XV.--2A EPOCA.—NUM. 682
XV.--2A EPOCA.—NUM. 682

SÁBADO 28 DÉ ABRIL DE

n $ ;wÉé

'

fawjb ' tumi' t-K] pi

pWM; A ifSt ir^aM

Í?5 i’iii\\:¡Oí

i

■

OV Sil i i;.' ¡1U

v ■•> ;Júí' ,"ú<) p ,
'

ífl ffitfíltttffe ¿m;?*

SEMANARIO INDEPENDIENTE

■ ■■■

■

PUNTOS DE SUSCRIPCIÓN:

—-
1

Sóller: Administración.
Francia: D. Guillermo Colom—Quai Commandant Samary-5-Cette (Herault.) j Antillas: D. Guillermo Marqués—Calle de Pizarro, Arecibo, (Pto.-ltico.)
MÉJICO: D. Damian Canals—Constitución-19-San Juan Bautista (Tabasco.)

FUNDADOR Y DIRECTOR-PROPIETARIO: f

REDACCIÓN Y ADMINISTRACIÓN:

luán Marqués y Arbona.

i Calle de Saa Bartolomé n.° 17

SÓLLER (Baleares.)

PRECIOS DE SUSCRIPCIÓN:
Ebpaíía: 0’50 pesetas al mes. \\
Francia- 075 francos id. id. (PAGO ADELANTADO América: 0’20 pesos id. id.) Números sueltos—0’ 10 pesetas. Id. atrasados 0’20 pesetas.

La Redacción únicamente se haoe solidaria de los escritos que se publiquen sin firma, seudónimo, inicial, ó signo determinado. De los que tal lleven, seráD responsables sus autores.

Sección Literaria
LAS PERDICES
Fué uno de tantos, víctima de los dar¬ dos de Cupido.
La creyó capaz de hacer la felicidad de un hombre inofensivo y don Amadeo no lo pensó más.
«Con la misma facilidad con que se
bebe un vaso de agua—-decía él—me casé yo. Cierto que el vaso de agua me resultó lo mismo que si lo hubiera to¬ mado á media digestión de una comida de langostinos, pero ¡qué quieren uste¬
des! las ve uno tan activas, tan atracti¬
vas y tan aperitivas... que por toda cura de extravíos, busca uno un cura y dos padrinos que, en todo caso, puedan dar
tesmonio de la barbaridad»
Ella era hija de un ricacho de Castilla, que en su vida habla salido más allá de
los horizontes de Ríoseco. Comenzó las delicias de la luna de
miel, empezando por mostrarse hacen¬ dosa, para terminar por ser el refina¬ miento de la tacañería, tanto, que al decir de don Amadeo, que no había te¬
nido fruto de bendición con su costilla...
—¡Hasta la economía entraba en la des¬
cendencia!
Antes que doña Virtudes gastase cin¬ co céntimos, formaba mil cálculos aho¬ rrativos y consentía que hicieran un au¬ to de fe con su personalidad, primero que gastar el importe de dos pesetas.
—Pero, Virtudes, ¿para quién lo aho¬ rramos si no tenemos quien lleve nues¬ tro apellido?
—¡Para vivir independientes, que la vida es larga!
—¿Y si nos morimos antes? —¡Para aplicarlo en sufragio de nues¬
tras almas!
—¡Pero, hija mía! En tanto, ¿qué se hace del cuerpo?
—El cuerpo se amolda á lo que se le
acostumbra.
—¿Te parece bien que un hombre co¬ mo yo, robusto y fuerte como un roble,
se acueste con un chocolate?
—¡Te quejas dé vicio, Amadeo! Tú no
tienes en cuenta que en casa se gasta
chocolate de á peseta el kilo, y, como clase superior, alimenta tanto como dos
libras de solomillo.
—Bueno, pues tráeme solomillo y quédate tú con esa cola de carpintero.
Y al igual, lector amigo, del chocola¬ te, todo era superior lo que en aquella casa se comía, se bebía y se ardía. ¡Por arder, hasta el humor del buen don
Amadeo!
En aquel hogar, mansión de la ava-

ricia, no entraba modista, ni sastre, ni
nadie que pudiera exigir una retribu¬ ción por su trabajo.
Doña Virtudes lo hacía todo. ¡Oh, las mujeres hacendosas! Confeccionaba á su marido las americanas y los pantalones,
con una facilidad asombrosa. El proce¬
dimiento era de suyo sencillo. Cortaba el paño en dos porciones exac¬
tamente iguales. Hacía con ellas dos fundas de almohada, las unía por uno de sus extremos, dejaba una abertura en la parte anterior, ponía los botones correspondientes, cada uno de su mues¬ tra y calidad, y ahí están unos panta¬
lones.
¡Puestos en el pobre de don Amadeo, parecían unos zaragüelles valencianos!
Las americanas de doña Virtudes te¬
nían la virtud de ser cortas como un
marsellés, pero así quedaban más airo¬
sas, al decir de su autora.
¡Esta situación era insoportable é in¬ sostenible! don Amadeo, antes que ofre¬
cer á sus convecinos el escándelo de una
separación matrimonial, aguantaba los pantalones cilindricos y las americanas airosas; pero en lo que se refería al es¬ tómago... no transigía.
Decidióse nuestro hombre á levantar
el ayuno, y aguzando el ingenio des¬ pués de muchas cavilaciones, dió al fin con la solución del enigma. Hizo sottovoce los preparativos consiguientes, y valido de una escopeta de pistón que
había en el desván de la casa y que per¬
teneció al padre de Virtudes, una maña¬ na se presentó ante ésta, diciendo, con aire decidido, que se iba de caza.
—¿De caza tú? —Sí, mujer. ¿Qué te espanta? —¿Y esa escopeta, cómo la has adqui¬
rido?
—No te apures, nada me cuesta. Era de tu padre y ya ves, no puede salirme por menos precio...
—Pero, Amadeo, ¿y las municiones? —Verás, mujer, lo que he pensado. El boticario me proporciona pólvora y pis¬ tones, y con regalarle alguna pieza de las que mate, en paz y agradecido. Com¬ prenderás que este sistema es tan eco¬ nómico, como la adquisición de la esco¬ peta. —¡Allá veremos si no hay despiltarros! —Ninguno;—y dicho esto, antes de que su mujer pudiera entrar en más de¬ talles objetivos, don Amadeo dió media vuelta y marchóse precipitado y ufano, dispuesto á no dejar viva una perdiz en diez leguas á la redonda. La primera salida fué más feliz que la célebre primera salida del caballero un¬
dante.
Llegó la noche y don Amadeo regresó

á su casa como paladín victorioso, des¬
pués de derrotar al enemigo y mostrar
su esfuerzo, trayendo por botín de la jornada, tres perdices como tres pavos.
—¡Ahí tienes cuanto yo sé hacer!—de¬
cía á su cara mitad.—Pieza que apunto, pieza que mato; y puesto que de hoy en adelante sobrará en esta casa perdices, hazme el favor de suprimir el chocolate superior y ponme perdices por activa y perdices por pasiva, ¡que por ellas deli¬ ro y trabajo y sudo! . Doña Virtudes, espíritu de la avaricia, aceptó gustosa la proposición, por hallar en la misma indudable ventaja, y á con¬ tar desde aquel día memorable, conti¬ nuó, sí, la confección del vestuario bajo el procedimiento consabido, pero al me¬ nos no pagaba el estómago debilidades del espíritu. Don Amadeo fué reconoci¬ do como uno de los primeros tiradores, y su fama fué tanta, que le valió el so¬ brenombre de «El Cazador», título que él apreciaba más que un título nobi¬
liario.
Así transcurrieron algunos años, y continuaron las expediciones de caza; pero un día ya no cazó don Amadeo, si¬ no que le cazó á él una pulmonía, y des¬
pués de otorgar su última disposición testamentaria y encomendar su alma al Todopoderoso, se fué al otro mundo.
Como su fama de rico era tan grande como su fama de cazador, y su fama de económico mayor que las dos primeras,
todos sus convecinos estaban ansiosos
de saber en qué forma habría dejado sus
intereses. Con las formalidades de ritual se abrió
el testamento, y figúrese el lector el asombro de doña Virtudes cuando oyó por el notario la lectura de la siguiente
cláusula:
«Quiero que sean pagadas todas mis deudas y más especialmente la que ten¬ go contraída con el tío Román, guarda y cazador de oficio, al que serán satisfe¬ chas 1,820 pesetas, importe de todas las perdices que le he comprado desde que dejé de tomar el chocolate superior.»
Julio de las Cuevas.
Sección Científica
ü REGENERACION DE LOS ORGANOS
Todo cambia y todo se modifica en la vida: hasta nuestros órganos están en un perpetuo cambio; pero estas trans¬ formaciones son generalmente poco perceptibles á nuestros sentidos. Es pre¬ ciso, para que aceptemos firmemente la

posibilidad d® semejantes casos, la ex¬ posición de experiencias concluyentes.
La más conocida de las regeneracio¬
nes de los órganos es la de los huesos, descubierta por Duhamel, estudiada por Heine y Flourens y aplicada á la prácti¬ ca quirúrgica por Larghi y por Ollier. Los notables trabajos del cirujano lionés han puesto fuera de duda los puntos siguientes: Si se extirpa un hueso con

las principales conclusiones de ün estu¬ dio de los más interesantes, consagrado! á estas importantes cuestiones por
M. Paul Carnot.
En el estado fisiológico, los órganos y los tejidos están en perpetúa renovación,y cada celdilla es, una después de otra,reemplazada por una nueva de la misma forma y de la misma naturaleza. En
ciertas circunstancias el proceso se exa¬

su perioste, no se regenera; pero si se extirpa dejando el perioste en plaza, la regeneración se verifica. Ahora bien; si se raspa la eapa interna del perioste conservado, la regeneración no vuelve á hacerse. Haciendo la experiencia inver¬

gera y se pueden observar todos los grados, desde la simple cicatrización hasta la refección total del organismo, á costa de un fragmento insignifi¬
cante.
Si se investiga para averiguar las

sa, se comprueba que si se transplanta el perioste ó si se ingertan á distancia las celdillas osteógenas, se crea el tejido óseo en un sitio que normalmente no lo
tiene.

leyes del fenómeno, se ve que á menudo los órganos se regeneran por el mismo
mecanismo de su desenvolvimiento y recorren de nuevo de una manera más
ó menos completa las mismas etapas.

Bajo el punto de vista práctico, á lo

De una manera general dos grandes

que se recurre es á la resección subpe- leyes presiden las regeneraciones de los

riostal regular; en el curso de una ope¬ ración en la que se ha de extirpar com¬ pletamente el hueso se conserva la tota¬

órganos: la restitución de la forma y lá
de la función. O bien la conservación dé
la función exige la de la forma, y en'

lidad de la grasa perióstica. Obtiénese este caso la forma está regenerada, O

una masa ósea nueva que tiene sensi¬ bien la conservación de la función es

blemente la forma y la dimensión de la independiente de la conservación mor¬

antigua. Este método quirúrgico ha en¬ fológica, y en este caso sucede casi siem¬

trado en la práctica corriente, y es apli¬ pre que la forma no es conservada dé

cado en un gran número de operaciones una manera perfecta y que la regenera¬

de cirugía ósea para tuberculosis, os- ción local hace plaza á fenómenos dé

teites y osteomielites.

hiperplasía difusa, capaces de asegurar

En ciertos casos, á fin de mantener al la restitución funcional.

perioste la forma del hueso primitivo se Por otra parte, lo mismo ocúrra cotí

la ataca de gasa esterilizada, saloleada las regeneraciones patológicas que tien¬

ó iodofórmada. Este procedimiento ex¬ den á reparar las lesiones generalizadas

cita la capa osteógena del perioste y ó múltiples, y para las cuales se trata,

ayuda la proliferación de las celdillas sobre todo, de regeneraciones hiperp!á-~

generatrices.

sicas difusas.

Pero hay otras partes del caerpo, ade¬ La importancia de estas regeneracio¬

más del sistema óseo, que se pueden re¬ nes es tanto más grande cuanto qué

generar. Aun el cerebro sufre- esta ley, ellas conducen á la restitución funcio¬

aunque de una manera completamente nal, y son las únicas capaces de asegu¬

excepcional.

rar la curación de diversas enfermedades'

Hay casos que no parecen dejar lugar
á dudas. Uno de los más notables es el
de Voit, publicado en 1868. Trátase de
un palomo que había sufrido la abla¬ ción de los hemisferios y que recuperó el conjunto de sus funciones cerebrales, salvo la posibilidad de tomar por sí mis¬ mo los alimentos. Cinco meses después de la operación se sacrificó al animal; se
encontró una masa blanca continuán¬

que acarrean la pérdida definitiva de tal
ó de cual celdilla.
Buscar las leyes de la regeneración dé manera que los procesos puedan ser provocados, constituye, pues, no sola¬ mente uno de los problemas más atra¬ yentes de la biología, sino tal vez uno'
de los métodos más racionales de la te¬
rapéutica, puesto que se puede abrigar
también la esperanza de llegar á reem¬

dose con los pedúnculos cerebrales in¬ tactos. Se reproducía la forma de dos hemisferios, separados por un septun, y,
en el interior de cada uno se observaba

plazar un órgano decaído por un órga¬ no nuevo, curando así las enfermeda¬
des causadas por insuficiencias funcio¬
nales.-

una cavidad llena de líquido. La masa, examinada por Voit y Kollman, presen¬ taba en todas sus partes fibras primiti¬

Doctor P. Lasource.

vas perfectas de doble contorno y celdi¬ llas ganglionares manifiestas. Citaremos

——«r

(!) FOljUSTfiST.
EL QUE NACE PARA OCHAVO.,.
i
En el sofoco de una tarde de verano,
el estallido de un chaparrón convertido en agua fresca y en detonaciones de pe¬ tardo había tornado primaveral el Paseo de Gracia, limpios los árboles de su polvo, regado él suelo, el aire húmedo, tan bueno de respirar como á orillas de
un rio. Lo alto de las casas se ilumina¬
ba de color de rosa á los rayos del sol poniente, que esparcía sobre los crista¬
les carambolas de luz dorada. Los tran¬ vías rodaban como nuevos. En las ace¬ ras de los cafés, señoras y caballeros
reían por todo lo alto ante las copas de los helados. En ios pasos laterales, entre los árboles que casi olian á campo, un vocerío loco de gorriones y de niños. Eigual uecesidadrie gritar como ellos y
de retozar con ello sentía en un interior
Emilio Delgado, al salir del rincón del escritorio en que le tenía recluido todo el dia su cualidad de empleado en la fá¬
brica de cristales de Mariscal..
—¡.Que buen tiempo para pasear liará

esta noche!—reflexionó Emilio, liando
con voluptuosidad un cigarrillo en su
ligera camisa de papel.—Julia va á po¬ nerse muy contenta. Iremos á dar una vuelta por el Paseo de Colón.
Y bajo un sombrero de copa algo pe¬ lado apareció, en su semblante ingenuo, todo rubio de barba, un guiño de bea¬
titud, mientras entraba en un estanco á
encender su pitillo en un mechero degas, pues era cuando el conflicto con la Cerillera. Y Emilio Delgado brillaba, entre otras virtudes, por la economía.
Apresuróse en seguida, impaciente por trepar los cinco pisos de su cuarto de la calle de Provenza y estarse al lado de Julia, allá arriba, en el balcón, por encima de Barcelona, en aquel gran cielo fresco, lleno de sol rosado y de la regata alada de las golondrinas,
Y meditaba en si mismo cuanta dicha
había sido la suya al casarse con Julia, una muchacha tan ordenada, tan viva
en besarle gentilmente al llegar á casa
y servirle la comida, y con cuánta razón la había tomado por mujer, á pesar de que no había podido traer otro doto que
el tradicional mobiliario1, el armario de
Urna,, la cómoda y la vajilla. Porque, en fiai, sin ser ricos eran dichosos^ comple¬ ta mente dichosos, de veras,-

Verdad que no tenían aún familia y que á duras penas podian subvenir á lo más preciso con los treinta duros de sueldo de Emilio. Pero ¿si venia un ni¬ ño, y aun si viniesen muchos? Bueno: entonces verían, ya se arreglarían. Por de pronto, no había nada de eso, y lueg'O. quizá, encontraría mejor colocación. ¿Por qué no? El chico sabia muy bien su obligación y no hay que profetizar des¬ gracias, sino aprovecharse de la felicidad presente.
Tal era la filosofía de Emilio Delgado y se sentía en buena disposición de aplicarla, en forma de besos, en las re¬ dondas mejillas de Julia, cuandn. al lle¬ gar á casa, se encontré con la puerta ya abierta por su mujer, al ruido de sus pasos y antes de que hubiese llamado.
II
Desde luego, por la cara extraordina¬ ria de Julia, comprendió que había no¬
vedad.
Conservaba la joven bajo sus rfciilosr negros un picaro aire tan reservado que Emilio se sintió á la vez alegre con la cara é intimidado al mismo tiempo pbf la gravedad evidente de 1# que tenía

Ni aún le dejó Julia sentarse, y, to¬ mándole el sombrero, dijo:
—¿No sabes? Y después de un corto silencio de compunción:—La tia Leocadia acaba de morir.
—¡Ah! ¿Si?—dijo sencillamente Emi¬
lio.
Había levantado la cabeza con sor¬
presa, pero sin otra emoción, absoluta¬ mente sin otra emoción. ¿La lia Leoca¬ dia? En primer lugar, era tia de Julia, una pacienta lejana,- tanto, que no la había conocido personalmente, y no mucho más Julia; una tia vieja y rega¬ ñona, que vivía allá en el reino de Va¬
lencia. Julia la había visto una sola vez,
hacia doce años, el dia de so primera comunión. Y jamás hablaban de ella.
De todas maneras, al saber aquella muerte, Emilio se quedó serio,■ por bue¬ na educación y para no disgustar á Ju¬
lia en caso de haberlo sentido.
—En este caso,-^repuso Julia, des¬ pués de un segundo de silencio' recogi¬ do/—<-quizás vaharnos á heredar algo.
—¡ÁJu i áf— d ijo Em i 1 ío;. Era escéptico. La tia Leocadia no era rica, y además estaba de monos con toda
la familia.
Y era cierto. Desde mucho tiempo,

justamente desde la primera comunión
de Julia, ó sea hacia doce años, la tiaf
Leocadia, so pretexto de que se le había
inferido un desaire en dicha ocasión ha¬
ciéndola sentar á la mesa en un puestá* qúe no le correspondía, había reñido*
con la familia de Julia. Sistema de sol¬
terona que había seguido, por otra par¬ te, con todos sus parientes, y tenía mu¬ chos, en quienes sospechaba herederos.Todos sus primos y sobrinos se encon¬ traban en el mismo caso. Pero precisa¬ mente la unanimidad de aquella ruptutura de relaciones era lo que le daba es¬ peranzas á Julia; pues como1 le explicó ár
Emilio:-
—Ya compren des qúe si hubiese que¬ dado en buenos términos con alguno dé nuestros parientes, tronando con los* otros, padriamos decir: «—Evidente¬
mente ha favorecido á* ese sobrino ó'
primo, y éste será el heredero». Pero es¬ tando mal con todos, queda la probabi¬ lidad de que no' haya hecho testamenté y heredemos sin excepción.
—Lo habrá legado todo á los curagp del pueblo,—supuso Emilio, á quien
cosa empezaba á interesar,-
—No era ella muy* devota,—afirmé
Julia.

S O L, L, E R

mente representado, y no menos la

prensa periódica, viéndose gran número

(Conclusión.)

de corresponsales de diarios y revistas
de la Península.

De La Agricultura Española (15 Abril.) A las doce y diez minutos fueron los

Sóller. Numero extraordinario .—He¬ invitados ocupando sus puestos, y cuyos

mos recibido este precioso número, ilus¬ nombres omitimos por no hacer inter¬ trado con numerosos grabados y dedica¬ minable esta crónica.

do al Círculo Sollerense. Su confección Ocupó la presidencia el limo, señor

honra á nuestro colega y á su estableci¬ miento tipográfico, por el contenido y por la impresión esmerada y artística.
J[)e El Boletín de la Cámara Oficial de Comercio Industria y Navegación de Palma de Mallorca (15 Abril.)
Sóller, al Círculo Sollerense.—Dos
dias después de publicado el último nú¬ mero de este Boletín, correspondiente al 31 de Marzo pasado, tuvimos el gusto

Obispo de esta diócesis, á cuya derecha se sentaron los señores siguientes: el
Excmo. señor D. Rafael Alvarez Sereix,
gobernador de esta provincia, el Coronel Sr. Albertí, en representación del Exce¬ lentísimo Sr. Capitán General, D. Fran¬ cisco Semir, delegado de Hacienda, don Benito Pons y Fábregues, cronista del Reino de Mallorca y el poeta mallorquín por excelencia D. Miguel Costa Llobera
Presbítero.

de recibir un ejemplar del extraordina¬ A la izquierda de la presidencia se rio con que nuestro apreciable colega sentaron, el limo, señor D. Antonio

‘Sóller conmemoró en 30 de dicho mes el
;primer aniversario de la creación en aquella villa de la sociedad Circulo 8o-
’ilerense.
v
Hace tiempo tenemos íormada de la
■ villa de Sóller la elevada idea que mere-
»■ ce por la riqueza de sus productos agrí¬ colas é industriales, por la belleza de su panorama y por la cultura de sus hijos revelada en los progresos de que la han
-dotado con su interesante periódico Só¬

Rosselló y Cazador, Alcalde de esta ciu¬ dad y el Excmo. Sr. D. Antonio Maura y Montaner, diputado á Cortes por Ma¬
llorca.
Los sillones laterales estaban ocupa¬
dos por una minoría de concejales y
tenientes de alcalde, notándose la au¬
sencia de los señores concejales que mi¬ litan en las filas del partido republicano.
El limo. Sr. Obispo declaró abierta la
sesión.

ller, con su vapor León de Oro, con su El secretario accidental de la Corpora¬

establecimiento de Crédito, con su alum- ción, señor Morro, dió lectura al acta de

• 'forado de gas y con las numerosas cons ¬ la sesión ordinaria celebrada por el

trucciones que cada dia van hermosean¬ Ayuntamiento en 29 de Noviembre úl¬

do más aquel valle encantador; recorda¬ timo acordando la declaración de hijo

mos perfectamente la honrosa delantera que tomó á todas ¡as demás poblaciones
déla Provincia al celebrar en 1897 aquella
lucida Exposición Balear; no nos causó •estrañeza el reciente proyecto de esta¬ blecer la primera en Mallorca el servicio diario de pasajeros con los últimos ade¬ lantos que ofrecen los coches automóvi¬ les; creemos, en fin, que el espíritu de -vida moderna en que se' hallan iniciados
¿los sollerenses por sus relaciones con Francia y América, donde tan buenos rendimientos consigue su proverbial honradez y actividad, les ha de llevar á .poner á su Sóller en un estado de flore¬ cimiento que no haya más que pedir en cnanto de su voluntad dependa.
Buena prueba es la meritoria obra que supieron llevar á la práctica el año
/pasado al reunir elementos casi antagó¬
nicos, antes indiferentes y hoy coloca¬
dos de lleno en camino de saludable
concordia y de una regeneración mode¬ lo hasta para la misma capital.
Esa obra es el Circulo Sollerense. cuya
Instalación conmemora con tanta pro¬
piedad y buen gusto el Sóller en el mag¬
nífico número á que hemos aludido; es ese Circulo una sociedad sportiva, la
primera de su género en Mallorca por la extensión de sus propósitos; cornpónenia 260 individuos repartidos en ocho -secciones, de cuyo respectivo sport dan -Idea los calificativos con que se las dis¬ tingue: literaria, ciclista, alpina, de gimnasia y esgrima, de pesca, de rega¬ tas, colombóñla, cinegética é hípica; y se acaricia el proyecto de que pronto cuen¬
te con otra de tiro, sección ésta que no
nos explicamos por qué no se halla es¬ tablecida en todas las,poblaciones, no ya de Mallorca, sino de España entera, por su inmensa utilidad y trascendencia.
Nosotros nos complacemos en apro¬ vechar esta oportunidad para felicitar á •nuestro colega Sóller por su bien reali¬ zado acuerdo en pro del Circulo Solle¬ rense, y enviamos nuestros plácemes á esta Asociación, y con particularidad á su digno Presidente, nuestro apreciable suscriptor D. J. Torrees, que así saben
dar evidente muestra de hallarse á en¬
vidiable altura en las nobles vías de
mejoramiento que las necesidades de estos tiempos demandan.

ilustre de Mallorca á D. Jerónimo Rosselló.
Se leyeron después varias adhesiones recibidas de los señores Obispo de Vich, D. Manuel Durán y Bás, y el general Weyler. Después de lo cual, el limo, se¬ ñor Obispo declaró solemnemente hijo
ilustre de Mallorca á D. Jerónimo Rosse¬
lló, disponiendo que fuese descubierto
su retrato.
Así efectuado resonó en la sala una
salva de aplausos. Levantóse después el Excmo. señor
D. Rafael Alvarez Sereix, quién leyó con voz clara y vigorosa entonación un expresivo saludo dirigido á la ciudad de Palma por el famoso escritor catalán don Víctor Balaguer.
D. Miguel Costa y Llobera se levantó
en medio de una ovación delirante, y
leyó un hermosísimo é inspirado soneto
alusivo á D. Jerónimo Rosselló, como
obrero infatigable de la bibliografía 1 Li¬ liana, cuya lectura fué ovacionadískna.
Después D. Juan Alcover. saludado por un nutrido aplauso de la selecta
cuan numerosa coilcurrencia, dió lectu¬
ra á un precioso estudio del señor Rosselló. El trabajo del Sr. Alcover, es una joya riquísima de su fecundo ingenio. (1).
Terminada la lectura se tributó al au¬
tor una ovación tan calurosa como justa. Levantóse después el señor Alcalde,
dando las gracias en nombre de la Cor¬ poración á todos los que con su presen¬
cia habían enaltecido un acto tan hon¬
roso para Mallorca. En especial se diri¬ gió al bello sexo cuya presencia—dijo
—simboliza las más bellas flores de la
corona que la patria ofrece en este mo¬ mento á su hijo ilustre el patricio Rosse¬ lló. Dió también expresivas gracias á las autoridades y corporaciones, á los artistas y escritores catalanes y valen¬ cianos que habían cruzado el Medite¬ rráneo para realzar el esplendor de la
fiesta.
Finalmente el limo. Sr. Obispo pro¬ nunció breves palabras agradeciendo la honra con que se le había distinguido, al concederle los honores de la presiden¬ cia. Dijo que era un espectáculo muy hermoso ver como al calor del arte y de la poesía se hermanaban los sentimien¬ tos de los pueblos, los cuales si habían sido separados por diversidad de idiomas

(que originó la diversidad de nacionali¬

dades y de razas) volvían á unirse al

Ecos regionales

calor de un mismo dogma, de un mis¬ mo ideal, de un mismo amor; todo por

obra del propio Dios que nos había re¬

•EN HONOR DE D. JERÓNIMO ROSSELLÓ dimido.

Esta oración fué pronunciada por el

EN EL AYUNTAMIENTO

señor Campins en lengua nativa, reso¬

Media hora antes de la hora señalada comenzaban á llenarse de curiosos las
dependencias de la Casa de la Villa, es¬ perando que llegasen las distintas comi¬

nando en la sala grandes aplausos que se extinguieron después al levantarse la
sesión.
EN CASA DEL SEÑOR ROSSELLÓ

siones, invitados y personalidades que Terminado el acto .oficial, una nume¬

habían de asistir á la sesión extraordina¬ rosa comisión compuesta de la junta

ria, que el Ayuntamiento iba á celebrar
con moúvo de la declaración de hijo ilustre de Mallorca de D. Jerónimo Ros-

organizadora de la fiesta, los represen¬ tantes catalanes y valencianos y un crecido número de señoras, se traslada¬

selló, poeta y bibliófilo mallorquín.

ron á la casa del señor Rosselló al objeto

El vasto salón de sesiones, ricamente de felicitarle.

adornado, fué poco á poco albergando á

numerosas personas distinguidas de es¬

(1). Publica algunos fragmentos del precioso

ta isla, así en las letras y ciencias, como

trabajo del Sr. Alcover La Almudaina que es el periódico del que copiamos esta reseña; sentimos

Ique la falta do espacio nos prive de reproducirlos -en la política, artes, industrias, comer¬ en estas colutnuas, como sería nuestro deseo.—No¬
cio y banca. El bello sexo estaba digna¬ ta de la R.

Los representantes catalanes entrega¬ ron al señor Rosselló una preciosa joya, regalo de los escritores catalanes, como ofrenda de aprecio y homenaje al poeta mallorquín.
Visitó también al señor Rosselló en
representación del Cabildo de Ibiza, el joven capellán del regimiento de Balea¬
res D. Rafael Rosselló.
El insigne poeta recibió sentado en su sillón donde se halla postrado á conse¬ cuencia de la enfermedad que viene su¬ friendo, á todos y cada uno de los visi¬ tantes, agradeciendo la atención.
Terminado este acto se disolvió la
reunión. Palma 24 Abril de 1900.
Tribuna pública
UNA IDEA COMO OTRA CUALQUIERA
Es notorio á todos que no obstante la decadencia que experimenta España, se siente renacer en la región catalana, y por ende en nuestra propia Mallorca, el brío restaurador con que los Reyes Ca¬
tólicos levantaron nuestra Patria de la
postración en que yacía. En aquel en¬
tonces el motor del renacimiento eran
dos monarcas, Isabel y Fernando, per¬ sonajes ambos que entrañaban la fuer¬ za regeneradora, los medios supremos y vivificantes para renovar y cambiar el aspecto y condición de la sociedad es¬ pañola; y al contrario, hoy tenemos que lamentar que en lugar de una cabeza sana, despejada é inteligente, nos halla¬
mos con una reina retraída, con un rey
impúber, y con un gobierno desvanece¬ dor de esperanzas y detestado de todo el mundo. Esta vez los miembros se agi¬
tan, sacuden el marasmo, y se propo¬
nen conmover y bambolear el pedestal que sostiene la máquina gubernativa, á fin de aniquilar los dañinos miasmas que la rodean. Trance terrible para una nación es apelar á tales medios; pero salvador y laudable, para el bien déla Humanidad. Podrá conseguir lo que anhela, pero será á fuerza de estremeci¬
mientos, sellados comunmente con la
sangre de miles de victimas. En parte es verdad aquello de que ca¬
da nación tiene el gobierno que se me¬ rece; pero regístrese el discurso de los pueblos y se verá la poderosa influencia que ejercieron ya en sus costumbres ó ya en su civilización, los que el cetro empuñaron. Por eso á veces resultan fa¬ tales las monarquías. Y se comprende muy bien: un hombre solo, es harto mezquino para disponer á su antojo de un cuerpo social; es necesario atenuarle poder.
Hoy, pues, que se tratan de ventilar estas materias, por ahora de una mane¬ ra pacífica, y más tarde quizás por el terrible fragor de las armas, expondre¬ mos con sencillez, una idea, que abri¬ gamos la fé tenderá á la reorganización de las colectividades, poniéndolas, gra¬ dual y pacificamente, en aptitud de des¬ arrollar la cultura y promover la mora¬
lidad en la administración de nuestros
comunes intereses.
Es una verdad muy extendida que muchos pobres ancianos, dotados de grande y extraordinario, pero inculto cerebro y extraño á los conocimientos
del saber humano, descienden al seno
de la tierra sin haber aprovechado los dones que naturaleza les prodigó al genitarlos. Hombres que á no carecer de medios instructivos y como superiores á los demás, tal vez habrían adelantado un siglo en la carrera de la civilización. Para suplir tal deficiencia de la socie¬ dad, nuestra imaginación nos ha suge¬ rido un medio que exponernos por si al¬ guien que esté para ello en condiciones se digna estudiarlo, pulirlo y darle lue¬ go realización.
¿Veis aquel niño plebeyo que al apun¬
tar el alba sacude el sueño, salta del sen¬
cillo lecho, se pasa la manos por los ojos soñolientos, y al momento se apresta para ejecutar los trabajos cuotidianos que verifica antes que el almuerzo? Lᬠvase luego con agua fresca la cara; dá una ojeada á sus libros para repasar la lección, y, ligero como el viento, dirígese después á la escuela. El maestro se aleg-ra: goza al ver la atención con que su amado discípulo está en la clase; admira en él genialidad, gusto y perspicacia. Adelanta, adelanta el niño en sus estu¬ dios, pero ¡maldición! apenas cumple la edad de doce años y el profesor nota con tristeza que su alumno querido fal¬ ta á clase: es que el pobre soporta ya el pesado yugo del trabajo de cada dia. ¡Adiós esperanzas, adiós ingenio, no tienes quien te ampare, no tienes quien te proteja!

Tal espectáculo ocurre á diario sin que en él apenas nadie se fije ¿Sucederá siempre asi? ¿En vano la naturaleza se
habrá esmerado en crear tal ó cual ta¬
lento privilegiado dentro de la clase plebeya? ¿Habrá de permanecer eterna¬ mente ignorado éste, sin que una mano protectora le conduzca lo menos al bor¬ de del camino por el que pudiera cami¬ nar hacia la prosperidad y hacia la glo¬ ria? Al Municipio, que tiene deberes de padre, toca responder.
Los Municipios más pudientes (que no bajarían en España de docientos ochen¬ ta), sin imponerse sacrificio alguno podrían costear una carrera al joven de entendimiento claro y despejado á quien sus padres, faltos de recursos, no pudie¬ ran darla; pero solo al más aventajado, al que diese pruebas de mayores aptitu¬ des. Y luego éste, docto ó erudito que fuese, podría dedicar su saber al fomen¬ to del pueblo que le elevó, ora dirigien¬
do la administración local desde la
Secretaria del Ayuntamiento, ora pro¬ poniendo con voz y voto á éste mejo¬ ras que redundasen en bien de todos sus convecinos, que fuesen de utili¬ dad pública; siempre dedicando su ilus¬ tración y sus energías, á gestionar, á ob¬ tener del gobierno central, fueros y pri¬ vilegios para el pueblo que representara.
Si asi se procediese prejuzgamos ten¬ dríamos en España en breve lo menos docientos ochenta gerentes, directores ó cabezas, que serian el alma de las pe¬ queñas repúblicas que llamamos Muni¬ cipios, y que agradecidos á la protec¬ ción que les dispensaran estos al elevar¬ los, al facilitarles medios para mejorar de posición, al proclamarlos beneméri¬ tos de su pátria chica, trabajarían con ahinco para la gloria y provecho de ésta, con lo cual es probable se consiguiera mejorar cada uno de los pueblos, lo que daría la mejora de las provincias, y va¬
riando asi el modo de ser actual de es¬
tas, es posible llegáramos á obtener la tan deseada regeneración de nuestra
querida España, que es el ideal que tan¬ tos verdaderos patriotas persiguen.

Sóller Abril de 1900.

B. F.

ni -;-n iswSBan"-—

Variedades

SES ASSAMBLÉES DE «CALA-POY»

Si’u feym aixi. estimáis paisans y ainichs meus (que supós heu son tots ets qui teniu sa paciencia delletjí uquests escrits) acabarém per no coneixermós. Unes vegades per inenjá torrons y co¬ ques de Nadal, altres per dengue, altres per.... raalfeneria, perque es ve alió que solía di un companyero de col-légi fent un grós estirament y un llarcli baday: que «bey ha anys qui un hómo no está per fé res», lo cert es que feym cada paussa que no pareix returada per prende alé, cóm fan veure que creuen ets qui judicantmé amb mes benevolencia vólen taparme ets defectes, sino una posada d’ aquelles en que s’hi tróba taula para¬ da amb un bou diná y s’hi fa siesta derrera. Es ve qu’amb aquesta calma meua ja crernen es blau tots aquells qui me voldrien veure trota sempre á fí de que pogués arribá d’ hóra á «Cala-Poy», amb so desitx que tenen de no pérdre cap de ses mil discussións qu’ullá se te¬ nen, y molt menos ara han de queda dins es tinté, diuen, que deuen essé bónes, perque á n’ets parroquins d’es padrís no los falta tela; pero..., ja’u hedit, aquest sól, aquesta nóva saba de prima¬ vera, aquesta véssa, aqüestes poques ganes de fé feyna... ¡malahídes faves
tendres!...
Endemés es carrilé també va acaba ets
menuts cuant tant ben arrancat anava
tot, y jó, amb s’esperanza de que á sa veng-uda encara discutirien demunt es mateix tema aquells jovensans patriótes que ja eoneixeu, no liavia anat á seure cap vegada devóra es portal de la igle¬ sia per... pintá es brollado, d’encá qu* aquell me dictava. Eli (es carrilé) parlava, cóm jó, per boca de ganso, y amb aquelles derreres paraules d’es discurs
d’en Pera, cuant «donaren fondo» dins
Ca’-Madó-Mutjina, tot queda tayat, per¬
que llevó feren un póch de tempsembabayats devanfc aquells hermosos paisa tjes que tenien devant, y mes tart, du¬ rantes diná y es temps que dará sa digestid cap d’ells va deixá d’aná de
bromes. Y. es clá, alegrets, oreya de
Hebra tots, ¿era cósa fácil trobá amb un
tant sóls seriedat abastament per parla d’assuntos sérios? ¡Ja m’ho deya es có!
Yat-aquí es perque varem quedá á les fosques, estimats lectors: perque es llura va acabá s’óli; peró tot-d’una que’m vaitx teme que feya ses derreretes, ja li

he estrét cap á «Cala-Poy», qu’hey ha bón safareitx, torn umplí s’encruya y li pech fóch. Vaitx encendre un bech no
més. aixó sí, no per fé economies cora
ses que sólen fé per la Sala, sinó que perque no voldria que per massa claró amb un pich quedás ningú enlluernat;mes endevant, cuant tot-hóm tendrá ja ets uys avesats á veure llum, llevó siqu‘
encendió un altre bech, ó dos, tots ets
qui tendrán blé, y si encara aixi no s’ hi veu abastament procuraré sustituí es llum d’encruya per un bon fanal de gas amb camiseta Auer, ó per un eléctrich d’arch voltaich de moltes bugies. Ja sabeu quejó som partidnri de veurehí y de que tot-hóm hey vegi ben clá.
Idó bé: á «Cala-Poy» se discutía fórt ferm cuant hey vaitx arribá. L’amo’n Francesch, mes sério qu’el Pare Bestard, seya en mitx, callant y escoltant, y tam¬ bé callaven y escoltaven á n’es seu costat méstre Tiá y en Colau. ¿Idó qui parlava? veitx que me preguntareu estranyats de que tots ets personatjes qu’antes hey veyem aná estiguessin punt en boca. Un personatje nóu, vos contestaré de pressa sortintvós á camí per llevarvós es mal-de-ventra; y més hey afegiré qu’aquell no era tot-sól: hey havia reunió magna; pareixia un Ajuntament áses primeres sessions, cuant tots ets retgidós hey van goijosos amb so cap pié de projectes y es có talsit d’ entussiasme, cuant encara cap cruixit de ca¬ mella ha obligat á apella á ses segones convocatories per podé resóldre ets assuntos sense passá per demunt sa lley: hey havia número, amb una paraula, y número complet. Cap de tots aquells joves qu’anaren á fé una bulla á Miraraar hey faltava, y fias y tot es carrilé, assegut es derré de tots, á «a part d5 es carré d’esVent, escoltava amb gran silenci, badant uns uys cóm á salés.
Vaitx quedá sorprés tot-d’una, es ve, perque no esperava trobá allá tanta gent; peró pronte ’m vaitx fe cárrech de lo qu’era. No coneixia tots ets contertulians que per primera vegada allá trobava; peró es carrilé me va doná tots ets informes que li vaitx demaná, y fins y tot cuant, hóra-baixa, encesa de lluras, sa reunió va acabá, me va presenté á n’ets qui no eran d’antes coneguts meus. y prest mos varem enteudre amb tots y varem essé amichs. L’amo’n Francesch, méstre Tiá y en Colau, qui fins llevó m’havien tengut per un pintó forasté qui retratara es brolladó. cuant veren qu’en Jaume de Són Diu-vé m’estranyía sa má y sentiren que me deya:
«Per amor de Deu no deixeu de veni cap
dia, que nóltros no voléra que ningú desconega dins Sóller lo que pensara, ni lo que desitjam, ni lo que moshem proposat, y necessitam una palanca com sa vóstra qui mos ajud á raoure es gran pés de s’opinió; peró, aixó si, anau alérta á anarvosné de sa ploma, estoviau, per ara, ets comentaris, qu’ ets vóstros devegades son cóm es pebre-bó que dona bón gust peró fa fe uissos, y ja-se sab que cuant un prém molt, un uís li lleva for§a», tot-d’ una varen essé es eap-d’allá y s’acostaren á mi per dirmé que si no sempre los liavia fet contents per havé pub-blicat lo qu’ells deyen en confusa creguent que ningú.
los escoltava, en camvi m’ havien de
doná les gracies (y les me donaven) per haverlós fet coneixer ses opinions de tots aquells nóus companyeros á ne qui
tant estimaven d’encá que pogueren,
mes endevant, coneixerlós personahnenfc y aprecié lo molt que val s’amistat de joves il-lustrats, sensés y tant desitjosos de que entrí es nóstro pób-ble p’es camí ampia y hermós d’es progrés, tot lo
cual á sa mena ocurrencia de posa en lletres de mól-lo ses senes converses,
primé, y ses discussións d’aquests dins
es cotxo, mes tart, se devía.
Pero ara, cuant tot aixó he tengut es-
crit, nót cftoe ja he dit per comencé lo qu’havia d’havé deixat per lo derré; ó, lo qu’es lo mateix, qu’he donat conte
de lo succehit acabada sa sessió abans de
parlé gens ni mica d’aquesta. Y cóm es tart per torné enrera, dispensaumé es bunyól, estimats lectors, que ja procu¬ raré posarló dins mél dissapte qui vé, perque sia més á n'es vóstro gust, amb lo cual, si á vóltros vos satisfá, será tam¬ bé mes á n’es gust de...
Jó Mateix.
Crónica Local
En la barriada del Puerto celebróse el
domingo último solemne fiesta religiosa
en honor de San Raimundo de Peüafort,
que consistió en misa mayor con música, y sermón por D. Antonio Oaparó Pros-

SOLLER

8

bítero, quien relató con sencillez y her¬moso estilo los principales hechos de lai
vida del Santo. El reducido oratorio ent
donde éste se venera no tardó en llenar¬-
se completamente, así es que poco des¬ pués de haber empezado la función, ya veiase en la parte exterior apiñada mul¬
titud.
El dia excelente, invitaba á los devo¬

que tanto realce dieron á aquella en es-
tos últimos años.
Quedan encargados . ya los fuegos ar-
tificiales, que prometen ser, según los informes que tenemos, sorprendentes
y de gran efecto. Si se nos facilita dicho programa, lo
publicaremos íntegro en nuestro próxi¬
mo número

dirección de los negocios de su impor¬ lares nos participan haber recibido un

tante casa de Cette, sentimos no haya rico y variado surtido de géneros para

prolongado por algún tiempo más su las estaciones de primavera y verano.

permanencia entre nosotros; ya que así
no pudo hacerlo para complacernos, al
desearle haya tenido un viaje feliz, le

Lo hacemos público, para conocimien¬
to de nuestros lectores á quienes pueda
convenir el conocer tan oportuna noticia,

rogamos no prolongue demasiado su re¬ al mismo tiempo que agradecemos á los

retorno á este su querido pueblo natal.

señores antes mencionados la atención

que les hemos merecido. En la visita ordinaria practicada por ¡

domingo, á las 9 y media se cantarán horas y después la misa mayor con ser* móu por el Rvdo. Sr. Cura-Arcipreste.
Dia 30, al anochecer, se dará principio al piadoso ejercicio del mes de María,
continuando á la misma hora en los dias
consecutivos.
En la iglesia de San Francisco. —El lunes, dia 30, á las 7 de la mañana, du¬
rante la celebración de una misa se dará
principio á la devoción del mes de María.

tos á la romería, que pudieron hacer có¬

Entre los pasajeros que llegaron el el médico D. Amador Enseflat el jueves

de los modamente, pues que las lluvias

martes á este puerto en el vapor «León de esta semana en la barriada del puerto,

EN EL AYUNTAMIENTO

Registro Ovil

últimos dias de la anterior semana ha¬ de Oro» figuraban nuestros distinguidos encontró una enferma de unos veinte bían quitado el polvo de la carretera y amigos D. Matías Oliver Canals y don años de edad que presentaba síntomas de

Sesión del día 21 de Abril
Bajo la presidencia del Sr. Alcalde,

Nacimientos. Varones 3.—Hembras 2.—Total 5.

presentaba ésta un piso inmejorable.

Ramón Frontera Pons y señora, que viruela. Cerciorado el distinguido pro¬ D. Juan Canals, y con asistencia de los

Matrimonios

Por la tarde bajaron también al puer¬
to gran número de carruajes atestados de gente, muchos jóvenes en bicicleta é
infinidad de vecinos á pié. Con tanta animación, juzgúese el aspecto festivo
que presentaría el pintoresco caserío, al de que contribuyó notablemente, además, la
vista de gran número de embarcaciones
que, llenas también de jóvenes de buen
humor que cantaban y reían, cruzaron en todas direcciones, hasta al anochecer,
•
el semi lago que forma el ante puerto.
El lunes de esta semana, víctima de
anciano aguda enfermedad, falleció el Gui¬ propietario del cafó La Unión, D.
llermo Bernat y Morell, padre y padre

procedentes de San Juan Bautista de Tabasco (México) y de la isla de Puerto-
Rico, respectivamente, viene para pasar una temporada en compañía de sus pa¬
dres, el primero, y retíranse á este tran¬
quilo pais para disfrutar del premio
su laboriosidad al lado de su familia,
estos últimos.
Dárnosles la bienvenida y les deseamos
salud y larga vida, que es lo que precisa al que tiene ya reunido el capital, para que sea más completa su dicha.
Uno de estos pasados dias cupo al
pueblo de Sóller la satisfacción de al¬ bergar (aunque por espacio de pocas ho¬ ras) algunos de los literatos catalanes y

fesor de que en efecto era así, aunque de carácter marcadamente benigno, tan
luego regresó á la población ofició á la Alcaldía, dándole cuenta de lo ocurrido; y enterado el Teniente de Alcalde don
Ramón Coll, que accidentalmente estaba
encargado de ésta, dispuso que en el acto quedase cordonada la casa de refe¬ rencia, enviando al efecto dos hombres para que la custodiaran con más los me¬ dicamentos desinfectantes apropiados al
objeto. No satisfecho con esto todavía el se¬
ñor Coll y con el fin de averiguar si pu¬
dieran existir otros casos ocultos en
dicho caserío, se personó allí juntamente con el médico titular, Sr. Marqués,

concejales Sres. D. Ramón Coll, D. Da¬ mián Riutort, D. Damián Canals, don Juan Joy, D. Jerónimo Estades, D. An¬ drés Oliver y D. Juan Deyá, celebró el Ayuntamiento, reunido de segunda convocatoria, la sesión ordinaria de la
anterior semana.
Se dió lectura al acta de la sesión an¬
terior y fué aprobada. Dióse lectura á una comunicación del
Excmo. Sr. Gobernador civil de la pro¬
vincia, de fecha 19 del actual, por la que participa haber acordado declarar com¬ prendido en el plan de obras municipa¬ les de este Ayuntamiento, al camino ve¬
cinal denominado de «Can Gaspá»; de
lo que se dió por enterada la Corpora¬
ción.
Se dió cuenta de una instancia del dia
de la fecha, suscrita por D. Jaime Mo¬

Dia 26.—-D. José Castañer Arbona, soltero, con D.a María Canals Frau, sol¬
tera.
Dia 28.—D. Jaime Coll Garriga, sol¬ tero, con D.a Buenaventura Canals Cas-
tañer, soltera. Dia 28.—D. Bartolomé Trias Bisbal
soltero, con D.a Antonia María Escalas Cas tañer, soltera.
Dia 28.—D. Juan Bautista Oliver
Gámundí, viudo, con D.a Catalina María Casasnovas Oliver, soltera.
Defunciones
Dia 22.—D.a María Sastre Simó, de 78 años, viuda, calle de la Luna.
Dia 22.—Pedro Juau Oliver Arbona,
de 16 meses, Alquería del Conde. Dia 23.—D. Guillermo Bernat Morell,
de 74 años, casado, calle del Príncipe. Dia 25.=Bartolomé Esteva Oliver, de

político, respectivamente, de nuestros
estimados amigos D. Miguel Bernat y Bernat y D. Damián Deyá y Rullán.
Por la noche del dia de la defunción,
después del rezo del rosario en la casa

valencianos, llegados á Mallorca con motivo de las fiestas dedicadas al eximio
publicista D. Jerónimo Rosselló. Acom¬
pañados de D. Juan Aleo ver, D. Miguel
S. Oliver, D. Antonio Noguera y seño¬

quienes recorrieron todas las casas en
donde existian enfermos sin que se en¬
contrara ningún atacado ni sospechoso
siquiera de tan molesta como terrible
enfermedad.

rell Bernat, por la que pide permiso para abrir un portillo á una pared que cerca una finca de su propiedad, lindante con el camino de las Fontanellas. Se
acordó pasara á informe de la Comisión
de Obras.

1 mes, calle de San Andrés.
Dia 25.—Sebastiáu Más Vicens. de
7 meses, calle del Mar.
MOVIMIENTO DEL PUERTO

mortuoria, verificóse el entierro, al que
concurrió gran número de amigos del fi¬ nado y de la familia, y al siguiente dia se celebraron en la iglesia parroquial solemnes honras fúnebres en sufragio
del alma de aquel, las que estuvieron
más concurridas todavía.
Descanse en paz ésta y reciban nues¬
tros nombrados amigos y demás familia la expresión de nuestro más sentido pó¬

res Alomar, Sarmiento y Roca, llegaron
por la parte del Goll, el martes al ano¬ checer, y salieron por Deyá y Trinidad
á las ocho de la mañana del miércoles.
Muchas y calurosas frases de entusias¬
mo dedicaron unos y otros á la expléu-
dida campiña que hablan recorrido; y al
anunciarles nosotros la continuación del
panorama por la parte de Deyá, se la¬
mentaban los peninsulares de que fuera

De aplaudir es el celo desplegado pol¬
los nombrados señores en asunto de tanto interés como es el que se refiere á
la salud pública, esperando que no ceja¬
rán en su noble tarea hasta que logren
extinguir por completo el mal.
Sabemos que la Compañía de Copro¬
pietarios del vapor «León de Ojo», ha decidido que dicho vapor tome, á partir

same.

tan poco conocida nuestra comarca, y de de su próximo viaje, el itinerario fijo

El vapor «León de Oro» que llegó á
este puerto el martes de la presente se¬ mana, procedió acto seguido á la des¬ carga de los diferentes efectos de que fué portador y cargó seguidamente naranjas, cajas de limones, fardos de te¬ jidos, cajas de calzado, etc., etc., que¬

.

la falta en Palma de hoteles y demás comodidades necesarias al tomista.
Nosotros sentimos no haber conocido de antemano la venida de tan distingui¬
da comparsa, porque habríamos prepa¬ rado algo en Sóller, que hubiera atenua¬ do quizás las molestias de su viaje.

dando listo al siguiente dia, así es que Nuestro distinguido paisano y estima¬

que los temporales de invierno le habían hecho perder. A este fin saldrá de Cette para Barcelona y Sóller el domingo seis de Mayo próximo, por ser el dia cinco
sábado, como está prevenido en el anun¬ cio que desde ha mucho tiempo venimos
publicando.
Esperamos que los muchos paisanos nuestros que todos los años vienen en la

pudo salir de nuevo, al anochecer, para do amigo D. Guillermo Oolom y Rullán, época de la féria, aprovecharán este via¬

Barcelona y Cette.

después de haber permanecido con su je para venir á reunirse á sus familias,

A las mil preguntas que se nos han señora una muy corta temporada en este como de costumbre.

dirigido acerca de si ha de celebrarse ó
nó este año la fiesta que dedica anual¬ mente este pueblo á Jura. Sra. de la Victoria para conmemorar la que alcan¬

pueblo, al lado de sil familia, despidióse
el miércoles de esta semana, para em¬
prender el mismo dia viaje de regreso á Cette, pasajero en el vapor «León de

Ha reaparecido y visitado nuestra Redacción el popular diario Heraldo de
Baleat es.
Correspondemos al cambió con que

zaron nuestros mayores sobre las hues¬ tes agarenas en 11 de Mayo de 1561,

Oro». Al apretar nuestra mano nos su¬
plicó le despiéramos desde estas colum¬

nos brinda y le deseamos viva muchos
años.

préviamente informados, podemos con¬ nas de sus muchos amigos, por no haber¬
testar que sí, que se celebrará con el lo podido él hacer personalmente, como

D. Juan Montaner, de Palma, y núes

También se dió cuenta de otra instan¬
cia presentada por D. Miguel Vallcane ras Gost, del dia de la fecha, por la que pide permiso para verificar varias obras
en la fachada de la casa número 41 de la calle del Pastor. Se acordó pasara á informe de la Comisión de Obras.
Se concedió permiso á D. Vicente Garcés Colom con arreglo al dictamen emitido por el Sr. Ingeniero encargado
de la carretera de Palma á este puerto,
para verificar ciertas obras de interés particular, en una casa que linda con dicha carretera, solicitadas en instancia
del dia 6 del actual.
Se dió permiso con arreglo al dicta¬ men emitido por la Comisión de Obras,
á D. Antonio Pons Serra y á D. Anto¬
nio Casasnovas Magraner, para verificar las obras solicitadas en instancias, del dia 4 y 14 del actual respectivamente, de las que se dió oportunamente cuenta.
Se acordó reconstruir un muro de con¬
tensión del camino que de Sóller condu¬ ce á Fornalutx, en las inmediaciones de
la «Caseta».
Para la dirección de los festejos y de¬
más actos que han de verificarse durante la féria y fiesta que ha do celebrarse los dias 12, 13 y 14 del próximo mes de Mayo, se nombró una comisión compues¬ ta de los Sres. Canals (D. Damián) Coll,
Oliver y Riutort. Por último acordóse verificar varios
pagos.
Y se levantó la sesión.

Embarcaciones fondeadas
Dia 24.—De Barcelona, en 10 horas,
vapor León de Oro, de 278 ton., cap. don G. Mora, con 16 mar., pas. y efectos.
Dia 26.—De Agde, en 3 dias, laúd San José, de 38 ton., pat. D. C. Vicens, con 6 mar. y lastre.
Dia 27.—De Burriana, en 1 dia, go¬ leta Magdalena, de 73 ton., pat. don S. Fleixas, con 4 mar. y lastre.
embarcaciones despachadas
Dia 18.—Para Cette, vapor León de Oro, de 278 ton. cap. D. G. Mora, con 16 mar., pas. y efectos.
¡OJO, OJO!
INTERESANTE AL PÚBLICO
Ha llegado la tan deseada
BARATURA
en donde encontrarán nuestros favore¬
cedores un gran surtido de telas para vestidos, cretonas negras y de color,
percales, vichis, céfiros, indianas, batís-. ta, indianas camisas, telas de hilo, lien¬
zos, madapolán, curado para señora, man¬ teles de toda clase y tamaños, camisetas verano, capuchos merino negros, toba¬
llas color y blancas, pañuelos hilo, des¬
de 1 á 4 reales, telas colchón doble an¬ cho, todo á precios baratos, baratísimos.
NO EQUIVOCARSE

mismo explendor de siempre, y que, á hubiera sido su deseo, y cumplimos no¬ tros paisanos D. Miguel Raymond y

excepción del simulacro en el puerto, sotros con gusto el encargo recibido.

D. Lorenzo Alou, dueños de importan¬

CULTOS SAGRADOS

Hort de Viu, Ca’ne Juana María Stiis
--Sóller.

que se suprime, en el programa de los

Si bien comprendemos que el Sr. Co- tes almacenes de parlería, con sastrería,

festejos figurarán los mismos números lom no puede faltar mucho tiempo de la por medio de elegantes y atentas eircu-

En la iglesia Parroquial.—Mañana,

ENSAYOS CIENTÍFICOS Y LITERARIOS
fombra bordada.—Doña Isabel Bauza, una al¬ fombra de relieve.—D.a Catalina Mayol, un cua¬ dro de cabello.—D.a Catalina Pomar, un cuadro bordado.—D.a Ana Alcover, un pañuelo idem.—
D.a Margarita Colom, un estuche idem.—Doña María Mayol, un canesú idem.—D.a María Castañer, Un cuadro idem.—D.a Catalina Ripoll, un pañuelo de encaje.—D.a Paula Euseñat, corpora¬
les bordados.—D.a Catalina Euseñat, un pañuelo
de encaje y frivolitó.—D.a María Arbona, sába¬ nas y fundas.—D.a Esperanza Barceló, un cuadro
de cabello.—D.a María Barceló, uua relojera.—
D.a Margarita Darder, un encaje de frivolité.—
D.a Francisca Sitjar, un ramo de dalias.—Doña Lucía P., Mauacor, un cuadro de sepia.—Doña Rafaela Oliver, otro idem.—Doña Margarita Ferrá Oliver, una esquina de tapete.—D.a Catalina
Joy, un cuadro berdado.—D.a Concepción Mira,
un cuadro bordado.—D.a Catalina Soiivelias, otro
idem.—D.a Rosa Ripoll, un cuadro de nipis.—
D.a Catalina Cauals, un cuadro, bordado.—Doña
A. Camps, una funda bordada.—D.a Isabel Sit¬ jar, un paisaje bordado.—D.a Catalina Morell, una purera.—D.a Antonia Rullau, un cuadro bordado.—D.a Magdalena Reus, id. id.—D.a Tri¬
nidad Lizana, una camisa bordada.—D.a Catalina
Roses, una relojera.—D.a Antonia Serra, unas fundas bordadas.—D.a Antonia Mir, un mantel bordado.—D.a María Mora, una toballa.—Doña
Ana Pomar, un pañuelo crochet.—D.a Jerónimo.
Casasnovas, id. id.—D. Rosa Pizi, un acerico. —D.a María Oliver; sábana y fundas.—D.a An¬ tonia Estades, una colcha.—D.a Antonia Cabot, un cuadro bordado.—D.a Mirgarita Colom, una fundas idem.—D.a Margarita Coll, una caja para

LA EXPOSICIÓN BALEAR DE SÓLLER
guantes.—D.a Catalina Mayol, una papelera.—
D.a María Garcés, una relojera.—D.a Catalina Ferrer, una toballa para comunión.—D.a María Martí, id. id.—D.il Magdalena Trias, unas fundas
bordadas.—D.a Antonia Rullán, una papelera.— D.a M. Bernat, un cuadro de dibujo.—D.a Antouia Casasnovas, id. id.—D.a Margarita Colom,
cuadros bordados.—D.a María Alcover, una ca¬ misa bordada.—D.a Rosa Arbona, un juego para
mesa.—D.u Magdalena Mayol, una acerico bor¬
dado.—D.a Luisa Forteza, un asiento bordado.
PINTURA Y ARTE RETROSPECTIVO
Recorridas ya todas las dependencias de la Ex¬
posición con la celeridad de cronistas, nos falta pasar revista á la Pintura y objetos de Arte re¬
trospectivo. Pintura.—En este ramo nos limitaremos á es¬
pecificar ios trabajos presentados, por el orden que más nos han llamado la atención, abste¬
niéndonos de calificaciones técnicas, por confe¬
sarnos profanos en el difícil arte de Apeles.
D. Antonio Ribas Oliver, con sus siete pintu¬ ras al oleo: La Foradada, Subida á Sta. Catalina,
Parada de gitanos/ El pavo y su amigo, Puerto de Sóller, Playa del molinar, Costa de Andraitx (La Peni). D. Antonio Fuster y Forteza, con sus dos
cuadros al oleo: Vista parcial de La Lonja y Fisto
general de Palma.—Doa Gaspar Terrasa y Más,
coa sus dos cuadros: Torrentera de Pollensa y Un
paisaje.—V>. Pedro Cáffaro, cou su estudio (taller de pinturas).—D. Lorenzo Cerda y Bisbal, con sus
tres cuadros al olea: Un estudio (habitación de
pescadores). La feria de Sto. Tomás en Palma, Al¬

POR D. JOSÉ RULLAN PBRO.
rededores de Palma.—I). Salvador Torres Cáffaro
con la Virgen con el niño dormido, forman un gru¬
po, cuyos trabajos acreditan la fama de artistas
que nadie les disputa. Sus convecinos, con alguna solución de conti¬
nuidad, pueden considerarse: D. Francisco Rosselló con sus dos trabajos: Un bodegón y Cuadros de flores.—D. Ricardo Cariotta, con sus cuadros: Un retrato de su Sr. padre, La circasiana. Suplicio de Juanol Colom y Sta. Magdalena.—D. Vicente Llorens, coa su pintura al oleo: Una carretera.—Pe¬ dro Pax Anglada, con el suyo: imitación á foto¬
grafías.—D. Juan O’Niell, con sus cinco paisajes.
—D. Juau Fuster, con sus dos cuadros al oleo: Vista del Borne de Palma, su cuadro al pastel (estu¬
dio de una niña) y otro de flores.—D. Juau Pi-
zá, por sus dos cuadros: estudios de un gaitero y de
un bebedor.—D.a María Weyler, con sus varios
trabajos: Pensamientos, Un tarro de flores y una jó-
ven en un jardín. Pueden formar el tercer grupo, con algunos
grados de obción al segundo, D. Agustín Buades
con su cuadro Un bodegón.—D. Antonio Ribas Prats, con sus do3 Vistas de Sóller.—D. Juan Pallicer Enseñat, con su vista: Calle de S. Miguel de Palma.—D. Jerónimo Forteza con sus dos cua¬ dros: Viva España y Torrente de Sóller.
En el cuarto grupo figuran: Don Juan Mon¬ taner con su cuadro: Un gato en el comedor.—Don José Nadal y Guzman, con sus dos cuadros: Ma¬ rina, un paisaje y dos porcelanas con Flores.—Don Bartolomé Bordoy con su cuadro: varios objetos al
natural.—D. Manuel Delgado Villalonga coa sus tres cuadros: Dos ciegos, Amor vivo y amor muerto
y Un anarquista.

4

SOL.JLB&

PUBLICACIONES RECIBIDAS
DURANTE LA PRESENTE SEMANA
La Avicultura Práctica.—Sumario
¡leí número 44 (raes de Marzo);—Parte
Oficial; Sociedad Nacional de Aviculto¬
res, por R. Ecos de la primera Expo¬
sición Nacional de Avicultores, por Sal¬ vador Castelló. Bibliología del galline¬
ro, por el Conde de las Navas. Sección
Doctrinal; De la alimentación en el te¬ rreno económico. La Avicultura en Es¬
paña.
Punto de suscripción: en la Granja «Paraíso», Arenys de Mar (Barcelona.)
* **
Boletín Revista de la Cámara Agrí¬
cola Balear.—Sumario del n.° 23.=Orónica -general; Caja de Ahorros de las Baleares. Efectos de los hielos y des¬ hielos sucesivos en las cosechas. El concierto económico en Cataluña. In¬

fluencia de los metales puros sobre las plantas. Una idea algo fantástica en pro de la agricultura. El Azafranero práctico. Congreso agrícola de Murcia. —La gomosis del naranjo. La fiesta del árbol, por O. Datos y noticias: Ne¬ grilla del olivo. El pulgón de la remo¬ lacha. Química vegetal, por el Doctor L. M. de Auguiano. La mosca del olivo. —Los mejores remedios contra el oidio y el mildío. El azufre cúprido. Merca¬ dos de Inca y Sineu.
Se suscribe en el domicilio de la Cá¬
mara Agrícola, Plaza de la Constitu¬
ción, 36.
* **
La Escuela Práctica.—Sumario del n.o 7.o de la 7.a serie.=La enseñanza Ra¬
cional. Lectura explicada; España. = Pauta para la enseñanza religiosa y moral en las escuelas. Ejercicios gra¬ duados de composición. Lecciones de cosas. Ejercicios de cálculo. La Ale¬

gría de la Escuela. Un problema para el siglo XX; La cuarta dimensión. Va¬
riedades.
Se suscribe en la imprenta y librería de Salvador Fábregues, Ciudadela de
Menorca.
* **
El Progreso Agrícola y Pecuario.^ Sumario del n.° 188.—Las plagas del campo-. Nuestra informacióu: El gorrión. =.Agricultura: Cultivo del tabaco en Ita¬
lia, II. Asociación de Agricultores en
España. Labor prima virtus. Las en¬
fermedades del trigo: Manera de preve¬
nirlas ó de combatirlas (continuación).—
La siembra de remolacha en Asturias.
—La horticultura (continuación). Cose¬ chas y mercados de cereales.—Uvas y
vinos: Ei comercio de vinos en Francia.
—Enología teórica-práctico: El mosto.— Mercados de vinos y alcoholes. Acción
de los fermentos en la fabricación de las
mantecas. Tortas da sésamo. D. Fran¬
cisco López de Sancho.—Aceitunas y

aceites: Mercados de aceites.=Ganade¬
ría: Ganado lanar (continuación). Los
animales perezosos. Mercados de ga¬
nados.—Zanas; Mercados extranjeros de
lanas. Sección de consultas: Enferme¬

dades del naranjo. Remesa de nuevas orugas. Los naranjos y las heladas.— Enfermedades de la vid.===Ouentos agrí¬
colas; La huerta del Tabaco ó la política

hidráulica en acción.=Extravío de ejem¬

plares. Noticias varias. Junta del Ban¬ co de Castilla.^ZYom y plantas: Cosas

antiguas (continuación). Conservas de
tomates en Italia. La rana y el sapo

protectores de la Agricultura. Corres¬
pondencia de la Librería y de El Progre¬ so Agrícola y Pecuario.^Anuncios.
Se suscribe en Madrid, calle de Se¬

rrano n.° 14.

* *%

La Energía Eléctrica. Revista gene¬ ral de electricidad y sus aplicaciones.—
Sumario del n.o 8 del 2 o año.—Autoin¬

ducción en las líneas aéreas de corrien¬

tes alternas (conclnsión), por D. José M.a de Madariaga.—Modificación de la
pila Callaud, por D. V.—Diferencia de potencial y fuerza electromotriz, por Manuel Espejo.—Crónica científica: Ele¬ mento de pila platino estaño de Mr. Skimer.—Uua nueva lámpara de incandes¬ cencia.—Las correas de alambre y el rayo.—Límites de la transmisión de ener¬
gía eléctrica.—El aceite en los transfor¬ madores.—Transmisión de periódicos.—
Los anodos de aluminio.—Electrometa¬
lurgia del plomo.- -Manera de conservar
las correas de trasmisión.—Buzo eléc¬
trico.—La producción del hierro por la
electricidad por el sistema de De Larel.
—Barniz para el aluminio.—El telégra¬
fo sin alambres.—Miscelánea.—Telégra¬ fos: Reflexiones. —Noticas.—Bibliogra¬
fía.—Sumario del núm. 7.
Se suscribe en la calle de San Grego¬ rio, 41, principal derecha, Madrid.

Los financio* qne se inserten en esta sección pa giran: Hasta tres injorcicres á razón de 0‘05 pesetas la linea; hasta tinco inserciones á
tazón de 0‘03 pesetas, y de cinco en adelante á razón de 0'02 pesetas. El valor nsinimo de nn anuncio, sea cual fuere ti número de líneas
Se que so componga, será de 0‘50 pesetas. Las lineas, de cualquiera tipo sea la letra, y los grabados, se conta¬
rán por tipos del cuerpo 12 y el ancho aorá el de una columna ordina¬ ria del periódico.

Sección

de

Anuncios

Los anuncios mortuorios por una sola vez pagarán: Del ancho Se nna columna 1‘50 ptas., del de dos 3 ptas., y asi en igual proporcióon.
En la tercera plana los precios son dobles, y triples en la segunda. Los comunicados y anuncios oficiales pagarán á razón de 0‘05 pese¬ tas y los reclamos á razón de O'10 ptas. la línea del tipo en qne se eom nongan, siendo menor del cuerpo 12, y de éste si es mayor.
Les snecriptorea digfrntaráu una rebaja de un 25 pe*
ciento

W.
CORRESPONDIENTE AL SO DE MARZO ÚLTIMO
Se vende en la tienda de artículos de escritorio «LA SINCERIDAD», San Bartolomé, 17, y en el «CENTRO DE SUSCRIP¬
CIONES Y ENCARGOS», Plaza de la Constitución, 32.—SÓLLER.

LA SINCERIDAD

Cirujano - 3>entista Establecimiento comercial é industrial de J. Marqués Arbona

Precio de suscripción en España, con opción á la consulta gratuita, trimestre 2 ptas.
Se suscribe en todas las librerías de España y corresponsales de la casa

Esta Revista es órgano del BUFETE ADMINISTRATIVO domici¬ liado en Palma, calle del Borne, núm. 10.

Sucursales en Madrid y provincias.

í Centro de Suscripciones y •
En Sóller: (tuición!’MnT 32* la Cons"

Dentaduras completas, desde 16
duros.
Dientes, desde 4 pesetas, ase¬ gurando dichas piezas para la mas¬ ticación y pronunciación.
Orificaciones, empastes y estrac-
ciones sin dolor,
Pelaires, n.° 102.—PALMA.

San Bartolomé,-17,-SÓMjEK
SECCIÓN PRIMERA.—IMPRENTA Y TALLER DE ENCUADERNACIONES
•
Se hacen toda dase de impresiones á una ó varias tintas: Acciones para sociedades, títulos nominativos y al portador, láminas de emisión de valores, bonos y demás traba¬ jos de esta índole, tarjetas de visita, esquelas mortuorias, talones, membretes, facturas, programas, carteles, circulares, estados de todas clases, invitaciones, etc., etc., etc.; y encua¬ dernaciones económicas y de lujo.

L’ UNIÓN
Compañía francesa de seguros contra incendios fundada en 1828
Esta Compañía, LA PRIMERA DE LAS COMPAÑÍAS FRANCE¬
SAS DE SEGUROS CONTRA INCENDIOS POR LA IMPORTAN-
CIA DE SU CARTERA, asegura además del riesgo de incendio, los daños que pueden ocasionar la caída del rayo, la explosión de gas de

LA SOLLERENSE
DE
«TO&É €OLL PORT-BOU (Frontera franco-espaíi«Ia)
Aduanas, transportes, comisión, consignación y tránsito

SECCION SEGUNDA.—PAPELERÍA, LIBRERÍA Y ARTÍCULOS DE ESCRITORIO
Véndese en la tienda de esta sección: resmillería y sobres de todas clases desde los más eco¬ nómicos á los de más lujo, papeles de hilo y de algodón en blanco y rayados, papel de embalaje cortado y taladrado para la confección de cajones de higos, y de seda para la de cajas de na¬ ranjas, de limones y de mandarinas, libritos de fumar de infinidad de marcas, naipes, estampas y cromos, tarjetas de lujo y sorpresas para felicitaciones, libros en blanco y rayados, cuadernos y libretas de todos tamaños y precios, libros de texto y menaje para las escuelas de niños y de niñas de este pueblo, tinta negra y de colores, en botellas, para escribir y para sellar, efectos variados para escritorios y oficinas, coronas, flores artificiales y objetos para hacerlas, sacos y cinturones de piel para señoritas, carteras para niños, etc., etc.

alumbrado, del vapor, de LA DINAMITA Y OTROS EXPLOSIVOS.

Capital social
Reservas
Primas á cobrar. . . .

10.000,000 8.705,000
74.287,038

Francos
„ „

Agencia, especial para el trasbordo y
reexpedición de naranias, frutas
irescás y pescados.

SERVICIO DECENAL
ENTRE

Total

92.992,038

Se alquila una casa có¬

Capitales asegurados . . 15.127.713,242

„

Siniestros pagados . . .

194.000,000

„

SICTS0

€H§ECHlíl

Esta antigua Compañía asegura también contra el incendio, los de

moda y bien situada, denominada “Can Gabriel.,,
Para más informes, dirigirse á D. Benito Ripoll, (Panaré), que
vive inmediato á dicha finca.

trigo, cebada y avena, tanto en pie como segadas, en gavillas y sobre
la era.
Sucursal española: Barcelona, Paseo de Colón y calle Merced, 20, 22

PANADERIA

por el magnifico y veloz vapor

y 24.—-Director, M. Gés.—Subdirector en Mallorca: B. Homar, Samaritana, 16, Palma.—Agente en Sóller, Arnaldo Casellas, Luna, 17.

DEL MORO VIEJO
DE

calidas de Sóller para Barcelona: los dias 10, 20 y último de cada mes.

[OJO, AGBICDLTORESI

Bartolomé Oaii&fiif
SINDICATO 163—TAHONA N 0 48

Salidas de Barcelona para Cette: los dias 1, 11 y 21 de id. id. Salidas de Cette para Barcelona: los dias 5, 15 y 25 de id. id. Salidas de Barcelona para Sóller: los dias 6, 16 y 26 de id. id.

No comprar ningún guano ni abono químico sin

PALMA DE MALLORCA

CONSIGNATARIOS:—EN SÓLLER.—D. Guillermo Bernat, calle

probar antes los de la tan acreditada marca

PREMIADO CON MEDALLA DE ORO

del Príncipe n.° 24.—EN BARCELONA.—Señores Rosich Cárles y

en la «Exposición Balear»-Sóller-1897 CompA Paseo de la Aduana, 25.—EN CETTE.—D. Guillermo Co-

CAMPANA

Esta antigua y acreditada pa¬
nadería envía semanalmente gran¬
des pedidos de pastas especiales

lom, Quai Commandant Samary-5.
NOTA.—Siempre que el día de salida de Cette. según el presente itinerario, corresponda al sábado ó día anterior á uno festivo, la retrasará el vapor veinte y cuatro horas y saldrá el domingo ó día festivo que sea, á la misma hora.

Depósito en Sóller: M. SEGUÍ Y C.a, San Bar¬ para la villa de Sóller, como son:

tolomé, 2.

cocas, craspells, galletas y similares.
Se dá comisión á las tiendas

y vendedores.

ntonio lol y lossellé

FOTOGRAFÍA ñ J. TRUYOL

FIEL CONTRASTE DE PESAS Y MEDIDAS
DE ESTA PROVINCIA

La guía MALLORCA, escrita por D. José Vives Verger, (Pedal y Manubrio), es la más práctica de las guías de esta isla.
Consta de 116 páginas de texto y la acompaña un mapa de Ma¬ llorca con TODAS LAS VIAS DE COMUNICACIÓN DE LA ISLA.
Es tal la exactitud y profusión de detalles que se anotan en la obra, que sin haber salido nunca de excursión y llevando en el bol¬ sillo la guía MALLORCA se puede recorrer esta isla sin temor á extraviarse y con la seguridad de SABER EXACTAMENTE al fina¬ lizar la excursión, ó en el momento que se quiera, cuantos kilóme¬
tros se han recorrido.
UNA PESETA EJEMPLAR
De venta en Sóller: Tienda de Artículos de escritorio de “La Sin¬
ceridad,, San Bartolomé, 17.—Centro de suscripciones y encargos,
Plaza dé la Constitución. n.° 32.

Buen Año, 4, piso 2.°—SOLLER
SUCURSAL DE LA FOTOGRAFIA MALLORQUINA
DE PALMA
Retratos de todas clases y tamaños;
reproducciones de retratos pequeños al tamaño natural, retratos al óleo, al plati¬ no, en color y sobre porcelana; vistas de todos los puntos más pintorescos de Ma¬ llorca, y toda clase de trabajos fotogrᬠficos. Todo en clase superior. Los gru¬ pos pueden hacerse á domicilio.
Se retrata el primer domingo, aunque
esté nublado.
FOTOGRAFIA:
BUEN AÑO 4, PISO 2.o-SÓLLER

Ptas. Cts.

Manual práctico de Aritmética del sistema métrico-decimal. . l’OO

Reducción completa de todas las pesas y medidas de Mallorca

(en rústica)

1*75

Reducción completa de quintales á kilogramos y vice-versa,

con el 4 p§ y sin él

0’75

Reducción completa de cuartillas de vino á litros y vice-versa. 0 oO

Catálogo que contiene las equivalencias de todas las unidades

de nesas v medidas de Mallorca al sistema métrico decimal

y vice-versa

u

Libro de cuentas hechas por pesetas y céntimos de id. . . . U25

De venta en la librería de «La Sinceridad»*, calle de San Bartolo¬

mé, 17.—SOLLER.

SOLLER.—Imp. de «La Sinoeridad*