ASO XVII.-2.* ÉPOCA.-NÚM. 797
ASO XVII.-2.* ÉPOCA.-NÚM. 797

SABADO 12 DE JULIO DE Í90Í

SEMANARIO INDEPENDIENTE

PUNTOS DE SUSCRIPCIÓN:
Sóllbr: Administración. Francia: Sres. Bauzá y Marqués,—Rué Rambuteau, 74,
París.
América: Sres. Marqués, Delgado y C.a—Arecibo—(Puer¬ to-Rico).

Fundador y Propietario
D. JUAN MARQUÉS Y ARBONA REDACCION Y ADMINISTRACION; Calle de San Bartolomé, n.« 17
-«sg»#»»-—-c» SOLLER (Baleares) —<*& >& >-

PRECIOS DE SUSCRIPCIÓN:

España:

0’50 pesetas al mes.)^^

Extranjero: 0’7b francos id. id. jPAG0 adelantado.

Número suelto O’IO pesetas.—Id. atrasado 0’20 peseta*

La Redacción únicamente se hace solidaria de los escritos que se publiquen sin firma, seudónimo, inicial, ó signo determinado. De los que tal lleven, serán responsables sus autores.

Sección Literaria
DECREPITUD
Con la alegría del que triunfa en la
plenitud de su vida, deleitándose en el
ambiente de la mañana, tibia y esplén¬ dida, eaminaba Luis á buen paso, flan¬
queando el Retiro; en cuyo tupido rama¬ je asomaba ya el fresco verdor primave¬
ral. A veces se detenía para mirar, amus¬
gando los ojos y ladeando la cabeza, el efecto pictórico de la arboleda. En la
Puerta de Alcalá había unas muchachas
que vendían manojos de lilas. Contem¬ pló «n instante, á través de los arcos de piedra, el panorama que ofrecía el in¬
menso caserío dorado por el sol, y á po¬ co llegó á casa de su antiguo amigo, á
quien tanto anhelaba volver á ver.
Pasó al despacho. Allí estaba Juan, fumando, recostado en un canapé. Ante la visita se incorporó con penoso es¬
fuerzo.
Se miraron, y el pintor se estremeció viendo que Juan tenía el rostro dema¬ crado, agrandada la frente por enormes entradas, el color pálido, casi verdoso, como el que toma el agua en una bañe¬ ra de mármol blanco, y entrecana ya la afilada barba rubia. Le cogió la mano y se impresionó más al contacto de aque¬ lla piel seca y fría, tras la cual sintió la
dureza de los huesos descargados.
Después de abrazarse estrechamente, tomaron asiento y empezaron á hablar.
Juan encontraba á su amigo grueso,
de buen color. Había admirado muchos
cuadros del artista en las Exposiciones; de otras obras había tenido noticia por los grabados y crónicas de los periódicos. Le felicitó de corazón por aquellos triun¬
fos.
En cambio. Luis echó en cara á su
amigo la inacción en que éste vivía, recordó el famoso libro publicado por Juan diez años atrás, y le acusó con ca¬ riño de haberse dejado absorber por la política rutinaria.
Juan sonrió amargamente. —Yo no soy escritor, ni político, ni nada. No hago más que vivir lo menos
mal posible. Sí; ya leo en tus miradas que me juzgas como todos. Te habrán
dicho de mi que soy un vago y un per¬ dido.
—Me han dicho que te quieres mal á tí mismo, porque no te cuidas como de¬
bieras.
•—¡También tú! ¿Que me cuide, que haga otra vida, que trabaje, verdad? Cuando sepas lo que yo he pasado en es¬ tos diez años, no caerás en vulgaridad semejante.
Y empezó á contarle su vida, cortan¬ do frecuentemente el relato con golpes
de tos.
—Cuando te marchaste á Roma esta¬
ba yo lleno de bríos, rae creía con una gran misión que llenar, aspiraba á re¬ generar la nación. Pero ocurrió la des¬ gracia de mi padre. Se vió arruinado y se pegó un tiro. A los pocos meses ya había aprendido yo una cosa: lo que era
el hambre.
—Sin embargo, tú tenías muchos pa¬
rientes...
—Sí; la obligación de visitarlos cuan¬ do estaban enfermos; de hacerles rega¬ los. si podía, el día de su santo, y de lle¬ varles luto después de muertos: eso han significado para mí los parientes. Sólo ha habido una excepción, y por desgra¬ cia. El primero á quien tuve que pedir cinco duros, porque me hicieron falta para comer, me contestó que tenía hi¬ jos.--«Ya ves, cuando uno es casado, no es igual que cuando está soltero.»—Lue^ go se deshizo en ofrecimientos para todo lo demás, y tuve que salir dándole las
gracias.
—Tú—prosiguió Juan.—habrás sen¬
tido muchas veces debilidad á las tres
horas de desayunarte. Yo sé que se pue¬
de vivir seis días sin comer. Primero
siente uno que le atenacean el estómago

cruelmente: cree que no podrá soportar trabajar para mí y volver á mis anti¬

aquello. Luego pasa; y va invadiendo el guas y nobles ambiciones, vino el tre¬

cuerpo la debilidad; se sensibiliza todo mendo desencanto. Me sentí acobardado

el cuerpo, como en la fiebre; la lengua ante la enorme tarea. Y la fui dejando

se blanquea, se impregna de mal gusto para más adelante, siempre para más

la boca; cuesta un trabajo ímprobo cam¬ adelante. Primero necesitaba descansar,

biar de postura, y al menor movimiento reponerme. Después me pareció que

se siente un hormigueo doloroso en el romper con mi tío, es decir, quedarme

dorso de la mano, en el antebrazo, en aislado para volver á empezar, era una

los muslos, en las rodillas. Necesita uno ridiculez y hasta una ingratitud. Tam¬

andar apoyándose como un viejo. Las bién eché de ver que el trabajo intelec¬

piernas parecen colgar inertes. La piel tual me fatigaba mucho. Cada vez que

se decolora; los ojos se ribetan de encar¬ intentaba poner la pluma sobre el papel

nado, y escuecen. El pulso se retarda, sufría una decepción. En esto sobrevi¬

se va perdiendo el calor, se sienten ma¬ nieron unas elecciones, salí diputado

reos desconsoladores, náuseas horribles, ministerial, y renuncié á toda lucha. Mi

y se admira uno de seguir viviendo.

entusiasmo de otros tiempos había

Yo he sufrido las roeduras y vahídos muerto.

del hambre más de dos años, envuelto ¿Crees tú que hace diez años era yo

en mi levita que se me caía de los hom¬ un fátuo. creyéndome con fuerzas que

bros, subiendo y bajando escaleras aje¬ no tenía?

nas, doblando el lomo ante una inter¬ —No; estoy seguro de que nó—con¬

minable serie de imbéciles, que gozaban testó el pintor.

de puestos que no sabían desempeñar ó —Pues entonces es que las fuerzas de

de riquezas que no habían ganado.

mi espíritu se han agotado, consumién¬

A veces conseguía algún trabajo en dose en luchas feroces pero estériles. Sí;

los periódicos. Uno de ellos que defendía lo terrible en la vida no son los sufri¬

á la clase obrera y abogaba por la subi¬ mientos, sino los estragos que dejan, la

da de los jornales, me estuvo pagando energía que matan.

algún tiempo quince duros al mes, y Y ahora que soy una ruina, ¡queréis

murió quedándome á deber dos pagas. que trabaje, que tenga voluntad! Como

Me iba sintiendo extenuado, incapaz si se cogiera á un infeliz, se le amputa¬

para toda labor seria.

ran las piernas y luego se le dijese:

«Bueno, ya no te mortifico más, ya pue¬

El sol daba de lleno en las vidrieras des correr». ¡Que renueven mi organis¬

de los balcones, y tamizándose por los mo decrépito, incapaz de asimilar y re¬

visillos, ribeteando de fuego las cortinas poner sus desgastes; que me dea otros

granate, revelaba en la habitación ha¬ pulmones para aspirar el oxigeno que

ces blanquizcos de polvillo luminoso é necesito; que enriquezcan mi sangre,

inquieto, se reflejaba con destellos dia¬ para que pueda llevarla á alimentar mantinos eu las porcelanas y cristales, por todo mi cuerpo el calor y la vida!

tachonaba muebles y tapices de anchas Entonces la vida se rejuvenecerá tam¬ franjas doradas, y caldeaba el despacho. bién en mi cerebro y recobraré la luci¬

Pero Juan sintió frío. Se abotonó la ame¬ dez de otros tiempos y la voluntad que

ricana. y siguió hablando.

me exigen.

—Al fin vino mi tío, hecho diputado Esto es lo que no comprende nadie, ni

y poco después director general. Enton¬ mi mujer. Para ella, como para todos,

ces aprendí una cosa más: lo que signi¬ soy un disipado que, al defraudar las

fica un protector.

esperanzas que hizo concebir, le estafa

El era un señor grave, severo, que el capital aportado por ella al matrimo¬

imponía con la sola presencia á sus su¬ nio. Ella sufre en silencio, pero yo leo

bordinados y á los que acudían á pedirle favores; pero sentía cierta debilidad por en sobrino; y á mí me tocaba regatear

en sus ojos, y este sufrimiento suyo me
atormenta más. Y en esta soledad, en
este carecer de un alma compañera que

el despacho de asuntos, vender empleos, me comprenda, ¿qué voy á hacer, sino aquilatar recomendaciones, ir al distrito vivir pasivamente, tomando donde lo en época electoral, falsificar actas, estu¬ halle, el poco de placer que aún puedo

diar el modo de empapelar á los enemi¬ gos y explotar á los partidarios. Tam¬ bién escribía artículos y discursos, di¬ ciendo lo contrario de lo que pensaba. Todo esto ine restituyó el apreeio de la sociedad. Mis demás parientes me daban palmaditas en la espalda diciéndome: «Vamos, ya suponía yo que tarde ó tem¬ prano entrarías en buen camino.»
Me vi envuelto en todo lo que hubiera querido destruir, atado de piés y manos

gozar? No todos llegan á la vida como tú,
querido Luis, armados para la lucha. Es horrible pensarlo; pero una intensidad de energía humana, que podría ser tan
fructífera si la sociedad no negase á la
mayoría de las gentes los medios de aplicarla-, se gasta estérilmente en el esfuerzo para conseguirlos, y luego de alcanzarlos, resulta que la personalidad se ha consumido, y la energía falta.

para volver por mis antiguos ideales, con la inteligencia enagenaia, prosti¬
tuida, para comer.
Y, aunque comía, no recobraba el

Lentamente, una zona de sol había ido invadiendo el rostro del enfermo, y hacía resaltar más su demacración y pa¬

buen color ni la fuerza. Mi organismo era como una máquina herrumbrosa.
No podía volver á funcionar con regu¬ laridad. Empecé á padecer del estómago y de la cabeza. Tomé inútilmente hierro, fósforo, aguas de mil clases. Los médi¬

lidez.
Luis trató de distraer á su amigo, ha¬ blándole de cosas alegres. Estuvieron aún mucho tiempo juntos; y al despe¬ dirse, se citaron en Fornos para última
hora.

cos me recomendaban tranquilidad de
espíritu, distracciones; y yo me eché á,,

Emilio H. del Villar.

gozar de la vida y á olvidarlo todo.

Mi tía era una señora muy piadosa.

Conocimientos útiles Cada vez que mi protector realizaba un
buen negocio, sabía ella pellizcarle para

devociones y limosnas. A mi me daba

buenos consejos: «verbi gratia», que de¬ bía buscar una mujer con muchodinero.
Y lo seguí. Era la única manera de

La ropa que conviene para evitar
enfermedades

recobrar mi libertad y quizás mi salud.
Justamente mi futura suegra, tam¬
bién muy religiosa y que había educado á su hija en la más austera moral, abogó por mí: «Es un chico que promete mu¬ cho.» La hija obedeció á la madre, y en¬ gañándonos mútuamente nos Casamos, con la satisfacción del qiíe realiza un
buen negocio.
Y entonces, cuando hubiera podido

En casos de epidemia, sobre todo

cuando se trata de viruelas, sarampión,

etc., la ciencia moderna aconseja que se

lleve ropa de paño fino y de superficie lisa, para que recoja la menor cantidad posible de polvo, porque en el polvo que
flota en la atmósfera está el mayor peli¬

gro de contagio.
Para la ropa interior, la que más con¬ viene es la franela, porque excita la cir¬

cuí ación? éitf

^ la pleí y étí

músculos é impide los enfriamientos. Como cuando el cuerpo se enfría tiene
gran propensión á coger cualquier en¬ fermedad, el uso de la franela constituye el mejor medio de defenderse cuando
hay epidemia. En ningún país del mundo se obser¬
van tan al pie de la letra como eu In¬
glaterra las reglas de la higiene, y allí está mandado que en los hospitales (hay
que advertir que á éstos acuden, no sólo las clases pobres, sino también la media

se obtengan. Lo único que debe hacerse con ellas es no admitirlas sin previo examen, y no posponer nunca los pro¬ gresos propios á los progresos ex¬ traños. La verdad nó tiene patria ed la tierra, porque es de todos los pue¬ blos, y así ninguno puede pretender con razón su monopolio. Pero si todd esto es exacto, también lo es que resulta acto de demencia ir á buscar á casa aje¬

y las ricas) no se permita entrar á nadie á visitar á los enfermos de sarampión,
sin que se pongan antes una blusa de tela de holanda, muy abotonada por el
cuello y por las muñecas, que liega has¬ ta los pies. Esta blusa se desinfecta in¬ mediatamente que se la quita la persona

na lo que en la propia se tiene. ¿Quién puede dudar, á la vista de los testimo¬ nios citados, que nuestro bagaje en ciencias económicas, en ciencias jurídi¬ cas, en ciencias médicas y quirúrgicas,
eu ciencias náuticas, en ciencias milita¬

que se la había puesto. Machas otras enfermedades no epidé¬
micas, pudieran evitarse siguiendo ios consejos de los médicos modernos.
Principiemos por la cabeza. Esa parte de nuestro cuerpo tiene el pelo para pro¬ tegernos y conservarla caliente; además está bien provista de sangre, de modo que no se necesita cubriría artificial¬ mente. como no sea en tiempo excesiva¬ mente caluroso, para defenderla de ios rayos del sol, ó en tiempo sumamente
frío. Como la piel del cráneo suda mu¬
cho, necesita una renovación constante
de aire, y los sombreros debieran ser todos muy porosos. En vez de ser así, nos ponemos sombreros de casco duro,
que comprimen las arterias y las venas, entorpecen el paso de la sangre á la piel del cráneo é impiden la ventilación, de lo cual resultan la calvicie y los consti¬
pados. En tiempo frío, los sombreros
deben ser de fieltro blando y no duro, y
estar provistos de ventiladores en los costados y en lo alto de la copa. En ve¬ rano no se debiera usar más que som¬ breros de paja muy ligera.
Los cuellos de las camisas son una
verdadera abominación para la higiene. El cuello está siempre en movimiento,

res, para no hablar ahora de las teológi¬ cas y filosóficas, puede compararse con el de cualquiera otra nación europea? Está bien, se dirá; pero todo lo dicho se refiere al orden teórico, y el desfalleci¬ miento del espíritu público se debe á que las gentes se convencen poco á poco de que aquí lo que falta es espíritu prác¬
tico. Ciertamente, va considerable dife¬
rencia entre proyectar un fusil y cons¬ truirlo; entre proyectar un cañón y construirlo; entre proyectar un acoraza¬ do y construirlo. No ha de perderse de vista, sin embargo, que los hombres prácticos lo son precisamente por la práctica, y que así se ve que los inge¬ nieros que no practican, no son hom¬ bres prácticos nunca. En este punto sí que es preciso copiar de Alemania, y aun en muchos otros puntos podría co¬ piarse y seguirse también al pie de la letra lo que de Alemania dice Lockroy. Allí se ha procurado preparar á los hom¬ bres que han de aplicar á las necesida¬ des de la vida del Estado lo que en las

y, pür lo tanto, se le debiera tener al descubierto; todo lo más, protegido por
alguna tela flexible y que se adaptara
perfectamente á él. Los cuellos tiesos que usamos en las camisas, comprimen las venas é impiden ia renovación libre

aulas aprendieron, para que pasen de proyectistas de fusiles á constructores de fusiles, de proyectistas de cañones á constructores de cañones, de proyectis¬
tas de acorazados á constructores dé

de la sangre en el cerebro. Además, ro¬
zan la piel é irritan las glándulas, que tan numerosas sou en esa parte del cuer¬ po. y que desempeñan funciones impor¬ tantes en el organismo.
Las pecheras y las corbatas son otro absurdo, pues no puede darse otro nom¬ bre á la costumbre de dejar poco menos
que sin protección ia parte del pecho que tenemos llena de delicados tubos bronquiales y donde están los pulmo¬ nes, organismos todos que debemos conservar muy calientes y muy protegi¬
dos, para evitar los catarros, las pulmo¬ nías, las tisis, las toses y los enfriamien¬
tos. Lo prudente sería llevar chalecos
que se abotonaran junto al cuello, ó. por lo menos, corbata de verdadero
abrigo.
Siguiendo el aforismo de un famoso médico español, debemos cuidar siem¬ pre y ante todo de tener los pies calien¬ tes. En vez de hacerlo así los encerra¬
mos en estrechos calzados que impiden
la circulación, los enfría y además no
dejan á la planta posarse bien sobre el suelo; de todo lo cual resultan, no sólo enfriamientos generales, sino, lo que es más grave, afecciones á la médula espi¬ nal, que los médicos no saben muchas
veces á qué atribuir.

acorazados. Si aquí no se hace ni se ha hecho nunca ésto, y, por otra parte aquí
no se construye, ¿puede quejarse nadie de que aquí no haya constructores, de que aquí los hombres de la teoría no re¬ sulten siempre vencedores cuando sé trata de convertir aquélla en práctica? ¿Se han preocupado alguna ve2 los Po¬ deres públicos dé proporcionar á nues¬ tros constructores navales un estanqué de experiencias, por ejemplo, como et que los alemanes tienen en Bremerha-
vén, y al cual deben en buena parte que sus construcciones puedan competir á estas horas con las de la misma Ingla¬
terra?
En realidad, la primera regla que la previsión nos traza, una vez levantado’ el espíritu1 público por una incesante la¬ bor de propaganda, y una vez conven¬ cidos todos, aun los que hasta ahora más dificultades han puesto á la cosa; de que sin Marina no hay Patria posi¬ ble, es la que impone la necesidad de lá construcción de una poderosa escuadra' de combate, que en unión con el Ejérci¬
to, brazo también de la Patria para su

defensa, ponga á cubierto á las islas Ba¬

DISCURSO
DE

leares y á las islas Canarias, á las pose¬ siones del Norte de Africa y á las del Golfo de Guinea, á las rías de Galicia y á la provincia de Cádiz, de los peligros

DAmáir ©.

isem que las cercan, de los riesgos que las

amenazan. Se nos dijo una y otra vez

EN EL ATENEO DE MADRID
RESUMO US CMFEREMIS ORGHIZAM

por hombres de diversas téndencias que antes de pensar en lá construcción de una escuadra de combate, era preciso

POR EL

quedas industrias estuvieran florecien¬

fomento naval
E3I\_i SO D3 ABRIIj DBB lSba

tes. que hubiese una Marina mercante
núméroSa; y aunque todos saben que cuando andan ladrones por los despo¬

(Conli)iilacióri.)

blados, lo primero que hacen los caseroS es atrancar bien la puerta y apercibirse

No se crea que con lo' dicho se preten¬ para la defensa por si surge el ataque;

de que han de cerrarse las puertas de
España como con iñuralla china £ los progresos realizados en otras naciones.
Debe hacerse precisamente todo lo con¬

todavía pareció á muchos que pódía y debía esperarse á que mejorara nuestra situación antes de emprender la inmen¬ sa labor que la construcción de una es¬

trario. puesto que deben darse todas las cuadra de combate á la altura dé nues¬

facilidades necesarias para que penetren tras necesidades súpohe. Pero ya és im¬

en nuestra casa las ventajas intelectuales, posible, sin riesgos ciertos, según bisó?
intrates y fúatemiésqúeeúotroé Estados | éter#W haú puesto’ lós SVés. LabW f

*

SÓLLER

Havarro Reverter, la continuación de la
«apera. Por otra parte, las fábricas me¬

De la Península

Actualidades

mercantil permitirá á los alumnos cur¬ 1870. luego de su ordenación sacerdotal.
sar en ésta hasta el tercer año de bachi¬ En 1887 tomó parte en el concurso á

talúrgicas aumentan de año en año, y

ller. El abastecimiento de aguas tampo¬ curatos, mereciendo sus ejercicios la

«1 año pasado .¿alcanzaron, según datos oficiosos, la cifra de 487, y la Marina

La catástrofe de Allariz

Los emigrantes al Rey

co se halla descuidado y según tengo aprobación del tribunal calificador.

entendido vá á nombrarse pronto una

Enviamos nuestro más sentido pésa¬

mercante ocupa el sexto lugar en las es¬
tadísticas de las Marinas mercantes del
inundo, aventajándola tan sólo en cuan¬ tía de tonelaje Inglaterra, Alemania,
.Francia, los Estados Unidos é Italia.
Mientras esto sucede, fácil es compro¬ bar la exactitud de estos datos; resulta
en la realidad que nuestro poder naval
'«s inferior aun al de Chile, nación de
-3.128.035 habitantes, y al de la Repúbli¬ ca Argentina, nación de 4.794.149 ha¬ bitantes, con presupuestos del Estado Insignificantes al lado de los nuestros, con dificultades económicas, por lo que liace singularmente á la República Ar¬ gentina, inmensamente superiores á las nuestras, y con posiciones que no pue¬ den compararse á las nuestras por las •codicias que éstas despiertan. Verdad es que nuestro presupuesto de Marina, es¬
tudiado en relación con el total de los

Pocas veces lia producido el rayo una catástrofe tan espantosa como la ocu¬
rrida el día de San Juan en la vetusta
iglesia de San Salvador del Piñeiro, arrabal de Allariz, en la provincia de
Orense.
Celebraban en ella unos funerales. El
templo estaba lleno y seis sacerdotes ofi¬ ciaban en el altar. De repente estalla una tormenta terrible cuyos truenos causan pavor. El sacristán cierra la puerta para que los torbellinos de aire no invadan la iglesia.
Pocos momentos después, en medio de un estampido ensordecedor, un rayo colosal hiende ei espacio, y penetran¬ do en el templo, mata instantáneamen¬ te á 25 personas y deja en mal estado á
otras 13.
Los fieles que milagrosamente conser¬

Desde Buenos Aires escriben algunos emigrantes españoles que se hallan en la mayor miseria y que han dirigido al Rey una instancia que dice así:
«Señor: Unas pobres familias españo¬ las, que en mala hora dejaron la patria, al verse hoy en el desamparo, acuden á los piés del trono, que dichosamente ocupa V. M., en solicitud humilde de repatriación. Es una limosna lo que pe¬ dimos: limosna del aire y del sol de la patria; una limosna de nuestra amada tierra, que no volveremos á ver si V. M., en quien tantas esperanzas funda Espa¬ ña, no nos tiende su mano compasiva, ordenando que seamos trasladados á un puerto español.»
El péndulo de Póucault

comisión para estudiar la forma más
conveniente de llevarlo á cabo.
La recaudación de consumos desde
principio de afio acusa aumento todos los meses comparados con igual mes del año anterior sin que se haya recargado ningún artículo.
Continuad con bríos concejales nue¬ vos y antiguos por el camino que lleváis emprendido y sobre todo procurad que la política, ese monstruo pernicioso, no invada nuestra Casa Consistorial, haced
administración y llevad á cabo todo lo que haya de ser conveniente á los inte¬ reses generales del pueblo y mereceréis plácemes de todo buen solterease, pues aunque veDgan tarde las mejoras, ya saben las personas que tienen esperiencia lo mucho que retarda la ejecución de todo proyecto la tramitación oficial á que obliga el centralismo administrati¬

me al Rvdo. Cura-párroco y clero de es¬ ta parroquia, á la apreciable familia del finado y pedimos al Dios de las miseri¬ cordias conceda el premio de los justos al sacerdote que, durante su vida, se mostró tan celoso en el cumplimiento de
su deber.
Crónica Local
La fiesta de la Sangre, que el domin¬ go se celebró en el oratorio del Hospital y calle de la Luna, resultó lucida como todos los años en su parte religiosa, pero
mucho menos en cuanto á adornos é
iluminaciones, pues solamente ondeaban algunas banderas nacionales y provin¬
ciales en lo alto de varias casas.

.gastos del Estado, ha representado aquí cu los últimos años algo menos del 3 por .100 de este total, y en este sentido, no #ólo es inferior al de todas las potencias

varon la vida, permanecieron inmóviles por el terror durante algunos instantes, hasta que el espíritu de conservación les hizo tratar de ganar la puerta.

En breve se repetirá en el Panteón de París el interesante experimenta de ver palpablemente el movimiento de rota¬
ción de la tierra.

vo de nuestra pobre España.
Navbte.

Conforme anunciamos, amenizaron las veladas del sábado y domingo las dos bandas de música de esta localidad y la concurrencia por dicha calle llegó á ser

con poder real en los mares, sino tam¬

Esta se hallaba obstruida por cadáve¬

El ministro de Instrucción Pública de

extraordinaria.

bién al de Portugal, Suecia y Noruega,
¡•Holanda, Grecia, Dinamarca, Chile, Re¬
pública Argentina y Brasil. ¿Es posible •continuar por más tiempo en esta situa¬ ción viviendo, como nación indepen¬ diente. de verdadero milagro?
Mientras así vive España en la impre¬ visión, Inglaterra tiene en proyecto, en
‘construcción ó en armamento tres aco¬
razados de 16.500 toneladas, dos de 15.000, seis de 14.000, cuatro cruceros acorazados de 14.100, diez de 9.800 y dos cruceros protegidos de 5.600, y la pren¬ da anuncia que se van á emprender nue¬ vas construcciones; Francia tiene en proyecto, en construcción ó en arma¬
mento dos acorazados de 15.000 tonela¬
das, tres cruceros acorazados de 12.416.
■dos de 10.000 y seis de 7.700; Alemania, dos acorazados de 12.000 toneladas y dos cruceros acorazados; Rusia, nueve bu¬ ques de combate de primera clase y 15 ■de segunda; Italia, cuatro acorazados de primera clase y un crucero acorazado. ¿Qué más? La prensa de Buenos Aires da la noticia de que aquel Gobierno acaba de encargar á Italia la construc¬
ción de dos acorazados de 12.000 tonela¬
das. Cuando así se arman las naciones
fuertes y las débiles, cuando así se cons¬ truyen baques de combate por los pue¬ blos ricos y por los pueblos pobres, ¿no es por ventura que unos y otros y todos están convencidos de que la fuerza si¬ gue triunfando del derecho, y de que «nos y otros y todos entienden que el problema de la fuerza de los Estados ha¬ brá de resolverse mejor aún en los ma¬ res que en tierra firme? Ciegos están los

res y por heridos. Muchos de aquellos
estaban carbonizados, otros tenían á
trechos arrancada la piel y otros parecían petrificados. Mientras duraba la lúgubre tarea de quitar de allí los cadáveres, los
Sacerdotes administraban el Viático á
los trece heridos más graves.
El distinguido escritor Sr. Neira Can¬ cela, que con el Sr. Carvajal, el gober¬ nador y otras personas distinguidas, fué de los primeros eu llegar á Allariz, des¬
cribe de este modo en el Eco de Orense
el espectáculo que vieron: «Allí estaban, extendidos, en la mis¬
ma postura que les sorprendió el rayo, sobre la fría piedra del templo.
Contamos 25 cadáveres casi todos ellos
de seres en la plenitud de la vida mo¬ mentos antes; rígidos entonces, crispa¬ das las manos, pero sin la menor con¬ tracción en los, rostros, sin expresión de odio ni sorpresa, como en dulce sueño, como si reposasen en muelle lecho de rizada pluma.
En el presbiterio, al pie del altar ma¬ yor. había una hermosa joven en indo¬
lente actitud, la boca entreabierta y
sonriente; la larga trenza de su rubia cabellera servía de apoyo á la gentil ca¬ beza. y diríase que el fragor de la tem¬ pestad aletargara sus sentidos; no pare¬ cía un cadáver: parecía un ángel dormi¬ do con las alas plegadas.
Más á la derecha de la nave central,
otra mujer tenía á su lado una niña graciosa, de unos catorce años, vestidita con sus ropas limpias y aseadas de las fiestas, y cualquiera se imaginaría que la jovenzuela se había acercado mucho

Francia ha autorizado á Mr. Camilo
Fiammarión para hacer el experimento de Fóueault, y el ilustre astrónomo, auxiliado por Mr. Berget. preparador de la Sorbona. se ocupa en disponer el sen¬ cillo aparato á fin de obtener un éxito completo.
El péndulo actual está formado por una bola de plomo de 28 kilos de peso, ya utilizada en las experiencias del físi¬ co Maumené. El hilo que la sostiene es una cuerda de piano, de acero finísimo y de 64 metros de longitud, la más lar¬ ga que se ha construido basta la fecha.
En las cuevas del Panteón se ha en¬
contrado la balustrada que se usó en
1851.
Cada oscilación dura ocho segundos; es decir, ida y vuelta, dieciséis segun¬ dos. Sobre el piso se colocarán dos pris¬ mas de arena, en los que el péndulo
hará una señal de unos dos milímetros
de profundidad. Dentro de pocos días la instalación es¬
tará terminada, y todo el mundo podrá ver por sus propios ojos el plano de os¬ cilación del péndulo, marcado por las señales, girar en la apariencia lenta¬
mente en sentido contrario al del movi¬
miento rotatorio de nuestro planeta. El experimento en cuestión es suma¬
mente interesante, ya que constituye la prueba más evidente de la rotación de
la tierra. Mr. F’ammarion redactará al
mismo tiempo una Memoria para expli¬ car á los profanos el maravilloso hecho, utilizándolo para vulgarizar la enseñan¬
za científica.

Sección Biográfica
D. TAIME SASTBE, VICABI0
Escribimos hoy, bajo la dolorosa im¬ presión que nos ha producido la repen¬ tina enfermedad é inesperada muerte de
D. Jaime Sastre, del sacerdote humilde
y sencillo, del amigo fiel y cariñoso, del bondadoso y caritativo Sr. Vicario, del que ha sido paño de lágrimas para mu¬ chos, y tantos sacrificios ha hecho, du¬
rante su vida, en beneficio de sus esti¬ mados sollerenses. Nosotros admiraré-
mos siempre su vida atareada y mortifi¬ cada, aún por aquellas cosas extrañas á su ministerio; ni se nos olvidarán fᬠcilmente aquellas conversaciones agra¬ dables y entretenidas que siempre escu¬
chamos con fruición.
Dado el modo de ser de la actual so¬
ciedad, si no fuera porque el Sóller de¬ be guardar las notas más salientes del que en la primera etapa fué colaborador, ocultando por modestia su nombre, bajo seudónimo, y cuyos escritos fueron siem¬ pre leídos por lo entretenidos y gracio¬ sos, biografiar á nuestro amigo seria cosa inútil y tarea harto difícil; ya por¬ que todos los lectores ausentes y presen¬ tes conocían al popular Vicariet y mu¬
chos le trataban familiarmente, ya por¬
que su vida no se distingue por haber desempeñado cargos que meten mucho ruido y dau al que los posee cierto re¬ nombre exterior, Pero, para los que mi¬ ramos las cosas por dentro y penetra¬
mos en el fondo, no contentándonos con

El orfeón de la «Defensora Sollerense»
tomó también parte en la fiesta, cantan¬ do con ajuste, en un catafalco montado á propósito frente al callejón de Can Quenc, renombradas composiciones, que merecieron los aplausos de los oyentes.
En la mañana del martes de esta se¬
mana llegó á nuestro puerto procedente de los de Cette y Barcelona el vapor «León de Oro», habiendo sido portador de variada carga y numerosos pasajeros.
Con arreglo al itinerario establecido, emprendió nuevamente viaje para los mismos puntos el jueves al anochecer.
El número de reses sacrificadas en el
matadero público durante el primer se¬
mestre del comente año ha sido de 2963-
lanares, 6 vaeunas y 69 cerdosas, notán¬
dose una diferencia en menos que en
igual periodo del año anterior.
Durante el último tercio del pasado año la Corporación Municipal, presidida en aquellos tiempos por D. Juan Canals, prévios los trámites reglamentarios, tuvo á bien nombrar Secretario del Ayunta¬ miento á su primer oficial D. Amador Canals y Pous. Este acto, por muchos esperado, mereció la unánime aprobación del vecindario, por io que el Ayunta¬ miento y el agraciado recibieron justas felicitaciones de tirios y troyanos. Hu¬ bo, no obstante, como es de rúbrica en tales casos, vários recursos de alzada en

que no ven que la misma economía de á ella, ante el espanto que le hubiese

la superficie; para los que creemos que contra de este nombramiento, hechos por

las cosas arrastra en todas partes por esta corriente á Gobiernos y pueblos. Los progresos que las ciencias físicas y naturales han llevado á las industrias,
han aumentado considerablemente la

producido el retumbar del trueno al desencadenarse la tempestad.
El peón caminero Fortunato de la Iglesia, quetantas veces había afrontado
las borrascas en la ruda labor de su ofi¬

Tribuna Pública
LA SENSATEZ SE IMPONE

el hombre es lo que vale ante Dios, en¬
contrarnos en la accidentada vida de
nuestro amigo algo que puede pasar á la posteridad y servir de modelo.
El Sr. Sastre poseía talento bastante

algunos aspirantes al mismo, y el Exce¬ lentísimo Sr. Ministro de la Gobernación, ante quién llegaron las quejas de los unos y Ja razonada petición y súplica

producción. Así resulta ya. y los hechos cio. robusto, de arrogaate musculatura, acrecentarán la fuerza de esta verdad, de franca expresión, yacía inmediato á

para conocerse á si propio haciéndole esto del otro, visto y oido el parecer de todos Leído el artículo «Los hombres de humilde á los ojos de Dios y á los ojos de ellos, con fecha 27 de Mayo último ha

que las naciones necesitan dar salida la puerta, como si tratara de ganar la pró» insertado en el número anterior de los demás hombres. Esta humildad le dictado una R. O. por la que se mantie¬

para su existencia á sus excesos de pro¬ ducción, y con estos excesos adquirir los productos que les faltan. De aquí el
afán, en unas naciones, de buscar cons¬
tantemente mercados para sus produc¬ tos; en otras, de conservar los que po¬ seen, y en alguna, de defenderse de agresiones esperados por la posesión de territorios necesarios para su engrande¬ cimiento en población y riqueza. ¿Qué
buscaban los alemanes en China cuando

entrada a otes que los demás, para co¬
rreren busca de once individuos de su
familia, entre ellos siete hijos, que no tienen hoy otro pan que llevar á sus la¬ bios. que el pan de la caridad.»
Dice que un solo lugar, el de Onteiro. ha quedado casi siu vecinos, pues trece de ellos perdieron la vida en la catás¬
trofe.
Describiendo el entierro, el Sr. Neira
escribe:

este semanario, me apresuro en aplau¬
dir con entusiasmo á su autor que no
tengo el gusto de conocer; se entienden estos aplausos solamente por el fondo del artículo porque en cuanto á la forma
no podemos estar de acuerdo; es indu¬ dable que el Sr. F. G. ha olvidado que el Ayuntamiento actual trató de la ca¬ nalización de aguas en el pueblo y en el puerto antes de que se presentara el proyecto de cubrir el torrente, obra que

hacía hablar bien siempre de los de¬ más y pensar bajo de si mismo. La am¬ bición ni lá vanidad jamás tuvieron
asiento en su corazón. Era generoso y
expansivo, y. aunque vivía pobremente, siempre tuvo á los indigentes un cariño especial socorriendo sus necesidades á
medida de sus fuerzas. Era mortificado,
imponiéndose cualquier sacrificio volun¬ tariamente y aun con gusto para ser útil á sus semejantes. Con un celo de verda¬

ne firme ei nombramiento de Secretaria
del Ayuntamiento de Sóller, hecho por la Corporación Municipal, en la persona de nuestro caro amigo D. Amador Ca¬ nals y Pons. Y después de lo rubricado por el Sr. Ministro poco queda que hacer á nosotros más que repetir lo dicho antes
de ahora «felicitamos al Sr. Canals y
Pous por el honroso y merecido ascenso que ha obtenido en su carrera y hace¬

la intervención de las grandes potencias en aquel Estado? Un mercado más para sus productos. ¿Qué busca Inglaterra en su guerra de exterminio en el Trapsvaul
y en Orange? Medios de dar solución á problemas económicos. En todas partes la Economía triunfa de la Teología, los
problemas económicos de los problemas políticos, y así se puede ser profeta sin riesgos, anunciando que han terminado las guerras religiosas, que están á punto de pasar en la evolución constante del mundo las guerras políticas, y que las guerras de lo porvenir serán ante todo y sobre todo guerras por la solución de problemas de supremacía económica. Por esto los Gobiernos previsores cons¬ truyen buques de combate. Saben que será la proveedora de los mercados li¬ bres del mundo la nación que disponga de más formidable poder naval.

«Detrás del último féretro, sin perder¬ lo de vista, mudo, grave, con los ojos no empañados por las lágrimas, camina un aldeanito de doce años, de aspecto atrac¬ tivo, de rasgos de inteligencia.
En aquel féretro se encierra su padre;
sus dos hermanas; 'jheridas también en
el Piñeiro. lucharUá brazo desesperado con la muerte; la madre del mártir de
amor filial, está en el lecho atacaba de
grave fiebre tifoidea; el amparo, la espe¬ ranza de ese hogar tan desmantelado y y tan frío, es el niño.
Las juntas de socorro, la magnanimi¬ dad del Prelado, la caridad inagotable del pueblo, la aristocracia del dinero y
el dedo de Dios, le han de amparar y
han de suministrarle medios para hacer
de ese adolescente un hombre útil y ge¬
neroso.
Ese niño es el verdadero augel que vela por todos los demás huérfanos de

siempre he considerado descabellada é irrealizable, y no es de suponer que este proyecto haya de adelantarse á otros de necesidad perentoria cuando es este so¬ lamente de ornato y aun es discutible si se le puede dar este calificativo. Entien¬ do que no puede tildarse á esa nueva gente del Consistorio de gente vanidosa y refractaria en reconocer como buenas
las obras de sus antecesores que en rea¬
lidad lo sean, ignoro los motivos que tendrá el Sr. F. G. para usar estas for¬ mas poco correctas, pero no veo hasta ahora ningún acto público que las jus¬ tifique. No quisiera que el artículo «Los hombres de pró» fuera inspirado por personas á quienes tal vez convenga
sembrar discordia entre los nuevos con¬
cejales y establecer bandos que imposi¬ bilitan toda acción grande y beneficiosa.
Bien enterado por uno de mis amigos que fonna parte del Ayuntamiento, me

dero sacerdote, vímosle cumplir siempre con las obligaciones anejas á su cargo.
En la asidua asistencia al confesionario
y principalmente durante la cuaresma, en cuyo tiempo no era raro verle recorrer en un día varias iglesias para ejercer su
ministerio, mostrábase incansable. La
confianza que inspiraba, la predica con elocuencia el que veíamos acercársele
toda clase de personas.
Por esto no es raro que la noticia de
su muerte, acaecida el sábado á las siete
de la tarde, apesar de que no podía espe¬
rarse otra cosa, dada la clase de acciden¬
te que le tenía postrado en cama, casi paralítico, se difundiera con la veloci¬ dad del rayo y que al entierro que se ce¬ lebró el día siguiente á las ocho y media
de la mañana viéramos confundidas por un solo sentimiento á todas las clases
de la sociedad sollereuse,/desdo la más
alta hasta la más humilde, amen del cle¬

mos votos para que su estancia en las salas de nuestro Municipio sea duradera á la par que provechosa para todas las
clases sociales.»
En la tarde del pasado miércoles dejó de existir el que en vida fué nuestro par¬ ticular amigo D. Francisco Arbona Pons,
conocido naviero de esta villa.
Su muerte fué muy sentida, y lo con¬ firma la numerosa concurrencia que asis¬
tió á la conducción del cadáver al cemen¬
terio que tuvo lugar el jueves por la noche, como igualmente á las solemnes exequias celebradas ayer en lá iglesia parroquial.
Acompañamos á la distinguida familia del Sr. Arbona en su justo dolor y pedi¬
mos á Dios conceda descanso eterno al
alma del difunto.

(Se concluirá.)

San Salvador del Piñeiro.»

consta que nuestra Corporación Munici¬ ro parroquial y música de capilla que

pal se desvela para conseguir la crea¬ alternaba con aquél en el lúgubre canto

En los últimos viajes efectuados por

ción de una escuela de párvulos que del Miserere.

el vapor de esta matrícula, han sido em¬

—-

III—MO >«Wl

pronto será un hecho, como también

Muere el Sr. Sastre á la edad de 58 barcadas con destiuo al mercado francés

está á punto de conseguir un cuadro de años, habiendo sido coadjutor de ésta numerosas cautidades de limones. Con

profesores que además de la enseñanza parroquia desde primero de Mayo de tal motivo el precio de dicho fruto ha

SÓLLEH

$

experimentado una alza y se han pagado Se dio cuenta de una instancia pro¬ dras del mismo. Y que para recomponer sucedido, por desgracia, hasta aquí, en
de 12 á 16 pesetas la carga, según clase movida por D.a Antonia Arbona Simo- los desperfectos que el muro ha sufrido la mayoría de las empezadas.

I&egpsíro Ovil

y necesidad por parte de los expedidores.
para sustituir á D. Jaime Sastre Joy, de cuyo fallecimiento damos cuenta en otro lugar del presente número, ha sido nombrado por el limo. Sr. Obispo de esta Diócesis, Vicario de nuestra parro¬
quia, D. Bernardo Oliver Deyá.
Nuestro amigo cuenta actualmente lá edad de 27 años, 1‘ué promovido al sacer¬ docio en Diciembre de 1898 y en este

net en súplica de que se le conceda auto¬ rización para construir dos muros de sostenimiento en la finca de su propiedad denominada «La guicheríe d‘en G-iret» que linda con la carretera de Palma á Sóller por Valldemosa. Enterada la Cor¬ poración, en vista del informe favorable emitido por el Sr. Ingeniero encargado de dicha carretera, acordó conceder la autorización solicitada, salvo el derecho de propiedad y sin perjuicio de tercero.

y reforzarlo convenientemente para im¬ pedir que las sucesivas avenidas puedan ocasionarle perjuicios, como igualmente para demoler la mitad de los peñascos ó la parte que de ellos sea necesaria para
ensanchar el cauce del torrente hasta
devolverle su primitiva latitud, ha reca¬ bado la autorización de los propietarios colindantes que podían oponerse á la realización de las descritas obras, auto¬ rización que, generosamente y sin obstá¬

Tengo la convicción de que son de es¬ tas últimas las obras empezadas en el
Tórrenlo d en Creueta, para abastecer de
aguas á la población con las de la fuente de S’ Uyet, por no estar esta fuente si¬ tuada á la altura suficiente para dicho objeto, por lo cual creo no debe invertir¬
se más dinero en ellas. Considero igual¬
mente y en esta opinión estamos casi to¬ dos conformes, que antes que la barriada del puerto debe dotarse la población de

Nacimientos.
Varones 3.—Hembras 1.—Total 4
Matrimonios
Dia 5.—D. Miguel Bernat Mayol, sol¬ tero, con D.a Esperanza Frontera Colom>
soltera. Dia 19.—D. Antonio Muntaner Oas-
tañer, soltero, con D.a Bárbara Pizá Mo* reí I-, soltera.
Defunciones

mismo año tomó parte en el concurso

Se dió cuenta de una instancia promo¬ culo le han concedido. Por lo cual supli¬ aguas potables; pues resultaría ridículo

Día 5.—Tomás París Castafíer, de 21

á curatos vacantes, mereciendo que sus
ejercicios fuesen aprobados por el tribu¬
nal calificador. Enviamos al Sr. Oliver nuestra más

vida por D. José Miró Arbona en con¬ cepto de Administrador de los bienes de
su esposa D.a Isabel M.a Pastor, solici¬ tando permiso para abrir un portal y

ca á este Ayuntamiento que teniendo en
cuenta la utilidad de dichas obras se sir¬ va concederle la autorización correspon¬
diente para la realización de las mismas.

y contraproducente, existiendo en Sóller manantiales tan elevados y de tan fácil canalización, procurar el bien de una barriada, dejando postergada la mayor

dias, calle de San Guillermo, (Biniaraix);
Dia 5.—D. Jaime Sastre Joy, de 58 años, soltero, calle de la Luna.
Dia 9.—D. Francisco Arbona Pons>

cumplida enhorabuena, la que hacemos una ventana á la fachada de una casa Enterada la Corporación, de acuerdo con parte de la población en una mejora tan¬ de 63 años, viudo, calle de Jesús. estensiva igualmente á su apreciable fa¬ que linda con el camino denominado del lo informado por la Comisión de Obras, to más útil y necesaria cuanto más olvi¬ Dia 10.—D.a Antonia María Morell

milia.

«Camp Llarch». Enterada la Corpora¬ acordó conceder la autorización solicita¬ dada.

Frontera, de 21 años, casada, M a 5.a

ción y en vista del informe favorable de da por revestir dichas obras el carácter Respecto al proyecto del torrente (muy

Por hallarse en mal estado, fueron an¬
teayer y ayer retiradas de la venta pú¬ blica, por órden del Inspector de carnes
y víveres Sr. Oliver, varias partidas de
pescado. Aplaudimos la disposición.
Sabemos que mañana domingo habrá velada musical en la Plaza de la Consti¬ tución. La «Banda Municipal» será la
encargada de ejecutar escogidas compo¬
siciones de su repertorio. Damos gustoso» la noticia para que la
conozcan nuestros lectores y en particu¬ lar el elemento jóven que es el que más
gusta de tales divertimientos.

la Comisión de Obras, acordó conceder
la autorización solicitada.
Dióse cuenta de una instancia promo¬
vida por D. Lorenzo Barceló Xamena como encargado de D. Amador Bisbal, en la que solicita autorización para mo¬ dificar una ventana de la planta baja de
la casa núm. 8 de la calle de San Barto¬
lomé. Enterada la Corporación, acordó conceder el permiso solicitado, con arre¬ glo á lo informado por la Comisión de
Obras. Dióse cuenta de una instancia promo¬
vida por D. Juan Bernat Bauzá en nom¬ bre propio y en el de sus hermanos, en súplica de que se le conceda autorización
para modificar una ventana del frontis

de utilidad pública: Se aprobaron los traspasos de las se¬
pulturas números 368 y 370 del cemen¬
terio católico á favor de D. Lorenzo Ro¬
ses Borrás y D. Damián Planas y Serra respectivamente.
También se aprobó el traspaso de la sepultura núm. 369 de dicho cementerio
á favor de D. Lorenzo Roses Borrás y
D. Damián Planas y Serra. Dada cuenta nuevamente á la Corpo¬
ración de la R. O. del Ministerio de la
Gobernación, fecha 20 de Abril último, en la cual requiere de los Ayuntamien¬ tos por conducto de los Gobernadores de las provincias le propongan los medios de transformar el impuesto de consumos

útil y necesario también en su día, no solamente por venir á transformar radi¬ calmente el aspecto de la población en beneficio del ornato público, sino por las otras mejoras que en si contiene) me in¬ teresa hacer constar que hasta el presen¬ te no ha pasado del estado de proyecto y no se ha invertido en el mismo canti¬ dad alguna. Por lo que á mi pueda refe¬ rirse, he manifestado ya mi opinión de que, antes de empezar las obras en serio, se convoque al Ayuntamiento en pleno á sesión extraordinaria, suplicando á to¬
dos los vocales su asistencia ó reuniendo
una Junta magna de personas ilustradas para emitir su opinión referente á la oportunidad de empezar las obras pro¬

MOVIMIENTO DEL PUERTO
Embarcaciones fondeadas
Dia 6. —De Palma, en 2 días, laúd In¬ ternacional, de 24 ton. pat. D. J. Fleb xas, con 6 mar. y lastre.
Dia 7.—De Barcelona, en 10 horas, vapor León de Oro, de 81 ton., capitán
D. G. Mora, cou 18 mar. pas. y efectos. Dia 11.—De Palma, en 2 dias, laúd
San Antonio, de 14 ton., pat.> D. B. To¬ más, con 5 mar. y lastre.
embarcaciones despachadas
Dia 7.—Para Andraitx, laúd Interna¬ cional, de 24 ton., pat. D. J. Fleixas, con 6 mar. y madera.

Formado el repartimiento individual
por recargo sobre la riqueza rústica y pecuaria de este término municipal co¬
rrespondiente al año actual, para aten¬ der á los gastos que ocasione la extin¬ ción de la langosta, se ha anunciado que

de la casa núm. 3 de la calle de Batach.
Enterada la Corporación acordó conce¬ der la autorización solicitada, con arre¬ glo al informe emitido por la Comisión
de Obras. Se dió cuenta de una instancia promo¬
vida por D. José Lladó Pizá á nombre

ó de sustituirlo por otros orígenes de renta que afectando de modo menos direc¬ to al precio de las subsistencias, haga
menos difícil la vida de las clases menes¬
terosas, acordó la Corporación emitir el correspondiente infórme y remitirlo al Sr. Gobernador civil de la provincia.

yectadas.
Y no habiendo otros asuntos de que tratar se levantó la sesión.
CULTOS SAGRADOS

Dia 10.—Para Barcelona, vapor León de Oro, de 81 ton., cap. D. G. Mora, con 18 mar. pas. y efectos.
Dia 11.—Para Alcudia, laúd San An* tonio, de 14 ton., pat. D. B. Tomás, con 5 mar. y lastre.

permanecerá expuesto al público á efec¬
tos de reclamación en la Secretaría de
este Ayuntamiento por espacio de ocho dias hábiles, á contar desde el de la pu¬
blicación del anuncio en el «Boletín Ofi¬ cial» de esta provincia.
—inTwq»'* «jajú¡=a—■ 1
EN EL AYUNTAMIENTO
,Sesión del día 5 de Julio 1902.
La presidió el Sr. Alcalde D. Juan Puig, y asistieron á ella, convocados por segunda vez, los Concejales señores don Ramón Casasnovas, D. Juan Pizá, don Ramón Col!, D. Juan Canals, D. Jaime J. Joy y D. Juan Morell.
Fuó leida y aprobada el acta de la
sesióu anterior.
Entrando en el despacho de los asun¬ tos que figuraban á la orden del dia, dióse cuenta de una instancia promovida
por D. José Lladó Pizá á nombre de
D. Juan March Alcover, en la que solí cita autorización para engrandecer una
ventana del frontis de la casa núm. 52
de la calle del Mar ^ para construir una zanja á fin de conducir las aguas del
corral de dicha casa á la alcantarilla de la referida calle. Enterada la Corpora¬
ción, en vista del informe favorable emi¬ tido por el Sr. Ingeniero encargado de la carretera de Palma al puerto de Só-

de D. Bernardo Cabot Sastre, solicitan¬ do permiso para verificar ciertas repa¬ raciones, que en la instancia se detallan,
á la fachada de la casa núm. 54 de la ca¬
lle de la Luna. Enterada la Corporación, en vista del informe emitido por la Co¬ misión de Obras, acordó conceder la au¬
torización solicitada.
Se dió cuenta de una instancia pro¬
movida por D. Antonio Coll Coll, solici¬ tando permiso para modificar varias ventanas y agrandar el portal de la casa
núm. 4 de la calle de las Almas. Entera¬
da la Corporación, acordó conceder la autorización solicitada, con arreglo al dietámen emitido por la Comisión de
Obras.
Dióse cuenta de otra instancia promo¬
vida por D. Miguel Villalonga Mutti co¬ mo representante de su señora esposa D.a Antonia Villalonga Gomila propie¬
taria del edificio denominado «Molí de
Can Gomila» situado en una de las már¬ genes del torrente mayor de esta villa, en la cual expone que durante la inunda¬
ción acaecida en esta villa el año 1885,
se desprendieron de la otra margen de dicho torrente dos grandes peñascos que han quedado estacionados dentro el cauce del mismo, habiéndolo estrechado tan considerablemente que dificultan la libre circulación de las aguas y las pre¬ cipitan con toda la intensidad de su co¬

Se acordó verificar varios pagos.
Para satisfacer las obligaciones del
presente mes se procedió á la distribución de fondos por capítulos, con arreglo á lo dispuesto en la ley municipal.
Se acordó suplicar oficialmente al se¬
ñor Arquitecto de la provincia active la terminación del proyecto de conducción de las aguas del Eafal, propiedad de este Ayuntamiento, á la barriada del puerto.
El Sr. Morell pidió la palabra y prévia la venia del Sr. Presidente dijo: Poco
antes de venir á la sesión me he entera¬
do de un artículo publicado en el sema¬ nario Sóller que censura en forma bas¬ tante acre, nuestra gestión en el munici¬ pio. Ante todo, debo rechazar enérgica¬ mente para mi y para mis compañeros de Consistorio que hasta hoy hemos ad¬ ministrado la cosa pública, las suposi¬ ciones gratuitas que nos prodiga el arti¬ culista, referentes á no querer el actual Ayuntamiento seguir las obras proyecta¬ das por nuestros antecesores.
Tengo interés en que, hoy más que nunca, conste en los libros del Ayunta¬ miento, lo manifestado oficiosamente por mi en distintas ocasiones. Seré siempre partidario de todos aquellos proyectos para la realización de obras de carácter general y de utilidad pública; pero me opondré tenazmente al derroche escanda¬ loso del dinero en obras emprendidas

En la iglesia parroquial.—Hoy, al ano¬ checer, se cantarán completas solemnes.
Mañana, domingo, dia 13.—Se cele¬ brará la fiesta en honor de la Virgen del Carmen. A las nueve y media, expuesto el Santísimo Sacramento, se cantarán ho¬ ras menores y la misa mayor, siendo el panegirista el Rvdo. Sr. D. José Mar¬ qués, Pbro.
Por la tarde, después de vísperas y completas, habrá explicación del catecis¬ mo, practicándose á continuación el ejer¬
cicio mensual de las Madres Cristianas.
Miércoles, día 16.—A las seis y me¬ dia, durante la celebración de una misa, tendrá lugar con toda solemnidad el ejer¬
cicio mensual en honor de la Virgen del
Carmen.
En él oratorio de las Hermanas de la
Caridad.^MeLMna, dia 13, á las cuatro
y media de la tarde, tendrá lugar el pia¬ doso ejercicio de la Buena Muerte.
Viernes, dia 18.—Al anochecer, se cantarán solemnes completas, en honor de San Vicente de Paul.
Sábado, dia 19.—Se celebrará la fiesta
del Santo Fundador. A las nueve y me¬
dia, se cantará tercia y á continuación la misa mayor con sermón, que dirá el Rdo. Sr. D. Bernardo Oliver, Pbro. Al anochecer, se cantará con orquesta el Trisagio de los Serafines.

CÍRCULO SOLLERENSE
La Junta Directiva de esta sociedad*
en sesión ayer luche celebrada, acordó
convocar á Junta General ordinaria que
deberá celebrarse el domingo dia 13 de los corrientes á las nueve y media de la noche, en el local que ocupa.
Lo qüe se hace presente para que lle¬ gue á conocimiento de los señores socios, á fin de que se sirvan asistir.
Sóller l.o de Julio de 1902.—P. A. de
la J. D., El Secretario, Ramón Coll.

•

lacns**» *

.

COMISIÓN DE LA COMPAÑÍA
DE COPARTÍCIPES
DEL LEÓN DE ORO
Se convoca á los señores copartícipes del León de Oro y á los suscriptores de acciones para la adquisición de un nuevo' vapor, á Junta General extraordinaria, para el dia 3 de Agosto próximo, á las diez, en ei local del Sindicato Agrícola Sotterense, Plaza de la Constitución, 32* á fin de dar cuenta de las gestiones prac¬ ticadas por esta Comisión, en virtud def las facultades delegadas en Junta Gene¬
ral de 14 de Julio de 1901. Sóller 4 Julio de 1902.—Por la Comi¬
sión: El Presidente, Guillermo Colom y

11er, acordó conceder la autorización so¬ rriente sobre el muro que defiende el sin un plan preconcebido y no puedan

Muntaner.

licitada, salvo el derecho de propiedad y edificio antes descrito, habiendo removí responder ni llenar cumplidamente los

sin perjuicio de tercero.

do sus cimientos y arrancado varias pie- servicios á que se les destine, como ha

(57) FOLLETlir
ARIEL A
—No temas. Eso que tu llamas ridicu¬ leces, no lo son, aunque á tí te lo parez¬ can. Si alguna vez he llorado en tu presencia, esposo mío. es porque se do¬ blegaba ya la fuerza de mi voluntad an¬ te la violencia de mi dolor; es, porque «ola y aislada en el mundo, sin afectos, siu ilusiones, ¡ay! casi sin esperanzas, todo me acongoja y me espanta; porque tu desvío, tus errores y tus desdichas, pues bien sé que no eres feliz, lastiman rudamente mi corazón, y por fin. Julio, es que te amo. que eres el compañero de mi vida, el apoyo de mi débil juventud y el padre de mis hijos.—¿Puedo ver con indiferencia tus desgracias y tus extravíos, hijos más bien de una volun¬ tad que te subyuga y tiraniza que de la tuya propia?
—Ariela. te cansas en vano: quieres predicarme un sermón y no estoy para
oírlo: casualmente me hallo en una fatal
disposición de ánimo; estoy triste, deses-

perado... déjame, pues, y no me angus¬ ties más con reconvenciones y lá¬
grimas. —¡Pero si no te quiero reconvenir, mi
pobre Julio!... exclamé estrechando amorosamente sus manos y cubriéndo¬ las de besos, si lo que quiero es conso¬ larte y endulzar tu amargura.
—¡No tengo penas. Ariela, déjame!... —¡No te vayas!... Oyeme. Acabas de decirme que estás triste y desesperado... pues bien, quiero saber la causa. Yo ten¬ go derecho para pedirte que me cuentes
tus dolores, porque te amo tanto, que
por ahorrarte una hora de disgusto da¬
ría muchos día de existencia: eréeme,
aquel cariño profundo que llenaba mi corazón en los primeros días de nuestro enlace, vive aun garande y generoso en mí alma y la llena toda. Por más malo que hubieses sido para mi; aunque me hubieses ultrajado mucho, esposo mío, todo lo olvidaría y nunca te echaría en cara lo pasado, ¡Julio, nadieen el mundo te amará como te amo yo!... Ten con¬ fianza en tu esposa, dile todo lo que te desconsuela y no esperes una queja si¬

quiera. Di. ¿es que no me amas? ¿acaso tormentos, que quitarme esta miserable ves con indiferencia á la madre de tus existencia que aborrezco...

hijos?

—¡Oh. por Dios, Julio, que rae ate¬

Y hablando así, mi querida Armandi- rras! ¿quién habla de suicidio sino los

na, un torrente de lágrimas brotaba de infelices que tienen ya perdida la ra¬

mis ojos cayendo sobre sus manos, que zón?... ¡cállate!... Tu vida no te pertene¬ aún retenía yo entre las mías. El se con¬ ce porque el Eterno te la ha dado y sólo

movió, y estrechándolas con fuerza y de¬ jando asomar á sus pupilas dos lágri¬
mas. contestó con acento entrecortado:
—Te amo, mi pobre Ariela, y más

El te la puede quitar, no te pertenece
porque eres mío. porque eres del hijo que esperamos y que no debe tener ja¬
más el desconsuelo de oirse llamar el hi¬

que amarte, admiro tu heroica virtud y me avergüenzo de ser tu esposo, porque eres una santa y yo no soy digno de lla¬
marte mía.

jo del suicida!... —Pero, ¿qué hacer?... eselamó como
si olvidado de mi presencia hablara con¬
sigo mismo: ¿qué hacer cuando todo se

—¡Calla! le dije poniendo una mano pierde de un golpe y las puertas se cie¬ sobre sus labios: calla. Julio, no me rran y se encuentra uno arruinado, so¬

atormentes diciendo esas cosas. Había¬ lo y sin esperanzas?... la muerte sola¬

me con franqueza, revélame tus dolores y no pienses en lo que te acobarda. Tu
eres bueno y generoso, pero no te cono¬
ces; yo sí que comprendo toda la noble¬
za de tn alma.

mente puede aliviar tanta desventura: de todos modos ¿para qué sirve la vida?...
los que se decían mis amigos me han engañado miserablemente... me han
arruinado... y en mi ruina arrastro al

—¡Oh. si supieras!... exclamó brillan¬ a ti gol que Dios ipe mandó para consola¬

do en sus ojos un rayo de cólera. Estoy dor de mis infortunios.

loco de dolor y desesperación y no veo

¿Lo ves?... ¡ya nombras á Dios!...,

más remedio para librarme de tan tosexclamé llena de júbilo; sólo se oecasi-

tan los rudos golpes del dolor para quef el alma se lance á El, que es el único y supremo consolador de todos nuestros males. Nombras á Dios, ¿luego confie¬
sas su existencia?
—A veces creo que no puede menos de existir. Tú sola bastas para mostráis meló; ¡perosufro tanto!..;
—Comprendo todo tu dolor. Has per¬
dido tu fortuna...
—La tuya... dirás más bien; —No, la tuya, porque todo lo mío tá perteneció desde que fuiste mi esposo. Pero bien, estamos arruinados, tus fin¬
gidos amigos te rechazan y te abandonan después de haber explotado tu creduli¬ dad y consumado tu desgracia; ¿acaso esos males son irremediables? ¿basta eso para entregarte á esa desesperación sombría que se lee en tus miradas? ¿Ci¬ frabas tu ventura en algunos miles dé pesos? ¡No!... ahora vamos á ser ver¬ daderamente felices: ahora que nada te¬
nemos más que nuestro amor y el hijo que esperamos, trabajaremos, vivirema® en paz y el cielo te devolverá la calma*
si acudes á éb

SÓLLER
m

“Los REnacioz que se inserten en esta sección pagarán: Hasta tres infefrcio ces á razón ele 0*05 pesetas la linea; hásta cinco inserciones á ¿azón de 0l0S pesetas, y de cinco en adelante á razón de 0‘02 pesetas.
El valor mínimo de un anuncio, sea cuál fuere el número de líneas
lie que se componga, será de 0‘50 pesetas. Las lincas, de cualquiera tipo sea la letra, y los grabados, se conta¬
rán por tipos del cuerpo 12 y el ancho sera el de una columna ordina¬
ria del periódico.

Sección

de

Anuncios

Los comunicados y anuncios oficiales pagarán á razón de 0‘06 negó,
^ tas y los reclamos á razón de 0‘10 ptas. la línea del tipo en Que mayor.4 compongan, siendo menor del cuerpo 12, y de éste si es **

Loa suecrlpteres disfrutarán ciento

ma rebaja de na ss p(>t

La Ilustración Española y Americana.-La L' ASSIGDRATRICE ITALIANA

Moda Elegante.-La Ilustración Artlstica.-El

Sociedad de seguros contra los

Salón de la moda.-Album Salón.-La Borda¬ ACCIDEÜTE8 ©Eli TRABAJO

Mariposa.-Blan- doras-La Perla Artística.-La

ESTABLECIDA EN MILÁN Y RECONOCIDA EN ESPAÑA

eo y Negro.-La Zapatería Ilustrada.-Nuevo

Capital social: 5.000.000 Liras

Mundo.-Sol Sombra.-La Ultima Moda.-Por Habiéndose promulgado la Ley sobre los accidentes del trabajo de 30

y

de Enero último, esta importante Sociedad asegura todas las indus¬

trias, mediante una prima, contra los riesgos indicados en dicha Ley.

Lápiz.-El Teatro.- Esos Mundos -Pluma y

Director de la Sucursal Española: D. MANUEL GES, Merced, 20,

Hojas Selectas.-La Patria de Cervantes.-Alre¬ Barcelona.—Para informes y demás, dirigirse al Agente principal, B. HOMAR, Samaritana, 16, Palma.—Agente en Sóller, ARNALDO

dedor del Mundo, y otra infinidad de periódi¬ CASELLAS.

cos y revistas ilustradas de España sirve el lotel Mamut del fuíwso

“Centro de Suscripciones,, sección tercera de
LA SINCERIDAD, San Bartolomé, 17.—SOLLER.

DE

>

Vda. de j. serra

PIíAZA ©E FIL VCIO-3.-BARCELOA.I

S EIIYIC10 DECENAL LA sollerenbe DE

ENTRE

JOSÉ COLL

Aduanas, transportes, comisión,

consignación y tránsito

*«*»*V~* *V\\ TiTOr'tJZi' - V Jí-noA A I Ag"erneceixapeedsipceiócnialdepanraaraenljastr,asfrbuotradso y

el magnifico y veloz vapor

frescas y pescado?.

AGUA DESTILADA

n

.j9H|

Hospedage desde 5 pesetas en adelante. Habitaciones desde una pe¬

seta, restaurant á la carta, mesas particulares, se sirve á todas horas.

El Hotel del Universo está situado en uno de los sitios más im¬

portantes de la capital, dá plena fachada á la bonita y frondosa plaza de Palacio y paseos de la Aduana é Isabel II, donde cruzan todos los

tranvías,, y es el más próximo á la Aduana, Muelles, Compañías de

Navegación, Bolsa, Gobernación y Estación de los Ferrocarriles de

Francia, Tarragona, Valencia, Zaragoza y Madrid.

¡¡CABELLO ABUNDANTE Y UNDULADO'!

Bulidas de Sóller para Barcelona; los dias 10, 20 y último de cada mes. Salidas de Barcelona para Cette: los dias 1, 11 y 21 de id. id. Salidas de Cette para Barcelona: los dias 5, 15 y 25 de id. id. Salidas de Barcelona para Sóller: los dias 6, 16 y 26 de id. id.
CONSIGNATARIOS:—EN SÓLLER.—D. Guillermo Bernat, calle deí Príncipe n.° 24.—EN BARCELONA.— D. J. Roura, Paseo de la Aduana, 25.—EN CETTE.—D. G-uillermo Colom, Quai Comman-
ñant Samary-5. NOTA.-^-Siempre que el día de salida de Cette. según el presente itinerario
Corresponda al sábado ó día anterior á uno festivo, la retrasará el vapor veinte y cuatro horas y saldrá el domingo ó día festivo que sea, á la misma hora.
1A1TIL
DIRIGIDA POR EL PROFESOR
D. SALVADOR ELIAS

Clases especiales para la enseñanza práctica y teórica de Cálculo Mercantil, Teneduría de Libros, reforma y adorno de letra, y todo lo perteneciente al comercio, según las vigentes leyes.
Calle de ‘Wlves* n.° 5
L’ UNION
MASÍA FRANCESA DE SEGUROS COSTRA INCENDIOS FONDADA EN 1828

Esta Compañía, LA PRIMERA DE LAS COMPAÑIAS FRAN¬
CESAS DE SEGUROS CONTRA INCENDIOS POR LA IMPOR-
TANGIA DE SU CARTERA, asegura además del riesgo de incen¬ dio, los daños que pueden ocasionar la caída del rayo, la explosión de gas de alumbrado, del vapor, de LA DINAMITA Y OTROS
EXPLOSIVOS.

Capital social.
Reserváis ....
Primas á cobrar .

10.000,000 8.705,000
74.287,038

Prancos
„ „

Total . .

92.992,038

Capitales asegurados Siniestros pagados .

15.127.713,242

„

194.000,000

SHE«UB©

COSEOI1S

Esta antigua Compañía asegura también contra el incendio, los de trigo, cebada y avena, tanto en pié como segadas, en gavillas y so¬
bre la era.

Sucursal española: Barcelona, Paseo de Colón y calle Merced, 20, 22 y 24.—'Director, M. Cés.—-Subdirector en Mallorca: B. Homar, Sama-

ritana, 16, Palma.—Agente en Sóller, Arnaldo Casellas, Luna, 17.

minos, momos i toda ousí oí rezas bi cono iiicm
DE LA CASA
j&COFJBST, TEJERA Y CV de BARCELONA
Ünico representante en Sóller: Miguel Colom, ca¬
lle del Mar.

DE
FJLOM de M11SAIJO
Se vende, al por mayor y me¬ nor, en la Farmacia de J. To¬ rrens,-Sóller.
I
POR EL
Vino Ueanado Pépsico
ele
J. TORRENS, Farmacéutico
El primero y único elaborado en esta forma en España, mucho más económico y de mejores resultados que sus similares del extranjero, está preparado con todo esmero por procedimientos científicos bien ex perimentados y acreditado como un reconstituyente sobradamente enérgico para suprimir la elimina¬ ción del azúcar de glucosa en todas las personas afectadas de la enfer¬
medad denominada "diabetes.,,
PÍLDORAS FERRUGINOSAS
DE
INULA HELENIUM
Con estas píldoras, preparadas por J. Torrens, se cura pronto y radicalmente la Leucorrea ó (flujo blanco), la Anemia y Clorosis (colo¬ res pálidos), la Dismenorrea (ó difi¬ cultad en el ménstruo), la Ameno¬ rrea (ó supresión del mismo), la debilidad, flaqueza y cuantas mo¬
lestias ó enfermedades reclamen un
exitante poderoso y enéigico.
!DHJ VENTA:
En Barcelona, Sociedad Farmacéutica Española. —Farmacia del Dr. Pizá.—Palma, Centro Farma¬ céutico.—Farmacia de las Copiñas.—Málaga, Far¬ macia del Dr. Pelaesc y Bermudez.— Sóller, Far¬
macia de J. Torrens.
AIISIMPOBTANT
Mr. Jean Estades, de Sóller, né-
gociant et propiétaire á Lézignan (Aude), enverra gratis et franco de»
échantillons des vins de sa propre
récolte, garantís absolument naturels, á ceux de ses compatriotes résidant en France qui en feront la
demande.

o

sa:

Hace crecer el cabello y evita su caída; le devuelve su color primi¬ tivo y natural. Quita la caspa y priva que se reproduzca. Mantiene la cabeza limpia de todo insecto y micróbio, pues es antiséptico por escelencia. Cura toda enfermedad del cuero cabelludo y evita las que se adquieren por contagio, como tiña pelada, etc.
raimos ihb ® fino seguro f i
DE VENTA: en perfumerías, droguerías y farmacias. UNICOS DEPOSITARIOS: Cortés hermanos, Barcelona (España).

LA SINCERIDAD
Establecimiento comercial é industrial de J. Marqués Arbona
San Bartolomé, - 17, - SOIJLMR
SECCIÓN PRIMERA.—IMPRENTA Y TALLER DE ENCUADERNACIONES
Se hacen toda clase de impresi<ynes á una ó varias tintas: Acciones para sociedades, títulos nominativos y al portador, láminas de emisión de valores, bonos y demás traba¬ jos de esta índole, tarjetas de visita, esquelas mortuorias, talones, membretes, facturas, programas, carteles, circulares, estados de todas clases, invitaciones, etc., etc., etc.; y encua¬
dernaciones económicas y de lujo.
SECCION SEGUNDA.—PAPELERÍA, LIBRERÍA Y ARTÍCULOS DE ESCRITORIO
Véndese en la tienda de esta sección: resmillería y sobres de todas clases desde los más eco¬ nómicos á los de más luje, papeles de hilo y de algodón en blanco y rayados, papel de embalaje cortado y taladrado para la confección de cajones de higos, y de seda para la de cajas de na¬ ranjas, de limones y de mandarinas, libritos de fumar de infinidad de marcas, naipes, estampas y cromos, tarjetas de lujo y sorpresas para felicitaciones, libros en blanco y rayados, cuadernos y libretas de todos tamaños y precios, libros de texto y menaje para las escuelas de niños y de niñas de este pueblo, tinta negra y de colores, en botellas, para escribir y para sellar, efectos variados para escritorios y oficinas, coronas, flores artificiales y objetos para hacerlas, sacos y cinturones de piel para señoritas, carteras para niños, etc., etc.

liras le

Ptas. Cts.

HISTORIA DE SOLLER en sus relaciones con la general de Ma¬ llorca. Dos tomos en 4.° mayor de mil páginas cada uno, encuadernados en rústica, obra premiada con medalla de cobre en la Exposición Universal de Barcelona y con me¬ dalla de oro en la Exposición Balear de Sóller
INUNDACION DE SOLLER Y FORNALUTX, en 1885, capí¬
tulo adicional á la Historia de Sóller. Un tomo en 4.° de
120 páginas, encuadernado en rústica, premiada con meda¬ lla de oro en la Exposición Balear de Sóller
CULTIVO DEL NARANJO en las Baleares. Obra de reciente
publicación, que forma un tornito en 4.° de 190 páginas, encuadernado en rústica, premiada con medalla de oro en las Exposiciones de Sóller y de Manacor, y con medalla de plata en la Féria-Coucurso de Barcelona
CULTIVO PRACTICO DEL ALGARROBO. Un tomo en 4.° de
158 páginas, laureada con iguales premios que la anterior. GUIA I)E SOLLER. Un tomo en 8.° menor de 152 páginas.
LITERATURA POPULAR MALLORQUINA. Gloses de ‘n Páu
Noguera y Ripoll (á) Sarol, (Torn I); de N‘ Andrea Coll y Bernat, (á) Tambó, (Tom II); y de ‘n Sebastiá Marqués y Ortegas, (de sa Portella) (Tom III). Es tres Toms valen . .
Véndense en la tienda de artículos de escritorio de «La Sin¬
ceridad»—San Bartolomé, 17—SOLLER.

20í00
P75
P50 P50 0‘50
2‘75>

• SOLLSR.—-Imp. de <La Sinceridad»