AÑO XIII.-"2.a EPOCA.—NUM. 603
AÑO XIII.-"2.a EPOCA.—NUM. 603

SABADO 22 DE OCTUBRE DE

SEMANARIO INDEPENDIENTE

¡sm

PUNTOS DE SUSCRIPCIÓN:

FUNDADOR Y DIRECTOR-PROPIETARIO: f

REDACCION Y ADMINISTRACION:

PRECIOS DE SUSCRIPCIÓN:

Sóller: Administración.
Francia: D. Guillermo Colom—Quai Commandant Samary-5-Cette (Herault.) Antillas: D. Guillermo Marqués—General Pavía-7-Arecibo (Pto.-Rico.)
Méjico: D. Damian Canals—Constitución-19-San Juan Bautista (Tabasco.)

Jan Marquú y Arfen».

$ Cali* de S»n Bartolomé n.° 17

SÓLLER (Baleares.)

Ebpa&a: (yso pesetas al més. \\

Francia- 0’78 francos América: 0'20 pésos

id. id.

id. {PAGO ADELANTADO
id.)

Números süeltos—O’IO pesetas. Id. atrasados 0’20 pesetas.

wnddmmoTtaiciAl, La Redacción nnicamente ee hace -lltoU da Ib. imito, *»» w pnDUgnen ato Urna,

6 a»to determinado. Da lo» <«e BU lleven, aeran responsables bus átttorts.

Sección Literaria
DOCTORADO
La conversación se deslizaba soñolien¬
ta, pausada cual si el enervante calor de aquella noche de Julio hubiera logrado paralizar el pensamiento y la acción de
los habituales tertulianos de la rebotica
de D. Ramón.
Este, con su acostumbrada jovialidad, procuraba desvanecer tal aletargamiento ya comentando las últimas noticias llegadas con el correo en los periódicos de la capital referentes á la guerra de Cuba, ya intercalando algún chistoso sucedido de los que guardaba en carte. ra, pero á pesar de todo, la tarea le re¬ sultaba infructuosa y tanto D. Rosendo
notario de la Villa, como D. Carlos reti¬ rado de la benemérita, parece que ni se daban cuenta de los esfuerzos del botica¬
rio ni abrigaban el propósito de variar
de conducta.
La llegada del Dr. Pérez y las noticias que traía levantaron el decaido espíritu
á los tertulianos. Efectivamente, la cosa
era sorprendente y el asunto era nuevo. Venía, dijo, de casa de su compañero Pepe
Rubio y había logrado convencerle de que era indispensable tomar una re¬
solución definitiva y enérgica. Desde mucho tiempo insistía sobre tai conve¬ niencia pero el carácter de Pepito (así le llamaba) no llegaba nunca á decidirse y aun dudaba de que fuera verdadera su determinación. Era tan problemático el
resultado y tan terrible en caso adverso!
Pero no había otro remedio, ó la zapa-
rotomia inmediata ó su mujer; éste fué
el problema final que le planteó. Bastan¬
te has abusado de los medios internos y
paliativos y ya ves el resultado: el tumor
en vez de disminuir, aumenta. Todas
las obras que has consultado sin descon¬ tar el magnífico estudio del Dr. Vioh-
mine terminan en el mismo tratamiento radical. Ahora tu dirás. Practicar la ope¬
ración aquí, es casi imposible sabiendo como sabes que estamos faltos de la mul¬ titud de elementos y aparatos de que se dispone en las grandes clínicas y que constituyen un actor no despreciable en cuanto á las probabilidades de éxito.
Esta ó parecida fué la argumentación del Dr. Pérez, y gracias á ella se convi¬
no en la marcha de su compañero para
París donde un especialista practicaría la operación á su esposa.
Inútil creo decir que merced á tales noticias, Pepe Rubio y su mujer fueron el tema obligado de los tertulianos de la

rebotica y por ellos pudimos saber como Pepe se había casado ¿ los dos años de terminar la carrera coa Julita hija úni¬ ca de D. Leonardo acaudalado propieta¬
rio de la villa, muchacha ella de muy buen ver, morena, de ojos negros y
grandes y de un carácter dulce y senci¬ llo, supimos también que ambos vivían perfectamente el uno para el otro, sin que en los cuatro años que hacia estaban casados hubiera turbado uu disgusto su plácida tranquilidad. Pasando á Pepe nos dicen que era un médico pulcro, de modales distinguidos, de carácter dulce y apacible, incapaz de avenirse con las brusquedades de la gente del campo, enemigo de todo medio extremo lo cual explicaba la aversión que sentía cuando era estudiante á las prácticas de Anato¬ mía y una vez médico á los procedi¬ mientos quirúrjicos, en fin, nuestro mé¬ dico era un médico de salón, un médico
de Academia, hábil para la controversia,
estudioso en cuanto á los adelantos de
laboratorio, cual ninguno para pronun¬ ciar un discnrso, pero nulo completa¬
mente nulo en cuanto tenia que abrir
un acceso ó curar una herida, era un
verdadero enemigo de la sangre, para estos casos llamaba siempre á su com¬ pañero, completo reverso de su carácter, brusco en sus modales y amigo apasio¬
nado de todo lo radical.
Pepe, por su parte, desde la salida de su compañero se habla quedado verda¬
deramente aplastado, sentado en su ga¬ binete, frente á la mesa de estudio, con
su cabeza apoyada entre sus manos, se sumía en un mar de dud;is y cavilacio¬ nes. Verdaderamente enamorado de Ju¬
lia liabia estudiado con todo cuidado su
enfermedad, se había procurado obras extranjeras, había consultado todos
cuantos autores trataban de ella, había
probado todos los medios para evitar la operación que tanto temía; pero todo en vano. Esta se le presentaba inevitable, con todos sus peligros, con toda su crueldad. Aun no se daba por vencido apesar de lo que había dicho á su com¬ pañero, figurábase aún poder hallar al¬ gún otro medio, confiaba en algún des¬ cuido, una hoja traspapelada, un libro
no consultado. Pasó revista á sus obras,
toda la noche estuvo revisando tomos,
más todo era inútil la zaparotoraia se imponía, era inevitable el viaje ú París, colocar á su mujer sobre la mesa de ope raciones, presenciar el sacrificio, ver co¬ mo el cirujano empuñaba el bisturí y con valiente energía le abría el vientre, incindia, rajaba, estiraba, desprendía pedazos del cuerpo de su Julita y tenia que verlo todo, con la incertidurabre del

resultado, testigo competente de los ac¬ cidentes que no sabría ni podría evitar. La lucha que en aquel momento libraba en su interior era horrible. El pobre Pepe con los ojos hundidos, cansado de tanto
sufrir, renegando de la ciencia que se mantenía sorda á sus súplicas, libraba en su interior el postrer combate para eludir la operación. Si él se hubiera de¬ dicado á la cirujia hubiera podido sino operarla ayudar al especialista, avisarle ante los peligros, prevenirlos, obrar con conocimiento perfecto, pero no, la san¬ gre le habla siempre horrorizado.
Un violento ataque de Julia, le des¬ pertó de sus cavilaciones, acudió solícito á ella que se revolvía en la cama víctima de un dolor lancinante, apeló á la mor¬ fina, remedio potente pero no absoluto, le devolvió la tranquilidad para unas horas y al dejarla medio dormida volvió á su gabinete ya convencido de la inevi¬
table intervención. Hacerla sufrir más
era un delito, pensaba, hay que acudir al único recurso con probabilidades de éxito, pasado mañana salimos para París y acto continuo se puso á estudiar los Procedimientos operatorios.
II
Han pasado varios dias, Julia está alo jada ya en la casa de curación del doc¬ tor Komel, su esposo á su lado espera resignado el fin do tanto sufrimiento, una débil esperanza le alienta, pronto
sabrá el resultado definitivo.
Dentro de una hora va á empezar la operación, los ayudantes preparan la
mesa, el instrumental, la estufa esterili¬
zante, todo está ya presto. El encarga¬ do del cloroformo va á empezar su tarea con Julia quien cede pronto á su influjo quedando verdaderamente aletargada, ya la trasladan á la sala y la colocan so¬
bre la mesa.
El Dr. Komel con sus brazos desnu¬
dos, su delantal blanco, después de ha¬ berse lavado las manos una y dos y tres veces permanece como indiferente ob¬ servando distraído á sus ayudantes que practican la toilette de la parte donde se
debe operar.
Pepe también observa todo aquel apa¬ rato, procura recordar lo que las pasa¬ das noches ha leído acerca de los preli¬ minares, todo se hace cual pide la cien¬ cia, la antisepsia y la asepsia se cum¬ plen, el ayudante encargado del cloro formo es inteligente el instrumental es completo, nada falta para recurrir en caso de contratiempos, y sin embargo, tiembla al ver que el operador escoge de dentro la cubeta el bisturí que ha de emplear, no puede resignarse á poner
la vida de Julia en sus manos, se exalta

al pensar los resultados que podría te¬ ner el incindir en un sitio que no fueía el preciso, ya ve Una hemorragia incoer¬ cible, ya una viscera destrocada.

publicó un libro curiosísimo, y bastante raro hoy dia, tratando de los remedios
que empleaban los indios para curarse sus enfermedades.

La toilette ha terminado, el Dr. Ko¬
mel se prepara á abrir y Fepe al oir el

Én aquella farmacopea figuraban re¬
medios en verdad extraños. Pero quizá ninguno lo parecía tanto corúo el dé

crujido de la piel incindida por el bistu¬ rí y observar el primer chorro de sangre que brota de la arteriola cortada, no
puede contenerse, aquella sangre le ha quemado, su pensamiento rueda con vertiginosa rapidez, cual fugaces cua¬ dros de cinematógrafo ve desfilar an¬

comer lagartijas partidas en pédacitos* mientras aun estaban vivas, práctica que seguían los indios afligidos dé
cáncer.
Un ejemplar del libro de Florez cayó hace pocos años en manos de monseñor Gentilini, noble austríaco, individuo dét

te su mente: la imposibilidad del espe¬ Reichstag austríaco, deán de Calavinch

cialista, lo poco que le debe importar el éxito de la operación, un descuido, el fracaso, la pérdida de su esposa; siente

prelado doméstico de Su Santidad y persona conocidísima en la buena so¬
ciedad vienesa. Sorprendió mucho á

en lo más íntimo de su ser una fuerza monseñor Gentilini el remedio de las

poderosa, invencible, avasalladora que lagartijas vivas, estudióle y resolvió le domina y le transforma, la sangre ya experimentarlo. Sus prácticas han sido

no le horroriza, le atrae, es sangre de su Julita, sangre suya, de valor inmenso,
que no se puede derrochar y tiembla, sufre, teme á un desastre hasta que al fin jadeante, sudoroso, febril, pero de¬

principalmente con Campesinos de Tyrol. y allí la «cosa» con las lagartijas há alcanzado ya gran popularidad y se ha¬
bla de treinta cancerosos sanados.
Los dos casos más notables referidoá

cidido y enérgico arrebataba el bisturí por el propio Gentilini son estos: Urt

de manos del Dr. Komel y practica la operación.
Terminada esta ante la estupefacción del especialista y de los ayudantes, aquel con sincero entusiasmo le abraza y con franca sonrisa le pregunta:
-¿Si es V. un maestro, porque recu¬
rría á mí?
III
La rebotica de D. Ramón continúa
siendo frecuentada por casi los mismos
tertulianos de antes, las veladas se pa¬ san de la misma manera, D, Ramón continúa con su charla abrumadora pro¬
curando animar la reuoión, pero esta vez es también al Dr. Pérez á quien le toca conseguirlo. Entra con aire triun¬
fante enseñando una carta que pocos
momentos antes había recibido, es de
su compañero Pepe, quien en nombre de su mujer le invita á la inauguración de su Clínica Operatoria que lia monta¬ do en la Capital.
Julita le había dado el título de Doc
tor.

muchacho de catorce años tenia ya co¬
mida por el cáncer la nariz; sometióse á la nueva dieta, y no sólo se ha curado* sino que le ha salido otra vez carne en
la parte carcomida. Ún sacerdote dé
Trieste tenia en la rodilla Un cáncer que
le interesaba los músculos; pero después de comerse algunas docenas de lagarti¬ jas en picadillo, el tumor empezó á se¬ pararse de la carne sana, y ahora, al ca¬ bo de bastante tiempo, en el sitio del cáncer sólo queda una cicatriz.
Monseñor Gentilini explica su sistema, diciendo que hay que separar de la la¬ gartija viva la cola y la cabeza; se de¬ suella en seguida el tronco, se le corta
en pedacitos y se administra envuelto
en obleas al enfermo. No se debe mas¬
car la carne de la lagartija, sino tragar¬
la entera, con la saliva. La «dosis» que'
se necesita es de dos lagartijas grandes
ó tres medianas, mañana ó tarde. No
hay necesidad de alterar el régimen or¬ dinario del enfermo, y lo mismo dá to¬ mar las lagartijas en ayunas que como
postre.

A. More y.

Tan pronto como el remedio principia
á hacer efecto, se tienen grandes sudo¬

res y una salivación abundantísima. BÍ

Sección Científica
La Lagartija y el cáncer.- -Guraoión portentosa.
En el segundo tercio del siglo pasado,
un doctor mexicano, llamado Florez.

mejor síntoma es que el sudor sea casi
viscoso. El tratamiento dura un mes, y
debe empezar á los primeros síntomas
del mal.
Los discípulos del resucitador de tan estraño procedimiento, pues que los tie¬ ne. explican las curas por la extraordi¬ naria vitalidad de la lagartija, que se
trasmite á las partes más débiles del

(8) FOXilLETÍlT
PEÑA-CORTADA
VII
La tarde se presentó calurosa y pesa¬ da. De vez en cuando soplaba un viento solano casi asfixiante. Hasta los pájaros atravesaban rápidamente el aire, piando, para buscar un abrigo fresco entre las espesas ramas de los olmos y los sauces
del río.
D. Robustiano había dicho que á las cuatro en punto estuviera Fermín dis¬ puesto á acompañarle en su expedición á la ermita por la vereda próxima á los acantilados, y á las cuatro en punto es¬ taba Fermín en el portal de la casa es¬ perando las órdenes de su amo, que no tardó en bajar con su ancho sombrero de jipijapa en una mano y su largo bas
tón de montaña en la otra.
—¡Ea! Ya estoy listo—dijo poniéndose el sombrero y echando á andar delante
de Fermín.
La voz de Marieta, que salía del co¬ medor, le hizo volver la espalda antes
de dar vuelta á la casa..
—¡Cuñado!—gritó la encantadora chi¬ quilla, que era la única que tenía ei en

vidiable privilegio de no hacer maldito el caso de los gruñidos y las rarezas de D. Robustiano. y aun de promover á
veces su buen humor.
—¿Qué se te ofre á estas horas, lagar¬ tija?
—Que te vas á mojar. —¡Hombre! Ya tenemos aquí al verda¬ dero Zaragozano. ¿En qué adivinas que va á llover, pizpireta? —En que me duele horrorosamente un callo; en que el viento es muy ca¬ liente; en que detrás del cerro de Santa Quiteria hay nubes de color de panza de burra y en que salen las arañas de sus madrigueras. • —Oye, ¿eso de las arañas lo dices por
mí, lucero de la mañana?
—No, lucero-de la tarde, ¡.Dios me li¬ bre! Lo digo por esta enorme que corre debajo de la rejra á caza de una mosca que anda muy aturdida por estos alre¬
dedores.
—Buenov pues que llueva ó que deje
de llover, adió».
—¿Por qué no llevas siquiera el im¬ permeable?
—Pbr no darte á ti gusto, ¿está*? —Gracias, Robustiamta- amable—-dijo
Marieta con un acento de sorna llena Je
nao ne ría..

—No hay de qué, sanguijuela. Se marcharon, y Marieta, riéndose,
exclamó en voz alta:
—¡Pero qué bruto es mi cuñado!
VIII
Tornaron el sendero que corría á la ori¬ lla misma del río y encontráronse bien pronto eutre los dos colosos, éntrelos gi¬ gantescos centinelas de la estrecha gar¬ ganta por donde había que ir para en¬ caminarse luego, peñascos arriba, hacia
la cumbre del cerro donde la ermita se
asentaba.
Apenas se entraba en el angosto desfi¬ ladero, todo ruido1 adquiría una reso roancia imponente y majestuosa; el ru¬ mor del río (cuya anchura por aquella parte no1 pasaba de tres ó cuatro metros) era de una sonoridad semejante á la del agua que cae en una gruta; los pasos de tos viujieros, sus voces, cuando habla han. el golpe del bastón en las rocas todo repercutía con una especie de eco’ vago sin* pronunciación, por decirlo así, que causaba en el ánimo cierta impre¬ sión de respeto y sobrecogimiento, co¬ mo la causan siempre todos- los espectᬠculo» grandiosos- de la naturaleza; el m-ar; cuando se está á‘ bordo; el volcán, cuando se está j,ivnto al cráter; Iba gran-1

des hielos, en las regiones polares; el
simoun, en los desiertos... Las rocas inmensas cortadas á pico
por un lado, con salientes y sinuosida¬ des por el otro, en aquel camino donde no podían andar más que dos hombres á la vez. y junto al río trasparente sur¬ cado por número considerable de tru¬ chas; los figuras extrañas que formaban los peñascos amontonados unos sobre otros, y que la imaginación ó el efecto de óptica convertía en trasgos y vesti¬ glos ú en rotas almenas de castillo arrió nado; la distancia enorme á que se veía
el cielo allá en las cimas de las rocas
más altas, como si se estuviera en el
fondo de una mina con una galería abierta hasta la superficie del terreno; toda la decoración abrupta y salvaje que se ofrecía á los ojos de los dos caminan¬ tes era propia y adecuada para rmpo<úerles el silencio que efectivamente guar¬ daban desde que comenzaron á inter¬
narse en; el desfiladero.
D. Kobustian-o miraba unas veces al
agua, siguiendo con la vista la marcha rápida de las trucha», y otras las hende¬ finías y quebradas de las peñas, donde
brotaban matas de té silvestre'.
Fermín miraba alternativamente aí
suelo y á R Robustiano,- cuando éste se

le ponía delante: cuando iba á su lado,parecía sumido en hondas meditaciones.
A los quince minutos escasos de mar¬
cha, el sendero abandonaba la orilla del
río y escalaba atrevidamente en capri¬ chosos zig-zag las rocas salientes y los trozos exiguos de terreno blando, pro¬ longándose cuando podía, por lá accesi¬
ble vertiente de una ladera ó torciendo'
de pronto y convirtiéndose en una espe¬ cie de cornisa suspendida sobre nú abis¬
mo de doscientos ó trescientos pies de’
altura.
Por aquel sendero1 continuaron nues¬
tros expedicionarios la parcha, guian¬ do, como es natural, Fermín, que cono¬ cía á palmos el terreno.
—¿Cuanto- tardaremos en llegar por' aquí á la ermita?—preguntó D. Robus¬
tiano.
Tres cúartos de hora, poco más ó me-
nos— con-testú Fermín sin volver Picara,
—¿Piensas tú que lloverá, como ha dicho mi cu ña dita?
—pPsch! Fuá ser—dijo Fermín enco¬ giéndose de hombros.—Esa nube queviene con el solano... ¡hum! mala caráf trae; pero si el aire cambia, descargará1
en otra parte...
—¥ si no cambia...
—■Si no cambia—Tepúso1 Fermín,—
pues quiere decir que lloverá y de firme.'

2

2 O L i. E R

cuerpo y las vigoriza. Esta teoría no se aparta mucho, después de todo, de las de Broun Sequard; las lagartijas crudas y palpitantes de monseñor Gentilini son una fórmula burda de los famosos Ju¬ gos de órganos.
Dado el caso poco probable de que realmente las lagartijas produzcan efec¬ tos más positivos que los ilusorios de aquella célebre electricidad azul, del conde Maklei, .que tanto ruido metió en
el mundo hace años, otra teoría para
explicar sus efectos curativos podría sel¬ la existencia bien probada de virtudes antitóxicas en la sangre de los reptiles, los saurios y de algunos otros animales de sangre fría,'virtudes que los hacen inmunes á las picaduras de las serpien¬ tes venenosas. ¿Es la sangre de estos
animales un contraveneno contra el
cáncer?
*
Por lo interesante y por que patentiza una vez más que la electroterapia, sino es un euralo todo, es uno de los más vaJiosos elementos de que hoy día dispo¬
nen las ciencias módicas, vamos á dar
cuenta á nuestros queridos lectores de la curación de un caso de polisterismo reumático, una forma especial del his¬ terismo, por la sugestión y por la elec¬ tricidad estática; pues creemos que con ello les prestaremos un buen servicio acaso de más inestimable valor de lo
que pudiera suponerse. Urna joven de 27 años de edad hallá¬
base enferma desde hacia 10. En diver¬
sas ocasiones se sometió á tratamientos
dispuestos por especialistas de distintas
enfermedades; más todo ello fué inútil
y acaso perjudicial para la enferma; pues lejos de encontrar alivio en su do¬
lencia ésta iba en aumento, hasta el es-
tremo de que los cuatro últimos años de
su enfermedad los ha visto trascurrir
en el lecho, padeciendo horriblemente,
debido á los intensos dolores, á veces
insoportables, que martirizaban su
cuerpo.
Nos falta espacio para reseñar las di¬ versas y raras manifestaciones de la en¬ fermedad, así como de hablar de los tratamientos á que tan inútilmente fué sometida la doliente, y por tal motivo nos concretamos á decir que esta, des¬ pués de estar desahuciada por cuantos profesares la habían tratado, fué visita¬ da por el personal científico del Consul¬
torio Médico Internacional de Madrid, establecido en el número uno de la ca¬
lle del Arenal, quien por unanimidad diagnosticó su dolencia por un digiiúerismo reumático, y en su consecuencia acordó tratar á la enferma por la suges¬ tión y la electroterapia, y lié aqui li¬ geramente la reseña de lo ocurrido has¬ ta la total curación de aquella.
A la tercera sesión de sugestión la en¬ ferma abandona el lecho y la desapare¬ cen los dolores, y cinco dias después el bolo histérico y puede alimentarse con sólidos, cosa que no había podido hacer
durante los últimos cinco años. A los
ocho dias ya no se observan en ella ¡os fenómenos cerebrales y empieza á salu¬ de su casa; á ios diez es sometida al ba¬ ño electro-estático, alternando después la sugestión con la electro-terapia: ba¬ ño, ducha y soplo.
Cuando liabian trascurrido 25 días
desde el en que comenzó el tratamiento, se aplican á la enferma las corrientes alternas de alta frecuencia, según el método del Dr. Darcouval, y tan grande fué su mejoría que en solo un mes au¬ mentó su peso en 24 kilos, siendo su es¬ tado tan normal que ni una sola de las funciones de su organismo dejaron de ser regulares, esto no obstante, la en¬
ferma continúa 20 días más sometida al
tratamiento mixto de sugestión y elec¬
troterapia, al cabo de los cuales es dada
de alta, encontrándose hoy buena y sa¬ na, según se lo participa su madre, do¬ ña Josefa Sagrescar, en carta que revela inmensa gratitud hacia el mencionado
Consultorio.

Du. Andes.

—

i

Variedades

El apetito de los pájaros
—No come usted nada, señora... tiene
usted un apetito de pájaro. Hé aquí unas palabras muy usuales
en personas que se sientan á comer á
la mesa.
Sin embargo, conviene saber de qué pájaros se trata, pues si la comparación se aplicara á ciertas clases de ellos, muy lejos de ser delicada, resultaría ofensiva.
Citamos, por ejemplo, el petirrojo. Este lindo y delicado- paj,arillo absorbe

en un solo dia en alimentos el doble de
lo que pesa. Se le ha visto comer en un dia una cantidad de gusanos de tierra que .pesaban un total de 80 gramos, cuando el pájaro de q ue se «trata no sue¬ le pesar más de 40.
Puede citarse también el caso de tin
mochuelo amansado, que engulló siete ratones en pocos momentos, y sintiendo todavía apetito, después-de tres horas,
se comió cuatro ratones más.
El gavilán macho consume en un mes hasta un millar de ratones y de musgaños.
Y por fin, 'bueno es recordar 'que, «en general, la mayor parte de los pájaros comen enormemente, en proporción á
su tamaño.
De lo cual resulta que el decir á una señora que tiene un apetito de pájaro, es advertirla que engulle mucho.
Los caminos con árboles frutales
Se sabe que en Alemania y en mu¬ chas partes fie la Bélgica, de Suiza y del Luxemburgo, la recolección de los árboles frutales plantados al borde de grandes caminos constituye para ol Estado una.renta importante.
Desde los 20 años de plantación los términos medios de producto por árbol —producto que es vendido en subasta— está valorado de 15 á 25 francos; en Al■sacia-Lorena, los caminos-planteles dan
anualmente una renta de 150.000 fran¬ cos. Los Estados alemanes tienen las es¬
cuelas de directores jardineros, de cantonieros-arboricultorea, y poseen semi¬ lleros y planteles de árboles frutales pa¬
ra este uso.
En Francia se han retardado mucho
desde este punto de vista. En este mo¬ mento, el Consejo general del departa¬ mento del Norte estudia la plantación
de árboles frutales sobre el borde de las
carreteras y caminos rurales, ciertas co¬ marcas han adoptado también el árbol frutal sobre el suelo de la pequeña ve¬ cindad. «Mr. Charles Balter» quería, con razón, que estos tímidos ensayos fuesen seguidos por toda Francia, empleando el moral en el Mediodía; el nogal, en el Sudeste; el castaño, en el Centro; el guindo de Kirsch, sobre los costado# de Best, y el peral ó el manzano, en el Oes¬
te ó Picardía. Bien entendido, no se tra¬
ta de plantar árboles que produzcan los frutos de lujo que tentarían demasiado al caminante sino de hacer producir en
los bordes de los caminos los frutos del mercado, de economía, de conserva ó
de industria, buenos para la prensa, pa¬ ra secar y para la destilación. La expe¬ riencia de los países citados más arriba, muestra que el merodeo ó los que quiten es despreciable, habido cuenta de la abundancia de producción de estos ár¬
boles.
Pavimento de hierba
Las grandes ciudades modernas des¬ pués de haber expulsado la hierba de sus calles, piensan en volverla á ellas en forma de pavimento.
Un americano acaba de inventar el
pavimento de hierba que empieza ya á prosperar en varias ciudades de los Es¬ tados Unidos. La hierba empleada es la de los prados salados tan comunes en la orilla del Atlántico. Se la impregna con aceite, alquitrán y resina y se comprime la mezcla de manera que forme adoqui¬
nes.
Este nuevo pavimento tiene la venta¬ ja de ser elástico y gastarse poco. El ca¬ lor y la lluvia no ejercen influencia so¬ bre él, y además hace que sea muy dulce el movimiento de los carruajes. Este pavimento se calcula que durará
cinco años.
Pastillas de vino
No bastaba y-a á la industria moderna la fabricación de los vinos artificiales, es decir, délos vinos sin vino, habia que llegar más allá, y esto lo ha conseguido un ingeniero industrial francés que ha llegado por procedimientos aún no co¬ nocidos. á la fabricación de pastillas de
vino concentrado.
Estas pastillas serán pronto puestas á la venta, y bastará disolver dos de ellas en un cuartillo de agua azucarada á 1Ó0 grados, para obtener un vino de color, gusto y aroma como los más naturales y mejor fabricados.
Este invento cuenta ya con la protec¬
ción de glandes capitales, que se dispo¬
nen á construir fábricas en Hungría, Francia y Alemania de este vino en pas¬
tillas.

El precio de cada caja conteniendo seis pastillas será el de 3'50 francos.". :
Actualmente él mencionado ing-enler©
se ocupa en perfeccionar su invento, fa¬ bricando pequeñas pastillas solubles en el agua fría, para poder ser utilizadas en el momento, y ser por lo tanto d-isueltas en la boca, lo mismo que los ca¬ ramelos y las pastillas pectorales.
Si consigue su propósito, pronto se pondrán de moda, y los amigos se ofre¬ cerán en la calle ó en el café, pastillas
de vino, en vez de cigarros y bombones.
La letra C.
En cuatro c c c c e#tá la vida del hom¬ bre.
Ellas representan, las estaciones prin¬ cipales que hace el hombre en su pere¬ grinación sobre la tierra: cuna, casa¬ miento, caja y cementerio.
Tras otras cuatro corre el hombre to¬
da la vida: consideración, capital, cre¬
denciales y cruces. Otras cuatro son sus temores eternos:
cólera, cárcel, cesantía y calentura. Cuatro endulzan su vida: caridad,
confianza, cariño y compañera.. Cuatro le defienden de todos los peli¬
gros materiales y sociales: ceta, coraza, coraje y ciudadanía.
A cuatro inclina la cerviz, y las mis¬ mas tienden á estrangularle constante¬ mente: corbata, collar, cárcel y caserío.
Cuatro son sus más queridos placeres: cigarro, café, coñac y comestibles..
De cuatro debe estar exenta toda mu¬
jer para hacer la felicidad de su esposo-; lo cual no logrará la que sea: cursi, co¬ quela. casquivana ó callejera.
De cuatro abusa el hombre lamenta¬
blemente, que son: crédito, confianza,
credulidad, y casero.
Y cuatro constituyen los elementos de su vida: corazón, cerebro, conciencia y
calórico.
Herederos de trn gato
Acaba de morir en París un gato,
constituyendo este hecho tan sencillo un gran acontecimiento, porque deja una
herencia de 300 francos de renta a favor
de la caja de las escuelas de la alcaldía del Temple.
Una Sra. Dubrai, que no tenia otra
afección en el mundo más que un gato, que atendía al nombre de Bis, quiso de¬ jarle por heredero en su testamento; pe¬ ro como no pueden heredar los anima¬ les, la Sra. Dubrai, imaginó legar á las escuelas de la calle de los Quatre Fils 10.000 francos, encargando al munici¬
pio que cuidase de su querido gato.
La comisión de las escuelas tomó las medidas necesarias para que se respeta¬
se la voluntad de la Sra. Dubrai. y á la muerte de ésta el gato rentista fué con¬ fiado á una portera, quien recibia 25 francos mensuales por su cuidado y ali¬
mentación del gato. El afortunado minino gastaba diaria¬
mente cinco céntimos de hígado y 20 de
leche, Por fin ha muerto á los dieciseis
años de vida, y las escuelas citadas vie¬
nen ó heredar del felino el disfrute de los 300 francos anuales.
Conocimientos útiles
Sexo de los potros
La Revista de las Ciencias naturales
aplicadas refiere un hecho interesante que ha tenido lugar en Alemania. Si¬ guiendo las prácticas de los ganaderos americanos, que han sido confirmadas en Inglaterra, el sexo de los caballos obedece en el orden dé la concepción de
la hembra á una alternativa muy sen¬ cilla.
Cuando ésta entraen celos por prime¬
ra vez, si la cubre el macho concibe y
pare un macho; cubierta luego en el pe¬ ríodo siguiente se obtendrá una hem¬
bra, alternando de este modo sucesiva¬ mente en cada período de preñez.
Si los períodos se suceden sin que ha¬ ya concepción al primer nacimiento que se produzca, resultará el sexo que hu¬ biera tenido sin interrupción.
Resta ahora comprobar la exactitud
de estas observaciones.
Derrames de goma en los árboles
frutales
La presencia de este fenómeno, muy
común en los árboles frutales, consti¬
tuye, según Mr. Prilleux, profesor del Instituto nacional agronómico de Fran¬

ca, una verdadera enfermedad, que co¬
mienza en las Cavidades que se abren en
la zona del cambium, dando lugar á una modificación celular y á una dege¬ neración de los tejidos. Altéranse en¬ tonces las funciones normales, sucedien¬ do que las sustancias alimenticias que existen en depósito en el interior de los tejidos, en vez de servir para el creci¬ miento de la planta, se emplean en la producción de la goma.
Uno de los procedimientos curativos más eficaces de ésta enfermedad, según el mismo profesor, es la escarificación de la corteza. Por este medio, esto es,
practicando incisiones longitudinales
en las rama* débiles atacadas de la en¬
fermedad, se ha conseguido restituirlas el vigor y la fuerza, explicándose este fenómeno por el hecho de que la inci¬ sión obra como un poderoso derivativo, haciendo que vuelvan á su lugar los
principios débiles que la enfermedad
transforma en goma.
Los numerosos y felices ensayos he¬ chos en Francia, Inglaterra y Alemania recomiendan la adopción del indicado tratamiento en los casos de que aquí se
trata.
Conservación de las flores.
Es, muy curioso el siguiente procedi¬ miento para conservar las flores, y lo
recomendamos á los aficionados á ellas: Se toma el ramo, se rocía un poco con
agua fresca y se le coloca en una jardi¬ nera ó jarra que contenga agua de ja¬
bón, la cual nutre los tallos y conserva las flores tan lozanas como si estuvie¬
ran recién cortadas de la planta.
Todas las mañanas debe sacarse el
ramo del agua de jabón y tenerle fuera de 100 á 120 segundos. Después se rocía con agua fresca y se coloca de nuevo en agua de jabón, que se deberá renovar
de tres en tres dias.
Con este procedimiento puede conser¬ varse un manojo de flores fresco y loza¬ no como el primer dia por espacio de un mes, y por más tiempo en estado pasa¬ jero.
Para conservarlas largo tiempo sin que pierdan las formas y el color, se sigue el siguiente procedimiento de
Mr. Cornellis:
Se encierran las flores en frascos de,
cuello largo, con tapón ancho y hueco, de cristal esmerilado, cuya cavidad se llena de cal viva, retenida en un pedazo de cuero. Esta operación tiene por obje¬ to que la cal absorba la pequeña canti¬ dad de humedad que pueda penetrar en
los frascos cuando se les abra con cual¬
quier motivo. El aire seco y privado de ácido carbónico parece que aviva los co¬ lores de las flores que rodea, ó por lo
menos conserva intactos sus matices re¬
gulares. La estratagema para conservar la for¬
ma primitiva consiste en rodearlas de arena y hacerlas secar enseguida.
Imitación del vino de Champagne
Tómense cinco y media azumbres de
vino blanco seco, al cual se le añaden
cinco onzas de espíritu de vino de 34° y siete onzas de jarabe de capilera; hecho
esto se divide el vino en botellas, y en cada una de ellas se vierte la cantidad
que le corresponde de una onza de bi¬ carbonato de potasa y una onza de ácido tartárico, tapando rápidamente la bote¬
lla para que no se escapen los gases; se ata con un hilo bramante el tapón y se depositan en una cueva fresca, ponién¬ dolas boca abajo.
Este vino puede usarse á las veinti¬ cuatro horas de preparado, y no conte¬ niendo nada de nocivo para la salud, puede usarse impunemente.
Las botellas que han de contener este vino se han de escoger muy recias, pues de otro modo se perdería mucho á cau¬ sa de la ruptura de muchas de ellas, que no podrían resistir la presión que en su interior ejerce el gas que allí se
desarrolla.
Engorde artificial de patatas
En el concurso regional de Blois un agricultor expuso un grupo de patatas de volúmen excepcional, y encima un
letrero donde se revelaba el secreto para
obtener aquellos magníficos tubérculos. El procedimiento consiste en supri¬
mir, cuando las patatas tienen 10 ó 12
centímetros de alto, los tallos pequeños
del centro que rodean el tronco ó los dos tallos del centro, que son los más vigo¬ rosos. De este) modo la vegetación del tubérculo se desarrolla, aprovechando la

eliminación de aquellos órganos. Dice dicho agricultor que estos magníficos tubérculos dan de 30 á 35.000 kilógramos por hectárea.
El ensayo de este procedimiento es su¬ mamente sencillo, y no estaría demás que lo emprendieran’nuestros agricul¬
tores.
Modo de impedir que el aceite se en¬
rancie
Para impedir que el aceite se enrancie existe un procedimiento muy sencillo y económico, que prestará, sin ningún género de duda, grandes servicios á los productores. Para evitarlo es preciso co¬ locarlo en botellas apropiadas y perfec¬ tamente secas, y después que estén lle¬
nas de aceite, verter en el cuello de ca¬ da una de ellas hasta cinco centímetros de buen aguardiente, de manera que
venga á llenar completamente la bote¬ lla, que se tapa con cuidado, cubriéndo¬ se el tapón con un pergamino. El aceite en estas condiciones se reserva largo tiempo. Los recipientes de tierra arenis¬ ca son preferibles á las botellas de vi¬ drio para contener ei aceite, y en defecto de las primeras, el vidrio blanco, pue3 que la luz del dia ejerce sobre los pro¬ ductos que se quieren conservar una no¬
civa influencia.
Crónica Local
El vapor Cataluña, que debió llegar á este puerto el lunes de esta semana tra¬ yendo el correo directamente desde Bar¬ celona, no pudo efectuarlo por haberle impedido la salida el dia anterior el mal tiempo reinante en las costas de aquella provincia.
En el Real Colegio de la Pureza, de Palma, celebróse el domingo último bri¬ llante fiesta dedicada á su titular, la Pu¬ reza de Nuestra Señora, y uno de los actos que aquella constituyeron fué la solemne distribución de premios á las alumnas internas y externas que los ob¬
tuvieron en el curso anterior.
Los periódicos de la capital han publi¬ cado extensas reseñas de dicha fiesta, y por ellas hemos sabido que entre las alumnas premiadas figuran nuestras dis¬ tinguidas paisanas ¡3ritas. D.a Josefa Mayol Sartchez con el primer premio de Es¬ tudios, con segundo premio D.a Margari¬ ta Oliver Delgado y D.a Teresa Marroig Alcover, y con mención honorífica doña Adela Oliver Delgado.
Felicitamos cordialmente á las agra¬ ciadas.
Saben nuestros lectores por lo que en nuestra crónica anterior les dijimos, que el vapor León de Oro llegó sin novedad á Barcelona el viernes por la tarde y que las lluvias impidieron la descarga el mismo dia. Por este motivo no pudo salir para Cette hasta el domingo de madru¬ gada, obligándole el temporal reinante á arribar á Rosas algunas horas después. Al dia siguiente, habiendo amainado un poco, no mucho, pues que continuaba toda¬ vía el mal tiempo, salió de la bahía de Ro¬ sas y entró en el golfo; pero tuvo que re¬ fugiarse de nuevo y entró en Portvendres á las primeras horas de la tarde, no ha¬ biendo llegado á Cette hasta las cinco de
la tarde del martes de esta semana.
Como dicho vapor debia ir á Marsella para limpiar fondos, y nada más que lo dicho lia sabido de él la casa consignataria, suponemos que á estas horas estará en el dique sufriendo la mencionada ope¬
ración.
Por más que la cosecha de higos en el llano de Mallorca quedara perdida casi por completo con las primeras lluvias de la temporada, no ha faltado este fru¬
to á los comerciantes que se dedican á confeccionarlo en cajones para la expor¬ tación. Han extendido los compradores su radio de acción, trayéndolo hasta de la vecina isla de Ibiza, y lo han paga¬ do, eso sí, más caro que lo hubieran com¬ prado á haberse salvado la coseeha; por
esta circunstancia habrán reducido mu¬
chos el número de los cajones que pen¬ saban llenar, pero continúa todavía la confección en muchas casas, y entre to¬ das tienen ocupadas algunos centenares de mujeres.
No creemos terminen en toda la pró¬ xima semana todavía dicha operación, á

SÓLLSR

lo menos en algunas de aqueellas, en las dos juntos luego en procesión hácia el ce¬ medio de alegres serenatas á infinidad

que á más personal dan trabajo.

menterio. Mañana se celebrarán solem¬ de jóvenes con motivo de celebrar la

nes honras fúnebres en sufragio del al¬ Iglesia ayer la festividad de Santa Úr¬

Los últimos días de la pasada semana
han sido, podemos decir, primaverales. Después de las humedades de los prime¬
ros y de las bajas temperaturas que nos
cogieron de sorpresa á fines de la sema¬ na anterior y fueron la causa de muchos resfriados, volvemos á gozar de un clima
benigno, más bien cálido que templado.
Si mañana luce un sol esplendente co¬

ma del difunto, por la que pedimos al
cielo descanso eterno.
Tiempo ha fué hallado en aguas da este puerto un barril lleno de un líquido al parecer vernis, y la Ayudantía de Ma¬ rina de este distrito hace saber al públi¬ co la noticia para que pueda reclamar
dicho barril en el término de un mes

sula y once mil vírgenes mártires.
Fué tan crecido el número de las mu-
cliaclías que debían ser obsequiadas, que
no obstante de haberse retirado los mú¬
sicos á altas horas dé la noche, no les fué suficiente aún la velada, y tuvieron que continuar la interrumpida tarea en
la de ayer.
Felicitamos á las obsequiadas y... á

mo anteayer, ayer y lioy, de seguro sal¬ quién se crea con derecho á él.
drán muchas familias al campo, y algu¬

las que pudieron haberlo sido y no lo
fueron.

nas es probable continúen su excursión Entre los pocos pasajeros que, además hasta los vecinos montes que tienen fama de las tropas que se repatrian, trajo á

Como podrán ver nuestros lectores en

de producir setas, por si, al mismo tiem¬ po que hacen un paseo higiénico, consi¬ guen volver con una pequeña cesta llena
del sabroso comestible.

Europa dias pasados el vapor trasatlán¬ tico Satrústegui, procedentes de Puer¬ to-Rico, figuraban nuestro paisano y ami¬ go D. Juan Trias y Estades, quién, des¬

la sección de cultos que publicamos en el lugar correspondiente de este núme¬ ro, mañana en nuestra iglesia parro¬ quial se celebrará solemne fiesta con

pués de un año de ausencia, regresa motivo de la bendición de la campana

Según noticias fidedignas, á últimos de apenado por la sensible pérdida de su que ha fundido en Palma la ya acredi¬

la próxima semana saldrá de este puerto hija María, que fué compañera suya en tada Fundición Mallorquína y que ha de

para los de Cette y Marsella el magnífi¬ co y veloz vapor Isleño, y para los cita¬
dos puntos admitirá pasajeros y carga.

su viaje de ida y falleció hace unos po¬
cos meses en Arecibo, después de peno¬
sa enfermedad, y D. Pedro Barceló, de
Fornalutx. Dárnosles la bienvenida.

sustituir á la antigua Nova.
El Muy Iltre. Sr. Provisor y Vicario
General de la Diócesis, delegado por el
limo. Sr. Obispo, á las 9 y media de la

Nuestro estimado amigo D. Jaime Comunícanos éste que entre los men¬ mañana verificará la consagración arre¬

Bauzá y Coll, el popular herrero de la cionados soldados compañeros suyos de gladamente á lo que prescribe el Ritual,

calle de San Cristóbal, llora en estos mo¬ viaje que desembarcaron en Cádiz, hay empezarído seguidamente la misa mayor

mentos la pérdida de su querida hija Ca¬ seis paisanos nuestros, Los cuales es pro¬ en la que predicará el reputado orador

talina, agraciada joven, encanto de sus bable sean licenciados y lleguen á este sagrado D. Mateo Rotger Pbro., cate¬

padres, que falleció anteayer después de ‘ pUeblo muy en breve,

drático del seminario.

aguda dolencia, á la temprana edad de Nos alegraremos de que así suceda.

No damos á conocer hoy á nuestros

21 años.

i \_

Numerosísima concurrencia, prueba de {■• A últimos de la pasada semana saca-

las extensas relaciones que tiene el se- j ron á la venta, en la plaza, las primeras

ñor Bauzá y de las simpatías de que go- ! setas de la temporada y vendiéronse al¬

za en el pueblo, asistió al entierro, que se gunas partidas á 2^50 pesetas la libra de

verificó en la noche del expresado dia, 400 gramos; á principios de la semana

acto patético al que dió más solemnidad actual vendiéronse á 2 pesetas y hoy

la banda sollerense que tocó escogidas quien ha querido las ha podido adquirir

lectores los datos que nos hemos procu¬
rado prometiéndo hacerlo en el próximo
número.
Poca demanda de limones ha habido durante la semana actual; páganse ac¬
tualmente á 15 pesetas la carga. La na¬ ranja verde ha sido un poco más solici¬

marchas fúnebres alternando con el can¬
to del Miserere, y al funeral que en su¬
fragio del alma de la filiada se celebró en la mañana de ayer en la parroquial
iglesia de esta villa.
Todos los concurrentes, y nosotros
con ellos, haciéndonos cargo del acerbo dolor que embarga el corazón de los infortunados padres de la finada, compa¬ decérnosles muy de veras; así es que al
pedir á Dios conceda á aquella el galar¬
dón de los Justos, pedírnosle para ellos resignación y consuelo.
* **

á una peseta.
Si continúan los dias despejados, no tardarán en venderse á la mitad de este
último precio y á bastante menos toda¬
vía.
Continúan diferentes brigadas de peo¬
nes municipales ejecutaüdo obras en di¬ ferentes puntos de esta localidad y su término. Las que se ejecutan por admi¬ nistración municipal son: la construcción
de una mina en la calle de San Pedro, la de otra en la calle del Puente, la de un
pretil en la calle del Fossarét, la de un
muro de contensión en el camino de Son

tada, pagándose á 8’75 pesetas, también
la carga.
Por medio de pregón se ha anuncia¬ do esta mañana al público que la co¬ branza forzosa con recargo del 5 por ciento de apremio por contribución terri¬ torial é industrial, estará abierta sola¬ mente hasta mañana, desde las nueve de la misma hasta las dos de la tarde, en la
fonda de Cas Panlinadó calle de Cas tañer.
Aviso á los contribuyentes á quienes pueda convenir.
Por medio de atento B. L. M. el Pre¬

Lo mismo pedimos para la atribulada : jpons en jas inmediaciones del Convento, sidente del «Club Velocipedista de Inca»

viuda y demás familia del conocido pro¬ el picar piedras para las aceras de la ca¬

pietario D. Juan Morell y Rulláu, de lle de San Bartolomé, cuya obra hubo de

Can Ahí, quién, joven todavía, sucumbió interrumpirse por falta de aquellas, y la

ayer á una larga y penosísima enferme¬ apertura de pozos y zanjas como traba-

dad.

| jos preparatorios para la conducción de

Esta mañana se ha rezado en la casa las aguas de S’ Uyet por la parte alta de

mortuoria el rosario, á cuyo acto han la población.

asistido deudos y amigos en número La cantidad invertida en todas las

D. Jaime Vidal y Jaume, nos invita á las carreras de velocípedos que tendrán
lugar el próximo día 30 en el velódromo de dicha importante villa, á las 3 y me¬
dia de la tarde.
Agradecemos al Sr. Vidal la atención
que le hemos merecido.
* **

considerable, y seguidamente se ha ve¬ mencionadas obras desde el 10 al 15 Agradecemos igualmente su deferen¬

rificado la conducción del cadáver. A la del actual, ambos inclusives, asciende á cia para con nosotros á D. José Ramo-

entrada de la población, en la calle del 359‘03 pesetas. Mar, ha esperado el fúnebre cortejo al

net y Riu, agente en esta provincia de la importante casa editorial de D. Ra¬

clero parroquial que, con cruz alzada,

Anteanoche una fracción de la banda món de S. N. Araluce de Barcelona, al

se ha agregado al mismo, para seguir to- de música de esta localidad obsequió por mandarnos un ejemplar del cuaderno de

muestra de la Guia General descriptiva de la República Mexicana y anunciador
ilustrado, cuya obra (que recomendamos
eficazmente á nuestros lectores], tiene en
publicación la mencionada casa edito¬
rial.
EN EL AYUNTAMIENTO
Sesión del día 13 de Octubre
Presidióla el Alcalde accidental señor
Mayol y Busquéis y asistieron los con¬ cejales Sres. Forteza, Oliver, Martí y
Pastor
Fué leída y aprobada el acta de la an¬
terior.
Dióse seguidamente lectura á cuatro instancias presentadas por D. Juan Ci¬ fre y Martí, D. Guillermo Deyá y Arbona, D. Ramón Rullán y Frontera como encargado de D. Juan Puig y Rullán, y D. Antonio Trias y Morell, todas ellas en solicitud de permiso para hacer obras en los inmuebles que en las mismas se indi¬ can, sitos en la calle de Vives, en la de San José del lugar de Biniaraix, en el camino de Fornalutx, en la calle del Mar y en el Carrero de ’n Figue, respectiva¬ mente. Enterado el Ayuntamiento acor¬ dó pasaran los dos primeras á informe me de la Comisión de obras y las otras dos al de los Sres.- Ingenieros encargados de las carreteras de Palma á 'este pueblo por Valldemosa y Deyá y de Palma á este puerto directamente.
Se dió igualmente lectura á otra ins¬
tancia presentada por í). Antonio Arbo-
na y Bauzá en la que pide qúe el vecino
de esta villa D. Pedro Antonio Rullán y
Arbona limpie á sus costas el pozo y noria que el exponente tiene en el corral de su casa de la calle del Mar por haber
dicho Rullán causado el ensuciamiento
de las aguas de los citados pozo y noria con otras aguas procedentes de una fᬠbrica de almidón que este último tiene en su casa de la calle de la Romaguera, y que dé á tales aguas un curso diferen¬ te de modo tal que no puedan perjudicar
nuevamente á las del solicitante. Entera¬
do el Ayuntamiento acordó pasara á in¬
forme de la Comisión de Gobernación la
referida instancia.
Entró en el salón e! concejal D. Anto¬
nio Palou.
Se dió cuenta de una instancia pre¬
sentada por los músicos de la Banda de esta localidad, en la que manifiestan que habiendo dimitido y cesado en el cargo de director de la misma el Sr. Bennasar, habían nombrado para el propio cargo al profesor de música D. Pablo Oanals, de esta vecindad, y que con tal motivo desean que se digne la Corporación mu¬ nicipal concederle la subvención que en el presupuesto de este Municipio hay asignada para el desempeño del citado cargo. Enterado el Ayuntamiento acordó quedara la referida instancia ocho dias sobre la mesa para examinarla detenida¬ mente y acordar en otra sesión lo que fuera procedente.
Dióse cuenta también de una comu¬
nicación de la Junta provincial de Ins¬ trucción pública en que pide se le mani¬ fieste á la mayor brevedad posible si el suburbio de Biniaraix forma parte del casco de Sóííér y si sus vecinos contribu¬
yen por igual tarifa que los que viven en
este último. Enterado el Ayuntamiento acordó quedara la comunicación de refe¬
rencia ocho dias sobre la mesa para es¬
tudiarla.

Dióse cuenta igualmente de un oficio del concejal D. Guillermo Alcover, en el que expone que habiendo de ausentarse de esta localidad para atender á cierto negocio, desea merecer de la Corpora* ción le conceda nueve meses de licencia, cuyo tiempo es el que cree indispensable para realización de su indicado negocio. Enterado el Ayuntamiento acordó con* cederle la licencia por el tiempo solici¬ tado y que éste empiece á serle contado
desde el dia de su marcha de este pue¬ blo.
Acordóse que en adelante las sesiones principien á las ocho de la noche aten¬ dido el cambio de estación, y que por igual motivo en adelante el toque de la
queda sea á las diez y media.
Y se levantó la sesión.
CULTOS SAGRADOS
En la iglesia Parroquial—Hoy, al anochecer se dará principio á la novena de las almas del Purgatorio con sermón por D. Antonio Oaparó Pbro.
Mañana, dia 23, á las 7 y media comu¬ nión general para las «Hijas de María»; á las 9 y media el Muy Ilustre Sr. D. An¬ tonio Alcover, Provisor y Vicario gene¬ ral de este obispado, bendecirá una nue¬ va campana y luego después la misa mayor con sermón por D. Mateo Rotger,
catedrático del seminario. Por la tarde
vísperas y al anochecer el ejercicio men¬ sual de las Hijas de María asociadas y luego después la rogativa.
En la-iglesia de San Francisco.—Ma¬ ñana por la tarde el ejercicio de los cin¬ co domingos en obsequio á San Fran¬
cisco.
Kesistr© Ovil
Nacimientos.
Varones 0.—Hembras 1.—Total 1.
Matrimonios.
Dia 19.—-D..Juan Magrauer Oliver,
soltero, con D.a Margarita Vicens Cas-
tañer, soltera. Dia 20.—D. Juan Vicens Bennaser,
soltero, con D.a Catalina Fontanet Frau
soltera.
DEFUNCIONES
Dia 15.— D. Miguel Seguí Oliver, de
47 años, soltero, calle del Mar. Dia 17.—Francisca Bernengo Colom,
de 7 meses, calle de Palou. Dia 17.—D. Antonio Nadal Mir, de
21 años, casado, Manzana 65. Dia 20. —Pedro A. Bauzá Colom, de
6 años, M.a 40.
Dia 20.—D.a Catalina Bauzá LlulI,
de 21 años, soltera, calle de S. Cristóbal. Dia 21.—D. Antonio Casasnovas Rufr
lán, de 62 años, casado, M.a 62.
MOVIMIENTO DEL PUERTO
Embarcaciones fondeadas
Ninguna.
EMBARCACIONES DESCACHADAS
Dia 20.—Para Cette, jabeque Corazón de Jesús, de 46 ton., pat. D. Jaime Mayol, con 6 mar. y algarrobas.

J* ENSAYOS CIENTÍFICOS Y LITERARIOS
fenómeno de los muchos que se presentan diaria¬ mente ú la observación, para deducir, que ú i o-nales causas corresponden iguales efectos que
eT agricultor debe procurar ó evitar, según los fines que persigue, nuestra tarea y trabajo que¬
dan reducidos á una simple curiosidad, único in¬
terés á que, por desgracia, se hallan destinados la mayoría de los preciosos instrumentos insta¬ lados en el gabinete de nuestros sabios y de no escaso número de propietarios, porque así lo exi¬ ge la cultura social cuando el calor ó el frió nos molestan, nos hallamos bajo la acción de al¬
guna tempestad, discutimos, etc., en cuyo -caso nadie quiere pasar por ignorante: todos somos meteorólogos. La ciencia que nos ocupa va más lejos, mucho más lejos, señores.
Es tan vasto el campo de sus exploraciones y tan copioso y opimo el fruto de sus aplicaciones científicas al hien social, que me asombra el ningún caso, por no decir desprecio, que de ella
se hace.
La predicción del tiempo, el carácter médicometeorológico de una población, el conocimiento del clima agrícola, ya sea de un pueblo, de un
predio, de una hondonada, etc., son problemas interesantísimos á la vida y que, sin preceder
un cúmulo de observaciones muy notable y me¬ diante instrumentos de precisión, quedarán siem¬
pre sin resolver. Dejemos el tema de la predicción del tiempo
á los sabios meteorologistas que, silenciosos y
cabisbajos, en sus oficinas, rodeados de instru¬ mentos y personal, tiren líneas y multipliquen cálculos, sin que, hasta el presente, hayan po¬ dido descifrar, siquiera, la primera letra del al¬

METEOROLOGIA

fabeto de -tan enmarañada ciencia. Sin embargo
ellos han entrado en el camino de la investiga¬
ción y tarde ó temprano lograran su objeto. Auxiliémosles á fin de que, en su día, nos den á conocer el mecanismo y enlace de las leyes establecidas por el Creador al formar esa mole colosal de la atmósfera terrestre, parte integran¬
te del globo y donde vive y se mueve la hu¬ manidad, ora mecida por delicioso céfiro, ora sacudida por violentas tempestades que achican al hombre hasta sepultarle én él mar con todos sus orgullosos aparatos, ó hacerle morder la tie¬ rra, arrastrándole como si fuese una débil pajil.:
fenómenos trascendentes á la vida planetaria, co¬
nocibles, sin duda, con anterioridad, pero desco¬
nocidos ahora hasta que nos alcanzan y azotan.
Dejemos el análisis del caracter-médico-meteorológico de los pueblos, interesantísimo á la vida social y cuyos progresos, en Mallorca, bri¬ llan ya con explendidez en manos de algunos médicos (1) que han utilizado 'los únicos datos facilitados por el Instituto Balear, cuna de los estudios que nos ocupan y que tan sabiamente ha sabido reunir, publicándolos en «El Agricul¬ tor Balear», el fundador de la prensa agrícola
en Mallorca é ilustrado catedrático, Dr. I>. Pedro
Estelrich.
Desembarazados de aplicaciones que reclaman mucho cálculo y estudio, pasemos al campo y veamos el estado en que se halla la meteorolo-

(!') Entrelos1 muchos trabajá? qtiG se han» publicado sobre este

ramo, merece especial mención el Discurso inaugural leído en la Real

Academia de Medicina y Cirugía, d’e Palma,, él 35 de Enero' de 1891, por'

el s!íbb> facultativo D. Antonio Mayol, bajo* el teína: Datos y observacio-

xsee acerca los caracteres médico-roetaorológicos del clima de Palma, ea

*us relaciones con el de Mallorca y &m la

gíjaesfcir

POR 0, JOSE RULLAN PBRO.
gía para examinar despueS la necesidad de sii
enseñanza y aplicaciones. Trasladémonos á uno de los infinitos predios,
cuyas viviendas alegran la vista del viajero al
atravesar en coche ó en ferrocarril, las intermi¬
nables llanuras de nuestra amada Roqueta: pene¬ tremos en ella: seremos muy bien recibidos. An¬
tiguamente se nos hubiera conducido á la monu¬
mental cocina y se nos hubiera hecho sentar so¬ bre los poyos que circuyen el hogar, cubiertos con limpias y afelpadas pieles de carnero; pero
ahora se nos recibirá en una estancia ricamente
amueblada con butacas, espejos y hasta cuadros de mérito regular. Y si el conductor tiene hijos menores, veréis’ rodar por el suelo una cartera
mugrienta con un Manual de Agricultura, dé Olivan, sucio y descuadernado de tanto manosear¬ lo, sin haber entendido una palabra; si tiene hi¬ jas solteras y se apercibieron de nuestra visita,-
no faltará multitud de bagatelas fabricadas con,
piel ó virutas, ni bordados de realce y de íiipis, piles-tos allí, como por descuido, sobre las sillas:
toda la vana civilización de nuestra capital: na¬ da de economía doméstica, nada de industria grí-
cola propia de la mujer, nada de contabilidad na¬ da que revele el estudio de la ciencia del campo, nada que acuse algún progreso real en la vida-
de la mujer campesina. Cambiadas las frases sociales con la familia,
entremos en conversación y empecemos por decir
al amable conductor:
—Cual es, en general, la temperatura media en esta finca?—¿Cual la máxima y mínima ex¬
perimentada en sus hondonadas y altozanos?
-‘-No se de que me habla V., será su respuesta/

SOLLET.

N.l

RED METEOROLÓGICA DE CATALUÑA Y BALEARES
SERVICIO BE U GRANJA EXPERIMENTAL DE BARCELONA.—».- quincena de Septiembre.

OBSERVATORIO DE D. JOSÉ RULLAN PBRQ.—CALLE BE SAN PEDRO

TERMÓMETROS Manan Tarde i tona Tarde

HBAKi TÁRDK

Ter.

Ter.

del Bar* del Bar.

VIENTO
fuerza

Atate

fhi*. ag •
a •B

2a

S

P X »X

IPM Seeo.i Hdo.

Seco i

Hd.

Bar- MÜ. G.°*

Bar. G.°*

Mil»

M.a Tii

Mafia, Ttrta lilis. i w

1 19 15 2 20 17 3 20 16 4 21 15 5 22 14 6 22 19 7 23 15 8 24 17 9 24 15 10 20 18 11 22 15 12 22 18 13 21 15 14 23 10 15 22 18

18'2 16*0 20’0 18*0 18 759 18 758 s. s.

19'0 17’0 19’2 I7'0 18 759 19 759 N. o.

19’0 18’4 19*2 18*4 17 759 18 759

s.

22’0 20'2 20*0 18*4 18 761 19 761 S. o.

212 18*2 2T8 19*0 19 761 18 761 s. o.

20’6 18’8 22*4 19*4 17 761 19 761 E. N.

24’0 19’0 24*0 21’8 18 761 21 759 E. E.

24'0 21’0 23*8 20*8 20 758 21 757 S. S.

21’0 I9'0 20*0 19*4 20 759 21 759 s. E.

22’0 20?0 22*2 19’4 20 759 21 761 E. N.

23*0 20’0 23*0 19*0 21 759 21 758 S. O.

19’4 17*4 20*6 17*8 20 759 19 758 E. s

20M IT8 22*6 19*8 19 758 19 756 8. N.

2L’0 18*2 21’2 18*8 19 753 19 752 O. N.

21’4 18*0 22*6 18*8 19 750 20 752 O. O.

Ll. c. 4*0 0*3

Ll. c. 7’0 0*2

Ll. Ll. 22*6 0*6

D. D.

1*0

D. D.

2*5

í). D.

2*3

D. D.

1*0

D. D.

30

D. D.

2-0

D. D.

1*1

D. C.

0-7

Ll. D. 0*5 0*6

C. D.

2*7

Ll. C. 2*3 2*3

C. D.

2*5

Otete
Si.- > -

OBSERVATORIO DEL FARO DE «PUNTA GROSSA»

TERMÓMETROS. MAÑANA

TARDE

VIENTO

Atmosfera Pifio,

Termó¬

Termó¬

Anemó¬

O lafflIDA.

Tarde,

Dirección metro Baró¬ metro Baró¬

del

metro

del

metro

metro. n.° de vueltas

s

Baró¬

Baró¬

durante

Máxi¬
ma,

Míni¬
ma.

Máxi- i Míni¬ metro. Milí¬ metro. Milí¬ ma. I ma. Grados metros Grados metros

ina. | Tde.

las 24 horas.

Tarde Mili:

1 25*0 14*0 23*0 14*0 22*0 752*0 23*0 753*0 NE. NE. 11.714 Ll. Ll. 6

2 240 12*0 22*0 16*0 20*0 754*0 20*0 754*0 N. NE. 13.019 Ll. C. 30

3 24*0 13*0 23* 0 15*0 21*0 756*0 21*0 756*0 NE. N. 14.141 Ll. Ll. 65

4 23*0 14*0 25*0 19*0 21*0 758*0 22*0 757*0 N. N. 8.414 D. D.

5 25*0 16*0 25*0 21*0 21*0 758*0 21*0 758*0 O. O. 5.044 D. B.

6 26*0 17-0 24*0 22*0 22*0 758*0 24*0 757*0 O. O. 17.411 D. D.

7 27*0 18*0 280 23*0 24*0 756*0 25*0 756*0 so. So. 12.071 D. D.

8 28*0 190 28*0 22*0 23*0 754*0 24*0 755*0 so. so. 14.111 D. D.

9 28*0 17-0 27*0 20*0 23*0 755*0 24*0 757*0 NE. NE. 13.947 C. C.

10 28*0 18*0 27*0 21*0 23*0 759*0 25*0 758*0 SO. so. 7.141 D. D.

11 270 17*0 250 21*0 23*0 756*0 23*0 755*5 NE. NE. 14.917 D. D.

12 25*0 17*0 24*0 18*5 23*0 755*5 23*0 755*0 NE. NE. 17.014 D. D.

13 24*0 15*0 25*0 12*0 22*0 754*0 23*0 752*0 SO. SO. 13.494 D. D.

14 270 150 25*0 17*0 22*0 748*0 22*0 747*0 so. SO. 5.411 Ll. C.

|17*0 15 25*0

24*5 20*0 22*0 747*0 23*0 746*0 so. so. 28.191 D. D.

2*0 2‘5 3‘4 4‘0 3*4 3‘0 3-5 2*8 3-0 2‘5
4*01

S oWactofio .Flro 'otkT 5-DÍmomdica despejado

y

C cubierto.

del

de

Las horas de observación son: ¿ las 9 d# la Punta Grossa.. los instrumento, están á

1» manan»
101 metros

y6»W«ma»ilíom«etros““s'7ob're„

el

n.vel

del

mar.

Loa amánelos qne se inserten en esta sección pegarán: Hasta tres injercicrf6 i razón de 0‘05 pesetas la linea; hasta tinco inserciones á razón de 0*03 pesetas, y de cinco en adalante á razón de 0‘02 pesetas.
El valer mínimo de un anuncio, sea cual fuere el número de lineas
le que se componga, será de 0'50 pesetas. Las lineas, de cualquiera tipo sea la letra, y los grabados, se conta¬
rán potftipos del cuerpo 12 y el ancho será el de una columna ordina¬
ria del periódico.

Anuncios

Los anuncios mortuorios por una sola vez pagarán: Del ancho de cutaonsLEm aoynpscoloalconlousgtm emarrunncene,acirlcsaa1aie‘m5pdn0looadsspnotayaámslao.er,nsanudzopnóerrcneldicdoeiedsolesdcouofs0iseco‘1irna3p0lodeppostt1aab2pssle,.a.,syg,ylaadyraeásltníríénispeáetelnaerasisdgzieuóeelnasnltm liapdpaerosoye0ope‘g0ron.u5rnqcduipóaeeos. ens¬e.

Loi smcripterei disfrutaran ciento.

una rebaja de un

25

por

SERVICIO DECENAL Máquina á vapor

L’ UNIÓN

KKTRI
SOLLII, lUCUMk, tmt
I»1
por el magnifico y veloz vapor
LEÓN DE ORO
Calidas de Sóller para Barcelona: los dias 10, 20 y último de cada mes. Salidas de Barcelona para Cette: los dias 1, 11 y 21 de id. id. Salidas de Cette para Barcelona: los dias 5, 15 y 25 de id. id. Salidas de Barcelona para Sóller: los dias 6, 16 y 26 de id. id.
/ EN SÓLLER.—D. Guillermo Bernat, calle del l Príncipe n.° 24.
¿a*’ EN BARCELONA.—Sres. Rosich Caries y
UO&Hg&MUlOI. \\CompA Paseo de la Aduana, 25.
/ EN CETTE.—D. Guillermo Colom, Quai Com-
\\mandant Samary-5.

Por tener que sustituirse por otra de más potencia, se vende una en muy buen estado, sistema «Balancín», de seis ca> ballos nominales ó sean quince efectivos de fuerza, con volante de hierro, denta¬ do de madera, construida en los talleres
«El Nuevo Vulcano» de Barcelona. Con
dicha máquina se entregarán las piedras de asiento y los siguientes recambios: dos pistones para los cilindros, nno para el condensador y una toma do vapor.
Al que convenga adquirirla puede verla trabajar todos los dias en la fábri¬ ca de tejidos «La Solidez», Sóller, á cuyas oficinas pueden dirigirse para toda
clase de informes.
El laúd Buenaven-
tura saldrá de este puerto para el de Lanouvelle á últimos de la pró¬
xima semana y para dicho punto
admite cafga.
Avístense las personas á quie¬ nes convenga embarcar en dicho buque sus mercancías, con Buena¬

Compañía francesa de seguros contra incendios fundada en 1828

Esta Compañía, LA PRIMERA DE LAS COMPAÑÍAS FRANCE¬

SAS DE SEGUROS CONTRA INCENDIOS POR LA IMPORTAN¬

CIA DE SU CARTERA, asegura además daños que pueden ocasionar la caída del alumbrado, del vapor, de LA DINAMITA

del riesgo de incendio, los rayo, la explosión de gas de
Y OTROS EXPLOSIVOS.

Capital social
Reservas
Primas á cobrar.

10.000,000 Francos 8.705,000
74.287,038

Total .

92.992,038

Capitales asegurados Siniestros pagados

15.127.713,242 194.000,000

SICtVRO DE COSECHAS

Esta antigua Compañía asegura también contra el incendio, los de

trigo, cebada
la era.

y

avena,

tanto

en

pie

como

segadas,

en

gavillas y sobre

Sucursal española: Barcelona, Paseo de Colón y calle Merced, 20, 22 y 24.—Director, M. Gés.—Subdirector en Mallorca: B. Homar, Samaritana, 16, Palma.—Agente en Sóller, Arnaldo Casellas, Luna, 17.

LEGÍTIMO DE PUERTO-RICO
ú O Reales litro.

ventura Mayol, Naviero del mismo, que reside en la calle del Mar,—
SOLLER.

♦Tinta negra Siglo XIX^Tinta comunicativa^Tinta violeta^ ♦Tinta carmin^Tinta para sellármete., etc.4^

El dueño del molino

]ja hay en venta en el establecimiento Ll SIMCSRIDAD-San Bartolomé-17-SOLLER.

de Can Gomila participa á sus pa¬

Se vende en casa de
del Pastor,—SÓLLER,
fibras de

Pedro

Antonio

Pizá,—Calle

rroquianos y al público en gene¬ ral que de hoy en adelante solo pagarán para moler y cerner una cuartera 3 reales y para molerla
solamente 2 reales.
Recíbense encargos en casa de
D. Francisco Pomar, (á) Pollensí,

fibras de 8§ Intonío Sol y losselló FIEL CONTRASTE DE PESAS Y MEDIDAS DE ESTA PROVINCIA

HISTORIA DE SÓLLER en sus relaciones con la general de Ma¬ llorca. Dos tomos en 4.° mayor de mil páginas cada uno, encuadernados en rústica, obra premiada con medalla de cobre en la Exposición Universal de Barcelona ....
INUNDACIÓN DE SÓLLER Y FORNALUTX, en 1885, capí¬
tulo adicional á la Historia de Sóller. Un tomo en 4.° de
120 páginas, encuadernado en rústica
CULTIVOS ARBÓREOS Y HERBÁCEOS. Memoria premiada con el pensamiento de oro y plata en el certamen del quincuagésimo aniversario de la fundación del Instituto
Balear. Un tomo en 8.°, encuadernado en rústica .
CULTIVO DEL NARANJO en las Baleares. Obra de reciente

Ptes. cu.
20*00 1*7.5 2*50

plaza de la Constitución.
PANADERIA
DEL MORO VIEJO
DE
Bartolomé Castafior Boya
SINDICATO 163—TAHONA N.° 48 PAULA DE MALLORCA
PREMIADO CON MkDALLA DE ORO rn la «Exposición Balbar»-Sóller-1897

Ptas. Cts.

Manual práctico de Aritmética del sistema métrico-decimal. . U00

Reducción completa de todas las pesas y medidas de Mallorca

(en rústica)

1’75

Reducción completa de quintales á kilogramos y vice-versa,

con el 4 pg y sin él

0’75

Reducción completa de cuartines de vino á litros y vice-versa. (K50

Catálogo que contiene las equivalencias de todas las unidades

de pesas y medidas de Mallorca al sistema métrico decimal

y vice-versa

0 25

Libro de cuentas hechas por pesetas y céntimos de id. . . . U25

De venta en la librería de «La Sinceridad», calle de San Bartolo¬

mé, 17.—SOLLER.

publicación, que forma un tomito en 8.° de 190 páginas,

encuadernado en rústica

1*50

Véndense en la tienda de artículos do escritorio de «La Sinceridad»

—San Bartolomé, 17—SOLLER.

mm BAREELOmi EE BUSOS
BARCELONA

GUANO POMÉS-POMAR
el más acreditado, el más barato y el de más con¬ sumo de España
A SI pesetas saco. Tomando lO sacos á
SfcO pesetas id.
DEPÓSITO EN CASA DEL REPRESENTANTE
D. MIGUEL COLOM
CALLE DEL VlR.-SOLLER-(llHlearM)

Esta antigua y acreditada pa¬
nadería envía semanalmente gran¬
des pedidos de pastas especiales para la villa de Sóller, como son: cocas, craspells, galletas y similares.
Se dá comisión á las tiendas
y vendedores.
LA SOLLERENSE
DE
JOSÉ COLL
CBRBIRi y PORT-BOÜ (fruten frme-eifalili) Aduanas, transportes, comisión,
consignación y tránsito
Agencia especial para el trasbordo y reexpedición de naranjas, frutas
frescas y pescados.
Hay algunos olivos
trasplantados y una partida de algarro¬
bas, para vender.
En esta imprenta darán razóti.

LECCIONES DE INGLES
POR
F. BOVER
San Bartolomé, 12
Enseñanza práctica y comercial
de dicho idioma. Horas de clase: de 1 á 3 tarde
y de 7 á 9 noche. Honorarios: 5 ptas. mensuales.
Además dará una clase noctur¬
na de primera enseñanza á pre¬
cios módicos. Abertura de clases: dia l.° Oc¬
tubre.
Desea venderse una
casa cómoda, nueva y espaciosa, situada en la calle del Padre Baró,
de esta villa.
Dará informes Sebastian Sbert, calle del Pastor n.° 47.—SÓLLER.

DE
INULA HELENIUM
Con estas píldoras, preparadas por J. Torrens, se cura pronto y radicalmente la Leucorrea ó (flujo blanco), la Anemia y Clorosis (colo¬ res pálidos), la Dismenorrea (ó difi¬ cultad en el ménstruo), la Ameno¬ rrea (ó supresión del mismo), la debilidad, flaqueza y cuantas mo¬
lestias ó enfermedades reclamen un
exitante poderoso y enérgico.
D VHJ STTA. :
En Barcelona, Sociedad Farmacéutica Española, —Farmacia del Dr. Pizá.—Palma, Centro Farma¬ céutico.—Farmacia de las Copiñas.—Málaga, Far¬ macia del Dr. Pelaez y Bermudez.—Sóller, Far¬
macia de J. Torrens.
SOLLER—Imp. de «La Sinceridad»