mo Xlll."2.s EPÜCA.--NÜM. 61 i
mo Xlll."2.s EPÜCA.--NÜM. 61 i

SABADO 17 DE DICIEMBRE DE lél

SOLLE

SEMANARIO INDEPENDIENTE

PUNTOS DE SUSCRIPCIÓN:
8óllkr: Administración.
Francia: D. Guillermo Colom—Quai Comtnandant Samary-6-Cette (Herault.) Antillas: D. Guillermo Marqués—General Pavía-7-Arecibo (Pto.-Rico.) fÍLJico: D.Damian Canals—Óónstitución-19-San Juan Bautista (Tabasco.)

FUMADOR Y DIRECTOR-PROPIETARIO: f

REDACCIÓN Y ADMINISTRACIÓN:

Juan Marqués 7 Arbona.

| Calle de San Bartolomé n.° 17

SÓLLER (Baleares.)

PRECIOS DE SUSCRIPCIÓN:
España: G’50 pesetas al mes.
íí: ;i ¡ PAGO ADELANTADO
Números sueltos OTO pesetas. Id. atrasados 0’20 pesetas.

La Redacción únicamente se hace solidaria de los escritos que se publiquen sin firma, seudónimo, inicial, ó signo determinado. De los que tal lleven, seraD responsables sus autores.

Sección Literaria
HISTORIA DE VARIOS TIMOS
JUGUETE CÓMICO-TÍMICO
En uno de los más caros y lujosos hoteles de San Sebastián, sucedió du¬
rante una temporada balnearia lo que voy á narrar con la mayor brevedad po¬
sible.
Acostumbraban á quedarse de sobreme¬ sa, después del opíparo almuerzo, ocho ó diez caballeros, y mientras fumaban * sendos habanos, saboreando el moka, hablábase allí de todo cuanto hay que hablar: de bellas artes, de política, de teatros, de mujeres, de toros... y hasta de metafísica, que es ei más aburrido de
los temas.
Uno do los comensales, hombre ya
maduro, muy feo y de escasa ó ningu¬ na ilustración, á juzgar por lo inculto de su lenguaje, no entendía ni terciaba en otras conversaciones que las referen¬ tes al bello sexo; y era lo más chusco que, á creerle, no había Tenorios ni Lovelaces que con él compitiesen, ni mu¬ jer buena ó mala capaz de resistirle... Las conquistas salíanle al paso como en
el verano los moscas. Ocho días llevaba en el hotel, y era
ya el hazme reir de I03 alegres comen¬ sales, casi todos gente jóven y malean¬ te; pero él, ni se corría, ni se cortaba, atendiendo siempre por el mote de el Tenorio, que le habían puesto.
Sucedió un día que hallándose en uno
de aquellos sabrosos paliques de sobre¬ mesa, entró en el comedor un criado del
hotel, detrás de este un mozo de cuerda
cargado con una gran maleta, á conti¬
nuación del mozo una señora guapísi¬
ma, y detrás de la señora un caballero bien portado. Cruzáronse ceremoniosos
saludos entre los antiguos y los nuevos
huéspedes, yendo estos á ocupar la ha¬ bitación que se les destinaba, frontera
al comedor.
—¡Valiente hembra!—dijo uno. —¡Morrocotuda mujer!—añadió otro.
—Algo vasta... —Pero de rechupete!
—1 Bocato di cardinale\\ —¿Se han fijado ustedes en la miradita que me largó al pasar?—dijo el Tenorio—¡Esa... toma varas! Se echaron todos á reir, y oyóse dis¬ tintamente una voz que decía: ¡Imbécil!
Cuando el cria'do de la fonda volvió á
pasar por el comedor y lo acosaron á preguntas, solo pudo mostrar la tarjeta que acababan de darle los recien llega¬
dos para ser inscritos en el libro de en¬
trada: H. C. y Señora.

—Está bien,—exclamó impertérrito el conquistador,—pero á mi nadie me qui¬ ta de la cabeza que á pesar del Sr. H. C. sería yo capaz... ¡Tengo un ojo para co¬ nocer las mujeres!
—Señor mío, lo que tiene usted es una lengua muy larga,—dijo encarán¬ dose con él un grave caballero, á quien
molestaban sobremanera las ridiculas
presunciones de aquel mentecato.—Se
necesita mucha fuerza de voluntad para
oir con calma tantas impertinencias. —¡Eso es mucho decir!—contestó el
Tenorio levantándose.
—Estimo conveniente,—dijo el caba¬
llero á media voz,—que vayamos á^óT*
tinuar la conversación á la sala de lec¬
tura, pues aquí podrán oirnos...
Todos se trasladaron á la indicada
pieza, suponiendo que allí pediría el Te¬
norio una satisfacción al caballero por
la dureza con que le había hablado; pe¬ ro lejos de eso, insistió el hombre en afirmar que si él desplegaba todos los
recursos de su infalible táctica amato¬
ria, era seguro el triunfo... La discusión iba ya degenerando en
disputa, y entre burlas por un lado, in¬ sultos por otro, risas estrepitosas, gritos y puñetazos sobre la mesa, acorralaron á aquel estúpido, el cual acabó por pro¬ poner una crecida apuesta.
En aquel momento, y atraído por las
voces, entró en el Salón de lectura un
señor clérigo, hombre de moderadas costumbres, muy poco hablador, que evitaba en lo posible hallarse presente cuando el Tenorio narraba alguna de sus peregrinas aventuras, y á quien con muy buenos modos había censurado su prurito de hacer añicos las honras fe¬
meninas.
Puesto al corriente de lo que sucedía
se hizo, no una, sino mil cruces; y cuan¬ do se enteró del nombre de los nuevos
huéspedes llegó al colmo su admira¬
ción.
—Señores,—dijo—tuve el honor de ser presentado al Sr. de C. en casa del actual Subsecretario de Gracia y Justi¬ cia; es un rico hacendado andaluz, ex¬ diputado á Cortes, y bu señora una da¬ ma distinguidísima de intachable con¬ ducta. Celebro que han venido á parar á esta fonda, pues iré ahora mismo á sa¬
ludarlos.
Parecía que con tales explicaciones amainaría velas el incorregible presun¬ tuoso; pero ni por esas se dió por venci¬ do, muy al contrario, sostuvo la apues¬
ta interesando en ella nada menos que
quinientos duros, recrudecióse la dispu¬ ta, y por último el caballero grave, pa¬ ra castigar tan insoportable vanidad é insensatez, viendo que aquel majadero

sostenía lo de la apuesta acabó por acep¬ tarla, sin querer ya escachar los sanos consejos del señor cura, el cual conside¬ raba aquello (y con sobra de razón) co¬ mo un acto inmoral y poco digno.
Salieron á relucir carteras atestadas de
billetes de banco, tanto por parte del caballero, que estaba exeitadísirao, como del Tenorio... Y no paró ahí la cosa, sino que otro de los presentes, hombre adi¬ nerado, quiso también terciar en la apuesta, siempre que el agostador qui¬ siera jugarse otros quinientos duros. No
hubo inconveniente. El Tenorio indicó al señor cura como
depositario, y en esto sí que estuvieron
tan conformes con él los otros, como
opuesto al nombramiento el buen se¬ ñor... ¡Semejante complicidad! No, de ninguna manera... La verdad es que se defendió cuanto pudo, pero era un hom¬ bre tan buenazo y de tan débil carácter que lograron convencerle y recibió los mil quinientos pesos con obligación de entregarlos á quien ó quienes ganaran la apuesta.
Restaba solo un detalle de importan¬ cia, que bien pronto quedó resuelto. Los contrincantes del Tenorio no exigían mucho, y daban por perdido su dinero desde el instante en que se les exhibiera una carta de probada autenticidad, en la cual se mostrase aquella señora fran¬ camente propicia á las absurdas preten¬
siones del seductor. A este le concedie¬
ron un mes de término para desarrollar sus maquiavelismos.
Hecho el trato se fué el señor cura á
saludar á los señores de C. con los cua¬
les se le vió salir á los pocos momentos, y cada cual se marchó á donde quiso comentando el hecho y conviniendo en no divulgarlo.
Aquella misma noche visitaron el hotel dos agentes de policía; pero ya habían hecho mutis por el foro el ma¬ trimonio C. el Tenorio y el cura falsifi¬
cado.
Las dos víctimas no pudieron jamás consolarse de aquel tremendo chasco; y el caballero grave, cuando se le habla
de timadores sueltos exclama:
—¡Esos son cómicos de la legua, que se dedican á monólogos ó diálogos! Yo sé que anda por el mundo una compa¬ ñía de primera fuerza... ¡Y por cierto que me hicieron representar un triste papel en un precioso juguete cómico-
íimicol
-Ramiro Blando.

Conocimientos útiles
Empleo de la oebolla
La cebolla usada como alimento es
considerada por muchos higienistas co¬ mo un vegetal saludable que debiera generalizarse más, si no fuera por su olor desagradable. Como sustancia me¬ dicinal, tiene varias aplicaciones de re¬ conocida eficacia, que no deben igno¬ rarse en el hogar doméstico, como re¬ medio simple, módico y eficaz.
Para los catarros de pecho no hay me¬ jor remedio que la cebolla cocida ó asada, aplicada al pecho en forma de cataplasma, exteriormente, y comién¬
dola alivia mucho la tos, manteniendo
limpios los bronquios cuando se obs¬ truyen de mucosidad, que es la causa de la tos; y si se come con frecuencia al principiar el catarro, impide que éste se desarrolle, desapareciendo en los prime¬ ros ataques. Un distinguido facultativo recomienda en un periódico de medicina que á los niños se les dé á comer, dos ó tres veces por semana, cebollas crudas ó cocidas, si son agradables y sazonadas, con cuyo uso frecuente se les evita va¬ rias enfermedades peculiares á la in¬
fancia. Otro escritor de la facultad médica
recomienda el uso constante de la cebo¬
lla como preventivo contra la difteria y otras enfermedades contagiosas durante el tiempo que duren estas epidemias. La cebolla, añade, debe comerse á menudo en la primavera, lo menos una vez por semana, pues sus propiedades profilácti¬ cas vigorizantes son inmejorables. Desa¬ fío, dice el mismo escritor, á que se cite un solo caso fatal de difteria, anginas ó escarlatina en los niños cuyas madres
les han dado á comer cebollas con fre¬
cuencia, y aun aquellos que han sido atacados de algunas de estas enfermeda¬ des se curan, sin dud3, si se les aplica
el remedio de la cebolla como se ha in¬ dicado.
Betunes impermeables
Para enlucir junturas de cañerías, re¬ vestir sitios húmedos, y en general para evitar el paso de la humedad, se reco¬ miendan los betunes siguientes:
Una mezcla de partes iguales de albayalde, minio y cola de buena calidad con aceife hervido hasta que la masa adquiera la consistencia necesaria.
Otro betún se hace con una parte de resina pulverizada (disuelta en diez par-

umuuiacai conceniraaoj,
cinco partes de gelatina y una parte dé cromato ácido de cal, dejando esta mez¬
cla expuesta al calor solar. También se prepara una buena mate¬
ria impermeable con engrudo caliente de almidón, mezclado con la mitad de su peso de trementina y un pedacito de
alumbre.
Para tapar las juntas de los aljibes; dá buen resultado un compuesto de partes iguales de ladrillo molido, cal viva y ceniza, amasado con la cantidad suficiente de aceite hervido para darle,
consistencia.
Lps piojos do los cerdos
Para limpiar al ganado de cerda los piojos, se untan bien los animaies con
manteca de cerdo desde la cabeza hasta
el rabo, pudiendo también en algunos
casos sustituir la manteca con el aceite de linaza.
Se explica la efícaeia de este procedi¬ miento porque los órganos de la respi¬ ración en el piojo están cerca de su ab¬ domen y la grasa impide que penetre el aire y origina la muerte. Puede adicio¬ narse un poco de petróleo á la manteca, pero esto hay que usarlo con mucha precaución, para evitar que los anima¬ les encuentren peor el remedio que lá
enfermedad.
El jabón por sí solo no tiene eficacia
bastante para hacer una limpieza en el
cerdo.
Tenioida casual
El Dr. Parisi, catedrático de la Facul¬ tad de Atenas, ha descubierto casual¬ mente que el coco que se vende en núes
tros mercados posee seguras propieda¬
des antihelmínticas. Encontrándose er
Masaba al regreso á Grecia de sü viaj< por Abisinia, se comió una mañana tod( el endocarpo de un coco, después de ha¬ ber bebido el líquido que dicho frute
contenía.
Empezó á sentir á las dos horas algúr malestar y opresión en el estómago, so¬ breviniéndole después un poco de dia¬ rrea. que más tarde desapareció, hallan
dose relativamente bien. A la inañan;
siguiente depuso y expulsó una tenis
entera con la cabeza. Pensando sobre 1¡
causa, y sospechando que el coco habú sido, preguntó á los abisinios residente; en Masaba; pero ninguno conocía ta virtud medicinal en dicho fruto'. Llega¬ do á Atenas, hizo nuevos ensayos á fír de comprobar su observación, y efecti-

(?) Fftttilfll
LA CARTOMANCERA
—Pues yo estoy sola, porque aquí en la ciudad no jugamos en la calle como en los pueblos. ¡Si yo tuviese á mi her¬
mana!
—Pues mira, yo preferiría teuer un hermano mayor que yo, que me contara historias y me llevase ¿ paseo.
—¿Como mi primo Gabriel?—dijo con presteza Juliana...
Tu primo Gabriel es un chiquillo,— dijo Rita;—preferiría que fuese como su amigo Angel, que parece un hombre.
Las dos muchachas volvieron á em¬
prender sus juegos; tomaron las muñe¬ cas y las bautizaron en el surtidor. Rita
fué la madrina de la de Juliana, y ésta lo fué de la de Rita. La de Juliana se llamaba Angela, la de Rita Gabriela, y
y al concluir el bautizo echaron de ver que las muñecas se habían despintado tanto, que se les habían borrado los ojos y corría por su rostro el bermellón de
sus mejillas.
—Estas chicas estudian con el dia¬
blo. —dijo Qolores á Pepa;—mira có¬ mo han puesto las muñecas que les com¬

pré el día de las Santas: ya no tienen fi¬
gura.
—¿Qué vas á hacerles?—objetó Pepa;
— ellas á su vez son nuestras muñecas
y nos divierten á nosotras. En este mun¬ do todo es un juego.
V.
UNA NIÑA QUE NO QUIERE CASARSE
Es una felicidad para los que escribi¬ mos el poder hacer transcurrir los años que se nos antoja desde un capítulo á otro; así es que, usando de este privile¬ gio. me tomaré la libertad de dejar en blanco cinco años que han pasado en un soplo, durante los cuales sólo abunda¬ ron las cartas de Angel á Gabriel, á quien escribía en todos sus viajes, sin olvidarse nunca de preguntar por Julia¬ na. y Gabriel le contestaba á vuelta de
correo.
El que hubiese visto cinco años antes al joven adolescente de cara de niña, ya
no le hubiera conocido. Gabriel tenía
veinte años; su estatura era más bien alta que baja; era delgado y esbelto, y su figura correcta y elegante. Bajo su som¬ brero de paja asomaban sus cabellos' ru¬ bios, y una naciente barba de igual co¬
lor, poco poblada aún, sombreaba lige¬ ramente aquel rostro casi femenil, Sus

colores vivos habían desaparecido, sien¬ do sustituidos por esa palidez mate co¬ mún á las personas que viven á la som¬ bra y que pasan la mayor parte del tiempo sin salir de casa.
La vida de Gabriel se pasaba en su tienda, y sólo iba los domingos por las tardes á ver á su prima Juliana. Todo el
vecindario decía al verlos sentados el
uno junto al otro: «Esto acabará en ca¬ samiento;» sin embargo, el vecindario
se engañaba. Juliana había crecido también, y era
tal su parecido con Gabriel, que cúalquiera hubiera afirmado que era de una misma familia, pues tenía el mismo tipo blanco, rubio y delicado. Sin embargo, la jóven no estaba pálida; sus colores eran bellos, y era tan blanca y fina que el pañuelo azul celeste que cubría su cabezo, puesto con la gracia que sólo
tienen las catalanas, no la hacía mal
efecto, á pesar de ser dicho color de los que menos favorecen; siendo de notar que la coqueta niña lo prefería á los de¬ más, pues hacía juego con sus ojos de zafir y realzaba su belleza,
Juliana era de buena figura, delgada: elegante en extremo, llevando un traje de percal azul cortado á la última moda.
Era un hermoso día de pvimavera/Ga-

briol había ido á casa de su tía Dolores,
y los dos jóvenes estaban solos, pues Dolores y Andrés habían salido á paseo por ser domingo, y su bija se había quedado cuidando de lá casa.
Alguna lectora, tal vez algo exigente en lo que se llaman conveniencias sociates, tomará á mal el que Dolores per¬ mitiera que su hija pasara la tarde del día festivo mano á mano con un jóven; pero no debe criticarse á la tal madre.
Gabriel era el hermano, más bien que
el primo, de Juliana. Puede decirse que se habían criado juntos; Gabriel encon¬ traba á su prima bellísima, pero nunca había pensado en que Juliana pudiese ser su esposa, y si iba á verla era para
hablar de Rita.
Había confiado á Juliana sus amores:
más aún, habían hecho traición á la
amistad confiándole los de su amigo
Angel; pero cada vez que Gabriel ha¬ blaba de su amigo, Juliana mudaba de
conversación.
Así estaban las cosas cuando se tuvo
noticia de qúe el bergantín Bella. Rosa, estaba pronto á fondear en el puerto de
Barcelona. Gabriel estuvo contentísimo,
y á los dos días, cuando menos lo espe¬
raban, llamó al cancel un jóven y guapo
m afino,;

Era moreno y de buena fisonomía, encuadrando su rostro dos patillas ne¬ gras muy pobladas;’ nadie hubiera co¬ nocido en él al adolescente que palide¬ ció al ver á Juliana en la procesión de las Santas. Angel había crecido, se ha¬ bía desarrollado, y su color, la vivaeídad de sus ojos y la flexibilidad de sus miembros hacían de él más bien un tipo" andaluz que catalán. Además hablaba
nuestro idioma con cierto acento ameri¬
cano, mezclando palabras castellanas: como sucede, no sabemos por qué. á lá mayor parte de los marinos y de los qué han vivido largo tiempo en América: que hablan una jerga que participa del catalán y del castellano, no hablando' bien ni el idioma nativo ni el adoptivo,’
olvidando el uno sin hablar el otro.
Gabriel al ver á su amigo tuvo un placer grandísimo, y ambos se dieron
un estrecho abrazo.
—¡Qué guapo estás, Gabriel—dijo? Angel,—y que barba has echado!
—¡Y tu!—dijo el padre de Gabriel;—
pues no es nada; parece que tienes ya
treinta años. ¡Y qué buen mozo eres! No’ hay que decir que te quedarás en casa
con nosotros.
Es de advertir que la familia de itng'ef
se había trasladado á Tarragona, y qW

I

2

SOLLER

Vamente, en los seis casos que lo em¬
pleó, le produjo idéntico resultado. En
■vista de estos hechos, el Dr. Parlsi re¬

que se ven obligados á rehuir toda dis¬
cusión, obedeciendo á precedentes y
prácticas de su país bien establecidos.

des norteamericanas pondrán en liber¬ tad los prisioneros españoles que se ha¬ llen en su poder y entablarán gestiones

comienda á los comprofesores ensayen este nuevo tenífugo con preferencia á
los demás, por no requerir molestia al¬ guna para el paciente, bastando abrir un coco, beber el líquido y comer la molla blanca, que tiene sabor de avella¬ na, por vía de almuerzo. Al día siguien¬ te será expulsada la tenia con la cabeza,
sin necesidad de preparativos de pur¬
gas, etc.

Seguramente no pasará inadvertida la importancia del documento extractado, cuyas aclaraciones tienen la misma fuerza que podrían tener si figurasen en un artículo del tratado de paz las conce¬
siones que del memorándum resultan. Todos suponen aquí que los norte¬
americanos han contestado á la protesta de los comisionados españoles, por te¬ mor al efecto que había de producir la publicación del memorándum del señor

para la liberación de los que se encuen¬ tren en poder de los cubanos y filipinos.
Los Estados Unidos trasportarán por
su cuenta á la Península á todos los
súbditos españoles. Ambas potencias contratantes renun¬
cian mútuamente á toda reclamación de
daños y perjuicios forúiulada por parti¬
culares con motivo de la guerra.
En la sesión del dominio de propieda¬ des públicas, que pasan ¿ serlo de los

Montero en las naciones civilizadas.

Estados Unidos, solamente se compren¬

Empleo del café como desinfectante

Sesión suspendida.—Impaciencia

de los bienes de la corona.
Quedan exceptuados los que pertenez¬

Dice un diario de medicina que un
-alemán muy estudioso y observador, se •dedicó hace años á notar que el café pu¬ ro, tomado en ayunas, era el mejor pre¬
servativo contra las enfermedades con¬
tagiosas. Estas observaciones han sido seguidas en mayor escala por otros Fa¬ cultativos y plenamente confirmadas
con datos estadísticos irrecusables. Se¬
gún la opinión unánime de dichos Fa¬ cultativos, el café puro y bien caliente tomado en ayunas es el preservativo más seguro y eficaz contra todas las en¬
fermedades contagiosas-.

París 11.—Después de ser recibido el
memorándum norteamericano, la confe¬
rencia de la paz acordó suspender la se¬ sión y aguardar á que los secretarios presentasen el original del tratado, que estaban acabando de poner en limpio dos agregados á las comisiones, uno es¬ pañol y otro norteamericano, en el local
de la cancillería de los diplomáticos es¬
pañoles. Corría el tiempo, no lleg-aba el trata¬
do, se envió un recado á la cancillería,
y pronto se recibió la respuesta de que se tardaría en presentar el texto una hora aun, porque el agregado norte¬

can á provincias, municipios, estableci¬ mientos públicos y privados y corpora¬ ciones civiles y eclesiásticas.
Los españoles residentes en los terri¬
torios desmembrados conservarán su
nacionalidad á condición de que se ins¬ criban en un registro especial durante el plazo de un año. Los que no se ins¬ cribiesen, serán considerados ipso fado como si hubiesen declarado que aceptan
la nueva naturalización.
El Congreso federal de los Estados
Unidos determinará los derechos civiles
y la condición política de los habitantes de Puerto Rico y Filipinas. A todos ellos

americano se había comido dos líneas al les garantizará la nación norteamerica¬

final de un pliego, y era necesario vol¬ na el libre ejercicio de su religión.

Notas de actualidad ver á copiarle todo.

Las sentencias de los tribunales espa¬

Eran entonces las cinco y tres cuartos ñoles dictadas con autoridad á la fecha

LAS COMISIONES DE LA PAZ

de la tarde.

del tratado y contra las cuales no 8b

Entonces los comisionados acordaron haya elevado recurso de apelación, se¬

suspender la conferencia hasta las siete rán consideradas como firmes y ejecu¬

TJn memorándum yanki
París 10.—A las tres de la tarde se han
reunido hoy las comisiones de la paz.
En cuanto se declaró abierta la sesión,
el presidente de la comisión norteame¬

y media. Durante ese tiempo comieron los co¬
misionados, y á las siete y tres cuartos volvieron al Quai d’ Orsay.
El tratado de paz

ricana pidió permiso para presentar un ínou.orauduu!, contestación al que el fír. Montero Ríos entregó el jueves.
El presidente del Senado español ac¬ cedió desde luego á que fuera leído el

Reconstituida la conferencia se proce¬
dió sin pérdida de tiempo al cotejo de los dos ejemplares que han de archivar los gobiernos de las naciones contra¬
tantes.

memorándum, documento cuya impor¬

Cada uno de ellos consta de cinco

tancia es innegable. No es una simple contestación á la
protesta del Sr. Montero Ríos; contiene interesantes aclaraciones, por no lla¬
marlas rectificaciones, á las declaracio¬ nes anteriores de los comisionados nor¬
teamericanos.
Estos afirman en el documento que no

pliegos; están escritos en pergamino y á
dos columnas, una redactada en espa¬
ñol y otra en inglés. Gracias á la atención de los diplomá¬
ticos españoles, he conseguido conocer
el texto del tratado á los pocos momen¬
tos de ser firmado por los plenipotencia¬ rios, y trasmito un amplio extracto, te¬

han pretendido negarse á reconocer á miendo que el texto completo del docu¬ los habitantes de los países cedidos ó mento no pueda llegar á Madrid en morenunciados por España el derecho de 1 mentó oportuno para que se publique

.optar por la ciudadanía que hasta ahora mañana.

han gozado.

El documento consta de 17 artículos.

Los súbditos españoles naturales de la Hé aquí un extracte de las estipula¬ Península se disponen á declarar que ciones:

conservan su antigua nacionalidad, y Según ellas, renuncia España á la so¬ nadie ha pretendido oponerse á sus de¬ beranía y á la propiedad de la isla de

seos.

Cuba.

También declaran los comisionados Ocuparán ésta los Estados Unidos,

yankis que los súbditos españoles tienen absolato derecho á disponer de sus pro¬ piedades. á salir de los territorios cedi¬ dos ó permanecer en ellos, continuando siendo súbditos españoles ó eligiendo la
nueva nacionalidad.
Cuanto á los naturales de los territo¬
rios que hasta ahora han pertenecido á España, no es posible fijar ahora su

que se encargarán de proteger las vidas y haciendas de los habitantes.
También cede España la isla de Puer¬ to Rico y las demás que poseía en el inar de las Antillas, la isla de Guan pertene¬ ciente á las Marianas, y el Archipiélago filipino comprendido entre los paralelos y meridianos indicados repetidas veces.
Los Estados Unidos pagarán á España

tivas. •
Los pleitos pendientes de resolución seguirán siendo tramitados ante el tri¬ bunal que entienda en ellos ó ante el que le sustituya.
Las sentencias por causa criminal pendientes del Tribunal Supremo espa¬ ñol serán ejecutadas por las autoridades
norteamericanas cuando sean defini¬
tivas.
Los norteamericanos respetarán tam¬ bién los derechos de propiedad artística,
literaria é industrial reconocidos.
Las obras españolas artísticas y lite¬ rarias seguirán siendo admitidas en las antiguas Antillas españolas y en el Ar¬ chipiélago filipino sin pagar derechos de aduanas durante diez años á partir
de la fecha del tratado de paz.
Los gobiernos de ambas potencias
contratantes concederán durante dicho
periodo á los buques mercantes por de¬ rechos de puerto, faro y tonelaje idénti¬ co trato que el concedido á los buques de la propia nacionalidad que no se de¬ diquen al comercio de cabotaje.
Este artículo podrá ser denunciado
anunciándolo con seis meses de antela¬
ción.
Las obligaciones aceptadas por los Estados Unidos respecto de la isla de Cuba, se entiende que sólo estarán vigen¬ tes durante la ocupación de la grande Antilla por las fuerzas norteamericanas.
El gobierno de los Estados Unidos aconsejará sin embargo al futuro go¬ bierno de Cuba que reconozca dichas obligaciones.
La ratificación

condición y sus derechos. Ese cometido incumbe al Congreso federal de los Es¬
tados Unidos.
Los comisionados yankis expresan su completa confianza en que el Congreso norteamericano se inspirará en las tra¬ diciones liberales aplicadas á los domi¬
nios de los Estados Unidos.
La comisión se vió obligada á recha¬
zar el artículo sobre concesiones de
obras para servicios públicos, por serle desconocida la extensión de las obliga¬ ciones y contratos autorizados por la administración española; nunca ha te¬ nido el gobierno de los Estados Unidos

20 millones de dollars en el plazo de
tres meses á contar desde el día en que
se canjeen las ratificaciones del tratado. Durante diez años, á partir de esa ra¬
tificación, los buques y las mercaderías españoles serán admitidas en las islas Filipinas en iguales condiciones que los
de los Estados Unidos.
Estos se encargarán d« trasportar á España, en cuanto se firme el tratado, los soldados que están prisioneros en
Manila, devolviéndoles las armas que
depositaron en virtud de la capitulación del 13 de Agosto.
En cuanto se canjeen las ratificacio¬

El tratado de paz será ratificado por la reina regente de España y por el presi¬ dente de los Estados Unidos, de acuerdo éste y con aprobación del Senado norte¬
americano.
Las ratificaciones serán canjeadas en Washington dentro del plazo de un se¬ mestre á contar desde la aprobación del pacto por el Senado de los Estados
Unidos.
Este plazo de seis meses puede ser re¬ ducido por acuerdo de los gobiernos de
ambas naciones.
La firma y la despedida

el propósito de negarse á cumplir las obligaciones que el derecho internacio¬ nal señala respecto de los contratos cuya validez revele el exáraen á que han

nes, evacuarán las fuerzas españolas las islas Filipinas y la de Guan, en condi¬ ciones análogas á las observadas para la
evacuación de las Antillas.

Eu cuanto fueron leídos y cotejados los textos del tratado de paz, procedie¬ ron los plenipotenciarios á firmar y se¬
llar los documentos.

de ser sometidas y que obliguen á los
Estados Unidos como sucesores de la so¬
beranía de España en los Estados ce¬

El plazo en que se ha de efectuarla Los españoles pusieron sus firmas baevacuación será fijado de común acuer¬ *jo la columna redactada en castellano, y do entre los gabinetfís de Madrid y los norteamericanos bajo la columna es¬

dido*.

Washingtón.

crita en inglés.

Declaran además los comisionados

Serán considerados como propiedad

En aquel momento eran las ocho y

norteamericanos que no entendieron de España las banderas y los buques no media de la noche.

bien el artículo relativo á la devolución apresados; el material del ejército y de Finalmente, los comisionados se des¬

de depósitos y fianzas.

la marina, la artillería de campaña y pidieron expresándose mutuamente gra¬

El gobierno yanki devolverá á los le ¬ las armas portátiles.

titud por las atenciones personales de

gítimos propietarios las sumas entrega¬ Los cañones de gran calibre emplaza¬ que habían sido objeto y deseándose to¬

das conforme á derecho.

dos en las fortificaciones y costas per¬ do género de prosperidades.

El gobierno de la Unión no tiene el manecerán en los sitios en que se hallan

Los norteamericanos partirán el jue¬

propósito de confiscar propiedad alguna durante un semestre á contar del día de ves con dirección á Southampton para

que caiga bajo su jurisdicción.

la ratificación.

embarcarse en aquel puerto y trasla¬

Finalmente, respecto de la observa¬ Después se entablarán negociaciones darse á Nueva York, adonde llegarán el

ción del 'memorándum de la comisión es¬ entre España y los Estados Unidos para día 24 del actual.

pañola sobre el último mensaje de mis- acordar la forma en que dicho material El Sr. Montero Ríos regresará proba¬

ter Mac-Kinley, en el cual se alude á ha de ser enajenado.

blemente el viernes á Madrid, permane¬

la voladura del acorazado Maine, los co¬

Desde el momento en que haya sido ciendo aquí durante algunos días varios

misionados norteamericanos insisten en firmado el tratado en paz, las autorida- individuos de la comisión á fin de re¬

coger los papeles y enseres de la canci¬
llería.

Tribuna pública

Sr. Director del Sóller.

Apreciable Director y estimado ami¬ go: El semanario de su digna dirección, único mensajero que nos trae las noti¬ cias alegres ó tristes de nuestro inolvi¬
dable valle, en el último número que hemos leído publica la reseña del des¬
graciado accidente que con justo motivo
llenó de consternación á los moradores
de esa risueña comarca; la del naufra¬
gio del bote de pesca San Francisco, cuya noticia causó, como puede Yd. su¬ poner, dolorosísima impresión en mi, en todos los sollerenses aquí residentes, y hasta en otras muchas personas que, sin ser paisanos nuestros, de aquella vi¬ nieron en conocimiento. Compadecidos todos de la triste situación en que la desgracia ha dejado á las viudas y pequeñuelos de los desventurados náufra¬ gos, no hemos podido menos de respon¬ der al llamamiento que hace el Sóller á
los sentimientos de caridad de sus lec¬
tores, y sin pérdida de momento abri¬ mos una suscripción con objeto de so¬
correr á las familias délas víctimas, y en
poco tiempo se reunió la suma de tre¬ cientos francos. He aquí los nombres de los donantes con expresión de las cantidades por ellos entregadas en el acto d8
suscribirse:
francos.

Sres. Cardell Hermanos. D. Jaime Biscafé.
» José Balaguer.
» Juan Llaneras. » Damián Vicens. » Jaime Valls.
» Bartolomé Mayol.
» Antonio Vicens. » Bartolomé Morante. » Luis Ferrer. » Guillermo Pons. » Antonio Pons.
» Antonio Mayol. » Jol-gs Sastre.
Suan Vicens. » Juan Pons,
Sres. Miquel Hermanos.
» Juan Colom Hermanos.
D. Miguel Deyá.
» Juan Más Bauzá. » Gabriel Bibiloní.
» Bartolomé Ripoll.
» Juan Rosselló. » Juan Colom. » Pedro Castañer. » Bernardo Molinas.

50 20 10 20 10 20 22 10 10
5 20 20
5 2 5 10 10 20 5 2 10 2-50 2-50 2 2 5

Total.

300-00

Por cuya suma suplico á Vd. se sirva librar una letra á mi cargo: Antonio Mayol, comerciante en vinos, rué des Capucius nútn. 3, Lyon, y la cantidad
resultante con el aumento de la misma
por cambio de moneda, entregarla en partes iguales á cada una de las viu¬ das de los náufragos Vicente Sebastián y Pedro Izquierdo. Esta es la voluntad de todos los donantes, que no dudan de la amabilidad de Yd. querrá compla¬ cerles, como ha complacido siempre á cuantos, paisanos ó forasteros, á Vd. se han dirigido como á una de las perso¬ nas más visibles en el pueblo por el car¬ go que desempeña, para suplicarle algo, siempre para causarle alguna molestia, como la que me permito causarle yo ahora, y por cuyo favor todos los que en la suscripción figuramos le damos las más expresivas gracias, y en particular su antiguo amigo y affmo. y S. S.
q. b. s. m.

Antonio Mayol.

Lyon 10 de Diciembre de 1898.

EL CICLISMO EN SÓLLER
Todos los pueblos de alguna impor¬ tancia en la isla cuentan hoy dia con su velódromo; en Sóller no se hallan colo¬ cadas todavía sus primeras piedras, pero algo se ha adelantado, pues se ha empe¬ zado, por buscar sitio en donde empla¬
zarlo, cosa facilísima de resolver en los
pueblos del llano, y de más difícil solu¬ ción délo que á primera vista parece en este valle en donde cada palmo de te¬ rreno cuesta miles de pesetas.
Verdad es que esto no se hace en una semana, pero bueno es el haber empe¬ zado y de que la afición cunde y desde
el verano último vá en aumento, lo de¬ muestra el sin número de ciclistas que á todas horas invaden la carretera del
puerto, única pista que tenemos para los principiantes y para los que no b
son.

En uso de su perfecto derecho corren ó vuelan, y con alguna caida llevan la penitencia, algunos novatos á esta clase
de sport; más con el fin de evitar carre¬ ras y sustos en ancianos y niños sobre todo, bueno será el que, sin constituir¬ me en mentor, dé algunas reglas á fin de evitar cuando menos alguna desgra¬
cia.
En uso de no menor derecho, que na¬
die pondrá en duda, podrán también
transitar por esa misma carretera que es á la vez calle céntrica, paseo y punto de expansión para chiquillos, cuantas personas gusten ó tengan necesidad de ejercicio; he de recordarles únicamente para su bien que al oir el toque de bocina dado por algún ciclista como señal de aviso, tengan la bondad de inclinarse á derecha ó izquierda, seguir derecho su camino, ó pararse en mitad de la vía
como mejor les plazca, pero que en ma¬ nera alguna se vayan precipitadamente de un lado para otro de la «arretera, haciendo tal teje de idas y venidas que á la vez que desconciertan al que monta la máquina, resulta á propósito para una cogida cuando no un batacazo.
Con esto y con que al llegar á las in¬
mediaciones de «Can Petlos» disminu¬
yan su velocidad, paren máquina, des¬ monten y la lleven del manillar hasta pasado aquel arrabal, es casi seguro po¬ drán mis compañeros llegar al puerto sin haber tenido averias ni tropiezos de ninguna especie.
Piñón.
Crónica Local
LIGA DE PROPIETARIOS
Este es el título de la sociedad que se
trataba de fundar en este pueblo, según en nuestro número anterior dijimos, y que quedó constituida el domingo último.
La reunión anunciada se celebró en la
tarde del expresado día, y tantos fueron los concurrentes á ella, que el vasto za¬ guán de la casa de D. Juan Canals y Es¬ tados llegó á ser insuficiente para conte¬ ner á los muchos propietarios y colonos que habían acudido, ávidos de conocer los Estatutos de la naciente sociedad y de formar parte de la misma si eran á su satisfacción las bases con que se insta¬
laba.
Como saben ya nuestros lectores
cual es el fin que la Liga de Propietarios persigue, hoy nos concretaremos á aña¬ dir: que después de leídos uno por uno todos los artículos de los Estatutos, y de las consiguientes aclaraciones en mallor¬
quín para los asistentes que no hubiesen
entendido el verdadero sentido de los
mismos, habiéndose discutido algunos de dichos artículos, fueron aquellos por unanimidad aprobados. Seguidamente formóse la nomina social, quedando ins¬ critos en el mismo acto 83 socios; mu¬ chos otros prometieron hacerlo durante la presente semana, pues que hasta ma¬ ñana se convino permanecieran abiertas las listas, en atención á lo avanzado áo la hora, y á la hora presente, según te¬ nemos entendido, quedan suscritas unas
150 acciones.
Los socios inscritos, constituidos en Junta General, procedieron al nombra¬ miento de la de Gobierno, y resultaron elegidos: D. Juan Canals y Estades, don Juan Joy y Pi2á, D. Bartolomé Ozonas y Deyá, D. Miguel Coll y Mcrell, D. Ni¬ colás Pons y Deyá, D. Jaime Bulláa y Arbona, D. José Morell y Estades, don Guillermo Rullán y Estades, D. Juan Marqués y Frontera, D. Bernardo Forteza y Aguiló y D. Pedro Antonio Ma¬ yol y Mayol.
La Junta de Gobierno nombró por
unanimidad presidente de la asociación
á D. Juan Canals y Estades; Secretario, á D. Bartolomé Ozonas y Deyá; para
formar la Comisión Permanente á los
Sres. D. Bartolomé Ozonas y Deyá y D. Juan Joy y Pizá, y para desempeñar el cargo de corredor ó cargador en este pueblo á D. Antonio Vicens y Mayol. Acordóse igualmente quedaran propues¬ tos para representantes de la Sociedad
en Francia los conocidos comerciantes
D. Lorenzo Bauza y D. Antonio Bernat residentes en Agde y Cette respecti\\samente, á los cuales se debía consultar el lunes, y estender á su favor el nombra¬ miento caso de que se manifiesten con¬ formes en aceptar el cargo de referencia.
Sabemos que aceptó el Sr. Bauzá, así es que á dicho señor va consignado el

Sú L L E R

&

primer cargamento de naranja que hace la Compañía, ó mejor dicho que ha
hecho ya, pues que el laúd San José ha
cargado durante la presente semana,
con cuya operación ha iniciado las de la presente temporada la Liga de Propieta¬
rios que acaba de fundarse para proteger los intereses de los asociados, y por ende los de los agricultores que no lo están,
y los del público en general.
Acierto deseamos á los que de la So¬ ciedad están al frente, y protección á ésta por parte de todos los solierenses
que, dedicados al negocio en Francia,
mucho pueden favorecerla sin perjudi¬ carse. Tengan estos en cuenta que al
unirse ios propietarios no intentan com¬
petir con ellos en el mercado ni los ha guiado otro fin que el de salvar los pro¬
ductos de sus naranjales, de otro modo expuestos á no poderse aprovechar en su totalidad; por lo mismo, lejos de ver en la asociación un rival, deben considerar¬ la un nuevo compañero de fatigas que les sale al encuentro para ofrecerles en Francia, con muchísimas más facilidades y en mejores condiciones el fruto que hasta el presente han venido á buscar á este valle, sin-tantas ventajas y con
mayores riesgos.
Y dirigida la Sociedad con acierto y
protegida por cuantos directa ó indirec¬
tamente pueden darle la mano, no nos cabe duda, tendrá larga y próspera vida en bien de la clase agrícola, y en bien del pueblo entero, pues que reducido es
el número de los vecinos que no tenga
frutos para exportar, en grande ó en pequeña cantidad.
La Sociedad Defensora Sollerense, reu¬ nida eu Junta General reglamentaria, en la tarde del domingo último proce¬
dió á la elección de la mitad de la «Junta
Directiva. Resultaron elegidos Vice-Presidente, D. Miguel Bernat y Pastor; Vo¬ cales, D. Francisco Albertí y Miquel y D. Jaime Vicens y Rullán, y Vice-Secretario, D. Francisco Pastor y Albertí, los cuales deberán desempeñar los refe¬ ridos cargos durante el próximo bienio
Felicitamos cordialmente á los agra¬ ciados.
En el teatrito de la Artesana Solleren¬
se se dió el domingo por la noche la fun¬ ción que en nuestro anterior número ha¬
bíamos anunciado. La concurrencia fué
podemos decir numerosa, pues que esta¬ ban ocupadas unas dos terceras parte de las localidades con que cuenta el salón, y la interpretación que dieron los aficio¬
nados á las obras que se representaron fué bastante aceptable, por lo que fueron con justicia aplaudidos.
Para mañana no se ha anunciado fun¬
ción alguna.
El lunes por la mañana llegó á este puerto procedente del de Barcelona di¬ rectamente el vapor correo Cataluña,

siendo portador déla balija, algunos pa¬ sajeros y carga. Salió al anochecer para el mencionado punto embarcando tam¬ bién la correspondencia, algún pasaje y
carga.
* **
El León de Oro, llegado á este puer to el domingo último procedente de Cette y Barcelona, descargó el lunes, y una vez termiuadas estas operaciones empezó á cargar gran cantidad de naranja y otros
géneros que iban destinados á Barcelolona y á Francia..Salió al anochecer del
martes, llevándose además numeroso
pasaje. A última hora hemos sabido ha¬
bía tenido que arribar á Rosas por tem¬ poral, ayer mañana, en cuyo puerto su¬ ponemos continua todavía.
* **
El Isleño, en su viaje directo á Cette y Marsella, estuvo de escala en este puerto el jueves. Llegó al amacecer, cargó gran cantidad de naranja y cajas de limones, embarcó algún pasaje y sa¬
lió á las tres de la tarde. Sabemos que
llegó sin novedad á Cette ayer al ano¬
checer.
Con extraordinaria actividad trabá¬
jase en estos momentos en la construc¬
ción de una mina en el Torrente de Can
Creueta, que al mismo tiempo que sirva para dar salida á las aguas subterráneas que han de estorbar precisamente los trabajos de la nueva canalización, ser¬ virá para que, colocando en el fondo de
la misma los tubos de la cañería matriz,
pueda tenderse más fácilmente ésta y ser luego reconocida en casos de nece¬ sidad, pues que la expresada mina tiene latitud y elevación suficientes para po¬ der trabajar un hombre en ella y reco¬ rrerla desahogadamente.
La mejora resulta, pues, por partida
doble.
Por la carta que, suscrita por nuestro
paisano y estimado amigo D. Antonio Mayol, en otro lugar del presente nú¬ mero publicamos, vendrán en conoci¬
miento nuestros lectores del donativo
con que la colonia sollerense de Lyon ha querido contribuir al socorro de las fa¬ milias de los náufragos del bote de pes¬ ca San Francisco, y de cual ha sido la voluntad de los donantes, en la misma carta expresada. En cumplimiento de ésta, libró nuestro Director el jueves de esta semana una letra á cargo de dicho Sr. Mayol de valor de 300 francos, que al cambio de 34 por ciento fué negociada
en la sucursal del «Crédito Balear» en
este pueblo. El total producto do dicha cantidad, que se elevó á la suma de 402 pesetas, fué entregado en la tarde del mismo dia á las viudas Jerónima Rotger y Ana Bernat, en partes iguales, ó sea
201 pesetas á cada una.
Con lágrimas en los ojos manifesta¬ ron aquellas á nuestro Director la grati¬ tud inmensa que sienten por todos los

que figuran en la lista de suscripción que á cada uuajué entregada, junto con el donativo, y en particular por los ini¬
ciadores de la expresada suscripción, su¬
plicándole encarecidamente hiciera pú¬ blico, para que llegara á conocimiento
de todos los que con sus limosnas las han socorrido, su eterno reconocimiento.
Cumplimos hoy con satisfacción este encargo como cumplimos el jueves el que tuvo á bieu hacernos por conducto del Sr. Mayol la colonia sollerense en Lyon.
Hoy era esperado en este pueblo el sargento repatriado D, Francisco Castañer y Aleover, paisano nuestro, quién procedente de Filipinas llegó á Palma
el miércoles de esta semana.
Dárnosle la bienvenida.
Habiéndose terminado la impresión de la Guía de Sóller} por D. José Rullán Pbro., obra que conocen ya nuestros lectores, pues que la publicamos eu el folletín de este semanario, se ha puesto en venta en la tienda de artículos de escritorio de «La Sinceridad», en las
principales librerías de Palma y en todas las fondas de este pueblo, de la capital y de los pueblos más importantes de la
isla. Forma un tomito en 8.° menor de
unas 150 páginas, y se vende al precio dé*0‘50 pesetas ejemplar.
El autor nos ha obsequiado regalán¬ donos uno de estos, por cuya atención le damos las más expresivas gracias.
EN EL TEATBO
Mucho más concurrida que la anterior, se vió la función del domingo en el tea¬ tro de La Defensora Sollerense.
«Los Carboneros», «Para casa de los
padres» y «Los Baturros», constituyeron una parte del programa, y componíase la otra de los ejercicios de tiro al blanco por los árabes argelinos.
Eu el desempeño de aquellas estuvie¬ ron muy acertados todos los artistas, especialmente la Srita. Román y el señor Marín, que si bien como cantantes no poseen grandes facultades, declaman en cambio con bastante naturalidad y buen
sentido. El público demostró con repe¬ tidos aplausos su satisfacción y pidió la repetición de algunos trozos de música.
Los árabes argelinos afianzaron lina
vez más su fama de excelentes tiradores
con la reproducción de varios de los ejercicios practicados en la noche del jueves y la ejecución de otros nuevos, entre ellos el manejo de la arvaleta y los disparos hechos sobre la coraza impe¬
netrable colocada sobre el cuerpo de uno
de los campeones.
Sus trabajos dejaron en extremo com¬ placida á la concurrencia, y agradecidos ellos por su parte á la buena acojida que el público les ha dispensado, pen¬
saban dar mañana una función de des¬

pedida, que no les ha sido posible orga¬ nizar por haber tenido que marchar á Francia, para cuyo punto se embarcaron en este puerto á bordo del Isleño el jue¬ ves por la tarde.
Dícese que la compañía de zarzuela de que nos hemos ocupado, piensa conti¬ nuar trabajando en el teatro de ésta los domingos y dias festivos, aumentando el personal de la misma según la protec¬ ción que el público le dispense. Desea¬ mos se confirmen estos propósitos ínte¬ rin se da forma á otros que parece exis¬ ten para cuando termine sus compromi¬
sos en el Teatro-Circo de Palma la com¬
pañía que allí trabaja actualmente.
•—
EN EL AYUNTAMIENTO
Sesión del día 8 de Diciembre
De segunda convocatoria celebró el Ayuntamiento la sesión ordinaria de la
semana última en la noche del expresa¬
do día. Presidióla el Alcalde, Sr. Serra, y asistió á ella el concejal D. Jaime An¬ tonio Mayol.
Una vez declarada abierta, dióse lec¬ tura al acta de la sesión anterior, y fué aprobada.
Se dió cuenta de una instancia pre¬
sentada por D. Salvador Coll y Peña de fecha 4 del actual, en que pide permiso para derribar lo que sea necesario de la fachada empezada (para cuya continua¬ ción se halla completamente autorizado) en su casa de la plaza de la Constitu¬ ción, en la parte lindante con la calle de Buen Año, por cuanto ha sufrido aque¬ lla una pequeña desviación respecto de su líuea vertical ó del plano de la citada calle, efecto sin duda del mucho tiempo que han estado paralizadas las citadas obras ó de otras causas que se descono¬ cen, cuya falta se hace preciso reparar, y para reedificar lo que de dicha fachada se derribe arregladamente al plano de la expresada calle formado en el año de 1889, hoy vigente. Además desea ha¬ cer el recurrente algunas modificaciones en las aberturas existentes en la porción de fachada de que se ha hecho mérito. Enterado el Ayuntamiento acordó por
unanimidad acceder á lo solicitado por el instante.
Luego se dió cuenta de uua instancia presentada por D. Joaquín Miró y Borrás en que suplica se suministre por el Ayuntamiento el petróleo necesario para el farol que con la debida autorización de la Corporación ha sido colocado en el camino nombrado de la. Torrentera, de este término, y en el punto que designó
la Comisión del ramo. Enterada dicha
Corporación municipal acordó acceder
también á lo solicitado por dicho vecino.
Acordóse pasara á informe de la Co¬
misión de Obras una instancia presenta¬
da por D. Pedro Antonio Soler y Pastor en que pide permiso para enlucir el por¬ tal de la casa de su propiedad sita en la
calle de la Rosa núm. 19. Por último acordóse verificar varios
pagos. Y se levantó la sesión.
CULTOS SAGRADOS
En la iglesia Parroquial—Mañana,

después de rezadas las horas menores, tendrá lugar la publicación solemne de
la Santa Bula. Expuesta S. D. M. se
comenzará inmediatamente la misa ma¬
yor con sermón por D. José Pastor, Vi¬ cario. Por la tarde vísperas y al ano¬ checer la rogatita.
Dia 24, á las 5 y media de la mañana se cantará prima, luego después el ser¬ món de la Calenda que dirá un joven estudiante, seguidamente la misa mayor y el ejercicio de costumbre á San Bar¬
tolomé.
Registro CJIvil
Nacimientos.
Varones 2.—Hembras 0.—Total 2.
Matrimonios.
Ninguno.
Defunciones
Dia 11.—D a Catalina Fluxet Canals, de 17 años, soltera, calle del Cementerio.
Dia 12.—Narciso Magro Pons, de 14 años, calie del Cementerio.
MOVIMIENTO DEL PUERTO
E¡M BARCACION1ÍS FONDEADAS
Dia 8.— De Palma, en 2 días, Joven Migueiito, de 18 ton., pat. D. A Balves, con 7 mar. y lastre.
Dia 11.—De Cette y Barcelona en 10 horas, vapor León de Oro, de 278 tone¬ ladas, cap. D. G. Mora, con 16 mar., pa¬ saje y efectos.
Dia 12.—De Barcelona, en 1 dia, laúd San José, de 38 ton., pat. D. C. Vicens, con 6 mar. y efectos.
Dia 12.—De Barcelona, en 10 horas, vapor Cataluña, de 662 ton., cap. don R. Terrasa, con 34 mar., pas. y efectos.
Dia 13.—De Denia, en 2 dias, jabe¬ que Corazón de Jesús, de 41 toa., patrón D. J. Mayo], con 6 mar. y lastre.
Dia 14.—-De Palma, eu 2 dias, laúd
Internacional, de 27 ton., pat. D. E. Pu¬
jol, con 6 mar. y lastre. Dia 4.—De Palmaren 5 horas Vapor
Isleño, de 314 ton., cap. D. R. Piña, con 23 mar. y efectos.
EMBARCACIONES DESPACHADAS
Dia 10.—Para Palma, laúd J. Migue¬ iito, de 18 ton., pat. D. A Balves, con 7 mar. y piedra.
Dia 12.—Para Barcelona, vapor Cata¬ luña, de 662 ton., cap. D. R. Terrasa, con 32 mar. pasaje y efectos.
Dia 13.—Para Barcelona, pailebot Comercio, de 25 ton, pat. D. José Par¬ nés, con 5 mar. y algarrobas.
Dia 13.—Para Cette y Barcelona, va¬ por León de Oro, de 278 ton., cap. don G. Mora, con 16 mar., pasaje y efectos.
Dia 14.—Para Mazarrón, balandra San Sebastián, de 52 ton., pat. D. Mateo Hernández, con 6 mar. y cemento.
Dia 15.—-Para Palma, laúd Interna-, cional, de 27 ton., pat. D. E. Pujol, con 6 mar. y lastre.
Dia 15.—-Para Cette, vapor Isle¬ ño, de 314, ton., cap. D. R. Piña, con 23 mar., pasaje y efectos.
Dia 17.—Para Agde, laúd San José, de 38 ton., pat. D. C. Vicens, con 6 ma¬ rineros y frutas.

41 ENSAYOS CIENTÍFICOS Y LITERARIOS
manuales de cultivos especiales, locales y prác¬ ticos sobre todo, y ofreciendo premios á los pro¬ pietarios que presenten mejores fincas, modelos do perfección, bien sea en sus cultivos, bien sea en sus ganaderías, etc., etc.
Enseñanza, mucha enseñanza, reclama nuestra agricultura para salir del abatimiento en que se
halla; pues á la falta de afición al manejo de instrumentos perfeccionados, al descuido en for¬ mar los estercoleros y abonar las tierras, se agre¬ ga el pavoroso problema del cambio de cultivos que tarde ó temprano habrá que emprender. -La viña atacada por la filoxera, y el vino sin mer¬ cados; los cereales y legumbres concurridos has¬ ta infundir desaliento en los cultivadores; el oli¬ vo perezoso en producir y el aceite despreciado por otros productos similares, reclaman estudios serios por parte de los propietarios y del Go¬
bierno.
¿Lograremos despertar á los primeros del le¬ targo en que yacen y advertirles el riesgo que
corren sus intereses?
A ello se dirigirán nuestros débiles esfuerzos, aunque no es fácil veamos nuestro ideal reali¬
zado .
II
Nada puede achacársele al Gobierno sobre ca¬ rencia de leyes y decretos referentes á la ense¬
ñanza agrícola: hasta se nos' antoja decir, que pocas naciones poseen legislación más extensa y previsora que la española; lo que falta muy á
menudo es constancia y energía en hacerse obe¬
decer.

ENSEÑANZA AGRÍCOLA
No satisfecho en preceptuar la enseñanza agrí¬ en todas las escuelas elementales y superiores, hasta el Bachillerato inclusive, ordenó las confe¬ rencias agrícolas dominicales, en todas las poblacio¬ nes del Reino, de cualquier categoría que fue¬ sen. Y no se diga que aquello no fuese una gran oleada de protección al arte de cultivar. Desde Madrid hasta el más insignificante lugarejo, to¬ dos sus habitantes, sin excepción alguna, sintie¬ ron el peso benigno y suave yugo de la ense¬ ñanza de las cosas del campo. En las capitales pudieron oirse discursos muy notables, pálma¬ teos, críticas, censuras y... fárrago bastante para aburrir al auditorio que pronto desertó; sin em¬ bargo, esto nada tiene de extrañó: la dificultad estaba en hallar disertantes en las aldeas, cen¬ tros de radio más modesto pero más interesante,
y esto quedó arreglado con prevenir á los maes¬ tros que leyesen á su auditorio un capítulo del
manual del Sr. Oliván. ¿Puede darse mayor en¬ tusiasmo, protección, celo y... candidez?
Ultimamente, como complemento de tan bellos
ideales, ineficaces siempre-si no se les allega la práctica, se preceptuó los paseos escolares que dieron un resultado parecido al de las conferen¬
cias, no sabemos si por carecer de' amenidad, ó por ser mal recibidos del público que solo ve
posibilidad de aprender alguna cosa en la clase, ó más bien porque reclama conocimientos prác¬ ticos en el profesor que los dirija, y habilidad especial para que la lección no degenere en ver¬ dadera huelga.
Las Reales ordenes y decretos, repetidos hasta la saciedad á las Diputaciones provinciales, para que fundasen granjas-modelo", colonias, etc., son

POR D. JOSÉ RULLAN PBRO.
innumerables: se necesita ser archivero del ramo
para conocer todo lo que se ha legislado para el fomento de la agricultura; y sin embargo, nada 6 muy poco se ha hecho.
La enseñanza de la agricultura en las escuelas ele¬ mentales.—Todos convenimos en que para formar buenos agricultores, es preciso familiarizar á es¬ tos con los conocimientos generales de las cosas del campo, empezando desde la infancia, época en que se forman las aficiones; y que éstas son de mayor interés cuanto más agrícolas sean los pueblos, cual sucede en Mallorca, cuya riqueza pública radica en los campos; pero se olvida con demasiada frecuencia que la enseñanza que no se haga intuitiva, hasta el grado que ella pue¬ da alcanzar, so desvanece antes de radicarse: es
enseñar palabras, escribir en arena movediza. Sin material propio, sin objetos tangibles, cuya
presencia dé forma á las ideas, y de mediatas las haga inmediatas, y claras, en vano se in¬ tentará fijar la voluble atención del niño. Por
la simple lectura del manual de agricultura del
Sr. Oliván, escrito con un lenguaje que raya en poético, los alumnos podrán aprender la entona¬ ción, pausas y cadencias en el difícil arte de leer; pero las ideas tan bellamente allí expresa¬ das, si se pegan desaparecerán al terminar el ejercicio. Los mayores esfuerzos del maestro se¬ rán ineficaces para cimentar unos conocimientos que deben tener siempre aplicación inmediata, unirse á la práctica.
¿Será preciso decir lo que existe en nuestras
escuelas elementales referente ai material de en¬
señanza agrícola? Pues allí falta todo; y gracias si no escasee- el aire para respirar. Los jardines 6

4

SOLLER

RED METEOROLOGICA DE CATALUÑA Y BALEARES

SEFtVSCIO DE LA GRANJA EXPERIMENTAL DE BARCELONA. *-!•* quincena de Diciembre*

•

-•

--

- -^

•

\_

\_

OBSERVATORIO DÉ D. JOSÉ EULLAN PBRO.—CALLE DE SAS PEDRO.

OBSERVATORIO DEL PARO DE «PUNTA GROSSA»

TERMÓMETROS

IMHA TARDE VIENTO Atmósfera PIyío. O

Manan Tarde Mañana

Tanto Dirección Ter.

Ter.

del Bar3 del Bar.

Fuerza

©
a n

g

a Seco. Hdo. Seco

Hd Bar- Mil. Bar. Mil3 M.a Tri M.a Trd. Maña, Tañe Milis.

G.os

G.03

1
M

14’0 12’0 15*0 12*0 13 765 13 765 s. N. » » D. D.

1*0

10’8 10*0 16’0 12*0 12 769 12 765 0. S. » » C. C.

0*5

12’0 11*2 13*6 11*8 12 766 15 764 N. N.

y> C. D.

1‘0

14!0 12’0 15*0 13*0 13 764 16 765 N. E. » » C. Ll. 0’4 0*8

14’6 13*6 15’6 14*6 14 764 14 764 O. S.

Ll. Ll. 36’7 0*5

14'6 13*6 16’4 15’0 14 764 16 764 O. O. » » D. D.

0*6

9’6 8’8 14’8 136 13 764 13 764 N. s. » » D. D.

1*5

9’8 8*8 15’2 12*8 13 766 13 766 S. 0. » » D. C.

2*1

ii’2 10’4 14*2 12*2 13 769 13 766 E. E. » » D. C.

1*7

10’8 9’4 15*0 13*0 12 772 12 772 E. O. »

D. C.

1*8

9’4 8*8 14*8 12*6 12 773 12 774 E. s.

» D. D.

0*4

5’8 4*8 17*0 5*8 14 772 12 770 O. N. »

D. D.

1*6

15*0 4*2 14’4 11’8 12 771 13 769 S. S. »

D. D.

1*4

7’2 6*2 14*4 12*4 11 768 13 768 N. n: » » D. D.

1*2

9 10’4 9’4 12’4 10*8 12 768 13 767 S. s.

7> D. D.

1*8

TERMÓMETROS. MAÑANA

TARDE

VIENTO

Atmósfera Phio.

O

ü Mamina.
5*
00

Tarde.

Termó¬ metro
del Baró¬

Baró¬ metro

Termó¬ metro
del Baró¬

Baró¬ metro

Diret;c¡óh

Anemó¬ metro. n.° de vueltas
durante

u
"S a
V
o
'

Mna- 1k 11.a Tarde Milis. Máxi¬ ma.

Míni¬
ma.

Míni¬ Máxima.

1j

ma.

metro. Milí¬ metro. Milí¬ Grados metros Grados metros

las 24 horas.

8*
w

1 16*0 9*0 17*0 11*0 14*0 761*0 15*0 761*0 NO. NO. 10.417 c. c.

2*0

2 17*0 11*0 15*0 11*0 14*0 762*0 14*0 762*0 NO. NO. 11.914 c. c.

3*0

3 16*0 9*0 16*0 10*0 14*0 76D0 14*0 761*0 NE. NE. 10.191 c. c.

2*0

4 16*0 10*0 17*0 IDO 14*0 758*0 14*0 758*0 NE. NE. 24.919 c. c.

1*5

5 16*0 9*0 16*0 10*0 14*0 759*0 14*0 759*0 N. N. 29.411 Ll. Ll. 15*5

6 18*0 10*0 18*0 11*0 14*0 760*5 14*0 760*0 NE. NE. 10.191 Ll. D. 16’0 0*5

7 17*0 12-0 17*0 13*0 15*0 759*0 15*0 759*0 NE. NE. 4.914 D. D.

2*0

8 17*0 11*0 17*0 13-0 17*0 76D0 20*0 761*0 N. N. 2.111 D. D.

2*5

9 19*0 11*0 19*0 12*0 16*0 763*0 20*0 763*0 N. N. 6.414 D. D.

2*0

10 19*0 11*0 18*0 13*0 16*0 768*0 21*0 769*0 NO. N. 3.019 D. D.

2*0

11 18*0 11*0 19*0 13*0 16*0 769*0 17*0 768*0 NO. NO. 4.171 D. D.

DO

12 18*0 10*0 19*0 12*0 17*0 768*0 17*0 767*0 N. N. 3.494 D. D.

2*0

13 19*0 9*0 18*0 IDO 17*0 768*0 18*0 766*0 N. N. 2.111 D. D.

0*4

14 Il8‘0 10*0 17*0 11*0 16*0 767*0 18*0 767*0 N. N. 4.017 D. D.

0*5

|10*0 15 18*0

18*0 10*0 15*0 767*0 17*0 767*0 N, N.

1.447 D. D.

0*3

Observaciones
<

NOTA. Cuando la casilla de la fuerza de los vientos está en blanco indica que la corriente ora apenas perceptible, la S. indica que es suave, la F. fuerte, la T. tempestuoso y la TJ. uracanado. El estado del cielo, en la casilla Atmósfera, se señala por las in feiales: D. que indica despejado y (3. cubierto. Las horas de observación son: á las 9 de la mañana y á las 3 de la tarde. Los termómetros están á la sombra.
OTRA. En el observactorio del «Faro de la Punta Grossa,» los instrumentos están á 101 metros 620 milímetros sobre el nivel del mar.

Lo» anuncio» que se inserten en esta sección pagirán.- Hasta tres inierclcres á razón de 0‘05 pesetas la línea; hasta cinco inserciones á .'ason de 0‘03 pesetas, y de cinco en adelanto á razón de 0‘02 pesetas.
El valor mínimo de un anuncio, sea cual fuere el número de líneas le que se componga, será de 0'50 pesetas.
Las lineas, de cualquiera tipo sea la letra, y los grabados, se conta¬
rán por tipos del cuerpo 12 y el ancho será el de una columna ordina¬ ria del periódico.

Sección

de

Anuncios

Los anuncios mortuorios por una sola vez pagarán: Del ancho de una columna 1‘50 ptas., del de dos 3 ptas., y así en igual proporcióon.
En la tercera plana los precios son dobles, y triples en la segunda.
Los comunicados y anuncios oficiales pagaran á razón de 0‘05 pese¬
tas y los reclamos á razón de 0‘10 ptas. la líuea del tipo en que se compongan, siendo menor del cuerpo 12, y de éste si es mayor.
Iios suscrlptores disfrutarán una rebaja de un 25 per ciento.

SERVICIO DECENAL
ENTRE

por el macjniíieo y veioz vapor

LEÓN DE ORO

Elidas de Sóller para Barcelona: los dias 10, 20 y último de cada mes. Salidas de Barcelona para Cette: los dias 1, 11 y 21 de id. id.

Salidas de Cette para Barcelona: los dias 5, 15 y 25 de id. id. Salidas de Barcelona para Sóller: los dias 6, 16 y 26 de id. id.
EN SÓLLER.—D. Guillermo Bernat, calle del

ítoieigimtafles.

kPríncipe n.° 24.
EN BARCELONA.—Sres. Rosich Caries y
tComp.a, Paseo de la Aduana, 25. EN CETTE.—D. Guillermo Colom, Quai Com-

-mandant Samar#5.

L’ UNIÓN
Compañía francesa de seguros contra incendios fundada en 1828

Esta Compañía, LA PRIMERA DE LAS COMPAÑÍAS FRANCE¬
SAS DE SEGUROS CONTRA INCENDIOS POR LA IMPORTAN¬
CIA DE SU CARTERA, asegura además del riesgo de incendio, loa daños que pueden ocasionar la caída del rayo, la explosión de gas da alumbrado, del vapor, de LA DINAMITA Y OTROS EXPLOSIVOS.

Capital social
Reservas
Primas á cobrar .

10.000,000 Francos 8.705,000
74.287,038

Total .

92.992,038

Capitales asegurados Siniestros pagados ,

15.127.713,242

194.000,000

„

&ISCIU®© JIJE COSECHAS

Esta antigua Compañía asegura también contra el incendio, los de trigo, cebada y avena, tanto ©n pie como segadas, en gavillas y sobre
la era.

Sucursal española: Barcelona, Paseo de Colón y calle Merced, 20, 22 y 24.—Director, M. Gós.—Subdirector en Mallorca: B. Homar, Samari-
tana, 16, Palma.—Agente en Sóller, Arnaldo Casellas, Luna, 17.

LEGÍTIMO DE PUERTO-RICO
ú 9 Mealrn litro.
Se vende en casa de Pedro Antonio Pizá,—Calle del Pastor—SÓLLER.

losé tota fbiTi

Ptaa. Ota.

HISTORIA DE SÓLLER en sus relaciones con la general de Ma¬ llorca. Dos tomos en 4.° mayor de mil páginas cada uno, encuadernados en rústica, obra premiada con medalla de cobró en la Exposición Universal de Barcelona ....
INUNDACIÓN DE SÓLLER Y FORNALUTX, en 1885, capí-
tulo adicional á la Historia de Sóller. Un tomo en 4.a de

20‘00

120 páginas, encuadernado en rústica

1‘75

CULTIVOS ARBÓREOS Y HERBÁCEOS. Memoria premiada

9

con el pensamiento de oro y plata en el certamen del

quincuagésimo aniversario de la fundación del Instituto

Balear. Un tomo en 8.°, encuadernado en rústica . . . 2‘50

CULTIVO DEL NARANJO en las Baleares. Obra de reciente

publicación, que forma un tomito en 8.° de 190 página*,
encuadernado en rústica

1‘50

Véndense en la tienda de artículos de escritorio de «La Sinceridad)»

—San Bartolomé, 17—SOLLER.

SOCIEDAD BARCELONESA DE ODANOS
BARCELONA

GUANO POMES-POMAR
el más acreditado, el más barato y el de más con¬ sumo de España
A 21 pesetas saco* Tomando lO sacos á 90 pesetas id.
x DEPÓSITO EN CASA DEL REPRESENTANTE
D. MIGUEL GOLOM CALLE DEL 14R.-SDLLE8-(BaI«»re»)

Máquina á vapor
Por tener que sustituirse por otra de más potencia, se vende una en muy buen estado, sistema «Balancín», de seis ca¬ ballos nominales ó sean quince efectivos de fuerza, con volante de hierro, denta-' do de madera, construida en los talleres
«El Nuevo Vulcano» de Barcelona. Con
dicha máquina se entregarán las piedras de asiento y los siguientes recambios: dos pistones para los cilindros, uno para el condensador y una toma do vapor.
AI que convenga adquirirla puede verla trabajar todos los dias en la fábri¬ ca de tejidos «La Solidez», Sóller, á cuyas oficinas pueden dirigirse para toda
clase de informes.

VENTA DE SOLARES
en el “Noguera„
Ultimados ya todos los trabajos preliminares se ha empezado la ven¬ ta de solares cuyos precios variarán entre docientos y quinientos duros según el sitio que escojan.
Los que deseen adquirirlos pue¬ den dirigirse en Palma á los pro¬ pietarios, calle de San Miguel, ó bien en Sóller, al Maestro J^ime Rullan y Bisbal (Ros).

SEGUROS. Contra incen¬
dios y riesgos, por La Catalana. Marítimos, por L' Helvetia-L( Italia. Sobre la vida, por el Banco Vitalicio
de España. Agente en Sóller, Salvador Elias, Pla¬
za de lá Constitución n.° 18-primero.—
SÓLLER.

LA SOLLERENSE
DE
JOSÉ COLL CERBERÁ y PORT-BOU (Frontera franco-española) Aduanas, transportes, comisión,
consignación y tránsito

FOTOGRAFO
»» Palma.
Participa al público de Sóller, que en adelante pasará á domicilio para los trabajos que tengan á bien encargarle, como son: grupos de familias, retratos de enfermos, pa¬ ralíticos y difuntos, y toda clase de trabajos en fotografía.
Para consultas y encargos en la imprenta de este periódico, donde
también encontrarán una colección
completa de vistas de Mallorca. En Palma, Conquistador, 28.
Se retrata lo mismo de día que de noche.
PRECIOS ECONÓMICOS
En el domicilio de Mi¬
guel Lanuza, calle de Isabel II n.° 67,
se vende Albaflor, malvasía, de Bañalbufar, legítima, á 6 v 9 reales litro.

Agencia especial para el trasbordo y

reexpedición de naranias, frutas\\

rrescas y pescados.

\\

En la casa nombra-
da vulgarmente “Es Noguerá,, se compran toda clase de animales de pelo, inútiles, tanto vivos como muertos, y toda clase de pieles.

BAHIA! FRONTERA MAYAGUEZ.-(Puerto-Rico).

Almacén de calzado de todas
clases y objetos de peletería. Importaciones directas de lo»
principales mercados del mundo, renovados quincenalmente.
Fábricas de curtidos y de calza¬ do ventajosamente conocidas, por
la excelencia de sus manufacturas'
en toda la Provincia.
VENTAS AL POR MAYOR

BOLLUR.—Imp. de «La Sinceridad»