ñSO IX—2.a EPOCA-NUM. 363
ñSO IX—2.a EPOCA-NUM. 363

SABADO 17 DE MARZO DE 1894

SOLLER

SEMANARIO INDEPENDIENTE

PUNTOS DE SUSCRIPCIÓN:
Sóller: Administración. Francia: D. Guillermo Colom—Quai Commandant Sumary-5-Cette (Herault.) Antillas: Sres. Pi/.á y C.a—General Pavía-7-Areeibo (Puerto-Pico.) Méjico: D.Damian Canals—Constitución-19-San Juan Bautista (Tabasco.)

FUMADOR Y DIRECTOR-PROPIETARIO: f

REDACCION Y ADMINISTRACIÓN:

Juan Marqués y Arbona.

4 Calle de San Bartolomé n.° 17

SOLLER (Baleares.)

PRECIOS DE SUSCRIPCIÓN:

España: 0’50 pesetas al mes. %

Francia- 075 francos America: 0 20 pesos

id.
id.

id. PAGO ADELANTADO id. )

Números sueltos—OTO pesetas. Id. atrasados 0’20 pesetas.

La Redacción únicamente se hace-solidaria de los escritos que se publiquen sin firma, seudónimo, imeial, ó signo determinado. De los que tal lleven, serán responsables sus autores.

literatura y pasatiempos
UN HÉROE SIN NOMBRE
(Episodio del año 9)
I
Aquel chiquillo de ojos pequeñuelos y
vivarachos, de nariz respingadilla y de boca tan rasgada que sus extremos pare¬ cían buscar apoyo en los lóbulos de las
no por cierto pequeñas orejas, estaba in¬
dudablemente llamado á desempeñar más alta misión que la de servir de ayo á la no escasa manada de cerdos que va¬ rios vecinos de Villafresneda del Monte
ponían bajo su custodia. La prueba de ello es que si el maestro
de escuela había tenido que renunciar á meter en aquella cabeza más dura que un peñascal los más rudimentarios ele¬
mentos del silabeo, en cambio el mu¬
chacho, sin que nadie le hubiera dado
la más mínima lección, sabía dar vuelta á una honda con tanta precisión y sol¬
tura, que aquello sí que era, sin hipér¬ bole, poner la piedra donde ponía el ojo.
Y con ser tan fuera de lo común y re¬
comendable, no era esta la mayor habi¬ lidad del bueno del porquerizo. Donde había que verle era recogiendo ó disper¬ sando sus gentes para preparar un ata¬ que ó simular una retirada en las cam¬ pañas que á pedrada limpia sostenían las infantiles y aguerridas huestes de
Yillafresneda contra los no menos infan¬
tiles y sí más numerosos ejércitos de
Torres-Ahumada, en los errores que demarcaban el término de uno y otro pueblo,
¡Lástima que todas aquellas felices dis¬ posiciones hubieran de moriren germen! Porque la verdad es que para cumplir en el oficio que desempeñaba, y del que no pensaba salir en toda la vida, ni sur arro¬ jo personal ni sus altos conocimientos estratégicos podían serle de mucha utili¬ dad con las gruñidoras y poco belicosas tropas de que se le había dado el poco
lucido generalato. Sin embargo, la Providencia, que vela,
ó por lo menos suponérnoslas almas pia¬ dosas que debe velar, porque ninguna aptitud se pierda, dispuso las cosas de otro modo, y la marcha que seguía ha¬
cia su fin la existencia del héroe de estos
apuntes, sufrió un notable desviamiento.
II
Guando á los comienzos del año de
gracia de 1809 llegó al olvidado rincón del mundo que se llama Yillafresneda del Monte la noticia de que los ejércitos de Napoleón invadían el suelo de la pa¬ tria, meses hacía que ésta luchaba ya

con tanto ahinco como denuedo por
abatir el orgullo de las águilas imperia¬ les y para castigar la indigna alevosía de los que, entrándosenos en casa en calidad de huéspedes y amigos, querían
tratarnos como manada de esclavos un¬
cida ai carro de sus triunfos.
Pero no fué obstáculo en modo alguno
este retraso para que el entusiasmo de los vecinos del poco menos que ignorado pueblo rayara en igual delirio que el de toda la península. Lejos de ello, á tales trasportes de patriótica ira se dieron los villafresnedanos, que hecho en pocas
horas un voluntario reclutamiento, no
sólo no quedó brazo alguno que se dedi¬ cara á las faenas agrícolas, sinó que hasta el alcalde, deponiendo la vara, símbolo de su autoridad, empuñó, á fal¬
ta de fusil, un arcabuz de mecha que, corno curiosidad arqueológica, se con¬ servaba en el Consejo.
Sin embargo, como del loabilísimo le¬ vantamiento en masa apenas resultó una docena y media mal contada de hombres relativamente útiles, y además no contaba Villafresneda con grandes recursos, mejor que aguardar el momen¬ to en que sus valerosos pechos suplie¬ ran las fuertes murallas de que el pue¬ blo carecía, optaron salir á la sierra y desde allí hostigar al francés, sin pre¬ sentarle campal batalla, en la que de seguro no hubieran llevado la mejor parte.
La desmedida ambición del porquerizo soñó con ocupar en el diminuto y recién organizado ejército el ruidoso empleo de tambor ó de corneta: pero, aparte de que ninguno de aquellos alborotadores ins¬ trumentos convenía al sigilo con que la flamante hueste se proponía operar, con tal desprecio trataron todos al deman¬ dante, que éste tuvo que desistir de sus propósitos, retirándose entre sus guarros á devorar su humillación y á llorar per¬ dido tal vez para siempre su glorioso porvenir.
III
Pocas semanas habían trascurrido
cuando á los franceses les vino en mien¬
tes acercarse al olvidado lugarejo de la
sierra.
Los generales españoles, que en esto de descuidos é impericias nos dieron por aquellos días bastante que sentir, no
habían caído en la cuenta de Villafres¬
neda, aun estando como estaba despro¬ visto de todo medio de defensa, era, por su situación topográfica, posición estra¬ tégica importantísima. En cambio el ene¬ migo no echó en saco roto aquella cir¬ cunstancia, y con fuerzas, si no grandes, superiores en mucho á lo que el caso re¬
quería, se propuso apoderarse de aquella

exigua y mal aliñada agrupación de
domestísimas casas.
Y hé aquí lo que hoy nos parecería raro y extraordinario y era entonces usual y frecuentísimo. Lo que no se le ocurrió á ninguno de los oficiales gene¬ rales cargados de doradas charreteras y
atestados de táctica sublime, saltó de
golpe á la vista de los toscos palurdos. Imposible era. en realidad, que aquel
puñado de hombres mal armados y peor municionados pudiera resistir á una co¬ lumna de soldados aguerridos. Pero para nuestros guerrilleros la palabra imposible no tenía sentido, y sin curar¬ se de otra cosa que de destacar algunos números para dar aviso á las tropas es¬ pañolas que operaban por el contorno, distribuyóse el resto de la fuerza por las breñas que daban paso al único acceso que Villafresneda tenía, y allí esperaron con paciencia á que el audaz invasor llegara á ellos.
IV
El momento no se hizo esperar mucho y el encuentro fué terrible. {En contra del arrojo y la buena posición que tenían en favor los nuestros, estaba la fuerza numérica del enemigo.
Las dos primeras circunstancias hi¬ cieron que los franceses tuvieran que conquistar el terreno, no palmo á pal¬ mo, sino pulgada á pulgada. La tercera bastó para que los villafresnedanos se vieran precisados á prorrumpir al cabo en el desesperado «sálvese el que pueda».
La acción estaba perdida. Loa derro¬ tado* serranos no querían ya más que quemar el último cartucho. Los france¬ ses, dándose por contentos con las no escasas bajas sufridas y dueños del dis¬ putado desfiladero, apenas si hostigaban ya á los dispersos españoles.
Pero, de pronto, la columna francesa
se detuvo. Una nube, una verdadera
nube de piedras caía sobre aquellos hé¬ roes de Italia y de Egipto, espesa como una descarga de metralla.
En el silencio que el estupor produjo, se escuchó una voz infantil que gritaba: «¡Ahora!» Y sobre la asombrada colum¬ na francesa cayó, no ya una nueva nube de pedrisco, sino un aluvión de haces de gavillas encendidas que. haciendo rápi¬ da presa en los jarales que bordeaban la roca, casi cortada á pico, no tardaron en
convertir el desfiladero en la horrible
boca de un infierno.
La escena ocurrida allí filé espantosa, Contra aquel enemigo invisible, que po¬ nía de su parte el más incontrastable de los elementos, toda defensa era inútil.
No quedaba más que huir; y aun esto
no era dable á todos.
Cuando las tropas regulares españolas

llegaron á las pocas horas en socorro de Villafresneda se podian contar á cientos
tos cadáveres de franceses carbonizados
y de media docena pasaban las águilas
convertidas en cenizas.
Por encima del estrago sólo se veía una mugrienta montera do pellejo que nuestro antiguo amigo el guardador de cerdos, cubierto de polvo y de hollín, enarbolaba en un largo palo, con más orgullo que Constantino su famoso Lá¬
baro.
Un tratado de alianza con sus enemi¬
gos los chicuelos de Torre-Ahumada, le
habían hecho dueño de un numeroso
ejército infantil. A éste, y más que á éste, á la pericia
estratégica de su audaz jefe, debía la patria la señalada y provechosa victoria, de aquel dia.
V
¿Qué fué del porquerizo de Villafres¬ neda'? Lo que de tantos héroes anónimos que brillaron un punto y se oscureciecieron luego en aquel gloriosísimo pe¬
ríodo.
Desde aquella jornada nadie le negó el puesto que con tanto ardor había so¬ licitado en las guerrillas.
En ellas tuvo ocasión de prevenir sor¬ presas, de disponer emboscadas y de exponer cien veces su vida.
Después, ¿quién- sabe? Tal vez una bala perdida horadara aquel pecho, lla¬
mado á cubrirse con la bordada casaca
de los generales. Por mi parte, lo único que puedo de¬
cir es que la historia no ha conservado
su nombre.
Anoel R. Chaves.
STABAT MATEE DOLOROSA
Plorant estava María
Baix de la creu dolorosa
Mirant son fill angustiosa Qu’en ella enclavat moria.
La sena ánima d’amor
Entristida gemegava
Perque son pit traspassava Una espasa de dolor.
¡Oli! que trist está el cor seu! ¡Qu’es troba de desolada De Deu la filla estimada,
La Mare del fill de Deu.
Cuant veu plena de dolor Tremolant, lo que sufreix Y els grans turments que pateix
Tot un fill de Deu Creador.
¿Quin homo lii ha que no plor Vejent la Mare del. Crist Dins un suplici tan trist Nuhat de penes son cor?

¿Qui será que no s’humill Triste 1’ ámina y plorosa Mirant la Mare piadosa Patint devora son Fill?
Ella ha vist son ben arnat
Per les culpes de les gents Passar penes y turments
Y crudelment assotat.
Ella lia vist lo seu conhort Dalt una creu enclavat De tothom abandonat Cuant d'alt la creu restà mort.
Mare meua font d’amor, Si plorau feys que al instant També ’m fassa rompre en plant La forsa del meu dolor.
Feys que mon cor tot s’ensenga Ab l’amor de Jesucrist; Feys que cuant estiga trist Sols ab Jesús conhort tenga.
Mare Santa! Dins mon cor
Posau les llagues sagrades De vostron fill ben gravades Oom à riquissim tresor.
Que si ara Ell pateix per mi Mon pecat es qu’ il condena, Donaume part de sa pena, També per Ell vull patí.
Feys que ab ¡lagrima sentida Sempre puga plorà ab Vos Y p’el Crist sentir dolós
Mentres dur la meua vida.
Yo desitx Verje Maria
Devora la Creu estar
Y ab Vos baix d’ella plorar Fentvos sempre companyia»
Verje de verjes miray Siau induljent ab mi Y plorant ab vos sa aqui
La Creu no abandoni may
Feys que duga penitent
En mí de Jesús la mort
Compartint la amarga sort
De tot lo seu sufriment.
Ubertes tenga en mon pit
Les nafres del Salvador
Y embriagat en son amor Se veja mon esperit.
Que ab eix amor inflamat, Cuant arrib el farest dia
Del Judici, per Vos sia Patrocinat y salvat.
La Creu sia ab eficacia
Mon escut, y la passió De Jesucrist lo penó Per lograr la eterna gracia.
Feys que cuant l’hora felis
De la mort per mon cos venga
Que la meua ánima obtenga La gloria del Paradís.
P. de A. Penya.

<8>

FOIiliETXST

frecuenta la buena sociedad... ¿acaso bailan ahora los hombres? Bali! eso es

Tres personas distintas y nn solo traje verdadero.

de mal gusto; ee marcha, se hace una
; inclinación y basta.
—Eso es muy cómodo para los que no
saben bailar... Pues bien, á mi me gus¬

—Muy bien, comprendo... voy en se¬ ta mucho ver bailar á los hombres.

guida á invitarla.

—Bali! de gustos... Pero voy á ver

—Es usted muy amable. Y la señora Girasol, volviéndose hácia
su yerno, que en aquel momento estaba á su lado, le dijo:
—Supongo que ese inquilino no te desagradará... ese no va metido en un
saco.
—Olí, no, no!—contestó Arturo,—lejos de ir metido en un saco, lleva un pan¬ talón que le dibuja como si estuviese desnudo... ¡Qué idea hacerse un panta¬ lón ajustado! eso ya no se lleva... es ri¬
dículo.

bailar á ese caballerete del pantalón
ajustado. Anatolio bailaba con la joven que le
habían designado. En aquel rigodón no desplegó sus facultades, teniendo que moderarse, porque el pantalón no le de¬ jaba libertad de movimientos. Limitóse á pasitos deslizados en vez de saltados, pero no por eso se hizo menos notable su manera de bailar; á las señoritas y hasta á las señoras les parecía muy bien,
y por todos lados murmuraban: —Hay un joven que baila muy bien;

—Querido yerno, todo lo has de cri¬ ticar... á tus ojos nada hay completo.
—No es culpa mía, mamá; miré usted ese joven... apuesto á que se siente in¬
comodado con ese pantalón; se le cono¬
ce en la manera de andar. Cómo se va

hace pasos como en los bailes de teatro; es muy gracioso... eso es mucho más agradable que ver marchar adelante y atrás con rígido a-pecto, como hacen los
jóvenes de ahora.
Los hombres decían por su parte:

á componer para bailar?

—Qué gracioso es ese joven de los pa¬

—Oh! baila inny bien... tiene reputa¬ sitos!

ción de escelente bailarín.

—Es cosa de reventar ele risa.

—Otra prueba de que ese joven no I —En seguida hará piruetas y trenzados.

—Esejóven debe pretender entraren la Opera ó en la Puerta de San Martin.
Cuando tocaban una polka ó un wals, descansaba Anatolio, porque en estos bailes no encontraba medio de desple¬ gar sus gracias. Y mientras descansaba, oyó á un jóven que preguntaba á otro:
—Sabes si habrá cena?
—Sí, sí, cena magnífica; estoy seguro
de ello.
—Cómo lo sabes?
—Porque la señora Girasol lo ha dicho á mi ti a, que me ha recomendado no
coma muchos pasteles.
—Bueno es saberlo.
—Sí, ciertamente, bueno es saberlo—
se dijo Anatolio;—yo también rechazaré los pastelillos... Pero pasan ponche... AU! viva el ponche!... eso no impide
cenar.
En el rigodón siguiente, el bello bai¬ larín se lanzó algo más; apercibióse de que se agrupaban para verlo, y su amor propio quedó halagado por el efecto que producía. Pero cuando llegó el tercer ri¬ godón, Anatolio. que durante las polkas y los walses no. había economizado el ponche, se decidió á lanzarse por com¬ pleto y á mostrar todo lo que sabia.
A pesar déi pantalón, entregóse á to¬
do el ardor del baile, haciendo trenza-

dos y hasta piruetas. Todo el mundo
estaba maravillado. Las señoras estaban
admiradas, los hombres reian y algunos aplaudían. De pronto, en medio d« una pirueta empezada con vigor, oyóse un crugido y manifestóse una solución de continuidad en la parte posterior de la prenda indispensable... Anatolio, que se •ncontró más desahogado, hizo piruetas más pronunciadas, pero las carcajadas que partían do todos lados le advirtieron que ocurría algo extraordinario; los
hombres reian á mandíbula batiente, y
las señoras se alejaban ó se tapaban la cara con el abanico; algunas, sin embar¬ go, se manifestaban despreocupadas y continuaban mirando, cuando el ele¬
gante Arturo, que estaba contemplando á Anatolio, le tocó ligeramente en el hombro y le dijo á media voz:
—Señor mió, no creo que desea usted enseñar la parte posterior á la reunión, y eso es lo que va á suceder si continúa
bailando.
—Por qué dice V. eso, caballero? —Vea usted lo que le ha ocurrido á su pantalón. Birón llevó la mano al punto indicado, tocó la camisa que salía, y vió que podia penetrar libremente el aire por aquel si¬ tio. En seguida se puso rojo, y exclamó:

—Ah! maldito pantalón!.., debía ha¬ berlo previsto... es. tan flaco ese Adolfo!..
El elegante Arturo, que tenia el oido atento, oyó aquellas palabras, y dijo:
—El flaco Adolfo!... qué Adolfo? —Mi sastre, caballero, que es flaco, y cree que todo el mundo es como él... ¡Qué contratiempo! me divertia tanto aquí... —-También nos divertia usted mucho, porque tiene usted un modo de bailar
muy notable. —:Es usted muy amable, caballero. —Pero, ¿por qué diablos se manda
usted hacer pantalones ajustados? —Porque me parece que visten mejor. —En este momento el de usted produ¬
ce el efecto contrario.
—Me encontraba ahora tan bien! Ya
ha visto usted que no perjudicaba esto para el baile.
—Hemos visto multitud de cosas, y no deseamos ver más.
—Oh! pues á mí no me impediría
bailar esto.
—Pero impediria á las señoras bailar
con V.
—Verdad es... lo comprendo... es pre¬ ciso que me marche. Ah! qué contra¬
riedad!
Mucho trabajo costaba á Anatolio de-

2

SÓ L LEB

Editorial.

público sus-puertas, cosa que, como lle¬ vamos dicho, á ellos es á quienes en pri¬

mer término conviene; neg-arnos, por fas

3¡L APOÍOIWÈ ESPESAMOS

ó por nefas, tal protección seria un con¬ trasentido, seria apedrear su propio te¬

jado, lo que no es regular creer hagan

Demostrado que nuestra idea de esta¬ personas ilustradas.

blecer en esta, por iniciativa particular,5 ¿Y el Municipio?

un colegio de primera y segunda ense¬ Al pedirle protección no esperamos ni ñanza no es del todo descabellada, ter¬ queremos subvención alguna que au¬

minamos el artículo editorial en que lo mente los gastos anuales que pesan sobre

probamos con la pregunta de si cabe ó los fondos del común, que no hace falta

no esperar nos nieguen su apoyo las fa¬ para que tenga vida próspera un cole¬

milias que pueden y el Municipio que gio de primera y segunda enseñanza en

debe prestárnoslo, y prometimos exa¬ Sóller, contando con el apoyo que hemos

minarlo otro día-. A esto venimos boy.

invocado de las familias; pedírnosle, eso

Entendemos por familias que pueden si. primeramente un local espacioso y

no todas aquellas á quienes convendría capaz, como se necesita para que obten¬

esforzarse para tener en Sóller un centro ga realización el proyecto; después, que

de enseñanza de que hoy carecemos, sino baga en el mismo las reparaciones y

que únicamente las que, disponiendo de modificaciones indispensables para que

capital, las que'viviendo en una posi¬ quede un establecimiento decente, con

ción desahogada, tienen hijos, y consi¬ piezas claras y bien distribuidas para las

guientemente él deber moral y material clases, y últimamente que adquiera y

<de instruirles y educarles, facilitándoles facilite al colegio el mobiliario y mate¬

'otros conocimientos además de los de rial de enseñanza á medida que vaya

lectura, escritura y nociones de aritmé¬ haciendo falta. Lo primero le es suma¬

tica que se enseñan en las escuelas de mente fácil, puesto que local tiene de su

primera enseñanza, pues que se los exi- propiedad en ei Convento, y lo segundo

;ge la sociedad que frecuentan. Tales fa¬ y tercero podría hacerlo sin grandes

milias cumplen hoy el deber á que nos desembolsos, puesto que las reformas

hemos referido, no cabe duda, y hasta se habrían de ser insignificantes, y las si¬

'exceden, si se quiere, en su deseo de que llas, mesas, tarimas, mapas, esferas,

adelanten sus hijos en la enseñanza; por etc., es mobiliario y material de escaso

esto es tan crecido el número de los valor.

-alumnos que en varios colegios do la ca¬ pital y pueblos de la isla cursan, no solo das asignaturas del bachillerato, sino -que tambien¿jda¡¡ enseñanza elemental, por más que en el pueblo pudieran ad¬

Quizás se nos diga que este material no es todo el que la segunda enseñanza ne¬ cesita, pues que además será preciso ad¬ quirir los aparatos costosísimos para el gabinete de Física y formar un museo

quirirla. Pues bien,’el sostener im alumno fue¬
ra del pueblo en la etkul juvenil en que debe dedicarse al estudio exige, además de crecidos desembolsos, intranquilida¬

para la clase (le Historia natural. Es ver¬
dad. pero esto más adelante, y entonces ya propondremos el medio de adquirir ecouómicaé insensiblemente lo primero; el museo podrá formarlo paulatinamente,

des, ansias, que no pueden alejar de su •corazón los padres con todo el oro del mundo. Que cueste más ó menos dinero

por cuenta del Municipio, el colegio, pa¬ ra tenerlo, sino completo lo más rico posible cuando tenga de él necesidad.

ál mes, cosa es que poco lia de preocu¬ par á quien lo tiene y en nada mejor puede invertirlo; pero el privarse del gusto de ver á su lado, de prodigar sus cuidados al tierno niño, quizás único, y. lo sea ó no, siempre querido, expuesto á -enfermedades en las que lia de ser aten-

Con lo dicho ha de ganar el coinun de los vecinos que componen este pueblo, muchas cosas; primeramente la manu¬ tención y vestuario de los alumnos, que
representa una cantidad, pequeña ó grande, y que no saldrá ya del valle; después, los beneficios de la enseñanza

'dido por personas extrañas, que por más que le quieran será siempre su amor, comparado con el de los padres, como la claridad de la luna si se compara con la luz del sol-, esto sí lian de sentirlo y lo sienten todos, esto si ha de preocuparles

hechos extensivos á los hijos de familias
menos acomodadas, de aquellas que po¬ drán pagar 25 pesetas al mes, y las pa¬ garán con gusto, y no pueden por sa¬
crificios que bagan pagar 60 ó más, lo
cual ha de aumentar ei número de los

.y les preocupa en efecto.
Teniendo la enseñanza en Sóller, po¬
drían tener á su lado los padres á los pe¬ dazos de su corazón, de día y de noche, comiendo en su mesa y durmiendo bajo vi mismo techo; conocerían todos sus pasos y-podrían mejor estudiar sus in¬ clinaciones; disfrutarían con sus gracias infantiles y podrían vigilarles y repren¬ derles al apartarse de sus consejos; ten¬ drían la seguridad de que comen bien y visten con limpieza, etc., etc., y si algun <-iia les sobreviniera alguna enfermedad podrían atenderles y cuidarles con su insustituible cariño paternal.
Más si dejamos á un lado esos goces, osa tranquilidad de espíritu, esas satis¬ facciones del corazón, y nos atenemos á lo puramente*material, no podremos dejar de ver que bajo este otro punto de vista conviene también á los padres que cursen en ésta sus hijos. En el colegio de Sóller se fijará probablemente en 25 pesetas mensuales el importe de la ense¬
ñanza de cada uno de los cursos, sean po¬

que adquieran conocimientos superiores en beneficio de la localidad; y por últi¬ mo, para no alargar más este artículo continuando lo que todo el mundo sabe, tendrá de su propiedad un vasto museo, una blibloteca. una sala de aparatos y cuanto poco á poco y para un fin tan digno vaya adquiriendo, que serán su or¬ gullo y su gloria, y le darán derecho á figurar al lado de los pueblos cultos.
Del Ayuntamiento, diga® represen¬ tante del Municipio de Sóller, de este común de vecinos que. protegiendo al colegio, lia de protegerse á si mismo, esperamos la clase de apoyo que liemos indicado, y seguros estamos de ob¬ tenerlo, pues nos consta que la ¡gran mayoría de los concejales que lo forman aplauden nuestros propósitos y siénten¬ se dispuestos á secundarnos; negarnos tal apoyo en nombre de la honrosa re¬
presentación que llevan sería faltar al más sagrado de sus deberes.

cas ó muchas las asignaturas que com¬
prendan, y esto, con más los derechos de matrícula y los de exámenes, será el

Sección Científica

total de los gastos; fuera de aquí, y supo¬ niendo que sean iguales estos, que pue¬

ENSEÑANZA AGEÍOOLA

den también ser mayores, hay además

los de manutención y vestuario uniforme del alumno, y los imprescindibles viajes de éste-en cada una de las vacaciones,

y Certámenes.—Cuando falta instruc¬

amén do otra infinidad de viajes de los ción sólida, la vanidad suele ocupar un

padres, á quienes parece muy largo el •tiempo, sin verle, que media entre unas
y otras. Todo lo cual tenido cu cuenta,
creemos no será aventurado asegurar

lugar distinguido en las pasiones del hombre del campo, cuyo aislamiento, por lo común, le mantiene en sus prácticas rutinarias, á Jas cuales se apega y toma

que los ahorros se elevarían de 35 á 40 pesetas mensuales, cantidad que se hace respetable al multiplicarla por los meses del año y por el número de años que se
necesitan para cursar el bachiller, con
algunos más de preparación que vemos
emplean boy algunos que no tienen to¬ davía el examen de ingreso en la segun¬

tal cariño que no hay fuerzas bastantes para sacarle de sus errores.
Como estos individuos, entre nosotros,
manejan casi todos iguales herramien¬ tas, hacen unas mismas labores y, casi podríamos decir, se ocupan en idénticos cultivos, sin gastos de aprendizaje, vi¬ ven en paz y tranquilidad, repitiendo

da enseñanza.

siempre lo mismo, amos y gañanes, sin

La protección que esperamos de los : más discusiones ni incidentes que los

padres que -estas cantidades gastan y en de lamentarse los primeros de la falta

esa intranquilidad se sacrifican á vivir de rendimiento de sus campos, y de la

para bien de sus hijos, y délos que-, sien¬ mezquindad de su jornal los segundos.

do como ellos pudientes, no les lia toca¬ Nunca se preocupan por algo nuevo,

do aun el turno y les tocará en breve, es siempre sumidos en la ignorancia de lo

la sola de que les envíen al futuro colegio que pasa en otros países y que les sería

que piensa fundar y sostener la Redac¬ de provecho.

ción del Sjllsií, tan luego coma abra al

Ni la prensa con sus excitaciones, ni

el libro con sus teorías confirmadas por
la práctica, pueden abrirse paso entre nuestros campesinos, por la sencilla ra¬ zón de que no leen, si leen no entien¬ den, y si acaso entienden, ¡¡¡falta el crite¬ rio para «scoger y la confianza en las nuevas doctrinas para resolverse. Por mucha que sea la luz que irradie sobre ellos, siempre se quedan á obscuras. Su monotonía se ve interrumpida solamen¬ te durante los días de fiesta popular para concurrir á las corridas, aunque sea ba¬ jo un sol abrasador, y presenciar un certámen de agilidad en las caballerías que manejan y en sus compañeros de fatiga: por esto la fiesta del Patrono es aguada siempre si falta un par de pollastres que disputarse en buena lid.
Y si tanto puede una costumbre de tan poca miga ¿porqué no liemos de sa¬ car partido de ella en bien de todos, en especial de los que se le manifiestan tan apasionados, convirtiéndola en lio pa¬ lenque donde trabaje la fuerza física al par que la moral é intelectual? Al niño se le conduce por donde se quiere, al adulto es preciso guiarle sin violencia, aprovechando lo bueno de sus costum¬ bres para guiarle y mantenerle en el ca¬ mino del verdadero progreso que se ha¬ lla siempre en ei de la virtud.
Organícense fiestas cívico-religiosas, entre cuyos festejos haya varios premios
de relumbrón destinados al más hábil
manejo de instrumentos de labranza
antiguos; sean mayores los destinados al uso práctico de arados y máquinas (le moderna invención, y se habrá volado la mina de la indiferencia para todo progreso agrícola en el personal ocupa¬ do en labores del campo. El deseo de vencer en'la lucha que no se hará espe¬ rar, excitará la vanidad y esta moverá á los contendientes á pedir explicaciones y á fijarse en cosas, ejecutadas por los mismos todos los días, sin haberlas ad¬
vertido jamás, ni creerlas capaces de mejora y perfeccionamiento.
La dirección, profundidad, distancia é igualdad de los surcos, la sazón y volteo de las tierras y cuanto se refiera al buen
cultivo, serán los temas de las conver¬
saciones de esos honrados trabajadores que, sin conciencia de lo que practican, obran ahora como simples máquinas. Entonces las teorías del progreso agrí¬ cola germinarán en su inteligencia, co¬
mo la buena semilla en tierra sazonada:
entonces escucharán con gusto una con¬
ferencia, leerán con provecho un libro de agricultura, y podrá entregárseles el periódico del ramo para que se pongan
al corriente de todos los adelantos y
conquistas de la ciencia sobre los
campos.
Pónganse ternas prácticos sobre el arte de injertar, aventajando á los que, apar¬ te de su habilidad en las manipulaciones, den más clara explicación de lo que practiquen, enumerando las causas que pueden motivar un fracaso en el pren¬ dimiento, etc., y veránse multiplicar los buenos ingeridores, cuya escasez motiva pérdidas considerables en el desarrollo del arbolado y no pocas mermas en los intereses del propietario con el retraso de la producción de los plantíos.
Desígnese la poda ó escamonda de va¬
rias clases de árboles, en sus diferentes
edades, prefiriendo al po tador que sepa dar con acierto la razón del por qué ve¬
rifica los cortes en una rama y no en
otra, y se habrá dado un gran paso en el tan difícil y delicado arte de podar, entregado en el día á manos inexpertas y sin el menor conocimiento de las leyes de vegetación.
Por este camino hallará paso seguro
el progreso de la agricultura, y, empe¬ zando por crear buenos prácticos acaba¬ remos por extender la teoria hasta obte¬ ner un personal agrícola que reúna las dos cualidades de teórico y práctico, esenciales al buen agricultor.
No insistiremos en demostrar las
grandes ventajas que obtendría ol pro¬ pietario, llegando á disponer de un per¬
sonal ilustrado en la conducción de sus
fincas, y de las creces con que vería re¬ tribuidos los pequeños dispendios ó sa¬ crificios pecuniarios invertidos en pre¬
mios.
¿Se lian fijado nunca dichos señores en las consecuencias que llevan consigo
los errores cometidos en sus fincas, por
un ingeridor inexperto que, por descono¬ cer el estado de las savias en el patrón, en la pua ó en el escudete, les lia malo¬ grado el nuevo plantío en el momento
más crítico de la vida de los tiernos arbo¬
litos? ¿Han advertido el desorden que reina generalmente en sus campos con la desigualdad de porte, magnitud y esbel¬ tez de copa de las arboledas, á pesar de haberse verificado el plantío de una vez y en iguales condiciones? Pues todo se debe á las faltas cometidas por la impe¬ ricia del ingeridor: ya fuese por haber

cortado el patrón á deshora, ya fuese concurso celebrado el año 1885 en Kesz-

por haber colocado la pua ó el escudete sin haber adquirido antes le certeza de
que ambos se hallaban en estado hábil para el prendimiento.
No es el propietario quien ha de de¬ terminar el día para proceder al injerto, sino la misma planta que se ha de in¬ jertar, de la cual debe conocer el ingeri¬ dor el estado de la savia y no proceder
á los cortes, sin conciencia cierta de que
todo se halla en su verdadero punto: la
operación se malogra unas veces por es¬
casez y otras por exceso de savia; y de ello hay que dar la culpa á la impericia
del ingeridor. Y si del ingerto bajamos á la poda
¿cuántos desaciertos no tendremos que
lamentar? La forma viciosa de la copa,
su rotura, el desprendimiento de las ra¬
mas, la caries de los cortes, el extravío

thély (Hungría). Disputáronse la pri¬ macía las ciruelas llamadas de Agen, de Santa Catalina, quetsche de Hungría y quetselle de Metí. «Nuestro comité, son
palabras de Mr. Villasij catedrático de
agricultura en aquella localidad, se
componía de diez y siete ‘propietarios distinguidos, y no obstante las tenden¬ cias y la simpatía natural por la quetsclie de Hungría, después de dos horas y media de deliberación, se ha decidido para ser justos, por diez y seis votos
contra uno, que la ciruela de Agen es mas rolliza, más carnosa, mas suave
pero que la quetsche de Hungría, posee
aroma más fino.—La de Santa Catalina
es casi igual á la quetsche de Hungría, pero con cierto dejo de sabor más grato. —La quetsche de Metz es en todo y por
todo inferior».

de la savia y su conversión en madera en vez de fruto, serán los desperfectos que, á cada paso, se presentarán á nues¬

El árbol no reclama cuidados especia¬ les de cultivo, pero en cambio el fruto
los exige prolijos y delicados desde la

tra vista.
La educación de un ser inteligente es difícil, reclama conocimientos especia¬ les, y sabido es cuan pocos vuelven al
buen terreno una vez extraviados por
esta educación; pues, no dudamos en afirmar que menos enmienda admiten
las faltas cometidas en la educación de
las plantas, que tal puede llamarse á la

cogida hasta el modo de encajonarlo.
Se las coje perfectamente maduras,
se las lava si están terrosas por haber
caído al suelo, y extendidas sobre cañi¬
zos se las expone al sol durante un par
de dias á fin de que se evapore en parte
su agua de vegetación. Se pasan luego, sin moverlas de los zarzos ó cañizos, por
el horno común de pan cocer tres veces

poda de las mismas, una vez errado el corte de una rama. Si algo se logra des¬ pués, la corrección del mal siempre será con pérdida de tiempo y de dinero, y ol objeto primordial de todo cultivo es ob¬ tener mucho produto en poco tiempo.
Animarse, pues, y empecemos por
crear unas costumbres, que, empezando por una diversión, han de acabar por
una escuela, de la cual dichos certáme¬
nes serían el exámen general de sus

consecutivas, primero á la temperatura de 40 á 50 grados, después á la de 50 á 65, y por último á la de 80 á 90. Es con¬ dición precisa gran regularidad en el ca¬
lor, pues de lo contrario la piel se agrie¬ ta y la calidad del fruto desmerece. Ade¬
más, cada vez que salen del horno se colocan al aire libre para que se enfrien,
dando á cada ciruela media vuelta de
modo que la cara inferior apoyada en el cañizo quede libre y directamente ex¬

alumnos. Por algún punto hemos de puesta al calor.

empezar la obra de regeneración ó sea

Desde hace algunos años se van subs¬

de progreso en la g'ente de nuestros campos, y el que proponemos es el más económico, fácil y de admirables efectos.
José Rullá-n, Pbro.

tituyendo los hornos por estufas de día en día mejor entendidas y perfeccio¬
nadas.
Confitadas las ciruelas se almacenan
en locales secos y ventilados.

mi o,ian«<agcBB—
Ecos regionales

Antes de entregarlas á la venta se las
divide en clases que se distinguen por el volumen y peso. De la clase primera
entran 38 ó 40 en libra, de la segunda do 40 á 55, y así sucesivamente. Selec¬

CIRUELAS PASAS

ción tal hecha á mano sería larga y eno¬

josa. y por eso se emplean aparatos cuyos

Visto el rumbo que signe en Mallorca
el comercio de vinos, nuestro viñedo se
irá reduciendo paulatinamente á medi¬

principales órganos consisten en plan¬ chas perforadas ó con numerosos agu¬
jeros de diámetro correspondiente ácada
clase de ciruelas pasas.

da que la filoxera consume su obra des¬ tructora. Muchos propietarios desistirán
de reconstituir sus viñas con vides ame¬
ricanas, y vuelta la vista á los antiguos cultivos darán mayor vuelo á las plan¬ taciones de cereales, almendros, higue¬

Al encajonarlas se les aplana antes haciéndolas pasar por entre dos cilin¬ dros forrados de cautchuc, y por medio de otras máquiaus se les apisona algún tanto sin lastimarlas con objeto de que
.ocupen el menor espacio posible.

ras, aluaricoqñeros, etc. Oportuno es,

Tal es el minucioso esmero con que

pues, llamarles la atención, sobre un son tratadas y presentadas al consumi¬

frutal, muy común y perfectamente dor las ciruelas de Agen. Implica natu¬

adaptado á nuestro clima, pero mante¬ nido en desdeñoso olvido. Nos referimos
al ciruelo.
Sus frutas ó ciruelas, vendidas verdes

ralmente un gasto algo crecido, pero lo compensa el precio á que se venden. Se¬ gún Mr. Luis Brugiere, que ha estudia¬
do concienzudamente esta industria

ó vueltas pasas, dan origen en el ex- agrícola, un ciruelo empieza á producir

trangero á un comercio muy activo, y unos 3 kilógramos de frutos á los seis

son fuente de gran riqueza en diferentes años, 6 kilogramos desde los siete á les

comarcas agrícolas. Pocos datos bastan once, 12 de los once á los quince, 15 has¬

para comprobarlo. En el departamento ta los 19, normalizándose en lo sucesivo

francés de Lot-et-Garonne el censo agrí¬
cola de 1893 ha revelado la existencia de
2 millones 926,158 ciruelos en el distrito

su producción eu 11 kilógramos. Como 150 árboles espaciados 8 metros ocupan
una hectárea, rendirán anualmente cuan¬

(arrondissement) de Villeneuve d’ Agen y 2.823,158 en el de Marinan de. El «-alti¬ vo del árbol se halla, ademas, extendido por los departamentos limítrofes, y se calcula que las famosas ciruelas pasas de Agen, ó d’Ente dan pié cada año á un giro de 15 á 18 millones de pesetas.
A ejemplo de Francia se han dedicado posteriormente á su cultivo Bosnia y
Servia con resultados altamente satis¬
factorios. En 1887 esta última nación
exportó 412.957 quintales métricos, por valor de 8,520,793 pesetas, y la cosecha
de 1893 se calcula en unos 400.000.
No se han hecho sordos los Estados
Unidos á este lucrativo negocio, y desde
1891 no cesan en California, Nueva Jer¬
sey, Oregon y Connecticut de plantaren grande escala ciruelos de Agen.
La comarca de Santa Clara es el prin¬ cipal centro de producción, y la cosecha
de este año se ha evaluado en 40 millo¬
nes de libras (la libra norte-americana

do estén en plena producción, 2700 ki¬ lógramos de ciruelas verdes, ó sean 900
de ciruelas pasas, pues con la prepara¬ ción pierden dos terceras partos de su
peso. Calculados los gastos, (intereses del capital invertido, labores, abanos, etc.) cada 100 kilógramos de ciruelas verdes cuestan al propietario 6’56 pese¬
tas, y triple cantidad (19’68 ptas.) 100 de pasas; y tomando en cuenta que el pre¬ cio medio á que se venden deja un be¬ neficio de 17 ó 18 pesetas por quintal (50 kil.), concluye Monsieur Brugiere que la ganancia líquida por hectárea asciende á la suma de pesetas 32U84.
Aunque el cálculo sea algo optimista, no cabe la menor duda en que la indus¬ tria indicada constituye una fuente co¬ piosa de beneficios, de los cuales podrían
participar los mallorquines uniendo al
comercio de los higos pasos el de las ci¬
ruelas pasas.

es de 448 gramos). Y según estimacio¬

3. M.

nes fidedignas, el consumo de ciruelas

pasas en los Estados-Unidos excede

anualmente de 620 millones de libras,
por manera que distan mucho todavía Conocimientos útiles
el Oregon y la California para subvenir

á las necesidades de mercado tan enorme.

Como es consiguiente no todas las

El tsleetroacopio

variedades de ciruelos son aptas para dar buenas ciruelas pasas: este privile¬

Los periódicos norteamericanos dan

gio se reserva á alga a as castas cuya minuciosos detalle* del aparato inventa¬

bondad relativa pudo apreciarse en el do por M. León Le Ponteis, el cual sirve

para transmitir á largas distancias pin¬
turas y vistas de objetos fijos ó en movi¬
miento.
La idea de tal aparato está basada en el fenómeno fisiológico de la persisten¬ cia de las impresiones en la retina del
ojo humano. El transmisor se compone de una cá¬
mara oscura, ocupada no por una placa sensible, sino por un disco montado so¬ bre un eje y lleno de agujeros distribui¬ dos con regularidad, en forma de cir¬

en una vasija de cristal con agua, en la que se haya disuelto 125 gramos de sal por litro de agua; encima se coloca una capa de aceite de oliva, y así se conser¬
van más de un año.
Crónica Balear
(OJKA.DA A LA PRENSA DE ESTA PROVINCIA)

ta del ganado de desecho, se ha dispues¬ to que el jefe del escuadrón regional de cazadores de estas islas pueda incluir en la relación que debe elevar á la sección
de remonta hasta el número de cinco caballos para la venta.
Crónica Local

EN EL AYUNTAMIENTO.
Bajo la presidencia del Alcalde señor Pons, y con asistencia de los concejales Sres. Morell y Forteza se declaró abierta
la sesión el sábado último.
Fué leída y aprobada el acta de la an¬
terior. Entraron en el salón los Sres. Oliver
y Rnllan (D. Domingo).
Se dió cuenta de una circular de la

pió al devotó triduo á Jesucristo crucifi cado, que se continuará en los dias si¬ guientes.
Dias 21, 22 y 23 por la tarde se can¬
tarán los maitines de tinieblas.
Al anochecer del 22> procesión y luego
sermón del Mandato.
Dia 23 al anochecer el descendimiento
del Salvador, de la cruz, procesión y la soledad de la Virgen Santísima.

cunferencias concéntricas. Este disco, animado por un movi¬
miento de rotación, recibe los rayos lu¬ minosos que á través de los agujeros
pasan á una pila de selenio de sensibili¬
dad extraordinaria, que opera la conver¬ sión de aquellos rayos en corrientes eléctricas de intensidad proporcional.
Estos corrientes parten hasta un con¬ ductor microfónico, que influye en un

El viernes de la pasada semana, en el Circulo Mallorquín quedó constituida la sección de literatura, siendo nombrado Director honorario por aclamación don José M.a Quadrado, efectivo D. Juan Al¬
cover y Secretario D. Miguel S. Oliver, empezando inmediatamente los trabajos para su organización.

Postrados en cama y en estado de gra¬
vedad á consecuencia de un ataque apo¬
plético se encuentran nuestros amigos don Francisco Cabellas y Puig y don Juan Colom y Muntaner, desde el sᬠbado de la semana pasada el primero y desde el lunes de la presente este úl¬
timo.
Pésanos tener que dar cuenta en

Administración de Hacienda de esta pro¬ vincia interesando se resuelva el grava¬
men municipal que tiene el Ayuntamien¬ to derecho á imponer sobre el impuesto de carruajes de lujo. Acordóse no impo¬ ner recargo alguno sobre dicho impuesto, pues que no existe en esta localidad ninguno de les carruajes de referencia.
Se enteró de un oficio del Sr. Gober¬

ÍRfcegfstr© Civil
Nacimientos. Varones 1.—Hembras 3.—Total 4.
Matrimonios.
Ninguno.
Defunciones.

receptor telefónico modificado por la
adherencia de una cámara pequeña en¬
tre cada disco y de una cubierta que cierra herméticamente el teléfono. Una de estas cámaras se encuentra llena de
oxígeno y la otra de hidrógeno.
La variación de intensidad de la
corriente regula la velocidad de llegada de los gases, y por consecuencia, el bri¬ llo de la luz oxídrica que resulta de la mezcla por medio do un sistema de len¬

A sesenta ascendia el lunes el número de abonados á la série de tres conciertos
qfte con carácter privado ha de dar el quinteto Albeniz á principios de Abril.
La comisión organizadora mantiene el firme propósito de no aceptar más de
ochenta abonados. Se suscribe en el establecimiento de
los señores Pons y Bonet, Palma.
En Malión la carne ha experimentado

nuestra crónica de tan sensible desgra¬ cia, y nos alegraremos poder anunciar en breve el completo restablecimiento de
ambos enfermos.
Pícennos que el profesor de música D. Matías Menendez, director que fué
de la banda de la Sociedad Filarmónica
de esto villa, desde el fallecimiento de su
anciana madre tiene resuelto establecer¬

nador civil de esta provincia, traslado
de otro del Subsecretario del Ministerio
de la Gobernación, en que se indica ha¬ ber tenido por conveniente disponer que D. Andrés Pastor y Oliver, médico de visita de naves de este puerto, tempore¬ ro, cese en el referido cargo por haber sido acordada la supresión de la referida plaza desde l.° Marzo. Toda vez que no cuenta con medios la Corporación para

Dia 10.—D. Guillermo Deyá^ y Enséñat, de 60 años, casado, Manzana 38
Dia 13.—D. Antonio Pastor y Colom, de 59 años, casado, Vuelta Piquera.
Dia 16.—D. Lorenzo Mayo] y Arbona, de 54 años, soltero, calle de la Roma¬
guera.
Dia 15.—D. Vicente Arbona y Bauzá',
de 78 años, casado, calle de San Jaime.

tes y reflectores, dispuestos de modo lina notable rebaja puesto que en el día se de nuevo entre nosotros, y que se en¬ poder sufragar de fondos municipales el

que concentran la luz sobre un abanico ó pantalla, después de pasar á través de un disco perforado como el del trans¬
misor.
Como los movimientos de los dos dis¬ cos son isócronos, las mismas impresio¬ nes luminosas se producen en el punto
de partida que en el de ligada.
El agua caliente en la granja
En la casa de labor se necesita medi¬
camentos baratos y fáciles de hallar. El

8 se empezó á expenderla en todas las ta¬ blajerías al precio de 60 céntimos de pe¬ seta la libra de 400 gramos, en vez de los 70 á que hasta aquí se había vendido.
Practicando un reconocimiento por la
costa de levante los marineros de guerra
de la escampavía Flecha, fueron encon¬
trados en una cueva cerca del cabo Blan¬
co, cuarenta y siete bultos de tabaco los cuales embarcados en dicho escampavía, fueron llevados al puerto de Palma.
Los peritos designados para justipre¬ ciar la cantidad que las Sociedades use-

cargaría otra vez de la dirección de di¬ cha banda si el Ayuntamiento le señala¬
ra la subvención con que contribuyó en
otro tiempo al sostenimiento de la mú¬
sica mediante la enseñanza musical gra¬
tuita para los pobres de la localidad.
No nos cabe duda cíe que la Corpora¬ ción municipal, que conoce la necesidad
de que haya música en el pueblo y que es esto imposible no existiendo un di¬ rector, atenderá á nuestro amigo el señor Menendez, tan luego solicitó éste la pla¬
za vacante.

coste del personal y material necesario para el sostenimiento de la Dirección, ni tampoco el comercio de esta localidad atento á los escasos productos que se ob¬ tienen del mismo, y no siendo posible por otra parte el que quede sin Dirección de Sanidad este puertoj por cuanto la tototaüdad de los baques dé esta matrícula
sostienen el tráfico con el Extranjero y,
según la circular do la Dirección Gene¬
ral del ramo de 21 de Noviembre de 1889,
no pueden ser admitidos de dicha proce¬ dencia en los puerto $ donde tal Direc¬ ción no existe, lo cual seria en extremo

MOVIMIENTO DEL PUERTO
E M B A UC AGÍ O N ES FONO E A D AS
Día 10.—De Cindadela, en 2 dias, pai¬ lebot Comercio, de 38 ton. pat. D. Juan Mercadal, con 4 toar, y efectos.
Dia 11.—De Agde, eíl 2 dias, laúd 2.° Remedio, de 36 ton., pat. D. Juan Pons, con 6 mar. y lastre.
Dia 14.—De Laiíouvelle, en 2 dias-, laúd Naranjera, de 21 ton., pat. D. Si¬ món Arbona, con 5 mar. y lastre.

agua caliente tiene muchas aplicaciones patológicas, según doctores de varios países. La cefalalgia, por ejemplo, cede casi siempre á la aplicación simultánea del agua caliente en la nuca y en los pies. Una servilleta doblada, mojada en agua caliente, retorcida en seguida y aplicada al estómago, obra prodigiosa¬
mente contra los cólicos. Nada contiene
mejor una congestión pulmonar, una angina ó el reuma, que una aplicación oportuna de agua bien caliente. Para las neuralgias fáciles y dolor de muelas sir¬
ve de alivio una servilleta doblada, bien
empapada, y luego retorcida al tiempo de aplicarla á la cara. Un paño de frane¬ la empapado en ag'ua caliente y coloca¬
do alrededor del cuello de un enfermo
de crup, corta la tos y determina alivio notable. El agua caliente es excelente remedio contra los constipados si se to¬

gmradoras deben pagar al Ayuntamien¬ to de Palma como indemnización por el
incendio de la Casa Consistorial, han fi¬
jado en 65.000 pesetas la suma total. A la compañía «La Catalana» corres¬
ponde pagar 37,445 pesetas siendo el resto 27,555 á cargo de «El Fénix».
A tal punto llega la desgracia que persigue á los trabajadores de Felanitx, que los que carecían de jornal y eran turnados entre los muchos operarios del Ayuntamiento de aquella villa, lian te¬ nido que ser despedidos por haberse acabado los fondos de aquella corpora¬
ción.
El Exorno, é limo. Sr. Obispo de esta
Diócesis en la mañana del sábado cele¬
bro órdenes mayores particulares en la capilla de su Palacio.

El lunes, en el camino de Ca la* Ani¬ mas, en las inmediaciues de Can Canonet, volcó un carro de labor, cayendo desde el camino al huerto, á unos veinte palmos de profundidad.
Afortunadamente no acaeció desgracia alguna, ni hasta hubo ruptura, lo que
parece imposible; solo la bestia resul¬
tó con leves rasguños.
Más vale asi.
Tuvimos la satisfacción de saludar an¬
teayer en ésta á nuestro estimado amigo el ingeniero constructor de la fábrica del gas de este pueblo, D, José Ciervo Sin¬ clair, que había venido á Mallorca con motivo de la querella de injurias inter¬ puesta á dicho señor por D. Juan Bar-

perjudicial para los intereses generales de este pueblo; acordóse por unanimidad
recurrir á la citada autoridad civil por me
dio de atenta comunicación, á fin de que se digne impetrar del Gobierno de S. M. la gracia de que quede sin efecto la supre¬ sión de la Dirección de referencia, pol¬ los motivos eepresados y además por reunir este puerto las condiciones que es¬ tablece la R. CL de 8 de Agosto de 1889
para poder obtener dicho beneficio. Se dió lectura al proyecto de presu¬
puesto municipal ordinario de este dis¬ trito perteneciente ai próximo ejercicio económico de 1894 á 95. Fué aprobado y se acordó exponerlo al público en la Se¬ cretario por quince dias.
Por medio de instancias solicitaron los
vecinos D. Juan Estarellas y Pc«is á

Embarcaciones despachadas
Dia 12.—Para Cindadela, pailebot Comercio, de 38 ton., pat. D. Juan Mer¬ cadal, con 4 mar. y efectos.

ÍIAiTlMA HOMA

Palma 17, á las 3 tarde.

Banco dé España. . .

3Z3‘50

4 p § interior. .

íiñ. 68‘60

4 p g exterior. .

fin.

78£65

4 p g amortizable . o . oo’oo

Cabás.

109‘25

Coloniales. .

•

40’40

ma media hora antes de acostarse; y se¬ Fué promovido al Diaconado D. An¬ nils y Roura, la que se vió en juicio oral nombre de D. Antonio Arbona y Canals,

Cambios.

guido este régimen por algunos meses, llega á curar la dispepsia. Los dolores gástricos y las digestiones difíciles se curan ó corrigen absorbiendo cierta can¬ tidad de agua lo más caliente posible, ó
tomada ad lióilum en forma de infusio¬
nes. Asi se lava el estómago.
Contra los ratones
La ruda desecada á la sombra, pues al sol pierde la materia esencial caracterís¬ tica de esta planta, es, según un perió¬ dico inglés, el mejor preservativo contra
los ratones.
Eival de la seda
Los periódicos del Centro de América, llegados últimamente se ocupan con en¬ tusiasmo de un nuevo producto vegetal que, en opinión de inteligentes que han practicado interesantes ensayos, ha de competir ventajosamente eou la seda
hasta ahora conocida.
El origen de esa nueva materia que
abrirá anchos horizontes á la industria
siderúrgica, es también un gusano, que vive en un árbol muy abundante en las cordilleras que atraviesa la República del Salvador, y descubierta en 1880 por
el doctor Guzmán. Las fibras de esta seda examinadas
con el microscopio son inmejorables, aún comparadas con las mejores de la ludia,
Conservación de los espárragos

tonio Amengua! y Vidad y ai Presbite¬ rado los señores D. Miguel Rosselló y Llull, D. Juan Perelló y Pou, D. Miguel Tomás y Vicens y D. Jaime Martorell y
Cánaves.
Les felicitamos.

En la tarde del lunes se embarcaron
para Malión á bordo del vapor Menorca
los reclutas naturales de esto isla que
han sido destinados á los cuerpos de in¬ fanteria y artillería que guarnecen aquella ciudad.

La distribución de fondos del presu¬
puesto provincial correspondiente al corriente mes de Marzo es como sigue:
Fias. Cts.

Administración provincial . Servicios generales Cargas Instrucción pública. . . . Corrección pública Imprevistos
Obras diversas
Otros gastos
Movimiento de fondos. . .

. 6558-58 1758-33 229*08
. 4509-08 1591*66 1208-33
3250‘00
2091-66
.. 31474-84

La Tesorería de Hacienda pública do esto provincia ha advertido á las muni¬ cipalidades que deben al Estado cupos de consumos, que para su cobranza se procederá ejecutivamente contra los se¬ ñores alcaldes y concejales, si no los sa¬ tisfacen en el plazo de diez dias.

Ha sido resuelto favorablemente á la»
pretensiones del Ayuntamiento, el ex¬ pediente administrativo á que dio lugar la actitud de éste para con el Sindicato de rieg'os de la huerta de Palma en lo que hace referencia al aprovechamiento de las aguas de la Fuente de la villa.

los dias 9 y 10 del actual, y cuyo fallo fué completamente absolutorio para nues¬ tro amigo.
De lo que nos alegramos y por lo que
le felicitamos cordialmenta.
Después de larga y penosísima enfer¬ medad pasó ayer á mejor vida el conoci¬ do propietario D. Vicente Arbona y Bauzá, y en la mañana de hoy se han cele¬ brado en la iglesia Parroquial solemnes funerales eu sufragio de su alma.
Acompañamos á la familia del finado en el sentimiento, y unimos á las suyas
nuestras oraciones para que conceda
Dios á éste descanso eterno.
A pesar de haber manifestado dias pasados que el Ayuntamiento tenia el propósito de variar de dia para la cele¬ bración de las sesiones ordinarias, no lo ha hecho todavía, esperando para hacer la proposición que sea mayor el número de los concejales asistentes del que con¬ curre en la actualidad por causa del dengue, que ha obligado á muchos de ellos á guardar canta.
En la mañana de hoy se ha verificado en la Parroquial iglesia de esta villa la primera comunión, ceremonia solemne que ha estado como ele costumbre extra¬
ordinariamente concurrida.
Se ha repartido el pan de los ángeles á 73 niños y 85 niñas, total 158, y se han dirigido estos después á la Casa-Recto¬ ría, en donde se les ha obsequiado con el rollo tradicional que tanto Ies halaga.

D.a María Morell y Bernat, D. Bernardo Marqués y Bisbal, y D. Joaquín Bujosa j Mayol á nombre de D. Sebastian Bauzá y Socias permiso para hacer obras en los inmuebles que en dichas solicitudes se indican, y se acordó pasaran á la Comi¬ sión de Obras las de los tres primeros y al Ingeniero encargado de la carretera de Palma á este puerto la última.
Entró el concejal Sr. Mayol.
Dió cuenta la Comisión de Obras del dictamen emitido acerca de lo solicitado
por D.ft María Deyá y Bernat, y fué apro¬ bado, concediendo á esta el permiso.
Acordóse hacer varias obras de ornato
en el lavadero público de Biniaraix y
colocar un farol en la fuente. Acordóse de común acuerdo con el
propietario del terreno, que lo cede gra¬
tuitamente, ensanchar la calle do la Al¬ quería del Conde, reedificando de cuenta
del Municipio la pared de la finca. A propuesta de la Comisión de Obi¿as
se acordó aprobar las ejecutadas en la Torrentera y satisfacer al contratista las 180 pesetas que importan las mismas.
Y se levantó la sesión.
CULTOS SAGRADOS
En la iglesia Parroquial.—Mañana, dia 18, á las nueve de la misma, horas menores, bendición de palmas, procesión y la misa mayor con exposición, y por la tarde después de vísperas el Via-crucis
con los doce sermones.
Dia 19. Fiesta del Patriarca S. José: á las nueve y media horas y misa solem¬

París 8 días vista. . O 0 Londres 30 días vista . -,

2T25 30’61

P.

ffiJL CIAS
La Junta de Gfobierno de esta So¬ ciedad ha señalado los días 15, 16, 17, í 8, 19, 20, 21 y 22 del áctiíal, de diez á doce' de lá mañana, para el pago del 25.o dividendo p'asívo de 2‘50 pesetas por ac¬ ción, en el local que ocupan las oficinas de ésta Compañía, cálle de Buen Año
üém. 6 . Sóllér 7 Marzo de 1894.—El Pre¬
sidente, José Rullan.-—P. A. de la J. de G., Francisco Serra, Srio.

defensora sollerense
Debiendo proveerse, según acuerdo dé la Junta Directiva, la plaza de Conserje de esta sociedad, vacante por renuncia del que la desempeñaba, se hace público para conocimiento de los socios á quienes pueda convenir solicitar dicha plaza, arregladamente á las condiciones que es¬ tán de manifiesto en la Secretaría, en
donde deberán presentar sus instancias antes de las diez de la mañana del do¬
mingo dia 18 de Marzo próximo.
Sóller 28 de Febrero de 1894.—Efe
Presidente, Jaime Ripoll.—P. A. de 1* J. D., Miguel Colom, Srio.-

Para conservar dos espárragos se co¬ gen y se lavan muy bien con agua fría,

Próxima la época en que ha de proce¬

ne con sermón; por la tarde completas, procesión y el ejercicio mensiM al Santo

<

»■ >

después se dejan escurrir y se colocan derse por el arma de caballería á la ven¬

1 aiiinica. Al anochecer se dara pniici-*

4

SÚLLER

Ferias de Mallorca
ABRIL. —Domingo, 23, Sta. María.— HAYO, Domingo, 7, Sineu. (Fira de Maig). Miércoles, 10, Inca (Dijous bó). Bl Jueves, 11, es el día de la Ascensión, Domingo, 14, Sóller y Felanitx.—Id., 21, üansellas.—Id., .23, Manacor y Binisalem.—JULIO, Martes, 18, Felanitx.— .Martes, 25, Manacor.—AGOSTO, Do¬ mingo, 13, Sineu.—Lunes, .28, Felanitx, —SEPTIEMBRE, Domingo, 17, Manacor.—Id., 24, Felanitx,—OCTUBRE.— Domingo, l.°, Llummayor.—Lnnes, 2,
id., (firó).—Domingo, 8 y 15, Llumma¬ yor.—Id., 22, Inca y Felanitx.—Id., 29,
Inca.—NOVIEMBRE, Domingo, 5, In¬ ca,—Viernes, 10, La Puebla.—Sábado, 11, Alcudia.—Domingo, 12, P.ollensa y Muro.—Jueves, 1G, Inca, (Dijous M).— .Domingos, 19 y .26, Binisalem.
'Mercados de Mallorca
Los lunes, en Manacor: los martes, en

Montuiri: los miércoles, en Sineu: los
jueves, en Inca: los sábados, en Palma: los domingos, en Binisalem, Pollensa y
Sansellas.—En Inca siendo fiesta mayor el dia de mercado, se traslada al miérco¬ les anterior, lo mismo que el del Jueves
Santo. Además los jueves anteriores, intermedios y posteriores á las ferias no se celebra mercado. En Binisalem hay mercado de ganado lanar el martes de
la semana santa.
Perro-Carriles de Mallorca.
Servicio de trenes que regirá desde 1.°
de Abril de 1895
De Palma á Manacor y la Puebla, á las 7’50 ma¬ ñana, 2’15 y o‘-lO (mixto) tarde
Do Manacor á Palma, á las 3 (mixto), 7 mañana y ñ’30 tardo.
De La Puebla á Palma, á las 7“25 m. y 5‘40 tarde. De Manacor á La Puebla, á las 7 mañana y
5'30 tarde.
De la Puebla á Manacor á las 7*25 mañana, 2*30 y 5'40 (mixto) tarde.
Tren periódico, dias de mercado en Inca:
De Inca á Palma, á la 1 tardo.

CORREOS
Salidas de Taima.
Todos los martes para Barcelona á las cinco de la
tarde.
Todos los jueves para Valencia á las cinco déla
tarde.
Todos los viernes para Barcelona á las cinco de
la tarde.
Todos los domingos para Ibiza y Alicante á las ocho de la mañana, y á las siete cincuenta para
Barcelona.
Todos los miércoles á las dos quince de la tar¬ de para Mahón (Vía de Alcudia)
Todos los sábados á las cinco de la tarde tam¬ bién para Mahón.
Salidas áe Barcelona.—Todos los lunes y jueves á
las cinco de la tarde.
Salidas de Valencia.—Todos los viernes á las tres de la tarde.
Salidas de Alicante para Ibiza y Palma.—Todos
los martes á las doce de la mañana. Salidas de Ibiza.—Para Alicante todos los domin¬
gos por la tarde.—Para Palma: todos los miércoles á la madrugada.
Salidas de Mu/tó».—Para Barcelona todos los do¬ mingos á las ocho de la mañana (Vía de Alcudia).
Todos los miércoles á las cinco de la tarde para Palma.
SALIDAS DE SÓLLElt Los domingos á las 2 de la mañana y los demás
dias á las 4.
LLEGADAS Á SÓLLER
Todos los dias á las tí de la tarde.

ÚLTIMAS COTIZACIONES

DUROS

/La Solidéz: Valor nominal 100
m —Desembolsado 100
Si El Gas: Valor nominal 20—De-

sembolsado 1P50
2 ) Compañía de Navegación de Sóller:
g\\ Valor nominal 100—Desem11 bolsado 99 ^ J Compañía de Diligencias: Va-
>1 lor nominal 40. — Desem-

\\ bolsado 40

. .. .

OO’OO OO’OO
OQ‘Q0
00‘00

i Crédito Balear

104*00

í Cambio Mallorquín

60‘00

l Fomento Agrícola

62*00

g J Ferro-carriles de Mallorca .... 57*50

< \\ Alumbrado por Gas ^ I Salinas de Ibiza.

110*00
200*00

f Sociedad General Mallorquina . . 74*00

■NLa Isleña Marítima

49’00

/ 4 p§ perpétuo interior

68’35

sÍ4p§ exterior
S } 4 p§ amortizable

7815
77*80

<) Billetes hipotecarios de Cuba. . . 109’05

s / Banco de España

372?50

V Tabacos

nominal. 168’00

4 Po perpétuo exterior ... id. . 78’65

¡4pgperpétuo interior. . fin . 68’57 4pgamortizable

00’00

Billetes hipotecarios de Cuba. . . 109T2

Banco Hispano-Colonial . . fin. . 40’5o

Ferro-carriles del Norte. . . id. . 27’80

Francos

21’05

MERCADO DE INCA

Precios corrientes el 15 de Mano.

Almendrón. . . ptas.

Trigo. . . , .

Candeal .

.

.

.

•

,

Cebada del país . • ,
Id. forastera. . . • •

Avena del pais.

.

*

•

Id. forastera. , .

Garbanzos . . ,

Maíz .

.

.

.

.

•

Habichuelas blancas, ,

Id. negras . , . • «

Frijoles . , . . * •«
Habas para cocer. • . Id. ordinarias . . , ,

Id. para ganados. . ^

Higos pasos. . .
Cerdos cebados. . .

00*00 17*00 17*50 10ÚQ

42 klg. 70 lit

»

£

»

10*00 » * 9*50 » » 9*00 » »
22*00 »

12*00

24*00 » » 20*00 » » 22*00 »

19*00 »

17*00

15*00 00*00 00*00

»
» QQ.
a>

METEOROLOGÍA

'OBSERVATORIO DE D. JOSÉ BULLAN PBRO—CALLE DE S. PEDRO

OBSERVATORIO DEL PARO DE «PUNTA GROSSA»

TERMÓMETROS

MIAM TARDE VIENTO Atmósfera Plvio.

Manan Tarde Mañana

Tarde

Dirección Ter. !

Tcr

del 1 Bar. del Bar.

Fuerza

Ji.a .Seco. Hilo. Seco lid. r¡)
%

5*
M

«

cT

r° M

5*

Bar. Mil.* Bar. Mil.»

G.°"

(r.03

Tii M.a Trd. Mafia. Tarde Milis.

OBSERVACIONES

TERMÓMETROS. MAÑANA

TARDE

VIENTO

Atmósfera Pifio,

Termó¬

Termó¬

Anemó¬

y Mañana.

Tarde.

Dirección metro Baró¬ metro Baró¬

del

metro. del

metro

metro. n.o de vueltas

Baró¬

Baró¬

durante

Miia. Tde. M.a Tarde Milis, Máxi¬ ma.

Míni¬
ma.

Máxi¬
ma.

Míni¬ metro. Milí¬ metro. Milí¬ ma. Grados metros Grados metros

las 24 horas.

OBSERVACIONES

9 16 9 16 11 13‘2 iro 15'6 12’0 11 753 12 753 O. 1 N.

» c. c.

10 16 40 16 12 14*0 130 160 14*0 11 754 JO 7;>o O. ! N. » » Ll. D. 4

11 16 5 16 11 15*0 12*0 17*0 13*0 12 755 12 755 0. 0.

» I). I).

12 17 5 i 8 44 16'8 13*0 16*0 14*0 13 755 14 755 s. 0. » » D. D.

13 17 6 18 12} 14'0 12’0 17’0 14’8 13 753 13 751 0. 0. » s D. D.

14116 7 11 18I1P0 7'0 11'4 9'6 13 751 14 752 N. E. T » Ll. D. 5

15j 14 8 17] 12¡lT4]ir2 17’0 43*0 12 752 13 751 s. s. S s C. D.

Nieve.

9 15*5 8*8 16*2 10*5 14*5 753*2 15*0 753*2 0. 0. 16.900 c. c. 10 16*2 10*2 16*0 10*0 14*2 755*2 14*0 755*5 NE. NE. 21.835 Ll. c. 2 11 16*2 6*7 17*2 10*5 14*2 756*7 15*8 756*0 N. NO. 23.627 D. D. 12 17*6 7*0 15*9 10*5 14*2 756*6 15*0 756*0 NE. NE. 30.785 D. D. 13 16*0 7*2 17*6 10*6 15*0 753*6 16*3 750*9 N. N. 19.200 D. D. 14 17*4 4*6 13*8 4*6 15*1 751*2 15*0 753*6 E. NO. 73.260 Ll. D. 6 15 15*0 4*5 16*9 10*8 14*2 752*3 15*0 752*3 O. O. 52.750 D. D.

NOTA. Cuando la ensilla de la fuerza de los vientos está on blanco indica que la corriente era apenas perceptible, la S. indica que es suave, la F. fuerte, la T. tempestuoso y la U. uracanado.—E¡1 estado del eiolo, en la casilla Atmósfera, se señala por las iticíales: D. que indica despejado y C. cubierto.—Las horas do observación son: á las 9 de la mañana y á las 3 do la tarde.—Los termómetros están á la sombra.
OTRA. En el observactorio del «Paro de ja Punta Grossa, * los instrumentos están á 101 metros 620 milímetros sobre el nivel del mar.

Sección de Anuncios
Los anuncios que se iuserten en esta sección pagarán.- un céntimo de peseta por palabra, siempre que el tipo de letra no csceda del cuerpo 20;—2 céntimos, siendo e1 20 al 32;—6 céntimos del 32 al 48; y dél 48 arriba ¿ preoios conveocionales.

ERMANNO SGHILMNG, Ronda de San Pedro 8, BARCELONA

Nuevo motor OTTO

único legítimo, con distribución á válvula é inflamación per tubo

En estos motores se lia
suprimido el repartidor efec¬
tuándose la entrada de gas
y aire por válvulas.

COMPAÑIA TRASATLANTICA DE BMCEffll Sin ruido, sin calor y
sin liumo.
Servicio fijo y periódico por los vapores de esta compadia

MES DE MARZO DEL AÑO 1094
Línea de las Antillas, New-York y Veracruz.—El 10, de Cádiz, vapor CIU¬
DAD DE SANTANDER, para Puerto-Rico, Habana y Veracruz. El 20.—De Santander, vapor ALFONSO XIII, para Puerto-Rico, Habana y
Veracruz.
El 30.—De Cádiz, vapor MONTEVIDEO, para las Palmas, Puerto-Rico, Habana y Veracruz.
Línea de Filipinas.—El 2 de Barcelona, vapor SANTO DOMINGO, y el 30 de Barcelona, S. IGNACIO, para Port-Saind, Aden, Colombo Singapore y Manila.
Línea de Buenos Aires.—El 2 de Barcelona, y el 7 de Cádiz, vapor CIUDAD DE CADIZ, para Santa Cruz de Tenerife, Montevideo y Buenos Aires.
Línea de Marruecos—El 18 de Barcelona, vapor RABAT, para Málaga, Ceuta, Cádiz, Tánger, Larache, Rabat, Casablanca, Mazagán y Mogador.
Servicio de Tánger.—El vapor JOAQUIN DEL PIÉLAGO, saldrá de Cádiz
los lunes, miércoles y viernes para Tánger, Algeciras y Gibraltar retornando á Cádiz los martes, jueves y sábados.
En Sóller se admite el despacho de carga y pasajeros hasta su destino. Al tomar los pasajes se abonará el de Sóller á Barcelona. También se abonará d, los cargadores de esta Isla, una bonificación de 10 p§ sobre el importe del flete. Rebajas á familias y por pasajes de ida y vuelta. Para más informes, en Sóller, el representante de la Compañía, D. Jerónimo
Estades.

El único motor que no
está sujeto á reparaciones.
Las llamas del reparti¬ dor están reemplazadas por
inflamación por un luidlo
candente.
La distribución á vál¬
vula, la inflamación por tubo y el regulador de pén¬
dulo están privilegiados.
El nuevo motor «Otto» es
®1 mas indioado para bom¬
bas de elevación de agua y
en las fuerzas de 1 y 2
caballos se manda el motor
y bomba aooplados, cuyo re¬ sultado se garantiza.

El nuevo motor OTTO á
válvula es el más sencillo
y más económico de cuan¬ tos se conocen, reuniendo
la circunstancia de que to¬
das sus piezas están á la vista y por lo tanto se hace mas
fácil el cuidado del motor
hasta por la persona mas inesperta.
Careciendo el motor
OTTO modelo DY, de la distribución de corredera, es el único práctico en las po¬ blaciones donde no hay talleres de cerrajería me¬ cánica bien montados,
además de que el motor
OTTO á válvula no necesita
nunca de reparaciones, sin embargo, la casa dispone de personal muy experto para cualquier caso que se presentase.
La casa facilita planos é instrucciones gratis para el montaje y cuidado do
sus motores.
Para mas informes diri¬
girse á la Sucursal ('¡asmotoren -Fa brik-l)eu tz, -Ro nd a
de San Pedro n.° 8, Bar¬
celona, ó á su represen¬ tante en Sóller, D. Juan
Marqués y Arbona, calle
de San Bartolomé n.°17.

U ÜIMII

FUNDADA BIST 1SSS

''

Pesetas.

Capital
Reservas Primas á cobrar. .

lO.oilM)
ÍMOOO'OO 69.244.8i3fQ0

Toial de garantía

8094.813*00

Recaudación del ano 1802

1-i444.791 *00

Siniestros pagados el año 1802. . . 7.846.023*25 Siniestros pagados desde su fundación. 176.000.000*00

SUB-DIRECT0R EN MALLORCA:

1 lilHISH BE 1L6(8 MI

6ERPAARPAUERLA CSUILNTOMEDZECLLAA
IGLESIA. IRIOS DESDE UNA ONZA
Á CINCO LIBRAS DE PESO, Y ANTORCHAS GRAN¬
DES Y PEQUEÑAS.
Miguel OIItm Colom
Calle de la Rectoría n.° 21
KÓLLER.

DAMIAN FRONTERA

MÁYAGÜEZ (Puerto-Meo)

Almacén de calzado de todas
clases y objetos de peletería. Importaciones directas de los
principales mercados del mundo, renovadas quincenalmente.
Fábricas de curtidos y de calza¬ do ventajosamente conocidas, por
la excelencia de sus manufacturas en toda la Provincia.
Ventas al por mayor

CARRUAJE
A las personas que lo necesi¬ ten se les participa que tiene uno que reúne excelentes condiciones de limpieza, comodidad, etc., y
que en lo sucesivo lo tendrá des¬ tinado al trasporte de viajeros, poniéndolo á su disposición á pre¬ cios muy reducidos,
JUAN FORTEZA, en el Es¬ tanco de la plaza de la Constitu¬ ción.—SÓLLER.

Se alquila una casa
en calle muy céntrica de esta p®-
blación con ó sin mobiliario.
Es muy espaciosa y reúne muy
cómodas condiciones.
Informarán en esta imprenta.
LA MASCOTA
Novela popular por D. J. R*
del Valle.
Véndese en LA SINCERIDAD. —SÓLLER.
SOLLER.—Imp. de «La Sinceridad»