ASO XII.—2.a EPOCA.—NUM. 552
ASO XII.—2.a EPOCA.—NUM. 552

SABADO 30 DE OCTUÓRE DE 189?

SEMANARIO INDEPENDIENTE

PUNTOS DE SUSCRIPCIÓN:
Sóller: Administración.
Francia: D. Guillermo Colom—Quai Commandant Samary-5-Cette (Herault.) Antillas: D. Guillermo Marqués—General Pavía-7-Arecibo (Pto.-Rico.)
Méjico: D. Damian Canals—Constitución-19-San Juan Bautista (Tabasco.)

MADOR Y DIRECTOR-PROPIETARIO: f

REDAMOS Y ADMINISTRACIÓN:

luán Marqués 7 Arbona.

-i Calle de Sau Bartolomé n.° 17

SÓLLER (Baleares.)

PRECIOS DE SUSCRIPCIÓN:
España: 0’50 pesetas al mes. •, Francia- 0’76 francos id. id. PAGO ADELANTADO América: 0’20 pesos id. id.) Números sueltos—0’10 pesetas. Id. atrasados 0’20 pesetas.

Tift Redacción únicamente se hace solidaria de los escritos que se publiquen sin firma, seudónimo, inicial, ó signo determinado. De los que tal lleven, serán responsables sus autores.

LITERATURA Y PASATIEMPOS
EL BESO
Había en el presidio de... donde sea, que el nombre de la ciudad no hace al caso, había, digo, gente muy mala. Verdad es que no suele abundar la gen-
te buena en tales casas.
Pero entre los cuatrocientos y pico de
penados había uno que valía por todos.
Él Lobo le llamaban.
Estaba preso hacía cuarenta y dos
años y tenía sesenta. Desde la edad más tierna fué corrien¬
do de cárcel en cárcel y de presidio en
presidio, por ladrón y asesino. No se
sabe cómo se libró del cadalso, pero ello
es que, condenado una vez á veinte años por un crimen espantoso, así que cumplió la condena fué ladrón en cua¬ drilla y secuestrador y mató á una mu¬ jer y dos niños, y le condenaron á más
años de cadena de los que pudiera vivir. Era hombre tan feroz y de carácter
tan malo, que los demás presidiarios no se le acercaban nunca. Hacían un círcu¬ lo al pasar cerca de él, porque su ins¬ tinto natural le pedía sangre, y en más de una ocasión al que se le acercó le
hizo mucho daño con los dientes ó á
patadas ó cott- las agujas de hacer me¬ dia, porque su ocupación constante era
la calceta.
Sanguinario, era como pocos. Carni¬ cero, como las fieras más salvajes. Y los carniceros y sanguinarios no tienen tér¬ mino medio; ó se llaman Napoleón 'pri¬
mero ó se llaman El Lobo.
Sentado en el suelo, haciendo ínuy de
prisa los puntos de las medias, con la cabeza metida en el pecho, se pasaba días y semanas sin hablar. Tenía una cabeza que no la soñó Goya. Hirsuta,
cubierta de vellones negros, bosque es¬
peso de piojos, la barba intrincada, que por miedo ó tolerancia le dejaban lle¬ var, los ojos negros y feroces, la mirada torva y amenazadora... ¡Qué hombre! Fuerte, á pesar de sus sesenta años de
vida quieta, con unas manos como ma¬ nojos de sarmientos gordos. El Lobo era el terror de la casa, pero el terror sordo, ese que no se traduce en comentarios ni en bromas de mal género, sino en un
silencio convenido moralmente... Le¬
vantaba alguna vez los ojos para mirar á su alrededor, y los presos, en vez de mirarle, se volvían de espaldas ó mira¬
ban al cielo.
Vino al presidio un comandante nue¬ vo, con fama de enérgico y de hombre con quién no se jugaba. Por la misma razón, los presidiarios comenzaron ámi¬

rarlo con malos ojos. Sus murmjiracio¬

nes hubo y sus conatos de atreverse con
él; pero no había en realidad motivo. El jefe del presidio tenía una hija en¬
cantadora. Aurora se llamaba, y cnando

su padre tomó posesión del destino, la
niña no había cumplido cinco años.
Una tarde bajó con su padre al patio á la hora del rancho; de la mano del

autor de sus días fué mirando uno por

uno á los presidiarios, y con ese descaro infantil, que aun á los peores caracteres hace gracia, iba comentando lo que veía y hablando cara á cara con aquellos
malvados.

A éste le preguntaba como se llama¬ ba, al otro si el rancho era bueno. Uno
de ellos, matón condenado á diez años

por una puñalada trapera, le dijo yo no sé cuántas monadas, y él le preguntó si

quería rancho, y después de consultado el jefe, la niña comió dos cucharadas y los presos se rieron y alguno le pidió recomendaciones para el papá. También

los hubo que dijeron palabrotas y mur¬ muraron del padre y de la hija y rene¬
garon de lo que comían; cosas natura¬ les, porque al fin y al cabo el patio de un presidio no es el salón de la du¬
quesa.
Allá, lejos de todos, con el rancho
abandonado á medio comer, y las agu¬

jas en la mano, haciendo su calcetín con rapidez vertiginosa y la cabeza ba¬ ja, estaba El Lobo, sentado en el suelo, con la espalda pegada á la pared. El padre y la hija se acercaron á unos tres metros de él y no les hizo caso. De su garganta se escapaba una especie de graznido sordo mientras cruzaba las agujas. Con el rabillo del ojo les miró un instante, pero nada más. La niña fué á acercarse á él y el padre la detuvo.
—Voy á verle de cerda—dijo Aurorita. —No, hija mía, no. que éste es muy

malo; tiene muy mala sangre y te pue¬

de dar una zarpada...
—¡Mira, mira, papá, que cara pone! ¡Ay! ¡Y está haciendo medial
—Así se pasa la vida, según me ha
dicho mi antecesor. Es un hombre muy

peligroso. Toda su vida la ha pasado en presidio; ¡ya ves, todavía tiene para
treinta años!

—¡Treinta años! ¡Pobrecito! El Lobo, al oir pobrecito, levantóla

cabeza y la miró con ojos de hiena, sin

dejar de mover las agujas. El jefe fué á decir algo á la niña; pero ésta, sin de¬

jarle tiempo para contenerla, echó á

correr, gritando:

£-

—¡Voy á darle un beso!

Y así lo hizo. Llegó junto á la fiera, y

sin aprensión ni miedo, le besó en me¬

dio de la cara, diciendo:

—¡Toma, hombre, y no seas malol Y enseguida se volvió corriendo hacia
su padre. El Lobo se quedó como atontado; no
dijo nada, prolongó su graznido como los paralíticos que quieren hablar y no pueden, y temblando visiblemente, vol¬ vió á meter la cabeza en el pecho y á hacer su labor nervioso, muy nervioso.
Y cuando el padre y la hija estaban ya en la puerta que conducía á la direc¬ ción y le daban la espalda, volvió el an¬ ciano criminal á levantar la cara y miró á la puerta largo rato.
Después se pasó hrtarde, anocheció, y
cada fiera á su jaula. Transcurrieron días y meses, y en el
presidio, bien dirigido, no ocurrió nada de particular.
Pero un día... un dia de Julio, llo¬
viendo estaba á mares y los presidiarios en las galerías del patio haciendo con¬ currencia á la tempestad... Cundió la voz de rebelión, se negó la gente á co¬ mer el rancho; la conspiración, que ha¬ bía tardado un mes en fraguarse, esta¬ lló de pronto... ¡Corriendo! ¡Baje usted! ¡El presidio está sublevado!
Y el comandante saltó como una pan¬ tera de la cama donde dormía la siesta,
cerró por fuera su cuarto, para que la niña no le siguiera, y cuando llegó al patio se encontró con trescientos hom¬ bres enfrente de él, armados con las cu¬ charas de palo, afiladas y convertidas en
cuchillos. No era hombre de ceder ni de
acobardarse. Sabría morir si era preciso. Arengó y no le hicieron caso; quiso ata¬ car y le atacaron; su vida estaba en las manos de aquellos bandidos desenfrena¬ dos. Le echaron atrás y le tiraron más de cien viajes, sin contar las pedradas y las tarteras que iban volando derechas á la cabeza... ¿Qué iba á pasar? ¿Qué po¬ día hacer solo contra tanta gente? La batalla había comenzado, ya había dis¬ parado él los seis tiros de su revólver...; pero en el momento de disparar el últi¬ mo, vió venir hacía él un mónstruo, un
hombre con cabeza de oso, El Lobo que gritaba:
—¡No hay cuidado, que aquí estoy yo! Y cogiendo al jefe por la cintura con la mano izquierda y colocándoselo á la espalda, para cubrirle con su propio cuerpo, enarboló en la derecha una
enorme navaja, que no supo nadie nun¬ ca de dónde salió, y comenzó á recibir enemigos, y á dar puñaladas tan certe¬ ras, que hombre que llegaba á su al¬ cance, caía á sus piés muerto del primer golpe.
Y todo esto pasaba ya en silencio; el jefe, resguardado detrás de su preso, pensando (hasta donde se puede pensar

en momentos tales), por qué el presidia¬ rio le defendía así. y como acabaría aquel horrible lio. Y El Lobo, entretan¬ to, recibía pedradas en la cabeza, cuchi¬ lladas de palo tan graves como las de hierro, y por fin acudió la fuerza, lla¬ mada por los dependientes, y hubo des¬ cargas en el patio, y muertos y heridos en todos los rincones; y á la hora y media de refriega quedó todo en calma y el je¬ fe estaba sano y salvo y El Lobo con dos navajazos en el vientre, la cabeza des¬ hecha de heridas y muriéndose por la posta.
Le llevaron á la dirección, por órden del jefe. Allí, acostado en la primera ca¬ ma blanda que había tenido en su vida, expiraba retorciendo los ojos y repitiendo aquel graznido del asma, tan suyo. Le dieron la Unción y tiró patadas al cura; pero entre la vida y la muerte pudo romper á hablar, y dijo abriendo des¬ mesuradamente los ojos y mirando á aquel á quien había salvado la vida:
—-¡La... niña! El jefe adivinó enseguida lo que pen¬
saba su defensor. Recordó, y compren¬
dió porqué le había defendido... ¡Olí, sí.
eso era! Corrió á la dirección donde ha¬
bía dejado encerrada á su hija, sin acor¬ darse de volver para abrirle la puerta. La niña estaba aterrada, llorando... La cogió en brazos, volvió con ella á toda prisa al cuarto del moribundo, y le ha¬ lló ya en las postrimerías de aquella existencia de presidio y de sanguinarios
deseos de cuarenta años de fiera. Y el
tío Lobo, con ojos extraviados, tuvo to¬ davía tiempo de ver, y de decir á la úni¬ ca amiga de su vida:
—¡Otro!... ¡¡Otro!! El padre levantó á la niña en brazos, y se oyó el chasquido de un beso sono¬ ro, estampado por labios de ángel en el rostro curtido del viejo... Y mientras el cura se alejaba cejijun¬ to y mohíno, con los santos óleos en las cruzadas manos, quedaron allí arrodi¬ llados ante el cadáver, el jefe, los em¬ pleados, los guardias, en religioso si¬ lencio; y la niña, á una indicación de su padre, comenzó á decir, con su vocecita dulce y cariñosa: —Padre nuestro que estás en los cie¬ los, santificado sea el tu nombre...
Eusebio Blasco.
LA ESTRELLA DEL MAR
Dulce su luz que alienta la esperanza
En medio de las sombras aparece
Del mar sobre las aguas en bonanza Cuando declina el día y se adormece.

Callada está la noche, muy tranquila,
El sol hundió su fuente en el ocaso,
La estrella, rutilante su pupila, Espacio va ganando paso á paso.
Eu vivos resplandores, majestuosa Asciende fulgurante la alba estrella Y cuanto más asciende más hermosa, Más fúlgida es su luz y más destella.
El cóncavo cristal del ancho cielo, Rodando por el éter, ha cruzado; Y luego el alma mía de consuelo, Al verla tan excelsa, se ha llenado,
Mi corazón palpita dulcemente, Su imagen en mi seno se retrata; Y aunque esté tan lejos, tan ausente Su luz me envía de bruñida plata.
Hincha mi ser de amor y de ternura, De gozo, de placer y de alegría;
Inúndase mi alma de dulzura Cual si bebiera néctar ó ambrosía,
Cautívame su luz de amores llena
Que riela dulcemente por los mares; Y en ella desaparece toda pena Y cálmase el rigor de los pesares.
Mi vida participa de su vida.., Sonriendo por los aires se levanta Y apenas al oriente aparecida Absorto en su fulgor el mundo canta,
Rocío da á las ñores y belleza Encanto á la natura que la admira,
Brillando, con su luz y su pureza
Consuela y seca el llanto al que suspira.
Es ella todo amor y dulcedumbre, En ella se complace el alma mía; Mi pecho se engrandece con tu lumbre ¡Oh Estrella de los mares! ¡Oh María!
El débil en tus rayos se conforta. El triste se consuela en tus fulgores; Si el mundo me persigue ¿qué meimporta Si gozo de tu vista y tus amores?
¿Qué importa el enemigo tienda lazos Y quiera arrebatar los corazones
Si tienes, tú, abiertos los dos brazos
Y envías gracias mil y bendiciones?
No apartes ya tu lumbre; norte y guía
Del pobre pecador en este mundo. No escondas, no. tu rayo, Estrella mía, Que luego me cayera en el profundo.
Sé, tú, mi esperanza y mi consuelo; María, sé mi bien y mi ternura Y llévame del vil y triste suelo A donde todo es luz, vida y dulzura,
Miquel Sastre.

FOIjIíETÍHí
UN QUEBRADO
pidió algunos dias de plazo bajo dife¬ rentes pretestos; entendía demasiado la causa, para no descubrir la inteligencia secreta que mediaba entre él y Madama D...* Esta ya no hablaba de marcha, y aunque un solo mes habia bastado para
borrar las huellas del dolor, no solo en su rostro sino también en su corazón, se creia con suficientes fuerzas para per¬
manecer fiel á la súplica de su esposo. Por lo regular las mujeres tienen mejor opinión que nosotros de su virtud. Ya
no amonesté nuevamente á Mallevas,
fingí que no oia ni veia nada: me con¬ creté á mi papel de tutor.
Mr. D...* se había puesto al abrigo de las requisiones que su fuga habría po¬ dido motivar, y bajo un nombre su¬ puesto habia atravesado la Francia para refugiarse en Saboya. El dinero de que se habia provisto, le proporcionó algu¬ nos documentos y pasaportes hasta la frontera; los periódicos le anunciaron su muerte que la voz general atribuía á pesares domésticos; esta calumnia le in¬ dignó de tal modo, que estuvo tentado

de justificarse por vía de los mismos pe¬ riódicos. Pero lo que le sorprendió más. fué que su quiebra no fuese aun conoci¬
da: todos los dias la buscaba en el Dia¬
rio de París, y todos los días su inquie¬
tud se aumentaba al no verla anuncia¬
da. Viajaba á cortas jornadas, como si
estuviese indeciso en adelantar ó retro¬
ceder; se apartaba de las fondas frecuen¬ tadas. de las diligencias públicas, de los barcos, de los canales y de las mesas re¬ dondas; en fin. al cabo de quince dias de vueltas y revueltas llegó áChambery en donde se detuvo para estar á mano
de recibir noticias de Francia.
Su desazón le redoblaba el fastidio de
la soledad, y aquel silencio que los pa¬ peles guardaban sobre su quiebra, le
originaba un nuevo género de angus¬ tias, que la declaración de su bancarro¬ ta no habría producido; porque se de¬ vanaba los sesos al querer descifrar la causa de aquel silencio, y en su inquie¬ tud lo atribuía á su mujer. á sus ami¬ gos. en lugar de atribuirles todo loque
había de favorable en el retardo de tan
penosa publicidad; y esto es porque el egoísmo es tan inexorable para con los otros, como indulgente para tino mis¬ mo. Estaba impaciente por saber todas las circunstancias detalladas que hablan

seguido á su pretendido suicidio. Tomó veinte veces la pluma para escribir á su mujer y revelárselo todo; pero desgarra¬ ba las cartas empezadas, al pensar que la emoción causada por la sorpresa y la alegría, no seria menos peligrosa que la
del espanto y de la desesperación. Dudó luego si preguntaria á Felipe ó á mí. de que medios nos habíamos valido para
conservar su honor, á lo menos hasta
aquel momento, ó que motivos habían obligado á hacer callar la funesta voz de la opinión pública. Conmovióse al ver que aun estaba inscrito en las listas de los infames, y su corazón dió libre
entrada al arrepentimiento; un arrepen¬ timiento noble y sincero, que se funda¬
ba en los antecedentes de una vida sin
mancha, y que la vergüenza y el temor habían paralizado. Ya no se atrevió á
comparecer ni aun por medio de carta, en presencia de aquellos que le ha¬ bían apreciado. Si se habia perdido, era por el bienestar de su esposa, y
su falta te había humillado bastante
para pretender entonces implorar el perdón. ¿Consentiria Ana en parti¬ cipar de su destierro? ¿Felipe- de Ma¬ tiegas y yo, no nos- hallábamos li¬
bres ya de nuestra amistad, por el solo hecho d© sis Quiebra fraudu¬

lenta? ¡Y cuán caro le habia costado aquel oro!
Determinóse en fin, después de mil proyectos y resoluciones á volver á en¬
trar en Francia, sin duda con la pre¬ vención de un proceso criihinal. á vol¬
ver á Paris, y llevar consigo á su mu¬ jer, que no se opondría á aquel destierro voluntario. Alquiló á este efecto su asiento en la diligencia, y al cabo de tres dias al anochecer, se apeó no muy
distante de su casa de la calle de S. An¬
drés de los Arcos. Viendo tan próxima su llegada, su zozobra se acrecentó: te¬ mió asustar á los criados que creerían que su aparición era la de un espectro; por otra parte le convenia, tanto por su seguridad como por sus intereses, que solo su mujer lo viese: y ¿cómo entrar en su cuarto sin pasar antes por el reci¬
bidor?
Se atuvo en fin á su primera idea, esto es. ocultar su presencia, tanto á Malle¬ vas como á mí; pero á mí sobre todo á
quién veían siempre sus ojos rodeado de una aureola de virtuosa severidad: ja¬ más había detestado tanto su fuga cul¬ pable.
La noche era tenebrosa. Vio abierta
la puerta del cementerio, y que estaba trabajando adentro- el sepulturero. Es-

tremecióse involuntariamente Mr. Ir...*
y un frió sudor bañó su frente, al escu¬ char el acento lúgubre y destemplado de aquel hombre que cantaba, interrum¬ pido solamente por los golpes de su azadón, y por el monótono y triste mur¬ mullo que producían las ramas délos cipreses agitados por el viento1 noctur¬
no. Las escenas de la noche de un mes
anterior, se reflejaron en su imagina¬ ción afectada. De repente, sin imaginar el papel que representaria aquella no¬ che, en aquel mismo teatro, deslizóse
silencioso-al través de las sombras de
los sepulcros y de la pared, y ocultóse detrás de un monumento grandioso, en donde permaneció acurrucado hasta que el sepulturero le dejó el campo libre, y lo encerró en aquel recinto de los di¬
funtos.
Mr. D...* no los temía, pues que tam¬ bién lo era él respecto del mundo. Aguar¬ dó que lo avanzado de la noche sumer¬ giese á los habitantes de las casas veci¬ nas eu el sueño y la oscuridad; enton¬ ces alzando la escala de que ya se habia servido para un objeto semejante, la co¬
locó sin ruido delante de la ventana de
su gabinete que habían dejado entre¬ abierta, y entró por ella como habla sa¬ lido1. Aun no dormían en la casa, y la

2

SÓLLER

Sección Científica
SIGNIFICADO DE IOS TUPOS GRAMATICALES
De ahí proviene al mismo tiempo el uso de nada, menos que, cuya agrupación elocutiva, sustrayéndose como una expre¬
sión adverbial á toda influencia grama¬ tical del verbo, se usa no solamente sin
no aunque siga al verbo sino comunica
á la frase un sentido latentemente afir¬
mativo y equivalente de «ni más ni
menos.»
Por ejemplo: nada menos quería ó (no) quería nada menos que matanne= el menor daño que quería hacerme era matarme, es decir, ne quería cosa me¬ nor que la muerte mia;—nada menos
calumnia ó calumnia nada menos que
á su padreará su propio padre calum¬ nia;—ese que ves ahí, nada menos es ó es nada menos (=:no es persona menor) que el rey (=es el rey mismo en perso¬ na); se trata nada menos que de clasificar los acontecimientos presentándolos en el órden que reclama su importancia; fué preciso nada meaos que la interven¬ ción del rey para evitar la gnernr, se esperaba del charlatanismo de estos ri¬ tos nada menos que la redención de la
humanidad.
Pero si menos va de nada ó de nadie
separado por el verbo, modifica á -éste como adverbio y no á nada, nadie como adjetivo, resultando negativo el concep-
■ to de esta construcción—construcción
productiva de un sentido diametral men¬ te opuesto ál de'las construcciones que anteceden; hay pues, necesidad de con¬
servar estas construcciones en su distin¬
to rigor gramatical para remover todo peligro de anfibología ú obscuridad.
Por qjemplo: nadq, quería menos que matarme (—no quería mi muertet ne¬ gación fuerte): nada menos quería ó (no) quería nada menos que matarme (=queria mi muerte: afirmación fuerte);—en nada piensa menos que en trabajar (—no trabaja nada, nada trabaja).; á nada as¬ pira menos que á.hacerse rico (=no as¬ pira á riquezas): á náda menos aspira ó (no) aspira á nada menos que á hacerse millonario;—en nadie piensa menos qne en ella para casarse (—nada piensa en elle): en nada menos piensa que en ca¬
sarse con ella.
Y. en lugar tercero, menos admite en pos de si la supresión de su correlativo que, perdiéndose entonces su valor de comparativo cuando, en razón á su sig¬ nificado implícitamente negativo, asume, la fuerza y el valor de una restricción de carácter privativo.
De esta acepción negativa resulta po¬ sitivo el concepto de la cláusula combi¬ nada cuando la cláusula por menos cir¬ cunscripta con la idea de limitación ne¬ gativa y de él separada por una coma, es asimismo negativo, resultando un concepto sinónimo al de: «no-más que, nada más-que, no-nada más que» ó bien
al de: «nada-sino, no-nada sino, nootra cosa sino=tan solo, únicamente.»
En los últimos giros sino viene á sus¬ tituirse á más que precedido de nega¬ ción, así como puede, antiguamente más que hoy, usarse en lugar de este mismo
menos cuando limitando á una cláusu¬
la positiva menos toma el significado de: excepto (que).
Tal sino asi como menos y excepto necesitan del anunciativo que: sino que menos que excepto que cuando los verbos
de la cláusula combinada son distintos.
Por ejemplo: en todo piensa, menos (quempero no, excepto) en trabajar(=no trabaja): en nada piensa ó no piensa en nada, menos (que) en trabajar=:sino en trabajar, no piensa en otra cosa sino en trabajarmno piensa en más que ó en nada más piensa que ó no piensa en na¬ da más que en trabajarmsola y única¬ mente piensa en sus trabajos; nadie en¬ tiende eso, menos él=nadie (más) en¬ tiende eso sino él; todos, menos, excep¬
to, salvo uno, fueron sentenciados á
muerte; este poeta será delicado, gracio¬ so, cualquier cosa, menos grande; tras
todos estos venia un hombre de muy bien parecer, menos que, excepto que.
sino que al mirar metía el un ojo en el otro; todos estaban contentos, menos, excepto, sino ella.
De esta acepción de limitación nega¬ tiva, sinónima de «excepto, salvo, con excepción, exceptuado» etc. trae sil ori¬ gen la írase conjuntiva expresiva de mía condición restrictivo-negativa: á menos que (y ó, menos de (=& no ser que, como no sea ó suceda que—).
Para denotar en una comparación de desigualdad el grado más ínfimo que puede haber en uno de los cinco respe¬
tos con anterioridad enumerados relati¬
vamente á una persona ó cosa ó á una

idea dentro de la clase de objetos ó de ideas que expresa ó implícitamente se designan, se hace á menos preceder del
artículo neutro lo: lo menos, que se sus¬
tantiva y se adverbializa, aún á veces sin lo cuando se apropia la fuerza de una negación.
Cuando se sustantiva lleva la signifi¬ cación de la menor cosa, el que se le puede sustituir.
Este menor es la forma adjetiva que al adverbio comparativo menos correspon¬ de y es, en unión con «menos, más, mayor, mejor, peor» uno d-e los pocos comparativos de formación orgánica que del latín han pasado al idioma es¬ pañol; su complemento comparativo se introduce ya por que ya por de. según la misma analogía que se observa con
menos.
A analogía de menos se hace preceder del artículo ó de un adjetivo posesivo ó demostrativo para expresar la idea de grado infimo en una comparación de desigualdad inferior.
Si va expresado el complemento com¬ parativo. éste se pone en dependencia gramatical de lo menos y de el menor mediante la preposición de ó mediante ■de lo que. cuando el extremo de compa¬
ración es oración.
Por ejemplo: lo menos que vale es un duro, no puede serlo menos; lo menos (—la menor cosa) que debes hacer es devolverle su dinero; la menor preocu¬ pación mia ó mi menor preocupación ó Ja menor de mis preocupaciones es el menor (de edad) de la familia; calificar¬
le de absolutista sería no menos un
yerro ó no menor yerro que considerar¬ le en filosofia como escolástico; repenti¬ namente. cuando menos (negación fuer¬ te) se esperaba surgió de su propia na¬ ción un enemigo de la peor especie, la
cornilne; en un momento menos pensa¬
do el enemigo volvió á tomar la ofensi¬ va; murió cuando menos lo pensaban; el menos observador no hubiera dejado de estudiar esta fisonomia misteriosa;
no encontrareis en él la menor traza de
egoísmo.
Dr. Máximo Hukttixg.
(Se continuará).
FOTOGRAFÍA DE UN CORAZÓN
Con el auxilio de los rayos Roentgen
se lia determinado en Nueva-York la
posición anormal que ocupa el corazón de cierto individuo, pudiéndose notar también las pulsaciones de aquél.
Para conseguir ese resultado, el pro¬ fesor Mount Bleyer se valió del fiuróscopo, con el cual se pudo percibir la viscera enferma y también el estado de los pulmones, que se temía estuvieran afectados por concreciones calcáreas.
El doctor Bleyer, que se lia dedicado á constantes trabajos en esa especiali¬ dad, consigue buenas fotografías usan¬ do una cámara fotográfica ordinaria, en combinación con tubos Orock, ó panta¬ lla en que recoge las imágenes. Con esa combinación, á la que llama foto-fluroscopio, puede fotografiar instantánea¬ mente los casos médicos que le intere¬ san. Para verificarlo se coloca al pacien¬ te entre la pantalla y el tubo luminoso.
EFECTO CURATIVO DE LOS BATOS X
Conocido es ya el uso frecuente de es¬ tos rayos en la exploración de lesiones orgánicas y para descubrir y localizar cuerpos extraños que puedan existir en nuestro organismo.
Pero aparte de su importancia diag¬ nóstica, ahora se ocupan los médicos de sus aplicaciones terapéuticas.
Entre los efectos curativos de los ra¬
yos X debe citarse, en primer lugar, el que se verifica, según datos que parecen de peso, sobre las afeciones tuberculo¬ sas. Los profesores Lortet y Genoud, de Lyon, fueron los primeros en observar esta acción de los rayos Roentgen en los conejillos de Indias (eebayas) tuberculo¬ sos. La modificación del estado patoló¬ gico se produjo siempre en sentido de la curación, pero los Sres. Lortet y Ge¬ noud no ensayaron sobre personas tísi ¬ cas, si bien aconsejaron estas experien¬
cias en vísta de los notables resultados
obtenidos por ellos con los cobayas y teniendo en cuenta que los rayos X atra¬ viesan completamente las entrañas del
hombre.
Poco tiempo después, los doctores Rendu, Castel y Villaiii, de París, trata¬ ron á un enfermo infeccioso por medio de los mismos rayos, logrando una cu¬ ración rápida y completa. Al propio
tiempo que se efectuaban estas expe¬

riencias se observó que la piel del pecho
de los enfermos sometidos durante cin¬
cuenta minutos diarios á la acción dé
los rayos X, presentaba, al cabo de al¬ gunos dias, una rubicundez en el punto de entrada de los rayos, parecida al efecto de un sinapismo, ó mejor aún, al de un «golpe de sal» ó insolación. Otro carácter notable de los rayos X observa¬ do, fué su acción depilatoria, y no ha faltado, por fin quien asegura que estos rayos obran favorablemente sobre el cáncer del estómago.
En cuanto al influjo de los mismos rayos sobre la piel, puede darse por comprobada completamente, y en efecto
monsieur Gilchrist cita en el último Bo¬
letín del hospital de Hopkins multitud de casos que lo confirman. Más, por des¬ gracia, no sucede lo mismo tratándose
de la curación de las enfermedades in¬
fecciosas. Por una parte, las experien¬ cias afirmativas son poco nutridas; por
otra, los casos contradictorios abundan.
Nada categórico resulta de cuanto se ha hecho hasta ahora; esto es en rigor lo único que puede decirse.
El problema de la acción curativa de los rayos X, está, pues, en pié; al tiem¬ po debe encomendarse su solución. En estos momentos, según noticias, se efec¬
túan buen número de estudios en tal
sentido: ojalá se cumplan las previsio¬
nes de muchos. Mientras tanto bueno es
no forjarse entusiasmos que luego po¬ drían muy bien convertirse en desen¬
cantos.

m-r,

’

EL MICROFONOGRAFO

Con la aparición de los famosos «Ra¬ yos X» se persigue combatir la ceguera.
También los sordos han encontrado,
sino sus rayos X, por lo menos su «microfonógrafo», aparato con el que se consigue que oigan aún aquellos de los que vulgarmente se dice. «Son más sor¬ dos que una tápia».
Un jóven. catedrático de física déla
Universidad de Ginebra, Mr. Durand, es
el inventor del nuevo aparato, quede realizar sus esperanzas, vendrá á pro¬ porcionar un gran beneficio á la huma¬
nidad.
Ei «microfonógrafo» no es sino un fo¬ nógrafo perfecionado que multiplica to¬ dos los sonidos. Viene á ser para la ore¬ ja lo que el microscopio para la vista.
El principio del a [jarato consiste en amplificar por una série de pequeños electroimanes y un micrófono las vibra¬ ciones sonoras que vienen á registrarse en la placa sensible del cilindro.
Para completar la invención era pre¬ ciso que se hallara el medio de amplifi¬ car los sonidos que emita el fonógrafo al repetir los que tiene registrados, A este fin llegó Mr. Durand, uniendo al fonógrafo el micrófono.
El sordo escucha con un receptor anᬠlogo al del teléfono. En estas condicio¬ nes el menor soplo, el paso de un insec¬
to se convierte en un ruido formidable
que un oido sano no podria escuchar sin gran dolor. Para el sordo, esta es¬ pantosa sonoridad no es más que una
dulce harmonía.
Con este aparato puede verificarse una série de ejercicios gimnásticos del oido, que procediendo con método ha de pro¬ ducir gran mejoría en los sordos, espe¬ cialmente en aquellos cuya enfermedad procede de defecto en las funciones del aparato auditivo, que en virtud de la falta de trabajo, llega á atrofiarse, como todos los órganos inútiles.
Tal vez, según afirman varios hom¬
bres de ciencia, esté en el micrófono la
solución del gran problema de educar
los sordos mudos.
Por todos es sabido que los desgracia¬ dos á quienes aqueja esta dolencia son mudos porque son sordos, puesto que no pueden repetir los sonidos cuando nunca los han oido. Con el aparato de que uos ocupamos podrán articular pa¬ labras y frases, puesto que las oyen.
El microfonógrafo es aplicable a infi¬
nidad de cosas dentro de la medicina,
especialmente á la auscultación, porque
liará más sensibles los ruidos del cora¬
zón. pulmones, etc. Un ingeniero, por supuesto america¬
no, Mr. Baldaseco, proyectó registrar... «el ruido del pensamiento en el ce¬
rebro».
B. P.

Tribuna pública
Sr. Director del Sóller.
Muy Sr. nuestro y de nuestro mayor

aprecio: Por tratarse de un asunto be¬ néfico, le agradeceremos se digne in¬
sertar las siguientes líneas en su respe¬
table periódico, y con gracias mil anti¬ cipadas nos ofrecemos de V. suyos afec¬ tísimos y S. S. Q. B. S. M.—Juan Joy.-—
Antonio Enseñat.—J. Pizá Frontera.—

en Mallorca ya tienen un fondo para vosotros y no podéis cobrar de dos ma¬ nos caritativas.=rAsi pues les rogamos una pronta contestación para saber á
que debemos atenernos é ínterin esta¬ mos á sus respetuosas órdenes. =
P. A. de la J. D. de la Junta de Protec¬

Vicente Garcés.—Pablo Pons.—Lorenzo ción Sollerense.=:El Secretario.=3ulva--

Alou.— Salvador Elias.

dor Elias.

*
Como individuos de la Junta Directi¬

va de la Junta de Protección al soldado,
de esta localidad, constituidos hoy en junta extraordinaria, liemos acordado;
Celebrar sesión ordinaria los dias 1 y
15 de cada mes á las 8 y media de la noche y extraordinarias cuando la nece¬ sidad lo reclame; repartir á los soldados
enfermos ó heridos la cantidad de 7'50

UTA LOCAL DE PROTECCION AL SOLDADO
Pesetas
Recaudado hasta la fecha. . . 517*14
Por tres pensiones al soldado
Salvador Armet Pons. .... 22*50
Queda en fondo. . . . 494*64

pesetas al mes y que las visitas de los médicos sean por cuenta de esta Junta; abrir una suscripción para aumentar los fondos, siendo los puntos de recau¬
dación: el domicilio de todas las socie¬

Crónica Local

dades del pueblo, estando de ésta en¬ cargados los Conserjes de las mismas, la tienda de D. Lorenzo Alou y la casa de D. Salvador Elias; que se publi¬ quen los nombres, pseudónimos, ini¬
ciales, etc. de los donantes con expre¬ sión de las cantidades respectivas, y por
último, que en vista de que han llegado á este pueblo, enfermos, procedentes de
Ultramar, cuatro defensores de la pa¬
tria, y que la Junta de Protección al soldado, de esta provincia, negóse á so¬ correrlos hasta con el más insignifican¬ te donativo, se publique en el periódico de esta localidad y en algunos diarios de Palma la carta que en 15 de Septiem¬ bre último dirigió á aquella esta Junta, á cuya carta no se ha dignado contestar hasta la hora presente, á pesar de ha¬ bérselo suplicado por medio de tres re¬
cados verbales desde entonces. Dice así
la carta:
Señores de la Junta de Protección
del soldado Balear=:Palma=:Miiy seño¬ res nuestros: Con sorpresa nos liemos en¬ terado de su respuesta dada á una per¬
sona interesada á un defensor de nues¬
tro pátria y cuya carta dirigida á lu des¬ consolada madre, copiada á la letra dice: ^«Querida hermana: Sabrás que ense¬ guida que lie recibido tu carta junta¬
mente con los documentos, me he ido á
casa de D. Antonio Peña y con el señor Castaño y los dos me han dicho que no podían pagar en Palma á los individuos de Sóller y que te presentes en el Ayun¬ tamiento de Sóller que tienen obliga¬ ción de pagaros á causa que cuando hi¬ cieron el depósito los de todos los pue¬ blos se juntaron con la comisión de Pal¬

Con regular concurrencia tuvo lugar el domingo último en la plaza de toros la función gimnástica anunciada. Los trabajos que en la misma presentó la familia Caprani fueron todos muy aplau¬ didos, tanto por su ejecución como por correspondencia al buen deseo de la compañía de complacer al público y pro¬
porcionarle agradable distracción.
Esta funcióu ha sido la última con¬
forme dijimos, habiéndose marchado ya la compañía para unirse á la del señor Llave que continua trabajando en la plaza de toros de Palma.
Pocas casas de las que se han dedica¬ do este año á la confección de cajones de higos, continúan ya ai presente, ha¬ biendo terminado dichos trabajos en la mayor parte. Creíamos que por la buena calidad del fruto y por haberse podido secar grandes cantidades en el llano de la isla, hubiéranse encajonado aquí mas quintales; pero por lo visto nuestros co¬ merciantes, adaptándose al gusto de los
compradores franceses, i^o tienen otro
remedio que ir á proveerse en Italia, cuyos higos y particularmente los de Cosenza son riquísimos y solicitados en todos ios mercados de la vecina repú¬
blica.
Si esta poca demanda continúa en los años sucesivos, los agricultores mallor¬
quines tendrán que agregar una nueva
desgracia á las muchas que les desalien¬
tan.

ma y los de Sóller no se quisieron jun¬ tar y asi es que en Palma pagan á todos los de los pueblos menos los que depen¬ den de Sóiler y el Sr. Castaño me ha dicho que cuando sepan que á Sóller hayan concluido los fondos, después los

Pasajero en e! «León de Oro» se em¬ barcó el sábado de la pasada semana nuestro estimado amigo D. Andrés Pas¬
tor Oliver, Director de Sanidad Maríti¬

pagarán como los de los otros pueblos si tienen aun dinero.»—Cumpliendo las instrucciones espresadas la afiijida ma¬ dre se ha presentado al Sr. Alcalde de esta villa, cuyo Sr. como presidente que
es de la Junta de Protección de ésta lia
convocado junta extraordinaria para re¬ solver lo que el caso reclama.—Una vez reunida ésta ha acordado por unanimi¬ dad dirigir á Vds. la presente carta por
conducto de la indicada madre cou el
fin de hacerles á Vds. algunas pequeñas observaciónes:=i:No es cierto que Sóller no haya contribuido tanto ó más que algun otro pueblo por cuanto en la sus¬ cripción provincial el Ayuntamiento

ma de este Puerto, quién dirigióse á Beziers con objeto de visitar á sus so¬ brinos allí residentes y permanecer al¬ gunos dias en su compañía.
Deseamos haya tenido nuestro amigo un feliz viaje y que le sea grata su per¬
manencia en la hermosa ciudad fran¬
cesa.
Por la Comandancia Militar de Ma¬ rina de esta Provincia anuncióse en el
penúltimo número del «Boletín Oficial» de ésta, que debiendo cubrirse por oposición la plaza vacante de práctico

contribuyó con cien pesetas; el Banco amarrador del puerto de Sóller, los que

de Sóller con otras cien pesetas y mu¬ deseen obtenerla podrán presentar sus

chos sollerenses residentes en Palma solicitudes documentadas en dicha Co¬

están inscritos por un tanto mensual y mandancia hasta el día 20 de Noviem¬

además de esto muchos fueron los so¬
llerenses que fueron á Palma para ver la cabalgata y en algo también contri¬ buyeron. =Además, tanto el Ayunta¬

bre próximo, debiendo advertir que los aspirantes pueden pertenecer á las clases de Pilotos, Patrones ó inscritos y deben

miento como el Banco de Sóller

contri-

contar de 30 á 55
.

años

de edad. De las

huyeron con doscientas ciencuenta pe¬ demás circunstancias y las materias so¬

setas cada uno á la suscripción nacional bre que ha de versar la oposición, po¬

para socorro de heridos y enfermos, drán imponerse los interesados en las

cuyos datos pueden comprobarse en lis¬ tas y recibos.—Ahora bien, como la ca¬ balgata que se verificó en esta fué des¬

oficinas de la Comandancia y en la Ayu¬
dantía de Marina de este Distrito.

pués iniciada por las sociedades obreras y de socorro mutuo de esta con el fin de

El clero parroquial, una comisión del

dar mejor alivio á sus hermanos y por Ayuntamiento presidido por el Sr. Al¬

lo tanto es un fondo independiente de calde, y gran número de veciuos perte¬

lo provincial, corno otro cualquier par¬ necientes á las diferentes clases de la

ticular que quiera dar dos ó cuatro du¬
ros de su bolsillo al desamparado solda¬
do. =Tengun Vds. en cuenta que cuan¬ do llegan los correos Antillanos en nuestros puertos del norte, en Cádiz ó en Barcelona, se socorren á todos los
soldados enfermos ó heridos sin mira¬

sociedad sollerense, estuvo el domingo último en la casa rectoral para felicitar
al Rvdo. Sr. Ecónomo D. Rafael Nico¬
lau, con motivo de celebrar en dicho día
su fiesta onomástica. Con la amabilidad
que le distingue correspondió nuestra

mientos de provincias ni de pueblos y primera autoridad eclesiástica á las aten¬ estamos seguros que la Junta de Protec¬ ciones que por parte de los representan¬

ción Balear no tendría ojos para ver, ni tes del pueblo y de sus demás feligreses

orejas para oir que á los soldados ma¬ era objeto.

llorquines les dijeran pasar de largo que •

SÓLLER

y
sora

La reunión convocada en la «Defen¬
Sollerense» para el domingo último, tuvo lugar á la hora señalada con asis¬
tencia de gran número de socios. Fijaron esto la garantía que había de exigirse las condiciones con que había de ser
nombrado el nuevo Conserje. Nombróse
una Comisión para que en unión de la Junta Directiva procediera á la elección.
Reunidos la Junta y comisión expre¬
sadas el miércoles, eligieron per unani¬
midad para desempeñar el expresado

fuente destinada á abastecer la barriada marítima, creemos verán con gusto nues¬ tros lectores que desean conocer las ra¬ zones en que fundaron la impugnación y la defensa los concejales que en la dis¬
cusión tomaron parte, el que dejemos de publicar hoy el extracto de la misma en la forma de costumbre para dar cabida en nuestro número próximo al acta ínte¬ gra de dicha sesión.
Numerosa concurrencia asiste todas

Esta pregunta se dirigen unos á otros
los aficionados á los espectáculos teatra¬
les y ninguno de los preguntados puede
dar una contestación tan categórica co¬ mo la desea sin duda el que aquella ha
dirigido. Tampoco dárnosla nosotros categóricamente; pero sabemos que la compañía de zarzuela que dirige don Leandro Soto, que trabaja actualmente en Olot, tiene solicitado el teatro para
una serie de funciones, y suponemos no ha de haber inconveniente alguno en
cedérselo para la segunda quincena de

Joy, y siendo asistentes los concejales
Sres. Magraner (D ), Palou, Magraner
(J.), Colom, Mayol (L.), Mayol (P.), Ar-
bona y Serra, celebró el Ayuntamiento
la sesión ordinaria de la penúltima se¬
mana en la noche del expresado dia.
Aprobóse el acta de la anterior sin
alteración alguna.
Acordóse pasaran á la Comisión de Contabilidad Varias cuentas presentadas
para su cobro.
Dióse lectura á una instancia de don
Bartolomé Canals y Cabot suplicando se

anochecer, se cantarán solemnes ñolft*
pletas en preparación á la fiesta de San¬
ta Teresa de Jesús, y luego después con¬
tinuará la novena de las almas-.
Mañana, dia 31, á las 7 y medía Cú5munión general para las hijas de María-, alumnas de los colegios de esta pobla¬ ción y devotos de Santa Teresa; á las 9 y media horas menores y la misa mayor con sermón por el Rvdo. Sr Cura-Ecó¬ nomo; por la tarde, después de vísperas^
concluirá la novena de las benditas al¬
mas del Purgatorio con sermón por don José Pastor, Vicario. Al anochecer com¬ pletas en preparación á la fiesta de To¬
dos los Santos.

Mi¬ cargo á nuestro particular amigo D.

la mañanas á los oficios que se cantan Noviembre en adelante.

ponga en el estado primitivo la parte del Dia l.o Noviembre, festividad propia

guel Seguí y Oliver, quién tomó pose¬
sión del mismo ayer.
Le felicitamos cordialmente.

en nuestra parroquial en sufragio de las benditas almas del Purgatorio, y al ano¬ checer están igualmente concurridos los
sermones de la novena, que tiene á su

De modo que, ya lo saben los aficio¬ nados de referencia, probablemente ten¬
dremos compañía de zarzuela, buena y con un repertorio vastísimo de obras en

camino del «Garrigó» actualmente ocu¬
pada por pedralla y escombros. Acordó¬ se pasara dicha instancia á la Comisión
de Obras.

del dia; á las nueve y media horas me¬
nores y la misa mayor con sermón por el Rvdo. Sr. Arcipreste; por la tarde los actos de coro, y al anochecer maitines
de difuntos.

El «Sindicato de Riegos» de esta villa cargo nuestro paisano y amigo el elo¬ tres, en dos y en un acto, casi todas nue¬

La misma Comisión dictaminó que á

En el oratorio del Cementerio.—Como

ha expuesto al público por diez dias en cuente orador sagrado Dr. D. José vas para este público.

su entender no procede ejecutar las todos los años, en el presente, habrá en

la Secretaria del mismo el reparto de Pastor. gastos generales y particulares corres¬

Por medio de carta nos suplica el cé¬

obras en la casa n.° 80 de la calle de la
Luna cuyo permiso solicitó D. Antonio

en el Cementerio de este pueblo, el dia
de Todos los Santos, por la tarde, un sacerdote para servir á los fieles que

pondientes á les años de 1896 y 1897,
que acaba de formar.
Pocas semanas se vé que en nuestro
puerto no haya entrado ó salido algún buque á vapor; la que fine hoy ha sido
una de estas pocas, pues que el lunes no vino el vapor-correo de Barcelona á cau¬

Esta mañana por medio de pregón la
Alcaldía ha anunciado al público que
hasta las cuatro y media de esta tarde estará abierta en Palma la caja del Te¬
soro para poderse redimir á metálico los
mozos del último reemplazo que deseen librarse del servicio militar activo.
Al leer nuestros lectores esta noticia

lebre astrónomo D. Mariano Herrera la
publicación del siguiente pronóstico del tiempo para todo el próximo mes de No¬
viembre. Copiado á la letra dice: Dias 1 al 11 nieves y lluvias con
fuertes ventiscas en todas partes,
Dias 12 y 13 variable en general, con
fríos.

Yallcaneras. La Comisión de Contabilidad informó
aprobando varias cuentas presentadas para su cobro.
Acordóse dirigir una comunicación á D. Guillermo Moragues pidiéndole que
dentro tercero dia se eleve á definitivo
el contrato provisional que con el Ayun¬
tamiento celebró autorizando la conduc¬

quieran mandar rezar algún responso sobre la tumba de sus parientes ó amb
gos.
Terminada la función habrá igual¬ mente en el oratorio otro sacerdote dis¬
puesto á recibir los restos de los cirios que los fieles hagan quemar sobre la turaba de sus allegados, si es que quie¬
ran hacer donativo de ellos al mencio1
nado oratorio. Dicha cera quemará des¬

sa del mal tiempo, según se dijo; de Pal¬
ma tampoco ha venido ninguno con es¬ cala de los que suelen dirigirse á Fran¬ cia, siendo el último el «Isleño» que

ya habrá espirado el plazo que se ha concedido, y lo sentimos, pues que puede
ser que alguno haya que no la conozca antes, por no haber llegado hasta él la

Dias 14 y 15 despejado en general*
Dias 16 al 19 fuertes temporales de
lluvias y huracanes. Dias 20 al 25 llúvias generales en las

ción de aguas ai puerto por dentro la
finca «El Port».
Acordóse autorizar al concejal don
Guillermo Alcover para que pueda au¬

pués en sufragio de las almas, á inten1
ción de los donantes, durante el Santo
Sacrificio de la misa y demás actos reli¬ giosos que se celebren en el referido
oratorio durante el año.

anunciamos en nuestro anterior número,
y el de esta matrícula, que salió el sába¬
do de la próxima pasada semana para
Cette, dirigióse á Marsella para limpiar

voz del pregonero.
Para mañana á las ocho de la noche

Baleares y Francia. Dias 26 ai 30 tiempo variable con al¬
gunos dias despejados con fríos en toda
Europa.

J sentarse un mes de este pueblo por asun-
tos propios, y licencia por tiempo ilitni- j
tado á D. Damián Magraner para que j

* "O»
Registro C1 vil

sus fondos, según dijimos también, y allí continua, siendo probable no esté de
regreso hasta uno de los últimos dias de
la semana próxima.
Terminada la mina de desagüe que se ha construido en la calle de Vives, tra¬
baja actualmente la brigada de peones municipales en la continuación de aque¬ lla por la plaza de la Constitución hasta empalmar á la ya existente en dicha pla¬ za por el lado de la calle de la Luna.

se ha anunciado función en el teatro de
la «Defensora Sollerense» por la com¬
pañía dramática que dirige D. Juan
Sbert. Se pondrá en escena el drama re¬ ligioso-fantástico del eminente D. José
Zorrilla titulado Don Juan Tenorio, y
terminará la función con la divertida
pieza DI novio de D.a Inés. Es probable asista á la popular re¬
presentación numeroso público, máxime prometiendo un tan divertido fin de
fiesta.

Queda complacido el Sr. Herrera.

dose á la de Puerto-Rico, también por

asuntos propios.

Un verdadero medicamento.—Accio¬ Atendido á que el empleado Sebastian

nar sobre el organismo enfermo ó debi¬ Mojer no prestó la fianza exigida para

litado por la enfermedad y encontrar un el despacho de cédulas personales, acor¬

medicamento susceptible de facilitar la dóse ingrese diariamente en Caja el im¬ convalecencia y ayudar la naturaleza, al porte de las despachadas durante el dia.

par que active las funciones generales, Acordóse nombrar á Pedro Puig

ese es el desiderátum del médico.

Amengual ayudante para la operación

Por esto no hay medicamento que se de pesar los cerdos que sean sacriflca-

prescriba más frecuentemente que el i dos por los Vecinos de esta Villa.

yoduro de hierro, cuyas buenas propieda¬ En virtud de proposición hecha por

Nacimientos.
Varones 1.—Hembras 1.—Total 2.
Matrimonios.
Dia 27.—D. Guillermo Coll Arbona,
soltero, cou D.a Juana M> CasasnovaS OliVer, soltera*
Dia 29.—D. Juan Jíiliá Noguera, soh tero, con D.a Juana M.a Marqués Ber*
nat, soltera.
Defunciones
Dia 23.--D.a Margarita Vidal Vidal,
de 80 años, soltera, calle de Batach. Dia 24.—"D.a Antonia Coll Coll, de
75 años, viuda, calle de Tamañy.

En el vapor que debió salir hoy de Cádiz se han embarcado algunos paisa¬
nos nuestros, los que, después de una

Durante la semana que fine hoy lian sido afortunados los pescadores de ésta.
El pescado ha abundado, y en algunos

des han podido ser utilizadas gracias al procedimiento de Mr. Blancard de las Pildoras al yoduro de hierro inalterable
que llevan su nombre y que han sido

el concejal Sr. Serra en nombre de doña Margarita Morell y de D. Salvador Coll, acordóse avenirse en pagar el Ayunta¬
miento solo una tercera parte de las cos¬

Dia 24.—-D. José Frontera Colom, de
88 años, viudo, Manzana 42. Dia 25.—D. Juan Rüllan Rttllan, de
30 años, casado, M.a 52. Dia 26.--D. Pedro Juan Vicens Ma¬

temporada de permanencia al lado de dias las mesas de la pescadería por la aprobadas por la Academia de Medicina tas que en Madrid se causaron con mo¬ yol, de 30 años, casado, calle de la Rec1

sus familias respectivas en este pueblo, mañana y por la noche han estado lle¬ de París.

dirígense á Puerto*Rico con objeto de
continuar allí las operaciones agrícolas

nas durante horas á pesar de tener bas¬ tante demanda por parte del público.

Pero las imitaciones y las falsificacio¬ nes de tan excelente producto son fre¬

ó mercantiles á que se dedican. Recor¬ Había pescado de infinidad de clases cuentes y, para emplear la preparación

damos los nombres de D. Domiugo Rul- y se ha vendido á diferentes precios,

lan, D. Matías Ferrer, D. Antonio Riu- según clase, siendo el dominante de 0*75

tort y D. Miguel Mayol, ignorando si algún otro paisano se ha embarcado con
ellos.

|

á 1 pesetas el kilógramo. Las setas si bien no han abundado
mucho en la plaza, las ha habido todos

legítima, rogamos á los lectores que la usen se aseguren de su autenticidad exi¬
giendo que la etiqueta lleve el nombre
de Blancard, las señas id, rué de Dona-
parle, París y el Timbre de Garantia.

A todos deseamos feliz viaje, suerte y | los dias, pagándose á 0‘40 pesetas la :

i mu un r i 0 mi mu

tivo del pleito contencioso administra¬
tivo sostenido con D. Andrés Oliver y
Joy, y en la misma proporción las costas que puedan haberse causado en el litigio promovido por aquella contra el Ayun¬ tamiento para el cobro del desembolso que había hecho en Madrid por cuenta
de éste.
Y se levantó la sesión.

toda.
MOVIMIENTO DEL PUERTO
EMB AllC ACIONES FONDEADAS
Dia 29.—De Palma, en í dia, laúd San José, de 13 ton., pat. D. Pedro José Pujol, con 4 mar. y lastre.
E M fl A RCáC l O N E S D ESP AC tí A D A S
Dia 24.—Para Barcelona, jabeque Corazón de Jesús, de 42 ton., pat. don

pronto regreso.

I libra de 4U0 gramos.

EN EL AYUNTAMIENTO

Habiendo sido borrascosa la sesión última de la Corporación municipal con motivo de tratarse de la celebérrima

¿Tendremos compañía lírica en el tea¬
tro de la «Defensora Sollerense» duran- j
te la próxima temporada de invierno? j

Sesión del dia 10 de Octubre de 1897.
Presidida por el Sr. Alcalde, D. Juan

CULTOS SAGRADOS
En la iglesia Parroquial.—Hoy, al

J. Mayol, con 5 mar. y algarrobas. Dia 29.—Para Palma, laúd San José,
de 13 ton., pat. D. Pedro J. Pujol, cou 4 mar. y lastre.

34

AGRICULTURA

cambio que el relativo al desarrollo de los hue¬
vos en su interior, y se distinguen por tener en

las placas superiores del último segmento* abdo¬
minal siete hileras y muchas veces menos, y en
las inferiores por lo general cinco, y en ocasio¬ nes tres. Las glándulas secretorias de la cubier¬
ta forman filas regulares á lo largo de los bor¬

des del segmento anal.» «Los machos sufren otra nueva muda, y en su

estado perfecto poseen antenas con diez artejos
cada una, cabeza algo saliente, y con los ojos
situados en la base y lados de las antenas y

una pequeña escotadura en su centro, á cuyos lados e.stán los ojos suplementarios. Las antenas

solí pabestíentes: el protorax muy ancho, algo
sinuoso en los bordes y cubierto por el mesoto-

rax. Este y el metatorax reunidos constituyen

una especie de escudo, ensanchado hacia la par¬

te anterior, de color amarillo anaranjado, con

manchas rojas. El vientre, siempre más estrecho

que el tórax, lleva dos testículos de gran tama¬ ño, situados á ambos lados del cuerpo, con dos

tubos que se reúnen en uno común, el cual de¬

sagria en la base de un taladro que le protege, y cuya longitud igual á la del vientre y el
tórax reunidos; es recto, agudo, y está compues¬

to de dos valvas, que encierran y resguardan el

pene. radas

Las patas anteriores se hallan
de las medias y posteriores, y

muy
más

sepa¬ cortas

que ellas; el muslo es mis
tibia escotada en su base y

corto y
con un

sgorluoesaor;tejola,

y el tarso más ancho en su . extremo superior,

también con un solo artejo, terminando en una

uña casi recta. Los élitros son membranosos,

más largos que el cuerpo, estrechos en su base,

CULTIVO PRÁCTICO DEL ALGARROBO
redondeados en su extremidad, de borde externo
recto y el interior curvo. Las alas son rudimen¬ tarias, y están formadas por dos apéndices aova¬ dos, terminados por una cerda retorcida en forma de gancho y colocadas bajo los élitros.»
«El parásito se presenta á veces con abunda Li¬ cia tal, que sus cubiertas y escudos cubren á veces las hojas ramillas tiernas y frutos del al¬ garrobo, apareciendo el árbol de color blanquiz¬ co. No siempre se da ese caso, pero raro es el algarrobo en que no puedan recogerse ejemplares
del insecto. Este ataca preferentemente el envés
de las hojas, acaso por ser poco compacto su te¬
jido, y se situa junto al nervio central y bajo
los rebordes, impidiendo la nutrición de las par¬ tes invadidas, ya absorbiendo la sávia, ya difi¬
cultando coli las cubiertas la entrada de la luz
y el aire por los poros y entornas, y la forma¬
ción de la clorofila. De ahí primero el color ama¬
rillento de las partes atacadas, su desecación lue¬
go, y, por último, su calda, dándose el caso de que perezca el árbol. El insecto ataca preferente-
mente á los árboles que se hallan en las inme¬
diaciones de los caminos.»
Respecto á los medios de perseguir esta pará¬
sita debemos confesar que no se conoce otro que
el riego propinado al pié ó á las ramas de la planta atacada, medicamento difícil, si no impo¬ sible de aplicar, dado el cultivo que recibe el algarrobo en nuestra Isla. Y todavía esta medi¬
cina será mis preventiva que destructora del
mal; pues tenemos observado que solo se pre¬
senta en los casos de sequía y en piés jóvenes,
los mis expuestos á la sed, cuaLido vegetan en terrenos pobres ó de humedad que cesa al au-

POR D. JOSÉ RULLAN FBRO,
mentar los calores. Los únicos agentes de verda¬ dera destrucción de la parásita son las llúvias, el descenso de temperatura y la difusión de las coccinelas, que se alimentan de tan pernicioso in¬
secto.
De lo dicho inferimos que muchos parásitos se desarrollan en proporción de la debilidad en que caen las plantas cuando les faltan los elementos de abundante nutrición que no puedo verificarse cuando falta la humedad necesaria; y que las enfermedades de los vegetales, bien procedan de
criptógamas ó de insectos, deben considerarse co¬
mo efecto de debilidad y no como causa: uua
vida exuberante no cuadra á ningún parásito. Barreneta. —Zenzera aesculi, L. = Bañarriqucr.
«Ese lepidóptero nocturno, se caracteriza en el estado de oruga por su ctierpo amarillo pálido, sembrado de puntos negros, cabeza de color ne¬ gro brillante, con escudo córneo sobre el primer anillo y patas escamosas, según hemos compro¬ bado examinando uu ejemplar. La crisálida es
larga, cilindrica, convexa en el dorso, y presen¬ ta dos series de espinas inclinadas hacia atrás, sobre cada segmento del abdomen. El insecto
perfecto ó mariposa aparece á primeros de Julio»
El macho se caracteriza por tener la mitad infe¬ rior de las antenas pectinada, y la superior fili¬
forme; eLi las hembras son sencillas. Los palpos
son nulos, y la espiritrompa muy corta y com¬
puesta de filetes membranosos desunidos."La ca¬
beza y el cuerpo están cubiertos de un vello suave como el algodón; el tórax es oval; el cuer¬
po y las patas de color blanco; los anillos deí
abdomen y los puntos que aparecen sobre el tó¬ rax son negros azulados; las alas superiores filan- -

4
Lo* amvncioi que se inserten en esta sección pagarán.- Hasta tres mjer cienes á razón de 0‘05 pesetas la línea; hasta cinco inserciones a Masón de 0‘03 pesetas, y de cinco en adelante á razúu de 0‘02 pesetas.
El Talcr mínimo de un anuncio, sea cual fuere el número de lineas 4e que se componga, será de 0‘60 pesetas.
Las líneas, de cualquiera tipo sea la letra, y los grabados, se conta¬ rán por tipos del cuerpo 12 y el ancho será el de una columna ordina¬
ria del periódico.

SOLLEH

ección de

Anuncios

Los anuncios mortuorios por una sola vez pagarán: Del ancho de una columna 1‘50 ptas., del de dos 3 ptas., y así en igual proporcióoa.
En la tercera plana los precios son dobles, y triples en la segunda. Los comunicados y anuncios oficiales pagarán á razón de 0‘05 pesetas y los reclamos á razón de 0‘10 ptas. la línea del tipo en que se compongan, siendo menor del cuerpo 12, y de éste si es mayor.
Los suseriptores disfrutarán una rebaja de un 25 por ciento.

CIRUJANO DENTISTA DE LA REAL CASA

PREMIADO CON VARIAS MEDALLAS

Miembro corresponsal de la Sociedad Odontológica de Francia

Dentista de los Hospitales y Establecimientos de Beneficencia de Palma

—" «flccg»—, •*$>«§=>—

*2*>2*

*8«cg*

$♦—

Consulta y curación de todas las enfermedades de la boca. Extracción, empastes ú orificaciones de piezas cariadas por todos los sistemas modernos. Construcción garantizada de piezas aisladas y dentaduras completas, por todos los procedimientos conocidos, que facilitan una verdadera masticación y pronunciación, con una economía sin competencia.
Sin extraer los raigones se pueden colocar dientes y dentaduras. El gabinete está á la misma altura que el que tiene establecido en Palma, Sta. Eulalia, 20, con todos los aparatos é instrumentos necesarios para •facilitar las operaciones y dar al paciente toda clase de alivio.—Para las estracciones emplea sistemas enteramente nuevos.

A LOS POBRES SE LES OPERA GRATIS.

DIAS DE CONSULTA EN SÓLLER: los segundos domingos de cada mes, sin perjuicio de hacer las visitas más amenudo si así fuera necesario —^©©@© HORAS DE CONSULTA: DE 9 A I. ©©©©©©© CALLE DEL MAR-53-S0LLER. ©©©©-^

LíDoOlI!

Pías. Ota.

HISTORIA DE SOLLER en sus relaciones con la general de Ma¬ llorca. Dos tomos en 4.° mayor de mil páginas cada uno, encuadernados en rústica, obra premiada con medalla de cobre en la Exposición Universal de Barcelona „ . . .
INUNDACIÓN DE SÓLLER Y FORNALUTX, en 1885, capí¬
tulo adicional á la Historia de Sóller. Un tomo en 4.° de
1.20 páginas, encuadernado en rústica .
CULTIVOS ARBÓREOS Y HERBÁCEOS. Memoria premiada con el pensamiento de oro y plata en el certamen del quincuagésimo aniversario de la fundación del Instituto
Balear. Un tomo en 8.°, encuadernado en rústica . . .
CULTIVO DEL NARANJO en las Baleares. Obra de reciente

20‘00 175 270

publicación, que forma un tomito en 8.° de 190 páginas,
encuadernado en rústica

D5G

Véndense en la tienda de artículos d escritorio de «La Sinceridad»
-San Bartolomé, 17—SOLLER.

EL MOSAICO

COLECCION DE ESCRITOS LITERARIOS EN VERSO Y PROSA

DE
YIIOS Y LICORES
DE

CALLE DE MORAGUES N.« 32

El dueño de este despacho, participa á sus parroquianos y al público en ge¬ neral, tener en venta, además de otras
clases, los vinos, aguardientes y licores que á continuación se expresan:

Vino tinto . . . á ptas. 0‘30, 0‘35 y 0'40 ellitro.

Vino blanco ...... á ptas 0'65 el »

Anisado superior,

....

á

*

1*26 el

»

Palo

á » l'13el •

Kon

.

.

. á * T50 el

*

Espíritu de vino

á » 1‘60 el *

Malvasia do la baronía de Ba¬

ña! bufar

á » I‘60 el »

Dichos vinos, aguardientes y licores,
son todos de primera calidad y elabora¬
dos con todo esmero y perfección. Calle de Moragues n.° 32-SOLLER.

Desea venderse una
casa cómoda, nueva y espaciosa, situada en la calle del Padre Baró,
de esta villa.
Dará informes Sebastian Sbert, calle del Pastor n.° 47.—SÓLLER.

SERVICIO DECENAL
ENTRE

por el magnifico y veloz vapor

LEÓN DE ORO

'Nlidas de Sóller para Barcelona: los dias 10, 20 y último de cada mes.
Salidas de Barcelona para Cette: los dias 1, 11 y 21 de id. id.
Salidas de Cette para Barcelona: los dias 5, 15 y 25 de id. id. Salidas de Barcelona para Sóller: los dias 6, 16 y 26 de id. id.
EN SÓLLER.—D. Guillermo Bernat, calle del

Príncipe n.° 24.

rllifrfIt&m%aKtA &fAtiÏA 0SSa

J

BARCELONA.—Sres. Rosich

iComp.a, Paseo de la Aduana, 25.

Cárles

y

EN CETTE.—ü. Guillermo Cólom, Qüai Com-

\\mandant Samary-5.

’

L’ UNIÓN

~

Compañía francesa de seguros contra incendios fundada en 1828

BASES PARA LA SUSCRIPCIÓN: La obra se publica por entregas semana¬ les ó bisemanales de treinta y dos páginas de texto, impresas esmerada¬ mente en buen papel y con su correspondiente cubierta.
Cada entrega vale veinte y cinco céntimos de peseta en Palma y treinta en los demás puntos; pudiendo los suseriptores, si así les conviniere, recibirlas por cuadernos de cuatro en cuatro entregas al precio de una peseta el cuaderno en todos los pueblos de Mallorca.
Las entregas sueltas ó atrasadas valdrán cincuenta céntimos de peseta. Con una de las primeras entregas se regalará á cada suscriptor un retrato del autor en fototipia. En el Establecimiento de Artículos de Escritorio, uLa Sinceridad,, calle de San Bartolomé n.° 17, Sóller, se admiten suscripciones.
lúas de 9$ intonío Sol y I FIEL CONTRASTE LE PESAS Y MEDIDAS
DE ESTA PROVINCIA

LA SOLLERENSE

DE
JOSÉ COLL

CERBERÁ y PORT-BOU (frontera to-española) Aduanas, transportes, comisión,

consignación y tránsito

Ti T

l

Agencia especial para el trasbordo y reexpedición de naranjas, frutas trescas y pescados.

Naranjos y limone-
ros. Los hay de diferentes tama¬ ños, hermosos, lozanos y de clases escrupulosamente escogidas, en el vivero de Guillermo Bullan y Esta¬ des, Huerto del Convento.—Sóller.

Esta Compañía, LA PRIMERA DE LAS COMPAÑÍAS FRANCE¬
SAS DE SBGÜROS CONTRA INCENDIOS POR LA IMPORTAN¬

CIA DE SCT CARTERA, asegura además del riesgo de incendio, los daños que pueden ocasionar la caída del rayo, la explosión de gas de
alumbrado, del vapor, de LA DINAMITA Y OTROS EXPLOSIVOS.

Capital social .....

Reservas

......

Primas á cobrar. . . .

10.000,000 8.705,000
74.287,038

Francos
„ „

Total

92.992,038

Capitales asegurados . . 15.127.713,242

„

Sienestros pagados . . .

194.000,000

„

SEGURO

COSECHAS

Esta antigua Compañía asegura también contra el incendio, los de

trigo, cebada y avena, tanto en pie como segadas, en gavillas y sobre
la era.

Sucursal española: Barcelona, Paseo de Colón y calle Mer.ced, 20, 22 y 24.—Director, M. Gés.—-Subdirector en Mallorca: B. Homar, Samari¬

tana, 16, Palma.—Agente en Sóller, Arnaldo Casellas, Luna, 17.

Manual práctico de Aritmética del sistema métrico-decimal. .

Reducción completa de todas las pesas y medidas de Mallorca

(en rústica).

1’75

Reducción completa de quintales á kilogramos y vice-versa,

con el 4 p§ y sin él

. . . 075

Reducción completa do cuartillos de vino á litros y vice-versa. 0’50

Catálogo que contiene las equivalencias de todas las unidades

de pesas y medidas de Mallorca al sistema métrico decimal

y vice-versa

0‘25

libro de cuentas hechas por pesetas y céntimos de id. . .

L’25

De venta en la librería de «La Sinceridad», calle de San Bartolo-

mé, 17.—SOLLER.

Quién sea el dueño | Solares en venta en

de un grande y hermoso perro de j la calle de Isabel II y en la de

Terranova, que desde las inmedia- ; Raimundo Lulio. En los sitios de¬

ciones de Lloseta siguió á un ca¬ nominados Ca V Peña y Ca Vi Bau¬

rro hasta este pueblo, puede re¬ sa, existen varios de la capacidad

clamarlo.

que quiera el comprador.

En esta imprenta manifestarán

Darán razón en la calle de Bau¬

quién lo tiene en su poder.

za n. 15.

"JOSÉ PONS
18 Route Eüationale, 18
CETTE (Herault)
——
Aduanas, transportes, comisión, con¬ signación y tránsito
A PRECIOS MODERADOS
MAYAGUEZ.-(Puerto-Rico).
Almacén de calzado de todas
clases y objetos de peletería. Importaciones directas de los
principales mercados del mundo, renovados quincenalmente.
Fábricas de curtidos y de calza¬ do ventajosamente conocidas, por
la excelencia de sus manufacturas en toda la Provincia.
VENTAS AL POR MAYOR

DIRIGIDA POR
SALVADOR ELÍAS CAPELLAS
TENEDOR DE LIBROS COLEGIADO
Enseñanza teórica y práctica de Cálculo Mercantil, Teneduría de Li¬ bros, Geografía comercial, Legisla¬ ción mercantil y todo lo referente al comercio según las vigentes leyes.
Clases diarias por la mañana y por la noche. En las clases de noche también hay enseñanza primaria para los obreros idioma Francés y dibujo artístico é industrial.
Para más pormenores dirigirse al Director, plaza de la Constitución n.° 18, piso l.°—SOLLER.

FOTÓGRAFO
Palma.
Participa al público de Sóller, que en adelante pasará á domicilio para los trabajos que tengan á.bien encargarle, como son: grupos de familias, retratos de enfermos, pa¬ ralíticos y difuntos, y toda clase de trabajos en fotografía.
Para consultas y encargos en la imprenta de este periódico, donde
también encontrarán una colección
completa de vistas de Mallorca. En Palma, Conquistador, 28.
Se retrata lo mismo de día que de noche.
PRECIOS ECONÓMICOS
SOLLER—Imp de «La Sinceridad»