.
El Hotel del Universo está situado en uno de los sitios más im¬
portantes de la capital, dá plena fachada á la bonita y frondosa plaza de Paiaeio y paseos de la Aduana é Isabel II, donde cruzan todos los tranvías, y es el más próximo á la Aduana, Muelles, Compañías de Navegación, Bolsa, Gobernación y Estación de los Ferrocarriles de Francia, Tarragona, Valencia, Zaragoza y Madrid.
LA SINCERIDAD
Establecimiento comercial é industrial de J. Marqués Arbona
San Bartolomé, -17, - S®JLMER
SECCIÓN PRIMERA.—IMPRENTA Y TALLER DE ENCUADERNACIONES
Se hacen toda dase de impresiones á una ó varias tintas: Acciones para sociedades, títulos nominativos y al portador, láminas de emisión de valores, bonos y demás traba¬ jos de esta índole, tarjetas de visita, esquelas mortuorias, talones, membretes, facturas, programas, carteles. circulares, estados de todas clases, invitaciones, etc., etc., etc.; y encua¬ dernaciones económicas y de lujo.
SECCION SEGUNDA.—PAPELERIA, LIBRERIA Y ARTÍCULOS DE ESCRITORIO
Véndese en la tienda de esta sección: resmillerta y sobres de todas clases desde los más eco¬ nómicos á los de más lujo, papeles de hilo y de algodón en blanco y rayados, papel de embalaje cortado y taladrado para la confección de cajones de higos, y de seda para la de cajas de na¬ ranjas, de limones y de mandarinas, libritos de fumar de infinidad de marcas, naipes, estampas y cromos, tarjetas de lujo y sorpresas para felicitaciones, libros en blanco y rayados, cuadernos y libretas de todos tamaños y precios, libros de texto y menaje para las escuelas de niños y de niñas de este pueblo, tinta negra y de colores, en botellas, para escribir y para sellar, efectos variados para escritorios y oficinas, coronas, flores artificiales y objetos para hacerlas, sacos y cin‘arenes de piel para señoritas, carteras para niños, etc.., etc.

(Mil DI U DIABETES
POR EL
Vino Uranado Pépsico
d©
J. T0RRENS, Farmacéutico
El primero y único elaborado en esta forma en España, mucho más económico y de mejores resultados que sus similares del extranjero, está preparado con todo esmero por procedimientos científicos bien ex perimentados y acreditado como un reconstituyente sobradamente enérgico para suprimir la elimina¬ ción del azúcar de glucosa en todas las personas afectadas de la enfer¬
medad denominada "diabetes.-
PÍLDORAS FERRUGINOSAS
DE
INULA HELENIUM
Con estas pildoras, preparadas por J. Torrens, se cura pronto y radicalmente la Leucorrea ó (flujo blanco), la Anemia y Clorosis (colo¬ res pálidos), la Dismenorrea (ó difi¬ cultad en el ménstruo), la Ameno¬ rrea (ó supresión del mismo), la debilidad, flaqueza y cuantas mo¬
lestias ó enfermedades reclamen un
exitante poderoso y enérgico.
DE VHUSTTA:
En Barcelona, Sociedad Farmacéutica Española.
—Farmacia del Dr. Pizá.—Palma, Oentro Farma¬
céutico.—Farmacia de las Copinas.—Málaga, Far¬ macia del Dr. Pelaez y Bermudez.—Sóller, Far-
macia de J. Torreas.

Capitales asegurados . . 15.127.713,242

„

Siniestros pagados . . .

194.000,000 ,,

§£«UBO DE COSECHAS

Esta antigua Compañía asegura también contra el incendio, los de

trigo, cebada y avena, tanto en pié como segadas, en gavillas y so¬

bre la era.

Sucursal española: Barcelona, Paseo de Colón y calle Merced, 20, 22 y 24.—Director, M. Gés.—-Subdirector en Mallorca: B. Homar, Sama¬ ritana, 16, Palma.—Agente en Sóller, Arnaldo Casellas, Luna, 17.

Ptas. CU.

HISTORIA DE SOLLER en sus relaciones con la general de Ma¬ llorca. Dos tomos en 4.° mayor de mil páginas cada uno, encuadernados eu rústica, obra premiada con medalla de cobre en la Exposición Universal de Barcelona y con me¬ dalla de oro en la Exposición Balear de Sóller. . . • •
INUNDACION DE SOLLER Y FORNALUTX, en 1885, capí¬ tulo adicional á la Historia de Sóller. Un tomo en 4.° de
120 páginas, encuadernado en rústica, premiada con meda-
lia de oro en la Exposición Balear de Sóller
CULTIVO DEL NARANJO en las Baleares. Obra de reciente
publicación, que forma un tomito en 4.° de 190 páginas,
encuadernado en rústica, premiada con medalla de oro en
las Exposiciones de Sóller y de Manacor, y con medalla de
plata en la Féria-Concurso de Barcelona
CULTIVO PRACTICO DEL ALGARROBO. Uu tomo en 4.° de
158 páginas, laureada con iguales premios que la anterior.
GUIA DE SOLLER. Uu tomo e.i 8.° menor de 152 páginas. LITERATURA POPULAR MALLORQUINA. Gloses de ‘n Pau
Noguera y Ripoll (á) Sarol, (Tom I); de N‘ Andreu Coll
y Bernat, (á) Tambó, (Tom II); y de ‘n Sebastiá Marqués y Ortegas, (de sa Portella) (Tom III). Es tres Toms valen .. .
Véndense en la tienda de artículos de escritorio de «La Sin¬
ceridad»—San Bartolomé, 17—SOLLER.

20í00
.
*i
U50 0‘50
2‘75

SQLLES.—Imp. da «La Sinceridad >