Alio XV.--2.a EPOCA.-NÜM. 692
Alio XV.--2.a EPOCA.-NÜM. 692
«K9»-

SÁBADO 7 DE JULIO DE I9ÓÓ

SEMANARIO INDEPENDIENTE

PUNTOS DE SUSCRIPCIÓN:
Sóller: Administración. Francia: D. Guillermo Colom—Quai Commandant Samary-5-Cette (Herault.) Antillas: D. Guillermo Marqués—«El Cañón»—Arecibo, (Pto.-Rico.) Méjico: D. Damian Canals—Constitución-19-San Juan Bautista (Tabasco.)

FUNDADOR Y DIRECTOR-PROPIETARIO: f

REDACCION Y ADMINISTRACION:

Juan Marqués y Arbona,

4 Calle de San Bartolomé n.° 17

SÓLLER (Baleares.)

PRECIOS DE SUSCRIPCIÓN:
España: 0’60 pesetas al mes. \\
Francia- 0’75 francos id. id. {PAGÓ ADELANTADO
Améríca: 0’20 pesos id. id.) Números sueltos—Ó'IO pesetas. Id. atrasados 0’20 pesetas.

La Redacción únicamente se hace solidaria de los escritos que se publiquen sin firma, seudónimo, inicial, ó signo determinado. De los que tal lleven, serán responsables sus autores.

Sección Literaria

mas, el tambor batió marcha, y el Co¬ ronel, seg’uido de los demás Jefes del

LA CHILLERÍA

Regimiento, se adelantó á recibir á su 1 excelencia, y cuadrándose militarmente,

le dijo:—No hay novedad, mi General.

Había llegado el día de la revista, y no hay para que decir que el cuartel es¬ taba como un áscua de oro, según se
dice vulgarmente. Ocho días antes del designado para la
revista del Capitán general del distrito,
todo era movimiento en el cuartel en
que se alojaba el regimiento que había
de ser revistado por su excelencia. Los soldados andaban en un pié como
las grullas, porque los cabos prodigaban sendos pescozones á los morosos, como también á aquellos que no tenían sus prendas, armamento y correaje en el debido estado de policía y conservación; los cabos eran vigilados por los sargen¬ tos, estos por los oficiales, y así sucesi¬ vamente hasta llegar al Coronel que los vigilaba á todos, presentándose de im¬ proviso y á horas intempestivas en el cuartel, á fin de que el regimiento se presentara con la brillantez que tanta fama había conquistado entre los de la guarnición.
% **
El día de la revista todo estaba en el
mayor orden: los patios barridos con esmero; las paredes enjalbegadas; las escaleras y los corredores fregados con la mayor escrupulosidad; los dormito¬ rios, vulgo cuadra, parecían tacitas de plata.
Cada soldado había puesto especial empeño en que su cama y su percha fuesen las mejor colocadas, y á fé que todos lo consiguieron cumplidamente; porque en la serie de revistas prévias que les pasaban desde el cabo de escua¬ dra hasta el Jefe del regimiento, nada hallaron digno del menor reproche; por el contrario, todos elogiaron con entu¬ siasmo el brillante estado de policía del Regimiento.
Solo faltaba la llegada del Capitán ge¬ neral para dar principio al acto.
En el patio del cuartel estaba la mú¬ sica del regimiento dispuesta á ejecutar, durante la revista, las más escogidas

* **
El General pasó una detenida revista á la tropa; visitó una por una todas las dependencias del cuartel; probó los ranchos; puso en libertad á los arresta¬ dos por delitos leves, y por último, im¬ puso quince dias de arresto al cantine¬ ro, porque, en vez de tajadas de bacalao, vendía pedazos de cartón piedra.
Cuando dos horas más tarde terminó
la revista, el Capitán general llamó al Coronel, y le dijo sobre poco más ó me¬ nos lo siguiente:
—Señor Coronel, felicito á V. por el brillante estado de policía é instrucción en que se halla el Regimiento de su merecido mando, y así lo consignaré en la orden de la plaza para satisfacción de V. y estímulo de los demás cuerpos de la guarnición.
—Mi General,—dijo profundamente emocionado el Coronel.—doy á V. E. un millón de gracias por los elogios que me tributa, y así tendré el honor de trasmi¬ tirlo á los señores Jefes y oficiales y tropa á mis órdenes.
—El Regimiento,—añadió S. E.—que¬ da por un mes rebajado de toda clase de
revistas.
Cuando el Geserul se retiraba, tal vez
inadvertidamente, se fijó en un peque¬ ño arañazo que había en el zócalo de la escalera. No dijo nada, porque la verdad es que la cosa no merecía la pena; pero al Coronel, que no perdió detalle, no se escapó aquella mirada.
Poco después, llamó al Teniente coro¬ nel, y le dijo:
—¿Sabe V. señor López, que el Gene¬ ral parece que no se va muy satisfecho?
—¿Ha notado alguna falta? —Me parece que sí.
El Teniente coronel se encaró con el
Comandante, su inmediato inferior, y le dijo en tono bastante ágrio.
—El General—se lia ido disgustadísi¬ mo, porque todo lo ha encontrado hecho
un asco.
—¡Mi Teniente coronel!...

piezas de su repertorio. En los atriles —El Coronel me ha echado una chille¬

estaban colocados los papeles de la tan ría, de la cual yo no tenía necesidad.

acreditada sinfonía de «Campanone»',

El Comandante que tenía un genio de

que es la pieza obligada para todas las
bandas militares.
A la hora señalada se presentó el Ca¬

dos mil demonios, llamó al Capitán Ayudante, y le dijo:
—Veo que no se lian cumplido mis

pitán general del distrito, acompañado de su brillante estado mayor y escolta.
El centinela, al verle, dió la voz de:

órdenes. Aquí no hay limpieza, ni su¬ bordinación. ni respeto, ni nada... El
General se lia ido incomodado, el Coro¬

—«Los de guardia, ¡á formar!

. . nel está trinando, el Teniente Coronel

Formó la guardia de prevención con echando chispas, y yo dado á Sata¬ su oficial á la cabeza, presentó las ar¬ nás!

—Pero mi Comandante... se atrevió á
decir respetuosamente el Ayudante. —No me replique V... ¡cállese V. y
que no vuelva á ocurrir porque ya sabe V. que yo no paso por movimiento mal
hecho.
Pocos momentos después el Ayudan¬
te le decía al Abanderado:
—¡Se puede uno fiar de V! —¿Que ha pasado, Capitán?—preguntó
el Abanderado.
—Que el Comandante me ha soltado una chillería, porque ha encontrado el cuartel hecho una porqueria.
—Pues yo lo he revistado escrupulo¬
samente todo.
—Bueno; pues para que otra vez no ocurra, pase V. á Banderas.
Cuando al Abanderado iba á dar cum¬
plimiento á la orden del Ayudante, se encontró al cabo encargado de la lim¬ pieza, y le dijo:
—¡Le voy á V. á reventar! Por no ha¬ ber cumplido al pié de la letra lo que yo he mandado, pase V. al calabozo.
El pobre cabo quedó sin saber que responder, é inmediatamente fué á pre¬ sentarse al oficial de guardia, como es costumbre, para comunicarle el arresto de que había sido objeto, no sin haber dado antes dos soberanos pescozones á uno de los soldados que aquel día esta¬ ba destinado al servicio de limpieza, diciéndole al propio tiempo:
—¿So morral? ¿No te he mandado que limpiases la escalera"?
—Si la he barrio, cabo Gómez. —¿Que la has barrio?
—Si señor.
—Pues entonces, toma—y le dió dos
sonoros bofetones.
Cuando el infeliz soldado se retiraba
echando pestes contra el cabo, tropezó en la eecalera con el pobre Colín, un perro que tenía el sargento García, de la tercera, y agarrándole por la cola, le dijo:
—Ven aquí, ladrón: ¿con que tú eres el que arrimas las paredes'* Pues te pro¬ meto que no lo liarás más.
Y diciendo esto, arrojó al pobre Colín por una ventana, yendo á estrellarse en las baldosas del patio del cuartel.
Manuel Soria no.
DE MI GUITARRA
Siempre bella surgía en mi mente la hermosa gitana
al pulsar con mis manos nerviosas la débil guitarra,
y los dulces y alegres sonidos que al viento lanzaba

infundían calor en mi pecho,
amor y esperanzas.
Ya no surge en mi mente amorosa tu imagen preciada...
Ya sus notas el tierno instrumento al viento no lanza...
Y en el sitio on que amor me ofrecías,
se encuentra olvidada,
nuda, llena de polvo y sin cuerdas mi pobre guitarra.
Francisco Ríos Cases.
Sección Científica
Buques de cemento.—Tamaño aparen¬
te de la Luna.
Desde los buques de madera hasta los modernos acorazados, ha sufrido la ar¬ quitectura naval una transformación tan absoluta, que los buques de hoy uo se parecen en nada á los de ayer.
Parecía ser que referente á materiales de construcción, el acero expresaba la última palabra en el progreso de dicha arquitectura; pero no es así, toda vez que un industrial italiano llamado Ga-
bellini ha venido á demostrar con un
invento ingeniosísimo que pueden cons¬ truirse también buques de cemento.
A primera vista parece ser que un buque construido con semejantes mate¬
riales ha de resultar un armatoste mo¬
lesto, pesado é inservible; expuesto á
sufrir averías de consideración con los
choques á que se halla sujeto en el trᬠfico de los puertos y maniobras que en todo buque se ejecutan, además de otras muchas consideraciones que á cualquie¬ ra se le ocurren al pensar en un buque de tal índole; sin embargo la feliz com¬
binación del hierro con el cemento ha
hecho entrever un punto de partida de una industria muy nueva que empieza á ejercer con gran éxito el señor Gabelli-
ni en sus talleres.
De las numerosas experiencias hechas en Francia, italia y Alemania, resulta que si á la resistencia del betún de ce¬ mento se une la del hierro se llega en¬ tonces á un conjunto que da el máxi¬ mum de aquella con el mínimum de peso. La losa monolito que hay eu Génova en la iglesia de San Pedro y que mide 7*60 metros de largo por 6 de an¬ cho ha resistido en los ensayos á una carga de más de mil kilógramos por
metro cuadrado. Esta losa es de betún
de cemento y está apoyada solo por sus
extremidades.

Después de estas experiencias y otras que ha practicado, el señor Gabellini cree que con su invento el cañón habrá
encontrado su vencedor.
Bajo estas bases, se ha procedido en
sus talleres á la construcción de un pe¬
queño buque de cemento armado, cuyo esqueleto lo forman barras redondas dé hierro que tienen menos de un centí¬ metros de diámetro y sobre aquel se ha
tendido una tela metálica, cuyas ma¬
llas cuadranglares tienen próxima¬
mente medio centímetro de lado.
Sobre esta tela, así colocada, el señor Gabellini extiende capas de cementó por ambas caras, hasta adquirir un es¬ pesor proporcional á las dimensiones
del buque, que pule después haciéndole adquirir la brillantez del mármol, con
lo cual la resistencia de rozamiento*
queda reducida á su mínima expresión. Se han practicado felizmente todas las
pruebas á que debe someterse un buque y solo faltaba la experiencia de penetra¬ ción de los proyectiles en el cementó
armado, llevándola á cabo recientemen¬
te, aunque en pequeña escala, puesto que quedó reducida á disparar sobre una pared de menos de un centímetro de es¬
pesor proyectiles de un revolver de re¬ glamento.
Las balas atravesaron la pared ha¬ ciendo en ella un agujero regular, pero sin producirla grietas ni saltar el ce¬
mento.
De todos modos como este invento es¬
tá en embrión, y antes de fallar es ne¬ cesario aguardar el resultado de las ex¬
periencias definitivas, nos abstenemos de formar juicio sobre él; pero no hay que dudar que el cemento armado es
una afortunada alianza de dos resisten¬
cias cuyo porvenir de aplicaciones se: extiende en un campo vastísimo.
•X'
•i» $
¿De qué tamaño aparente se ve la Lu¬ na á simple vista?
Recuérdese el error en que caen inde¬ fectiblemente aquellos á quienes se in¬
vita á señalar en un bastón la altura de'
cualquier sómbrero de copa... Pues hágase la anterior pregunta acerca de nuestro satélite y se verá que el cálculo' es muchísimo más disparatado.
Casi todos contestan que la Luna es' del tamaño de un plato, de una pande¬ reta, de una bomba grande de arco vol¬
taico, etc.
Seguramente que á muchos causará no‘ poca admiración saber que el tamaño de la Luna, á simple vista, es el de un dis¬ co de medio centímetro de diámetro, co¬ locado á 57 centímetros del ojo.
Esto es rigurosamente matemático; el diámetro angular dé la Luna, medido'

(4) FOIjMETÍW
EL PRIMER VIAJE
—Precisamente iba á indicar á los se¬
ñores que debían sentarse á la mesa re¬ donda y tomar lo que los demás via¬ jeros.
La familia invadió la mesa vecina y comenzó la tarea de saciar el apetito.
Pero ¡oh desencanto! habían desperdi¬ ciado el tiempo de que les hablaba el mozo y apenas colocados los forasteros en las sillas, oyeron las palabras de ri¬
tual:
—Viajeros para Málaga; faltan cinco
minutos. Casi á la vez, uno de los camareros,
provisto de la tradicional bandeja, em¬ pezó á pedir el importe del almuerzo.
—¡Edo es un escándalo!—vociferaba doña Angustias.—Todavía no hemos
abierto la boca y ya nos asustan con que
se vá el tren, y nos exigen el precio de un almuerzo que no hemos probado.
—Hay que resignarse.—.contestó don Prudencio, y se apresuró á pagar la
cuenta.
Los viajeros salían, entretanto, del comedor y la familia de la granadina

Vega hizo lo propio, renegando do Bobudilla y del restaurant.
Sonó la campana y el tren volvió á partir.
Era necesario reparar las fuerzas, y
después del triste desengaño recién su¬ frido, I). Prudencio y su gente tuvieron
que recurrir á la cesta. Apareció de nue¬ vo la apetitosa longaniza y no hubo más remedio que devorarla cruda, con lo cual dejaba en las manos sanguino¬
lentas huellas.
En fin, olvidóse el mal rato y salvo el instintivo horror que doña Angustias, Nicolasa y Pascualico experimentaban cuando el convoy desaparecía en las ca¬ vidades de los túneles, pasó alegre la mañana y á poco, tras los montes calvos
y escuetos, apareció el valle de Alora
con sus plantaciones de naranjos, limo¬ neros y granudos, como feliz contraste
do las desoladas cumbres de los Gaita-
nes, que quedaban lejos.
Acostumbrada la familia de D. Pru¬
dencio á los maravillosos esplendores de Granada y de sus Campos, no podía ad¬ mirarse de la graciosa decoración, pero en cambio, buscaba con empeño el mar
azul. que. debia estar próximo, según las emanaciones que traía la brisa; ema¬ naciones en nada parecidas á las de va¬ lles, montañas y llanuras.

VI
Tenemos; pues, en Málaga la familia que bast í aquel momento vivía tran¬ quilamente en la Vega de Granada. Ocupa cómodas habitaciones en un ho¬ tel; lia visto el mar, experimentando las inexplicables emociones 'de quien por primera vez se encuentra frente al gi¬ gante de la creación y, ya extinguidas las amarguras del viaje, empieza á com¬ prender que hay un encanto indudable en recibir impresiones y conocer el mun¬ do, sin limitarlo al pedazo de tierra donde se lia nacido y donde se espera
morir.
Don Prudencio y su respetable esposa, ni más ni menos que los simpáticos nR ños. estaban en Málaga como en su centro y casi tenían pretensiones de lla¬
mar la atención.
Bin embargo, contra el unánime sen¬ tir de la familia, la' presencia de estos honrados tipos rurales pasó desapercibi¬ da en el pase'o y en los baños y sólo al¬ gún guasón dirigía requiebros humo¬ rísticos á Nicolasa, la cual bajo el peso de su sombrero engalanado con ñores, sudaba la gota gorda, no ele atra suerte

que si llevase en su cabeza un carmen
de Granada.
Todo marchaba á las mil maravillas,
y aunque aquella gente no aprendía con la expedición veraniega, pues á na¬ die conocía y de nadie adquiría datos y ese cúmulo de pequeñeces que sirven para formar un caudal en el que teoría y práctica se confunden, es lo cierto que
á las revelaciones del carácter inculto y
á los asombros de la naturaleza huraña, sucedían la inspección reposada y el ra¬ zonamiento siquiera mediano.
Pero llegó el instante de la prueba y
fué cuando D. Prudencio entró un dia
en el hotel, diciendo con infantil rego¬
cijo: — ¡Ya ha venido! ¡Ya ha venido! ¡Viva! —¿Quien?—preguntaron doña Angus¬
tias y sus hijos. —¿Quien ha de ser? El Alfonso Xll. —¡Bravo! ¡bravo!—repitieron Nicolá-
sa y Pascualico, dando saltos de alegría. —¡Vaya una pieza!—añadió D. Pru¬
dencio.—Ni el Naulílns de que habla Julio Verne, ni el vapor en que fueron los hijos deí capitán Grand en busca de su padre, se le igualan.
Doña Angustias recordó erí un mo¬ mento las congojas sufridas en el tren, y preguntó:

—¿De modo que estás resuelto á que vayamos á ver ese barco?
—¡Ya lo creó!—repuso el maridó. —Y ¿lo lias reflexionado? —¡Qué ocurrencia! —Me parece qué antes debías infor¬ marte de alguna persona que sepa lo
que son esas visitas.
—¿Para qué? —La prudencia no’está reñida con lá
curiosidad.
—Yo considero que Uo supone uña¬ te meridad el hecho de entrar en un
Vapor.
—Y yo piensa lo contrarió. —¿Qué dirás entonces de los que na¬ vegan?
—Son una docena de locos.
—¿Y los que prestan al comercio im!~ portantes servicios, dedicándose á lá profesión de marinos?
—Son hombres acostumbrados.
—Pues para acostumbrarse hay qué pasar un noviciado.
—Pero nosotros no estatnoí en ese ca¬
so; de manera que sobra íá visita;
—Vamos, mamá; no insista Vd.,—in¬ terrumpió Nicolasa; yo quiero ir al Al¬
fonso Xll.
—Y yo también,—añadió Pascualico.—Iremos, hijos míos,—repuso la ma-

2

sollér

con exacta precisión por los astrónomos, gran talento pero de un carácter algo submarinos. El Francais será puesto á tes, siulos y crits. Quedaren tots tant Ya está fóra de Sóller l’amo’n Fran¬

es de 31’24, un poco más de medio grado.
Vaya una pequeña explicación: Todo

extraño. Los parientes pasan de la cen¬
sura á la calumnia en su guerra contra
Medina y en aquella especie de -secues¬

prueba el dia l.° del próximo Agosto, y el Algérien podrá ser botado al agua á principios de octubre.

apuruts d’ havé cridat tant s’ atenció, que créch los ha de valé per vegada.
—Aqueixa manifestació d’etscompa-

cesch cuatre setmanes y dies; pero tan
pronta com arribá doná avis, y s’hora
baixa d’ es mateix dia tots ets tertuliada

el mundo sabe que la circunferencia se tro de Fuensanta. A ésta le declara el

La Cámara discutirá hoy mismo una nyeros, seguí dienten Jaume cuaBt es de «Cala-Poy», sense foltarmé ni un, as-

divide en 369°, eada grado en 60’ cada abogado su amor y le anuncia que par¬ proposición de Mr. Camilo Pelletau que xubasco bagué passat. me pareix molt seguts ó n’es padris ja discutien demuut

minuto en 60'\\ etc.; en la llamada bóve¬ te para un largo viaje, del cual piensa tiende á aumentar considerablemente el expresiva, Colau, y supós que’t servirá es mateix tema que vóltros. estimáis

da celeste podemos trazar con la imagi¬ volver bastante rico para poderse casar número de los submarinos previsto en de con testa ció á una de ses preguntes lectors, ja coneixeu. Continuaré també

nación una semicircunferencia que pa¬ con ella sin que nadie pueda acusarle de

nuevo programa naval, que está so¬ qu’antes m’has dirigit. Heu preferesch fentvós coneixer ses notes que tench

sará por el cénit, y aplicando aquella di¬ aspirar á la fortuna de su amada.

bre el tapete. Es casi seguro que la Cᬠaixí perque ¡sabs qu’ heu es de mala de preses, un altre dia...

visión tendremos que desde el cénit al En el segundo acto se ha realizado el mara atenderá á la petición de Mr. Pe- contestó sense comprorais! Considereu.

horizonte habrá 90°, ó sea un cuarto de proyecto de Gabriel, que vuelve archi¬ lletan.

Jó puch dirté lo qu’entench per bóna

Jó Mateix.

circunferencia; claro es que cada no¬ millonario y encuentra á Fuensanta

El submarino Narval ha terminado administradó sense agraviá á ningú;

ventava parte será un grado. Pues bien, martirizada por el asedio de sus parien¬ las pruebas oficiales y va á ser armado pero dirté si sa que tenim ara es bóna ó

la >■ Luna ocupa solamente un poco más tes, que tratan, sobre todo, de persua¬ en definitiva.

no, sense ferí á cualqu’ú... aixó ja son

de medio grado, ó como queda dicho dirla de que Medina no puede amarla de Cherbourg posee ahora dos submari¬ figues d’ un altra sostre.

Crónica Local

31’2.

veras. Fuensanta se subleva contra tan¬ nos que tomarán parte en la defensa del

—No veitx perque s’ha d’ofendre nin¬

Este tamaño aparente responde con ta infamia y arroja á los malvados que puerto, en las maniobras navales.

gú si dius sa veritat.

Hermoso aspecto presentaban las ca¬

toda exactitud á la ley de la perspectiva dado el tamaño real del objeto que se mira y la distancia á que se halla del ojo del observador. Dicha ley queda compendiada en esta regla: todo objeto llega ¿ subtender un ángulo de un gra¬
do cuando se halla á la distancia de 57
veces su diámetro, sean cuales fueren
sus dimensiones reales; por ejemplo,
una esfera de un metro de diámetro co¬
locada á 57 metros de distancia, mide

se conciertan en las tinieblas para per¬ der á Medina.
En el tercer acto, Fuensanta y Ga¬ briel se casan, á pesar de la conspiración tramada por sus implacables enemigos para hacer pasar á Medina por loco. Llegó la hora en que el amor infinito de Fuensanta va á poder confundirse con el de su Gabriel. Pero éste, en vez de
recibirla en sus brazos de esposo, se
halla pensativo, preocupado, tiene una

A. Saissy. París 30 de Junio de 1900.
Variedades
SES ASSAMBLÉES BE «CABA-P0Y»

—Idó per aixó mateix, perque jó no som capás de parló que no lo diga, y sa veritat es amarga. ¿Que no t’ofens tú
cuant la te diuen? Endemés. totes ses
cuestions son d’ es coló d’ es vidre amb
que se miren, y no es tot-hóm qui les sápie miró sense vidre de cap casta, per desgracia. S’administració local, p’es qui la fa ó per aquelles persones á ell mes acostades á ne qui la deixa miró p’es mateix vidre, s’ha de veure d’au-

lles de la Luna y adyacentes, engalana¬
das en la forma acostumbrada en todas
las fiestas callejeras que con alguna so¬
lemnidad se celebran. En lo alto de las
casas ondeaban banderas de hermosos y
variados colores, y á la altura del pri¬ mer piso el papel vasares formaba un
vistosísimo cielo-raso, bajo el cual reu¬ nióse en las noches del sábado y domin¬ go numeroso público formado en su ma¬

exactamente un grado.
Apliquemos esta ley á la Luna: ei diá¬
metro real de este astro es de 3.475 kiló¬
metros, y se halla separado de la Tierra por una distancia de 384.000 kilómetros, término medio; para ver la Luna á sim¬ ple vista como un disco de un centinietro de diámetro (ó sea un grado) seria preciso que estuviese situada á 57 veces 3.475 kilómetros (198.075 kilómetros); pero como está casi al doble de esu dis¬ tancia la vemos del tamaño de poco más
de medio centímetro.
A los que desconfíen de estos cálculos se les puede proponer un sencillísimo experimento para que prácticamente se convenzan de las verdades apuntada^.
Recorten un disco de papel de medio centímetro de diámetro, péguenlo sobre un cristal plano y transparente, y cual¬ quier noche en que brille la Luna llena
mírenla á través del cristal con el bra¬
zo extendido (que poco más ó menos lia¬

idea fija, la de revelar á Fuensanta el secreto de su existencia. Ella le suplica que se lo revele.
—Si, voy á decírtelo, contesta él, pero
escúchame: de rodillas es un secreto in¬
menso, aterrador. Yo soy Dios,... tu
dios... el dios de todos... Dio3 único...
¡Dios! Semejante declaracióu espanta á su
esposa, que ve corroborada la opinión de los que tienen á Medina por loco. Pi¬ de socorro; entra uno de los parientes, sobre el cual se arroja Gabriel y lo es¬ trangularía si no acudiese gente á
arrancársele de las manos.
En el cuarto acto, á pesar de la reco¬ nocida locura de Gabriel, Fuensanta no
quiere separarse de su esposo, con la esperanza de devolverle la razón.
Mientras tanto los parientes han con¬ seguido un auto del juez para encerrar á Medina en un manicomio. Fuensanta, sabedora de todo, trata de huir con su

—Per una ralló molt senzilla, conti-
nuá en Jaurae: perque may hem tengut setnblant desitx, y aixó sól essé, cóm sa fortuna, una atlota capritxosa qui may vol aná allá ahont la criden y si sois allá ahont es seu capét de grí li diu. De vegades es vogá es peste.
—Es molt ve aixó, contestaren á un
mateix temps en Colau y méstre Tiá de Són Bona-fé, qui escoltava amb molta atenció, badant uns uys com uns sales.
Y — tant un cóm s’altre heu deveu
sebre per propia experiencia, digué en Tóni de .sa Bassa, mossegutsé es capét de sa llengo y arrufant ses espatles, com aquell que se creu havé dit massa y se’n peuéd. Y continuá dient:
—Sueceheix casi sempre qu’aquell qui se gira sa casaca sovint, tant com es necessari per aná vestit d’es coló qu‘ bey van ets de sa part de dalt qui co¬ manden. li sól vale; pero tant bé se do¬

ment, y ha de pareixe molt hermosa, mentres que si la miram á ximple vista, la veurétn y l’haurém de retrató tal cual és; y creurné, Colau, seria tanta sa diferencia p’ets interessats, acostumats á veurerla aumentada y adornada sem¬ pre, que per for^a haurien de creure qu‘ hem tengut empenyo en feria torná petita y mal g*arbada, lo cual los deixaria desil-lusionats y amb molt mala boca.
—Bono, idó, deixemos creure, á mi y
¿casi tot es pób-ble. que may haviem estat tant bé cora ara, y esplica’m lo que voldria sebrer y antes t’ he demanat.
—¿Y aixó qu’és*? ¿Lo qu’entench jó per bóna administradó? No hi ha inconvenient; peró antes décli havé de fé constó que tu y jó no’starém acordes, ni hey estaré «amb casi tot es pób-ble» segons tú dius, y mefund amb ses teues derreres paraules per assegurarthó.
—Jó trób, digué 1’amo’n Francesch, qu’heu hauriern de deixá per un altra

yor parte de jóvenes bellísimas y almiba¬ rados admiradores de estas; la crémc de la sociedad sollerense.Noescaseóla luz; todo lo contrario, gran número de reverberos distribuidos á distancia conveniente, la proyectaban en abundancia, lo cual con¬ tribuyó bastante al esplendor de la fiesta.
La banda de música que dirige el se¬ ñor Canals, amenizó las dos veladas, conforme habíamos anunciado, tocando con admirable ajuste escogidas piezas
hasta las doce de la noche.
De la parte religiosa de la lucida fiesta de la SaDgre no hay para que hablar, porque sabido es ya de antiguo que en este pueblo revisten siempre todas las fiestas religiosas gran solemnidad y magnificencia. Con decir que á cada uno
de los actos anunciados en la sección de
«Cultos Sagrados» de nuestro número anterior acudió tan gran número de fie¬

rá los 57 centímetros. Fácilmente podrán entonces comparar el tamaño aparente

marido á bordo del yacht de Medina que permanece anclado en el puerto. Pero

nen cassos en que no serveix de rés. ¡Ja ‘u deu essé mal d’ agontá un mico d*

dia. Avuy tot-hóm qui passa no mos
deixa la vista de demunt, lo cual si no

les que el templo era insuficiente para cobijarlos, creemos queda dicho todo.

de la Luna con el del circulito de papel, y verán que son iguales.
R. B.
Actualidades

sus enemigos han cercado la casa é im¬ posibilitan la huida. Fuensanta ofrece parte de su fortuna á sus ambiciosos pa¬ rientes con la condición de que la dejen en paz con su esposo, y están á punto de aceptar ellos la oferta, cunado de pronto se ven rodeados de siniestros resplandores, y aparece Gabriel, loco, anunciando entre carcajadas que ha

aquests! —¡Huev, curro! respongué en Colau,
de pressa y mitx en moscat; si heu dius per mi...
—Jó parí en general, y qui’a confrare que prengue candela.
—No prench rés per mi. contestó més¬ tre Tiá; si bé es veritat que tendí aquest flsch, de volé essé retgidó. no l’amacli

mos pód dú cap mal, perque estam en es nóstro drét de seurer y de conversó, sempre distréu ó n'es qui parla; y cóm esiaoit tart, lo milló será suspendre sa sessió y anarmosné ó tocó com paració cada ú á ca-seua. Sa discussió ha prés bón rumbo, de lo qu’estieh molt satisfet
y vos don ses gracies: cuant una coleetividat. sia corporació oficial, sia com-

Nuestros plácemes á los organizadores y á cuantos han contribuido á que la fiesta de que nos ocupamos no haya des¬ merecido en el presente año de aquellas que la dieron renombre en años anterio¬ res. Quisiéramos nosotros y quisieran los jóvenes para quienes son tales fiestas una delicia, tuvieran aquellos imitado¬

SI Loco Líos

llegado la hora de lu purificación uni¬ y moltes vegades el m’ ha combatut P panyia d’amicha, se reuneix per tractá res, con lo que no resultaría ogaño la

(drama en 4 actos de 1). José Echegaray)
La compañía de María Guerrero y
Fernando Diaz de Mendoza estrenó el
22 en el teatro del Athénee un drama
inédito de Echegaray. Este aconteci¬ miento, que había dispertado vivointerés entre los que aquí siguen el movi¬ miento intelectual de España, que son «n mayor número de lo que vulgarmen¬ te se cree, atrajo al hermoso teatro del Rquare de la Opera una escogida concu rrencia de. literatos y artistas y de ese público especial de los estrenos que reco¬ ge en los pasillos los comentarios y apreciaciones de la critica para pregonar después por el París mundano el éxito
ó el fracaso délas obras.
Digamos desde luego que el nuevo
drama del más discutido de los drama¬
turgos españoles arrolló al público con oleadas de génio, pero dejando en el espíritu un amargor parecido al que dejan en la boca las olas del mar. Hay en la obra grandes inverosimilitudes, pero también muchas bellezas, y tal vez en ninguna otra de las suyas ha derra¬ mado Echegaray tantas frases felices,
tantas ideas maravillosas. Y aún los que más criticaban el drama en los entreac¬
tos, lo aplaudían espontánea y calurosa¬ mente durante su representación. Cier¬ to es que ésta fué de lo más acabado y perfecto que un autor puede desear para la interpretación de su obra. María Gue¬ rrero siente profundamente su papel, lo dice de un modo admirable y comunica al espectador una emoción intensa. Diaz
de Mendoza triunfa de las dificultades
grandísimas de que está lleno el del protagonista. La Ruiz, Amato, Cirera. en una palabra, todos los intérpretes de este drama extraño contribuyeron á su perfecta representación.
Drama extraño hemos dicho, y lo es en efecto, Fuensanta (María Guerrero) es una joven viuda de un marido viejo que la dejó una inmensa fortuna. Vive rodeada de parientes ambiciosos y egoís¬ tas que la hacen prisionera de su codi¬ cia. Estos aspiran á heredar su fortuna y están celosos sobre todo de la simpatía

versal. Arde la casa y con ella los am¬ biciosos parientes, en tanto que Gabriel, con Fuensanta desmayada en sus bra¬ zos. les contempla impasible desde un
mirador.
Deslinde de posesiones francesas y españoles
Las negociaciones, largo tiempo en¬ tabladas, entre Francia y España, para, el deslinde de sus posesiones respectivas del Congo, han conducido al fin á un convenio que acaban de firmar el señor León y Castillo, embajador de España, y el Sr. Delcassé, ministro francés de negocios extranjeros.
Este convenio fija al mismo tiempo el limite de las posesiones españolas de Rio de Oro entre Cabo Blanco y Cabo Bogador, en la costa occidental del Sa¬ hara. Francia conserva el Adrar y la Sebkha de Ighil.
Las posesiones españolas de Coriseo, enclavadas en las posesiones francesas del Congo, delante de la isla de Fernan¬ do Pó. son de poca importancia.
En cambio es importantísimo el con¬ venio relativo al Adrar. España posee en la costa del Atlántico una larga faja¬
do territorio con limites hasta ahora in¬
determinados hacia el Norte, hacia el Sur y hacia el Este. El convenio que
acaba de firmarse deja el Adrar á Fran¬ cia. Esta región está situada entre los 19 y 23 grados de latitud norte y los 13 y 16 grados de longitud oeste, á 250 ki¬ lómetros del Océano y á 400 kilómetros al Norte del Senegal. Su superficie es de
unos 60 mil kilómetros cuadrados po¬
blados por unos 20 mil habitantes entre negros, berberiscos y moros. E* el pun¬
to más meridional del Sahara, donde se
cultiva los cereales.
La principal riqueza del país consiste en la explotación de la inmensa mina de sal yema, que constituye la Sebkha de Ighil y que se extiende sobre una longitud de 30 kilómetros y una anchu¬
ra de 10 á 12.
Nuevos buques áe guerra frauoeses

amo’n Francesch, qu’es pié de vida y está aquí present; peró també heu es que may lie fet cap mal papé, ni dues cares, ni rés ridicul, ni mal tér§ á ningú, perque rn’hi fessin. Y menos enca¬ ra (si pognés essé) en furia ara, qui sé lo qu’és un represen tant d’es púb-blichqui si fá ó 1’ bey fan sense qu’es mateix púbblich qu’ha de representó en sápie
noves.
Torna verrney en Colau, pero en Jaume fent sa mitja y cotn si no se’n hagtiés temut, continuá:
—Tant de parlá de bóna administració local, ha despért á n’es púb-blich es desitx de sebrer amb que consisteix ai¬ xó. y á 1’ hora d’ara ja ’u sab casi tot— hórn. Antes, cuant un batle deya: «jó som un gran administradó d’ ets interessos d’el coraú» «jó he anat á sa casa de la vila per fé administrado y ningú 1* lia feta ni la fará may tant bóna com su quejó fas» tots heu ereyem, per no haverhó d’aná á cercó dues passes inés lluny, y estant ben persuadits de qu’ era vé, es clá. ningú s’ atrevía á posó á n‘ aquell batle térra á s’escudella, com solétn di en inallorquí. ¡Peró sabs, Colau, qu’ heu és de ben diferent ara! Hem arribat ó un temps en que ningú eren ja amb ses brava tes de ningú mentres no y ajen acompanyades de fets reais qui demostren que no son vanes; ets hornos
d’avuy en dia tot heu posen en coran te¬ ñe abans de creurerhó, perque saben ja per experiencia qu’una cosa es predicó y s’altru doná blat, que sa llengo es un instrument que li fan di lo que vóleu, y que ses paraules totes-sóles no sutisfán, perque s’ha vist moltes vegades, y aquí se veu molt sovint, sobre tot entre politichs, promete molt y atanye pócli.
—¿Y tu qu’ entens per bóna adminis¬ trado. Jauine? ¿sa que tenirri ara que no heu és? Perque jó crech que may per may havien anat tant bé ses coses com
van.
L’ arao’ii Francesch baixá ets uys y fé una mitja riayeta; pero no se saberen dominó tant ets joves y esclafireu tots en riurer, tant fói’t, que tot-hóm qui passava se girava á n’es padris, y fins y

cnalsevól assunto y al instant tot-hóm parla amb un pich, sense guardarse ses atencions que sa bóna educació ensenya, lluny d'aclarirsé rés, tot s’etnbuya rnés, y de semblant brega de moixos no sois no se’n tréu cosa de profit, sinó que, tot lo eontrari, en sólen sortí tots pléns d‘ unglades moráis, qui los enemisten y los desprestigien, cuant no se’n duen cualqu’una de material senyada á sa cara. Lo que importa es que no falten ó n’ aqüestes assarablées, que consider molt importante desde que heu volgut que tais fossin, honrantlés amb sa vóstra presencia. Antes, en Tiá, en Colau y jó. mos reuniera sovint, y de tot mos ocupavem, tuyant sayos á n’ets qui es¬ tán en mitx. segons ses nóstres poques
lluras; peró ara ja es molt diferent: es número ha crescut, y lien veitx amb gust; ses converses s’han enfilnt una
mica ó bastant més araunt; se tracteu
questions de gran utilidat. y fins y tot tenim ara qui fá púb-bliques ses nostres paraules, perque tot-hóin conega sa nóstra manera de pensó, cósa que se cért á tots vos agrada perque sou partidaria de sa llura y teniu ganes de fé bé ó n’ es póbble. Seguiguém, idó, aixi. ó milló ditseguiu aixi vóltros, qu’ara estirém una temporudete a veurermós: demó rne’n vaitx 4 sa possessió d’un amieh meu y hey estiré unes tres setmanes. ¡Deu fasse que
cuant torn ja n’ hajau convengut uns cuants mes, de sollerichs, y que ets ter¬ tulia ns nóstros, ó sinó ets lectora de ses nóstres converses bajan aumentat, y sien per lo mateix més ets partidaria de
ses nóstres idées!
—Així sia. contestaren tots.
—Jó opin, hey afagi méstre Tiá, que mentres l’amo’n Francesch estiga au-
sent, uóltros hem de fé pnnt. cóm ets atlots de e’escóla cuant fa caló. ¿Que
trobau vóltros?
—Ben pensat, respongueren, aixecantsé dréts y amb una sola veu, totsaquells
joves. Y en Jaume pro-posá que tan pronta
hagués tornat 1’amo’n Francesch, heu fés á sebrer, y fos sa noticia s’ a vis de
reunirse allá mateix y es mateix dia, lo

popular fiesta de la Sangre la única, ya que suele ser anualmente la primera do la temporada.
Después de algunos años de ausencia ha venido á esta isla con objeto de pasar una temporada al lado de su Sra. madre y hermanos, el Comandante de Administra¬
ción Militar D. Francisco Alcover y
Maspons, hermano de nuestro colabora¬ dor y estimado amigo D. Pedro, Notario de esta villa. En compañía de éste per¬ manece aquel aquí desde mediados de la semana anterior, y con este motivo ha tenido nuestro amigo la doble satisfac¬
ción de ver en su casa reunidos su esti¬
mada madre, su hermano D. Antonio y algunos otros miembros queridos de la
familia.
Nos alegraremos sea larga la estancia en este pueblo de tan distinguidos hués¬ pedes y les sea á ellos grata.
El próximo pasado sábado, dia 30 de Junio, después de confeccionado y entra¬ do en prensa nuestro periódico, cundió la noticia de que la anciana madre de nuestro ilustre paisano el Sr. Deán, había dejado de existir.
D.a María Coll y Colora había conse¬ guido una longevidad que no es frecuen¬ te, pues, al fallecer, había entrado ya m los 88 años de su edad, conservando has¬ ta el último dia el ejercicio de todas sus¬
facultades.
(Jn ligero constipado la obligó á guar¬ dar cama, dos meses ha, causa que «aun¬ que pequeña en sí produjo tan deplora¬
bles consecuencias dado el estado delica¬
do de la paciente. Durante lo que podemos llamar su
única y última enfermedad no perdió aquella la serenidad de ánimo. Al ver que se aproximaba la hora de la muerte ella misma pidió con gran insistencia le
fuesen administrados los santos sacra¬
mentos, teniendo la dicha de recibir de

que parece tener por Gabriel ríe Medina En Cherbourg se procede con alguna tot ets atlots qui jugaven mes enllá s‘ cual va essé aprovat per unanimidat, y manos de su hijo el santísimo Viático,

(Díaz do Mendoza) jó ven abogado de actividad á la construcción de varios aturaren y feren córo amb mans-balle- tots se retiraren.

muriendo después de transcurridos al-

SOLL£^

gunas semanas rodeada de aquel y de¬
más de su familia.
Siempre ha sido sensible la pérdida
de una persona querida y no hay con¬
suelo humano capaz de cicatrizar la pro¬ funda herida que produce en el corazón
de un hijo la muerte de una madre á quien se ama como debe y ella merece;
Unicamente la Religión tiene motivos suficientes para curar tanto dolor.
Consuele, pues, á nuestro amigo y
demás de la familia la esperanza de que
por haber sido en vida la finada modelo
de madres y esposas, esclava siempre de sus deberes cristianos; por haber ejerci¬
tado en la tierra, en la medida de sus
fuerzas, la más perfecta de las virtudes: la caridad, y por haber dado durante su enfermedad un ejemplo de verdadera re¬ signación, sin haberla oido exhalar ni una queja aún á pesar de sus dolores, su
muerte ha sido la del Justo y el cielo ha-
brála ya premiado con la bienaventuran¬

cargo respectivo, no podemos menos de
recordar á ouestros lectores la conve¬ niencia de asociarse para el ahorro, y en
especial para la clase proletaria, funda¬ dos en que, si es cierto, como muchos dicen, que cualquiera puede ahorrar en
su casa sin necesidad de venir á ello
obligado por la sociedad, también lo es que el ahorro aislado no puede resultar jamás tan productivo como el colectivo,
por las circunstancias especiales que á éste acompañan, y que en la práctica los buenos propósitos del que quiere guardar en una alcancía una cantidad
semanal ó mensual sin contraer un com¬
promiso formal, ineludible, que á ello le obligue, suelen resultar siempre y muy
en breve fallidos.
Para Puerto-Rico salieron „ ayer de este pueblo nuestros distinguidos amigos D. Nicolás Morell, D. Antonio Alema-
fiy, D. Jaime Seguí y D. Guillermo Martorell, después de haber terminado sus estudios el primero y de haber permane¬

sistentes lluvias, no tengamos que la¬ parcela de terreno denominada «S' An-

Dia 30.—-D.a María Coll Colom, dé

mentar daños mayores, como los que han gló», que linda con la calle de la Victo¬

sufrido otras comarcas del continente.

ria.

I Se concedió permiso con arreglo ai

I dictamen emitido por la Comisión de Sabemos que los vecinos de la barria¬ Obras á D. Jaime J. Joy Castañer, don da de (Jan Petlos tienen en proyecto ce¬ Pedro Juan Coll Soler, D. Juan Estare-

88 años, viuda, calle de San Bartolomés Dia 30.—María Planas Rufián, de 3
dias, calle de Semn

lebrar el domingo próximo lucida fiesta, llas Pons, D. Ramón Rulláu y Frontera MOVIMIENTO DEL PUERTO

y que al efecto se están haciendo ya los preparativos. Habrá verbena el sᬠbado, en cuya velada, lo mismo que en la del domingo, tocarán las dos bandas
de música de esta localidad. Consistirá
dicha fiesta, además de lo dicho y del re¬ parto de un corpulento buey entre los copartícipes, en carreras de hombres, niños y niñas, en carreras de cintas para bicicletas, en juegos de agua y en algunos
otros entretenimientos divertidos.
Con seguridad que á la Huerta baja¬
rán en dichos clias numerosos vecinos de
la población, con objeto de pasar un rato alegremente.

y D. José Lladó Pizá, para verificar las obras que solicitaron en sus respectivas
instancias, de las que se dió oportuna¬
mente cuenta. "
En vista de que algunos señores de los que forman parte de la Junta de Be¬
neficencia no asisten á las sesiones que
celebra la misma, se acordó ampliarla con los Sres. Ooll y Joy y qie el médico titular forme parte también de la misma.
Eli vista del dictamen emitido por la comisión nombrada para estudiar la pro posición referente á alumbrar por medio del gas la barriada de «Can Petlos» y considerando que ha de ser doblemente beneficioso para los vecinos de aquella y para el público en general, dado el gran movimiento, cada dia mayor, de carrua¬
jes que circulan por la carretera del
puerto; la Corporación acordó por una¬

Embarcaciones fondeadas
Dia i.0.— De Ágde, en 2 diás, laúd N.a S.a del Carinan, de 47 ton., pat. don P. Oárdeli, Con 6 mar. y lastre.
Dia 5.—De Cette, en 2 días, laúd Es* peranza, de 4l toii., pat. D. M. Cardéis con 6 mar. y lastre.
Dia 5.—De Denía, éh 2 dias, jabeque Ántoníeta, de 67 ton., pat. D. J. Vicens¿ con 6 mor. y 'lastre.
Dia 7.—De Barcelona, en 10 horas, vapor León de Oro, de 278 ton., cap. don G. Mora, con 16 mar., pas. y efectos.
K MBA RC A CIO M ES DES PAC M ADAS
Dia l.o.—Para Cette, vapor León dé Oro, de 278 tdn. cap. D. G. Mora, con 10

za eterna.

cido una larga temporada en esta al lado

Sea lenitivo igualmente para su dolor de sus familias respectivas los tres últi¬

EN EL AYUNTAMIENTO

nimidad alumbrar por dicho fluido la ci¬ mar., pas. y efectos. tada barriada, hasta llegar á la casa de¬

la parte que en él tomó el pueblo en mos.

| nominada de «Can Niu», y que al efecto

masa. Lo prueba la numerosa concu¬ rrencia que asistió al entierro que se celebró el domingo, dia l.°, á las 6 y media de la tarde, donde vimos, además del clero parroquial con cruz alzada, á las personas de más viso de la población
mezcladas con las de la clase más hu¬
milde, y al funeral que tuvo lugar el dia

Deseárnosles un feliz viaje, y que les sea propicia la suerte para que podamos
en breve volver á estrecharles la mano.
Esta mañana ha fondeado en este
puerto, procedente de los de Cette y Bar¬ celona, el vapor de esta matrícula «León de Oro». Ha sido portador de numeroso

Sesión del día 30 de Junio
Bajo la presidencia del Sr. Alcalde, D. Juan Canals, y con asistencia de los concejales Sres. D. Damián Canals, don Ramón Coll, D. Juan Joy, D. Jerónimo Estades y D. Damián Riutort, celebró el Ayuntamiento, reunido de segunda convocatoria, la sesión ordinaria corres¬ pondiente á la anterior semana.

se comunique esta resolución á la socie¬ dad «El Gas» á fin de que se sirva ex¬
tender la tubería hasta el indicado sitio.
Se acordó se expusiera al público por espacio de quince dias á efectos de recla¬ mación, el padrón de cédulas personales que ha de regir durante el segundo tri¬ mestre del corriente ejercicio.
También se acordó satisfacer á los
empleados de este Municipio, su haber

SUBASTA.
noche del dia quince del corriente mes,
se venderá á pública subasta, si la pos¬ tura acomoda, en el despacho del notario de esta villa D. José Llambias, una fin¬ ca consistente eu tierra olivar y selva nombrada «Las Rotas de Can Gaspá», distrito «La Serra», del término do
esta villa, de superficie de unas siete

siguiente en la parroquia.

pasaje, como se esperaba estando en la

Se dió lectura á las actas de las sesio¬ correspondiente al segundo trimestre del cuarteradas treinta y nueve destres. Los

A tanta demostración de pésame re¬ estación en que suelen regresar á sus nes celebradas los dias 23 y 27 del ac¬ corriente ejercicio.

que deseen tomar parte en la subasta

cibida, unimos también la nuestra.
Reuniéronse en la tarde del domingo último, conforme habíamos anunciado, los fundadores de la naciente sociedad
'Caja de Ahorros, con objeto de cambiar impresiones, constituir la sociedad y
nombrar la Junta de Gobierno. Asistió á la reunión numerosa concurrencia. Se dió cuenta de haberse inscrito hasta en¬

hogares gran número de nuestros paisa¬
nos dedicados al comercio en Francia, y ha traído además mucha y variada carga.
Se le está preparando gran cantidad de cajas de limones, fardos de tejidos y demás efectos, para su próximo viaje, que emprenderá para los indicados pun¬
tos el martes de la semana entrante.

tual, las que fueron aprobadas sin alte¬ ración alguna.
En este estado entró el concejal don Juan Deyá en el salón de sesiones.
Dióse lectura á una comunicación del
Excmo. Sr. Gobernador civil de la pro¬
vincia, fecha 25 del actual, en la que par¬ ticipa haber resuelto declarar compren¬ didos eu el plan de obras municipales de este Ayuntamiento á los caminos veci¬ nales llamados de «Sas Argilas» y de

Por último acordóse verificar otros varios pagos.
Y se levantó la sesión.
«sc> -—=.
CULTOS SAGRADOS
En la iglesia Parroquial.—Al anoche¬ cer de hoy, se cantarán solemnes com¬ pletas en preparación á la fiesta de la Virgen del Carmen.

pueden avistarse con el referido notario, quién les enterará de las condiciones bajo las cuales se verificará la subasta y les pondrá de manifiesto los títulos.
Defensora Soüerense
Se previene á los señores socios ins¬ critos á favor de la asistencia facultativa

tonces unas cincuenta personas do am¬ bos sexos (pues conviene advertir que también las mujeres, cualquiera sea su edad, son admitidas como socios) que
representan más de 150 acciones. Nom¬
bróse la Junta de Gobierno en esta for¬
ma: Presidente, D. Pedro Alcover y Mas-
pons; Vice-Presidente, D. Damián Ca¬ líais y Coll; Contador, D. Nicolás Huguet y Huguet; Secretario, D. Francisco Pastor y Albertí; Vice-Secretario, D. Bar¬ tolomé Andreu y Adrover y Vocales, D. Pedro Juan Mayol, D. Bartolomé Vaquer, D. Lorenzo Perdió y D. Antelmo Pujol. Acordóse que continuaran abier¬ tas ¡as listas para ¡a inscripción de so¬ cios liaste el dia 31 de Agosto próximo, en cuyo dia empezará la sociedad sus
operaciones. Al aplaudir el pensamiento de fundar
en este pueblo una asociación de la ín¬
dole de la que nos ocupa, procuramos
hacer conocer en extracto al público el
principal fin que persigue según los in¬ formes que habíamos recogido; hoy, al felicitar cordialmente á los que merecie¬ ron ser nombrados para dirigirla y de¬

Dícennos que á causa del mal estado en que se encuentra el piso del paseo del Príncipe, en el cual existe abierto un hoyo profundo con motivo de construir¬ se la alcantarilla de que tienen noticia nuestros lectores, mañana por la noche no tocará la música, como ha venido ha¬
ciéndolo en las de todos los dias festivos
á excepción dei domingo último, que hu¬
bo fiesta en la calle de la Luna.
Lluviosa ha sido la semana actual, tanto, que por los fuertes aguaceros que han caído, por las tronadas que los han precedido y por la temperatura otoñal que disfrutamos, más bien que en los primeros dias de Julio parece nos eneucontramos á últimos de Septiembre ó
á primeros de Octubre.
Y lo más extraño es que al parecer no han terminado las humedades impro¬ pias de la presente estación, sinó que
continúan los nublados y amenazan nue¬ vas tormentas.
Quiera Dios que ya que hemos perdi¬

«Balitx»; de la que se dió por enterada la Corporación.
Se dió cuenta de que durante el tiem¬
po que han permanecido expuestos al público á efectos de reclamación los an¬
teproyectos de los caminos vecinales denominados del «Camp Llarch» y de «Can Rodado» de este término, no se habia producido contra ellos reclama¬ ción alguna. Enterada la Corporación acordó, de conformidad con lo dispuesto en el párrafo 3.° del art.° 50 del Regla¬ mento dictado para la ejecución de la ley de carreteras, se eleven dichos ante¬ proyectos al Excmo. Sr. Gobernador ci¬ vil de la provincia, á los efectos que en
el mismo se expresan.
Se acordó pasara á informe de la Co¬ misión de Obras, una instancia de fecha 28 actual presentada por D. Jaime Rullán Bisbal como encargado de varios propietarios colindantes con la calle de la Prosperidad, del ensancho del «Noguerá», en la cual piden permiso para
variar el cauce de un torreutecito de de¬
sagüe que cruza dicha calle. También se acordó pasara á informe
de la Comisión de Obras otra instancia
presentada por D. Cristóbal Castañer Trias, del día de la fecha, en la que pide

Mañana, domingo, dia 8, á las 9 y media se cantará prima y tercia, y des¬ pués la misa mayor en la que pronuncia¬ rá el panegírico el Rdo. Sr. Cura Arci¬ preste. Por la tarde, después de vísperas y completas, habrá explicación del Cate¬ cismo, verificándose en seguida la prác¬
tica mensual de las Madres Cristianas.
Por la noche, tendrá lugar el ejercicio mensual del dia ocho, consagrado al Mis¬ terio de la Inmaculada Concepción de
María.

.

;

Registro Civil

Nacimientos. Varones 2.—Hembras 0.—Total 2.
Matrimonios
Dia 3.—D. José Forteza Aguiló, viu¬ do. con D.a Catalina Forteza Pomar,
soltera.
Dia 7. — D. Bartolomé Deyá Canals, soltero, con D.a Margarita Ripoll Trias,
soltera.
Defunciones
Dia 30 Junio.—D. Antonio Coll Cas-
tañer, de 75 años, soltero, Can Fiol, (Son

para sus respectivas familias, que en
la Junta General ordinaria del finido
Mayo, se acordó por unanimidad que la
cuota correspondiente á este servicio seasatisfecha por semestres anticipados, ú¡
cuyo efecto los que en 3Í de Julio pró¬
jimo no la hayan hecho efectiva serán dados de baja en la lista de su respecti¬
vo módico.
Lo que se hace público para conoci¬
miento de los interesados. Sóller 28 Junio 1900.--P. A. déla
J. D., El Secretario, Salvador Elias.
JE!* <4.4*
La Junta de Gobierno, en uso de lasatribuciones que le confiere el art. 35? de los Estatutos, ha acordado el cobro del 39.° dividendo pasivo, ó sean dos pe¬ setas cincuenta céntimos por acción, que se hará efectivo en el domicilio so¬ cial, sito en la calle de Buen Año, n.° 6,-
durante los dias 15 al 25 del comento
mes, de diez á doce de la mañana.
Sóller 2 de Julio de 1900.—El Di¬
rector Gerente, F. Crespí Morell,.

searles acierto en el desempeño de su do las cosechas de hortalizas por las per¬ permiso para construir un edificio en una Alegre).

6 LITERATURA POPULAR MALLORQUINA
m
Rege ner ació .
A mitjaut sigie XIX la literatura popular esh tava ja mítx enterrada dins els canips de Ma¬ llorca. Eren ben coatades Ies persones qui sabessen lietgir la seua llengo y molt rares les qui la sabesseu escriure. ¡A tal punt havia arribat els nostro progres! Y no ’s extrany que mos haguessem fet taut envant. Recort haver rebuta ciianfc feya escola, una circular de la Junta Pro¬ vincial d’ Instrucció Pública, ab que me deva: El Maestro no se permitirá, hablar ni una sola pala¬ bra en mallorquín delante de sus discípulos. ¡Miran si hey anava ben encaminada la cosa perque tots fosseui iguals!
Pero Den que no volía que la llengo deis an¬ gela, si’s que parlen, desapareguós barreteada ab la castellana y que les contarelles y rondayes y gloses qui per espay de tants de sigíes morali¬ zaren y divertirán la sacie tat mallorquína desapareguessen per a sempre, va detenir la torrentada, feu desapareixer el nigulat y sor ti el sól ■del renaixament, perque ’s poguessen reenhir ele .restos de Pantiga literatura, sepultats dins les 'romes del avior, com se repleguen els morts y . ferits després d’una batalla aont ja no X possi ble identificar els cadavors, tant forta foach la des-
trossa.
De Santa Círga de Mauacor, Pany 69 sorti un atlotd mes viu qu’una centella y mes etxesovit qu’un rossíuyoi jove. Sos pares, catolichs

GLOSES Y CODOLftPES SQLLERI0UES
a carta cabal, li inspiraren els bons sentiuients de la Religió y d’ amor a la Patria; estudiant el
castellá deixá molt enrera a tots els seus com-
panys; ja gran, tota la seua cürótla era cFessé capellá, y sos pares P enviaren a ir el Seminará No dich rés del bou profit que li feren les lietres, com lio ha demostrad ab diferents escrits; pero al mateix temps s’ apassioná tant per . sa llengo mallorquína que fins y tot arriba a fer pro posit de no pedricar may en castellá a un auditori mailorquí.
Arribados les vacacions de Pany 78, em pro li¬ gué la tasca de recuhir rondayes, contarelles,
cansous y paraules arreconades per veyes; y a for§a de coratje, d4afany y de saerificis replegó tant de material, que n' ha iimplit y publica!, baíx (V el pseudonim de Jordi dc es flecó, un -ton* de Contorcí las, tres de Rondayes y encare li queda pasta per umplírné altres tants.
L‘6bra tV en Jordi d4 es Rícó, emperú es com
un gran monument pié d‘ inscripcions geroglífiques, de gran mérit, qui sensa teñir sa clan ó P historia de les costums deis austros- antepassats, se queden indescifrables. ¡8olamen! el lector qui sópió reproduhir una societat constituida deinunt la moral del Evangelio cP'iiu geni viu, d4 una imaginado cálenla, ab aficions á lo sobrenatural y un criteri judiciós per distiugir la ficció de la rea i i ta i , pút gosar de les belleses literaries y estetiques qir entranyen les rondayes. Totes ellos,apesar de les supersticious y passos iaipossibíes, que formen sf argumenta son una crítica d4 els
vicis, de P ignorancia y de la mateixa superstieió que reí nava y reina encarnare dins la riostra
sccietat.

POR 0. JOSÉ RULLAN PBBO.
Ninguna cP elíes eszita les passions; y aixú que totes hey folguen. Lo inverossimil de sc argu-
ment; Pagudesa ó torpesa d4els actors; el teixit d4 els incidents iuesperats, forman una trama qiP aumenta P interés tant com mes sc aproxima T desenlás, que may es sensacional: tot lo contrari de les novel-les dei dia. Totes aqüestes circuns¬
tancies contribuhíen a mantenir P auditor! ab
uua especie de complacencia riallera, quc esclaiia mes fórt cuaut mes trágiques eren Ies escenes y majors els apuros deis protagonistes. Les rondayes may produihen escando! ni rebaixaven els sentiments moráis del poblé, perque no emossionaven: íeyen riure y res pus. Com s4objecte principal ¿Paques! rana de literatura era passar el temps alegrenient, totliom procura va sóbreme cualque-
cúsa.
No cal parlar aquí de íes belleses de llenguat-
je, ni de la multitut de paraules qu4 havién deixai de viurer y han ressucitat: no nP he proposat fer una crítica, y si un paréntesis per cridar Patenció cPels meas lectors sobre P importancia del assunto qui mos ocupa.
Moni res que 4n Jordi d‘ es Recú espigóla va li¬ teratura mallorquína pcel plá y per la montanya, a ciutat, Pany 79:, s* alcá una colla de joves robusta, de talen! ó de bon cap, de cepa ma¬ llorquína, no contagiáis ab la pésta tercianosa; irritáis de quecs mailorqnins no sabessen lletgír la sena llengo, digueren, alto: aixú no va
més.
Vestiren una jova pajosa ác ignorancia, la feren
sortir a rút-lo, escometé a la gent y comencá a donar ventirn a tot-hom ah ana sal ática qui

4

SOLUÉÍt

PUBLICACIONES RECIBIDAS | pronta d’ en B. Frau. A Felanitx, á s’ im-

| DURANTE LA PRESENTE SEMANA

prenta d’ en B. Reus. A Lluchmayor,

I oarrer del Convent, 27.

Ss Pagés Mallorquín — Sumario del
ii.° 29:=La higuera de pala. El pro y

**!•
11 Colmenero Español.—Sumario del

-el contra del gorrión. XX. Las marras mkn. 102.—El humo en apicultura.—

- en las nuevas viñas. El corte de la al* Por qué las grandes colmenas son las

•' faifa. Nueva fórmula contra el míldiu.
—Utilidad del sulfato de hierro en la
agricultura. Otro remedio contra el oidium. El mses de Junio. La sarna en las ovejas. Medios de curarla. La des¬ trucción de los gorriones en la vecina república. Rondayes curtes. Es voltor y es buscaret. Variedades. Vestidos in¬ sumergibles. Destrucción do insectos. —Aprovechamiento de las aceitunas caí¬
das del árbol antes de la recolección.—

mejores para cosechar miel extraída.— De las picadas de abejas. Cómo desha¬ cerse de las obreras ponedoras. Dura¬ ción de la vida de las abejas. Descrip¬ ción de la abeja por un anciano indígena —Trabajos en el colmenar. Miscelánea. Correspondencia.—Precios corrientes.—
Anuncios.
Suscríbese: calles de Cervantes, n.° 1, y San Francisco, 2, Gracia-Barcelona.
¡1;

“Contra los tábanos y las moscas. In¬ La Agricultura Española.—Sumario

gerto del tomate sobre la patata. El | del n.0 44.—La distribución de los abo-

cloruro de potasa y el cáñamo. Falsifi- | nos fosfatados en el cultivo de la remo-

ción del café.

! lacha, por el Dr. Llórente. Hortalizas,

Punís de suseiipció: á Palma, á ses ! por D. Miguel Mayol. Viticultura uru-

. principáis llibreríes. A Manacor, á s*im- ! guaya, por F. R. Vidiella. Los abonos

químicos en horticultura, por L. Cró¬ nica: Una planta especial. La enseñan¬ za agrícola. El ministro de Agricultu¬ ra, por M. R. Sección de Consultas, por A, y M. M. Sección comercial.
Punto de suscripción: Plaza de Caje¬
ros, 6, Valencia.
**
La Energía Eléctrica. Bevisla gene¬
ral de electricidad y sus aplicaciones.—• Sumario del n.o 16 del 2.o año.—Progre¬ sos recientes de la industria eléctrica, por O. R. Empalmes de conductores eléctricos sin soldura. Congreso inter¬
nacional de electricidad de París. Cró¬
nica científica: Nuevo receptor telegráfico-telefónico impresor. Aparato tele¬ fónico ingenioso. Bocinas de madera para fonógrafos. Empleo de los acumu¬ ladores. Miscelánea. Telégrafos. Re¬ glamento de las relaciones que deben existir entre el ramo de Guerra y el Cuerpo de Telégrafos. Noticias. Co¬

rrespondencia particular. Sumario del
número 15.
Se suscribe en la calle de San Grego¬ rio, 41, principal derecha, Madrid.
*
Boletín Revista de la Cámara Agrí¬
cola Balear.—Sumario del n.° 5.° del 2.° año.—Crónica general. Concepto de los mataderos. Congreso Agrícola de Lé¬ rida. Obreros á la Exposición de París. —Proyecto de Asociación Agrícola en Valiadolid. Pérdidas que el labrador sufre sin fijarse en ellas. El Congreso Agrícola de Murcia y la viticultura y vinicultura. A proposit d’ auveyes, por Sen Perins. Una Sociedad de Crédito
Agrícola, por M. Datos y noticias: Cu¬ ración de la goma de los frutales. Un caballo de largas crines. Las culebras.
—Desinfección antifiloxérica de estacas
y barbados de vides americanas. Con¬
centración de mostos. Criadero de tru¬
fas. Mercados de Inca y Sineu.
Se suscribe en el domicilio de la Cá¬

mara Agrícola, Plaza de la Constitu¬ ción, 36.
* #$
Mallorca.—Sumario del n.o 60:—Ex-
posició del sistema científich luliá, por D. Salvador Bové, Pbro. Pendencias (continuación), por el Dr. D. Mateo Ge* labert, Pbro., catedrático de Teología Dogmática. Devant Deu (poesía), por D. D. Miguel Gayá y Bauzá, Pbro.— La ciencia de la vida (continuación), por
D. Antonio Frates. Miscelánea.
Apéndice.—Apuntes para un Vocabu¬ lario etimológico mallorquín, por D. Il¬ defonso Rullán, Pbro., Licenciado en Fi¬ losofía y Letras.
Se suscribe en Palma, calle de Palacio,
número 81.

RED METEOROLÓGICA DE CATALUÑA Y BALEARES
SERVICIO DE LA GRANJA EXPERIMENTAL DE BARCELONA— 1.- quincena de Junio.

OBSERVATORIO DE D. JOSÉ RULLAN PBRO.—GALLE DE SAN PEDRO.

OBSERVATORIO DEL FARO DE «PUNTA GROSSA»

BARÓMETRO
^

NUBES

VIENTO

IA
< Mariana
H-!
P

Ta rile

Cantidad

Clasifica¬ ción.

Oiré jción

Fue rza

cc§'

Bar. Ter. Bar. Ter. Mna Tele. Mna Tde. Mna Tile Mna Tile =1

TEMPERATURA PS ÍCRÓMETRO

^ ,

N

M Al sol.

Ala sombra

Man ana

Ta Me Observaciones

cS -Veix Min Máx Min Seco Húin. Seco Hííiii.

TEIIMÓ1V1ETR OS. MAÑANA

TA RDE

4nmÍTO

Atanísfera Pifio.

Termó¬

Termó¬

Anemó¬

Dias. Man ina, Máxi¬ Míni-

ma.

ma.

Ja Me.

metro del
Baró¬

Baró¬ metro

metro del
Baró¬

Baró¬ metro

Máxi¬ Míni¬ metro. Milí¬ metro. Milí¬

ma.

ma. Grados metros Grados metros

Dire cción

metro. n.° de vueltas

durante

jrdeT Mna.

M,a las
24 horas.

Tarde lilis,

Kvaporímet.

Observaciones

1 755 20 751 20 8 6 2 759 19 750 21 0 4 3 748 20 748 20 10 6 4 749 20 749 19 10 10 5 753 19 751 19 6 2 6 751 19 755 20 8 8 ? 755 20 755 20 6 4 8 756 20 757 20 4 0 9 756 20 757 20 0 0 10 755 20 755 21 4 4 11 755 20 756 20 0 4 12 7o5 20 756 20 6 4 13 756 20 756 20 2 6
14 762 20 759 22 2 2
15 760 22 761 09 0 2 ~7

N. N. N. E. 6 O. C. O. — 1 N. c. OE E. 2 N. N. N. N. 3
'
C. C. O. — 1 N. N. O. N. 1 C. C. — E. 0 c. o. N. N. 2 0. O. E. E. 2 c. c — N. 0 0. N. N. N. 2 N. C. E. N. 2 c. N. N. N. 1 c. C. — ' N. 0 0. C — N. 0

4 0 2 3’5 2 10'5 0 1 1 1 2
0
2 2 2 2 2

3-4 29 2-5 26 1‘0 26 0-6 21 3-4 21 2-0 26 3-5 26 4-5 29 4-5 28 4-0 28 4-5 28 4-3 28 4-0 31 5 Tí 31 5-0 32

11 24 14 24 14 21 13 20 13 22 11 23 13 24 12 24 12 25 11 25 14 25 15 25 15 27 14 27 14 28
VA

13 20'4 16’4 20*8 160 17 23'4 ÍO’O 22*0 18*8 14 19'4 17’4 20*8 17*8 15 17'0 14*0 17*0 16*0 15 20‘2 18'0 21*8 18*6 15 20’4 18*0 20*6 18*6 17 23'4 11'6 23'4 20*0 15 23'0 18*8 22'0 19*4 13 24’0 20’0 24*0 20*0 14 22'8 20'0 24*4 20*0 17 24'8 20’0 24*0 20*8 19 22’8 20’0 24*0 20*4 18 25'0 21'0 24*0 20'8 17 26'0 22*0 25'0 22*0
16 27'8 ! 22'0 26*0 2 l’O i I

1 28‘0 17*0 28*0 18*0 20*0 753*0 20*0 753*0 NE. NE. 11.419 c. c.

8*0

2 28-0 15*0 23*0 18*0 19*0 750*0 20*0 758*0 NE. NE. 17.149 c. c.

6*0

3 23‘0 15*0 23*0 16*0 19*0 745*0 19*0 745*0 O. NO. 12.417 Ll. c. 6 5*0

4 19-0 12*0 19*0 14*0 170 746*0 18*0 747*0 O. NO. 33.912 Ll. Ll. 34 7*0

5 23-0 13*0 24*0 19*0 20*0 752*0 18*0 757*0 NO. NO.

7.119 D. D.

6*0

6 24-0 16*0 23*0 18*0 19*0 756*0 20*© 756*0 O. O. 2.941 c. C.

7*0

/ 25‘0 16*0 27*0 20*0 21*0 756*0 22*0 756*0 O. O. 12.141 D. D.

6*0

8 27-0 16*0 25*0 19*0 21*0 758*0 21*0 758*0 O. O. 10.417 D. D.

8*0

9 25*0 16*0 27*0 16*0 21*0 758*0 22*0 758-0 NE. NE. 4.131 D. D.

9*0

10 27*0 16*0 27*0 21*0 21*0 757*0 23*0 756-0 O. O.

9.417 D. D.

9*0

11 r27*0 16*0 27*0 20*0 21*0 755*5 22*0 756*0 SO. SO. 7.141 D. D.

9*4

12 27*0 17*0 27*0 20*0 2 LO 756*5 23*0 757-0 NE. NE.

6.147 D. D.

9*0

13 28*0 18*0 26*0 21*0 22*0 759*0 22*0 760*0 NE. NE. 10.414 D. D.

9*5

14 28*0 18*0 29*0 23*0 22*0 763*0 24*0 762-0 NE. SO.

6.191 D. D.

9*0

15 29*0 17*0 27*0 22*0 23*0 763*0 24*0 762*0 O. O. 11.490 D. D.

10*0

NOTA.—El barómetro sé halla, en Sóller, á 52'53 metros, y en «La Punta G-rossa», á !()1'620 metros, sobre el nivel del mar. Las horas de observación, á las 9 de la mañana y á las 3 de la tarde.--Ln la casilla de la fuerza de los vientos, el 0 indica .calma, lashojas vsstán inmóviles: 1, débil, mueve ligeramente las hojas: 2, moderarlo, agita las hojas y pequeñas ramas: 3, bastante fuerte, agita las ramas gruesas de los árboles: 4, fuerte, dobla las ramas gruesas y los troncos de pequeño diámetro: 5, violento, sacude violentamente los» árboles, rompe las pequeñas ramas: 6, huracán, derriba tejados y chimeneas, arranca los árboles.—La cantidad de las nubes se expresa en décimas de cielo cubierto, basta 10 que significa cubierto. La clasificación por O que significa Cirros; K Cúmulos; S, Stratos; xí
-Nimbos; GK, Cirrccúmulos.

Los HEEncios que se inserten en esta sección pagirán.- ITnsta tres injer cienes á í&zón do 0‘0f> pesetas la linea; hasta tinco inserciones a tazón de 0‘03 pesetas, y de cinco en adelante á rfc-A-in de 0‘01 pesetas.
El valor mínimo de un anuncio, sea cual fuere el número de lineas de que se componga, sera de 0‘iiQ pesetas.
Las líneas, de cualquiera tipo sea la letra, y los grabados, se conta•íán por tipos del cuerpo 12 y el áucho será el de uña columna ordina¬ ria del periódico.

nuncios

Los anuncios mortuorios por una sola vez pagarán.- Del ancho <? e
una columna 1‘50 ptas., del de dos 3 ptas., y así en igual proporcióon. En la tercera plana los precios son dobles, y triples en la segunda. Los comunicados y anuncios oficiales pagarán á razón de 0‘05 pese¬
tas y los reclamos á razón de 0‘10 ptas. la línea del tipo en que se compongan, siendo menor del cuerpo 12, y de éste si es mayor.

Los snscriptores disfrutaran una rebaja de un SS pe*

ciento

.

8& &i>iHMi95Biiii3iaSiijiSBiiSS|SñH|sS<iéSK39ieaSíij«B«SSii&SesaSgSiiSsBiÑSiÑSee3»ÑasSiS«sSS5iS¡SiSiiB5EñSiSSSáSSSÍ5SSSS8SSME5
K»8K82588858888g5S5B2ü88SSS38S285S»Sg§?8gIS882S582S§5gK58gS§!§§8SgKSgSSSÍ«S2Silí!¿SSS3S8§§8S5S5S§Í38S5gSig¡
■»a8B5BB»BgaBS(BBaBíti3Ba3nftia5i«HttSiOKBHi«aKBBas<»-¿ttz^ej!ssiei'5í;i£iyií'G£ii&v.í»aí-»*<:;:.vf2'i2>^fe1iSfcs'Aatrüía£=«ar'.!aiai:iíi.-ííBS3fcíi»Es»ís:;aí‘«KcisaB5i*?!aRn^a«BfiS3anKC9!a

BSBHB3BB»a5BoaSMBBaB3BaBBSa!»BBa65r’iüaB2ESB£aEv3MKÉ»áG(aB5SB!E5BH;üzie«B«auKr.S'B«SiiK5aB«,(£5&«í*¡aíSs?35?SiKiíiRK£¡3:jH«2!‘cfi*ffai»2:as5»?=.»Hs»s-:sóí(a3Bi®sfca2»ísea¿s;&5;:si;íBRea?«3HVí,i.0WB£ts«BBs»a3B£n3aK¿eíisff£stxEn3sBnszBátif2SK2í:a*aa&5!eíl&i»a*«B9B5iy5i*J2sS*M3aaEa«E:;:íisg:Br4zaa«eaE:Biaa»a»

lSSí!Há’EaBSBaS4gS'aaSHSSWH5i¡SsSaSIR2SDstíaC0EaBB2M4,sKKá2nSiaaSaR9®Ra.S«KaSHKSH*'3;?EHa¿^o?a«S&ií5«3¡aac-Ej5r!ar5as2r»f:iseíaa«Hs;'i:KS.«r;s3íWeaS!5tóíjf£í!SBS5,«i's-s*,,?£aSq:a?Ef:cíaAS!«:-xií‘a«iaíí5»ia:h*sfaiÉKi'':;’KH:3E*;a-sií'a;SBaKÍsSiüaBJ«tMí*l:*9®,í,Maíaa58o:sf,ciaSfta:2í3iíií*a3S«K:«ielcíj!é34;í<Ct2íí3tS«íSí!4SaJWÉaSlct-®s¿ís2:;c!3yKa-a:,?RsísaM'aQ«;!Ki,'i5S9f£2ti.®s-Isu'-E’a®íSioeÍe!sH5t!:aE:a*WsB««f!fOíR,aSs*Kallí«w:*aK;«f5afe,KKlGRÉ*«5aBBrSaS2'aBgS^gsai£!®iil=g«íE®aa^®s^E:*aSí*«»3aíjasBiHocaaíO:MaBRaK!Ja

‘5B«aC»aB«B«Hta32Oa3BBBSHBtíSfiJie«M»«í£S«3K£ftSiíiI^-.atffcaBflfiSfiaíK£«aÉL&’0BEJe!£Ui¿a3a*3«E®aaH£BGffiafcettMKS»ttadltf»BfcaSia!frSBÍsigHa!fctt*S'«»8í!S:S£83

■B■agBBBSagHSBBnS-BnBaSBsSS\_

*BBr-x:5SSSHS«BB! P'335?saHS»aw KacíKifíflanawHM feS2S:.íí<í3HSBÍ!eíSB

- BMKBBE>93&Hiiea

OQBSSffiSHSrcErB ■BBBESQSBififiEV

EBBHfliaSBNBtB»

■«■acMBBBKetn!» BDQBaBBSa'BRD

MB»ta&Ei5ia*íaen

BBEaKSüÜSaSRE

IÍKHB3B£RBeaE;&

QRR«OWBKaasa

SBRfDfBZaCBt'EgdjMftSXSBfAiTaOS

HB®»*SKaRBaa seííaaiffiBiaficsaa

SCKrKCRSflGHKbS

sfíoaaaMfasaaoKa

U£;aia«u»a(fcí3B5f

; BtfffBB&KatSattfií

tóKSfa-yaí!HKEi5H

tDtfsrtavaBBKsaa

r3¡B£baB3K¡£Ck2 í¿CS»*3t?&¡H¡íí2í¿EJ

G»SBá.‘aeasBng
EÍ2SKM2?!l2«aSK«

fsRjjagmffffsKnsB

'KiCffSBftxBXieSÜ

«tsaiüyeHaasK BSflft*««5assan

p»«asaEScsBH 6»aB»*R«3aiciB

: BUtsKttc&Bsaesrs

bt-HB5!£HKebK!Z

'fSHSSSHSgS BSBSBBlEEsnsXB
■ EGtBGKRgBBrffa

EPCfaiS'SSVISZSaíB
to»*»*»KH55W5»

■B&VfcK&ussIcaai

■as&tfSifaSüak-x nea-B «Batí a *»«&!*;

MtíR»*AaMílBS5V5i? B-.&r»E?Eeo»eE*a

rítf»a»CR«aEí!B

Ba;£b.S2-EKÍ'$yst BBKKSSBQteB»-»

uo.s:a»iK»SRS!SR XKflBStie&aBBBR

MJRaK«LíB«G531Sí»

as* ««ara es ssss»

se h a t> ü u>a ttKsree'®ai6^fié<3!
la?iSHnvaD:Kax ^Pit6aaieBa®B««
&cftutsawaa!Ei?Qs RSSBBaaBaaBCH) 'SBSaZfüP.SIBtKBSS pacaáxrfectccM.ni fca-.tstÉaEHüüB* aiasBKBiísaraaa (tCffiOaSSBBíZRE BBtnQll SCaiS BQB «SBasuteMiceBa KBBBfiiSaBStSQa xaaaastsaesBB saaKnsuaainBa
pBBKK&BBBaCBB
BBBBKBBBBBBB Bsaneasasisita K«LiaaEEiaaE?EH BazsaBüB2KMsa CBBRCSaaaBBB K.fflaíaacsBsisaa
-SSSgslillsS
RSBflHBKS3B%a
RKBK¡»SS339ffEt¡a BBBBBaBUlBSaB
iBKBRBaaaBBB É5KBaa»aBBB«8
IBffHKMgBSBga
B-~pSKEnKMíWsíBEP.
tUtBSSiCBKgKea BÍHBBaseOÜSIERH
KKEaBB&KHSBR ^!ema»Kaaics«Ba JvrSíBSKBCKBQSl BKErBBSBSEEBB BCBBEBQasiaa BKBfKBtSKB&SfríS BCBOHI'KKBSS'K ettftBBeaxttUB» pmiaasaasBues fcCK(«aKCBG£8!¿
■EBHaasBsnsRi
KasnBBBaiQOiKa

ViUDA DE D. BERNARDO OLIVER

FALLECIO EL DIA QO JUNIO, Á LA EDAD DE

ANOS,

(DESPUÉS DE KECÍIBIR LOS SANTOS SACRAMENTOS)

( E, P. D. )

SUS AFLIGIDOS HIJOS,

K-srütóstasíHWfcaift RCK-aBfWtaisai?^™ K&BStaSBBBiSSSB NswiaüigEíiHcas HflffiaaHsctí-íras
KKE»ia«SaKtf«3a RBHB9BEBaiCaR «:es:G]ZS3Eaaa»a r.s«iBüffaE9SK8a t?*i.i?*aat2a3aj2Ka aasExaxxBUiüffwsi
isaawv*¿a!í.i[3!?fiCT T5RRWat!’Baot5Í®0 mnaaaEicraiissKn
W&6H arcosa sueca
rk cabreas a?isas KRansusMBa bKKK'JlilúBIJ.’ScíiSa B»aaa«M«¿sRao NKSHb Ü'ttBSIS»» KMaisaHK-'HiBais.Ea
éisLaaasfiííMBPi KiA«'ifBBKSSR8MI cw-cawiCRa^»»» Ea«»K!0HB«ilC = W BncsaaffiKa-sapes QB»'3BBa3,a5:>i!3 KwsaaaEsasss»
pcaaaaaaaaftíitB tüüt2M5fi2E3aaasB
S8SSRB3BB
fcKfetiRsiBrsytsas sfKSHS-aaíSit^tta
■'Btttf «®b fe>a.*8««fia
E»es<^¿:así«wsBi B£G*»S?!aaR¡IlB Kf,íers:3aPíañP»o Ks?itórta»«a-3¿’-«ici! UMPiRSfiiautíeEísa ctMESíüiiwiaawsja fcyisiai5®!íaa£i*ñJB

B£»3QIS7SeiK»BB aCBBRBSKBSetn VBSBBBBSBBRCt ■IHHUBiliaS BKSaaBBBBBBIB «saEuaaaQBKK'-Jí ««fcwnt3as¡Hrsa&?n «BSBBHBBHCGI!
IRBBBISaeSRS asaoBsarasBas SBBIBIRMBBM U»EHUHB<a«fcr!Rfó BSBBgBBBSHK» «BttCRKS-rSK&Sa
«»»»«& &» sera» a»**iBC»&Sí&asS ansaBSCiteaiss ♦ir. ü UB»aa»R»EK!Sa URBC?P6e£iSKB ftí^SC-KeSWKBEB'. »í»8BKJí0«e3n» n»s8acRsc:a;»EB «»ÉtsB5KHae.ca
Sí-SBSSBEsa&M £*£ B B K5B ■ SBHEB
rxSSIiS&QBU&Sfi
B»#ISRr*«S!5»BíB B&ftQBanuieifisv

hija, hijo é hija políticos, nietos, sobrinos y demás parientes,
Participan á sus amigos y conoci¬ dos esta infausta nueva, y les ruegan tengan á la finada presente en sus ora¬

Kstfíacsstiscauu KnMSü^BSiiSBSjíta lfe3SPB»5«H»SS8»B »&6sSifi«S®3iiüa»
tóWfiB'ftWffiraaiissa KawetaaisasKas* utbSfítóíisianraatj siseKKagümHSia «¿aanvusacftffays p#Baso»ocmfCtts BEaiíaü2BiaaEffl
aRSKBBBIBBSBSBí »fíS»0[IGI3MaKa BRíEfaaWSiürtBXB i BKaB'fiXBBBBQ9 ! K£f«H-i/ÍUMdlrtH» 1 BBBB tfteKttSBBBH ! tcaüsanttoaawRo i ^JI&MBRCtd'TlRaai I Wc?aMi<be»ísaai3i£m ,
EüusiraBtsacrsaa !
the-saaBHBSjaao i B»Ka»BBBiHI2»B i srKStRUJBKM’ayaja KKasaüOBíMwaü B-iÉínaafíwasKCtiw : K¡CKS*OBB?lSSSB i H3c:»^aa>wanra i c«*ksaffif3áíapBB

atKMBBBBBBBa
SJHada¡nHrrBkjRisK«isasuuaiB«Sa
\_

ciones.

033sestcaenBH Bf3WWE3EBd¡SKttP:ss

iBRKHBBRBItn

BaHcccasmgfimR

BBaa*BB2BKBa

nKRssBB&sKxaa

nípn|u|i
■»»■■■■*■«»■

E>auȃ*aui3arisH

RBIMBIMIM
SKHara*BHBK»H IUIHHHR IB8BRKBSSSR ■RBBBSaBBIEBBR ÜDCRnaSOBKBO

El Excmo. ó limo. Sr. Obispo de esta Diócesis se ha dig¬ nado conceder 40 días de indulgencia por cada misa, comu¬

Qisnas'isBBaaBw
KSBMeasaasBKB CSItSiSHtólbUSKüíXti KUClSMtSUÍ-ffiWEBrj!/.»

■BB&eBBBhjRnaM BBCEBinRItKHSK fvs-eesssBSBKffi

nión ó parte de Rosario que se ofrezcan en sufragio del alma

UBlúQISSElXUififZBX »5£3aKE89a»S»S c ffiBiiejewiiMBBttd)

fcw06®aBtSB«jEW

de la finada.

&X3SC 2«4tOSKW« EKaa'¿Hrsa-ü3?j» Bi£r»S^nKBW««td

6;5R:CSilK55»«:5ias

fcXT¿K«ait!?5í5HB!a

iKtSHaeKsaeiB

KaCÍ2lSaMSRtJ*eiM la * »'J£ a a ss r¿ .3 r%a »

KaK«BKBBKBBB

RKnBBBBifaBBM

BR-aBtfHaHHasB£«ggfta:t5!iJB*;»3*B3íSs:tsa!*ttKS*fflGE*KsesfiRtt*a*»B2;*Bcsse::e»tt22'í!.SE«-ssf.ítfct¿,-o&fe5ff:m'.\_\_. caBESBHSia ..

-:£í.í»S!BSBie;a*asu

?5£!^HS55,SKS5C,'íS5Sailfat:¡12“,*asa,tt¿i*3;S3ia'3e!í,w;y2:'a!fe,::^!BW»'::BI**i:íS-BrGíífí2‘lia®:íat¿:Sü'tíB2aíiií:i2,s‘'*ís®eEíSí*»a!aiiaRi»abtíHsi»aK»éswa;i<;BK»as®sz»«w*3H«Kiiía»»

*a.»eB«fc»,rKsiaBcnBo®a®»EaBfflF,'iycB:ai«sK*it5*BKS»af«^;í-iiií;i5íc.iiaw®5:iPT^Kgtóa»£.*eí»iiÉCPieN!53;af«:aa-!is.Gí;aiBaK:aa£-s>í«ai«&;BeEass5a-«;3¡«t;3*aBseKa*‘3}Stffi»'is«U!B E25S5?!í£2®BB:H,BB®Sla:E®Sx,**!ac,,s<5aiBíí',arísaF55!:!0,9a!:,KKt;:®f3r;?*!ílíz«Z3a:*,::!C!*,?ríE5í:sa:5>5ÍS*f’ií¡,íañaS!ir‘{:íSHa««2BSSisac«^aaaaiuia!aisr5asiaR4íieíst2HM;íiHe!3533ST3naai 22255255E5®tií£?5a23aaaa::3C,paa,Kí'’‘fpKS*í®!*;a0issGc:í£aKitB;tatt;a^'í5<;íWMS3a:EIRaa',í,c,*arsiüí3“sariJ:3^®B23,8ísc!ft>a2a:!3:jiS!a3M5ttír.!3an5.i<»aKaaiaiB?ií»ai5KKH2SB7fBaw fStIíÍtftK,ff?iaMB2RBV*5BXK?KKK2fIC5t3a®!«¿S^0iSS»5BRC“22WBSt2R2?f9l2II*l ®!H?<®®®si*®***Ka,W®w®ao2«a®»®as3®'»WBíBitsíuaasas«a«adKtín(íKS«3e>ai3rK«fBii3Mi«HsíM4«AB!Cií¡«KBa8ftSa2B£!B4iaa*aeBf!fa«Ko.«^ei£arBtaa«is5iB33«**a3iiC«ij*ttaB»irB¡QaitsfSHjBaaiaf5siawaa»o«aisBif3lf»i5íititaCw»aaai8»aas.}if5iBW¡»»a*f'w«1f£áaaSíau.táaStueatat:a5»aWili#««t*»i5iSKwt’íHaíaí9y«c*BMíBsfaa ft*t3to itiBiKsía*BBaa
Sl*«Sa«ttHOaÉRí9BKÍS$EO
BHHeJdKtíBBCiSKKtCtíl*

jpm ío mini
Ciftijiisio - l^entista

Dentaduras completas, desde 16
duros.
Dientes, desde 4 pesetas, ase¬ gurando dichas piezas para la mas¬ ticación y pronunciación.
Orificaciones, empastes y estrae-
ciones sin dolor.
Pelaires, n.° 102.—PALMA.

CD

CD ca

a

cá

o

cd o

c3

cd

S3 r&
rH

a

-rH

&

cr<

eco

CD

©

cd
!> ©
mW

O

$ © Ih

cd

Ps

O ceT

O

CD T3 cd T3

Z
'
<->

I
zl

cd
8

O
co

cd C-M o ©

nD S Pl

-d ¡2h
cd w
rH
cd
<¡

o ^

S§ °

cid

8o

^ ©

co O cd ©I

r3 PD £3 CD

cd

cd •rH

m

epí O ©

o

LA' SOLLERENSE
DE
j$mm coTiTb
k ? PORT-BOU (Frontera íranco-espailok)

Aduanas, transportes, comisión, consignación y tránsito

Agencia especial para el trasbordo y reexpedición de narantas, frutas frescas y pescado?
Se alquila una casa có¬

Se desea vender una

moda y bien situada, denominada
yfevvcl v üi-iLivyi. oiv mía aOan Gabriel.,,

casa-almacén, calle de la Victoria mesa escritorio, grande, de caoba, Para más informes, dirigirse á

n.0 36.

con pupitres.

D. Benito Ripoll, (Panaré), que

En esta imprenta darán razón.

Darán razón en esta imprenta. vive inmediato á dicha finca.

SERVICIO DECENAL
ENTRE
por el magnifico y veloz vapor
oalidas.de Sóller para Barcelona: los dias 10, 20 y último de cada mes. Salidas de Barcelona para Gette: los dias 1, 11 y 21 de id. id. Salidas de Cette para Barcelona: los dias 5, 15 y 25 de id. id. Salidas de Barcelona para Sóller: los dias 6, 16 y 26 de id. id.
CONSIGNATARIOS:-EN SÓLLER.—D. Guillermo Bernat, calle
del Príncipe n.° 24.—EN BARCELONA.—Señores Rosich Caries y CompA Paseo de la Aduana, 25.—EN CETTE.—D. Guillermo Co-
lom, Quai Commandant Samary-5. NOTA.—Siempre que el día de salida de Cette, según el presente itinerario,
corresponda al sábado ó día anterior á uno festivo, la retrasará el vapor veinte y cuatro horas y saldrá el domingo ó día festivo que sea, á la misma hora.

DOÑA MARÍA MORELL

VIUDA DE ENSEÑAT

<

FALLECIÓ EL DÍA 10 DE JULIO DE 1898

^

i!» i. p.

;

Todas las misas que se celebren el día 10 del corriente,. < en el altar del Sagrado Corazón de Jesús, en la iglesia pa- 1 iToquial de esta villa, desde las 4 y media hasta las 8 y me- ,-J dia de dicho día, serán aplicadas por el eterno descanso del ^

alma de dicha señora.

<

Sus hijos y nietos suplican a sus amigos la encomienden a Dios.

^

j£+ + *^t + + + + + tt^ + + **********:*::*L*Jfc:*1*::*L:*L:***:**:**********-*^

SOLLER.—Imp. de «La Sinceridadj